You are on page 1of 70

COMANDO EN JEFE DE LAS FF.AA.

DEL ESTADO
FUERZA AÉREA BOLIVIANA
BOLIVIA

RAA-01-15

REGIMEN INTERNO

2014
ÍNDICE
INTRODUCCION
I. OBJETO
II. FINALIDAD
III. OBJETO
CAPITULO I DEBERES MILITARES DE LOS OFICIALES COMANDANTES
DE GRANDES Y PEQUEÑAS UNIDADES, DIRECTORES Y GERENTES . 1-64
I.- COMANDANTE ................................................................................... 1-64
A.- Responsabilidades .............................................................................. 1-64
II.- SEGUNDO COMANDANTE DE UNIDAD ........................................... 5-64
A.- Responsabilidades .............................................................................. 5-64
III.- AYUDANTE DE ORDENES ................................................................ 6-64
A.- Responsabilidades .............................................................................. 6-64
IV.- CAJERO - HABILITADO ..................................................................... 7-64
CAPITULO II DEBERES MILITARES DE LOS SUBOFICIALES Y
SARGENTOS ................................................................................................ 9-64
I.- SUBOFICIALES .................................................................................. 9-64
A.- Responsabilidades .............................................................................. 9-64
II.- SARGENTOS .................................................................................... 12-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 12-64
III.- CABOS .............................................................................................. 14-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 14-64
IV.- FURRIELES ...................................................................................... 15-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 15-64
V.- CLASE DE TIRO ............................................................................... 16-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 16-64
VI.- CLASE ENCARGADO DE DEPORTES ............................................ 17-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 17-64
VII.- ENCARGADO DE RANCHO ............................................................. 18-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 18-64
VIII.- DE LOS SOLDADOS EN GENERAL ................................................ 18-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 18-64
IX.- COMANDANTE DE GUARDIA.......................................................... 19-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 19-64
X.- SARGENTO DE GUARDIA ............................................................... 23-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 23-64
XI.- CABOS DE GUARDIA ...................................................................... 26-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 26-64
XII.- NUMEROS DE GUARDIA ................................................................. 28-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 28-64
XIII.- CENTINELAS .................................................................................... 28-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 28-64
XIV.- CABOS DE POLICIA ......................................................................... 30-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 30-64
CAPITULO III SERVICIO INTERNO DE LA COMPAÑÍA ESCUADRON O
BATERIA .................................................................................................... 32-64
I.- OFICIAL DE SERVICIO .................................................................... 32-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 32-64
II.- SARGENTO DE SEMANA ................................................................ 34-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 34-64
III.- CABOS DE SEMANA ........................................................................ 39-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 39-64
IV.- PABELLONEROS ............................................................................. 41-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 41-64
CAPITULO IV SERVICIO DE SANIDAD .................................................... 43-64
I.- MEDICO DE LA UNIDAD .................................................................. 43-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 43-64
II.- SANITARIO ....................................................................................... 45-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 45-64
III.- BANDA DE MUSICA ......................................................................... 45-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 45-64
IV.- EMPLEADOS CIVILES ..................................................................... 46-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 46-64
V.- MECANICO ARMERO ...................................................................... 47-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 47-64
VI.- PELUQUERO .................................................................................... 48-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 48-64
VII.- TALABARTERO ................................................................................ 48-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 48-64
VIII.- MAYORDOMO DE CASINO ............................................................. 48-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 48-64
CAPITULO V DISTRIBUCIÓN GENERAL DEL SERVICIO DIARIO .......... 50-64
CAPITULO VI ORDEN Y DISCIPLINA ....................................................... 53-64
I.- SUPERIORES ................................................................................... 53-64
II.- ATENCION DEL INFERIOR .............................................................. 53-64
III.- ASEO E HIGIENE ............................................................................. 53-64
IV.- CABELLO Y BARBA ......................................................................... 54-64
V.- TRATO .............................................................................................. 54-64
CAPITULO VII COMISIONES ADMINISTRATIVAS ................................... 56-64
I.- COMISION DE ARMAMENTO .......................................................... 56-64
II.- COMISION DE CONSERVACIÓN DEL CUARTEL Y ALUMBRADO 56-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 56-64
III.- COMISION DE RANCHO .................................................................. 57-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 57-64
CAPITULO VIII DIVERSOS REGLAMENTOS ........................................... 58-64
I.- CASINO Y COMEDOR DE OFICIALES ............................................ 58-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 58-64
II.- CASINO Y COMEDOR DE SUBOFICIALES Y SARGENTOS .......... 60-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 60-64
III.- COMEDOR DE TROPAS .................................................................. 60-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 60-64
IV.- CANTINA........................................................................................... 61-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 61-64
V.- REGLAMENTO DE LUCES .............................................................. 62-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 62-64
VI.- REGLAMENTO DE TELEFONOS..................................................... 62-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 62-64
CAPITULO IX OTRAS DISPOSICIONES ................................................... 63-64
I.- ANIVERSARIOS ............................................................................... 63-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 63-64
II.- REVISTAS......................................................................................... 63-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 63-64
III.- BANDERA DEL GRUPO O BATALLON ........................................... 64-64
A.- Responsabilidades ............................................................................ 64-64
INTRODUCCIÓN
I. OBJETO
El Reglamento de régimen interno busca modelar la conducta de los
miembros de la Fuerza Aérea, orientando sus acciones hacia el
fortalecimiento de las virtudes militares y morales.
Considerando el medio peculiar en el cual se desarrollan las actividades
aeronáuticas, es imprescindible establecer normas y regulaciones
particulares que guíen su comportamiento hacia la consecución de los
nobles objetivos perseguidos por la Institución Aérea.
La disciplina constituye la base fundamental sobre la cual descansa el
ordenamiento jurídico-doctrinario de la institución aérea.
La vida institucional de las FF.AA. y en particular de la Fuerza Aérea
descansa en la disciplina como base y fundamento, en consecuencia
preservarla constituye un deber institucional para todos sus
componentes.
La disciplina se manifiesta mediante el estricto e incondicional
acatamiento y cumplimiento de todas las leyes, reglamentos, directivas,
disposiciones y órdenes, así como en la subordinación consciente ante la
jerarquía militar.
II. FINALIDAD
La finalidad del presente Reglamento es establecer normas que se
adecue a las características propias de la Fuerza Aérea, a las
características exclusivas de su medio de trabajo y a la formación
aeronáutica del miembro de la Institución Aérea. Este sistema permitirá
evaluar, tipificar, sancionar o recompensar al Personal en forma
ecuánime, justa y oportuna.
Este reglamento tiene la finalidad de emitir las disposiciones
disciplinarias, administrativas para normar el comportamiento y
desempeño del personal de la Institución.
III. ALCANCE
El Reglamento de Régimen Interno de la FAB. Es recomendado al
personal del Escalafón de Armas de la Fuerza Aérea Boliviana.
CAPITULO I
DEBERES MILITARES DE LOS OFICIALES COMANDANTES DE GRANDES
Y PEQUEÑAS UNIDADES, DIRECTORES Y GERENTES
I.- COMANDANTE
A.- Responsabilidades
1.- El puesto de Comandante es un cargo de honor y de responsabilidad.
Para estar a la altura de las funciones de un cargo de tanta importancia
se debe poseer un profundo conocimiento técnico, teórico y práctico de
su profesión y reunir en alto grado todas las cualidades intelectuales y
morales que requiere el Comando de una Unidad, Dirección o Gerencia.
Sus responsabilidades básicas son: El cumplimiento de su misión y el
bienestar del Personal.
2.- Innegablemente, la personalidad del Comandante es decisiva en el
funcionamiento de una unidad como organismo viviente, pujante y
renovador. Todos los integrantes de ella llegan a recordar al
Comandante en forma más o menos acentuada según sus rasgos
morales, espirituales y de capacidad. Ningún otro cargo puede llegar a
dejar en el alma de los Comandantes huellas más duraderas.
3.- La satisfacción y halago de ser COMANDANTE no es el producto del
mando para hacer sentir su grado en la jerarquía y la importancia del
cargo. No es para reeditar, por impensada imitación de costumbres o
modalidades, que no corresponden a la ética del mando y que, en
épocas pasadas, tuvieron causas justificadas para existir.
No es el puesto de privilegio para el menor esfuerzo o para un mayor
descanso o para tener prioridad con lo que pudiera ser beneficio material
o físico. El ser COMANDANTE significa: sentirse, MAESTRO, PADRE,
JUEZ, AMIGO, CONSEJERO Y MODELO EN TODAS LAS
ACTIVIDADES DE LA VIDA MILITAR Y PRIVADA.
4.- El Comandante debe evitar el ser unilateral en la formación de sus
subordinados, dedicando su atención a los aspectos de su preferencia.
Por ejemplo, si ella es la instrucción profesional de sus cuadros y tropas,
no debe descuidar lo que se relaciona con el régimen interno o las
actividades sociales. No se debe considerar satisfecho con que el Oficial
cumpla bien lo relacionado con el gobierno e instrucción de su unidad y
todo valor a la vida de aquel fuera del cuartel, a su conducta en
sociedad, al mantenimiento del estado físico que le corresponde, a la
mayor o menor preocupación por las tareas de la instrucción, al
cumplimiento más o menos acertado de las comisiones del servicio.

1 - 64
5.- La preocupación fundamental del Comandante es la preparación moral,
física y profesional de la Unidad para la guerra y el mantenimiento del
patrimonio del Estado: material bélico, edificios, muebles y equipos.
Subsidiariamente debe intervenir:
a.- En lo relativo al bienestar de sus subordinados (obra social)
b.- En la vinculación de la unidad con el pueblo, instituciones culturales y
deportivas, etc.
c.- En tareas de embellecimiento de la unidad.
d.- En tareas de Acción Cívica de cooperación con la población civil para la
realización de obras de importancia colectiva y bienestar social en cada
comunidad.
6.- La tarea más silenciosa, con menor brillo y cuyos resultados son menos
palpables es la que se relaciona con la educación e instrucción y es, por
otra parte, la que requiere del Comandante su trabajo personal. El sin
intervención de otra persona, debe proyectar, enseñar, escribir, corregir y
participar materialmente en todas las actividades profesionales y de
fiscalización que la función de gobernar exige.
7.- El Comandante ejerce el mando de su Unidad haciéndose responsable
de la disciplina, educación e instrucción y de la conservación de todos
los medios puestos a su disposición.
8.- La función concreta del Comandante es educativa, desarrollando su
actividad como un verdadero MAESTRO. En cuanto a la planta de
Oficiales, estará orientada como sigue:
a.- Modelar las cualidades de mando de los señores Oficiales,
particularmente de los más jóvenes.
b.- Cultivar el espíritu de cuerpo, concepto de responsabilidad y dignidad,
haciendo que sus reflexiones sean tomadas en cuenta y sus ejemplos
imitados.
c.- Ampliar la cultura profesional y general de los Oficiales, Suboficiales y
Sargentos, e incitar el desarrollo de la cultura física.
9.- El Comandante debe ejercer el mando con energía, justicia y tino con
respeto a todos sus subordinados. Ninguna influencia extraña al servicio
debe pesar en sus decisiones; impondrá la misma conducta a todos sus
subordinados.
10.- Vigila que todos los que se hallen bajo su mando, ejerzan realmente la
parte de autoridad e iniciativa que les corresponde, a fin de que, cada

2 - 64
uno, tenga la influencia y la consideración que le son indispensables, lo
que obtendrá por cumplimiento de sus deberes y el ejercicio de sus
derechos.
11.- Cuidará porque se cumpla estrictamente todo lo que está prescrito por
las Leyes, Reglamentos y demás prescripciones impartidas por las
autoridades superiores, únicamente así se puede conseguir unidad de
acción en todos los actos militares. Le está terminantemente prohibido
hacer alteraciones, excepto en casos de urgencia e imprevistos, de los
que debe dar parte inmediata a la superioridad respectiva, exponiendo
los motivos.
12.- Velará por la aplicación correcta e imparcial de los Reglamentos; evitará
en lo posible inmiscuirse en los detalles de los métodos de enseñanza y
mando, a fin de no coartar la independencia de subalternos.
13.- Prestará atención al estado moral de sus subordinados, exigiendo sean
tratados con la consideración y justicia debidas; además se esforzará por
desarrollar en ellos los sentimientos del deber, del honor y del sacrificio
para con la Patria.
14.- Pondrá especial cuidado en conocer el carácter, el temperamento y las
especiales disposiciones y tendencias de cada uno de los Subalternos
de la Unidad, para hacer una justa apreciación del grado de confianza
que le merecen, cuando se trata de encomendarles misiones o servicios
extraordinarios.
15.- El Comandante no solo debe ser el Jefe, sino el consejero de sus
subordinados, investigará las necesidades de todos y cada uno de ellos
para satisfacerlas en lo posible, les inspirará confianza y entusiasmo por
la carrera de las armas; pero exigirá la más severa disciplina y
subordinación, así como el máximo rendimiento profesional.
16.- Vigilará y fomentará el espíritu de estudio e investigación entre sus
subordinados, así conseguirá una noble emulación, espíritu de trabajo y
superación.
17.- Acogerá con benevolencia y, a la vez, con estrictez toda solicitud que
llegue a su conocimiento, resolviéndola, si es de su incumbencia con
esmero, justicia y prontitud, caso contrario, elevará a conocimiento de las
autoridades superiores.
18.- Para el ascenso del personal convocado a ascenso, elevará a la
instancia correspondiente todos los antecedentes de los convocados en
los términos de tiempo fijados.

3 - 64
19.- Es de su incumbencia el nombramiento del Ayudante de Ordenes, así
como la distribución de los Oficiales a las distintas unidades
dependientes. El cargo de Ayudante de Ordenes debe recaer
precisamente en el Oficial subalterno que reúna condiciones para esta
función.
20.- El Comandante de Unidad debe elevar a la instancia correspondiente los
partes diarios de novedades de su Unidad, de acuerdo a instrucciones
particulares.
21.- Tendrá a su cargo la vigilancia estricta de la salud, alimentación del
personal si corresponde, de acuerdo al cuadro de racionamiento y a las
instrucciones dadas por el Ministerio de Defensa Nacional.
22.- Toda vez que encuentre dificultades en el suministro de los efectos
anteriores recurrirá a la superioridad, a fin de obtener oportunamente los
medios necesarios para subsanar las deficiencias.
23.- Anualmente el Comandante de Unidad, elevará al Comando de la Fuerza
Aérea, hasta el 30 de noviembre de cada año, el informe anual. Dicho
informe contendrá un resumen de las actividades de su Unidad y las
sugerencias que estime convenientes para mejorar sus condiciones de
instrucción, vida y combate de su Unidad.
24.- Los documentos redactados por el Comandante de Unidad debe
contener:
a.- Disposiciones generales, referentes a: forma y modo que ha de
desenvolverse el trabajo en cada período de instrucción:
1).- propósitos particulares del Comandante;
2).- forma de actuar de los subordinados;
3).- otras disposiciones que redunden en beneficio de la buena instrucción de
la Unidad.
b.- Organización de la Unidad, conforme a los cuadros orgánicos
correspondientes, teniendo en cuenta:
1).- Distribución del personal de Oficiales, Suboficiales y Sargentos de armas
y de servicios; asimismo se tendrá en cuenta para el destino interno de
los mismos, su situación, grado, aptitudes y tiempo de servicios en la
Unidad, de manera que cada uno cumpla su misión específica, ocupando
cargos dentro de su jerarquía que les permita ampliar sus conocimientos.
c.- Distribución de los medios para la Instrucción (Armamento, equipo,
materiales diversos).

4 - 64
d.- Delimitación de los campos de instrucción de conformidad a los distintos
períodos de instrucción y época del año.
25.- El Comandante de Unidad deberá exigir el cumplimiento exacto del
régimen interno de la Unidad y otros aspectos no detallados y que
fuesen necesarios de acuerdo a las circunstancias, para la buena
marcha de la Unidad.
26.- En ausencia del Comandante de Unidad, le reemplazará el Segundo
Comandante.
II.- SEGUNDO COMANDANTE DE UNIDAD
A.- Responsabilidades
1.- El Segundo Comandante es el inmediato colaborador del Comandante
de Unidad y el Jefe Técnico responsable ante él de la instrucción,
disciplina y administración del personal que comanda, así como de la
conducta, estado físico y moral del personal.
Es el órgano intermediario entre el personal y el Comandante.
2.- Dirige y coordina las actividades de la Unidad, con la libertad de acción
que le permiten los Reglamentos y disposiciones superiores. En todos
los actos ejerce una acción de control inmediato sobre sus subordinados.
3.- En ausencia del Comandante asume el mando de la Unidad y en la suya
el Oficial más antiguo, con todas las atribuciones y responsabilidades
inherentes.
4.- Ejercerá acción estricta sobre el personal subalterno, con respecto a la
disciplina, instrucción y cumplimiento de los Reglamentos y demás
disposiciones superiores. Debe tener presente que es la única forma de
conseguir la unidad de la doctrina.
5.- Constatará que su Unidad sea atendida en las mejores condiciones en
sus necesidades relacionadas con los servicios, evitando en lo posible
que sus subordinados sean distraídos en estas labores, salvo los casos
expresamente autorizados.
6.- Vigilará en su Unidad la disciplina. En actos del servicio y fuera de él
debe exigir que, el personal de su Unidad, lleve correctamente el
uniforme prescrito por los Reglamentos.
7.- Consagrará el mayor cuidado para conocer al personal Subalterno que
están bajo su mando, estudiando su carácter, sus conocimientos
generales y profesionales, a fin de tener un concepto cabal de cada uno,

5 - 64
encuadrando a su máximum de espíritu de justicia, la calificación de la
Foja de Conceptos.
8.- Verificar continuamente si los Oficiales, Suboficiales y Sargentos
sancionan a sus subordinados conforme al “Reglamento de Faltas
Disciplinarias y sus Castigos” y si estos cumplen con exactitud los que
les hubieran sido impuestos.
9.- Propondrá al Comandante de Unidad, el cambio de personal de acuerdo
a las necesidades del servicio.
III.- AYUDANTE DE ÓRDENES
A.- Responsabilidades
1.- El puesto de Ayudante de Ordenes tiene una enorme importancia por la
labor que debe desarrollar como inmediato colaborador del Comandante
en el despacho de los asuntos relacionados con el servicio y princi-
palmente, en la tramitación de órdenes.
La elección de Ayudante debe recaer en el Oficial subalterno de mayor
jerarquía de la Unidad, de quién se exigirá cualidades sobresalientes en
carácter, conducta y espíritu de trabajo.
2.- Será el transmisor de las órdenes del Comandante y se constituye en el
órgano de enlace entre él y el personal en todo lo relativo al servicio. Sus
funciones de honor y responsabilidad, le hacen acreedor a la confianza
de su Comandante y al respeto de sus camaradas. Por sus condiciones,
conocimientos y práctica en el servicio así como por su preparación,
educación, moral, porte y disciplina, tiene posibilidades para ser el
colaborador inmediato del mando; con tino y sagacidad debe cultivar y
conservar latente en la Unidad, el espíritu de cuerpo, así como contribuir
a acrecentar la cohesión espiritual de los Oficiales, Suboficiales,
Sargentos y personal civil.
3.- Sera leal y circunspecto con sus superiores y camaradas.
Para que nada pueda afectar la personalidad de su jefe, evitara en lo
posible comentarios sobre su persona así como cuestiones del servicio,
proyectos en estudio y en especial sobre asuntos reservados.
4.- Controlará que las órdenes y disposiciones del Comandante se cumplan
estrictamente, remediando todo aquello que esté a su alcance dentro de
la competencia que su grado y cargo le otorgan, haciendo conocer al
Comandante en cuanto llegue a la Unidad, las novedades de carácter
urgente.

6 - 64
5.- Diariamente, antes de la llegada de los Jefes y cuantas veces crea
necesario se impondrá minuciosamente de las novedades anotadas en
el “libro respectivo de la guardia”, y tomando las informaciones que
juzgue convenientes, subrayando con lápiz rojo las novedades más
importantes y los nombres de los que falten, resulten enfermos, en
comisión y en general, todo aquello que necesite especial atención por
parte de los superiores, en favor de un mejor servicio, anotará con su
puño y letra bajo su firma, las observaciones que creyera convenientes.
6.- A la hora de llegada del Comandante, el Ayudante pasará a la oficina a
dar parte de las novedades.
7.- El Ayudante debe ser práctico en la redacción de órdenes, partes e
informes.
8.- Para recibir órdenes, instrucciones, comunicar sanciones que imponga el
Comandante y transmitir las órdenes verbales que le imparta, llevará una
libreta en la que anotará los detalles necesarios; respecto a las
sanciones, anotará la hora y la fecha en que se les comunicó y su
cumplimiento.
9.- Dispondrá que en la prevención exista un tablero con las copias de las
obligaciones del personal de guardia.
10.- Llevará una lista por antigüedad. de todo el personal para el servicio de
guardia y les nombrará según riguroso rol, para el desempeño de su
servicio.
11.- Es su obligación hacer conocer al Comandante, todas las novedades
relativas al servicio, aún las de poca importancia.
12.- El Ayudante, está eximido del servicio de guardia y de cualquier otro
incompatible con sus funciones.
IV.- CAJERO - HABILITADO
1.- El Cajero - Habilitado de la Unidad o repartición que también puede ser
un Oficial de Armas o Servicios, ES EL RESPONSABLE DE LOS
RECURSOS ECONÓMICOS QUE RECIBE CON CARGO DE CUENTA
para la atención de socorros, alimentación de la tropa y del ganado, pago
de haberes a Oficiales, empleados y otros gastos de la Unidad, por lo
que debe depositar la garantía impuesta por la superioridad para ejercer
el cargo.
Llevará los libros de caja y de ítems de acuerdo a lo prescrito en el
Reglamento de Servicio de Administración.

7 - 64
Efectuará los pagos, ordenados por el Jefe de Servicios, estando
prohibido de hacer pagos por iniciativa propia.
2.- En las guarniciones donde existen Bancos, depositará en cuenta
corriente los fondos destinados a la atención de la Unidad.
Debe efectuar hasta horas 18:00 de cada día el arqueo de caja
sometiendo a la revisión y conformidad del Jefe de Servicios.
Elevará a conocimiento del Comando de Unidad los estados mensuales
de caja, incluyendo arqueos y todos los datos necesarios.
De acuerdo a las prescripciones legales, eleva las rendiciones de
cuentas a la Contraloría General o Departamental respectivamente.

8 - 64
CAPITULO II
DEBERES MILITARES DE LOS SUBOFICIALES Y SARGENTOS
I.- SUBOFICIALES
A.- Responsabilidades
1.- Serán hombres de excelentes cualidades de carácter y energía, de
lealtad y absoluta confianza, de juicio claro y espíritu de justicia y que
posean una profunda convicción del cumplimiento del deber y amplios
conocimientos sobre el servicio. Sus conocimientos generales deben ser
suficientes para llenar sus obligaciones.
Son los colaboradores directos de los Oficiales en la educación e
instrucción de los soldados, en consecuencia deberán ser ejemplo de
educación, disciplina, honorabilidad, moralidad, verdadera dedicación al
servicio.
Como auxiliares inmediatos de los Oficiales tienen la obligación
fundamental de velar, en toda circunstancia, por la disciplina, el orden y
la correcta presentación de los soldados a los que enseñan y dirigen,
reprimiendo sus faltas pero sin cometer abusos ni excesos de autoridad.
Asistirán con puntualidad a toda formación de su Unidad, después de la
formación de Diana, reciben el parte del Sargento de Semana y toman
nota de los soldados enfermos, para ser presentados a la respectiva
visita médica.
Pasarán revista del aseo diario de los dormitorios, tendido de camas y
conservación de todos los materiales, prendas y útiles de la Unidad.
Vigilarán por la buena conservación de todo cuanto dependa de él.
2.- El Suboficial, 1ro. de Compañía es el superior inmediato de la Unidad,
los Suboficiales, Sargentos y soldados, le deben respeto y obediencia,
en todo acto.
3.- Será el inmediato colaborador del Comandante de Compañía
(Escuadrón o Batería), en cuanto se refiere al servicio interno de la
Unidad.
4.- EL SUBOFICIAL DEBE CONSIDERARSE COMO EL GENUINO
REPRESENTANTE Y EJECUTOR DE LA VOLUNTAD DEL
COMANDANTE. Su preocupación constante será ayudarle en todo
sentido y ejercer sus funciones interpretando fielmente sus órdenes y
demás disposiciones.

9 - 64
5.- Como superior inmediato del personal de Sargentos y con la influencia
que le da su ascendiente moral y profesional, intervendrá
frecuentemente para evitar las dificultades que pudiera producirse entre
ellos, obrando siempre con firmeza y severidad. Aunque la educación e
instrucción de los Sargentos jóvenes es tarea de los Oficiales
instructores, toca al Suboficial ayudar en esta labor con el control y
consejos, orientación, enseñanza y transmitir todos sus conocimientos y
experiencias.
6.- En todos los actos del servicio el Suboficial observará hacia sus
superiores una especial actitud militar, conducta mesurada y digna,
mostrándose en todos los casos, como el ejemplo de los Sargentos.
7.- Debe desempeñar su función observando en todos los casos la mayor
rectitud.
8.- Es su deber interiorizarse, hasta en sus menores detalles, de todo lo que
su cede en la Compañía (Escuadrón o Batería); procurando conocer a
fondos las cualidades, la vida, aptitudes y demás condiciones de cada
subalterno para poder en cualquier circunstancia, dar informes completos
a su Comandante.
9.- Tendrá a su cargo la vigilancia y control del armamento, munición,
vehículos, vestuario, equipo, menaje, arneses, así como del parque de la
Compañía (Escuadrón o Batería).
10.- Prestará especial atención a que cada soldado reciba un trato correcto y
digno, siendo él directo responsable porque en la Compañía (Escuadrón
o Batería), no se cometan abusos de parte de los Sargentos. En ese
sentido está bajo su control la actividad de la Unidad en ausencia de los
Oficiales.
El Suboficial de Compañía (Escuadrón o Batería), como colaborador
directo del Comandante, asegura la transmisión y comunicación de las
órdenes a la tropa.
Es el encargado directo de la ejecución y orientación del trabajo
dispuesto por el Comandante y en lo que corresponde al furriel y
personal de servicio de la unidad.
Controla el estricto cumplimiento del Servicio interno establecido por el
Comandante de Compañía.
11.- Se encontrará en el cuartel a la hora en que la tropa se levante; algunos
días de la semana lo hará a horas extraordinarias para controlar que los
encargados cumplan son sus obligaciones.

10 - 64
12.- Pondrá en conocimiento del Comandante de Compañía (Escuadrón o
Batería), toda falta que se cometa en el servicio interno de la Unidad,
aún la más insignificante, particularmente dará parte de la pérdida de
prendas, del deterioro de armas y efectos, así como de los defectos que
hubiese observado y sugerirá medidas a adoptar para su reparación o
reposición.
13.- Antes de principiar cualquier servicio, pasará por los dormitorios de su
Unidad da fin de cerciorarse del orden y aseo de estos.
14.- A la presentación del Oficial de Servicio de la Compañía (Escuadrón o
Batería) le dará parte respectivo, entregándole en documento escrito las
novedades, para que dicho Oficial los presente al Comandante de
Unidad.
15.- Antes del almuerzo la Compañía (Escuadrón o Batería), formada, se
dará lectura a las Órdenes del día, para el conocimiento de todos.
16.- Es el auxiliar del Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería), en el
aspecto administrativo y de la elaboración de toda la documentación de
la Unidad. El paga socorros a la tropa bajo la vigilancia del Comandante
de Compañía (Escuadrón o Batería), y, en ausencia de éste del Oficial
de Servicios de la Unidad.
17.- Llevará siempre consigo una libreta donde tendrá las anotaciones
siguientes: edad, estatura, peso, perímetro torácico, número de orden,
oficio y especialidad de cada soldada, lista de la Unidad por escuadras
para el servicio interno, relación nominal de la Plana Mayor y otras
especialidades.
18.- Será responsable de la colección de Reglamentos Militares,
Prescripciones, Directivas, Órdenes, filiación de la Unidad, inventarios,
etc. que constituye el archivo de la Unidad.
19.- Vigilará que el Sargento de Semana, recoja el equipo, armamento y
vestuario de los individuos que falten a tres listas y visará la relación
correspondiente.
20.- Las Órdenes del Día, las hará conocer por intermedio del furriel, al
Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería) y demás Oficiales,
recabando al mismo tiempo la firma de cada uno de ellos.
21.- Anotará todas las mañanas, las novedades que hayan ocurrido en el
curso de la noche, copiando del libro de la guardia, aquellas que se
refieren a su Unidad y las anotará en su libreta de “Novedades”, para
presentar a su Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería).

11 - 64
22.- Controlará al personal designado para el servicio interno de su
Compañía (Escuadrón o Batería), así como al de guardia y otros,
haciéndolo por turno riguroso para cuyo efecto tendrá a la vista el rol
correspondiente.
23.- Colaborado por el furriel es el responsable de la recepción de
armamento, vestuario y de su consiguiente distribución.
24.- Para la documentación de la Compañía (Escuadrón o Batería), tiene a
sus órdenes al furriel de la Unidad, a quién controlará en la forma de
faccionaria de acuerdo al Reglamento de “Correspondencia y
Documentación Militar”
25.- Velará porque todos los servicios de régimen interno se cumplan
estrictamente y en general que todos los Sargentos nombrados para el
objeto, llenen sus funciones correctamente. Es el Jefe inmediato del
servicio de limpieza, cuadras, agua, luz; asimismo, responsable que el
personal nombrado para las guardias de cuartel, seguridad y honor, esté
listo a las horas convenientes para partir a sus puestos. Recibe el
personal de las guardias de los Sargentos de Semana y después de
revistadas las entrega al Ayudante de la Unidad.
26.- NO PERMITIRA QUE INDIVIDUOS MAL UNIFORMADOS O MAL EQUI-
PADOS, se presenten a los diferentes servicios; tomará en estos casos,
las medidas necesarias para que estas faltas se subsanen de inmediato
o el reemplazo de estos elementos por otros.
27.- Rondará por los dormitorios, para comprobar la existencia o falta de
focos y otras necesidades de luz, las que, inmediatamente, pondrá en
conocimiento del Capitán de Servicio, para que las subsane siempre que
no estuviese presente el ayudante de órdenes.
II.- SARGENTOS
A.- Responsabilidades
1.- Los Sargentos desempeñan sus funciones en la Compañía (Escuadrón o
Batería), de acuerdo con las órdenes dictadas por su respectivo
Comandante de Unidad, ejerciendo el Comando de una Escuadra, sin
perjuicio del que pueda corresponderle como Primero de Sección.
2.- Deben ser el ejemplo de subordinación y moralidad para los Cabos,
Dragoneantes y soldados de su Compañía (Escuadrón o Batería), a
quienes tratarán con sagacidad y decencia, no permitiendo que la
familiaridad relaje la disciplina; serán exactos en el servicio y se harán
obedecer y respetar con sus inferiores, sin demostrar debilidad en el
mando.
12 - 64
3.- Cada Sargento como primero de Sección, bajo la autoridad del
Comandante de esta instruye y educa a los Cabos y Soldados.
4.- Vigile el aseo de los dormitorios, la conservación y limpieza de las armas
y efectos de toda clase. Pondrá atención preferente a todo lo relacionado
con el armamento y material.
5.- Les prestará a los Cabos su apoyo de autoridad, a fin de mantener, en
todo caso el ascendiente de estos y la disciplina en general.
Es su deber habituarlos a mandar con firmeza, pero sin brusquedad,
velando porque ninguno se aparte de la imparcialidad y justicia que
corresponde a todo Comandante.
6.- Tendrá una lista de su unidad, de acuerdo con el respectivo formulario.
7.- Vigilará que las órdenes relativas a la higiene y aseo corporal de la tropa,
sean cumplidas estrictamente. Para ello, exigirá que los Cabos y
soldados, hagan las reparaciones necesarias en su ropa y se cambien
por lo menos, una vez por semana, que el corte de cabello sea el
prescrito, estén afeitados, etc.
8.- Informará al Comandante de Sección tan pronto como se presente en el
cuartel sobre los cambios, castigos, permisos, pérdidas de efectos y todo
lo que se relacione con su Unidad y las medidas necesarias a tomar.
9.- Toma por sí mismo todas las medidas que conduzcan al mejor
desempeño de sus funciones y que no hayan sido previstas por el
superior, a quién dará igualmente el parte correspondiente.
10.- Siempre que la Compañía (Escuadrón o Batería), tenga que formar con
armas, concurrirá con anticipación al lugar en que debe verificarse la
formación. Esperará que cada Cabo reviste su escuadra a la brevedad y
le dé parte del número, destino y estado de su Unidad. Recibido el parte
el Sargento revista ligeramente el armamento y vestuario, equipo y aseo
de los soldados, responsabilizando al Cabo, de cualquier falta anotada.
11.- En las revistas de vestuario, reconocerá si los soldados y Cabos tienen
algunas prendas que no sean las prescritas por el Reglamento de
uniformes, en caso de hallarlas, ordenará se deshagan o sean devueltas.
12.- Los Sargentos de Compañía (Escuadrón o Batería), prestarán
rigurosamente el servicio de semana y los demás servicios que les
corresponde.
13.- Por ausencia temporal del Suboficial o falta de éste, el Sargento más
antiguo de la Compañía (Escuadrón o Batería), ejercerá sus funciones,
previa orden del Comandante de Unidad.
13 - 64
14.- La aptitud principal del Sargento, se demuestra en el servicio práctico,
como reemplazante del Oficial, en el mando de una Sección.
15.- Complementa en detalle la instrucción enseñando particularmente a
llevar correctamente el uniforme; ejecutar las obligaciones generales del
soldado, modo de limpiar y conservar el armamento, equipo y vestuario.
Para esto no solo utilizará las horas designadas para el efecto, sino toda
ocasión a propósito, sin afectar al tiempo determinado que tiene el
soldado para el descanso.
III.- CABOS
A.- Responsabilidades
1.- El Comandante de Escuadra, será siempre el modelo de sus
subordinados, dentro y fuera del servicio. Deberá dar ejemplo de buena
conducta, subordinación y exactitud en el cumplimiento de sus deberes.
2.- Ejerce autoridad inmediata sobre los soldados de su Unidad; en esta
virtud exigirá el cumplimiento de sus obligaciones.
3.- Vigilará que los hombres de su Escuadra, cumplan con las
prescripciones relativas al aseo. Hará arreglar las camas y colocar en
orden los demás efectos en perfecto estado de limpieza.
4.- Tendrá la obligación de enseñar a los soldados de su escuadra, el
nombre de las prendas militares y el uso que debe hacerse de ellas, el
modo de vestirse correctamente, conservar siempre limpias y corrientes
sus armas, para su empleo en cualquier momento, igualmente los
cartuchos de instrucción en el mejor estado posible y bien
acondicionados, y demás detalles inherentes a la vida diaria del cuartel.
El Cabo será el ejemplo de los soldados, en lo relativo a moralidad,
disciplina y subordinación.
5.- Tendrá siempre en cuenta que la mejor manera de hacerse respetar y
obedecer con sus subordinados, es la de conducirse con firmeza y
sagacidad y ejemplo, sin familiarizarse excesivamente con ellos, ni tratar
con despotismo al corregir sus faltas.
6.- Les inspirará confianza a los individuos de su Escuadra, a fin de que
sientan temor y le hagan las consultas de cualquier duda que tuvieses.
Deberá satisfacer las preguntas con toda claridad y buen modo; les
instruirá en sus obligaciones con paciencia y método.
7.- Tendrá la obligación de hacer comprender a sus subordinados que son
responsables de cualquier falta o pérdida de sus prendas, ya sea por

14 - 64
descuido o negligencia en su conservación, o por abandono intencional,
dándoles a conocer las sanciones a que están sujetos.
8.- Tendrá una libreta que contenga el nombre de los soldados de su
Escuadra, con la filiación del armamento y dotación de munición y
prendas. Conocerá por sus nombres de su personal.
9.- Conseguirá el aprecio de sus subordinados por un trato digno,
respetuoso. Los llamará por sus nombres propios tratando con igual
educación a todos; las preferencias dentro cierto límite sólo cabe como
estímulo, tan sólo a los que se distingan por su dedicación al trabajo,
moralidad y cumplimiento en sus deberes.
10.- Cuando un soldado dé parte de estar enfermo, cuidará que se presente
al cabo de semana y sea conducido a la enfermería a la hora de visita
médica. En caso de enfermedad repentina, tomará las medidas para que
se comunique inmediatamente al Médico.
11.- Antes de cualquier acto del servicio, pasará revista a su Escuadra (aseo
personal, vestuario, armamento, equipo, útiles de rancho, etc.) y a
conducirá en seguida al lugar designado para formar. Igualmente
después del servicio, la conducirá formada hasta el dormitorio o sala de
armas y vigilará que todos dejen sus efectos en el lugar correspondiente.
12.- En la conducta que observen los individuos de su Escuadra, tanto en
servicio como fuera de él, se verá la influencia del Cabo y el modo como
cumple sus obligaciones.
13.- Tendrá siempre presente que no solo debe instruir a sus subordinados,
sino también, educarlos en la práctica de todas las virtudes militares,
particularmente en la lealtad más absoluta, el valor en su más alto grado,
el patriotismo y fidelidad a los símbolos patrios.
14.- Será necesario que el Cabo, conozca el grado de desarrollo intelectual y
el espíritu de su tropa para ejercer proporcionalmente su influencia sobre
cada individuo; siendo estas condiciones siempre diferentes en el
hombre, también será distinta la manera de educar y tratarles a cada
uno.
IV.- FURRIELES
A.- Responsabilidades
1.- El puesto de furriel será desempeñado por un soldado que reúne las
condiciones indispensables para el cargo y estará exento de todo
servicio que se relacione con el régimen interno de la unidad (Batallón,
Grupo o Compañía) (Escuadrón o Batería).

15 - 64
2.- Estará a las órdenes inmediatas del Suboficial, quién le ayudará a llevar
los documentos y libros concernientes a la Compañía. En la exactitud,
corrección de estos trabajos, será solidaria la responsabilidad de ambos.
3.- Acompañará o reemplazará en su caso al Suboficial Primero de
Compañía (Escuadrón o Batería), en la recepción, distribución o cambio
de armamento, vestuario, equipo y demás efectos pertenecientes a la
Compañía (Escuadrón o Batería).
4.- Para efectuar la distribución de las que esté especialmente encargado,
solicitará al Sargento de semana que forme la Unidad y procederá bajo
la vigilancia de éste.
5.- Debe hacer conocer e los Oficiales de la Unidad, todas las Ordenes de
Compañía (Escuadrón o Batería), Batallón (Grupo), así como dar lectura
para conocimiento de la tropa y luego proceder a su archivo.
6.- Estarán a su cuidado y responsabilidad, todas las existencias del parque
de la Compañía (Escuadrón o Batería), así como la vigilancia al
encargado de los dormitorios, etc.
7.- Las prendas de los desertores y de los que falten a tres listas, deberá
recogerlas con el Sargento de semana y el Cuartelero de servicio, y ser
guardadas en el Furrielato de le Compañía (Escuadrón o Batería), dando
el respectivo parte al Oficial de Servicio.
8.- Todos los partes de la Compañía (Escuadrón o Batería), serán
redactados en persona teniendo cuidado de entregar diariamente al
Suboficial, diez minutos antes de instrucción.
V.- CLASE DE TIRO
A.- Responsabilidades
1.- En cada Compañía (Escuadrón o Batería) se nombrará un Clase de Tiro,
que está especialmente instruido en el manejo del armamento y su
conservación. Es el instructor de tiro de le unidad, de acuerdo a los
programas semanales dados por el Comandante de Compañía
(Escuadrón o Batería).
2.- Será el auxiliar del Comandante de la unidad en el tiro y en cuanto a él
se refiere. Dependerá directamente del Suboficial de la Compañía
(Escuadrón o Batería).
3.- Será responsable que les horas destinadas para la limpieza del
armamento y material sean aprovechadas para el objeto. Vigilará que los
sistemas empleados para la limpieza, estén de acuerdo con las
instrucciones sobre el particular.
16 - 64
4.- Entregará al mecánico armero de la Unidad, todo el armamento o
material que precise reparación, anotando la correspondiente partida,
con su firma y el Vo. Bo. del Comandante de la Unidad. Anotará
igualmente su entrega, una vez efectuada su reparación, sin perjuicio de
que se registre en el libro de novedades de la Compañía (Escuadrón o
Batería).
5.- De acuerdo con las órdenes del Comandante, efectúa todos los
preparativos para el tiro de escuela, combate y concursos en que
participe su unidad.
6.- Cuidará de la conservación y limpieza del polígono, siendo responsable
que exista mediciones bien comprobadas cada 50 metros.
Debe tener al corriente al Suboficial de la Compañía (Escuadrón o
Batería) sobre el estado del material de tiro, con objeto de que se haga
oportunamente los pedidos o reparaciones y no sufra perjuicios la
instrucción de tiro.
VI.- CLASE ENCARGADO DE DEPORTES
A.- Responsabilidades
1.- En cada Compañía (Escuadrón o Batería), existirá un Sargento o Cabo
con la denominación “Clase de Deportes”. Su elección recaerá en el
individuo que demuestre mayor afición en esta rama y que, a la vez,
tenga condiciones físicas especiales.
Los deberes del “Clase de Deportes” serán los siguientes:
a.- Llevar un libro con la documentación de todo el material, accesorios de
gimnasia y deportes, existente en la Compañía (Escuadrón o Batería).
b.- Un libro con la documentación de los resultados obtenidos por el
personal de su Unidad, en las diferentes ramas del deporte y atletismo y
una relación especial, con indicaciones del personal que tome parte en
los concursos atlético militares y cada año, especificando los resultados
alcanzados.
c.- La conservación y cuidado de todo el material.
2.- De entre los Clases de deportes de la Unidad, será nombrado
mensualmente y por turno, uno que tendrá a su cargo y responsabilidad
la limpieza y cuidado de la pista de deportes y gimnasia.
3.- Correrá a cargo del Clase de turno, la conservación de los aparatos de
gimnasia pertenecientes a la Unidad y tendrá la responsabilidad de todos
ellos.

17 - 64
4.- El Clase de Deportes, dependerá directamente del Suboficial de la
Compañía (Escuadrón o Batería) a quien pondrá al corriente de todas las
novedades o deficiencias en el servicio.
VII.- ENCARGADO DE RANCHO
A.- Responsabilidades
1.- En cada Unidad se nombrará un Suboficial o Sargento encargado del
Rancho, cuyo servicio durará un mes, excluyendo a los Suboficiales
Primeros de Compañía.
2.- El encargado vigila al personal de cocina en el cumplimiento de sus
obligaciones, pasando diariamente después del toque de DIANA, una
revista cuidadosa del aseo del personal de cocina.
3.- Tendrá bajo su vigilancia y control, todo el menaje de cocina, debiendo
revisar diariamente y antes de preparar el rancho, la limpieza de los
útiles a emplearse, así como la cocina y depósitos de agua.
4.- Recibirá diariamente del parque, de acuerdo al efectivo, el racionamiento
de víveres, el mismo que entregará al cocinero conforme a las tablas de
racionamiento.
5.- La papelera que ampara la entrega del racionamiento conforme al menú
del día archivará para comprobación en los balances mensuales de
existencias.
6.- En todo caso procederá de acuerdo con las indicaciones y órdenes del
Jefe de Servicios.
VIII.- DE LOS SOLDADOS EN GENERAL
A.- Responsabilidades
1.- Es honroso para todo boliviano ser soldado desde el momento en que
viste el uniforme militar, es el depositario de nuestras glorias y
tradiciones, debe ser ejemplo de subordinación, moralidad, respeto y
camaradería. En cualquier lugar que se encuentre debe ser considerado
como una garantía de orden.
2.- Debe obediencia y respeto en actos del servicio y fuera de él a sus
superiores.
3.- Prestará especial interés y atención a la instrucción y educación que se
le impartan.
4.- Es responsable del cuidado y conservación de todo cuanto se le provee:
(Equipo, vestuario, armamento y otros).

18 - 64
5.- El primer deber de su vida militar, es el respeto a sus superiores y
camaradas.
6.- Debe dedicar toda su atención a conocer, conservar y limpiar su arma,
aprendiendo a utilizarla en la mejor forma.
7.- Toda orden que reciba significa que el superior le considera capaz de
cumplirla, por esto no debe concretarse sólo a ejecutarla, sino debe
mostrar satisfacción y capacidad.
8.- El soldado además de cuidar su vestuario y equipo, debe llevarlo con
toda corrección y orgullo; será discreto en su trato, no debe ejecutar
ningún acto que desmedre el prestigio del uniforme. Demostrará la
confianza que tiene en sí mismo y el respeto que le merece el uniforme
militar; con lo cual se hará acreedor a la consideración de todos y muy
especialmente de sus superiores
IX.- COMANDANTE DE GUARDIA
A.- Responsabilidades
1.- Este servicio desempeñarán los Tenientes y Subtenientes, si el número
de estos fuera reducido, por los Suboficiales, su servicio comenzara la
hora del relevo de guardia y terminará a la misma hora del día siguiente.
Será nombrado por la Orden del Día del Regimiento, con 24 horas de
anticipación.
2.- El Comandante de Guardia está subordinado al Capitán de Servicio y es
el inmediato superior de la guardia; en consecuencia, vigilará
constantemente por el fiel cumplimiento de las obligaciones que tiene
cada uno.
Personalmente dará instrucciones sobre las obligaciones que se
prescribe en el presente Reglamento para los Sargentos y tropa de
guardia.
3.- La instrucción particular de los centinelas será impartida de acuerdo a las
órdenes que reciban del Capitán de Servicio y las que le hubiese hecho
conocer el Comandante de Guardia saliente.
4.- La guardia le es entregada por el Ayudante del Comandante de Gran
Unidad y/o Pequeña Unidad correspondiéndole efectuar solamente la
comprobación del personal y armamento que transitoriamente y mientras
dure su servicio, queda bajo su responsabilidad.
5.- El uniforme para el Oficial será estrictamente el de servicio, prescrito por
el Reglamento de Uniformes y Equipo.

19 - 64
6.- En el relevo, se procederá conforme lo prescrito en el Reglamento de
Servicio de Guarnición No. 28.
7.- Recibido el servicio y a la llegada del Comandante de GGUU o PPUU
después de rendir los honores reglamentarios y haber hecho retirar su
guardia, se presentará con las palabras: “Comandante de Guardia” y le
dará parte de las novedades con que haya recibido y de aquellas que
hubiesen ocurrido, presentando el libro de novedades que debe ser
relevado al minuto.
8.- Durante el servicio, permanecerá en la prevención, no pudiendo alejarse
sino dentro de la unidad y con la venia del Capitán de Servicio y esto
sólo con motivo del servicio, y por tiempo estrictamente necesario.
Almorzará y comerá en la prevención, podrá descansar después de la
hora del silencio no pudiendo desvestirse.
9.- A la hora del relevo, hará pasar lista de arrestados, castigados en
calabozo y en general, de todos los que tienen la obligación de formar al
toque de reunión, para así comprobar con el libro de castigados.
10.- Cuidará que la guardia esté siempre lista para acudir al puesto en que se
la necesite, para rendir honores y a las horas de DIANA, RETRETA, etc.
11.- En caso de incendio en la ciudad, dará parte al Capitán de Servicio,
quién determinarán la salida de la tropa necesaria para extinguirlo.
Si el incendio se produjese en el cuartel, tomará personalmente las
medidas necesarias para salvar el armamento y municiones en primer
lugar y luego combatir el fuego.
12.- Vigilará como responsable único, que el uniforme y equipo del personal
de la guardia, sea llevado correctamente y que en particular el
armamento se encuentre limpio.
13.- Dispone que los toques de corneta o clarín para las formaciones
correspondientes a la distribución diaria de labores, sean ejecutados a la
hora exacta que determina el horario general.
14.- Recibido el Parte de Diana y Retreta los Sargentos de semana pasan a
la prevención para entregar el parte escrito al Comandante de Guardia,
quién centraliza en el libro de “Novedades” y el parte para el
Comandante de GGUU o PPUU
15.- Inmediatamente después de centralizado el parte, el Comandante de
Guardia eleva al Capitán de Servicio para su firma.

20 - 64
16.- El parte de Retreta, será enviado por escrito al Comandante de GGUU o
PPUU con el Vo. Bo. del Capitán de Servicio. Dicho parte será llevado
por el Ordenanza de Guardia.
17.- Después de la lista de Retreta, procederá a cerrar la puerta principal del
cuartel, entregando todas las llaves de las puertas que, den acceso a la
Unidad, al Capitán de Servicio.
18.- Pasará por los dormitorios quince minutos antes del toque de Diana,
para ver si los Oficiales de servicio de las Compañías (Escuadrones o
Baterías), y los pabelloneros cumplen con sus obligaciones. Verá que tan
luego la tropa se levante, sea conducida al baño o lavatorios con todo
orden.
19.- Vigilará el aseo general de la unidad, para lo cual deberá pasar revistas
a las diferentes reparticiones. Estas revistas deberá efectuarlas; la
primera antes de las 07:00 y le otra antes de las 14.00, sin perjuicio de
otras extraordinarias, muy especialmente antes del relevo. La guardia
tiene la obligación de asear su recinto, sin ocupar para ello, a los
hombres de limpieza.
20.- Cada Compañía será responsable del aseo de su dormitorio, almacenes
y corredores.
21.- Diariamente, inspeccionará los calabozos, para cerciorarse si cumplen
los castigos y si en general, estos reciben las raciones de rancho
correspondientes.
ES UN PRINCIPIO QUE LAS LLAVES DE LOS LOCALES CITADOS, SE
ENCUENTREN EN EL LLAVERO DE LA PREVENCIÓN DE OFICIALES
Y DE DONDE NADIE PODRÁ SACARLAS SIN AUTORIZACIÓN.
22.- A la hora del relevo, entregará personalmente al Oficial entrante, todos
los castigados, comprobando con el libro respectivo. Cuidará que no
cometan abusos, con estos y que los locales donde se encuentran, se
hallen en absoluto estado de limpieza e higiene.
23.- La puerta principal del cuartel será abierta a la Diana después de recoger
las llaves en poder del Capitán de Servicio. Durante la noche, la puerta
se abrirá únicamente a las autoridades superiores que la requieran y por
principio únicamente al Ministro de Defensa Nacional, al Comandante en
Jefe de las FF.AA., al Jefe de Estado Mayor General, al Comandante de
la Fuerza Aérea, al Jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea, al
Comandante de Brigada Aérea, al Jefe del Estado Mayor de la Brigada
aérea, al Comandante de unidad y al Jefe de Ronda.

21 - 64
24.- El Servicio de Comandante de Guardia, exime al Oficial de las
instrucciones y asistencias a formaciones fuera de la Unidad. En cambio
atenderá la instrucción dentro del cuartel y siempre que autorice él
Comandante de GGUU o PPUU sin que eso signifique que descuide sus
obligaciones de la Guardia.
25.- En general, velará por el cumplimiento del régimen interno en todas sus
disposiciones concernientes a sus atribuciones y remediando lo que está
a su alcance, dando siempre parte al Capitán de Servicio.
26.- Vigilará que los castigados cumplan su sanción con toda estrictez bajo la
vigilancia de la guardia. Esta vigilancia la hará mayormente en los días
de salida y de descanso.
27.- El Comandante de Guardia, llevará de su puño y letra, bajo su directa y
única responsabilidad además del libro de novedades de la guardia, el
de “Castigados”, y en general todos los documentos de la guardia, los
que a la hora del relevo deben estar listos, para que el Capitán de
Servicio los vise; el de “Novedades” de la guardia deberá ser llevado al
minuto, para su presentación inmediata a todo superior que lo solicite.
28.- En los días de trabajo, no permitirá que salga ningún individuo de tropa,
sin el permiso correspondiente, autorizado por el Comandante de GGUU
o PPUU
29.- Los días en que tenga salida la tropa, lo hará a la hora fijada por el
horario o la ordenada por el Comandante y correctamente uniformada. El
Comandante de Guardia, pasará una minuciosa revista a todos los
francos de las unidades que con la respectiva relación nominal.
30.- Ningún soldado puede salir franco con el uniforme sucio, roto o llevando
bultos.
31.- Los Estafetas podrán salir únicamente en las horas más indispensables y
jamás durante el servicio o instrucción, y lo harán con su mejor uniforme.
32.- En los libros de francos de las Compañías (Escuadrones o Baterías), el
Comandante de Guardia hará las anotaciones que merezcan sus
observaciones.
33.- Revistará la Banda de Música a la salida y regreso de las retretas u otras
asistencias, anotando especialmente, las novedades del personal e
instrumental. En ningún caso permitirá su salida, con otro traje distinto al
ordenado.

22 - 64
De todas sus observaciones y medidas tomadas, dará parte al Capitán
de Servicio y al Ayudante de GGUU o PPUU, sin perjuicio de anotar en
el libro de “Novedades”.
34.- Los castigados no serán empleados como portadores de atriles y
papeles para la banda. Este personal debe ser provisto por la Unidad de
servicio, con el mismo uniforme ordenado para la Banda.
35.- En la guardia deben existir en volúmenes encuadernados los
Reglamentos de:
“Saludos, Honores y Paradas”, “Régimen Interno”, “Servicio de
Guarnición” y en general, todos aquellos que se necesitan para un mejor
servicio además todas las disposiciones dictadas por el Comandante de
GGUU o PPUU y otros superiores referentes al servicio de guardia.
36.- Las obligaciones de los soldados, Estafetas y centinelas, serán copiadas
y colocadas en la prevención de tropa y en lugar visible, para
conocimiento de ella.
37.- Está prohibida la entrada de fotógrafos a las GGUU o PPUU, excepto los
que tengan permiso firmado por las autoridades superiores.
38.- Es responsable de tener la llave de la munición de guerra, destinada
para la guardia.
X.- SARGENTO DE GUARDIA
A.- Responsabilidades
1.- Será nombrado por la Orden del Día del Regimiento o Batallón,
juntamente con el Comandante de Guardia y la misma anticipación,
iniciando sus funciones a la hora del relevo.
2.- El cargo de Sargento de Guardia, es importante y de suma confianza,
por lo tanto los Sargentos que sean nombrados para este puesto, serán
más antiguos que los designados en el rol para Cabos de Guardia.
3.- Es el superior de toda la tropa de guardia, a la que vigila siendo
directamente dependiente del Comandante de Guardia y el Capitán de
Servicio.
4.- Secundará al Comandante de Guardia en todas sus obligaciones
particularmente, en la disciplina e instrucción de la tropa de servicio,
vigilando a los castigados, aseo del recinto de la guardia, cuidado y
limpieza del armamento, equipo y vestuario.
5.- Velará porque las prescripciones sobre el servicio de luz, sean cumplidas
rigurosamente.
23 - 64
6.- Pasado el relevo, reunirá su tropa y dará lectura a las obligaciones que
corresponden al personal de servicio, eligiendo aquellos artículos de
mayor importancia y explicando a la tropa, en forma que evite dudas en
su ejecución, haciendo notar especialmente, las faltas en que con
frecuencia puede incurrir la tropa, ya que las omisiones o descuidos,
recaerán sobre su persona.
7.- El Sargento de Guardia, debe conocer exactamente las obligaciones de
todo el personal que forma la guardia. No podrá abandonar su puesto
por ningún motivo salvo necesidades corporales en cuyo caso lo hará
con el permiso del Comandante de Guardia y dejando en su reemplazo
al Cabo de Guardia. Al volver a su puesto se presentará al Comandante
de Guardia.
8.- Es responsable del aseo, orden y compostura del personal de la guardia,
cuidando que permanezcan en el recinto que se le hubiera señalado y
del que sólo podrá retirarse con permiso de él.
9.- Comprobará que el personal para ocupar el puesto de centinela hubiera
recibido la instrucción necesaria, para cumplir en la mejor forma su deber
y conocer a la vez sus prerrogativas.
Las consignas generales de la guardia, deben ser repetidas antes de
dirigirse a sus puestos, donde se les dará la instrucción particular que
debe ser repetida por el que entra, a fin de enterarse de sus alcances.
10.- Si entre el personal destinado para la guardia hubiese alguno que no
esté en condiciones de cumplir con eficiencia su cometido, hará conocer
al Capitán de Servicio, por intermedio del Comandante de Guardia para
que aquel ordene el correspondiente cambio o determine lo conveniente.
11.- Será de su directa responsabilidad, que los arrestados dependientes de
la guardia, cumplan sus castigos, además velará porque con ellos no se
cometan abusos de ninguna índole.
12.- No permitirá el ingreso de civiles al cuartel sin el correspondiente
permiso del Comandante de Guardia, asimismo, la entrada de
vendedores ambulantes.
En los días de salida y descanso, podrá permitir la entrada de familiares
o amigos de la tropa, sólo hasta la prevención desde horas 16:00 a
18:00.
13.- Por ningún motivo permitirá la aglomeración de grupos de civiles, delante
de la puerta del cuartel y sus proximidades; hará en todo caso, que se
retiren en forma insinuativa y con la educación debida; pero si se
resisten, dará parte al Comandante de Guardia para que él ordene lo
24 - 64
conveniente. Asimismo, no permitirá que la tropa de la GGUU o PPUU
se estacione en los pasadizos y proximidades de la prevención.
Tampoco permitirá que personas extrañas al Regimiento sostengan
conversaciones con la tropa por los balcones o puertas y menos, que les
pasen paquetes u objetos de cualquier naturaleza.
14.- Cuando permita a soldados de la guardia, retirarse por necesidades
corporales así como cuando sean momentáneamente enviados por
Oficiales, cuidará que se le presenten a su regreso, debiendo tener
siempre a su disposición, por lo menos una mitad de la guardia.
15.- Si algún Sargento o soldado de la guardia se enferma, dará parte
inmediatamente al Comandante de Guardia, para que efectúe el relevo
con otro de la misma unidad.
16.- En caso de que algún miembro cometa un delito de falta grave, penado
por las leyes y Reglamentos Militares, dará parte de inmediato al
Comandante de Guardia, quién tomará las medidas que el caso requiera.
17.- No permitirá la salida de ningún soldado, sin la orden expresa del
Comandante de Guardia y con el uniforme reglamentario.
18.- Supervigilara la salida y regreso de los estafetas, quienes lo harán
únicamente, en las horas determinadas y con la autorización del
Comandante de Guardia ante quién deben presentarse.
19.- Durante la noche podrán recostarse con el correaje y armas listas, de
acuerdo a turnos que establecerá el Comandante de Guardia. En todo
caso una mitad de la guardia deberá encontrarse en condiciones de
inmediato empleo.
20.- El Sargento de Guardia, es responsable de la conservación de las
existencias anotadas en los inventarios, las mismas que entregará al
relevarse, haciendo constar el estado en que se encuentran. Si observa
alguna falta o deterioro, dará parte al Comandante de Guardia y se anote
en el libro de “Novedades” para establecer la responsabilidad
consiguiente.
21.- Todas las llaves, candados, útiles, muebles, catres, demás objetos de la
prevención, están bajo la directa responsabilidad del Sargento de
Guardia.
22.- Ningún soldado o empleado del cuartel podrá sacar prendas del equipo o
armas, sin el correspondiente permiso del Capitán de Servicio, todo bulto
sospechoso será revisado a la salida o entrada del cuartel.

25 - 64
23.- Supervigilara que los bultos de comestibles y otros que se internen al
cuartel por el encargado de la cantina, serán revisados y por ningún
motivo se permitirá la introducción de bebidas alcohólicas.
24.- Cuidará que el Cabo de Guardia, efectúe los relevos a las horas
correspondientes y sin preferencia de ninguna índole; velara que los
centinelas lleven puesto el uniforme de acuerdo al clima y temperatura
ambiente.
25.- Si en las proximidades de la guardia se produjesen desórdenes o
aglomeraciones, incidentes entre particulares, dará parte
inmediatamente al Comandante de Guardia, quién ordenará lo
conveniente.
26.- La guardia formará en el sitio que se le ha asignado a las horas de lista,
debiendo pasarla el Sargento de Guardia, quién elevará el parte de las
novedades al Comandante de ella al toque respectivo.
XI.- CABOS DE GUARDIA
A.- Responsabilidades
1.- Entrarán de guardia dos Cabos, nombrados por la Orden del Día de la
GGUU o PPUU, de los cuales, uno puede ser Dragoneante en casos de
no disponer el número necesario, para que, dirigidos por el Sargento o
por el Comandante de Guardia, adquieran en ese puesto la práctica del
servicio que es indispensable al cometido y cargo que desempeñan. Su
relevo tendrá lugar a la misma hora que el de la guardia y su servicio
durará también 24 horas, debiendo ser nombrados con la misma
anticipación que el Sargento de Guardia. Durante su servicio serán
superiores a todos los de su misma jerarquía.
2.- El Cabo de Guardia más antiguo, hará su servicio desde la hora de
relevo hasta las 24, hora en que con la venia del Sargento de Guardia,
procederá a relevarse. El Cabo de Guardia, conducirá sus relevos en la
forma prescrita por el “Reglamento de Servicio de Guarnición”, al que se
sujetará por entero en todo lo que se refiere a sus obligaciones.
3.- El Cabo de guardia menos antiguo, será un auxiliar del Cabo de Guardia
a quién está subordinado. Desde el relevo hasta horas 24:00
permanecerá en la prevención de tropa, pudiendo ser empleado para el
control de los puestos interiores del cuartel.
4.- El Cabo de Guardia será el que maneje durante el día las llaves de las
puertas que se encuentren bajo la vigilancia de la guardia. Ninguna llave
ni candado podrá retirarse del llavero respectivo de la prevención, sin el

26 - 64
correspondiente aviso y permiso del Comandante de Guardia, a quién le
serán devueltos después que se hayan empleado.
5.- Durante la noche y cuando el centinela anuncie la presencia de alguna
autoridad militar, comunicará al Comandante de Guardia, previa
identificación, quién determinará su ingreso. Si se trata de soldados
atrasados y/o Oficiales de la GGUU o PPUU, procederá de acuerdo a la
consigna recibida
6.- Todos los soldados que se hubieran atrasado, serán presentados al
Comandante de Guardia a medida que vayan llegando. Asimismo, todo
el que salga deberá hacerlo munido del permiso escrito del Comandante
de Regimiento, requisito sin el cual no podrá salir.
7.- No podrá dormir durante la noche mientras se encuentre de servicio,
siendo directamente responsable que, centinelas se encuentren
realizando su servicio de guardia de acuerdo a las normas y consignas
establecidas.
8.- Si algún centinela no se encuentren realizando su servicio de guardia de
acuerdo a las normas y consignas establecidas, lo relevara enseguida al
que se hubiera dormido e imponiéndole el correspondiente castigo. Si se
hallare enfermo dará el respectivo parte para que sea reemplazado y
atendido por otro de la Compañía (Escuadrón o Batería) de servicio.
9.- Examinará y registrará minuciosamente todo bulto y objeto que se trate
de introducir o sacar del cuartel por los soldados o particulares que
tengan el permiso de hacerlo, impidiendo en absoluto, la internación de
bebidas alcohólicas. No permitirá jamás que se saquen armas, prendas o
equipo, sin el correspondiente permiso del Capitán de Servicio.
10.- Al cabo de guardia le está encomendada la limpieza del local ocupado
por la guardia; el control de los arrestados están bajo su control y
dependencia aún en el día.
11.- El Cabo de Guardia es el único responsable de que los centinelas estén
provistos de munición de guerra y que ésta sea entregada en el
momento del relevo sin que falte un solo cartucho.
12.- Del personal de tropa que entre de guardia, se elegirá los mejores
soldados para el primer puesto y aquellos que tengan mayor importancia
y responsabilidad dejando a los menos expertos para cubrir los puestos
secundarios.
13.- Antes de conducir los relevos a sus puestos, pasará una prolija revista
del armamento, equipo y uniforme, para evitar que cubran los puestos de
centinelas, soldados mal uniformados y equipados.
27 - 64
14.- En los días fríos, de lluvia o viento, y en general todos los días desde
horas 18:00 hasta la Diana, tendrá cuidado que los centinelas lleven
puesto el uniforme de acuerdo al clima y temperatura ambiente.
15.- Dará al centinela las órdenes para que deje salir o entrar a los soldados
que obtengan el correspondiente permiso del Comandante de Guardia,
no permitiendo por ningún motivo que nadie se adjudique esas
atribuciones.
16.- Oportunamente transmitirá los avisos que el centinela de la puerta
principal le dé, sobre la aproximación de los superiores a quienes tenga
que rendir honores, para que forme la guardia.
XII.- NÚMEROS DE GUARDIA
A.- Responsabilidades
1.- Por principio este servicio en el cuartel deberá ser cumplido por riguroso
turno de la Unidad, en cambio para la guardia de honor, seguridad y
otras fuera del cuartel, deberá cubrirse con soldados seleccionados.
2.- La tropa para el servicio de guardia será organizada por la Compañía
(Escuadrón o Batería), de servicio y nombrada por Orden del Día del
GGUU y/o PPUU, con un turno especial y procurando siempre conservar
el vínculo orgánico.
3.- Reconocerán como a superior inmediato al Cabo de Guardia, a quién
obedecerán en toda circunstancia. En algunos casos urgentes o graves,
podrán recibir directamente órdenes del Sargento de Guardia,
Comandante de Guardia o Capitán de Servicio.
4.- Sin el permiso del Sargento de Guardia, no puede abandonar la
prevención ningún soldado.
5.- Los números de guardia a la voz de: “Forme la guardia o a las armas”,
deben hacerlo con prontitud y silencio, acudiendo al lugar señalado para
ejecutar cuanto se les ordene.
6.- El soldado de guardia, es superior a los demás soldados del Regimiento,
no debiendo ser ocupado en ninguna otra actividad
XIII.- CENTINELAS
A.- Responsabilidades
1.- Los centinelas son responsables de la seguridad del cuartel, edificio o
puesto donde se lo haya colocado, por lo tanto es un honor al que sólo
tienen derecho los hombres de buena conducta y carácter.

28 - 64
2.- Los soldados que se encuentren cumpliendo castigos, no deben ser
empleados por ningún motivo, como centinelas en cuarteles, prisiones,
depósitos de armas o municiones, etc. (Reglamento de Servicio de
Guarnición).
3.- Los centinelas tienen por objeto mantener la seguridad, rendir honores y
defender sus puestos en caso de ser atacados.
4.- El centinela de la puerta principal tendrá puesto fijo al costado derecho
de la puerta, pudiendo moverse en un espacio de diez pasos (cinco
pasos cada lado de la puerta). Mantendrá su arma en la posición de
“DESCANSEN” cuando se encuentra a pie firme: “AL HOMBRO” cuando
se halla paseando. Para rendir honores pondrá en la posición de “AL
HOMBRO” o “EN PRESENTEN” de acuerdo con el Reglamento de
“Saludos, Honores y Paradas No. 2”.
5.- El centinela, además de los honores a que está obligado según el
Reglamento de Guarnición, saludará a todos los Cadetes y Suboficiales,
colocándose “Firme” con el fusil en “Descansen” si está a pie firme,
dirigiendo la vista si se encuentra en movimiento.
6.- Todos los soldados, tienen el deber de efectuar el saludo al centinela con
toda corrección.
7.- Si tuviese garita la ocupará solamente en días de mucho sol, viento o
lluvia.
8.- De un modo general, el centinela no obedecerá más órdenes que las que
le sean transmitidas por intermedio del Cabo de Guardia. Si
excepcionalmente el Capitán de Servicio o el Comandante de Guardia le
comunican alguna, la cumplirá también.
9.- Cuidará que ninguna persona extraña al cuartel se estacione en la
puerta; obligando a detenerse cinco metros a su frente y solicitando la
presencia del Cabo de Guardia, quién atenderá y determinará su ingreso
o retiro.
10.- Por ningún motivo, permitirá al personal de tropa salir sin el permiso del
Cabo de Guardia.
11.- Dará aviso, llamando al Cabo o al Sargento de Guardia a viva voz o
tocando el timbre de cualquier novedad que ocurra en las inmediaciones
de su puesto o a la aproximación, Comandante de Grupo, Jefe de
Estado Mayor de la Brigada Aérea, Comandante de la Brigada Aérea,
Jefe del Estado Mayor de la Fuerza Aérea, Comandantes de Fuerza.
Jefe de Estado Mayor del Comando en Jefe, Comandante en Jefe de las

29 - 64
FF.AA., Ministro de Defensa Nacional y Capitán General de las Fuerzas
Armadas.
12.- Los centinelas que cubren los puestos interiores del cuartel, cumplirán
las órdenes que reciban en la instrucción especial.
13.- El relevo de los centinelas, se efectuará cada dos horas; cuando haya
mucho calor o frío, cada hora.
14.- De un modo general, los centinelas se sujetarán en sus obligaciones, a
las detalladas anteriormente y a las contenidas en el Reglamento de
“Servicio de Guarnición”.
XIV.- CABOS DE POLICÍA
A.- Responsabilidades
1.- Para la limpieza general del cuartel, todos los Cabos y Dragoneantes, sin
excepción alguna, desempeñan el cargo de “Cabo de Policía” por
riguroso turno. Su servicio comenzará el sábado a la hora del relevo y
terminará el siguiente a la misma hora. Será nombrado en la Orden del
Día del Regimiento con 24 horas de anticipación.
2.- Dependerá directamente del Capitán de Servicio y del Comandante de
Guardia de quienes pedirá órdenes todos los días.
3.- Será responsable del aseo general del cuartel, excepto de la prevención,
casino, dormitorios de las Compañías (Escuadrones o Baterías), talleres
y cantina.
4.- Para la limpieza, el “Cabo de Policía”, ocupará preferentemente a todos
los arrestados de la clase de tropa del Regimiento y al personal que
diariamente sea nombrado por las unidades.
5.- Las Compañías (Escuadrones o Baterías) nombrarán por Orden del Día
sin excepción ni preferencia, el número necesario de soldados para la
limpieza diaria del cuartel. Este servicio durará 24 horas comenzando a
la Diana hasta después de la revista individual; los reclutas deben ser
empleados en el menor número posible.
6.- Al toque de Diana y con anterioridad si así se ordena, todo el personal
nombrado para la limpieza debe concurrir al sitio designado con su
uniforme más usado, luego serán conducidos por el más antiguo para
ponerse a órdenes del “Cabo de Policía”, quién hará la distribución del
servicio por sector, ocupando para los trabajos pesados a los castigados.

30 - 64
7.- El “Cabo de Policía” recogerá de la guardia mediante relación a todos los
castigados para el servicio de limpieza, permaneciendo bajo su
responsabilidad desde que los reciba hasta su entrega.
8.- El cabo de Policía por ningún motivo será ocupado en comisiones fuera
del cuartel.
9.- Será el único responsable del material y útiles que se provean para la
limpieza, los que recibe y entrega mediante inventario.

31 - 64
CAPITULO III
SERVICIO INTERNO DE LA COMPAÑÍA ESCUADRÓN O BATERÍA
I.- OFICIAL DE SERVICIO
A.- Responsabilidades
1.- Este servicio se hará alternando entre los Tenientes, Subtenientes y el
Suboficial de Compañía (Escuadrón o Batería); su nombramiento se
efectúa por Orden del Día de la Compañía (Escuadrón o Batería) con 24
horas de anticipación, se inicia a la hora del relevo de guardia y concluye
a la misma del día siguiente.
2.- Es un principio que, quien esté de servicio no podrá salir a la calle
mientras dure éste.
3.- El Oficial de Servicio de la Compañía (Escuadrón o Batería), depende
del “Capitán de Servicio” y del Comandante de su Compañía (Escuadrón
o Batería); es el fiscalizador en lo relativo al régimen interno de su
Unidad y el responsable ante su Comandante de su Compañía, del
cumplimiento absoluto y estricto del horario y de las disposiciones
dictadas por aquel. Es un colaborador del “Capitán de Servicio” en todo
lo que al servicio en general se refiere estará obligado a cumplir las
órdenes que de él recaba para cualquier cometido.
4.- El “Oficial de Servicio” debe concurrir a todos los actos del servicio,
distribuciones de la Compañía (Escuadrón o Batería), establecida por el
horario, así como a las ordenadas por su Capitán o por el de “Servicio”.
Asistirá a la instrucción fuera del cuartel sin necesidad de autorización
del Capitán de Servicio. El papel de “Oficial de Servicio” es el de
educador e instructor de su tropa, lo que le obliga a mostrarse siempre
como el modelo de exactitud y cumplimiento, perseverancia, disciplina y
justicia.
5.- Inmediatamente de hacerse cargo de sus funciones, se presentará al
Comandante de su Compañía (Escuadrón o Batería) y al Capitán de
Servicio con las palabras:
“OFICIAL DE SERVICIO DE TAL COMPAÑÍA (ESCUADRÓN O
BATERÍA)”, a efecto de recibir órdenes.
6.- Tendrá a su cargo el servicio interno general, vigilará la distribución
diaria del rancho (desayuno, almuerzo y cena); visitará los dormitorios de
su Compañía (Escuadrón o Batería), a las horas en que crea
conveniente en el día, pero en la noche, lo hará siempre después del
Silencio; vigilara el despierto y el aseo de la tropa en los lavatorios y

32 - 64
baños. Por ningún motivo faltará a las horas de limpieza del armamento
y material siendo el directo responsable de las faltas que durante ellas se
produzcan; después de toda limpieza, es su obligación pasar la
correspondiente revista y dar parte de los resultados a su Comandante
sin perjuicio de anotar en el libro de novedades de la Compañía
(Escuadrón o Batería).
7.- Antes de toda formación, para instrucción o asistencia, está obligado a
revistar a Compañía (Escuadrón o Batería); armamento, equipo,
vestuario, material, etc., subsanando todas las faltas y tomando las
medidas necesarias para la mejor presentación de su tropa.
8.- Es su obligación llegar a la Compañía (Escuadrón o Batería) por lo
menos 10 minutos antes que su Capitán para cerciorarse de que nadie
falte y comprobar la veracidad del parte que le de el Suboficial. A la hora
de salida o instrucción, tendrá lista la Compañía (Escuadrón o Batería)
esperando a su Comandante o al Oficial más antiguo, a quién le dará el
parte correspondiente.
9.- El parte de instrucción tendrá el Vo. Bo. del “Oficial de Servicio” y su
veracidad quedará bajo su directa responsabilidad, comprendiendo
aquel, el efectivo de la Compañía (Escuadrón o Batería), número de los
que asisten y de los que no asisten, enfermos, en comisión, faltan,
siguen faltando, de guardia, con licencia y castigados en calabozo .
10.- Diariamente revistará el aseo del dormitorio y dependencias de la
Compañía, (Escuadrón o Batería), igualmente el vestuario y
principalmente el aseo personal.
11.- Todas las observaciones así como las novedades de las listas, en el
personal, armamento, equipo, material, las anotará en el libro de
“Novedades” de la Compañía (Escuadrón o Batería), el que será elevado
personalmente por él y bajo su firma. Este libro lo presentará todas las
mañanas a su Comandante de su Compañía, antes de empezar la
instrucción, el que es de suma importancia para la Compañía (Escuadrón
o Batería), cuya historia se debe registrar en el; por consiguiente todos
los datos serán escrupulosamente anotados con especificación del día y
de la hora.
12.- Diariamente y a la hora prescrita, pasará revista prolija del personal.
13.- La orden para la revista de prendas, debe ser impartida únicamente a los
Oficiales de Servicio, no debiendo conocer la tropa, sino en el momento
que ella se efectúe. No debe faltar ningún soldado a menos que esté
imposibilitado por enfermedad o por servicio fuera del cuartel.

33 - 64
14.- Cuantas veces ordene el Comandante de Compañía (Escuadrón o
Batería) hará contar y revistará personalmente, en presencia del
Suboficial de la Compañía (Escuadrón o Batería) y del Sargento de
Semana, las prendas existentes en el Furrielato de la Compañía
(Escuadrón o Batería), anotando en el libro de “Novedades” las faltas
que notare.
15.- Cuando la tropa concurra para el lavado de su ropa, será conducido por
uno de los Oficiales de Servicio de las Compañías (Escuadrones o
Baterías) nombrados por el Capitán de Servicio; y si las necesidades lo
exigen, cada Compañía (Escuadrón o Batería) por su respectivo Oficial.
16.- Vigilará porque los analfabetos de su compañía (Escuadrón o Batería)
concurran puntualmente a los cursos, a los que por ningún motivo les
permitirá faltar, en este sentido comprobará que el Cabo de Semana
conduzca formados con sus libros y material después de pasar lista y
revista que no les falte nada.
17.- Se interesara porque el Médico atienda con interés a sus soldados lo que
indudablemente le valdrá el reconocimiento y gratitud de estos.
18.- Hará que los soldados que se encuentran enfermos en el dormitorio o en
la enfermería y a los que estén de servicio o castigados, se les atienda
en su alimentación oportunamente.
19.- Al “Oficial de Servicio” le está prohibido concurrir al casino, en horas en
que su presencia en la Compañía (Escuadrón o Batería) sea necesaria.
II.- SARGENTO DE SEMANA
A.- Responsabilidades
1.- Será nombrado por la Orden del Día de la Compañía (Escuadrón o
Batería) con 24 horas de anticipación; entrará de servicio a la hora de
relevo de guardia del día sábado y saldrá a la misma hora del siguiente.
Durante su servicio, llevará siempre puesto el cinturón con cuchillo-
bayoneta con bandolera.
2.- Para proceder al relevo, lo hará previa venia del Oficial de Servicio de la
Compañía (Escuadrón o Batería) (excepto furrielato y parque) bajo
inventario, haciéndose responsable de todo lo que su antecesor le haya
entregado.
3.- Recibirá las existencias de la Compañía (Escuadrón o Batería) (excepto
furrielato y parque) bajo inventario, haciéndose responsable de todo lo
que su antecesor le haya entregado.

34 - 64
4.- Por las funciones que desempeña, es el superior inmediato de la unidad
después del Suboficial.
5.- Mientras dure su servicio, le está prohibido salir a la calle y no podrá
pedir permiso o ser enviado fuera del cuartel, salvo con motivos
relacionados con sus obligaciones.
6.- Se levantará todos los días media hora antes del toque de Diana
conduciendo a los pabelloneros y hombres de limpieza al baño o
lavatorios.
Mientras la Compañía (Escuadrón o Batería) se encuentre en el baño o
lavatorio y en general en todos los actos y servicios por él controlados
será responsable del orden y compostura de la tropa.
7.- Conforme a lo prescrito en el Reglamento de “Saludos, Honores y
Paradas”, toda vez que llegue un superior desde el grado de Sargento
Inicial arriba, le dará parte de lo que hace la Compañía (Escuadrón o
Batería), su efectivo, etc., su presentación la hará con las palabras:
“SARGENTO DE SEMANA DE TAL COMPAÑÍA (ESCUADRÓN O
BATERÍA)”.
8.- Para el servicio de la Compañía (Escuadrón o Batería), tiene a sus
órdenes al Cabo de Semana y a los pabelloneros, a quienes exigirá el
cumplimiento absoluto de sus obligaciones distribuyéndoles el servicio
equitativamente.
9.- Cuando la Compañía (Escuadrón o Batería) forme para el desayuno,
almuerzo, comida, listas, instrucción, etc., lo hará a sus órdenes y
vigilancia.
10.- Al toque de rancho, todos los soldados deben formar en completo orden
en el sitio designado, llevando cada uno su respectivo servicio limpio.
Formada la Compañía (Escuadrón o Batería), se pasará la
correspondiente revista de aseo personal, uniforme y servicio, dentro de
cada Sección. Concluida ella, el Sargento de Semana recibe el parte de
novedades y conduce la Compañía (Escuadrón o Batería) al comedor
respectivo.
11.- En el comedor cuidará que se haga la distribución de los alimentos en
completo orden e igualdad, vigilando que los “ayudantes de mesa”
cumplan con sus obligaciones.
Terminado el servicio en el comedor, la Compañía (Escuadrón o Batería)
formada será conducida a guardar su servicio tan pronto como sea
lavado. El aseo del comedor inmediatamente después de cada comida

35 - 64
será efectuada por los “ayudantes de mesa” en el sector de su respectiva
Compañía (Escuadrón o Batería).
12.- Para formaciones de instrucción, conducirá su Unidad a los sitios
designados. Recibirá los partes y en correcta formación esperará al
Suboficial a quién le dará el parte respectivo sobre: personal, material,
armamento, equipo, etc., y en general de todas las novedades de la
Compañía (Escuadrón o Batería).
13.- Cuando un Oficial, Suboficial o Sargento ingrese al dormitorio se
presentará con las palabras: “Sargento de Semana”, dando parte
detallado de lo que hace la Compañía (Escuadrón o Batería), el número
de tropa que ocupa el dormitorio, número de armamento, catres, etc., y
de las novedades que pudieran haber ocurrido.
14.- Al toque correspondiente del Parte de Retreta hará formar la Compañía
(Escuadrón o Batería) y procederá como está prescrito en el presente
Reglamento.
15.- En los días de salida, después de la instrucción de saludos, colaborará al
Oficial de Servicio en el control del uniforme, botas, ropa interior y
limpieza personal (corte de cabello, uñas, etc.) de todos los soldados que
mediante relación nominal de francos, tengan que salir a la calle. No
permitirá la salida de aquellos que se presenten mal uniformados.
Siempre que en la Compañía (Escuadrón o Batería) se concedan
prolongaciones, se acostará a las 24 horas debiendo los demás días
hacerlo media hora después del toque de Silencio.
16.- A la hora señalada para la salida de francos, después de revistados, les
conduce a la prevención y les presenta al “Comandante de Guardia” a
quién entrega la relación nominal de francos que debe estar firmada por
el Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería) y autorizada con el
Vo. Bo. del Comandante GG.UU y/o PPUU. Esta relación contendrá la
lista y las anotaciones referentes a la hora de retorno, especificando
claramente si deben volver antes de la hora marcada en el horario o si
tienen prolongación. Igualmente debe contener las anotaciones
nominales de los castigados, enfermos, de servicio y en comisión.
17.- Por norma establecida, la Compañía (Escuadrón o Batería) de servicio,
no tendrá salida y ninguno de sus componentes podrá pedirla.
18.- A la Diana recogerá de la prevención el libro de francos con las
anotaciones que haya hecho el “Comandante de Guardia”, para hacerlas
conocer al “Oficial de Servicio” de la Compañía (Escuadrón o Batería).

36 - 64
19.- En la noche dispondrá el siguiente procedimiento para que los soldados
se acuesten: Para acostarse cada soldado se colocará al pie de su cama
y espera la voz de: “desvestirse”, es necesario la ejecución de algunos
ejercicios gimnásticos. Terminados estos a la voz de “Alto”, cada soldado
quedará cuadrado delante de su cama hasta que se le ordene acostarse.
20.- El parte de Retreta por escrito con la demostración nominal respectiva
será entregado al Comandante dé Guardia para su centralización en el
libro de “Novedades” y parte para el Comandante de GG.UU y/o PPUU.
21.- Entregado el parte escrito y a su vuelta de la prevención, comprobará
que todas las prendas de vestir de sus soldados estén colocadas en la
forma prescrita y que cada uno esté bien tapado, luego personalmente
apagará las luces dejando únicamente encendidas las luces ordenadas.
Verá además que se cierren las puertas y ventanas que aún no se
hubiesen cerrado, dejando algunas ventanillas abiertas para la
ventilación durante la noche.
22.- Al toque de Parte de Diana, pasará esta como se tiene explicado para la
Retreta, y lo transmitirá por escrito al Comandante de Guardia
conteniendo el efectivo de la Compañía (Escuadrón o Batería),
armamento y sus novedades, instrumental de los músicos de la
Compañía (Escuadrón o Batería), relación y número de los que resul-
taren enfermos, los que faltan y siguen faltando a la lista y el lugar de
instrucción.
23.- Cuando entregue a la guardia a un castigado con calabozo, será
responsable de que éste lleve el uniforme y prendas ordenadas. Es su
obligación presentar la orden en que conste el castigo, la falta cometida y
el nombre del superior que ordena.
24.- Vigilará que a los soldados enfermos o en reposo, el Cabo de Semana
haga servir sus comidas a los castigados, enfermos en los dormitorios y
personal de guardia.
25.- Cuidará que los tableros de ordenes) de la Compañía (Escuadrón o
Batería) se encuentren al día.
26.- Comprobará que los estafetas, salgan únicamente a las horas prescritas
y que el uniforme que llevan para salir a la calle sea limpio y correcto.
27.- Toda vez que falte algún estafeta, dará parte al Oficial de Servicio de la
Compañía (Escuadrón o Batería), sin perjuicio de hacer conocer dicha
falta a la guardia.
28.- Conforme al Reglamento comprobará que todos los focos de luz estén
encendidos y no falte en algunas reparticiones de la Compañía
37 - 64
(Escuadrón o Batería). Si estuviese en una unidad en la que no existe
servicio de luz eléctrica, verá que sean las luces oportunamente
prendidas y distribuidas. Durante el día; hará que se efectúe la limpieza
de los faroles que haga uso la Unidad. Evita que la tropa prenda velas en
las paredes, ensucie o raye éstas.
29.- Será de su responsabilidad, el aseo de la Compañía (Escuadrón o
Batería), la ventilación y la conservación de los dormitorios y demás
dependencias de la Unidad, así como también de los muebles y útiles. El
material para la limpieza se solicitará al Suboficial de la Compañía
(Escuadrón o Batería).
30.- A la hora de Diana recibirá el parte de los que resulten enfermos, que
estos sean observados lo más pronto posible por el sanitario y por el
Médico, inmediatamente después de su llegada. Hará conocer la relación
de los enfermos a la guardia y además, la transmitirá al Suboficial para
que se tome nota al confeccionar el parte de instrucción.
31.- En el comedor además de las obligaciones anotadas, cumplirá
estrictamente las que tiene en el Reglamento de comedores y hará que
sus subordinados las cumplan debidamente.
32.- Llevará una libreta especial, en la que anotará las novedades más
importantes y los castigos que se impongan a los soldados, lo que con la
oportunidad debida transmitirá al furriel para que este traslade a los
libros correspondientes que corren a su cargo.
33.- Cuando algún(os) soldados sea dado de baja al hospital, hará recoger
las prendas, armamento y equipo y las depositará en el furrielato de la
Compañía (Escuadrón o Batería), mediante relación y previa limpieza y
engrase del armamento. Dará parte a la guardia para que le haga
conducir con el Sanitario al hospital y comunicando las prendas de
vestuario con que es dado de baja. Asimismo, dará parte al Sub oficial y
al Oficial de Servicio de la Compañía (Escuadrón o Batería), a fin de que
anote en el libro de “Novedades”, el día y la hora para los efectos de
pago de socorros.
34.- Si se trata de desertores, procederá también en compañía del cuartelero
furriel y con intervención del Suboficial, al recojo de las prendas,
armamento, equipos y vestuario que aquel hubiese dejado. En todo caso
los nombrados serán pecuniariamente responsables de la pérdida de
prendas dejadas por aquellos, si se establece que hubo retraso o
negligencia.
35.- Cuando la Compañía (Escuadrón o Batería) salga a instrucción, los
dormitorios quedarán cerrados con llave. No es necesario que queden
38 - 64
pabelloneros. Nadie debe sin motivo justificado, faltar a instrucción. Solo
en caso de inseguridad de los dormitorios, quedará un cuartelero al
cuidado y responsabilidad de todas las prendas que existan en ellos.
36.- Será responsable que el personal nombrado para la guardia y los
distintos servicios, concurra a la hora que se indique en la Orden de
Compañía (Escuadrón o Batería), con el uniforme, equipo y armamento
en irreprochable estado de limpieza, debiendo en todo caso, entregar
dicha tropa al Oficial de Servicio de la Compañía (Escuadrón o Batería).
37.- Siempre que extraordinariamente algún soldado obtuviese permiso para
salir a la calle en días u horas de trabajo, o tuviese que ser conducido
por el Sargento Sanitario donde el dentista, por ejemplo, comprobará que
lo haga imprescindiblemente con la autorización firmada por el
Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería) y el Vo. Bo. del
Comandante de GG.UU y/o PPUU.
38.- Si por faltas en el servicio y deficiencias en el conocimiento de sus
deberes, algún Sargento de Semana se hiciera acreedor a castigo, no se
le hará repetir la semana; pues, jamás se debe castigar con un servicio
de responsabilidad y honor; esta prescripción corresponde a todos los
servicios en el GG.UU y/o PPUU. y por consiguiente, todos los soldados.
III.- CABOS DE SEMANA
A.- Responsabilidades
1.- Como el Sargento de Semana, será nombrado por la Orden del Día de la
Compañía (Escuadrón o Batería) con 24 horas de anticipación. Entrará
de servicio a la hora del relevo de la guardia del sábado y saldrá al
siguiente a la misma hora.
2.- Este servicio será hecho por riguroso turno, entre los Cabos y
Dragoneantes de la Compañía (Escuadrón o Batería) durante el día
llevará siempre puesto el cinturón con Cuchillo - bayoneta. Para proceder
al relevo lo hará previa venia del Sargento de Semana con quién entra
de servicio.
3.- Será el colaborador inmediato y el reemplazante del “Sargento de
Semana” en todo lo que al régimen interno de la Compañía (Escuadrón o
Batería) se refiere.
4.- A la hora de visita médica, conducirá al local en que ella se efectúe, a los
soldados enfermos y a los que estén en el dormitorio, para que sean
examinados por el Médico a quién le presentará el “Libro de enfermos”,
dándole parte del número de soldados que ha conducido.

39 - 64
5.- Solicitará al Médico verifique las anotaciones en la “Libreta de enfermos”,
entregando después al Suboficial y haciendo conocer las anotaciones al
Sargento de Semana, para que este disponga lo necesario. Para
conducir los enfermos a la visita médica, solicitará la “libreta de
enfermos” del l furriel.
6.- Las Ordenes del Día las presentará al Comandante de la Compañía
(Escuadrón o Batería), de quienes recabará sus respectivas firmas. Los
libros de órdenes le serán entregados por el furriel de la Compañía
(Escuadrón o Batería) previo reconocimiento del Suboficial y los
devolverá después de firmados.
7.- Al toque de Diana mientras la Compañía (Escuadrón o Batería) esté en
el baño o lavatorio, se ocupará de abrir las puertas y ventanas del
dormitorio y dispondrá, se proceda de inmediato a su limpieza. No
permitirá que queden camas mal arregladas ni prendas de equipo fuera
de su lugar. Tendrá especial cuidado en la correcta colocación del
armamento, evitando queden fuera de los armeros ni que se apoye
contra las paredes.
8.- Igual que el Sargento de Semana en los mismos casos, si éste estuviese
ausente, se presentará con las palabras: “CABO DE SEMANA DE TAL
COMPAÑÍA (ESCUADRÓN O BATERÍA)”.
9.- Será responsable que los cuarteleros reserven el rancho caliente para el
personal de guardia, que se lleve oportunamente a los enfermos en el
dormitorio, lo mismo que la entrega al sanitario de las raciones
correspondientes a los que están en la enfermería.
10.- Es obligatoria su concurrencia a la cocina en las horas en que se
distribuye el rancho a las Compañías (Escuadrones o Baterías), a fin de
que haya control en la provisión en cuanto a calidad y cantidad y los
reclamos sean planteados de inmediato al ecónomo o Clase encargado
del rancho.
11.- Recogerá el pan para la Compañía (Escuadrón o Batería) para ser
distribuido oportunamente.
12.- Nadie podrá sacar armas, prendas, equipo ni material, sin su
conocimiento y autorización expresa del Comandante de Compañía
(Escuadrón o Batería).
13.- En el servicio de comedores, cumplirá todas las obligaciones que tiene
prescritas en el Reglamento respectivo.

40 - 64
IV.- PABELLONEROS
A.- Responsabilidades
1.- Los pabelloneros como los Cabos de Semana, serán nombrados por
Orden del Día de la Compañía (Escuadrón o Batería), con 24 horas de
anticipación y su servicio durará el mismo tiempo que el de los Cabos de
Semana, efectuando su relevo a las mismas horas. Durante su servicio
llevarán puestos el cinturón con cuchillo—bayoneta.
2.- El servicio de pabelloneros, es cumplido por todos los soldados de la
Compañía (Escuadrón o Batería) por riguroso turno.
Tan luego como los pabelloneros hayan asumido sus funciones, se
presentará al Oficial de Servicio, al Sargento de Semana y al Cabo de
Semana de la Compañía (Escuadrón o Batería) con las palabras:
“PABELLONERO DE SERVICIO” y darán parte de las novedades con
que lo hayan recibido.
3.- Se levantarán media hora antes del toque de Diana junto con el Sargento
de Semana, para concurrir al baño o lavatorio, luego se trasladan para
efectuar la limpieza del dormitorio de la Compañía (Escuadrón o Batería)
y sus demás dependencias mientras la tropa se asea.
4.- A las horas del rancho (desayuno, almuerzo y cena), sirven a la tropa
sus alimentos, llevando a los enfermos que se encuentran en los
dormitorios y entregando al Sanitario las raciones correspondientes a los
enfermos en la enfermería.
5.- Durante el día vigilará por el orden, aseo y ventilación del dormitorio
6.- En los casos en que queden al cuidado del dormitorio, serán los únicos
responsables de todas las prendas en él existentes.
7.- Durante el día asearán continuamente el dormitorio, el que debe
encontrarse limpio y en perfecto orden.
8.- Cuando en ausencia del Sargento o Cabo de Semana, llegase algún
superior al dormitorio se presentará con las palabras: “PABELLONERO
DE SERVICIO” y dará parte de las novedades y existencias de la
Compañía (Escuadrón o Batería) en armas, catres y demás
implementos.
9.- Se acostará media hora después del toque de Silencio quedando de
turno todas las noches hasta las 24:00 para evitar que ningún elemento
ajeno a la Unidad, sustraiga prendas entre el personal o atender casos
urgentes de enfermedad.

41 - 64
10.- Son responsables también de la conservación y limpieza de los vidrios y
muebles de la Compañía (Escuadrón o Batería).

42 - 64
CAPITULO IV
SERVICIO DE SANIDAD
I.- MEDICO DE LA UNIDAD
A.- Responsabilidades
1.- Por cada Grupo o Unidad independiente, será nombrado un médico
responsable del servicio sanitario, mediante Orden General de Destinos.
2.- La autoridad del Medico de Servicio será ejercida en lo que se refiere al
servicio, bajo control del Comandante de Grupo y Jefe de Servicios; en el
aspecto técnico dependerá del Director General de Sanidad y del Medico
Divisionario.
3.- Todas las comunicaciones del Medico con el Director de Sanidad,
tendrán lugar preferente, por intermedio del Comandante de Grupo o
Batallón.
4.- Tiene la obligación de asistir a todos los Oficiales, Suboficiales,
Sargentos y empleados del Grupo así como a sus familiares, a cualquier
hora que se le solicite, asimismo, visitará a los enfermos hospitalizados
para informar sobre el estado de cada uno de ellos.
5.- Todas las mañanas a las horas fijadas por el horario del Grupo, hará su
visita al Instituto y cuartel elevando el parte respectivo (modelo No. 10).
6.- Escribirá de su puño y letra en el libro de enfermos, todo lo relacionado
con aquellos que deben ser dados de baja al hospital, a la enfermería o
si necesitan un régimen especial y de los que han de ser exceptuados
del Servicio.
7.- Aquellos que por su estado no pudieran ser conducidos a la visita
médica, serán visitados por el médico en los dormitorios respectivos, si
existieran dependencias serán internados.
8.- En sus visitas diarias al cuartel, se informará del estado de salubridad e
higiene en que se encuentran las distintas reparticiones, a fin de poner
en conocimiento del Jefe de Servicios y Comandante las necesidades
proponiendo al mismo tiempo las medidas a tomar.
9.- Visitará frecuentemente las cocinas para examinar la calidad y
condiciones en que se elaboran los alimentos. Igualmente visitará la
cantina en la que verificará la calidad y estado de los artículos de
consumo.

43 - 64
10.- Pondrá toda su atención, a fin de evitar que cualquier enfermedad
contagiosa se propague entre la tropa, aislando a todo elemento
peligroso con la debida oportunidad.
11.- Todos los medicamentos que necesite le serán provistos por la Dirección
General de Sanidad. Procurará que aquellos se conserven en buen
estado y se haga de ellos su uso racional y justificado. Será responsable
que las sustancias venenosas, serán guardadas con la seguridad que el
caso requiere.
12.- Tendrá a su cargo todos los libros prescritos por las autoridades
superiores, los que deben ser llevados con toda corrección y cuidado.
13.- Mensualmente y de acuerdo con la orden del Comandante de Grupo,
efectuará en presencia de los Oficiales de Servicio de las Compañías,
Escuadrones o Baterías, un examen individual a todo el personal de
tropa a fin de reconocer las enfermedades venéreas o contagiosas que
hubieran contagiado y que por su temor o falsos perjuicios las
mantuviera en reserva.
14.- Reconocerá igualmente a todo soldado que regrese de una licencia o
comisión y también a aquellos que deban dejar el cuartel definitivamente.
Si entre estos últimos resultase alguno con enfermedad contagiosa, y
con el fin humanitario de evitar propagación, dará parte para que
continúe en el Hospital Militar o en otro hospital local.
15.- Mensualmente pasará una revista detallada de todos los útiles e
instrumental que corresponde al servicio de sanidad, con objeto de
asegurarse de su estado y solicitar su reemplazo en caso necesario.
16.- Será único responsable de la instrucción teórica y práctica de los
soldados y Sargentos sanitarios del Grupo de acuerdo con el
Reglamento de Servicio de Sanidad, tendrá como colaborador inmediato
al sanitario.
17.- De conformidad con el horario del Grupo, dictará conferencias sobre
higiene a los Sargentos y soldados de toda la Unidad, para lo que el
Capitán de Servicio y Comandante de Guardia, esperarán con el
personal listo para el efecto a la hora ordenada.
18.- Le está prohibido asistir al cuartel o repartición sin uniforme, así como a
todo acto del servicio.
19.- Estará siempre listo para asistir al cuartel fuera de las horas
reglamentarias.

44 - 64
II.- SANITARIO
A.- Responsabilidades
1.- Debe ser un Suboficial o Sargento del escalafón de Sanidad, el que será
destinado por Orden de Destino.
2.- Es el inmediato colaborador y subalterno del Médico Jefe del Servicio de
Sanidad de la Unidad. Tiene como atribuciones:
a.- Efectuar las curaciones ordenadas por el Médico a los pacientes de la
enfermería, dormitorios, etc.
b.- Llevar a la farmacia central o divisionaria, las recetas para su
preparación y recogerlas para ser suministradas a los enfermos.
c.- Llevar el libro de estadística de morbilidad conforme a indicaciones del
médico.
d.- Visitar a los enfermos hospitalizados de la Unidad, informando
diariamente al médico sobre su estado.
e.- Atender cualquier caso de urgencia y dar parte al Capitán de Servicio, si
se requiere la atención y presencia del médico.
f.- Velar porque los enfermos cumplan el régimen de alimentación o
tratamiento prescrito por el médico.
3.- Durante el día permanecerá en el cuartel y sólo podrá salir a almorzar,
comer y recoger recetas o visitar a los enfermos del hospital. En la noche
dormirá en la enfermería salvo que tengan su domicilio muy cerca del
cuartel, en tal caso, debe ser conocido por los camilleros o enfermeros.
4.- Será el responsable de que se mantenga el orden y la disciplina en la
enfermería.
5.- Recibe del Cabo de Semana o cuartelero la alimentación que debe ser
distribuida a los enfermos.
6.- Es de su deber velar por la conservación del mobiliario, instrumental,
drogas y todo cuanto existe en el consultorio y enfermería, para lo que
lleva el libro de anotaciones visado por el médico y Jefe de Servicios.
III.- BANDA DE MÚSICA
A.- Responsabilidades
1.- El Director de la Banda tiene a su cargo la instrucción técnica y es el
único responsable ante el Ayudante de la Unidad o Instituto.

45 - 64
2.- El Director de Banda tiene en el desempeño de sus funciones, las
atribuciones de mando y administración, similares a las del Comandante
de Compañía (Escuadrón o Batería).
3.- Los inventarios y documentos de la Banda estará a cargo del Director
bajo el control del Jefe de Servicios.
4.- La instrucción militar del personal de la Banda, está a cargo del
Ayudante de la Unidad o Instituto.
5.- El corneta maestro y el músico mayor, serán responsables de la moral,
disciplina y en su carácter de instructores técnicos y militares, colaboran
e informan al Director o Ayudante sobre el desarrollo de la instrucción.
Toda vez que los Directores de Banda sean cambiados de destino,
entregarán el instrumental, repertorio y mobiliario de la Unidad según
inventario al nuevo Director. En caso de pérdidas serán responsables
tanto el Director de Banda como el Ayudante de la Unidad o Instituto.
6.- El músico mayor lleva toda la documentación de la Banda y controla el
instructor que cada uno de los individuos de la Banda tenga a su cargo.
7.- Con el corneta maestro cuidarán que los instrumentos y papeles de
música se conserven en perfecto estado, que los instrumentos se limpien
diariamente y no sean sacados fuera del cuartel para ningún objeto que
no sea del servicio.
8.- Semanalmente se pasará una revista total del instrumental de Banda
para responsabilizar a sus tenedores, de cualquier falta o deterioro que
se produjese.
9.- Todo el personal de Banda está obligado a conocer las Ordenes del Día
de la Unidad o Instituto Grupo o Grupo, aún en los días que tengan
descanso.
IV.- EMPLEADOS CIVILES
A.- Responsabilidades
1.- Todo empleado civil del ramo de Defensa Nacional, está obligado a
asistir a su trabajo a cualquier hora del día o de la noche, en las mismas
condiciones que el elemento militar, teniendo derecho a emolumentos
extraordinarios.
2.- La asimilación de un empleado civil a un grado militar sin derecho al uso
del uniforme no le da opción a igualdad ni superioridad, respecto a un
grado efectivo superior o inferior.

46 - 64
3.- Los empleados civiles desde el Cajero, Secretario o al último en
categoría, dentro de sus cargos estarán absolutamente sujetos a todos
los Reglamentos Militares, así como a las disposiciones especiales
dictadas en cada unidad.
4.- Todo empleado concurrirá a su trabajo en las horas prescritas firmando
tanto en la mañana como en la tarde en el libro de “Asistencia de
Empleados” que para el efecto debe existir en la prevención de Oficiales,
libro que diariamente será presentado al Comandante de la Unidad o
Instituto juntamente con el de “Novedades”.
5.- Cualquier atraso injustificado a las horas fijadas, será motivo de un
descuento del haber del día, circunstancias que constará en un libro
especial de descuentos a empleados y en todo caso con la firma del
Comandante de la Unidad o Instituto y Jefe de Servicios.
Mensualmente, la suma total descontada por este concepto será
depositada en el Banco a la orden de la “Caja de Pensiones y
Jubilaciones Administrativas”.
6.- El empleado civil cualquiera que fuese su categoría, no podrá gozar en
ningún caso, de las mismas prerrogativas que los Oficiales.
7.- A ningún empleado le será permitido el ingreso a los dormitorios, salas
de armas u otras reparticiones donde existan armas, municiones o
efectos militares.
V.- MECÁNICO ARMERO
A.- Responsabilidades
1.- Es destinado por el Comando de Fuerza, si ostenta grado militar; por el
Ministerio de Defensa Nacional si es empleado. Se encarga de todo
cuanto se refiere a su especialidad.
2.- Es el Jefe de los talleres de mecánica y herraría, tiene a su cargo las
existencias de estos. Su función primordial es efectuar las reparaciones
del armamento, lleva bajo su absoluta responsabilidad el libro de control
de todas las reparticiones efectuadas.
3.- Está encargado de la limpieza y conservación del armamento y
municiones en depósito.
4.- Cuando por la importancia de la reparación el arma debe pasar al
Arsenal Central, anotará la fecha, número y la clase de reparación a
efectuarse.
5.- Los detalles del servicio son fijados por el Jefe de Servicios, quién
emplea al mecánico armero de acuerdo a las necesidades de la Unidad.
47 - 64
6.- Forma parte de la comisión de armamento para la revisión respectiva y
determina las necesidades e instrucciones para la limpieza y
conservación.
7.- Los trabajos serán ejecutados en el orden de urgencia determinado por
el Jefe de Servicios, a quién solicitan los interesados por intermedio del
Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería).
8.- Llevará una libreta de registros en la que estarán anotadas las revisiones
efectuadas con el detalle de la fecha, número de la pieza y reparaciones
hechas.
9.- Toda vez que se aproxime la ejecución de tiro con material, deberá
efectuar la rectificación de este, con la consiguiente comprobación del
funcionamiento de os diferentes mecanismos.
VI.- PELUQUERO
A.- Responsabilidades
1.- Es un empleado contratado y presta su servicio a Oficiales a cualquier
hora de acuerdo al horario de trabajo y únicamente en su taller.
2.- El servicio a la tropa lo cumple de acuerdo al rol establecido por el Jefe
de Servicios para cada Compañía (Escuadrón o Batería).
3.- Es responsable de las herramientas, mobiliario y material que se le haya
entregado, del que debe llevar el inventario correspondiente.
VII.- TALABARTERO
A.- Responsabilidades
1.- Es el encargado de todos los trabajos que se refieren a su especialidad;
es responsable de todos los útiles y materiales que se le entreguen para
este efecto.
VIII.- MAYORDOMO DE CASINO
A.- Responsabilidades
1.- Como empleado civil, es contratado de conformidad al ítem
correspondiente.
2.- Está bajo su control y responsabilidad el comedor, casino, bar y cocina
de Oficiales de la unidad.
3.- Atiende personalmente el comedor de Oficiales, habilitando a su vez, al
personal de ayudantes de este en el servicio.

48 - 64
4.- El traje que debe usar en actos sociales de consideración, estará
determinado por el Comandante de la Unidad o Instituto y Jefe de
Servicios.
5.- Si debe ausentarse aunque sea momentáneamente de su puesto, lo
hará previa autorización del Jefe de Servicios, Ayudante de Grupo o
Batallón o del Oficial encargado de la administración del rancho.
6.- Tiene a su cargo y responsabilidad, el inventario de muebles, menaje,
vajillas y útiles de cocina, siendo su deber velar por su conservación.

49 - 64
CAPITULO V
DISTRIBUCIÓN GENERAL DEL SERVICIO DIARIO
1.- Para la uniformidad, el servicio diario en las unidades y reparticiones con
efectivos de tropas, se sujetará a lo que se determina en forma general
en el presente Reglamento.
2.- La puerta del cuartel se abrirá al toque de Diana, toque que será
ejecutado por el clarín o corneta de conformidad al horario y, media hora
más tarde en los días festivos y de descanso.
3.- Media hora después del toque de Diana, se pasará revista de aseo
personal y se conducirá la tropa formada a servirse desayuno.
4.- Después del desayuno se pasará lista simultáneamente en todas las
Compañías (Escuadrones o Baterías), por el Sargento de Semana y en
presencia del Oficial de Servicios de Compañía (Escuadrón o Batería),
quién da parte al Capitán de Servicio y por escrito al Comandante de
Guardia. Para la formación del parte general debe encontrarse cada
Compañía (Escuadrón o Batería) en completo alistamiento para iniciar su
instrucción.
5.- La instrucción teórica y práctica se inicia de acuerdo al horario fijado para
el período, el que se desarrolla de conformidad con el Plan General de
Instrucción determinado por el Comando General de la Fuerza.
6.- La distribución del socorro a la tropa, se efectuará mensualmente por el
Comandante de Compañía (Escuadrón o Batería) antes de que salga al
lavado de ropa. El pago de haber se hace por el Cajero en las horas que
se fije por Orden del Día de la Unidad o Instituto y con la intervención del
Jefe de Servicios.
7.- Las Bandas de Música de las unidades tocarán Diana los días domingos
y feriados a la hora fijada en el horario o en la Orden de Guarnición y
luego se ejecutarán algunas piezas con intervalos regulares, terminando
con una marcha.
8.- Mientras las bandas ejecuten la Diana, la tropa se ocupará del aseo
personal y de los servicios ordinarios fijados para los días domingo y
feriados.
9.- Los días domingo y feriados, se izará la enseña nacional en el cuartel,
formando en línea la Banda, la Compañía (Escuadrón o Batería) de
servicio con armas y la guardia frente al mástil o la puerta principal, acto
en el que la Banda de música ejecuta el Himno Nacional que debe ser

50 - 64
entonado por la tropa, terminado el cual y al son de una marcha se
retirará la Unidad.
10.- Para arriar la Bandera, formará la guardia frente al cuartel y se ejecuta el
toque respectivo de corneta o clarín.
11.- Media hora antes del relevo de guardia, el Sargento de Semana prepara
la tropa que debe entrar de servicio, para entregarla a quién
corresponda.
12.- El relevo de guardia tendrá lugar a la hora establecida en el horario.
13.- Como regla general, la tropa para las guardias así como para otros
servicios, se designará por Orden del Día de la Unidad. Si el efectivo de
una Compañía (Escuadrón o Batería) no fuere suficiente para los
distintos servicios, que pudieran solicitarse de ella, completará con el
personal de la siguiente Compañía (Escuadrón o Batería).
14.- La lista de Retreta, se tocará en los días ordinarios a las 20:50; en los
festivos a las 22:00. Al toque respectivo el Sargento de Semana da el
parte al Capitán de Servicio y por escrito, al Comandante de Guardia.
15.- Los días jueves y domingo, así como en los feriados, las Bandas de
Música concurrirán a la plaza o lugar que se designe a efecto de tocar
Retreta, la que no podrá durar más de dos horas. Para el efecto, cada
Banda de Música será conducida por el Director de Banda. Los soldados
encargados de llevar los útiles y atriles, etc., irán con cinturón y
cuchillo—bayoneta en el número estricto necesario.
16.- El personal de la Banda de Música, está obligado a tocar con o sin
tropas, en la posición de firmes. De esta prescripción son responsables
el Director y el Ayudante de Grupo o Batallón.
17.- El silencio se tocará a las 21:30 en los días ordinarios y a las 22:30 en
los resfriados.
18.- Se prohíbe la concurrencia de las Bandas de Música a entierros o fiestas
particulares, salvo disposiciones superiores. Igualmente está prohibido
que los cornetas recorran las calles de la población tocando llamadas.
19.- Todos los sábados a horas 17:00 se iniciará el cuadro, debiendo tomar
su colocación respectiva la tropa para entonar los Himnos: Nacional y a
Sucre. Para el primero el Capitán de Servicio luego de recibido el parte,
ordenará “Firmes” y “Saludo”. La guardia de la prevención colocará las
armas en “presenten”, a la orden del Comandante de Guardia.
El Himno a Sucre se entonará en la posición de “Firmes”; la guardia
colocará las armas “al hombro”.
51 - 64
Terminados los Himnos, la tropa en la posición de “Firmes” escuchará la
llamada de los “Colorados de Bolivia” y la marcha del Grupo o Batallón.
Luego el Capitán de Servicio, pronunciará en voz alta las palabras
“subordinación y constancia”, debiendo responder con: “Viva Bolivia”.
Concluido el acto, el Capitán de Servicio ordena a la Banda la ejecución
de bailes populares para la tropa.
20.- En todos los actos patrióticos y con motivo de concentración de
conscriptos, etc., durante el trayecto por calles o en las estaciones de
FF.AA., las bandas de música ejecutarán siempre fuera de las marchas,
música nacional.
21.- La ejecución de Himnos extranjeros, queda sujeta a lo prescrito en el
Reglamento de “Saludos, Honores y Paradas No. 2”; excepcionalmente
en ceremonias o actos autorizados por el Comandante de la Guarnición.

52 - 64
CAPITULO VI
ORDEN Y DISCIPLINA
I.- SUPERIORES
1.- Se reconocerá por superiores, a todos los que vistan uniforme o lleven
un grado.
2.- Se distinguen superiores permanentes y superiores transitorios. Son
superiores permanentes: todos los Oficiales, Suboficiales y Sargentos de
las FF.AA. y los civiles que por Ley gocen de derecho y prerrogativas.
Serán superiores transitorios: los empleados a quienes por la condición
de su servicio se les haya dado algún carácter de asimilación y siempre
que lleven uniforme. Los soldados en ciertos actos del servicio, como por
ejemplo: jefes de patrullas, comandantes de escuadra, instructores de
conscriptos, etc., y por todo el tiempo que dure su servicio.
3.- La asimilación, lleva consigo los derechos del grado, pero a grado igual.
El asimilado es siempre inferior. Las resoluciones disciplinarias que se
tomen, se basarán en este principio.
4.- Será un deber de honor y moralidad que, los superiores se presenten
siempre antes sus subordinados, con la mayor corrección en cuanto a su
uniforme, aseo, etc., sólo así podrán mantener la personalidad y mando.
II.- ATENCIÓN DEL INFERIOR
1.- El interior debe a sus superiores, todas aquellas atenciones que
demuestren la educación recibida y la disciplina inculcada en el cuartel.
III.- ASEO E HIGIENE
1.- Mientras la tropa está fuera de los dormitorios, se cuidará de la
ventilación de estos.
2.- El personal de servicio cerrará las puertas y ventanas de un lado de los
dormitorios, cuando la tropa penetre en ellos de regreso del servicio, a fin
de evitar las corrientes de aire que podrían ocasionar resfríos.
3.- Se prohíbe que el personal, se cambie de blusa estando aún agitado o
transpirando para evitar resfríos.
4.- Después de una marcha se cuidará que no se quite la mochila sin
abrigarse antes la espalda con capote o frazada.
5.- El aseo de los dormitorios debe ser escrupuloso.
6.- Los sábados se hará frotar escrupulosamente el pavimento de los
dormitorios; se lavarán las murallas, puertas y ventanas, los vidrios, etc.
53 - 64
Mientras se efectúe la limpieza, las camas y demás efectos de los
soldados, deben ser ventilados, sacudidos y limpiados.
7.- Todos los superiores, tienen el deber de impedir la pésima costumbre
que tiene de escupir el piso, el pintar las paredes, etc., evitando y
cortando de raíz toda inscripción obscena en los servicios higiénicos.
IV.- CABELLO Y BARBA
1.- El cabello de Oficiales, Suboficiales, Sargentos y soldados, debe
cortarse bajo, sobre todo debe ser corto por la parte de atrás (la nuca),
dejando encima lo necesario como para poder peinarse, prohibiéndose el
corte romano. Los empleados usarán media melena.
2.- Los Oficiales, Suboficiales, Sargentos, músicos y empleados, podrán
llevar a voluntad el bigote, hasta la comisura de la boca. El uso de las
patillas y perillas es absolutamente prohibido.
3.- Todos los superiores deben siempre presentarse ante sus subordinados,
con la barba rasurada, y estos, están en el deber de hacerlo en iguales
condiciones.
V.- TRATO
1.- Todo Suboficial, Sargento o soldado que desee hablar con su
Comandante de la Unidad o Instituto, sobre asuntos del servicio que le
conciernen: licencia, reclamo, etc., puede presentarse al Comando, a
una hora fijada y previo conducto regular establecido por solicitud en el
Parte de Asamblea.
Cuando un Oficial, Suboficial, Sargento o soldado, por conducto regular
ha solicitado hablar con el Comandante de la Unidad, debe hacerlo en
uniforme de servicio por norma de disciplina y buena educación.
2.- Los que necesiten o soliciten personal (con conocimiento de sus
superiores), vuelvan del permiso, hayan cumplido su castigo, sean dados
de alta, salgan o vuelvan de una comisión, etc., se presentarán a sus
superiores inmediatamente de incorporarse a la unidad.
3.- Cuando un superior llame a un Oficial, Suboficial o Soldado, éste debe
contestar en el acto “firme” agregando el grado superior, por ejemplo: Mi
General, Mi Capitán, etc., luego a la carrera se acerca hasta tres pasos
de distancia y espera la orden.
4.- El que sea llamado por un superior encontrándose con fusil, lo llevará a
la posición de descanso.

54 - 64
5.- Los que tengan que hablar con un superior, silo encuentran en
conferencia o conversación con otro de mayor graduación, pedirán
permiso de éste.
6.- Dentro o fuera del cuartel, mientras dure la conversación entre un
superior y un inferior; se mantendrá éste en la posición de firme, después
de haber hecho el saludo.
7.- Fuera de la Guarnición, los soldados se presentarán, por ejemplo: con
permiso Mi Capitán, se presenta el Cabo Manuel Canedo López del
Grupo “Campero” 5 de Infantería con licencie en Guaqui hasta el 15 de
marzo.
Al día siguiente de llegados a una población los soldados, se
presentarán a la autoridad militar con sus respectivos pasaportes de
acuerdo al Reglamento de “Permisos y Licencias No. 25”.
8.- En los dormitorios, baños, lugares de detención, etc., del propio cuartel
cada soldado se cuadrará al entrar un superior, comunicando al más
antiguo lo que sea del caso.
9.- Cuando se reciba una orden, debe decirse: “Es su orden” Mi Teniente,
etc., repitiendo con exactitud la orden recibida. Ejecutada la orden se
dará parte con las palabras: “Cumplida su orden” Mi Capitán, etc.
10.- Para que el llamado de un superior sea atendido de inmediato, se
recomienda identificar al inferior en la mejor forma posible, sino se
conoce el apellido.
11.- Si el llamado se dirige a un individuo que está en formación, el superior
inmediato cuidará que éste acude y cumpla la orden. Este principio regirá
en todo acto loe, habiendo un superior presente, ha de corresponderle,
precisamente, responder de os actos de los inferiores que estén con él.

55 - 64
CAPITULO VII
COMISIONES ADMINISTRATIVAS
De conformidad a lo determinado en este Reglamento, el Jefe de Servicios es
el Presidente de todas las comisiones contenidas en el presente capítulo.
I.- COMISIÓN DE ARMAMENTO
1.- Esta comisión estará compuesto por dos Oficiales; un Capitán, un
Teniente o Subteniente y del mecánico armero.
2.- Revistará semanalmente, los sábados, el armamento, blancos, útiles de
puntería y material de limpieza de una Compañía (Escuadrón o Batería)
de manera que todas ellas sean revistadas durante el mes.
3.- Después de cada revista, pasará un informe al Comandante de Grupo o
Batallón sobre el estado del armamento y de las novedades que hubiera
encontrado, propondrá además, las reparaciones necesarias.
4.- El armamento que necesite reparación cuyo arreglo sea do carácter
delicado, será enviado al Arsenal Central, previa autorización de la
autoridad respectiva. El resto a la armería de la Unidad u otro taller que
exista en la guarnición del Grupo o Batallón y siempre bajo la
responsabilidad directa del armero.
5.- Cuando sea devuelto el armamento reparado, examinará la compostura
hecha para imponerse del trabajo ejecutado.
6.- Llevará y comprobará la filiación general del armamento en el libro
especial que tiene a su cargo.
7.- A menudo, vigilará la armería a fin de comprobar el trabajo técnico del
armero.
II.- COMISIÓN DE CONSERVACIÓN DEL CUARTEL Y ALUMBRADO
A.- Responsabilidades
1.- La comisión estará compuesta por dos Oficiales, un Capitán y un
Teniente o Subteniente.
2.- Velará por la conservación y aseo del cuartel en general y el servicio de
alumbrado de las diversas reparticiones.
3.- Pasará una revista quincenal de su estado, dando parte detallado al
Comandante de Grupo o Batallón, quién a su vez elevará el parte a la
autoridad correspondiente.

56 - 64
4.- El Comandante de Grupo o Batallón, en consulta con la Comisión
propondrá al Comando de la Fuerza, las reformas que estime
convenientes en bien del cuartel, acompañando un presupuesto de los
gastos calculados.
5.- Ningún trabajo en el local se llevará a efecto sin la autorización del
Comando de la Fuerza y Ministerio de Defensa, que pueden cooperar
enviando personal técnico para su mejor resultado.
III.- COMISIÓN DE RANCHO
A.- Responsabilidades
1.- Fuera de la Comisión de rancho, el Grupo o Batallón nombrará
mensualmente por turno y estricta antigüedad, un Oficial Ranchero, para
administrar el Casino.
2.- El Oficial al que se refiere el número anterior, tendrá a su cargo: la
administración y adquisición de todos los víveres, combustibles y efectos
para el rancho de Oficiales, Suboficiales, Sargentos y Empleados.
3.- Llevará un libro para redactar diariamente, los menús y toda la
documentación que se refiere a las entregas, salidas, gastos, etc., para
efecto de la revisión por el Jefe de Servicios y el cobro a los
pensionistas.
4.- Queda terminantemente prohibido echar mano para la preparación del
rancho y víveres adquiridos para la tropa.
5.- El Oficial Ranchero, será directamente responsable del manejo
económico de los fondos entregados, teniendo en cuenta, que una
administración correcta e inteligente será un factor favorable en sus
antecedentes personales y una ventaja para la economía y buena
alimentación de los pensionados.
6.- Personalmente, el Oficial Ranchero, hará firmar con el Comandante de
Grupo y Jefe de Servicios, los recibos, fondos que retire de la Caja para
atender la administración del rancho.
7.- Ningún recibo o gasto que se refiere a rancho del Casino, se pagará por
la Caja, sin que lleve la firma del Oficial Ranchero.
8.- El Comandante de Grupo o Batallón nombrará un Suboficial ecónomo a
quién le colaborará el Cabo Ranchero, nombrado semanalmente,
quienes recibirán los víveres según las talas de racionamiento.

57 - 64
CAPITULO VIII
DIVERSOS REGLAMENTOS
1.- Las prescripciones para los diversos Reglamentos que se consignan a
continuación, no son más que puntos de vista sobre los cuales, los
Comandantes de la Unidad o Instituto deben redactar el Reglamento
respectivo, tomando en cuenta la clase y lugar donde se encuentra y
comodidades que tenga la guarnición.
En cada guarnición habrá un Casino de Oficiales por unidad, para lo que
los Comandos de Grupo destinarán los locales necesarios para su
funcionamiento y atendiendo sus necesidades. Estará bajo la
fiscalización y responsabilidad directa del Jefe de Servicios de la Unidad.
2.- Los Reglamentos de referencia, deben ser elevados al Comando
Divisionario respectivo, para su conocimiento y consiguiente aprobación.
I.- CASINO Y COMEDOR DE OFICIALES
A.- Responsabilidades
1.- El comedor quedará bajo el control del encargado de la administración
de rancho y la comisión del casino.
a.- El Estado proveerá los muebles, servicios de mesa, menaje de cocina,
con la correspondiente asignación de tiempo de duración.
b.- Todos los Oficiales solteros hasta el grado de Capitán, están obligados a
concurrir a la mesa del casino.
c.- El asiento de honor, siempre corresponde al Oficial más antiguo de entre
los pertenecientes a la Unidad. Los demás tomarán asiento a derecha e
izquierda, por rigurosa antigüedad. Si se hallan presentes Oficiales de
otras reparticiones, serán tratados como huéspedes, rigiendo su grado o
antigüedad para su colocación, de acuerdo al Reglamento de Servicio de
Guarnición No. 28.
d.- El más antiguo, velará por la corrección y respeto que deba guardarse,
siendo responsable de la buena educación de los Oficiales durante las
comidas.
e.- Por principio, está terminantemente prohibido durante la comida, entablar
conversaciones de carácter político o religioso, así como críticas sobre
asuntos del servicio.
f.- El servicio en el casino estará sujeto al horario que fije el Jefe de
Servicios visado por el Comandante de Grupo, Instituto o Unidad.

58 - 64
g.- No está permitido que los Oficiales enciendan sus cigarrillos antes que lo
haga el más antiguo o que haya dado su autorización. Cuando se trate
de una reunión de carácter oficial, no podrán retirarse los subalternos
antes que el superior o que haya dado su autorización.
h.- Obligatoriamente todos los Oficiales de la Unidad o Instituto, deben
almorzar o comer juntos, por lo menos una vez al mes, a fin de estrechar
los lazos de unión y camaradería. Asistirán en traje de sociedad.
2.- Tanto el Comandante de Grupo como el Jefe de Servicios, resolverán en
última instancia todos los asuntos relacionados con el Casino, debiendo
revisar previamente, las rendiciones de cuentas mensuales que serán
presentadas por el Oficial encargado de la administración del Casino, o
por la comisión de casino otros aspectos de este.
3.- El sostenimiento de la mesa del Casino de Oficiales, se efectúa por la
atención a un determinado número de estos.
4.- Los Oficiales casados pueden obtener la pensión en forma permanente o
temporal, sujetándose al pago del número de raciones que consumen.
5.- A fin de incrementar los fondos del casino, se podrá establecer por la
Comisión de Casino, previa autorización del Comandante de la Unidad,
sanciones pecuniarias por diferentes aspectos.
6.- En los lugares en que exista más de un Grupo de guarnición, serán los
Comandantes de cada Unidad, los encargados de establecer o no, el
Casino común de la guarnición.
7.- Los Oficiales tienen la facultad de invitar a civiles al Casino; pero no
deben olvidar la situación social y moral de ellos para que su visita
signifique un honor.
8.- Queda terminantemente prohibido, todo juego de azar en el casino.
9.- Cuando sea necesario destinar soldados a los Casinos de Oficiales,
deberán ser seleccionados entro los que revelen cierta educación y buen
aspecto compatibles con las funciones que deben desempeñar; siempre
que sea posible, se dará preferencia a los que hayan desempeñado ya
en la vida civil, tarea de mozo, camareros o afines.
10.- Las bibliotecas de las unidades, están destinadas al esparcimiento
intelectual y moral de los Oficiales las que deberán ser incrementadas,
continuamente.

59 - 64
II.- CASINO Y COMEDOR DE SUBOFICIALES Y SARGENTOS
A.- Responsabilidades
1.- En cada Grupo, Unidad o Instituto funcionará un Casino, el mismo que
debe estar ubicado alejado de la tropa.
2.- Los casinos para Suboficiales y Sargentos, son exclusivamente de
carácter interno, cuya existencia corresponde a la necesidad de facilitar a
los Suboficiales y Sargentos, comodidades; en tal concepto son órganos
dependientes del Jefe de Servicios.
3.- El sostenimiento del rancho de Suboficiales será administrado en igual
forma que el de Oficiales.
4.- Será precedido por el más antiguo de los Suboficiales, quién es
responsable del orden y corrección durante las comidas, sirviendo de
ejemplo a sus subordinados.
5.- Para el servicio se nombrará dos o más soldados, quienes podrán tomar
la misma comida de los pensionados.
Su servicio durará una semana y en ningún caso, estarán exentos de las
labores cotidianas de la Compañía (Escuadrón o Batería) a la que
pertenecen.
6.- Serán miembros del Casino todos los Suboficiales y Sargentos del
Grupo, mediante una cuota que servirá para conservación y
mejoramiento de su Casino.
7.- La administración del Casino, estará a cargo de una comisión nombrada
por los socios en Asamblea General.
8.- Está prohibida la venta o consumo de bebidas alcohólicas en el casino.
III.- COMEDOR DE TROPAS
A.- Responsabilidades
1.- El Sargento de Semana conducirá su tropa al patio. El Capitán de
Servicio una vez reunidas todas las unidades y recibido el parte que los
Oficiales de Servicio deben darle, ordenará sean conducidos al comedor.
2.- Las Compañías (Escuadrones o Baterías) entrarán al comedor por
grupos, dirigiéndose cada uno de estos a su mesa respectiva, de manera
que cada individuo esté siempre frente al asiento que le corresponde. El
jefe de mesa se situará a la cabecera de ella.
3.- El Oficial de Servicio de cada Compañía (Escuadrón o Batería) mandará:
“sentarse”. Desde este momento deberá cuidar del orden y compostura
60 - 64
de la tropa en el comedor, recibirá y anotará los reclamos que le hagan
respecto a la comida.
4.- La asistencia de los Oficiales de Servicio, es obligatoria al comedor a fin
de vigilar la distribución justiciera del rancho, entre los soldados de su
Unidad.
5.- Los ayudantes de mesa, se sentarán en el extremo opuesto a los jefes
de mesa o junto a ellos, a fin de ser los primeros en recibir la comida.
6.- Una vez que los ayudantes de mesa hayan concluido de comer su primer
plato, retiraran las fuentes y se dirigirán nuevamente a la cocina a recibir
el segundo plato.
7.- Concluida la comida, cada Oficial de Servicio mandará: “levantarse”. A
esta voz los ayudantes de mesa se colocarán a retaguardia de sus
asientos con objeto de ver que los útiles de comedor no sean
estropeados.
8.- Los ayudantes de mesa a la voz de: “salir”, se dirigirán a tomar las
soperas o fuentes y son conducidos por el Cabo de Semana a efectuar el
aseo de los útiles y enseguida a guardarlos. Después volverán al
comedor al aseo de las mesas y parte del piso correspondiente.
IV.- CANTINA
A.- Responsabilidades
1.- En cada Grupo o Batallón habrá una cantina que se encontrará bajo la
vigilancia del Oficial de Administración y estará a cargo de un contratista
que debe adjudicarse mediante propuesta. Esta adjudicación se la hará
al que ofrezca mejor servicio y puede ser por un año o más.
2.- El contratista sólo podrá vender aquellos artículos que el Comando
determine.
3.- Estará sujeto a las cláusulas de su contrato y en caso de incumplimiento
de contrato, podrá rescindirse en cualquier momento.
4.- La cantina debe hallarse en las condiciones más perfectas de limpieza e
higiene.
5.- Expende los artículos en calidad, clase y cantidad, estándole prohibida la
venta de bebidas alcohólicas. En ningún caso los precios de los artículos
serán mayores que los fijados en Plaza.

61 - 64
V.- REGLAMENTO DE LUCES
A.- Responsabilidades
1.- Mientras los cuarteles no tengan un sistema común de alumbrado, el
Comandante de cada Grupo o Batallón, lo reglamentará dentro de su
Unidad de acuerdo a la guarnición y medios disponibles.
VI.- REGLAMENTO DE TELÉFONOS
A.- Responsabilidades
1.- El teléfono está bajo la vigilancia del Comandante, Sargento de Guardia
y del telefonista de servicio, expresamente nombrado para el objeto. Este
servicio se regirá de acuerdo con los siguientes puntos:
a.- Llamado a un Oficial, inmediatamente se le debe avisar. Si el llamado es
a un Oficial Superior con asuntos del servicio de carácter urgente, se le
comunicará por escrito a su casa o por teléfono.
b.- El uso del teléfono está reservado solamente para los Oficiales y con
restricciones, en casos urgentes podrán usar los Suboficiales y
Sargentos, previo permiso del Comandante de Guardia.
c.- El sanitario y camillero, desinfectará el teléfono los días jueves de cada
semana.
d.- Si el teléfono se descompone, el Comandante de Guardia dará parte al
Ayudante de Grupo o Batallón para que tome las medidas del caso.
e.- Por regla, los llamados telefónicos de carácter particular a los señores
Oficiales o empleados de la unidad, en horas de trabajo, no serán
atendidos salvo casos de urgencia.

62 - 64
CAPITULO IX
OTRAS DISPOSICIONES
I.- ANIVERSARIOS
A.- Responsabilidades
1.- El aniversario de una Unidad, debe celebrarse con la mayor solemnidad
y sobriedad posibles.
2.- En las guarniciones, fuera del Cuartel General, podrán ser invitadas al
acto, las autoridades civiles y todas o algunas escuelas, a fin de
mantener en éstas el amor a la Patria y de su Ejército.
3.- En las demás unidades se reducirá la fiesta a una conferencia dictada
por un Oficial, seguida de actos cívicos y deportivos.
4.- En todo caso y en cualquier aniversario digno de recordarse, se dictarán
conferencias en todos los Grupos, Batallones o Institutos Militares.
II.- REVISTAS
A.- Responsabilidades
1.- Los Comandantes pasarán a menudo revista de sus unidades, para
constatar el estado en que se encuentra el armamento, vestuario y
demás efectos que tengan a su cargo.
2.- Para las revistas a que hace referencia el número anterior, el Jefe de
Servicios dispondrá que cada día la tropa presente un determinado lote
de prendas, estableciendo una serie que comience el lunes y termine el
sábado, a fin de que esté concluido al control de todas las prendas en
este día.
3.- Para la mayor eficacia de la revista, el Jefe de Servicios debe asistir a
ellas y hacer que en todo el Grupo o Batallón se reviste simultáneamente
un lote igual de prendas.
4.- Los Comandantes de Grupo o Batallón, por lo menos una vez por mes,
efectuarán una inspección en todas las unidades de su dependencia.
5.- Los Comandantes de División podrán pasar las revistas que crean
convenientes.
6.- Los Comandantes superiores, dedicarán especial atención en estas
revistas, al armamento y material de guerra.
7.- El Comando General del Ejército y el Ministerio de Defensa Nacional,
pueden nombrar una comisión especial para efectuar una revista en

63 - 64
cualquiera de las unidades. En este caso, los Comandantes están
obligados a proporcionar todos los datos que les fueren pedidos y a
asistir personalmente a la inspección que se haga.
III.- BANDERA DEL GRUPO O BATALLÓN
A.- Responsabilidades
1.- La Bandera (Estandarte) del Grupo o Batallón quedará bajo el cuidado y
responsabilidad del Comandante en el local de su oficina.
2.- A fin de que cada Grupo o Batallón conozca la historia completa de las
glorias de su Unidad, todo Comandante está obligado a entregar al dejar
el mando, una documentación detallada de los sucesos más importantes
ocurridos durante el tiempo de su desempeño y que puedan servir, para
enriquecer la historia de la Unidad.
Los Comandantes en la fecha de la vigencia del presente Reglamento,
son responsables de catalogar todos los datos posibles, para encabezar
la historia de su Unidad.
3.- Toda vez que una unidad tenga que recibir su Bandera o substituirla por
otra nueva, se regirá para el efecto al Reglamento de “Saludos, Honores
y Paradas No. 2”.
4.- En cada Grupo o Batallón se nombrará un Oficial con el título de Oficial
Abanderado.
Tal designación deberá recaer en el Oficial que por sus condiciones
morales, intelectuales, físicas y de trabajo, se haga acreedor al honor de
llevar la enseña de la Unidad.
5.- En el Colegio Militar y otros Institutos se designará de acuerdo a sus
Reglamentos en vigencia.
6.- La designación de Abanderado, dará derecho a un diploma para el
favorecido, el que será extendido por el Comandante de Unidad o
Instituto y será un honroso antecedente en sus fojas de conceptos. Esta
designación deberá ser comunicada al Comando General del Ejército,
para que forme parte del legajo personal del Oficial.
7.- Cualquier falta cometida por el Abanderado, será suficiente motivo para
que pierda el derecho al título de tal.
8.- Como escolta de la Bandera, se nombrará a dos Suboficiales que se
hayan distinguido por sus virtudes militares, debiendo llevar el uniforme
de conformidad al Reglamento de Uniformes No. 9.

64 - 64