You are on page 1of 3

POSIBLES SOLUCIONES A LA DESERCIÓN ESCOLAR

La educación está determinada como un factor de formación de


capital humano y éste a su vez, está ligado al crecimiento económico,
a su inversión como rentabilidad y la disminución de la desigualdad
de los ingresos. El hecho de que exista el problema de deserción
escolar conlleva a que los individuos detengan la posibilidad de
continuar con sus estudios y a su vez dejar de incrementar su nivel de
bienestar, medido como nivel de ingreso, y al mismo tiempo,
incrementar el bienestar social. Por eso es importante analizar la
literatura relevante que existe entre la educación y las variables
macroeconómicas.

Por lo descrito anteriormente se debe considerar algunas propuestas


para evitar al deserción escolar y su pronta reincorporación al
sistema educativo. Para ello he aquí algunas propuestas de política
pública que deben llevarse lo más pronto a la práctica.

El documento de Panorama Social en América Latina da algunas


estimaciones que contribuyeron a la disminución de la deserción
escolar y que pueden ser retomadas como medidas preventivas:

• El aumento de la matrícula preescolar, que permite aumentar el


rendimiento de los niños de primaria y reduce la repetición.

• El cambio hacia sistemas de promoción automática durante la


enseñanza primaria o en los primeros años de esta que ayuda a
reducir la extraedad.

• La introducción y la ampliación, y en ciertos casos, mayor


focalización de los programas y subsidios orientados a mejorar la
retención escolar. (Becas, entrega gratuita de materiales escolares,
programas de alimentación escolar y otros).
• El mejoramiento de la infraestructura escolar y la disponibilidad de
las escuelas en zonas rurales apartadas.

• El mayor involucramiento de los padres y la introducción de


incentivos hacia ellos de participar en las actividades escolares.

Es importante mencionar que la deserción escolar es un problema que


no sólo conlleva a una cuestión individual sino social, es decir, debe
haber una participación conjunta entre escuela, padres de familia,
alumnos y gobierno.

Algunas recomendaciones para evitar la deserción escolar de nivel


básico es el siguiente:

1) Elaborar al inicio de curso una ficha económica de la alumna o


alumno para identificar su situación en la que vive que permita
entender cuáles son las posibilidades de sobrevivencia dentro de la
escuela, independientemente de lo que la misma ofrece.

2) Una vez identificado a los alumnas y alumnos en situación de


ingresos vulnerables apoyarlos durante todo el ciclo escolar con
apoyo de beca para el pago de inscripción y un monto para compra de
uniformes, útiles y todo aquello que implique un gasto dentro de la
escuela, es importante puntualizar que el apoyo de beca debe ser a
través de vales.

3) Crear un centro de apoyo psicológico tanto para todos aquellos


padres de familia que lo requieran así como alumnos que se
encuentren en problemas familiares que requieran atención
inmediata. (La atención psicológica puede hacer atendida por
alumnos que cumplen con servicio social)
Recomendaciones:

A) Identificar a través de una base de datos global que alumnos han


desertado sin importar el motivo por el cual lo hicieron.

B) Elaborar una muestra y aplicar una encuesta tanto alumnos


desertores como no desertores para elaborar una ficha sobre
cuestiones sobre deserción escolar: Por ejemplo

1. Motivos de deserción

2. Escolaridad de los padres

3. Apoyos económicos de la escuela

4. Tipo de trabajo de los padres

5. Hermanos mayores desertores (si es que los hay)

C) Una vez que se han identificado los problemas de deserción y no


hay nada que hacer por ellos, se elabora un modelo econométrico que
mida las probabilidades de deserción dado los factores que
anteriormente se comentaron y finalmente elaborar un programa de
apoyo que se menciono en líneas arriba.