You are on page 1of 1

DUOPOLIO

Un duopolio es un modelo de competencia en un mercado caracterizado principalmente por la


existencia de dos empresas productoras que controlan la totalidad de un mercado en concreto,
especialmente gracias a la fijación conjunta de precios.

El control del mercado y la defensa de las posiciones predominantes de las dos empresas que
ejercen la labor duopolista se realizan por medio de una importante herramienta: el precio. De
este modo a través de la fijación de unos determinados precios de manera conjunta estas
compañías son capaces de impedir la entrada de competidores fuertes que amenacen su
predominancia en el mercado.

Desde el punto de vista conceptual, las empresas presentes en un duopolio actúan del mismo
modo que lo haría en situación de monopolio clásico: buscando maximizar sus beneficios
igualando sus ingreso marginal a su coste marginal de producción.

Conceptualmente, es una derivación del modelo de monopolio en el que el peso de la actuación


productiva recae simultáneamente en dos empresas destacadas que gozan de un significativo
poder de mercado. En ese mismo sentido, la posterior evolución del mismo conduce hacia una
situación de oligopolio económico, donde es un número mayor de empresas participantes las que
controlan y ocupan un cierto espacio o espectro económico, sin llegar a convertirse este sistema
en uno de competencia perfecta.

El hecho de que los productores duopolistas decidan actuar conjuntamente a la hora de establecer
sus precios es equivalente al efecto que tienen las decisiones en la práctica de una sola empresa
monopolística.

Otra característica de duopolio a destacar es que los productos puestos en el mercado por estas
dos empresas suelen ser normalmente muy similares en términos de uso, valor, percepción del
consumidor, etc. En otras palabras, este tipo de fenómeno suele aparecer en mercados de
productos muy homogéneos (especialmente en el ámbito industrial, por ejemplo).

Tipos de duopolio

Modelo de Cournot, basado en la interacción existente entre las dos empresas competidoras, a las
cuales les afectan de manera directa los cambios en la producción de la otra. Es decir, funcionan
atendiendo a las decisiones de su competencia directa.

Modelo de Bertrand, cuando dicha interacción se centra en el juego producido con los niveles de
precios de estas firmas, de tal modo que ambas empresas funcionan de modo independiente.

Suele considerarse a este tipo de fenómeno económico como una situación de privilegio, debido a
que permite disfrutar de unas condiciones destacadas a la hora de realizar una determinada
actividad de producción y comercialización dentro de un determinado territorio, espacio o
mercado.