You are on page 1of 2

Las compositoras en México

Clara Meierovieh,
Mujeres en la creación musical de México,
eNeA (Cuadernos de Pauta), 2001.

Roberto García Bonilla

La creación de la música de concierto en México se ha incrementado


cualitativa y cuantitativamente en las últimas dos décadas, este hecho se advierte
en otras artes y en las humanidades, pero el desarrollo que han
alcanzado las mujeres compositoras no se habría previsto si no fuera
por la presencia de Alicia Urreta (1930-1986) quien, a partir de la segunda mitad
del siglo xx, además de su labor como pianista y composítora, fue intensa
promotora de la música contemporánea y ejemplo para sus colegas
de las siguientes generaciones, que ahora promueven su propia obra como
tradicionalmente lo han hecho los compositores. Este trabajo
sostenido ha alcanzado gran auge, sin embargo sabemos muy poco de las
compositoras, sus motivaciones en la creación así como de las técnícas
y procesos composicionales presentes en su trabajo (aunque hay que aceptar
que este vacío existe, en general, en la música de concierto). Este libro reúne 17
entrevistas con compositoras mexicanas nacidas entre 1927 y 1964,
precedidas de un ensayo en el que la musicóloga uruguaya da cuenta del histórico
confinamiento de las mujeres en las artes y de su lenta transformación
que hacia finales del siglo XIX se aceleró.

Al iniciarse el siglo XXI, en México, las composito- toras de los siglos XVIII y XIX no tenían la prepara-
ras no se sienten relegadas ni disminuidas por el ción que tienen las actuales, ya que las cátedras hási·
sexismo, a diferencia de países desarrollados como camente estaban dirigidas a hombres; adcm:í~ no
Alemania o Esrados Unidos, donde las creadoras pare- había un curso específico de composición ni ¡qUIera
cen esrar en desvenraja frente a sus colegas hombres. para ellos, sólo había clases de armonía y de solfeo.
La musicóloga describe rasgos estructurales y esti- Melesio Morales (1838-1908) daba la clase de com-
lísticos en la obra de cada compositora, establece posición pero era muy restringida.
semejanzas y diferencias entre ellas y, además, inclu- Se ha concluido que Guadalupe Olmedo (18S6-
ye su catálogo, partituras publicadas y discografía. 1896), alumna de este compositor, fue la autora del
El ensayo introductorio recupera en sus tres prime- primer cuarteto de cuerdas escriro en México. lJm-
ros apartados el lugar que ha ocupado la mujer en la bién atribuido a Cenobio Pan.iagua, aunque, si esa
historia de la música desde el siglo XIX basta nuestros partitura existe, no se ha encontrado. Delfina
2 días; el siguiente se centra en México. Las composi- Mancera y María Garfías son, en el siglo XIX. pione-
ras de la composición instrumental, en un momento ellas llegan a convertir sus respuestas en confesiones;
histórico en el que se compuso muy poca música de además de describir sus posibilidades creativas, abun-
cámara en comparación con la música de salón, dan sobre su vida interior.
vocal o religiosa. Una de las virtudes de estas conversaciones es la
Ya en el siglo xx, antes de Alicia Utreta, hubo com- libertad y espontaneidad que Meierovich alcanzó con
positoras destacadas como la española Emiliana de sus interlocutoras, que en muchos pasajes desbordan
Zubeldía radicada desde los años sesenta en la pro- sus geografías emotivas, pero aun así la música sigue
vincia mexicana; ella aplicó las teorías de Augusto siendo el eje de los diálogos. Por momentos las narra-
Novara a quien conoció en Nueva York. María ciones de las entrevistadas son tan convincentes e
Teresa Prieto y Rosa Bal -también emigradas- mar- ilustrativas que el lector puede olvidar los abismos
caron el surgimiento de la creación musical femenina que hay entre las sonoridades y las palabras; el habla
en nuestro país. Este auge no es fortuito y adquiere y los sonidos, el lenguaje y la música.
rasgos parriculares al paso del tiempo. En las dos últi- Las personalidades que dialogan se distinguen ya
mas décadas, las compositoras han asumido profesio- por su discurso ágil, por su mesura y lucidez, por su
nalmente su oficio; no vehemencia, por la abun-
se conforman con crear, Con excepción de algunos casos, dancia de recuerdos e in-
buscan la ejecución y la el optimismo es notable, lo cual no significa cluso por afirmaciones
grabación de sus obras, que la situación musical en México más cercanas al impulso
y algunas de ellas com- sea ideal; por otra parte la posición privilegiada visceral que al juicio crí-
ponen a partir de encar- de la mayoría de las compositoras tico. Con amenidad el lec-
gos específicos. reunidas en este libro, no es una constante tor se sumerge por igual
De un cuestionario bá- generalizada entre nuestras compositoras en meditaciones estéticas
sico de nueve preguntas y compositores. Corresponde al lector y en angustias indoma-
se derivan Otras que de- contextualizar logros, trayectorias. bles. Las evocaciones y
finen las búsquedas, ten- recuentos mantienen el
dencias y métodos de composición y se profundiza en equilibrio, aunque hay autorretratos cuyas adjetiva-
temas como la vocación, la imaginación, las influen- ciones y superlarivos llegan a la autocomplacencia,
cias e interés por ciertas técnicas, la relación con el plasmando rostros evidentemente maquillados. Con
medio y los obstáculos para la difusión de la obras. excepción de algunos casos, el optimismo es notable,
Aunque Meierovich señala que no se propuso un lo cual no significa que la situación musical en
libro feminista per se, hay dos preguntas que quieren México sea ideal; por otra parte la posición privile-
destacar la importancia de las mujeres como creado- giada de la mayoría de las compositoras reunidas en
ras: ¿Qué sientes en tu trasfondo de compositora, este libro, no es una constante generalizada entre
además del obvio deseo de expresarte y de trascender nuestras compositoras y compositores. Corresponde
tu ser al arte? Así como en la literatura y otras disci- al lecror contextualizar logros, trayectorias. En sín-
plinas artísticas se habla de 'signos' o características tesis: es innegable el avance y logros de las composi-
que prueban individualizar la obra producida por toras en México -su mejor respaldo es la calidad de
una mujer, de aquella concebida por un hombre, su obra-, por lo tanto, ese tono triunfalista de algu-
¿consideras que también es susceptible de aplicarse al nas entrevistadas es innecesario.
lenguaje de la música? Estas conversaciones, en conjunto, nos introducen
La entrevista es un género imprescindible para los con fluidez a una disciplina que merece un público
medios de comunicación que lo han explotado en su más amplio. Entre anécdotas, análisis y autocuestio-
avidez por novedades -no siempre originales-, y así namientos se conforma un texto único en su género
se entiende que los investigadores para quienes las en México y Latinoamérica. La lectura de Muieres en
teorías y los métodos son una prioridad, este género la creación musical de México, también noS recuerda
esré más cerca de la suma anecdótica que de una algunos de los temas que inquietaron a crea~o.r,es)
herramienta de investigación documental. intérpretes y escuchas hace varias décadas: tradlClon,
Las compositoras recorren sus trayectorias: sus vanguardia, experimentación, conservadurismo, ~on­
influencias formales y estéticas y la manera de conce- sonancia o neotonalidad. Y, como entonces, sigue
bir la vida desde sus mundos sonoros; mejor, cómo abierta la interrogante sobre los rumbos que tomará
3
sus vidas están marcadas por la música. Algunas de la música de concieno...

~------------- ~J""T1::I\-"'''''l'IV~LV' l':~l'Il~I''''''''-------------'