You are on page 1of 19

LA DANZA DE LOS KUSILLOS

DANZA DE LOS KUSILLOS

I. INTRODUCCION 3

II. MARCO TEORICO 5

Significado del personaje kusillo 5

Esencia y Profundidad del kusillo 8

Historia del personaje kusillo 9

El personaje del kusillo 11


 La vestimenta 11
 La música 13
 Figuras de la danza 14

III. CONCLUSIONES 17

IV.
2015
BIBLIOGRAFIA 19

1
DANZA DE LOS KUSILLOS

I. Introducción.-

La entrada folklórica universitaria se caracteriza por ser una experiencia cultural


para los estudiantes pero también consiste en el fomento a la investigación de las
danzas demostradas en dicha entrada. Y es cierto que las danzas denominadas
mestizas tienen mayor representatividad, empero muchas de las carreras han
decidido realizar en vez de fraternidades mas bien talleres de investigación
cultural; y es justamente la carrera de artes plásticas que conforma el: “taller de
investigación cultural de la carrera de artes” TICCA.

Este taller se caracteriza por la investigación de danzas meramente autóctonas


que requieren aún mucha investigación. Es el caso de la danza de los k’usillos;
generalmente el kusillo, fue una figura individual en las comparsas de danzarines
de Waka Waka, Waka Tokoris, Waka Tintis, Chokelas, Quena Quena, Wititis,
Mokolulu, Karwani entre otras, en las que participaba de guía o tenía la labor de
ser el personaje de conducta graciosa dando saltos, contorciones y mímica que
anima el trayecto del conjunto y deleitaba al público espectador. Pero desde un
tiempo atrás, aproximadamente en la década de los 50 se presenta formando
conjunto, en comparsa de varios kusillos creándose de esta manera la danza de
los kusillos, con música e instrumentos propios, y hasta con una coreografía
graciosa, en la que el humor, la comicidad son sus características.

La separación de esta figura de las danzas de las que era parte, se debe a una
razón principal; el deseo de ser visto de manera más intensa que en otras danzas
de las cuales dependía.

Por ser una danza ausente actualmente en la Entrada Universitaria y por la


necesidad como bolivianos de reivindicar las danzas autóctonas como nuestras,
es que los estudiantes de las carreras de Artes Plásticas y Diseño Gráfico
tenemos la iniciativa de participar en la Entrada del presente año con esta danza.
Cabe indicar que nuestra carrera cumple 50 años de existencia y esta es otra de

2
las razones que nos llevaron a elegir específicamente esta danza de característica
tan alegre y festiva.

Tenemos tres principales objetivos que nos motivan:

- Recrear una danza a partir de una figura “secundaria” de otras danzas


autóctonas.
- Recuperar el traje de bayeta de la tierra, como respuesta a la distorsión que
ha sufrido.
- Recrear y revitalizar el personaje del kusillo, cuyo significado es tan amplio
y rico en cultura.
- Demostrar que la la reivindicación de la cultura autóctona está en manos de
los estudiantes, realizando nuestros propios trajes.

Cabe hacer notar que la importancia de las danzas andinas en general, es la de


poseer un dinamismo amplio, ya que estas se transforman desde su origen, sin
perder su identidad. Transformación que obedece a factores como la personalidad
de las comparsas, la moda, los gustos por colores y formas y el deseo de mostrar
y mostrarse.

La presente monografía tiene como objetivo dar a conocer a un personaje o figura


como parte de una comparsa individual y única en sus características. Guiaremos
al lector paso a paso para conocer desde la esencia y significado del personaje
hasta la particularidad de su vestimenta y música propia.

3
II. Marco Teórico.-

Significado del personaje kusillo

El significado de la palabra kusillo devanea entra un sinfín de posibilidades


interpretadas por distintos autores:

 Por ejemplo para el lingüista Valeriano traduce kusillo del sustantivo


aymara y quechua que significa “mono”. Significado que resulta insuficiente
ya que asocia los pasos del baile con el comportamiento del animal ágil y
acrobático, pero hay que recordar que no existían monos en el área andina
en la época prehispánica.
 Sagarnaga define al kusillo como “aquel personaje jocoso que participa de
varias danzas andinas. No posee una coreografía estandarizada más bien
hace improvisación y gala de energía.
 Para Milton Eyzaguirre, simboliza la fertilidad de la tierra, ya que está
ausente todo el año y reaparece en la época del carnaval como símbolo de
abundancia. Está relacionado también, a la casa de la vicuña, el zorro y el
titi.
 En una publicación del Gobierno Municipal de La Paz acerca de las
festividades de esta ciudad, expresa al kusillo como figura de la danza
waca tokhoris “personaje bullicioso y satírico infaltable en la danza, que a
ritmo de saltos acrobáticos acompaña a los integrantes en esta baile.
 Desde un punto de vista histórico y social, el investigador David Mendoza
explica que los personajes como el pepino, chuta y kusillo reflejan distintos
aspectos de la estructura social de la ciudad de La Paz y califica al kusillo
como representante de la población rural. El mismo investigador sostienen
que el personaje tiene raíces prehispánicas e incorpora nuevas
expresiones de la época colonial y posteriormente, durante la república.
De ahí que el kusillo representa un reencuentro con el mundo urbano y
rural.

4
Según Mendoza el kusillo viene del termino aymara Kusisina que significa
alegría.
 Mesa nos dice que los kusillos eran payasos del prehispánico, mientras
que Gisbert los relaciona con los monos.
 Diaz Gainza, por su parte, los incluye entra las danzas “totémicas y
zoomorfas” caracterizándolos como “monos danzantes”.

Extensas versiones, denotan la existencia de un difuso concepto de kusillo: desde


arlequín, pasando por mono y terminando en zorro. Para conocer el significado
profundo del kusillo, acudimos a la cosmovisión, a la ritualidad que lo envuelve en
el contexto rural dey a la literatura oral del habitante andino.

5
6
Esencia y profundidad del kusillo

Para entender la esencia del significado del kusillo, tomamos la interpretación de


los autores Schramm y Buechler que compara al kusillo con el tiwula (zorro) de
los cuentos y mitos aymaras afirmando que los kusillos juegan un papel como
bufones en un cierto número de danzas tradicionales del altiplano contrastándolo
con el zorro, que es considerado como un embaucador malévolo pero
desafortunado, el kusillo es benévolo y afortunado. Por el contrario Schramm
cuestiona esta idea ya que el kusillo, en los cuentos andinos, es el personaje que
roba semillas y por otro lado, afirma que la conducta de los kusillos alude a una
sexualidad sin límite, comportamiento que también se combina con muchas
acciones del tiwula en los cuentos.

Schramm analiza el personaje del kusillo respecto a su comportamiento frente a


las mujeres. En la danza de Chuquila hace reír a los espectadores burlándose de
uno y otro, pero además, dice el autor, maltrata a las mujeres demostrando un
gusto sexual fuera del orden establecido, al igual que el tiwula que visita a las
mujeres casadas y seduce para cometer adulterio con él. En este contexto nos
llama la atención que la explicación del por qué la nariz del kusillo está sucia, es
por el contacto íntimo con las ovejas. Desde el punto de vista de los campesinos
que poseen ganado, el zorro era uno de los mayores raptores del ganado del
altiplano. Entonces, el robo de las ovejas intentado por el kusillo-tiwula es
comprometido por los campesinos como un acto abusivo. De esta manera la nariz
“escaldada” es un signo de malas intenciones del zorro.

Por lo tanto, se establece una función parecida entre la nariz y el pene, ambos son
expresiones de una sexualidad desordenada; finalmente Schramm destaca la
relación no solo entre el tiwula y los productores de “ruido” que caracterizan al
kusillo, sino también en el hocico y la cola, ambas partes como símbolos de una
conducta engañadora.

7
De lo dicho anteriormente de este paralelismo, podemos
inferir que el personaje kusillo en la danza artística andina
es una metáfora del personaje del zorro de la literatura oral,
que forma parte de la entreverada cosmovisión andina.

Historia del personaje kusillo

Como hemos dado a conocer anteriormente esta danza se encuentra todavía en


investigación, pero tenemos una aproximación histórica de la presencia de los
kusillos en la ciudad de La Paz. Commented [L1]:

No existe información cronología exacta sobre cuando se inició esta


personificación, pero se puede añadir que sus orígenes se remontan cuando los
pobladores lupacas en sus constantes visitas a los yungas de Bolivia
para realizar el intercambio productos andinos con productos de clima tropical
incluido las hojas de la coca, conocieron la caza de jaguares, tigrillos y demás
animales oriundos de esas zonas, consiguiendo sus pelajes para crear danzas
como los Karapulis; así mismo trajo consigo o conoció al monito o Kusillo, por su
manera curiosa y graciosa de imitar al hombre se logró confeccionar un vestuario
para personificar y satirizar a los españoles

En las fiestas de Carnaval de antaño, por ejemplo, en la Tradicional Entrada de


Domingo, los trabajadores ediles eran los primeros en contagiar a la ciudadanía de
aquel entusiasmo. La Intendencia Municipal se ocupaba de hacer “coser” los trajes
de pepinos y kusillos para vestir a todos sus empleados, quienes queriéndolo o no,
estaban obligados a encabezar la farándula carnavalera, ya sea como alegres
Pepinos con los colores de la enseña paceña; en tropa de alegres Kusillos,
confeccionados con tela de “bayeta de la tierra”; o como bonachonas “Huarjatitas”,
—plato tradicional paceño— que no eran más que disfraces de Pepinos con
máscaras de “chanchitos”, hechas de papel “maché”.

8
Los kusillos de antes andaban de incógnito por la ciudad, casi siempre usaban
guantes blancos, esto para evitar ser reconocidos por el largo de sus dedos o el
color de su piel, —aunque también lo hacían para ocultar el anillo de matrimonio—
. Eran detalles de aquella época de oro del Carnaval Paceño.

Hoy en día los kusillos actualizan su vestuario asiéndolo acorde con estos
tiempos, viéndose más vistosos y llamativo sin perder las características
oriundas con que fue creado.

9
El personaje del kusillo

 La vestimenta

La indumentaria del kusillo está compuesta de un pantalón, un vestón de


modelo singular y una careta. El vestón se compone de pechera y capa pollera.
En una descripción más detallada podemos decir que dicho personaje viste
una especie de abrigo de bayeta o de paño, blanco o plomo, muy entallado en
la parte del busto y cintura. Se emplea también la tela denominada bayeta de
la tierra para la confección del vestón por ser esta de origen andino. Presenta
una pechera triangular con rayas horizontales de diversos colores y cuyo
vértice termina en la cintura y de esta parte una faldilla, que se denomina capa
pollera, en corte de “A” abierta por delante, bordeada de sobrepuestos
bicolores; debajo un pantalón negro. El traje contiene aplicaciones circulares
de colores variados, tanto en los ángulos de la falda como en hombros. Sobre
los hombros y alrededor del cuello se amarran una tira de piel de zorro, lleva
también abarcas, polainas y guantes blancos. Según la danza que acompañan,
llevan en la mano unas veces un surillo o chicote y otras, una quena, una
wankhara o un pequeño tambor.

La vestimenta prehispánica del kusillo no ha sido todavía estudiada, sin


embargo aún se emplea la menciona bayeta de la tierra para su confección. Se
presume, que el vestuario prehispánico tendría el objetivo de simular el pelaje
del zorro andino y con la intromisión del español, con su propia indumentaria,
esta simulación se habría transformado paulatinamente en el abrigo que hoy
conocemos.

La cara está cubierta por una careta bicolor confeccionada en base a bayeta
de la tierra, en cuya parte superior, a manera de antenas, se ven varios
cuernos erguidos hechos de alambre y forrados con paño del mismo color de la
careta que remata en borlas esféricas de colores distintos, bordados y
brillantes. La nariz, como apéndice, va enroscada hacia arriba. Es posible que

10
tanto colorido y forma ayuden en el cometido de engaño que tiene el
personaje.

La propuesta que tiene la carrera de artes (que ha realizado en todas sus


participaciones en la Entrada) es la propia realización de los distintos trajes y
caretas.

11
12
 La música

Los instrumentos musicales que se emplean son principalmente el pinkillu


hecho de cañahueca o tocoro, con tres agujeros y en el reverso un agujero
respiradero, dicho instrumento, pertenece a la familia de flautas de pico
vertical. Sus dimensiones son de 30 a 35 cm de largo, lleva un bisel semi
curvo, puesto en un taco de madera y canal de insuflación plano. Emite
sonidos pentatonales sutiles y vibratorios. Actualmente se utiliza el waca
pinkillo hecho de cañahueca y con tres orificios, pues es el que se ejecuta con
una sola mano mientras que con la otra se interpreta la wankara, debido a
contar con dos orificios frontales y uno posterior con los cuales se obtienen
muchas notas gracias a los " sonidos armónicos” .

Wankara. Es un membranófono cuyo diámetro aproximado es de 50 cm y su


altura es de entre 15 a 17 cm, su forma es cilíndrica y está conformada por:
aros, cueros, caja, correa, tesadores, palo de golpear y resonador. El sonido
que emite es similar a un trueno, por eso es interpretado durante los rituales de
siembra y cosecha. Es un " tambor de mano " pues es ejecutado
simultáneamente con el pinkillo.

La interpretación de la danza Kusillos por parte de la Carrera de Artes,


recupera como idiófono un par de palos pequeños que chocaría para marcar el
ritmo. Similar elemento se encuentra en el personaje Diabólico de la danza
Jacha tata Danzanti.

13
 Figuras de la danza de los kusillos

Según las observaciones del Festival interprovincial de la Cultura Chiripa y el


Festival Interprovincial de Laja, la danza Kusillos presenta tres personajes
alineados en dos filas, de los cuales el personaje Wawa Kusillo de sexo
masculino tiene absoluta libertad de movimiento. Esta es una danza llena de
picardía: todos sus personajes tienen licencia para hacer inocentes bromas con
el público, con los camarógrafos o con las autoridades.

La danza Kusillos presenta tres personajes: Tata Kusillo. Personaje masculino,


adulto y casado que viste tal como una kusillo tradicional que se presenta
como figura en otras danzas. Viste abrigo de bayeta de la tierra ornamentado
con retazos de tela de vivos colores, pantalones oscuros con polainas de
colores adornadas con flecadura blanca, camisa blanca, y lleva una máscara
con nariz exagerada, varios cuernos verticales de colores. El rostro presenta
cejas, bigotes y barba de lana de oveja. En algunos casos, las orejas de la
máscara son similares a las de ratón Mickey o bien son diagonales y
alargadas.

Envuelve su tórax un chicote de lana de oveja. El Tata Kusillo de mayor


autoridad sujeta en la mano derecha un pututu que interpreta ocasionalmente.
Calza abarcas.

14
Mama Kusillo. Personaje femenino, adulto y casado, cónyuge de Tata Kusillo.
Viste pollera roja o verde con franjas blancas y horizontales en el ruedo, debajo
de que están varias manq’anchas o enaguas de bayeta de la tierra de
diferentes y vistosos colores, casaca negra, con volado en la cintura, y bordada
en el pecho y en las mangas con colores llamativos y motivos florales. Lleva un
aguayo blanco con listas de colores llamativos donde algunas integrantes
cargan al Wawa Kusillo, sujeta un tari en la mano izquierda, una honda o
kurawa en la derecha y porta una máscara similar a la de Tata Kusillo que
suele incluir también cejas, bigotes y barba de lana de oveja. Lleva el cabello
sujeto en dos trenzas unidas. Calza zapatillas de goma de llanta de vehículo.
Alguna Mama Kusillo lleva un chicote de lana de oveja atado en el tórax. Lleva
una chuspa multicolor en la cual, una de las integrantes, lleva pito de algún
cereal andino el cual convida a los espectadores.

Wawa Kusillo. Son niños de ambos sexos, cuyas edades está entre 6 a 12
años, con excepción del que va cargado con unos 2 años aproximadamente,
cuyo atuendo es similar al de Tata Kusillo y al de Mama Kusillo.

15
16
III. Conclusiones

El personaje kusillo se constituye, dentro de la cosmovisión andina, en el


significante encubierto del significado español-colonizador, transitando por el zorro
y tiwula, que denota un sujeto negativo, pero travieso. Esta asociación permanece
en el imaginario colectivo de la población urbana aymara de la ciudad de La Paz y
se recrea y refuerza en cada entrada folklórica. La intención de la carrera de Artes
Plásticas es reivindicar las danzas autóctonas dentro de la Entrada Folklórica
Universitaria y sobre todo posicionar al personaje del kusillo como parte de una
danza individual y no dependiente, que posee su propio significado, características
únicas, con su música y vestimenta propias.

17
18
IV. Bibliografía
1. BUECHLER, H.C., The Masked Media. Aymara Fiestas and social
interaction in the Bolivian Highlands, Edit. Mounton Publishers, New York,
1980.
2. LLANOS Murillo, Jose, Baile de k’usillos (manuscrito), La Paz, 2002.
3. PAREDES Candia, Antonio, La danza folklorica en Bolivia, Popular, La Paz,
1991.
4. SCHRAMM, Raimund, “ist’xam! –Escuche! Tradiciones musical y oral
aymaras”, en: La cosmovisión aymara, H. Van Den Berg y Norbert Schiffers
(comp.). Edit. HISBOL/UCB, La Paz, 1992.
5. VALERIANO T’ula Emmo E.: Aymara Quechua Metodo de enseñanza
simultánea, Anthropos, La Paz, 2003.
6. https://www.flickr.com/photos/fotoajayu/7561069110/in/photostream/
7. http://conocebolivia.galeon.com/lpcu.html
8. http://pacoweb.net/Danzas/DanzasAndinas/rebe.htm
9. http://javierescalierorihuela.blogspot.com/2007/09/n65-el-carnaval-que-no-
volver.html
10. http://www.munijuli.gob.pe/index.php/juliciudad/menudanzas

19

Related Interests