You are on page 1of 6

DEFINICIÓN DE ARBUSTO

Se le llama arbusto a la planta leñosa de cierto porte cuando, a diferencia de los


árboles, no se yergue sobre un solo tronco o fuste, sino que se ramifica desde la misma
base. Los arbustos pueden tener varios metros de altura. Al bioma o ecosistema con
predominio de arbustos se le denomina matorral.

No todas las plantas leñosas ramificadas desde la base deben ser llamadas arbustos; por
ejemplo, los tomillos (Thymus) o los espliegos (Lavandula) son matas leñosas o, como
se dice también, subarbustos. Términos como árbol, arbusto o mata describen biotipos
en la lengua común y son más o menos equivalentes a otros técnicos; los equivalentes
botánicos para este concepto se extienden entre los términos caméfito, nanofanerófito y
microfanerófito.

Es frecuente que especies que se presentan normalmente como arbustos crezcan como
árboles, o donde las circunstancias ecológicas son distintas, como ocurre con la coscoja
(Quercus coccifera) en el norte de África, o por un esfuerzo deliberado en el cultivo,
como se ve a veces con la adelfa (Nerium oleander).

Los arbustivos o sufrútices llegan a desarrollar tejidos secundarios, pero sólo en la


región próxima a la base, manteniendo la parte superior de la planta siempre con tejidos
jóvenes.
Concepto de arbusto
La palabra arbusto proviene etimológicamente del altín
“arbustum” y significa árbol pequeño. Es justamente su
porte una de las característica que diferencia al arbusto
del árbol. O sea que debe medir menos de 4 metros de
altura, pero más de 45 centímetros. Los pequeños, que
miden entre 45 centímetros o 1 metros se llaman matas o
subarbustos, como ocurre con el orégano o el
tomillo.Además los arbustos desde su base se ramifican,
sin contar con un solo tronco vertical y leñoso, sino con
varios de fino grosor o ramas que nacen desde su base.
Son al igual que los árboles, perennes, porque su vida es
al menos de dos años, y sus hojas pueden ser caducas, si
se caen en otoño, o perennes si duran todo el año. Son
ejemplos de arbustos, la lila, la rosa, la jara, la camelia, la
hortensia, o la gardenia. El matorral es el bioma
constituido predominantemente por arbustos. Cuando se
las usa para embellecer un jardín, ya sea en forma aislada
o integrando grupos, se denominan arbustos
ornamentales, algunos pueden podarse con diversos
formatos, entre ellos el seto y el acebo, denominándose a
esta técnica arte topiaria. Ciertos arbustos como la
zarzamora o el frambueso, dan frutos que son
comestibles. Otros arbustos sirven para separar
propiedades entre sí, delimitando terrenos, separando
estos del exterior.


Arbustos, definicion, caracteristicas

Se le llama Arbusto a una planta leñosa de cierto porte cuando, a diferencia de lo que es
propio de un árbol, no se yergue sobre un solo tronco o fuste, sino que se ramifica desde
la misma base. Al bioma (es una determinada parte del planeta que comparte el clima,
flora y fauna) o ecosistema (es una unidad compuesta de organismos interdependientes
que comparten el mismo hábitat) con predominio de arbustos se le denomina matorral.

Los arbustos son muy decorativos en el jardín, actuando solos o como elementos
existentes entre las plantas y los árboles. Los hay de variados tamaños y colores, pueden
adornar por sí solos una zona amplia de césped o un margen.

Los arbustos en su gran variedad van desde pequeñas plantas tapizantes/cobertoras


hasta ejemplares grandes y robustos.

Una gran mayoría de arbustos se sitúan en un término medio y son decisivos cuando se
diseña un jardín, para tal fin, podremos valernos de: aquellos que crecen
horizontalmente, con ramas arqueadas, lloronas o de aspecto erecto, cualquiera de ellos
contribuirá a que logremos dar efectos creativos al jardín.

Si bien algunos arbustos prefieren lugares cálidos, muchísimos de los que iremos
mencionando en sucesivas notas resisten bien el invierno, para los primeros si nos
encontrásemos en una zona fría, podremos plantarlos en macetas para resguardarlos
durante el invierno.

Cuando las caducifolias o las herbáceas han perdido su follaje o están bajo tierra, las
plantas perennifolias aportan una gran sensación de estabilidad y de continuidad a un
jardín.

Los arbustos que mencionaremos en todas las notas son caducifolios, siempre que no se
indique expresamente lo contrario.

Muchos de ellos merecen ser plantados simplemente por sus follajes, en especial
aquellos que cuentan con hojas vistosas, variegadas o espectaculares por su forma o su
color. Algunos follajes adquieren tonos muy hermosos, un solo arbusto bastara para
cambiar el efecto que produce un jardín en su conjunto
ALGUNAS UTILIDADES

– Son ideales para borduras y cercos (separación de sectores, protección del viento y
ruidos).

– Se pueden plantar en grupos o solos.

– Muchas especies se adaptan perfectamente para ser plantadas en jardineras o macetas.

– Existen arbustos que poseen frutos comestibles (zarzamora, ciruelo de jardín,


grosellas)

– Son aptas para una pared de roca o acantilados de montañas y como tapizante.

ALGUNAS CONCLUSIONES

– Tienen múltiples formas, tipos y utilidades.

– Atraen pájaros y determinados insectos cuando poseen flores y frutos.

– La gran mayoría florece todo el año.

– En invierno los arbustos perennifolios son muy atractivos.

– Se obtienen buenos resultados cuando son plantados junto a perennes, coníferas o


trepadoras.
– Decoran los márgenes del jardín y el césped.

– Son muy prácticos, como protección del suelo y para lograr efectos de masa en
primavera.

– Poseen flores y hojas de variadas formas y colores, algunos arbustos tienen frutos
vistosos.

– También están provistos de flores y hojas aromáticas.