You are on page 1of 13

MANEJO DE RESIDUOS SÓLIDOS EN HOLANDA

*Adriana Yaneth Torres - **Juan Carlos Ortega Daza -***Marlon Álvarez Blanco -
****Wilson Angarita Castilla

* Arquitecta. Especialista en Planeación y Desarrollo.

** Ingeniero Químico. Especialista en Educación Ambiental. Docente INFOTEP.

*** Ingeniero Ambiental. Docente Universitario. UFPS.

**** Ingeniero Ambiental. Docente Universitario. UFPS.

RESUMEN

El presente documento es el resultado de un proceso de revisión bibliográfica que permitió


recopilar información en torno al manejo de los residuos sólidos en un País, en nuestro caso
particular, fue Holanda, perteneciente a la Comunidad Económica Europea.
Se realizó una descripción detallada de todas las etapas involucradas en dicho proceso,
señalando las fortalezas en cada una de ellas, a la vez que se comparó con lo desarrollado en
Colombia en esa materia, lo cual puso de manifiesto cual es la visión que al respecto se está
manejando actualmente en el País.
Los resultados de este ejercicio académico permitieron establecer que, en materia de manejo
de residuos sólidos, Holanda es uno de los países más avanzados de Europa y quizás del mundo,
con una política de manejo de los residuos sólidos soportada en 5 pilares fundamentales, que
tienen en cuenta entre otros: el orden de preferencia para la eliminación de residuos, estrictas
normas de tratamiento de los mismos, planificación a nivel nacional, responsabilidad extendida
del productor, y el uso de diversos instrumentos económicos y administrativos para estimular la
prevención y reciclaje.
Esto hace que la gestión de residuos sea de resaltar en este país, pues se evidenciaron unos
procesos en cuanto a separación en la fuente, recolección y transporte de los residuos sólidos,
que demuestran por qué son referentes a nivel internacional en esa área.
Holanda es un país donde más del 80% de los residuos sólidos son reciclados, lo que
evidencia que el proceso de recuperación de las materias primas producto de los mismos se hace
a gran escala, reflejando beneficios importantes al ambiente, y a la economía del país. Además
los desechos que no pueden ser reciclados se incineran para la generación de electricidad y vapor,
y debido a que la separación en la fuente de residuos orgánicos de hogares y mercados es
obligatoria, permite que hayan avanzado en gran medida en procesos de digestión anaeróbica y el
compostaje.
En contraste, el 85 % de los residuos sólidos en Colombia, van a los rellenos sanitarios,
mezclados, sin ningún tratamiento, lo que significa que se están desperdiciando alrededor de 9.5
millones toneladas de residuos anuales, que podrían integrarse a nuevos procesos de producción.
A pesar de contar con una normatividad específica sobre procesos de separación en la fuente,
clasificación y presentación de los residuos sólidos, los resultados no son los mejores, debido
muchas veces a que no se les está dando cumplimiento estricto a lo establecido en los PGIRS,
producto de la poca sensibilización ambiental por parte de los usuarios y a ineficientes
estrategias de seguimiento y control por parte de las autoridades ambientales.
No obstante a lo anterior, en la actualidad, se están dando señales de avances significativos
en ese sentido, como lo demuestra el hecho de estar pasando de una concepción enfocada a la
solución neta de los problemas de salubridad pública, a una visión de desarrollo sostenible del
servicio público de aseo, cuyo eje fundamental es el aprovechamiento integral de dichos
residuos.

ABSTRACT
This document is the result of a literature review process that allowed collect information
regarding the management of solid waste in a country, in our case, was the Netherlands,
belonging to the European Economic Community.
A detailed description of all the stages involved in this process took place, pointing out the
strengths in each, while compared with what developed in Colombia in this matter, which
revealed what the vision that respect He is currently driving in the country.
The results of this academic exercise allowed to establish that, in terms of solid waste
management, the Netherlands is one of the most advanced countries of Europe and perhaps the
world, with a policy of management of solid waste supported on 5 pillars, which have into
account include: the order of preference for waste disposal, strict processing thereof, national
planning, extended producer responsibility, and the use of various economic and administrative
instruments to encourage prevention and recycling.
This makes waste management is to highlight in this country, as both processes were evident
in terms of source separation, collection and transportation of solid waste, showing why they are
international benchmarks in this area.
Holland is a country where more than 80% of solid waste is recycled, which shows that the
recovery of raw materials proceeds thereof becomes large scale, reflecting significant benefits to
the environment and the economy. Moreover wastes can not be recycled are incinerated to
generate electricity and steam, and because the source separation of organic waste and household
markets is required allows have greatly advanced in anaerobic digestion processes and
composting.
In Colombia 85% of solid waste going to landfills, mixed, without any treatment, which
means they are wasting around 9.5 million tonnes of waste, which could be integrated into new
production processes.
Despite having specific regulations on processes of separation at source, classification and
presentation of solid waste, the results are not the best, because many times they are not being
given strictly to the provisions of PGIRS compliance product of little environmental awareness
by users and inefficient structures for monitoring and control by environmental authorities.
However, at present, they are showing signs of significant progress in this direction, as
evidenced by the fact that moving from a conception focused on the neat solution of the problems
of public health, to a vision of sustainable development of the public service grooming, whose
cornerstone is the integral use of such waste.
PALABRAS CLAVES: Volumen de desechos, gestión sostenible de los desechos, recolección
selectiva de flujos de desechos, responsabilidad extendida del producto.
INTRODUCCIÓN

La gestión de residuos sólidos, es un tema de preocupación en casi todos los países del
mundo. A medida que evolucionamos, la sociedad cambia su estructura, sus esquemas de
producción y de consumo, en tal sentido aumentan la producción de residuos en todo el planeta
siendo necesario desde la gestión ambiental realizar el manejo adecuado de los mismos.
La protección ambiental en la unión europea se ha convertido en un reto fundamental ya que
en las últimas décadas los ataques al ambiente han causado y continúan causando grandes
problemas ambientales, con repercusión en la calidad de vida de esta comunidad, lo que
contradice al acta única europea que pugna por el uso prudente y racional de los recursos
naturales que garanticen mejorar la calidad del medio ambiente y la salud de las personas.
(Velázquez, 2006).
La elaboración de este documento tiene como finalidad describir las condiciones en que se
lleva a cabo el proceso de manejo de los residuos sólidos en Holanda, en cada una de sus etapas
a fin de tener conocimiento amplio del porqué, este País está a la vanguardia a nivel mundial en
esta materia, y al mismo tiempo ir comparándolo con lo que se desarrolla actualmente en
Colombia.
Se abordan en primera instancia, los 5 componentes de la política sobre manejo de los
residuos sólidos utilizados en Holanda, partiendo de la base de que gran parte del éxito obtenido,
se debe a la aplicación de una estrategia mixta: educar, informar y concientizar, pero combinadas
con sanciones a quienes no se involucren, de tal manera que prevalezca el interés general sobre el
particular. (Huisman, 2014).
Analizada la política, se procede a determinar las condiciones en las que se llevan a cabo los
procesos de separación en la fuente, clasificación, presentación, recolección, transporte y
disposición final de los residuos sólidos.
Es evidente que la experiencia que tiene Holanda en materia de gestión de Residuos Sólidos,
lo hacen un referente para países como Colombia, que debe replicarla a fin de fortalecer sus
propias políticas al respecto, involucrando a todos los actores , compartiendo responsabilidades y
manteniendo estándares estrictos en cuanto al cumplimiento de la amplia normatividad existente.
METODOLOGÍA.

Para la realización del presente artículo, se realizó una selección de los documentos
bibliográficos que fueron tenidos en cuenta como fuentes primarias de consulta sobre el manejo
de residuos sólidos de un país, que para nuestro caso, fue el país de Holanda. Luego de un
proceso de contextualización teórica y la de revisión, análisis y evaluación de la información se
estructuró un artículo, que plantea los aspectos más relevantes en cuanto al manejo integral de los
residuos en ese país, buscando establecer de forma resumida y concisa, los avances en esa
materia, que permita tener un referente, para compararlo con nuestro país Colombia. Finalmente
se elaboran unas conclusiones reflexivas sobre el manejo de los residuos sólidos en el país
seleccionado, y se dan algunas recomendaciones que pueden aplicarse en nuestro País.

RESULTADOS Y DISCUSIÓN

Holanda es uno de los países más densamente poblados del mundo. Sin embargo, el
crecimiento poblacional es lento. Allí se encuentra un entorno vital muy agradable, por lo que
ocupan la cuarta posición en la Unión Europea en calidad de vida. La asistencia sanitaria
holandesa es una de las mejores del mundo en calidad, acceso, eficiencia, financiación y la media
de vidas sanas de la población general. (Oficina comercial digital de Holanda, 2015.)
Geográficamente se encuentra situada en Europa Occidental, junto al mar del Norte,
colindando con Bélgica y Alemania. Posee una Superficie de 33.800 km2, con una población
aproximada de 16.619.162 (en el 2010), con una densidad de 492 habitantes por km2.
Administrativamente está conformado por 12 provincias, 415 municipios y los territorios en
el extranjero de Aruba, Curazao y San Martín. Se incluyen las islas de Bonaire, Saba y San
Eustaquio situadas también en territorio de ultramar en la zona del Caribe.
Cada año dentro de la Unión Europea se producen alrededor de 2.000 millones de toneladas
de residuos procedentes de las actividades en centros urbanos, lo que significa que en promedio
cada europeo produce cerca de 550 kg, cifra que si bien, todavía sigue presentando diferencias
entre unos y otros países, por ejemplo en países como Dinamarca, Alemania, Francia, los Países
Bajos y Austria se generan niveles superiores a los 550 kg., mientras que Grecia, España,
Portugal y Suecia generan niveles más limitados, inferiores a los 400 kg. (Velázquez, 2006).
En materia de manejo de residuos, Holanda es uno de los países más avanzados de Europa y
quizás del mundo. La falta de espacio y una creciente conciencia ambiental obligó al gobierno
holandés a tomar medidas de forma inmediata para la implementación de políticas de gestión de
residuos que en las últimas décadas han generado un ambiente más limpio, más bello y más
saludable.
El cambio ha implicado organización, planeación, monitoreo y seguimiento, destacándose
como factor clave en el proceso, la fluida cooperación entre todos los niveles de Gobierno, a
escala municipal, provincial, e interregional, así como una buena coordinación y cooperación
con todos los involucrados, como empresas privadas y ONG’S. Una mirada a las estadísticas así
lo demuestran: de 60,4 millones de toneladas de residuos por año en ese país, el 80 % se recicla,
el 18 % se incinera y solo el 2 % se dispone en los rellenos sanitarios. (Keesman, Huisman &
Van den Berg, 2012).
Estas cifras contrastan categóricamente con las de nuestro país, a pesar de que el gobierno
nacional ha realizado ingentes esfuerzos para establecer una política en manejo de residuos
sólidos eficiente y acorde a los lineamentos que sobre este tópico se está implementando a
nivel internacional.
En Colombia se producen 11 millones de toneladas de basura al año (31.000 toneladas
diarias), de las cuales menos del 10 % se reciclan y el 85 % van a los rellenos, mezclados, sin
ningún tratamiento, lo que significa que se están desperdiciando alrededor de 9.5 millones
toneladas de residuos anuales, que podrían integrarse a nuevos procesos de producción.(Silva,
20014).
La Política de Manejo de los Residuos Sólidos en Holanda, se soporta en 5 pilares
fundamentales que demuestran porque han obtenido excelentes resultados en esta área, de
manera que se han convertido en referentes a nivel mundial:
1. Orden de preferencia para la eliminación de residuos (jerarquía de residuos).
En ese sentido, la estrategia utilizada apunta a evitar la generación de desechos tanto como
sea posible, recuperar las materias primas valiosas, generar energía mediante la incineración de
los desechos residuales, y si no hay alternativas, lo que queda se dispone en rellenos sanitario de
una manera amigable con el medioambiente. En resumen, se aplica una guía de principios desde
el comienzo que consisten en reducir, reutilizar y reciclar los residuos sólidos. El primer
principio, previene o limita la producción de residuos, de tal manera que los productos se diseñan
para la prevención y recuperación; para ello, se utilizan sustancias y materiales que posterior a su
uso tienen poco impacto negativo sobre el medio ambiente y permiten que se vuelvan a utilizar
(recuperación mediante la reutilización del producto), luego se aplica la recuperación a través del
material reciclable.
Es conocida la recuperación WE2, en la cual los residuos se emplean principalmente como
combustible o como otro medio para generar energía. También se aplica la incineración en tierra,
que es un método de eliminación de desechos.
2. Estrictas normas de tratamiento de residuos.
Se introdujeron en el país estrictos estándares, combinados con estrategias de educación,
información y concientización. Se expidieron normas para: la protección del suelo de rellenos,
para la calidad de los materiales de construcción, para la calidad del aire para la incineración,
para la calidad de fertilizantes orgánicos, y para la prohibición de vertido en rellenos sanitarios
de 35 flujos de residuos, que básicamente son los adecuados para ser recuperados o incinerados.
3. Planificación a nivel nacional (en estrecha colaboración con autoridades locales)
En 1990 fue creado el Consejo Holandés de Manejo de Desechos (Waste Management Council )
sobre la base de un acuerdo voluntario entre los tres niveles de gobierno para lograr un enfoque
común y coherente para el desafiante manejo de residuos. Hoy en día, el consejo ya no existe,
debido a que todos sus objetivos se cumplieron, no obstante, la cooperación entre los diferentes
niveles de gobierno aún existe en cuanto a la definición de políticas, aplicación y cumplimiento.
4. Responsabilidad extendida del productor:
La REP significa que los productores o importadores son responsables o comparten la
responsabilidad para el manejo de los productos al final de su vida útil. Esta responsabilidad
puede ser acordada voluntariamente, apoyado por el gobierno con una tarifa universal de gestión
de desechos si así se desea, o por medio de una legislación.
5. Uso de diversos instrumentos (económicos) para estimular la prevención y reciclaje.
Hay varios instrumentos financieros disponibles, tales como son los impuestos sobre rellenos
sanitarios y los sistemas de tasas basadas en el volumen de desechos. En la actualidad, la cuota
para desechos combustibles en Holanda es de 107 euros por tonelada. Los costos totales de los
rellenos sanitarios por disponer una tonelada de desechos combustibles, incluyendo los costos de
operación, ascienden aproximadamente a 120 Euros.
Otro instrumento financiero que algunos municipios utilizan para los desechos domésticos es
el sistema de tasa basado en el volumen de desechos, también conocido como carga de residuos
variable. En el 2010, el promedio de los hogares en los Países Bajos pagó 250 Euros en dichas
tasas de desechos.
Por último, pero no menos importante: la gestión sostenible de los desechos se considera
imposible sin una adecuada aplicación de la legislación. En este sentido, en Holanda se está
desarrollando un sistema extensivo de seguimiento y monitoreo de desechos para apoyar la
aplicación de la legislación.
En Colombia existen debilidades en cuanto los procesos de seguimiento y monitoreo de los
programas de gestión de los residuos sólidos, pues a pesar de que se tienen contemplados
lineamientos claros sobre estímulos y sanciones, estos se quedan en letra muerta, muchas veces
porque no han sido debidamente socializados, los usuarios hacen caso omiso de los mismos, o
las sanciones no son ejemplarizantes.

PROCESO DE SEPARACIÓN EN LA FUENTE, RECOLECCIÓN Y TRANSPORTE


DE LOS RESIDUOS SÓLIDOS EN HOLANDA.
Los ciudadanos, las empresas y los municipios separan sus residuos de manera eficiente. Los
residuos son presentados en contenedores, los cuales están dispuestos en todas las formas y
tamaños: desde las jaulas de rodillos simples a los contenedores subterráneos. Los contenedores
proporcionan un almacenamiento eficiente, existen trituradoras móviles en el lugar que entregan
los materiales de una vez organizados, con el fin de optimizar el reciclaje y el transporte.
Los residuos que no se separa en origen, se separan en los sistemas de clasificación avanzada
o por recolección manual, en las grandes salas con equipos de separación al detalle en las que se
obtiene un flujo útil, al final, solo queda una pequeña corriente residual.
Se cuenta con un sistema accesible y de gran calidad de recolección; sistemas para la
recolección selectiva de flujos de desechos varios, como son los desechos orgánicos, papel y
cartón, plásticos y vidrio. Además, cada municipio debe tener un lugar donde la gente puede
llevar y separar sus desechos, denominados centro de acopio público.
Hoy en día en los Países Bajos, especialmente en los centros de las grandes ciudades, los
contenedores terrestres han sido sustituidos por contenedores subterráneos en los cuales los
habitantes pueden poner papel, vidrio, residuos de plástico y residuos para reciclaje. Este sistema
es estéticamente agradable, más higiénico y sobre todo más eficiente.
La Asociación de Gestión de Residuos está en constante mejoramiento para garantizar la
sostenibilidad del transporte. Cada vez cuenta con vehículos que hacen la recogida que funcionan
con biogás extraídos de los mismos residuos después del respectivo tratamiento.
En este proceso es muy importante aumentar la consciencia de la comunidad: para esto son
esenciales la comunicación y la educación. La participación del público en general y una
adecuada retroalimentación acerca de los resultados de los programas juegan un papel decisivo en
el éxito que se pueda lograr en este proceso.
En Colombia, a pesar de que contamos con normatividad específica sobre procesos de
separación en la fuente, clasificación y presentación de los residuos sólidos, los resultados no son
los mejores, debido muchas veces a que no se les está dando cumplimiento estricto a lo
establecido en los PGIRS, producto de la poca sensibilización ambiental por parte de los
usuarios y a ineficientes estrategias de seguimiento y control por parte de las autoridades
ambientales.

RECICLAJE, APROVECHAMIENTO DISPOSICIÓN FINAL DE LOS RESIDUOS


SÓLIDOS.
En un país donde más del 80% de los residuos sólidos son reciclados, hace suponer que el
proceso de recuperación de las materias primas producto de los mismos se hace a gran escala, lo
que se refleja no solo en beneficios para el medio ambiente, sino también, para la economía.
Los procesos de reciclado son de alta calidad, ya que están sujetos a mecanismos de
adecuación para materia prima, a fin de incorporarlas nuevamente al ciclo productivo.
Al contrario de otros países, Holanda, tiene una sola organización de recuperación para cada
flujo de residuos, entre los que están el reciclaje de carros, de los desechos electrónicos, la
recolección/reciclaje de los residuos de envases, incluidos los plásticos, y la recolección/reciclaje
de baterías.
Los desechos que no pueden ser reciclados se incineran para la generación de electricidad y
vapor, en ciertos casos, para redes de calefacción centralizadas. Debido a la tecnología de punta
utilizada, no existe riesgo de emisiones de sustancias peligrosos como la dioxina, ya que las
instalaciones cumplen altos criterios de eficiencia energética; son reconocidas como WE2,
(energía a base de residuos).
Debido a que la separación en la fuente de residuos orgánicos de hogares y mercados es
obligatoria, los holandeses tienen una larga experiencia en lo que se refiere a la digestión
anaeróbica y el compostaje. Los residuos orgánicos también pueden ser digeridos en un sistema
cerrado y pueden ser utilizados para generar electricidad o ser convertidos en gas natural.
La disposición final de los residuos sólidos en rellenos sanitarios es la última opción aplicada
en Holanda, lo cual se evidencia con que solo el 2% de ellos se disponen en este tipo de
instalaciones.
Las difíciles condiciones geo-hidrológicas de Holanda, su poca área superficial, la presencia
de aguas subterráneas, y estar a nivel del mar, se convirtieron en una gran oportunidad para sacar
el máximo provecho de los residuos allí dispuestos. Los rellenos sanitarios están diseñados con
altas especificaciones técnicas en cuanto a la utilización de materiales de recubrimiento que
impiden la contaminación de los suelos y aguas subterráneas; así mismo, son esenciales en la
recuperación de biogás y captura de gases nocivos para la salud y el medio ambiente.
De igual manera, el biogás generado, previos procesos de depuración es reincorporado a la
red de distribución de gas natural, e incluso, para la generación de electricidad.
Con respecto al tratamiento de residuos peligrosos, los holandeses cuentan con
infraestructuras integradas con diferentes técnicas de pirolisis, hornos rotatorios y una planta de
tratamiento de aguas, donde procesan flujos de residuos de suelo contaminado (más de 1 millón de
toneladas al año), lodos, residuos peligrosos, pinturas, mercurio, lixiviados otros efluentes.
A diferencia de Holanda, en Colombia la disposición de residuos sólidos en rellenos sanitarios
parece ser una alternativa más viable económicamente, de ahí que las autoridades ambientales
le están apostando a tener una oferta de rellenos sanitarios que satisfaga las necesidades de la
población, lo cual implica grandes retos en la validación de tecnologías de punta.
La experiencia Holandesa sienta un precedente importante y digno de replicar en países
como Colombia, en la medida en que se efectué un cambio desde la concepción misma de la
política de gestión de residuos sólidos utilizadas en el país, a una nueva, enfocada en un
adecuado diseño y manejo de los materiales y las diferentes cadenas de suministro en forma
ambientalmente amigable, conjugando estrategias de educación y concientización ambiental, con
el cumplimiento estricto de la normatividad.
CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES

1. Dentro de la unión europea, Holanda se convierte en un país donde el manejo de los


residuos sólidos es un ejemplo de aplicación efectiva de política y de sensibilización
cultural, que permite la obtención de excelentes resultados en este tema.

2. La cultura de separación en la fuente, de la presentación de los residuos y de un


sistema para la recolección selectiva de flujos de desechos varios, fortalece en gran
medida el manejo integral de los residuos en el país; Holanda se convierte, de acuerdo
a su gestión en residuos sólidos en un país ejemplo en tema de reciclaje,
aprovechamiento disposición final de los residuos sólidos, pues más del 80% de los
residuos son reciclados.

3. En Colombia el 85 % de los residuos sólidos van a los rellenos sanitarios, mezclados,


sin ningún tratamiento, lo que significa que se están desperdiciando alrededor de 9.5
millones toneladas de residuos anuales, que podrían integrarse a nuevos procesos de
producción.
4. Las altas especificaciones técnicas de los rellenos sanitarios en Holanda, han
permitido avanzar en procesos de digestión anaeróbica y el compostaje, en procesos
de incineración para generar electricidad y la recuperación de biogás, orientando el
manejo con visión de valorización, y, dando como resultado una eficiencia en el
manejo, que redunda en la protección del ambiente y convirtiéndose en instrumentos
financieros, que soportan económicamente todas estas estrategias de gestión
ambiental.
5. En Colombia, la disposición final de residuos sólidos en rellenos sanitarios es una
opción viable económicamente, pero que requiere la validación de tecnologías de
punta, para que este proceso sea eficiente y amigable con el medio ambiente.
6. En materia de gestión integral de residuos sólidos en Colombia, se destaca el hecho
de estar pasando de una concepción enfocada a la solución neta de los problemas de
salubridad pública, a una visión de desarrollo sostenible del servicio público de aseo,
cuyo eje fundamental es el aprovechamiento de dichos residuos.
7. Es recomendable que las autoridades ambientales en el país efectúen un seguimiento
eficiente a los PGIRS, a fin de establecer controles estrictos en cuanto al cumplimiento
de lo establecido en ellos.
8. La incineración y la generación de energía a partir de los residuos sólidos en
Colombia, es una alternativa que vale la pena analizar desde el punto de vista
económico y ambiental.
9. La implementación en el país de la REP, supone una estrategia fundamental para
reducir los impactos ambientales generados por los residuos sólidos, a la vez que
comparte responsabilidades con los productores de los mismos.
10. Se deben implementar estrategias que permitan fortalecer la concientización
ambiental de la comunidad a través de canales efectivos de comunicación y la
educación. La participación del público en general y una adecuada retroalimentación
acerca de los resultados de los programas juegan un papel definitivo en los resultados
que se puedan obtener.
REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS.

Han van Rijssen. (s.f.). http://www.verenigingafvalbedrijven.nl. Recuperado el 13 de agosto


de 2015, de http://www.verenigingafvalbedrijven.nl/afvalmanagement/recycling-en-
inzameling/recycling.html
HERRERA, JAVIER SILVA;. (14 de julio de 2014). http://www.eltiempo.com. Recuperado
el 13 de Agosto de 2015, de http://www.eltiempo.com/estilo-de-vida/ciencia/aprovechamiento-
de-residuos-solidos-en-holanda/14238156.
Holland Pioneer in international Business. Manejo de Residuos en los Países Bajos.
Recuperado el 14 de Agosto de 2015 en
https://www.b2match.eu/system/holanda/files/Brochure_pags_1_12.pdf?1367683323
Keesman, Bert; Huisman, Herman; Van den Berg, Sophie; (2012). Gestión de Residuos
Sólidos en Holanda. slideshare.net. (N. A. environment, Productor). Recuperado el 13 de Agosto
de 2015, de http://es.slideshare.net/albertkeesman/holanda-gestin-integral-de-residuos
Oficina Comercial Digital de Holanda. (14 de Agosto de 2015). http://www.holanda.es/.
Obtenido de http://www.holanda.es/es/negocios-con-holanda/sobre-
holanda/informaci%C3%B3n-sectorial/tecnolog%C3%ADa-medioambiental
Velázquez, P. A. C. (2006). Gestión ambiental y tratamiento de residuos urbanos
(manuscrito): propuesta para la zona metropolitana de Guadalajara a partir de las experiencias de
la Unión Europea. España: Universidad Complutense de Madrid. Recuperado el 22 de Agosto en
http://eprints.ucm.es/6492/1/ucm-t29577.pdf