You are on page 1of 22

Tipos de cáncer en niños

En los Estados Unidos en 2018, se calcula que


serán diagnosticados 10 590 casos nuevos de
cáncer en niños desde recién nacidos hasta los
de 14 años, y se espera que cerca de 1180 niños
morirán por cáncer. Aunque los índices de
mortalidad por cáncer en este grupo han bajado
en casi 57 % en las últimas cuatro décadas, el
cáncer sigue siendo la causa principal de muerte
en niños. Los tipos más comunes de cáncer que
se diagnostican en niños de 0 a 14 años de edad
son las leucemias, cáncer de encéfalo y otros
tumores del sistema nervioso central (SNC), y
linfomas.
Tratamiento del cáncer en niños
Los cánceres en niños no siempre se tratan
como los cánceres en adultos. La oncología
pediátrica es una especialidad médica que se
concentra en la atención de niños con cáncer. Es
importante saber que esta pericia existe y que
hay tratamientos efectivos para muchos cánceres
en niños.
Tipos de tratamiento
Hay muchos tipos de tratamiento para el cáncer.
Los tipos de tratamiento que recibe un niño con
cáncer dependerán del tipo de cáncer y de lo
avanzado que esté. Los tratamientos comunes
son: cirugía, quimioterapia, radioterapia,
inmunoterapia y trasplante de células madre.
Entérese de estas y de otras terapias en nuestra
sección de Tipos de tratamiento.
¿Se puede prevenir el cáncer infantil?
En realidad, no existe una receta ni una fórmula
que garantice a una persona que jamás padecerá
un cáncer. Si así fuera, ya no existirían casos de
cáncer en el mundo. El hecho de no conocer las
causas del cáncer en la infancia convierte la
prevención en algo difícil de realizar. Lo que sí
existen son estudios que demuestran que el
consumo de ciertos alimentos puede disminuir el
riesgo de padecer determinados tipos de cáncer.
Consejos para prevenir el cáncer desde la
infancia
Recomendaciones para llevar un estilo de vida
sano y evitar el riesgo de padecer cáncer desde
que somos niños:

- Adoptar un estilo de vida sano para mantener y


disfrutar de una buena salud. Evitar ambientes
cargados de humo y contaminación.
- Comer frutas y verduras todos los días. Están
cargadas de vitaminas, antioxidantes y fibra para
prolongar la buena salud de las células.
- Evitar el consumo de alimentos fritos o asados
a la parrilla. El alimento está en contacto directo
con ella, por lo que se queman produciendo
benzopirenos, una sustancia cancerígena.
- Limita el consumo de alimentos preparados con
humo, como los ahumados o los salazones, y los
conservados en vinagre. Producen nitrosaminas,
una sustancia cancerígena.
- Ingerir suplementos de vitaminas no reduce el
riesgo de padecer un cáncer
- Combate la obesidad. Las personas con
sobrepeso tienen un riesgo más elevado de
padecer tumores de mama, colon, endometrio y
recto.
- Sustituye la proteína animal por la vegetal,
siempre que sea posible.
- Evita el consumo masivo de edulcorantes,
bebidas light y comidas rápidas sin ningún tipo de
control.
La Asociación Española contra el Cáncer destaca
que son muy pocos los cánceres o tumores que
se heredan genéticamente. Sólo el 5 por ciento
de los todos los cánceres se transmiten de
padres a hijos.
Aunque las investigaciones y los estudios sean
constantes, las causas del cáncer infantil todavía
no se conocen. Por este motivo, no existen
métodos eficaces para prevenir esta enfermedad,
lo que hace necesario un diagnóstico precoz del
cáncer.
El cáncer infantil es cualquiera de varias formas
de cáncer que afecta a los pacientes en edad
pediátrica. Es un proceso de crecimiento y
diseminación incontrolados de células. Puede
aparecer en cualquier parte del cuerpo. Muchos
tipos de cáncer en adultos se podrían prevenir
evitando la exposición a factores de riesgo; sin
embargo, en los niños aún no se conocen las
causas.1 En países desarrollados como los
Estados Unidos y España, cerca de 14 de cada
100 mil niños tienen una forma de cáncer. A la
fecha, la tasa de supervivencia de niños
afectados de cáncer en España es del 70 por
ciento, según los datos del Registro Nacional de
Tumores Infantiles. Esta cifra supone un
incremento del 15 por ciento en la tasa, en
relación con la de los años ochenta.2 En países
en vías de desarrollo, como Venezuela,3 la
incidencia de cáncer infantil es más alta,4 lo que
representa una de las causas más frecuentes de
muerte infantil.[cita requerida]
El 15 de febrero se celebra en todo el mundo el
Día Internacional del Cáncer Infantil, instituida en
Luxemburgo en el 2001. La jornada busca
sensibilizar y concienciar a la comunidad
respecto de la importancia de esta problemática y
de la necesidad de un acceso rápido al
diagnóstico y tratamiento
Síntomas
Algunos de los síntomas de alerta son:[cita
requerida]

cansancio
ojeras
epistaxis (sangrado nasal)
aumento de volumen en alguna parte del cuerpo
(brazos, piernas, tobillos, abdomen)
petequias (puntos rojos en la piel)
leucocoria (aparición de una mancha blanca en el
ojo)
Por supuesto, es de suma importancia una
detección temprana, para que se tenga un
tratamiento
Historia
Esta declaración se llevó a cabo en Luxemburgo
en el año 2001. Fue creado por la Organización
Internacional de Cáncer Infantil, CCI (antes
conocida como ICCCPO, Confederación
Internacional de Organizaciones de Padres de
Niños con Cáncer), una red formada por 177
organizaciones nacionales de padres de niños
con cáncer en 90 países en los 5 continentes.

Este día se celebró por primera vez en el año


2002 y desde entonces ha generado el apoyo de
redes globales e instituciones líderes incluyendo:
SIOP (Sociedad Internacional de Oncología
Pediátrica), SIOPE (Sociedad Europea de
Oncología Pediátrica), UICC (Unión por el
Control Internacional del Cáncer), Hospital Infantil
de Investigación St.Jude e IARC (Agencia
Internacional para la Investigación del Cáncer)
entre otras.
El Día Internacional del Cáncer Infantil se basa
en la creencia de la CCI de que todo niño con
cáncer merece la mejor atención médica y
psicológica, independientemente de su país de
origen, raza, estatus económico o clase social.
Además, se apoya en la premisa de que la
muerte de niños con cáncer es evitable con un
diagnóstico temprano, disponibilidad y acceso a
tratamientos y cuidados apropiados así como las
medicinas esenciales asequibles.1

Actualmente, el 15 de febrero todas estas


organizaciones realizan durante todo el mes de
febrero, campañas para mejorar la atención y las
condiciones en sus países. A través de la
ICCCPO, en colaboración con la Sociedad
Internacional de Oncología Pediátrica (SIOP),
padres de todo el mundo se unen bajo una
misma causa: ayudar a los niños con cáncer a
acceder al mejor tratamiento posible con las
mejores condiciones de soporte.2
En España, la Federación Española de Padres
de Niños con Cáncer agrupa a 16 asociaciones
repartidas por España con el objetivo de trasladar
la problemática de los niños con cáncer y
plantear soluciones.

A pesar del aumento de las tasas de


supervivencia, hoy en día siguen muriendo niños
y adolescentes con cáncer tanto en los países
desarrollados como en vías de desarrollo. De
hecho, en algunos países, las muertes por
cáncer infantil superan las muertes por todos los
tipos de enfermedades de la infancia