You are on page 1of 8

Revista Digital

Volumen 10 - Nº 128 - Diciembre 2018

Comunicación
y Movilidad Humana
'HVDÀDUHOGLVFXUVRGHORGLR

)RWR$EUD]RHQODIURQWHUD0p[LFR((88,QWHUQHW

Javier Barrios* Tras observar el tratamiento informativo de la
migración en prensa, radio, televisión, y redes
/DPLJUDFLyQQRWHQGUtDTXHVHUQXQFDXQPDFL]R sociales desde una mirada de los derechos hu-
de historias triste manos llegamos a la conclusión general que en
Padre Ismael Moreno las coberturas periodísticas se perciben tenden-
cias y matrices de opinión negativas, creadora de
La crisis migratoria de Venezuela y las Caravanas estereotipos y condicionadas por los focos de po-
de migrantes centroamericanos han sido los dos larización política.
temas más importantes tratados por los medios
de comunicación durante el 2018, sin olvidar la Los seres humanos siempre se han caracterizado
crisis migratoria en Europa, o también conocida por su naturaleza de estar en permanente movi-
como crisis migratoria en el Mediterráneo. miento y migrando de un lugar a otro. Según la
Organización Internacional para las Migraciones
¢4XpQDUUDWLYDVSUHGRPLQDQHQORVPHGLRVGHFR- (OIM), cerca de 86 millones de personas trabajan
municación sobre la migración? Les compartiré en países distintos al de origen. Las migraciones
PLV UHÁH[LRQHV GHVGH OD H[SHULHQFLD GH SURGXF- no responden solamente a la búsqueda de me-
ción informativa que efectuamos en la Asociación jores condiciones económicas; y sociales en mu-
Latinoamericana de Educación y Comunicación chos casos la movilidad humana puede ser cau-
Popular (ALER) y la Red Nacional de Radios Fe sada por crisis políticas, violencia y guerras. Se
y Alegría de Venezuela. Espero que estas ideas calcula que unos 14 millones de personas refu-
contribuyan a incrementar la discusión pública giadas habitan fuera de su propio país, es decir,
del tema. alrededor del 7% de las personas migrantes del
mundo. La mayoría permanece cerca su patria
* Comunicador Popular, Vicepresidente de ALER, ca- donde habitualmente vive en campamentos has-
pacitador en Radio Comunitaria, trabaja en la Red ta que la situación en su territorio permita retor-
de Radios Fe y Alegría, productor del informativo nar. Sin embargo, cada año medio millón de ellos
Latinoamericano Contacto Sur de ALER. viaja a algún país e intenta obtener asilo. Una

4
cantidad mucho mayor, cerca de unos 26 millo- la ciudad de Cúcuta. Los motivos para cruzar la
nes, pertenece a la categoría de desplazamiento zona limítrofe son variados, y van desde la com-
interno; si bien no han cruzado ninguna frontera, pra de insumos en general (comida, medicinas,
PXFKDVYHFHVHQIUHQWDQGLÀFXOWDGHVHVSHFLDOHV repuestos) hasta la migración a otro país.

Se observa que la migración es un tema de inte- Quienes viajan al ser consultados/as por la in-
rés periodístico para los medios de comunicación. YHVWLJDFLyQH[SUHVDQODVVLJXLHQWHVUD]RQHVSDUD
El papel que los medios de comunicación resulta salir de Venezuela: el derecho a la vida, libertad,
FODYHHQODFRQÀJXUDFLyQGHPDWULFHVGHRSLQLyQ seguridad, alimentación, salud, a vivir una vida
TXH OXHJR SXHGHQ WHQHU XQD JUDQ LQÁXHQFLD HQ digna y tener sosiego, las motivaciones también
los procesos de recepción del movimiento migra- fueron señaladas en necesidad de: buscar mejo-
torio, tratamiento y hospitalidad. Es importante res oportunidades de trabajo, ayudar económica-
reconocer que la radio, tv, prensa escrita, redes mente a un familiar, no ven futuro próspero en
Sociales y portales web tienen una capacidad Venezuela, no les alcanza el dinero para pagar
SDUD SHUVRQLÀFDU ODV PLJUDFLRQHV FRORFDU FRPR el alquiler, y no pueden mantener la calidad de
sujeto de derecho a la persona migrante, seña- vida.
lando nombres, rostros, imágenes e historias que
H[SOLTXHQORVPRWLYRV\ODUHDOLGDGGHODVSHUVR- Las y los venezolanos han protagonizado tres im-
nas que se mueven de su casa. SRUWDQWHV PRYLOL]DFLRQHV DO H[WHULRU GHQRPLQD-
das de la siguiente manera: Turismo cambiario,
Durante el año 2018 las noticias de migrantes temor al gobierno, crisis golpea y los pobres
venezolanos estuvieron presentes de modo per- migran.
manente en los medios y en la agenda política
internacional. Las informaciones publicadas da-
ban cuenta que los y las venezolanas viajaban • Turismo cambiario
por tierra, mar y aire para tratar de llegar a Chi-
le, Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Perú, La migración venezolana comenzó por goteo y es
Panamá, España y los Estado Unidos. La última ahora una corriente potente. Recordamos que
movilización que fue divulgada en varios medios desde el año 2000 los venezolanos hacían viajes
internacionales mostraba a miles de ciudada- de ida y vuelta; eran las clases medias-altas, que
nos(as) de sectores populares y en su mayoría jó- OOHJDEDQHQDYLyQD0LDPLD0DGULG&KLOH0p[L-
venes caminando unos 3.500 kilómetros por Co- co, Ecuador y a Panamá gastando dinero, disfru-
lombia, Ecuador, Perú y gente durmiendo en las taban y “raspaban” las tarjetas con los llamados
calles, en los puestos fronterizos y en los termi- cupos de dólares. En los países receptores daban
nales arriesgando sus vidas para conseguir llegar la más cordial bienvenida a estos ciudadanos(as)
a la tierra prometida. por contribuir a las economías locales.
De acuerdo a investigaciones de Cáritas de Ve-
nezuela sobre el patrón de movilidad de venezo-
ODQRVDV KDFLD HO H[WHULRU HO ~OWLPR EROHWtQ SX- • Temor al gobierno
blicado recoge información recopilada entre los
hogares entrevistados en 7 diócesis: en promedio Entre los años 2006 y 2007 se registraron mo-
el 47% de hogares respondió que algún miembro vilizaciones migratorias por motivaciones políti-
de su familia había emigrado. cas, descontento con el Gobierno del presidente
Chávez y miedo al futuro, las salidas se caracte-
Entre las causas de emigración registradas se se- UL]DURQSRUVHUJUDGXDOHV\GHXQSHUÀOGHSURIH-
ñala que buscan de mejores oportunidades eco- sionales, grupos empresariales, capas medias y
nómicas como la razón más reportada por más altas de la sociedad.
hogares (41%), seguida de la violencia y la inse-
JXULGDG  GH ORV KRJDUHV  \ RWUDV LQHVSHFtÀ-
cas. Según Cáritas la ruta más transitada por las • La crisis golpea
y los migrantes venezolanos se ubica San Anto-
nio del Táchira, colindante con el Departamento (QHODOORVPRYLPLHQWRVKDFLDHOH[-
Norte de Santander (Colombia), cuya capital es terior continuaron siendo de las y los profesio-

5
• La migración venezolana es una crisis hu-
manitaria VH GHVDUUROOD XQD SROtWLFD GH H[-
SXOVLyQ R H[LOLDGRVDV YHQH]RODQRVDV OD
JHQWHKX\HGHOJRELHUQRFRQVWLWX\HXQp[RGR
masivo a pie, se compara la situación migra-
toria que vive Venezuela con los desplaza-
mientos de ciudadanos/as de países en gue-
rra armamentista como Siria o Sudán.
• Se informa mucho sobre la migración a
pie. Circulan vídeos, fotos, artículos y posts
en general con títulos como “Miles de venezo-
lanos emigran a pie a Brasil”, “Venezolanos
emigran a pie por la frontera con Colombia
Migrantes venezolanos cruzan la frontera –Internet
rumbo a Argentina”, “En vía Pamplona-Bu-
caramanga, la Cruz Roja atiende a cami-
nantes”, estas coberturas generan dudas
nales, con maestría, doctorado, estudiantes uni-
ya que no resulta tan sencillo cruzar estos
versitarios y gradualmente los sectores populares
territorios caminando.
quienes huían por la crisis económica, alto costo
• Se señala que la emigración venezolana
de la vida y la confrontación política.
ha alcanzado récords históricos y no se
mencionan en perspectiva histórica los ca-
sos de Colombia, Ecuador, Perú, Haití y Re-
• Pobres migran pública Dominicana generadores de proce-
sos migratorios similares.

PRWLYRGHODXPHQWRGHODVLQÀGHOLGDGHV
En 2017 y 2018 los sectores populares de los ba- • Responsabilizan a las venezolanas de ser
rrios y comunidades, comienzan a salir por las
fronteras terrestres con Colombia y Brasil con y hasta de la desintegración de las familias,
destino a esos países u otros como Ecuador, deterioro de los servicios públicos y perdi-
Perú, Chile o Argentina. Lo hacen caminando dos del empleo.
y buscando ayuda para transportarse, a veces • Los venezolanos son generadores de vio-
arriesgan sus vidas en el mar para intentar llegar lencia. Al menos 18 venezolanas han sido
a las islas del Caribe, Aruba, Trinidad y Curazao. DVHVLQDGDVHQHOH[WUDQMHURHQWUH\OR
que va de 2018.
Para 2017 la Organización de las Naciones Unidas • Algunos medios relatan la despedida de
(ONU) estimaba que habían emigrado 1.426.336 familiares, los riesgos en las fronteras de
venezolanos y venezolanas. En el período 2000- diversos países, cuentan cómo viven los ve-
2017 se puede apreciar un incremento en el nú- nezolanos en otros países del continente y
mero de personas migrantes regulares de 41%. la necesidad de generar políticas solidarias
Las cifras de la OIM son mayores: para el primer y humanistas de atención de los migrantes.
semestre de 2018 ascendía a 2.328.949. • Se han reportado protestas y agresiones
en los medios contra las personas migran-
En los medios de comunicación se aprecia que tes venezolanas en Panamá, Perú, Brasil y

‡ (QORVPHGLRVVHH[SUHVDHOGLVFXUVRGHOJR-
la migración venezolana ha generado una ola de Ecuador.
matrices de opinión negativas en los países re-

H[LVWH FULVLV KXPDQLWDULD \ GHQXQFLD XQD
ceptores, que en el pasado reciente les recibían bierno venezolano que ha señalado que no
con cordialidad cuando las y los migrantes eran

QHZVREUHHOKHFKRSDUDMXVWLÀFDUXQDLQWHU-
médicos/as, ingenieros/as, profesionales, em- campaña contra el país, un montaje o fake

YHQFLyQH[WUDQMHUD,QIRUPDQTXHODPD\R-
presarios/as, preparados/as académicamente
o turistas deseosos/as de pasar sus tarjetas de
crédito con dólares preferenciales para comprar y ría de migrantes son parte de la burguesía,
gastar en el país. opositores de clase media, hijos de migran-
tes europeos, que han salido del país y que
Sobre migración venezolana en los medios se ob- en su mayoría viajan engañados por la opo-
servaron las siguientes matrices de opinión: sición política y terminan lavando pocetas.

6
• Se publican muchas cifras de la migración Es importante destacar que no es la primera mo-
YHQH]RODQD SHUR QR H[LVWH FRQVHQVR KD\ vilización masiva de personas migrantes de Cen-
inconsistencia estadística y las fuentes no WURDPpULFDTXHVHKDFHSRUHOWHUULWRULRPH[LFDQR
VLHPSUHVHPHQFLRQDQGHIRUPDFRQÀDEOH sin embargo, en esta oportunidad, lograron una
‡ /D218FDOLÀFyGH´FULVLVPRQXPHQWDOµPL- gran visibilidad debido principalmente, al gran
gración de venezolanos. número de participantes y a la atención que reci-
• Venezuela desata una crisis regional en bió de parte del presidente Donald Trump y de los
América Latina. medios de comunicación.
• ¡Los venecos nos están invadiendo!
El endurecimiento en las políticas migratorias
En un escenario altamente polarizado y el cre- de Estados Unidos, implementadas por la ad-
ciente debate en Venezuela y en América Latina ministración del presidente Donald Trump, ha
sobre la situación de los proyectos de izquierda contribuido a colocar estos temas en la agenda
\ OD H[SHULHQFLD GH ORV JRELHUQRV SURJUHVLVWDV mediática.
VXVDYDQFHV\GLÀFXOWDGHVDOPLVPRWLHPSRTXH
H[LVWHXQDXJHGHODVGHUHFKDVKDFHTXHVHFRQ- Sobre las caravanas en los medios se observaron
vierta el tema migratorio en un “arma política” las siguientes matrices de opinión:
GHORVDFWRUHVHQFRQIURQWDFLyQH[SUHVDGRHQHO
campo de la comunicación con tratamientos pe- • Es una invasión y el Gobierno de Estados
riodísticos poco adecuados desde la perspectiva Unidos envía tropas a la frontera
de derechos humanos y en algunos casos esos • Las caravanas están llenas de pandilleros
WH[WRV VH H[SOLFLWDQ HQ FRQGLFLRQDPLHQWR SRU OD \ TXH 0p[LFR OHV HVWDED D\XGDQGR D SDVDU
polarización. NO QUEREMOS PANDILLEROS, DROGA-
DICTOS, VIOLADORES, RATEROS Y MALVI-
La migración venezolana es una realidad pero sus VIENTES EN NUESTRAS CALLES!
narrativas presentan dudas sobre las causas, ci- • Terrorismo: El presidente Donald Trump ad-
fras, historias y consecuencias, y no son relatadas virtió en un tuit que “criminales y desconoci-
desde una mirada de los derechos humanos con dos de Medio Oriente están mezclados” en la
diversidad de fuentes y especialmente con prota- caravana de miles de migrantes centroameri-
gonismo de los propios ciudadanos que migran. canos que huyen de la pobreza y la violencia.
• 100 terroristas de ISIS atrapados en Guate-
mala mientras las caravanas centroamerica-
nas se dirigen a Estados Unidos. (En Judicial
Caravanas de la migración Watchy Prensa Libre).
• Es una invasión pagada por el liberal George
Las personas migrantes que avanzaron en la lla- Soros, encabezada por la misma Nancy Pelosi
mada Caravana de Migrantes Centroamericanos
OOHJDURQD0p[LFRFRQFLXGDGDQRV DV HV-
y Charles Schumer, los dos líderes de la mi-
noría demócrata en el Congreso.
timadas en cuatro grupos, dos proveniente de • El vicepresidente Mike Pence ha dicho que el
Honduras y dos de El Salvador. Se recuerda que presidente de Honduras le aseguró que Ma-
una caravana anterior conocida como el viacru- GXURGH9HQH]XHODHVWiÀQDQFLDQGRODFDUD-
cis migrante, se inició en marzo de este año y
OOHJy D OD IURQWHUL]D FLXGDG GH 7LMXDQD D ÀQDOHV • En varios mensajes de tuits publicados por
vana de migrantes.

de abril, recordamos que prácticamente un mes 7UXPSFDOLÀFyHOp[RGRGHORVDVFHQWURDPH-
después surge esta Caravana que incluye cami- ULFDQRVDVFRPRXQDDFFLyQSODQLÀFDGD\OOH-
natas y traslados en autobuses. Quienes migran JyDDÀUPDUTXHVHWUDWDGHO´DVDOWRDQXHVWUR
desde Honduras, El Salvador y Guatemala han
H[SUHVDGRTXHODFDXVDGHODVDOLGDVHGHEHDOD
país por parte de Guatemala, Honduras y El
Salvador, cuyos líderes están haciendo poco
violencia, la pobreza, la falta de oportunidades y para detener la caravana, incluidos muchos
la inseguridad. El principal argumento que uti- criminales”. Una maniobra que amenaza la
lizan los migrantes para pedir asilo en Estados seguridad nacional de los Estados Unidos y
Unidos es que sufren la violencia en sus luga- que contaría incluso con el beneplácito del
res de origen y que se sienten amenazados/as de Partido Demócrata.
muerte por grupos criminales.

7
El Consejo Nacional para Prevenir la Discrimi- bre, enfermedades, violencia, inseguridad provo-
QDFLyQ &RQDSUHG HQ0p[LFRKL]RXQOODPDGRD FDQGRXQPLHGRHQHOSDtVDQÀWULRQHVDTXHVHH[-
cuestionar los estereotipos, teorías de conspira- tiendan en su territorio diferentes enfermedades,
FLyQ PLWRV [HQRIRELDV \ UDFLVPR UHVSHFWR D OD YLROHQFLDWUDEDMRVH[XDOLQVHJXULGDGSpUGLGDGH
caravana de migrantes que avanza por el centro empleo, fractura familiar, o que son responsables
GH 0p[LFR UXPER D ORV (VWDGRV 8QLGRV &RQD- del sarampión o crisis de matrimonios por culpa
SUHG H[KRUWy D HYLWDU DPSOLÀFDU PXFKDV IUDVHV de la mujer venezolana y se lleva la ideas sobre la
WDOHVFRPR´H[SXOVDUDORVPLJUDQWHVSRUTXHQRV instalación de comportamientos violentos en los
quitarán los empleos“, “los migrantes nos inva- países.
dirán” o porque supuestamente son los “delin-
FXHQWHVµ ´1R HV SUREOHPD GH 0p[LFRµ ´(V XQD Las coberturas periodísticas generan por lo ge-
invasión“, “Si dejamos que entren, llegarán más“, neral alarma ante la catástrofe argumentando
“Nos quitarán nuestro empleo”, “más bocas que que si los/as migrantes llegan al territorio habrá
alimentar” “Si no te gusta regrésate a tu país”. terrorismo, enfermedades, sucesos, delincuencia
(VWDVH[SUHVLRQHVQRVKDFHQFDHUHQGLVFULPLQD- H[WUDQMHUD PDVLÀFDFLyQ SpUGLGD GH FDOLGDG GH
FLyQ\[HQRIRELDFRQWUDODPLJUDFLyQ los servicios públicos, pérdida de empleo y pocas
veces se habla de las ventajas de la migración en
los países.
Las convergencias discursivas
Las personas migrantes venezolanas y centroa- • Cultura delictiva
mericanas son representadas mayoritariamente
en los medios de comunicación y redes socia- /RVÁXMRVPLJUDWRULRVVRQSHUFLELGRVHQORVPH-
les como un problema, como una amenaza, y dios como redes de delincuencia, criminalidad
ODFDXVDGHODVGLÀFXOWDGHVTXHYLYHQORVSDtVHV y en algunos casos de terrorismo. Se insiste en
UHFHSWRUHV(QDPERVFDVRVH[LVWHQPLUDGDVSR- PRVWUDUFLIUDVGHDVDOWRVFRQÁLFWRVGHFRQYLYHQ-
larizadas y condicionadas por la confrontación cia, y se trata de evidenciar que los problemas
ideológica y los actores enfrentados convierten GHLQVHJXULGDGVRQFXOSDGHTXLHQHVVRQH[WUDQ-
el hecho migratorio en una herramienta política jeros/as. Las noticias policiales o de sucesos en
SDUDGHVFDOLÀFDU\GHVDFUHGLWDUDODGYHUVDULRJH- muchos casos aparecen protagonizadas por mi-
nerando miedos perdiendo de vista las miradas grantes.
humanizadas del hecho.

En las revisiones de la prensa y cobertura se ob- • La marginalidad
servan cuatro tendencias simbólicas en los trata-
mientos periodísticos, a saber: Los medios durante las coberturas han sobre-
dimensionado este aspecto y asocian incidentes
violentos, inseguridad, comportamientos poco
• Diáspora, éxodo y oleadas adecuados con la pobreza y marginalidad, lo cual
ha contribuido a la consolidación en la opinión
Se genera la sensación espectacularidad, urgen- pública de determinados estereotipos y asocia-
cia y de grandes masas de personas, avalanchas ciones del tipo de inmigrante es igual a “inva-
movilizándose creando la idea que los países re- VRUµPDUJLQDOSUREOHPiWLFRµ´FRQÁLFWLYRµ´GH-
ceptores serán sometidos a una invasión u ocu- lincuente”, “violento”, “enfermo”, “pobre”, todos
pación peligrosa. Se muestran fotos, imágenes VRQSHUÀOHVTXHIDYRUHFHQODHVWLJPDWL]DFLyQ\OD
y videos de miles de ciudadanos(as) cruzando segregación socio-cultural. ¿Se estará estimu-
puentes, ríos a pie, por las carreteras, pasando lando la aporofobia, el miedo al pobre en los
frio, en lanchas y terminales terrestres, haciendo medios de comunicación? ¿Reciben un mejor
cola, en Caravana. trato mediático los profesionales y empresa-
rios que salieron de Venezuela?
• Amenaza, y peligro
En diversos casos en redes sociales, portales web,
Se informa sobre las condiciones de vida de los radio, Tv y medios impresos hay una tendencia a
SDtVHV H[SRUWDGRUHV GH PLJUDQWHV FULVLV KDP- presentar las noticias de la migración desde el

8
sensacionalismo por la necesidad de llamar la
atención para acaparar lectores, oyentes, televi-
dentes, es decir más audiencia –público.

• ¿Qué hacer?
La Comisión Interamericana de Derechos Huma-
QRVSRUHMHPSORKDGHÀQLGRTXHPLJUDQWHVVRQ
personas con derechos, y no solamente ciuda-
danos/as de utilidad económica. Recomiendan
que los/as migrantes no deben ser considerados
como víctimas indefensas ni como delincuentes,
personas de mal vivir o peligrosos/as, sino que
los gobiernos de países receptores y acogida tie-
QHQODUHVSRQVDELOLGDGGHFRPEDWLUODVH[SUHVLR-
QHV GH UDFLVPR \ [HQRIRELD FRQWUD ODV PXMHUHV
varones, niños, niñas que ingresan a los territo-
rios. El propio Papa Francisco el 14 de enero de
2018, ha solicitado al mundo “Acoger, proteger,
promover e integrar” a migrantes y personas re-
fugiados. Durante mis primeros años de ponti-
ÀFDGR KH PDQLIHVWDGR HQ UHSHWLGDV RFDVLRQHV
cuánto me preocupa la triste situación de tantos
emigrantes y refugiados que huyen de las gue-
rras, de las persecuciones, de los desastres na-
turales y de la pobreza. Se trata indudablemente
de un «signo de los tiempos» que, desde mi visita • Valoración de la diversidad y la integración a
a Lampedusa el 8 de julio de 2013, he intentado través de múltiples estrategias, inclusive las
leer invocando la luz del Espíritu Santo campañas de sensibilización e incidencia.
• Comprender la construcción de los discursos
En el manual Comunicación para El Diálogo In- mediante las agendas periodísticas que nos
WHUFXOWXUDO (Q &RQWH[WRV 'H 0LJUDFLyQ ;HQRIR- sirve para interpelar nuestras prácticas coti-
bia y Trabajo Fronterizo (2013) de ALER hemos dianas.
acordado colectivamente una serie de acciones
que pueden ayudar a ofrecer tratamientos y enfo- Pistas para caminar un mosaico:
ques desde los derechos humanos de los fenóme-
nos migratorios.
recomendaciones para comunica-
dores/as y periodistas
La movilidad humana es una agenda prioritaria,
su tratamiento, desde quienes hacemos comuni- Como fruto de los talleres que se realizaron con
FDFLyQGHEHHQIRFDUVHGHIRUPDFODUD\H[SOtFLWD periodistas, comunicadores y comunicadoras en
en los derechos y su protección. En el Encuentro las provincias de frontera de Ecuador, surgie-
de Comunicación Popular y Buen Vivir realizado ron algunas recomendaciones elaboradas colec-
por ALER, en 2012, se mencionaba la necesidad tivamente para la práctica cotidiana, queriendo
de incluir en los contenidos lo siguiente: promover el diálogo intercultural, la inclusión y
diversidad así como la no discriminación y pre-
• Visibilizar la realidad y derechos de migran- YHQFLyQFRQWUDOD[HQRIRELD
tes, comprendiendo lo que sucede en el cami-
no, no sólo la partida y llegada. 1. Todo ser humano tiene derecho a ser trata-
‡ 'HVPLWLÀFDUODLPDJHQFRQVWUXLGD\HVWLJPD- do y nombrado como persona en su dignidad
tizante de los/as migrantes. e integridad, sujeto/a pleno de derechos y
• Comprender no sólo las causas de la migra- no sólo como personas con necesidades que
ción, sino también su proceso de integración atender (re-victimización). Por eso la informa-
y acogida. ción sobre su grupo étnico y país de origen se

9
recomienda cuando sea estrictamente indis- por el cumplimiento y promoción de los dere-
chos humanos.
 5HÁH[LRQDUVREUHHOSDSHOGHIRUPDGRUHVDV
pensable para la comprensión de la noticia.
La movilidad humana es un derecho humano,
y debe ejercerse con dignidad y seguridad. de opinión pública y un ejercicio responsable
2. Utilizar y plasmar en las noticias / informa- y ético del derecho a la comunicación a tra-
ciones / opiniones las distintas fuentes de vés de los medios. Promover que los medios
información, privilegiando la de su protago- de comunicación cumplan su rol como agen-
nista. Contrastar las fuentes y ofrecer todas tes de sensibilización social y educativo dan-
las voces posibles en el marco de pluralidad do seguimiento a la información, abordán-
\GLYHUVLGDGFRQHOÀQGHUHGXFLUDOPi[LPR dola con un enfoque amplio, intercultural y
las posibilidades de desinformación, errores, de género, así como con una perspectiva de
omisiones y ejercer el Manual para perio- derechos humanos. En este sentido, también
distas, comunicadores y comunicadoras Co- participar y promover espacios permanentes
municación para el diálogo intercultural en de capacitación en derechos humanos desti-
FRQWH[WRV GH PLJUDFLyQ [HQRIRELD \ WUDEDMR nado/a a comunicadores/as para profundi-
fronterizo derecho humano a la comunica- zar en materia de movilidad humana, perio-
ción. Se recomienda que se incluyan las voces dismo de frontera, y otros que se consideren
de interés.
 3URPRYHU H[SHULHQFLDV SRVLWLYDV GH LQWHJUD-
y testimonios de migrantes como actores y no
FLyQ DVt FRPR H[SHULHQFLDV GH  GLiORJR FXO-
como “accesorios” en la información. Igual-
mente la búsqueda del equilibrio de fuentes
RÀFLDOHV SROLFLDOHV IXQFLRQDULRV S~EOLFRV \
tural en la vida cotidiana que pueden desa-
rrollarse en la agenda propia, más allá de lo
las voces de migrantes y organizaciones.
tomado como actualidad o coyuntura. Por
3. Se recomienda evitar las generalidades y
VLPSOLÀFDFLRQHV VREUH ODV SHUVRQDV PLJUDQ-
ejemplo, charlas en centros educativos, con-
curso de cuentos, festivales, entre otros.
tes a la hora de elaborar las informaciones. 10. Promover el conocimiento de los marcos nor-
Profundizar la investigación periodística para mativos internacionales y nacionales sobre
que sirvan como instrumento de incidencia derechos humanos, especialmente difusión
para el mejoramiento de las condiciones de de los mecanismos de protección (solicitud y
migrantes en situaciones de vulnerabilidad. seguimiento). Informar sobre procedimientos,
No debemos olvidar que las personas que recursos y obligaciones que tienen las autori-
cometen delitos son personas concretas, no dades frente a un refugiado/a y/o solicitante.
culturas ni nacionalidades.
4. Evitar las informaciones sensacionalistas, la
H[DFHUEDFLyQ GHO HVFiQGDOR \ HO PRUER TXH ´6LVRPRVFDSDFHVGHSDVDUGHXQDFXOWXUDGHOUH-
resaltan prejuicios y refuerzan estereotipos chazo a una cultura del encuentro y de la acogida
sobre la situación de quienes migran. Evitar « (OUHFKD]RODGLVFULPLQDFLyQ\HOWUiÀFRGHOD
ODDGMHWLYDFLyQ\FDOLÀFDWLYRV H[SORWDFLyQ HO GRORU \ OD PXHUWH VH FRQWUDSRQHQ
5. Adoptar una posición crítica hacia las actitu-
GHVUDFLVWDV\R[HQyIREDV3URPRYHUFDPSD-
a la solidaridad y la acogida, a los gestos de fra-
WHUQLGDG \ GH FRPSUHQVLyQ 'HVSLHUWDQ XQD JUDQ
ñas de sensibilización que cuestionen cual- SUHRFXSDFLyQVREUHWRGRODVVLWXDFLRQHVHQODVTXH
quier forma de abuso de poder y/o violencia a ODPLJUDFLyQQRHVVyORIRU]DGDVLQRTXHVHUHDOL]D
incluso a través de varias modalidades de trata
GHSHUVRQDV\GHUHGXFFLyQDODHVFODYLWXG(O´WUD-
personas en situación de movilidad humana

EDMRHVFODYRµHVKR\PRQHGDFRUULHQWH6LQHPEDU-
involucrando a toda la ciudadanía. 
&RQWH[WXDOL]DUODVLQIRUPDFLRQHV\SURPRYHU
JR\DSHVDUGHORVSUREOHPDVORVULHVJRV\ODV
GLÀFXOWDGHVTXHVHGHEHQDIURQWDUORTXHDQLPDD
el respeto a la diversidad como rasgo de la
democracia. Profundizar en los análisis sobre
ODVLWXDFLyQVRFLRHFRQyPLFDGHOFRQWH[WRVLQ tantos emigrantes y refugiados es el binomio con-
ÀDQ]D \ HVSHUDQ]D HOORV OOHYDQ HQ HO FRUD]yQ HO
GHVHRGHXQIXWXURPHMRUQRVyORSDUDHOORVVLQR
tomar a la migración como causa o efecto ne-

WDPELpQSDUDVXVIDPLOLDV\SHUVRQDVTXHULGDVµ
gativos de la misma.
7. Seleccionar los titulares así como las imáge-
QHVHQFRKHUHQFLDFRQORVWH[WRVUHIHULGRVDOD
información, buscando un tratamiento res- (Papa Francisco
petuoso de la dignidad de las personas y las Mensaje para la Jornada Mundial
diversidades culturales. Motivar la vigilancia del Emigrante y del Refugiado)

10