You are on page 1of 12

EL DINERO.

LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES


22 OSCAR LUIS ORTÍZ SOTO 23
EL TRUEQUE Y LA NECESIDAD cambio eficaz, en la medida de que alguno de los participantes, al no poder
DE UN MEDIO DE INTERCAMBIO fragmentar su mercancía, deben entregarla completa, al recibir a cambio el
producto de su interés, aunque tenga menor valor.
De las ventajas propias del intercambio no podemos deducir lógicamente la Una tercera condición para ei trueque consiste en la coincidencia de tasas
necesidad de un medio para realizarlo. El intercambio directo de mercancías de cambio. Hemos dicho que el precio de cada mercancía que se intercambia
permite, en principio, contar con las ventajas de la especialización sin la ne- en el mercado se fija en el punto de intersección de la línea de mercado con
cesidad de un medio indirecto. la curva de posibilidades de producción al expresarse en términos de dos
Este intercambio directo es lo que llamamos trueque, y es una forma no bienes. Ante la ausencia de un medio generalizado de intercambio, la exis-
generalizada de intercambio que existe aún en estos días. Sin embargo es tencia de por ejemplo, 50 productores del mismo número de bienes diversos,
evidente que el trueque presenta problemas muy serios, debido a que para requeriría de 49 precios distintos para cada bien, lo cual haría inmanejable
llevarlo a cabo, deben cumplirse las siguientes condiciones: cualquier sistema de contabilidad de los productores, al carecer de una uni-
dad estándar de valor. En igual forma, los contratos a futuro se complic
/. Doble coincidencia entre productos. dados los cambiosfísicosque pueden ocurrir entre los precios de las mer-
2. Doble coincidencia entre cantidades. cancías comprometidas para el pago posterior.
3. Doble coincidencia entre tasas de cambio. Las anteriores consideraciones nos llevan a concluir que una economía
basada en el trueque presenta tales complicaciones, que es natural que desde
Lo anterior implica que para intercambiar el excedente de su producción, un las primeras etapas de su organización toda sociedad desarrolle un sistema
sujeto debe buscar a otro que exactamente necesite lo que a él le sobra y que de intercambio, basado en alguna mercancía que sirva como mercancía v
ofrezca a cambio precisamente lo que le hace falta. De aquí el principio de la culo. Con este sistema, todas las mercancías que pretenden intercambiarse
doble coincidencia entre productos y que en una sociedad que pretenda adoptarán un precio o tasa de cambio en términos de la mercancía vehículo,
maximizar las ventajas de la especializadón será difícil que se cumpla, aun con la cual el intercambio entre ellas será mucho más expedito. A esta mer-
al considerar una incipiente diversifícación de las necesidades y de la pro- cancía vehículo es lo que llamamos dinero o moneda, y al sistema a que ello
ducción. Una forma de atenuar los inconvenientes de la doble coincidencia da origen es lo que conocemos como sistema monetario.
entre productos, es mediante la acumulación de diversas mercancías por par- Para ejemplificar las complicaciones del trueque y el avance que se logra
te de los agentes, a fin de tener a !a mano productos que posibiliten el true- con la introducción de un sistema de intercambio, consideremos que en la
que indirecto. Es decir, hacer eficiente el trueque a través de mercancías sociedad hipotética a que hemos venido aludiendo, un sujeto tiene exceden-
vehículo. Sin embargo, lo anterior nos lleva a una acumulación indeseable de tes de grano que desea intercambiar por carne. Supongamos que son 250
bienes, que en vez de destinarse al consumo, deben permanecer como inven- pesos de grano, debe en principio, encontrar a otro sujeto que quiera grano y
tarios. esté dispuesto a obtenerlo a cambio de carne.
Adicionalmente, la doble coincidencia entre cantidades es importante e Esta doble coincidencia entre productos no será fácil de encontrar, pero si
implica que lo sujetos, cuya producción excedente se pretende intercambiar se llega a lograr, habrá entonces que resolver qué cantidad de grano ha de
por la vía del trueque, deberán estar de acuerdo en qué cantidad de una mer- cambiarse por peso de carne. Si bien se ha encontrado al sujeto que está dis-
cancía deberá entregarse a cambio de la otra. Esta condición es de difícil puesto a obtener grano a cambio, éste puede considerar que la cantidad de
cumplimiento ante la ausencia de un medio de intercambio, dado que cada grano que el primero ofrece por peso de carne no es suficiente, o bien que es
sujeto tenderá a sobrestimar el valor de su mercancía en términos de las correcta pero excesiva la cantidad del mismo para satisfacer su necesidad de
otras. Adicionalmente, dificultades surgen cuando las cantidadesfísicasde grano. Ahí el problema de la doble coincidencia en cantidades y tasa
las mercancías impiden su división o fragmentación, lo que impide el inter-
24 OSCAR Lufs O R T Í Z SOTO EL DINERO. L A TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 25

de cambio, que es el origen de complicaciones aun mayores, que nos lleva a Barro Lana Piezas de papel
comprender por qué la palabra trueque viene del verbo latino trocar, que es Conchas marinas Piezas de tela Piezas de cuero
sinónimo de engañar. Pieles de castor Vino Cigarros
Los problemas del intercambio se minimizan con la introducción de una Caparazones de tortuga Whisky Bienes raíces
mercancía vehículo, en términos de la cual todo el resto de las mercancías Dientes de ballena Cuchillos Deudas de individuos
Cráneos de aves Lanzas Deudas de empresas
adoptan un precio. Es importante que haya consenso general por parte de Ganado vacuno Piezas de porcelana Deudas de gobierno
todos, o una buena parte de los agentes económicos que componen dicha Cerdos Piedras pulidas Deudas de bancos
sociedad, en cuanto a la mercancía usada como vehículo de intercambio; Caballos Piezas de fierro
esto es esencia! para el buen funcionamiento del sistema. Borregos Piezas de cobre
Supongamos que se escoge al algodón, en forma de pacas de determinado Cabras Piezas de cobre 1
Esclavos Piezas de bronce
peso, como mercancía vehículo. Entonces, todas las mercancías tendrán un Arroz Piezas de plata
precio en términos de pacas de algodón. Así, tanto el grano como la carne Granos de maíz Piezas de oro
tendrán sus equivalencias en esta mercancía, por lo que el sujeto que quiere Té Oro en polvo
cambiar sus excedentes de grano por carne no tendrá problemas para colo- Granos de cacao Piezas de orfebrería
Tabaco Piezas de estaño
carlo con otro sujeto que necesita el grano y disponga de las pacas de algo- Piezas de níquel
dón suficientes para entregarlas a cambio, al tener el primero, el vehículo de
intercambio necesario para adquirir la carne que otro sujeto ofrezca. La do- DEFINICIÓN, USOS Y CARACTERÍSTICAS
ble coincidencia entre productos no será ya necesaria. No habrá problemas DEL DINERO
tampoco en cuanto a cantidades y tipo de cambio, dado que ambas mercan-
cías tienen un precio fijado en términos de la mercancía vehículo (aceptable De lo expuesto en los dos apartados anteriores, podemos fácilmente definir
a ambas partes), que es el dinero. al dinero como cualquier objeto al que por consenso general se le asigna el
Es por esto que tiene razón Menger cuando dice que el dinero no es una papel de medio de pago, en cuyos términos se expresa el valor de cambio de
criatura del Estado, sino que se crea espontáneamente por las fuerzas socia- todas las mercancías.
les, a través del comportamiento de los individuos en el mercado. Ésta es una definición un tanto restringida, debido a que ima vez que un
Los tipos de dinero que se han utilizado varían ampliamente tanto en el sistema monetario se establece, el dinero tiende a ampliar sus funciones, de
tiempo como en lugar. De la lectura de los cantos homéricos de la época simple medio de intercambio y de unidad de cuenta, a un medio para diferir
prehelénica, es evidente la importancia que tenían tanto el ganado como las pagos a futuro, así como medio para atesorar valor. De lo anterior, procede
piezas de orfebrería de metales preciosos como medios de intercambio y mencionar que en forma automática, un sistema monetario eficiente tiende a
acumuladores de riqueza. A continuación, presentamos una lista de algunos generar un sistema de crédito.
de los objetos que han sido o son utilizados como medios de intercambio, En resumen, los usos del dinero son los siguientes:
por distintas sociedades en tiempos diversos.
a) Unidad de cuenta
b) Medio de intercambio
c) Medio para diferir pagos
d) Medio para atesorar valor de cambio
26 OSCAR LUIS ORTÍZ SOTO EL DINERO, L A TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 27
a) El dinero como unidad de cuenta. La primera función que el dinero aporta a una so- las sociedades donde circulan monedas débiles, sus miembros son altamente
ciedad económica es la de proveer una medida estándar de valor de cambio, o precio, propensos a sustituir la moneda débil por una moneda fuerte (Ley de Gres-
a todas las mercancías que se ofrecen en el mercado. Esto implica que todos los bie- ham). Es responsabilidad prioritaria de los gobiernos de los países propor-
nes y servicios adoptan un precio expresado en unidades monetarias. El valor mone- cionar monedas fuertes para garantizar la estabilidad y el crecimiento de la
tario es la unidad de medida más importante para un sistema económico, al permitir
la creación de sistemas contables, esenciales para el control interno de la producción economía.
y distribución de bienes. De esta función del dinero, se deriva lo que se conoce como Una vez que se conocen los usos del dinero, pasamos a considerar las
poder de compra o poder adquisitivo de la moneda, que depende de la cantidad de características que debe contar un objeto para ser considerado como buen
bienes y servicios que pueden obtenerse, a través del tiempo, con una cantidad fija medio de intercambio, a partir de lo cual se puede comprender mejor el desa-
de dinero y que puede variar debido a distintos factores. rrollo de los sistemas monetarios.
h) El dinero como medio de intercambio. El funcionamiento eficiente de una economía
requiere de un medio para eliminar los inconvenientes del trueque directo o indirecto, En primer término, el dinero debe tener valor intrínseco, característica
cuyas condiciones imponen un serio obstáculo al intercambio de bienes y servicios. que se explica por la necesidad del consenso general que debe existir en una
Es condición necesaria para que el dinero sea un eficaz medio de intercambio, el que sociedad con respecto al objeto u objetos que son utilizados como tales,
la sociedad lo acepte como medio generalizado de pago. Dicha aceptación o consen-
so general a favor del dinero depende de la estabilidad de su poder adquisitivo. Fluc-
especialmente en la fase formativa de un sistema monetario. Por valor in-
tuaciones imprevistas o de importante magnitud en el poder adquisitivo del dinero trínseco entendemos que dicho objeto debe tener un valor de uso, además del
minan su aceptación general. valor de cambio que la sociedad le otorga, lo cual implica que es un objeto
c) El dinero como medio para diferir pagos. En la operación de los mercados ocurren escaso y apreciado por la sociedad.
una gran cantidad de contratos a futuro, que implican la venta de bienes y servicios La durabilidad es otra característica indispensable, tanto por el natural
que se pagan después de cierto tiempo. El dinero debe ser un instrumento capaz de desfase a que da lugar el propio proceso de intercambio, al considerar el ca-
conservar su valor a fin de hacer ventajosas este tipo de transacciones. La apreciación rácter indirecto de las transacciones, como por el dinero concebido como un
inesperada del poder adquisitivo del dinero es desventajosa para el agente adquiriente
del bien o servicio, ya que deberá pagar con dinero que vale más, en relación con el medio para atesorar valor. En esta medida, los bienes perecederos no son
producto adquirido. Por su parte, la depreciación del dinero es desventajosa para un buen medio de intercambio por no ser durables, al estar sujetos a un pro-
el proveedor, dado que se le paga con dinero depreciado. En consecuencia, la razo- ceso natural de descomposición que los hace perder sus cualidades físicas.
nable estabilidad del poder adquisitivo es una condición necesaria para que el dinero Asociado al uso del dinero como medio para atesorar, es también impor-
ampare eficazmente los contratos a futuro. tante que esté sujeto a condiciones estables en su oferta. Fluctuaciones drás-
d) El dinero como medio para atesorar valor de cambio. Fundamental para la supervi- ticas en la disponibilidad del medio de intercambio tenderá a depreciar o
vencia y expansión de una sociedad económica, es la inversión en medios de produc-
ción. Una economía debe ser capaz de generar un excedente que permita a algunos apreciar su valor en términos del resto de las mercancías. Fluctuaciones drás-
de sus agentes dedicarse a la producción de bienes de inversión, o sea, bienes para ticas en su demanda también provocará los efectos aludidos, que necesaria-
mejorar y ampliar la producción de bienes de consumo. Para que lo anterior sea posi- mente tienden a minar la eficiencia del sistema monetario, dado que el valor
ble, la sociedad debe abstenerse de consumir la totalidad del ingreso que genera en el del dinero se toma difícilmente predecible, que afecta también su ñinción de
proceso productivo, al ahorrar o acumular los recursos monetarios no empleados en medio para atesorar valor de cambio.
el consumo. Sin embargo, para que esta acumulación de dinero sea posible, la mone-
da debe conservar su poder adquisitivo, ya que si ésta se deprecia, la sociedad pierde Otra atribución deseable de la mercancía vehículo es su homogen
el incentivo al ahorro, que hace imposible la inversión y la consecuente expansión de es decir, que cada unidad de la misma debe ser lo más parecida posible a la
la producción. otra. El dinero concebido como unidad de cuenta y medio de intercambio
pierde efectividad cuando las unidades monetarias son disímiles entre sí, al
Precisamente una moneda que cumple satisfactoriamente con estas cuatro dar origen a problemas entre los agentes que participan en una transacción,
funciones es lo que se conoce como una moneda fuerte o estable. Monedas que han de ponerse de acuerdo en cuanto a la característica de su dinero, lo
que no cumplen con estos requerimientos son llamadas monedas débiles. En
28 OSCAR LUIS ORTÍZ SOTO
EL DINERO, LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 29

cual constituye un gran retraso, dadas las supuestas ventajas del intercambio rios. Existen datos que permiten afirmar que 2 000 años antes de Cristo, ya
indirecto sobre el trueque. se usaban en la India piezas metálicas como medio de intercambio.
La divisibilidad es otra atribución muy deseable en un medio de inter- Fue en Lydia, una nación de origen helénico de las costas de Asia Menor,
cambio, dado que cuando una unidad monetaria tiene un valor muy alto, y no donde por primera vez, hacia el año 700 A. C , comenzó a monetizarse el
es divisible, es inoperable para la realización de pequeñas transacciones. En metal, como se realiza hasta nuestros días, al contar con un sistema estanda-
sistemas monetarios primitivos era usual encontrar algún medio de inter- rizado y certificado por el poder público. Estas primeras monedas eran de
cambio para realizar transacciones de escaso valor, y otros medios para tran- electrium, que es una aleación de oro y plata. A partir de entonces, hasta bien
sacciones de mayor monto, mecanismo que fue utilizado en los sistemas entrado el siglo XX, los patrones monetarios se basaron en el metal. El prin-
metálicos, en donde las aleaciones de metales baratos servían para transac- cipal fue la plata, que se utilizó por importantes civilizaciones y pueblos de
ciones pequeñas. la antigüedad y durante el Imperio Romano (excepto al final del imperio
Una atribución más, consiste en la portabilidad, que implica la facilidad, de Occidente, cuando se impuso el patrón cobre). Durante la Edad Media, las
deseable en una mercancía dinero, de poder transportarse de un lado a otro. ciudades que se desarrollaron co mere i al mente también usaron la plata, al
La importancia de esta atribución reside en el hecho de que las transacciones tiempo que la gran expansión económica de Europa, a partir del Renacimien-
se llevan a cabo en el mercado, localizado en lugares distintos a la residencia to, se financió con la plata americana llevada por los españoles. No fue sino
de los sujetos que intervienen en las transacciones. Objetos demasiado vo- hasta el siglo xix, con el aumento en la producción de oro por parte de Sudá-
luminosos o pesados no constituyen un buen medio de intercambio, por la frica, Australia y E. U. (California), cuando se adoptó el patrón oro, habién-
imposibilidad de ser transportados. dose abandonado (excepto por el dólar americano) después de la Gran
En resumen, las características de las mercancías que son utilizadas como Depresión de 1929-1932.
medio de intercambio son: En cuanto a la divisibilidad, es bien conocido que los metales se prestan
para la organización de sistemas monetarios muy flexibles en este sentido, al
1. Posesión de valor intrínseco .-^ estar el peso y la composición de las monedas relacionado con su valor, y
2. Durabilidad al existir aleaciones de metales baratos para la realización de transacciones
3. Oferta y demanda estables de escaso monto. Finalmente, las monedas metálicas, en cantidades razona-
4. Homogeneidad bles, son también portables, aunque en cantidades mayores van perdiendo
5. Divisibilidad , > esta cualidad, situación importante para explicar, cómo se verá tanto el na-
6. Portabilidad.
cimiento y desarrollo del sistema bancario, como de la moneda repre-
Si examinamos la lista de objetos que han sido o son actualmente utilizados sentativa.
como dinero, y los contrastamos con las características óptimas que acaba- Al contrastar las cualidades que requiere una mercancía para ser un
mos de mencionar, podemos fácilmente llegar a una conclusión y a formu- buen vehículo de intercambio, con las cualidades de los metales podemos
lamos una pregunta por demás importante. La conclusión consiste en que las concluir que éstos constituyen los mejores medios para esta función, lo cual
piezas metálicas son los objetos que mejor cumplen las características aludi- explica el porqué los sistemas monetarios, hasta hace poco tiempo, se hayan
das y la pregunta es por qué los sistemas monetarios contemporáneos se han basado en patrones metálicos.
apartado de los patrones metálicos y a pesar de ello funcionan, con relativa Aunque aquí se presenta la cuestión de por qué los sistemas monetarios
efectividad, al utilizar objetos que carecen de valor intrínseco. actuales han ido rompiendo su relación con los metales, respuesta que se
Con respecto a la conclusión antes aludida, es evidente que los metales formula en la sección siguiente.
han jugado un papel muy importante en la historia de los sistemas moneta-
30 O S C A R LUIS ORTÍZ SOTO EL DINERO. LA TEORIA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES
31
Cabe señalar que la aceptación de los certificados oro se basaba en
EVOLUCIÓN HISTÓRICA DEL DINERO MERCANCÍA su completa convertibilidad por el metal y constituyen el antecedente del
AL DINERO FIDUCIARIO DE LOS SISTEMAS MONETARIOS billete de banco, cuando eran al portador y, del cheque de banco, cuando
CONTEMPORÁNEOS eran a favor de un tercero, que plenamente convertibles empezaron a emitir-
se en Europa durante la segunda mitad del siglo xvn. (El Banco de Estocol-
Pocos ejemplos existen en la historia como el del desarrollo de los sistemas mo los emitió por primera vez en 1661). La plena convertibilidad implica
monetarios para dar cuenta de la fuerza que la costumbre, el consenso gene- que el tenedor del certificado o billete obtiene el equivalente en metal con
ral y las necesidades económicas tienen para cambiar o hacer prevalecer un sólo presentarlo ante el orfebre o banco que lo expidió, o ante alguno de sus
conjunto de valores dados en la sociedad, dependiendo de las circuns- agentes.
tancias. La historia de los bancos primitivos está llena de anécdotas de orfebres y
El desarrollo del dinero representativo está muy relacionado con el de la banqueros que por falta de fondos no podían cumplir con este requerimiento
actividad bancaria, al existir evidencia histórica, ya en el siglo xiii, de la pre- (de ahí el término conocido de quebrar la banca); sin embargó, a medida
sencia de los orfebres (artesanos especializados en la fundición, aleación, que el sistema fue generalizándose, los certificados concebidos como dinero
monetización y manufactura de metales preciosos), en las comunidades feu- representativo fueron desplazando al metal como medio de intercambio en
dales y en las ferias comerciales de la Europa medieval. La actividad original países (como Inglaterra) en que el sistema fue adquiriendo confianza entre la
de estos artesanos consistía en manufacturar las piezas metálicas que se utili- sociedad. Esto no implicaba la desaparición del patrón metálico, ya que el
zaban como dinero en el proceso de intercambio, relevante trabajo que con el metal seguía circulando (aunque en escala menor), además de constituir la
desarrollo de la economía medieval, y en alianza con señores y príncipes reserva de los bancos que emitían los certificados de depósitos y los billetes,
poderosos, les hizo ganar posiciones muy relevantes en la sociedad de su que eran convertibles en su totalidad por metal.
tiempo. La concurrencia a las ferias de comerciantes provenientes de locali- La innovación más importante, a que dio lugar el servicio de custodia y la
dades cada vez más apartadas, aunado a las dificultades y peligros que expedición de certificados oro, fue el nacimiento de un sistema de crédito. Si
implicaba el transporte de cantidades grandes de monedas (la cualidad de bien los orfebres recibían una compensación por el servicio de custodia y
portabilidad de los metales preciosos disminuye a medida que la cantidad cobraban comisiones por otros servicios que prestaban, pronto estuvieron
aumenta), dio paso a que los orfebres, con experiencia y medios físicos para conscientes de que algo podía hacerse con el metal que tenían a su cuidado,
manejar cantidades grandes de metal, ofrecieran el servicio de custodia. Esta dado que la experiencia les había mostrado que sólo una fracción de los de-
operación consistía en el depósito del metal en manos de un orfebre por parte positantes se presentaban a convertir sus certificados por metal, además
del poseedor del mismo, a cambio de lo cual, el primero expedía un certifi- de que constantemente habían nuevos depósitos. Esto hacía que las entradas
cado de depósito a favor del segundo. Estos certificados oro, abrieron una y salidas de oro tendieran a compensarse, manteniendo más o menos cons-
gama de posibilidades, dado que comenzaron a sustituir al metal en las tran- tante el nivel de existencias en custodia.
sacciones que implicaban montos importantes de dinero. Al mismo tiempo, Fue así como los primitivos banqueros empezaron a otorgar créditos (en
los dueños del oro podían cambiar sus certificados de depósito en plazas metal o en certificados de depósito) a clientes de confianza, con cargo
distintas a donde lo depositaron, con sólo acudir al orfebre de la localidad al activo que tenían bajo custodia, cobrando un interés y aumentando así sus
que tuviera relación con el anterior o fuera agente de éste. Los orfebres estu- propias ganancias. Desde luego que los depositantes originales no hubieran
vieron eventualmente en condiciones de realizar cambios de moneda local aceptado este manejo, lo cual lleva a considerar que en sus origenes, esta
por moneda extranjera, así como extender órdenes de pago cobrables en forma de operar no contó con popularidad, al señalar desde entonces al ban-
otros países y a terceras personas. quero como un empresario cuya actividad debía ser transparente ante la so-
32 OSCAR LUIS ORTÍZ S O T O EL DINERO. LA TEORIA, LA POLITICA Y LAS INSTITUCIONES 33

ciedad, y reclamar ésta la vigilancia del poder público sobre la actividad todos aceptan porque nadie cuestiona su capacidad para adquirir todo tipo de
bancaria. bienes (medio generalizado de hitercambio).
La historia registra las experiencias del Banco de Ámsterdam, del Banque Fuera de algunos intentos iniciales, asociados a situaciones de emergencia
Royale de Francia, del Banco de Amberes y del propio Banco de Inglaterra bélica (cuando se imponía la circulación de dinero representativo de curso
que, en sociedad con el gobierno, crearon papel moneda para el fmancia- forzoso para financiar el gasto bélico), el nacimiento del sistema fiduciario
miento de empresas en ultramar y que terminaron en sonoros fracasos. Se se dio a raíz de la Gran Depresión (1929), dado el pobre desempeño de los
recuerda también la famosa controversia entre los bullionistas y antibullio- sistemas metálicos durante esa crisis del capitalismo. Los gobiernos fueron
nistas, en Inglaterra a principios del siglo xix (en la que intervino David quienes implantaron este sistema, al abandonar el patrón oro, que convertiría
Ricardo), cuando se enfrentaron quienes estaban a favor de un sistema mo- el proceso de creación de dinero en un instrumento de la política monetaria.
netario flexible y quienes optaban por un patrón rígido con respecto al metal. Este cambio se dio al otorgarle al poder público el monopolio de la emisión
En esta controversia, que se presentó después en diversos países (en Estados fiduciaria (a través de un banco central), lo que implicó que al resto de los
Unidos alrededor de los green-bocks), contendían: quienes abogaban por las bancos se les negó la facultad de emitir billetes. En México, se abandonó el
ventajas de un sistema monetario que fácilmente se ajustara al crecimiento patrón metálico en 1932, con base en la Ley Monetaria de dicho año, al con-
de la actividad económica, sin constituirse en limitante por una rígida rela- ferírsele el monopolio de la emisión fiduciaria (precepto constitucional desde
ción con los metales; mientras quienes se oponían a los sistemas flexibles 1917) al Banco de México, que se había fundado en 1925.
querían evitar las desproporcionadas ventajas que obtendrían, en un sistema El proceso anterior tuvo como base las nuevas concepciones acerca del
de esta naturaleza, los creadores de los medios de pago. En México (país papel del Estado en la economía que, inspiradas en las ideas de Keynes, die-
minero por excelencia), la primera emisión de papel moneda la intentó el ron al poder público la base teórica para que, mediante acciones de política
emperador Iturbide en 1822, billetes que fueron rechazados por el público. fiscal y monetaria evitaran las crisis del sistema, al mantener el pleno
Poco a poco y bajo la vigilancia y conveniencia del poder público, los pa- empleo.
trones rígidos fueron dando lugar a patrones flexibles, en los que la converti- La acción del Estado, las costumbres y las ventajas del sistema fiduciario
bilidad de los billetes de banco era solamente por una fracción de su valor se impusieron sobre las formas primitivas de patrones metálicos, y en la ac-
nominal. Quienes impulsaban este cambio concibieron la idea de que en un tualidad se encuentran firmemente establecidos en la sociedad económica
sistema de competencia, ios banqueros al actuar racionalmente evitarían la contemporánea.
creación excesiva de medios de pago, dado que esto causaría la depreciación Sin embargo, la discusión en cuanto a la viabilidad del sistema fiduciario
de los propios billetes que emitían, activo que constituía el principal de las dista mucho de haber terminado. El abandono de un patrón metálico implica
empresas bancarias. La importancia que tuvo laflexibilizaciónde los patro- que los países son soberanos en cuestiones monetarias, al poder desligar sus
nes metálicos puros fue el acostumbrar a la sociedad al uso de moneda repre- economías de las tendencias recesivas o equilibradoras que se transmiten a
sentativa, convertible sólo parcialmente (patrones metálicos cojos). través de las relaciones económicas internacionales. Esto, que en principio
De este hecho, a la creación de un sistema fiduciario de nula convertibili- puede ser bueno para los países individualmente considerados, tiende a mi-
dad, el paso es corto y se dio a medida que la sociedad aquilató las ventajas nar al sistema monetario internacional, al crear presiones inflacionarias in-
de un sistema de dinero representativo, que aunque no tuviera valor intrínse- controlables que afectan las relaciones económicas entre países y crear a la
co, cumpliera satisfactoriamente con las funciones de medio de intercambio, larga desajustes internos serios.
de unidad de cuenta y de acumulador de valor. En esto se basa el carácter Precisamente, los desórdenes que ahora caracterizan a la economía mun-
fiduciario de un sistema monetario, es decir, en la confianza o consenso ge- dial tienen su origen en la falta de disciplina, a que da lugar la ausencia de un
neral de una sociedad en cuanto al uso de dinero no convertible, pero que sistema monetario internacional más rigido. Al abandono de los patrones
34 O S C A R LUIS ORTÍZ S O T O EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 35

metálicos en la década de los treinta, siguió la implantación del Acuerdo de


Bretton Woods (1944), en el que sólo el dólar norteamericano, considerado Cuadro 1
como divisa internacional, continuó ligado al oro. Pero la ausencia de Desarrollo de los patrones monetarios
una reglamentación adecuada en cuanto a la cantidad de billetes que la Re-
serva Federal Norteamericana podía emitir (ya que dicho país también re- Patrón libre
clamaba la soberanía monetaria), llevó a un exceso de liquidez, a nivel
mundial, que en buena parte es responsable del caos financiero internacional.
A partir de 1971, el presidente de Estados Unidos anunció, unilateralmente,
la inconvertibilidad del dólar por oro, con lo que terminó una época para el Libre circulación
sistema monetario internacional, al dejar a dicho país en posición de emitir del metal
dinero independientemente de sus reservas áureas. Patrones
La experiencia de los últimos años, cuando menos a nivel nacional, dan metálicos puros
Circulación
pauta para una regreso a la disciplina monetaria. Si bien ya no es operable la de dinero representativo
reimplantación de un patrón metálico, sí se han tomado medidas para limitar plenamente convertible
la emisión fiduciaria, al imponer topes a los montos en que el banco central por metal
puede financiar los déficits públicos, o bien, al otorgarle completa autonomía
al Instituto emisor. En el marco internacional !a situación es menos clara, ya Restricciones
que a pesar de las crisis de la deuda de los países en desarrollo, las potencias a la circulación del metal
se enfi-ascan continuamente en guerras de tasas de interés, que afectan tanto
a las relaciones económicas internacionales como a los países deudores Patrones
como México. Sin embargo, existe a nivel mundial una conciencia cada vez metálicos cojos Circulación
más generalizada en cuanto a la necesidad de sanear el sistema monetario de dinero representativo
mundial. Pueden concebirse las medidas impuestas por el Fondo Monetario parcialmente convertible
Internacional a los países con importantes deudas extemas como parte de por metal
este proceso, pero no se dan muestras de que estas trasciendan a países que,
como Estados Unidos, son también fuertemente deficitarios, y en buena
medida los principales focos de desestabilización. En este sentido son justifi- Dinero de curso Billetes
cadas las protestas de diversos sectores, que en países como México, se opo- forzoso del Banco Central
nen a la implementación de las medidas correctivas, ya que no se están
llevando a cabo dentro de un marco integral que tienda a establecer un nuevo Patrón fiduciario Dinero bancario Depósitos a la vista
orden económico internacional, cuando menos en relación con un sistema
monetario más ordenado.
Moneda fraccionaria Cheques certificados
representativa
OSCAR LUIS ORTÍZ S O T O
36 EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES
37
EL VALOR DEL DINERO rechazada por la sociedad, al haber teóricos, como el astrónomo Nicolás Co-
De la discusión del apartado anterior, procede argumentar que al haber per- pémico, quien en 1517 escribió un panfleto en donde criticaba ajos sobera-
dido el dinero la cualidad de valor intrínseco y, con ello, desarrollado una nos que reducían el contenido de oro y plata en las monedas, y argumentaba
forma fiduciaria, basada en la confianza, la creación de medios de pago que esta práctica rendía sólo beneflcios temporales a quienes la practicaban,
constituye una responsabilidad de primera importancia para el Estado con- dado que a la larga, la moneda se desvalorizaba por el exceso de acuñación.
temporáneo, que le ha conferido al banco central el monopolio de la emisión Poco tiempo después, fue elfilósofofrancés Jean Bodin quien en 1566
de billetes. denominó a la relación entre moneda y precios: teoría cuantitativa del dine-
Pero antes de analizar en detalle el proceso de creación de dinero, convie- ro, dada la experiencia de la llamada Revolución de los Precios que enfren
ne investigar los efectos que en una economía tiene la presencia del mismo Europa con la llegada de los metales preciosos de la América Colonial Espa-
como medio de intercambio. Ya se mencionó que la especialización del tra- ñola. Los gastos bélicos de esta metrópoli en diversas partes de Europa, así
bajo, que es la fuente principal del excedente económico, sólo es posible como sus déficit comerciales diseminaron los metales obtenidos en América,
mediante el intercambio, y que ante las inconveniencias del trueque, se reali- lo que provocó una elevación generalizada del nivel general de precios. Al-
za eficientemente gracias al dinero. Sin embargo, una vez generalizado un gunas estimaciones, con base en información de esta época, permiten afirmar
sistema de intercambio, las fluctuaciones en la oferta y demanda de los me- que en promedio, el nivel de precios se duplicó durante el siglo XVi en Euro-
dios de pago van a afectar el nivel general (absoluto) de precios a que se pa, al haberse estabilizado hasta principios del xvii y coincidir con el decai-
realiza el intercambio. Esto se debe a que el precio de todas las mercancías miento en la producción de las minas de México y Perú así como con el fin
está expresada en términos de la mercancía vehículo, que es el dinero, por lo de la hegemonía española en Europa.
que si consideramos constante la existencia de todos los bienes intercambia- Desde este periodo, la teoría cuantitativa del dinero quedó como un prin-
bles, un aumento en la oferta de dinero producirá un abaratamiento de la cipio generalmente aceptado entre los estudiosos de cuestiones económicas;
mercancía vehículo, lo que conduce a un encarecimiento del resto de las se hubo registrado a fines del siglo xvii y principios del xviii una nueva ele-
mercancías. vación generalizada de los precios, en países donde se empezó a utilizar el
La idea anterior es lo que se conoce como teoría cuantitativa del dinero. billete de banco y otras formas de dinero parcialmente convertible, como
La primera noción de esta idea data de épocas tan remotas como la de Con- medios generalizados de intercambio.
fucio, en cuya filosofia está implícita esta relación. Ya en el siglo iv A. C. Tan generalizada se encontraba la teoría cuantitativa que los primeros
Jenofonte, en su Tratado de economía doméstica, señalaba que la cantidad economistas la adoptaron sin discusión, al formar parte de los esquemas teó-
de moneda que en un momento dado existe en una economía explica el ricos de los grandes clásicos como Smith, Ricardo, Mili y Marx. La idea
nivel de los precios, al existir una relación positiva, es decir, en el mismo básica que se desprende de la teoría cuantitativa es la de la neutralidad del
sentido, entre las dos variables, y es negativa la relación entre la cantidad de dinero dentro del proceso de creación de valor.
dinero y su valor o poder adquisitivo. Esta relación fue confirmada por ob- Sin embargo, desde sus primeras exposiciones formales, la teoría cuanti-
servadores romanos, que apuntaron la coincidencia entre elevaciones en el tativa estuvo acompañada de agudas controversias. Tales polémicas no pre-
nivel de los precios con la aparición de legiones militares, cuyos gastos ele- tenden negar el importante papel que el dinero juega en la economía, sino en
vaban el circulante monetario. la relación precisa o mecanismo de transmisión, que existe entre la cantidad
Durante el final de la Edad Media y el Renacimiento, era una práctica de circulante, el volumen de la producción y el nivel de los precios. Durante
común de los príncipes y señores feudales el raspar los cantos de las mone- el siglo XVII, Cantillon, el más lúcido de los teóricos del mercantilismo,
das y fundir el polvo, que utilizaban para crear más dinero. Esta práctica fue señaló la importancia que un creciente flujo de metal tenía para garantizar la
constante expansión del comercio y de la actividad económica; al tiempo que
EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES
38 OSCAR Luis O R T Í Z SOTO 39

Locke, tal vez el más brillante humanista de su tiempo, aceptó ia teoría cuan- éste se atesoraba y se evitaba la proporcionalidad estricta entre circulante y
titativa, pero hizo explícita la posibilidad de que la relación de causalidad nivel de precios.
fuere a la inversa, es decir, del nivel de precios al circulante monetario y no Pero la controversia casi terminó con el surgimiento de Adam Smith y de
al revés. los fundamentos de la economía política clásica, que se basan en el análisis
Ya en el siglo xviii, en su famoso ensayo sobre el dinero, Hume expone de los factores reales que determinan la riqueza de las naciones.
con claridad aspectos que más tarde constituirían la razón de ser de la teoría Smith afirmó que el trabajo era la única medida del valor y la única forma
monetaria. Dice lo siguiente: "Parece una máxima casi evidente que los pre- de comparar los valores de diferentes mercancías en distintos lugares y tiem-
cios de todo dependen de la proporción existente entre los bienes y el dinero, pos. El dinero y los precios, expresados en unidades monetarias, constituyen
y que toda alteración considerable de cualquiera de ellos tiene el mismo una simple forma de facilitar el intercambio que nada tiene que ver con el
efecto, de aumentar o disminuir el precio. Si se aumentan los bienes, se proceso de producción, al aceptar por otra parte, que el nivel general de pre-
vuelven más baratos, si se aumenta el dinero, aumenta el valor de ios bie- cios va a depender de la cantidad de dinero.
nes". En este párrafo, son importantes tanto el concepto implícito de nivel de Lo anterior se aprecia en el siguiente párrafo, tomado del capítulo iv del
precios (precio de todo), algo muy original en su época, así como la ambi- segundo libro La riqueza de la naciones de Smith:
güedad acerca de la magnitud del cambio necesario para generar las conse-
cuencias enunciadas. Pero continúa Hume al proponer un mecanismo de Cualquier incremento en la cantidad de plata, mientras el resto de las mercancías
que circulan a través de ella permanece la misma, no puede tener otro efecto que la dis-
transmisión y señalar que el aumento de circulante monetario incide positi- minución del valor del metal. El valor nominal de todo tipo de bienes será mayor, pero
vamente sobre los niveles de empleo al salario prevaleciente, que tenderá su valor real será precisamente igual al anterior. Serán intercambiados por un mayor
después a aumentar, en la medida que los trabajadores empiecen a escasear. número de piezas de plata; pero la cantidad de trabajo empleada en su producción y el
Pero aun antes de que esto ocurra, el mayor nivel de empleo se traduce en un número de personas que de ello dependen por su empleo, será precisamente el mismo.
gasto agregado más alto, que estimula al "agricultor y al hortelano", en la
medida que la clase trabajadora puede ahora "comer y beber mejor". Esta Es interesante observar que ya Smith plantea la dicotomía entre el valor no-
demanda incrementada hace que los productores de bienes "compren más y minal de las mercancías, como función de la cantidad de medios de pago que
mejores ropas a sus comerciantes". Así "puede seguirse fácilmente al dinero circulan, y el valor real, en función de la cantidad de trabajo empleado en su
en su camino por toda la comunidad; veremos entonces que el dinero debió producción.
de aumentar en primer término la diligencia de cada individuo, antes de ele- Esta tendencia a adoptar la teoría cuantitativa, como el principio determi-
var el precio de la mano de obra". nante del nivel general de precios, fue confirmada por Ricardo y su teoría de
En estos términos, Hume aceptaba que el aumento en el circulante largo plazo. Fiel al camino abierto por Smith, argumenta que la producción
estimula positivamente a la actividad económica. Sin embargo, no tarda en depende sólo de factores reales: la oferta de mano de obra, el acervo de
apuntar que a medida que pasa el tiempo, los efectos son desfavorables. "Al capital y los recursos naturales. Afirma que los movimientos del acervo mo-
principio no se percibe ninguna aceleración; el precio aumenta gradualmen- netario sólo influían en la producción a corto plazo y eran perturbaciones
te, primero el de un bien, luego el de otro, hasta que el total alcanza por fm temporales transitorias alrededor del nivel de largo plazo. En estas condicio-
una proporción justa con la nueva cantidad de oro que haya en el reino". nes, los factores reales determinan la producción efectiva, y se convierte el
A los conceptos vertidos por Hume se opusieron algunos de sus contem- dinero en un velo.
poráneos, destacó Stewart quien dudaba de la proporcionalidad entre la Mili plantea la misma situación en el siguiente párrafo de sus Principios
cantidad de dinero y los precios. Si bien no llegó a formular una teoría del de economía política:
atesoramiento, su argumento insistió en que cuando había dinero en exceso.
OLSCAR L U I S O R T Í Z S O T O EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 4]
40
La introducción del dinero no interfiere con la operación de ninguna de las leyes del va- do se ajustaran oferta y demanda, desaparecería el desequilibrío y el precio
lor expuestas en los capítulos precedentes. Las razones que íiacen al valor temporal o de se mantendría estable.
mercado de las cosas depender de su oferta y su demanda y su valor promedio o perma-
nente de sus costos de producción es aplicable tanto a un sistema monetario como a un Pero si partimos del equilibrío macroeconómico del mercado de bienes, a
sistema de trueque. Objetos que en un sistema de trueque se intercambiarían entre sí, lo la oferta excedente en determinado mercado debe corresponder oferta insufi-
íiarán de la misma forma con la intervención del dinero, sólo que en este caso serían dos ciente en otro mercado, lo cual determina que los precios de dichos bienes
operaciones en vez de una sola. tiendan a elevarse, lo que aumenta también las utilidades de los empresarios
Esta dicotomía, aunada al énfasis que se hace en el equilibrio de largo plazo, dedicados a su producción. La generación de estas utilidades extraordina-
dominó el pensamiento económico hasta principios del siglo xx, estando aún rias estimula a los empresarios a expandir sus actividades, que atraen tam-
presente en corrientes como el monetarismo, la economía de la oferta y la bién a nuevos inversionistas a dicho giro. Este aumento de la inversión
corriente de las expectativas racionales. incrementará la demanda de mano de obra, que será satisfecha al ofrecer
salarios competitivos, todo lo cual permite la expansión de la producción que
Los neoclásicos, si bien abandonaron con el rompimiento de la teoría del llevará a la oferta a cubrir la demanda excedente en dicho mercado. En este
valor trabajo algunos de los postulados fundamentales de la economía clási- estado, el precio dejaría de subir y el mercado se encontrará en equilibrío. Es
ca, abrazaron con entusiasmo la teoría cuantitativa del dinero, al llevar hasta obvio que si consideramos que el stock de factores productivos es constante,
sus últimas consecuencias la dicotomía entre valor y dinero establecida por los recursos (capital y mano de obra), expulsados del mercado que registra la
los clásicos. Es muy importante considerar que el marco macroeconómico oferta excedente, serán absorbidos por el mercado en donde se registra
neoclásico se basaba en la Ley de Say, la ley de la oferta y la demanda, la la oferta insuficiente. En estas condiciones de equilibrio, la remuneración
teoría del equilibrio general y la teoría de la productividad marginal, para a los factores de la producción dependerá de su productividad marginal, si-
explicar la formación de precios relativos y en la teoría cuantitativa del dine- tuación que garantiza la reproducción del mecanismo, al generar utilidades y
ro, para explicar el nivel general de precios. salarios equivalentes a la aportación real de cada factor.
Se establece que con una disponibilidad dada de factores de producción, Lo relevante de este somero resumen, del mecanismo equilibrador del
las economías no tienen dificultad para mantener el empleo pleno de recur- mercado, es la completa ausencia del dinero dentro del proceso. Esto es que
sos productivos, al considerar que la oferta agregada genera su propia de- para los neoclásicos, si bien pasan por alto el problema del dinero y la crea-
manda. La estructura de la producción depende de la interacción de la oferta ción de valor, consideran también como neutro al dinero dentro del proceso
y la demanda en cada mercado, de la cual surge el precio relativo de de ajuste del mercado, al asignar la misma función pasiva de ser el simple
cada bien o servicio ofrecido en dicha economía, y que a su vez está relacio- lubricante del sistema de intercambio, pero sin ninguna influencia sobre la
nada con sus costos de producción. A través del mecanismo de precios rela- producción, la inversión o el empleo, al determinar sólo el nivel general de
tivos se garantiza que las economías permanezcan en el pleno empleo. En el precios. Los salarios, las rentas y las utilidades que se reparten entre los fac-
caso de que en algún mercado la producción resultara excesiva, al inflar la tores de la producción, si bien se expresan en unidades monetarias, equivalen
oferta del bien producido en relación con su demanda, el precio de dicho a su productividad marginal en términos físicos.
bien tendería a caer, en relación con los demás precios, lo que implica que si Importante es apuntar que no fue sino hasta principios del siglo xx cuan-
consideramos constantes sus costos de producción, la utilidad empresarial en do se intentó formular matemáticamente la relación expresada en la teoría
la actividad dedicada a la producción de ese bien tendería a contraerse. cuantitativa. Esta formalización empírica estuvo a cargo del economista ír-
De la magnitud de la sobreoferta dependería el monto en que caerían las uti- ving Fisher, teórico del dinero, de la tasa de interés y pionero en la teoría
lidades, lo que iría desplazando a productores marginales, y a la mano de estadística de los números índices. Su exposición se conoce como ecuación
obra empleada por ellos, con lo cual la producción de ese bien disminuiría, al de cambio, que expresa lo siguiente: el stock o acervo monetario (A/), multi-
ajustar la oferta a los niveles adecuados según el nivel de la demanda. Cuan-
42 OSCAR LUIS ORTÍZ SOTO EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 43
plicado por su velocidad de circulación (V), es igual al nivel general de pre-
cios {P medido por un índice de precios), multiplicado por el volumen físico
de las transacciones involucradas (7). M=kPy
Donde y, Py MSQ definen igual que en la ecuación anterior y A: es la propor-
MV=PT ción del ingreso nominal que se mantiene como dinero en efectivo. Esta re-
lación es una simple transformación de la ecuación de cambio donde k es el
En esta versión están incluidas las transacciones de todo tipo, tanto de bienes recíproco de la velocidad de circulación (1/v), y puede ser considerada como
intermedios como de bienes y servicios finales, de bienes de inversión como una expresión de la demanda de dinero, que está determinada por el nivel
de bienes de consumo, lo que hace al concepto T difícil de medir en términos general de precios, el nivel de ingreso real y otros factores que están resumi-
estadísticos. Con el desarrollo de los sistemas de cuentas nacionales, se ha dos en variable k.
sustituido a la variable rpor>', que es el ingreso nacional, a precios constan- Es muy importante recalcar que la teoría cuantitativa del dinero nos lleva
tes, lo que da origen a la ecuación de ingreso de la relación cuantitativa: a concluir la interacción directa entre My P, al considerar la constancia de
(se asume a la economía en el estado de equilibrio descrito) y la no variabili-
MV=Py dad de V, cuestiones que siempre preocuparon a los economistas neoclásicos
interesados en cuestiones monetarias.
En esta ecuación, y representa el ingreso nacional a precios constantes (el Aceptaban que para asumir la constancia de esas variables deben existir
valor total a precio del año base de los bienes y servicios de demanda final, las siguientes condiciones:
producidos por una economía en im periodo determinado), siendo M la
cantidad de dinero, V el promedio del número de veces que dicho dinero se J". Pleno empleo de recursos productivos
utiliza para hacer transacciones de demanda final, y P el nivel general de 2°. Flexibilidad de precios y salarios tanto al alza como a la baja
precios. 3°. Ausencia de ilusión monetaria
Tanto en la ecuación de cambio como en la ecuación de ingreso, ambos 4°. Ausencia de efectos redistributivos en los activos del público como consecuencia de
lados de la ecuación son precisamente iguales, por lo cual se consideran los aumentos o disminuciones del nivel general de precios.
ecuaciones de identidad. En la práctica, ios datos sobre volimien de transac- La primera y segunda condición son parte esencial del modelo neoclá-
ciones o del ingreso provienen de los sistemas de contabilidad nacional; sico. La tercera y cuarta condiciones son también importantes, en la medida
mientras que los datos de oferta monetaria proceden de las estadísticas ban- de que si el público ajustara sus expectativas con base en variables expresa-
carias, al existir sólo medidas indirectas de la velocidad de circulación, que das en términos nominales, ocurrirían distorsiones que afectan tanto a la
generalmente se ajuste a fin de lograr la igualdad: V-PT^ M. producción como a la velocidad de circulación del dinero. Asimismo, efectos
Estas dos versiones de la teoría cuantitativa enfaüzan la función del redistributivos alterarían los niveles de consumo que también afectan a las
dinero como medio de intercambio, pasando por alto su función como acu- variables que se asume permanecen constantes (Ty V).
mulador de valor de cambio, lo cual dio origen a otra ecuación, la llamada Dado el excesivo simplismo de la teoría cuantitativa y la astringencia de
ecuación de Cambridge o de Balance de efectivo. Esta ecuación se basa en el los supuestos en que se basa, se puede concluir que resulta ser im postulado
hecho de que el público demanda dinero para transacciones, como propor- inadecuado como marco para el cabal entendimiento del papel de! dinero en
ción de su ingreso, hecho que se expresa en la siguiente ecuación. la economía.
EL DINERO. LA TEORÍA, LA POLÍTICA Y LAS INSTITUCIONES 45
44 OSCAR Luis O R T Í Z SOTO

Para terminar se cita ei siguiente párrafo del Tratado sobre dinero de


Keynes, economista que a pesar de haberse formado dentro de la tradición
clásica considera deficiente el enfoque cuantitativista: BIBLIOGRAFÍA
El problema fundamental de la teoría monetaria no es sólo el establecimiento de identi-
dades o ecuaciones estadísticas que relacionen la rotación de los instrumentos moneta- Obras clásicas
rios con la rotación de las cosas que se cambian por dinero. La verdadera tarea de tal
teoría es el tratar el problema en términos dinámicos, analizando los diferentes elemen-
tos que intervienen, de tal manera que se revele el proceso causal por el cual se determi- • Cantillon, Ensayo sobre el comercio entre las naciones (reimpreso), México,
na el nivel de precios y el método de transición de una posición de equilibrio a otro. F C E , 1964.
• Fisher, L, The Purchasing Power ofMoney, Macmillan, 1938.
Debe entenderse que la crítica a la teoría cuantitativa del dinero no pretende • Hume, D., "On Money", reimpreso en Gateway to the Great Books, Encyclope-
negar la relación que existe entre el acervo monetario y los precios. Lo que dia Británica, 1982.
se cuestiona es concebirla a la vez como el principio y fm de toda la teoría • Keynes, J. M., Teoría general de la ocupación, el interés y el d
monetaria. F C E , 1971.
• , Tratado sobre el dinero, México, FCE, 1961.
• Marshall, A., Principios de economía, México, FCE, 1964.
• Mili, J. S., Principio de economía política, México, FCE, 1971.
• Ricardo, D., Principios de economía política, México, FCE 1974.
• Smith, A., La riqueza de las naciones, México, FCE, 1984.
• Steuart, J., An Inquiry into the Principies of Political Economy (reimpreso),
U. de Chicago, 1966.
Otras obras
• Blaug, M., La teoría económica en retrospección, Londres,
• Friedman, M., Money mischiefs, Macmillan, 1992.
• Galbraith, K., El Dinero, de dónde vino, hacia dónde va, Edit Orbis, 1974
• Heathfields, S. (comp), Essays in Inflation, Blackwell, 1974.
• Hirshleifer, J., Price Theory and Applications.
• Martínez, Le Clainche, Curso de teoría monetaria y del crédito, México,
1968.
• Pirenne, H., Teoría económica y social de la edad media, México, FCE