You are on page 1of 3

BASES LEGALES

El presente análisis llevará un contenido de los fundamentos legales de la República Bolivariana De


Venezuela, empezando por la carta magna del país que no es más que la Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela (2000).

En su artículo 19 establece:

…” El estado garantizará a toda persona, conforme al principio de progresividad y sin


discriminación alguna, el goce y el ejercicio irrenunciable, indivisible e interdependiente de los
derechos humanos su respeto y garantía son obligatorios a los órganos del poder público de
conformidad con esta constitución, con los tratados de derechos humanos suscritos y ratificados
con la república y con las leyes que los desarrollen”

En este artículo se específica las funciones del estado como garante de los derechos de todas las
personas que habitan en el territorio de la República Bolivariana de Venezuela, siguiendo las
directrices de los tratados de derechos humanos bajo el aval de los órganos del poder público,
esto implica que el Estado debe ser encargado de velar por el respeto de los derechos constituidos
en la carta magna de la República Bolivariana de Venezuela.

En el Art. 78 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (2000) reza lo siguiente:

…” Los niños, niñas y adolescentes son sujetos plenos de derecho y estarán protegidos por la
legislación, órganos y tribunales especializados, los cuales respetaran, garantizaran y desarrollarán
los contenidos de esta constitución, la convención de los derechos del niño y demás tratados
internacionales que en esta materia hayan suscrito y ratificado la república. El estado, la familia y
la sociedad aseguraran, con prioridad absoluta, protección integral, para lo cual se tomará en
cuenta a su interés superior en las decisiones y acciones que le conciernen. El estado promoverá
su incorporación progresiva a la ciudadanía activa y creará un sistema rector, nacional para la
protección integral de los niños, niñas y adolescentes.”

En este articulo se le da al niño y al adolescente la calidad de sujetos plenos de derecho, además


de que el estado, la familia y la sociedad asegurarán a través de los órganos y tribunales
especializados el respeto y garantía de los derechos constituidos en la Carta Magna de la República
Bolivariana de Venezuela y la convención de los derechos del niño.

La Ley Orgánica para la Protección de Niños, Niñas y Adolescentes (2007). Establece en su capítulo
I, art. 2, define a la etapa de la adolescencia de esta manera: “Se entiende por adolescente toda
persona con doce años o más y menos de dieciocho años”

En esta ley se establece en el artículo 32 la responsabilidad del estado, de la familia y de la


sociedad en general a no permitir que no le sean violados los derechos de los niños(as) y
adolescentes, así como de ofrecerle atención integral a todo aquel que lo necesite
“Todos los niños y adolescentes tienen derecho a la integridad personal. Este derecho comprende
la integridad física, psíquica y moral.

Párrafo primero: Los niños y adolescentes no pueden ser sometidos a torturas, ni otras penas o
tratos crueles, inhumanos o degradantes.

Párrafo segundo: El estado, la familia y la sociedad deben proteger a todos los niños y
adolescentes contra cualquier forma de explotación, maltratos, torturas, abusos o negligencias
que afecten su integridad personal, el estado debe garantizar programas gratuitos de asistencia y
atención integral a los niños, niñas y adolescentes que hayan sufrido lesiones a su integridad
personal.”

Esta ley establece en su artículo 44, la protección a la maternidad por parte del estado,
garantizando programas de atención dirigido a todas las niñas y adolescentes embarazadas o
madres.

“El Estado debe proteger la maternidad, A tal efecto, debe garantizar a todas las mujeres servicios
y programas de atención, gratuitos y de la más alta calidad, durante el embarazo, el parto y la fase
post natal. Adicionalmente, debe asegurar programas de atención dirigidos específicamente a la
orientación y protección del vínculo maternofilial de todas las niñas y adolescentes embarazadas o
madres.”

Es así que la LOPNNA, también establece en su art. 50, establece lo siguiente:

…” Todos los niños y adolescentes tienen derecho a ser educados e informados, de acuerdo a su
desarrollo en salud sexual y reproductiva para una conducta sexual y una maternidad y paternidad
responsable, sana, voluntaria y sin riesgos. El estado con la activa participación de la sociedad,
debe garantizar servicios y programas de atención de salud sexual y reproductiva a todos los niños
y adolescentes. Estos servicios y programas deben ser accesibles económicamente, confidenciales,
resguardar el derecho de la vida privada de los niños y adolescentes y respetar su libre
consentimiento basada en una información oportuna y veraz. Los adolescentes mayores de 14
años de edad tienen derecho a solicitar por sí mismos y a recibir estos servicios.”

Por lo que en esta etapa es indispensable la educación en cuanto a la sexualidad y cómo prevenir
que estos adolescentes transiten de esta fase a la adulta, de manera normal y a una adolescente
embarazarse, interrumpe este ciclo normal, por lo tanto llega a la situación objeto de estudio del
tema planteado como lo es los programas y sesiones educativas para prevenir o disminuir los
embarazos a temprana edad.

En el artículo 57, de la Ley Orgánica para la Protección de Niños Niñas y Adolescentes (2007),
señala:

“La disciplina escolar debe ser administrada de forma acorde con los derechos, garantías y deberes
de los niños y adolescentes. En consecuencia:
a) Debe establecerse claramente en el reglamento disciplinario de la escuela, plantel o
instituto de educación los hechos que son susceptibles de sanción, las sanciones aplicables
y el procedimiento para imponerlas;
b) Todos los niños y adolescentes deben tener acceso y ser informados oportunamente, de
los reglamentos disciplinarios correspondientes;
c) Antes de la imposición de cualquier sanción debe garantizarse a todos los niños y
adolescentes el ejercicio de los derechos a opinar y a la defensa y, después de haber sido
impuesta, se les debe garantizar la posibilidad de impugnarla ante autoridad superior e
imparcial;
d) Se prohíben las sanciones corporales, así como las colectivas;
e) Se prohíbe las sanciones por causa de embarazo de una niña o adolescente;

El retiro o la expulsión del niño o adolescente de la escuela, plantel o instituto de educación solo
se impondrá por las causas expresamente establecidas en la Ley, mediante el procedimiento
administrativo aplicable. Los niños y adolescentes tienen derecho a ser reinscritos en la escuela,
plantel o instituto donde reciben educación, salvo durante el tiempo que hayan sido sancionados
con expulsión.”