You are on page 1of 14

Teoría de las Ondas de Elliott

La Teoría de las Ondas de Elliott representa el desarrollo de la teoría de Dow que es muy
bien conocida. Puede ser aplicada a cualquier activo de trading libre, pasivos o bienes
(acciones, obligaciones, petróleo, oro, etc.). La teoría de las ondas fue propuesta por el
contable Ralph Nelson Elliott en su monografía "Principio de las Ondas" publicada en el año
1938.

Tras su jubilación, y mientras padecía una enfermedad muy grave, Elliott se dedicó a
estudiar los gráficos de cotizaciones bursátiles esperando descubrir un método que le
permitiese determinar las leyes de comportamiento del mercado. Después de haber
realizado un serio trabajo, llegó a la conclusión de que el mercado, siendo el producto de
psicología de masas, tenía que seguir algunas leyes.

La Teoría de las Ondas de Elliott se basa en ciertas leyes cíclicas constantes en la psicología
de comportamiento de la gente. Según Elliott, el comportamiento de los precios del
mercado se puede determinar y visualizar claramente en el gráfico en forma de las ondas
(una onda es un movimiento de precios muy explícito). En la Teoría de las Ondas de Elliott
se dice que el mercado puede encontrarse en dos fases amplias – mercado alcista (toro) y
mercado bajista (oso).

Además, Elliott supone que todos los movimientos de los precios en el mercado se dividen
en:
 cinco ondas en dirección de la tendencia principal (ondas 1-5 en Fig.1);
 tres ondas en dirección opuesta (ondas A, B, C en Fig. 1).

A su vez, las ondas se dividen en:
 las ondas de impulso que crean una tendencia dirigida (alcista o bajista) y hacen que
el mercado se mueva con bastante actividad (ondas 1, 3, 5, A, C en Fig. 1);
 las ondas correctivas (retrocesos) que se caracterizan por el movimiento en contra de
la tendencia (ondas 2, 4, B en Fig. 1).
Figura 1.

En la Teoría de las Ondas de Elliott se utiliza el principio de subdivisión de las ondas. Es
decir, cualquier onda forma parte de la otra más larga, y a su vez se subdivide en las ondas
más cortas (Figura 2). Cada onda se divide en 3 o 5 ondas. Esta división depende de la
dirección de la onda grande cuya parte está formando.

El principio fundamental de la Teoría de Elliott consiste en lo siguiente: cada onda de
impulso se compone de otras cinco de tamaño más pequeño, cada onda correctiva (en
contra de la tendencia) está formada por tres ondas. Esto se ve muy bien en la imagen 2.
Por ejemplo, la onda 1 (Fig. 2) se compone de cinco ondas más pequeñas porque se trata de
una onda de impulso que crea la tendencia.

Según la teoría de Elliott, el ciclo más largo se llama el Gran Superciclo que se compone de
ocho ondas del superciclo. A su vez, estas ondas también se componen de ocho ondas del
ciclo menor, etc. Por ejemplo, en la imagen 2 se muestran tres ciclos principales. Se puede
notar fácilmente la proporcionalidad de las ondas de impulso y las ondas correctivas que las
siguen. Cuanto más fuerte sea la onda de impulso, más fuerte será la onda correctiva, y al
revés.

Lo complicado en la Teoría de Elliott es determinar cuándo se empiezan y se terminan las
ondas. Normalmente, las ondas correctivas son muy difíciles de identificar.

Teoría de las Ondas de Elliott y Números de Fibonacci
Para la fundamentación matemática de su teoría Elliott utilizaba los números de Fibonacci.
Los números de Fibonacci juegan un papel importante en la construcción del ciclo de
mercado completo que se describe con las ondas de Elliott. El número de ondas que forman
la tendencia coincide con los números de Fibonacci.

Si se fija con más atención en la imagen 2, puede notar que el ciclo de mercado completo
está compuesto por dos ondas grandes, ocho medianas y 34 pequeñas. Analógicamente, si
consideramos el mercado alcista, se puede distinguir que el gran superciclo alcista se
compone de una onda grande, cinco medianas y 21 ondas pequeñas. Si seguimos con esta
lista, el siguiente número de ondas alcistas será 89, etc.

Respectivamente, el gran superciclo bajista se compone de una onda grande, tres medianas
y 13 ondas pequeñas. Al pasar en el nivel más bajo, ya tendremos 55 ondas muy pequeñas,
etc.
Figura 2.

La aplicación habitual de este principio en la Teoría de las Ondas de Elliott se basa en que
el movimiento en una dirección determinada debe continuar hasta que se alcance un cierto
número de acuerdo con la sucesión sumaria de Fibonacci.

Por ejemplo, el movimiento que dura más de tres días no debe dar la vuelta sin llegar al
quinto día. El movimiento que dura más de cinco días debe continuar hasta el día ocho. La
tendencia de nueve días no debe finalizarse hasta el día trece, etc. Este principal esquema
para calcular los cambios de tendencia se puede aplicar de manera igual a los datos de
media hora, días, semanas y meses. Sin embargo, se trata sólo de "un modelo ideal" y nadie
puede hacer ilusiones que los precios van a comportarse de manera tan determinada y
predecible. Elliott notaba que las desviaciones podían tener lugar tanto en el tiempo como
en la amplitud, y era poco probable que las ondas particulares iban a desarrollarse
exactamente en estas forma regulares.
Características de las ondas
Los cálculos en la Teoría de las Ondas de Elliott se asemejan a un mapa de carreteras. Cada
onda tiene un conjunto de características. Estas características se basan en unas matrices
de comportamiento de mercado.

En la Teoría de las Ondas de Elliott, la especial atención se presta a las filiaciones
individuales de cada una de las ondas. Aparte de esto, existen unas determinadas reglas
utilizadas para la construcción proporcional de las ondas de Elliott (véase la tabla de
abajo). Estas reglas permiten determinar correctamente los puntos de inicio de
construcción de las ondas y su duración. La longitud de las ondas se calcula desde el high
hasta low de la onda correspondiente.
Onda Relación clásica entre las ondas

1 -

2 0.382, 0.5 o 0.618 de la longitud de la Onda 1

3 1.618 o 2.618 de la longitud de la Onda 1

4 0.382 o 0.5 de la longitud de la Onda 1

5 0.382, 0.5 o 0,618 de la longitud de la Onda 1

A 0.382, 0.5 o 0,618 de la longitud de la Onda 1

B 0.382 o 0.5 de la longitud de la Onda A

C 1.618, 0.618 o 0.5 de la longitud de la Onda A

Las relaciones clásicas entre las ondas arriba descritas se confirman con las relaciones
actuales teniendo un margen de error de 10%. Este margen de error puede ser explicado por
la influencia de corta duración de algunos factores técnicos y fundamentales. En general,
estas relaciones son bastante relativas. Lo importante es que la relación de tamaños entre
todas las ondas puede adquirir los valores siguientes: 0.382, 0.50, 0.618, 1.618. De esta
manera se puede calcular las relaciones de las alturas y longitud de las ondas. Veamos las
características de cada onda:
 Onda 1
Ocurre cuando la "psicología del mercado" es ya prácticamente bajista. Las noticias todavía
siguen siendo negativas. Generalmente, es muy fuerte si representa un cambio bastante
brusco en la situación actual (cambio de la tendencia bajista por la alcista, penetración de un
potente nivel de resistencia, etc.). En una situación tranquila suele demostrar un movimiento
de precios insignificativo en el ambiente de fluctuación general.
 Onda 2
Ocurre cuando el mercado retrocede bruscamente de las posiciones rentables, ganadas
recientemente con tanta dificultad. Puede retroceder hasta alcanzar el 100% de la Onda 1,
pero sin extender más allá del punto de inicio de la Onda 1. Suele marcar unos 60% de la Onda
1, se desarrolla en el ambiente de predominación de los inversores que prefieren fijar los
beneficios.
 Onda 3
Es por lo que todos los "seguidores de Elliott" viven. Se nota un fuerte crecimiento de
optimismo entre los inversores. Se trata de la onda de crecimiento más poderosa y más larga
(nunca puede ser la más corta), cuando se puede observar la aceleración de precios y aumento
de volúmenes. La típica Onda 3 supera a la Onda 1 por lo menos en 1,618 veces, pudiendo
alcanzar el valor aún más alto.
 Onda 4
A menudo es muy complicado identificarla. Normalmente no retrocede más de 38% de la Onda
3. Habitualmente su profundidad y duración no son muy significativas. El ambiente optimista
aún sigue dominando en el mercado. La Onda 4 no debe pasarse de la Onda 2 mientras que el
ciclo de cinco ondas sigue siendo parte del triángulo final.
 Onda 5
Con mucha frecuencia se identifica por la divergencia de impulso (momentum divergences).
Los precios crecen en los volúmenes medios de operaciones de trading. La onda se forma en un
ambiente de agiotaje masivo del público. A menudo, al final de la onda tiene lugar el
crecimiento brusco del volumen de operaciones de trading.
 Onda A
La mayoría de los operadores sigue creyendo que pronto el crecimiento continuará con nueva
fuerza. Pero ya han empezado a aparecer los traders que están seguros de lo contrario. Las
características de esta onda frecuentemente parecen a la Onda 1.
 Onda B
A menudo parece muchísimo a la Onda 4 y es muy difícil identificarla. Muestra un movimiento
alcista insignificante basándose en los restos de optimismo.
 Onda C
Se trata de una onda bajista fuerte en el ambiente de persuación general de una nueva
tendencia a la baja. Entre tanto, algunos inversores empiezan a comprar cautelosamente. Se
caracteriza con alta cantidad de movimientos (cinco ondas) y extensión que puede llegara
hasta 1.618 de la Onda 3.

Desafortunadamente, las ondas de Elliott se distinguen muy bien en el mercado "viejo" y son
muy borrosas para el mercado futuro. Por esta razón, el uso práctico de la Teoría de las
Ondas de Elliott a menudo resulta problemático y requiere conocimientos especiales.

PAUTAS PLANAS
Es una típica pauta de “mover la barca”.

Es muy fiable y el movimiento previo continúa. (Habría que ir buscando
en los gráficos “planas”).

Nos incorporamos al mercado con ellas.

Consideraciones:

 La onda B tiene que retroceder al menos el 61,8 del recorrido en
precio de la onda A y no puede ser que emplee menos tiempo en
desplegarse de las tres ondas que integran la plana.

 El recorrido en precio de la onda C debe ser como mínimo del
38,2% del recorrido en precio de la onda A.
A continuación, habla de los tipos de onda B y sus consecuencias para el
precio del valor o índice en cuestión.

Onda B normal (Movimiento lateral)

En cuanto a la onda B fuerte:
Onda B débil:
En cuanto a la estrategia de especulación:

POSICIONES CORTAS