You are on page 1of 3

EL SISTEMA NERVIOSO Y LA MEDICIÓN DE SU ACTIVIDAD

La fuente de la actividad eléctrica del cerebro


La actividad eléctrica cerebral es producida por millones de células llamadas neuronas. Estas
células son las unidades funcionales del cerebro, la medula espinal, y todo el sistema nervioso
periférico. Dicha actividad puede ser medida a través de la electroencefalografía (EEG). La visión
actual dominante es que el EEG representa la suma de los potenciales postsinápticos excitadores e
inhibidores en las células piramidales de la corteza cerebral sincronizadas y activadas verticalmente
que son registrada en la superficie del cuero cabelludo.

La neurona
Las neuronas están formadas por un cuerpo celular (que contiene el núcleo), dendritas (que
transmiten los impulsos hacia el cuerpo celular), y un axón (que baja por el cuerpo celular y
transmite información a otras neuronas). Las neuronas pueden ser:

 Multipolares: tienen muchas dendritas saliendo del cuerpo celular. La neurona motora es
un ejemplo de una neurona multipolar.
 Bipolares: tienen una sola dendrita que conduce impulsos al cuerpo celular y un solo axón
que conduce la información lejos de él. Su función es principalmente sensorial.
 Unipolares: están compuestas de una única prolongación que sale del cuerpo celular y se
divide en una dendrita y un axón. Su función es únicamente sensorial y se encuentran en las
raíces dorsales de los nervios espinales y las porciones sensoriales de los nervios craneales.

Neurotransmisores
Las neuronas son excitadas por estímulos naturales de los órganos receptores o por
impulsos nerviosos provenientes de otros nervios. También pueden responder a estímulos térmicos,
mecánicos, eléctricos o químicos a través de los neurotransmisores. Los neurotransmisores actúan
en las sinapsis para permitir que la neurona desempeñe su función primaria de comunicación con
otras neuronas.

Aminoácidos:

 Glutamato y Aspartato: son excitatorios, el glutamato actúa en el cerebro y las neuronas


sensoriales espinales y el aspartato principalmente en la médula espinal.
 Glicina: es un neurotransmisor inhibitorio y actúa en las interneuronas de médula espinal y
en la parte baja del tronco cerebral.
 GABA: es el principal neurotransmisor inhibidor y tiene efectos generalizados tanto en la
corteza cerebral como cerebelosa. La mayoría de la actividad neuronal implica interacciones
entre los efectos excitadores e inhibidores del glutamato y el GABA. Por lo tanto, el
glutamato y el GABA son responsables de la mayor parte de la información transmitida hacia
y desde diversas regiones del cerebro.

Aminas y monoaminas:

 Acetilcolina: es excitatoria y es responsable del movimiento de los músculos lisos


(involuntarios) y estriados (voluntarios). También se encuentra relacionada en la facilitación
del aprendizaje y el movimiento ocular rápido (REM) durante el sueño.
 Dopamina: puede tener tanto efectos inhibidores como excitatorios, dependiendo del
receptor postsináptico al que influye. La dopamina juega un papel crucial en el control de
movimientos complejos, la motivación y emoción, y en los recuerdos a corto plazo y la
planificación.
 Norepinefrina (noradrenalina): en general tiene un efecto excitador, principalmente
estimulando el sistema noradrenérgico con un efecto de activación que resulta en una
mayor atención a los estímulos ambientales. También están involucradas en el
comportamiento sexual y en el control del apetito.
 Epinefrina (adrenalina): es una hormona que tiene efectos excitatorios y se puede encontrar
en la médula y en las neuronas del sistema nervioso simpático.
 Serotonina: tiene efectos complejos e influye en una variedad de comportamientos que
incluyen comer, dormir y despertar. También tiene un papel en la regulación del estado de
ánimo.

Aunque el impulso neuronal se puede medir en términos de cambios en la actividad


eléctrica, en realidad se produce por la actividad electroquímica que se produce cuando se estimula
la neurona, este cambio en el voltaje de la neurona se llama potencial de acción. El potencial de
acción de la neurona consta de tres componentes:

1. Potencial de pico: representa el período durante el cual tiene lugar la despolarización, dura
de .5 a 1 ms.
2. Pospotencial negativo: dura de 5 a 15 ms y es menor en magnitud. La excitabilidad de la
neurona es supernormal por lo que un estímulo de intensidad inferior a la normal será
suficiente para causar otra respuesta.
3. Pospotencial positivo: dura de 50 a 80 ms. La neurona se encuentra en una fase subnormal
por lo que necesitará un estímulo más fuerte que el normal para producir otro potencial
durante este período.

Electroencefalograma
El electroencefalograma (EEG) fue utilizado por primera vez en conejos y monos por Richard
Caton en 1875. Mostró que cuando se presentaba un destello de luz a los ojos del animal, se
producía un cambio en la actividad eléctrica en el área occipital. En 1902, Hans Berger comenzó su
trabajo sobre las ondas cerebrales con perros, y en 1920, comenzó a estudiar los EEG humanos.
Finalmente, en 1929, después del registro EEG de muchas personas, identificó dos patrones básicos
de ondas cerebrales: ondas Alfa y Beta. Más tarde, los investigadores identificaron otros tipos de
ondas cerebrales y continuaron usando las etiquetas del alfabeto griego:

 Ondas Alpha: es una oscilación rítmica que ocurre a una velocidad de 8 a 13 veces por
segundo (Hz) a una magnitud de aproximadamente 20 a 60 μV (millonésimas de voltios).
La visión clásica de alfa ha sido que representa un estado de relajación y se verá alterado
con cualquier tipo de trabajo mental.
 Ondas Beta: es una onda irregular que se produce a una frecuencia de 14 a 30 Hz, a una
amplitud de aproximadamente 2 a 20 μV. Las ondas beta son comunes cuando una persona
está involucrada en actividad mental o física.
 Ondas Delta: es onda de gran amplitud (de .5 a 3.5) y de baja frecuencia (de 20 a 200 μV).
Aparece solo durante el sueño profundo en individuos normales.
 Ondas Theta: es un ritmo poco común que se produce a 4-7 Hz, a una amplitud que oscila
entre 20-100 μV. Ocurre con mayor frecuencia en las grabaciones espontáneas de EEG en
niños que en adultos, durante estados de disgusto, placer y somnolencia.
 Ondas Kappa: ondas de 10 Hz que parecen estar asociadas con el pensamiento.
 Ondas Lambda: se registran en la corteza visual y se consideran un tipo de respuesta visual
resultante de una imagen cambiante de algún objeto en el campo visual de una persona.
Tienen forma triangular, varían de 20 a 50 μV y duran de 250 a 250 mseg en respuesta a la
estimulación.
 Ondas Mu: son picos agudos y porciones negativas redondeadas y se puede registrar desde
la fisura de Rolando a una frecuencia de 8 a 13 Hz, dentro de la banda alfa.
 Ondas Gamma: ocurre con estímulos sensoriales tales como clics auditivos o destellos de
luz y tiene una frecuencia de reposo de 40 Hz y una amplitud de aproximadamente 3 a 5 Hz.

Medición del EEG


Los diversos tipos de ondas cerebrales se pueden medir por medio de electrodos
conectados al cuero cabelludo utilizando un sistema estandarizado para su ubicación llamado
“Sistema 10-20" porque las diversas ubicaciones son 10% o 20% de la distancia entre los puntos
estándar utilizados. Para su medición, se puede usar una técnica de grabación monopolar o bipolar:

 Monopolar: esta técnica implica colocar un electrodo llamado “activo” en un área de


interés, por ejemplo, la corteza occipital (visual) y otro electrodo, denominado “de
referencia” que se coloca en un área relativamente inactiva, como el lóbulo de la oreja o la
punta de la nariz. Esta técnica es conveniente en situaciones donde se controla la actividad
producida en un área específica, por ejemplo, el área occipital izquierda, o en el registro de
potenciales relacionados con eventos.
 Bipolar: en esta técnica se colocan dos electrodos activos sobre las áreas corticales de
interés, se registran las diferencias o suma algebraica de los potenciales eléctricos debajo
de las dos regiones en cada instante. Sin embargo, tiene la desventaja de producir un
registro de actividad combinada en dos ubicaciones.

El equipo de registro permite una comparación de la actividad medida sobre el área cortical
de interés con la del electrodo de referencia, la diferencia es el registro EEG. Muchos investigadores
usan "oídos cortocircuitados" como referencia; es decir, los electrodos se unen a ambos lóbulos de
las orejas y luego se conectan entre sí para servir como una referencia común para los cables del
cuero cabelludo. Esta técnica de referencia bilateral es especialmente importante si se desea
investigar las asimetrías hemisféricas. Si se compara la actividad en los dos hemisferios, el
investigador querrá usar una referencia que vincule ambos lados de la cabeza, como los dos lóbulos
de las orejas.

Andreassi, J. L. (2000). Psychophysiology Human Behavior and Physiological Response. Lawrence


Erlbaum Associates: Londres.