You are on page 1of 55

Página |1

MINISTERIO DE EDUCACION Y CIENCIAS

COLEGIO NACIONAL CORONEL JORGE THOMPSON

TRABAJO MONOGRAFICO

PROBLEMÁTICAS SOCIALES

LA DEPRESIÓN

CURSO: TERCERO

TURNO: TARDE

TUTOR: LIC. CARLOS RENEE BRITEZ

RESPONSABLES

 Esteffi Bogado Esteche

 Yanina Dávalos

 Carlos Damián González Núñez

 Elma Yelenna Salinas Chamorro

 Isaías Raúl Salinas Riveros

YPANE

2017

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |2

INDICE
Portada………………………………………………………...………………………..pág. 1
Índice……………………………………………………………………………….……pág. 2
Introducción……………………………………………………………………………..pág. 3
La depresión - Historia, Epidemiología………………………………………..…….pág. 4
Etiología - Que es la depresión………………………………………….……………pág. 5
Diagnóstico - Factores que contribuyen……………………………………….….…pág. 6
Tipos de depresión………………………………………………...….…….…………pág. 7
Síntomas de la depresión………………………..……………………………………pág. 8
Tratamiento……………….………………………………………………………….…pág. 9
Como se detecta y como se trata - Medicamentos………………………………pág. 10
Efectos secundarios de los antidepresivos……..…………………………………pág. 11
Efectos secundarios de los medicamentos - Ayuda…….……………………..…pág. 12
Como evitar una recaída…………………………………………………………….pág. 13
Situación mundial - Enfermedades que coexisten con la depresión……………pág. 14
Las mujeres y la depresión………………………………………………………….pág. 15
Los hombres y la depresión…………………………………………………………pág. 16
Los adultos mayores y la depresión………………………………………………..pág. 17
Depresión en niños……………………………………………………………….pág. 18-20
Depresión en adolescentes……………………………………………...………pág. 21-25
Como identificar la enfermedad………………………………..……………………pág. 26
Situación de la depresión en Paraguay………………………………………..pág. 27-31
Servicios de atención en Paraguay……………………………………………..pág. 32-49
Las profesiones más afectadas por la depresión – Repercusiones sociales….pág. 50
Las tecnologías y la depresión……………………………………………………..pág. 51
Estadísticas………………………………………………………………………..pág. 52-53
Conclusión…………………………………………………………………………….pág. 54
Bibliografía…………………………………………………………………………….pág. 55

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |3

INTRODUCCIÓN
La depresión sin duda alguna es un interesante y necesario tema a tocar más aun
en estos días, ya que es de mucha importancia conocer, por que hoy día vemos
muchos casos que lamentablemente llegan al suicidio.
En el desarrollo del trabajo tendremos información desde que es la depresión sus
síntomas, consecuencias, tratamientos e incluso hasta cómo podemos evitarla, auto
ayudarnos o buscar ayuda profesional si el caso lo requiere.
La depresión es un problema frecuente que afecta a hombres y mujeres de todas las
edades, también a niños, adolescentes y adultos mayores.
Cabe recalcar que todos nos sentimos tristes y malhumorados a ratos, dependiendo
de los acontecimientos de la vida, pero la depresión es más que eso. Puede ser
desde un problema leve hasta una enfermedad grave que pone la vida en peligro.
En muchas ocasiones las personas ni siquiera están conscientes que conviven con
esta enfermedad y toman decisiones erróneas como alejarse de todos incluyendo
amigos y familiares, y la peor de todas, el suicidio.
Por eso es importante que la persona que tenga estos síntomas de sentimientos de
tristeza profunda, desinterés, poco o ningún placer sexual, etc., que recura a buscar
ayuda profesional, ya que por fortuna en nuestro país, hay tratamientos eficaces
para la mayoría de las personas que sufren de depresión y otras enfermedades
mentales.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |4

LA DEPRESIÓN

En algún momento todos nos hemos sentidos tristes, abatidos y sin ganas de
realizar alguna actividad, esto es normal por cambios físicos y psicológicos de
nuestro cuerpo en un corto periodo, sin embargo, si los síntomas persisten se podría
estar frente a un trastorno depresivo.

HISTORIA

Conocida en sus inicios con el nombre de melancolía, la depresión aparece descrita


o referenciada en numerosos escritos y tratados médicos de la Antigüedad. El origen
del término se encuentra en Hipócrates, aunque hay que esperar hasta el año 1725,
cuando el británico Richard Blackmore rebautiza el cuadro con el término actual de
depresión. Hasta el nacimiento de la psiquiatría moderna, su origen y sus
tratamientos alternan entre la magia y una terapia ambientalista de carácter empírico
(dietas, paseos, música, etc.) pero, con el advenimiento de la controversia de la
biopsiquiatría y el despegue de la psicofarmacología, pasa a ser descrita como
una enfermedad más.

Su alta prevalencia y su relación con la esfera emocional la han convertido, a lo


largo de la historia, en frecuente recurso artístico e incluso en bandera de
movimientos culturales como el romanticismo.

EPIDEMIOLOGÍA
Las cifras de prevalencia de la depresión varían dependiendo de los estudios, en
función de la inclusión tan sólo de trastornos depresivos mayores o de otros tipos de
trastornos depresivos. En general, se suelen recoger cifras de prevalencia en países
occidentales de aproximadamente 3 por ciento en la población general, y para el
trastorno depresivo mayor, una incidencia anual del 1 al 2 por mil.
Según la OMS en el mundo hay más de 350 millones de personas con depresión.
Estudios y estadísticas parecen coincidir en que la prevalencia es casi el doble en la
mujer que en el hombre, aunque no son pocos los trabajos que cuestionan esta
asimétrica incidencia: existen estudios que indican que la depresión en el hombre es
mucho menos admitida y su sintomatología reporta de manera diferente.
Algunos factores estresantes vitales, como el nacimiento de un hijo, las crisis de
pareja, el abuso de sustancias tóxicas (principalmente alcohol) o la presencia de una
enfermedad orgánica crónica se asocian con un riesgo incrementado de desarrollar
un trastorno depresivo mayor.
En cuanto a la asociación familiar debida a factores genéticos, la existencia de un
pariente de primer grado con antecedentes de trastorno depresivo mayor aumenta el
riesgo entre 1,5 y 3 veces frente a la población general.
La mayor duración del primer episodio y el mayor número de episodios en la vida de
aquellos con depresión de inicio temprano se debe a la falta de detección y
tratamiento oportuno en jóvenes.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |5

ETIOLOGÍA
El origen de la depresión es complejo, ya que en su aparición influyen
factores genéticos, biológicos y psicosociales. Entre todos ellos, los factores
biológicos son los que merecen especial atención, incluyendo la Psico-Neuro-
Inmunología, que plantea un puente entre los enfoques estrictamente biológicos
y psicológicos.
Un elevado y creciente número de evidencias indica que los episodios depresivos se
asocian no sólo con cambios en la neurotransmisión del sistema nervioso central,
sino también con cambios estructurales en el cerebro, producidos a través de
mecanismos neuroendocrinos, inflamatorios e inmunológicos.
En algunas familias la depresión severa se presenta generación tras generación. Sin
embargo, la depresión severa también puede afectar a personas que no tienen una
historia familiar de depresión.
Actualmente, no existe un perfil claro de biomarcadores asociados con la depresión
que pueda ser usado para el diagnóstico de la enfermedad.

¿QUÉ ES LA DEPRESIÓN?
Es una enfermedad que se caracteriza por un sentimiento de profunda tristeza,
decaimiento anímico, pérdida de interés por todo e imposibilidad de experimentar
placer o capacidad de disfrutar de cualquier experiencia. Se prolonga por un
extenso periodo de tiempo, afectando el orden de la vida cotidiana y relaciones
sociales; tanto es así que es la segunda enfermedad mental más incapacitante en
cuanto al grado de discapacidad y el gasto social que origina según la OMS.
La depresión nos puede provocar deseos de alejarnos de nuestra familia, amigos,
trabajo, y escuela. Puede además causarnos ansiedad, pérdida del sueño, del
apetito, y falta de interés o placer en realizar diferentes actividades.
Su origen no depende de la debilidad, fragilidad o carácter de una persona, es una
enfermedad equiparable a otra patología crónica como la diabetes, aunque factores
como el estrés y ansiedad constante pueden influir en su aparición. Como
consecuencias de padecerla se encuentra que quienes la sufren tienen un 8% de
mayor riesgo de muerte por suicidio según la OMS.
La depresión, probablemente una de las enfermedades que ha estado presente en
todas las épocas y que no hace distinción de edad, género, estilo de vida ni situación
socioeconómica.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |6

DIAGNÓSTICO

¿A quién le puede afectar la depresión clínica?


Puede afectar a cualquier persona, de cualquier nivel económico y en cualquier
edad. ¡Las enfermedades mentales no discriminan! Afectan a ricos y pobres, blancos
y negros, hispano/latinos y asiáticos, ancianos y niños.

Sin embargo, cuando los hispanos/latinos experimentamos problemas de salud


mental, debemos afrontar además de nuestra enfermedad, numerosas barreras para
recibir cuidados y tratamiento adecuados. Entre las barreras más comunes se
encuentran las diferencias socio-económicas, la desigualdad en el acceso de
cobertura en salud, la falta de sensibilidad sociocultural en la relación paciente —
proveedor, y la falta de seguro de salud.

Por eso es importante que estemos bien informados sobre nuestros derechos de ser
respetados y atendidos con dignidad y libres de prejuicios o estigmas.

FACTORES QUE CONTRIBUYEN A LA DEPRESIÓN.

 Sexo, las mujeres sufren dos veces más de depresión que los hombres.
Aunque las razones no son claras, existen diferencias genéticas y hormonales
que pueden contribuir a la depresión.

 Antecedentes familiares, cuando algún miembro de su familia padece de


depresión severa, hay el doble de posibilidades para adquirirla. Aunque puede
ocurrir en personas que no tienen parientes con depresión.

 Uso de ciertas medicinas, algunos medicamentos con o sin receta médica


pueden causar depresión clínica.

 Cambios o dificultades en la vida, tales como divorcio, jubilación, la muerte de


un ser querido, pérdida del trabajo, cambio de país y estilo de vida, crecientes
presiones en el trabajo o incremento en la pobreza.

 Sentimientos de pérdida de control sobre nuestras vidas. Aquellas personas


a menudo sienten que perdieron el control y pasan mucho tiempo lamentándose
por ello, tienen mayor probabilidad de desarrollar una depresión mayor.

 Presencia de otras enfermedades tales como Alzheimer, cáncer, diabetes,


afecciones al corazón, desórdenes hormonales, mal de Parkinson o trombosis.
Así como también otros trastornos mentales como la ansiedad y trastornos de la
alimentación.

 Abuso del alcohol o drogas, cuando se tiene problemas de consumo de


alcohol y otras drogas se tiene mayor probabilidad de desarrollar una depresión
mayor.
“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017
Página |7

Otras posibles causas de la depresión son:

 El Tabaco: la nicotina que contiene posee efectos negativos sobre el organismo,


entre ellos suele afectar el funcionamiento de los neurotransmisores en el
cerebro, produciendo un mayor nivel de dopamina y serotonina.

 Problemas de tiroides: cuando la glándula tiroides no funciona bien y tienen


fallos en la producción de hormonas tiroideas, como es el caso del hipotiroidismo,
puede provocar depresión, ya que una de las funciones de estas hormonas es
regular los niveles de serotonina (sustancia del cerebro que funciona como
neurotransmisor).

 Lugar de residencia: el lugar donde se vive puede estar relacionado a la salud


emocional, así como el clima, personas con las que se convive, así como colores
y aspecto del barrio. Por ejemplo, en las grandes ciudades suelen registrarse
mayores cifras de depresión y suicidios en comparación que en pueblos en
zonas rurales o cercanas a playas.

 Insomnio: aparte de la fatiga, la irritabilidad y otra de las consecuencias de no


dormir es la depresión, el cansancio generado al dormir poco genera
vulnerabilidad y afecta a la toma de decisiones, algunos lo atribuyen a la falta de
contacto con la naturaleza y el estrés originado por las grandes ciudades.

TIPOS DE DEPRESIÓN
 La depresión mayor se manifiesta por una combinación de síntomas que
interfieren en la capacidad de las personas para trabajar, estudiar, dormir, comer
y disfrutar de actividades que, en circunstancias normales, deberían resultar
placenteras. La depresión suele ocurrir una vez, pero es una enfermedad que
suele provocar recaídas a lo largo de la vida.

 La distimia es un tipo de depresión menos grave. Los síntomas se mantienen a


largo plazo, pero no evitan la actividad de las personas. También puede ser
recurrente, es decir aparecer más de una vez en la vida.

 El desorden bipolar es el tercer tipo. También se


denomina enfermedad maniaco-depresiva. La prevalencia de esta patología no
es tan alta como las dos anteriores. Se caracteriza por cambios de humor.

Estados de ánimo muy altos se ven sucedidos por otros muy bajos. Estos
cambios son bruscos a veces, pero lo más frecuente es que sean graduales. En
el ciclo de depresión, las personas tienen alguno o todos los síntomas de un
problema depresivo.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |8

 En el ciclo maniaco, pueden sentirse hiperactivos, excesivamente locuaz y con


demasiada energía. A veces la manía afecta al pensamiento, el juicio y el
comportamiento social del individuo. Si la manía se deja sin tratar puede llevar a
un estado psicótico. Si la manía no se trata puede empeorar y provocar un
estado psicótico.

 Depresión post-parto. Alrededor del 10 o 15 por ciento de las nuevas madres


lloran constantemente, se sienten terriblemente ansiosas, no pueden dormir e,
incluso no son capaces de tomar decisiones sencillas. Es lo que se conoce
como depresión post-parto.

La depresión post-parto es una deformación severa del baby blues, un problema


que sufren las dos terceras partes de las madres que se manifiesta con un poco
de tristeza y ansiedad. Algunas madres sufren una ruptura total,
denominada psicosis post-parto. Las razones por las que se produce no están
muy claras.

Puede ser el estrés, el desajuste hormonal producido durante el embarazo y el


posterior parto (las hormonas femeninas circulan abundantemente durante el
embarazo y caen bruscamente después).

Además, durante el embarazo suben los niveles de endorfinas, una molécula


humana que hace que el cuerpo se sienta bien. Esta molécula también decae
tras dar a luz.

Entre los principales síntomas de la depresión post-parto destacan la tristeza


profunda, el insomnio, el letargo y la irritabilidad.

SÍNTOMAS DE LA DEPRESIÓN
Entre los principales síntomas que se pueden manifestar se encuentran:

 Imposibilidad de sentir placer y disfrutar momentos gratificantes


 Pérdida de interés ante situaciones, cosas y personas
 Vulnerabilidad al estrés, resultando todo muy complicado
 Empeoramiento progresivo del humor durante el día
 Sentimiento de culpa sin sentido alguno
 Pensamientos pesimistas y suicidas
 Ansiedad e irritabilidad
 Reducción de la tolerancia al dolor
 Alteración de los ciclos de sueño, causando déficit de descanso
 Cambios somáticos como fatiga, cambios en el apetito, variaciones de peso,
disfunción sexual y problemas de estómago

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


Página |9

 Empeoramiento de la función cognitiva en un 94% de los casos, tales como:


planificación, toma de decisiones, concentración, organización, memoria reciente
y a largo plazo, agudeza mental, velocidad del pensamiento y el juicio
 La bradipsiquia, lentitud psíquica de pensamiento y mental, y la bradilalia, lentitud
en el ritmo y fluidez del habla
 Baja actividad física
 Disminución de la calidad de vida al verse afectada la funcionalidad del individuo
para llevar a cabo actividades de su vida cotidiana, afectando sus relaciones
sociales, familiares, trabajo, estudio y rutina doméstica

Al presentarse los síntomas, es indispensable el apoyo de familiares y amigos


cercanos para detectarlo y buscar ayuda lo más pronto posible.

TRATAMIENTO
En la actualidad existe una variedad de tratamientos eficaces para la depresión
moderada y grave, dependiendo el tipo de paciente y los efectos adversos que estos
puedan causar. Los profesionales pueden ofrecer diversos tratamientos:

 Tratamientos psicológicos: entre ellos se encuentran la activación conductual,


la terapia cognitiva conductual y la psicoterapia interpersonal, realizados cara a
cara, individuales o en grupo, generalmente en depresiones leves.
 Medicamentos antidepresivos: inhibidores selectivos de la recaptación de
serotonina y antidepresivos tricíclicos, los cuales son usados en la depresión
moderada y grave de manera cautelosa, evitando su uso en niños o
adolescentes.

Una dieta sana y equilibrada controla los agentes estresantes del día a día y ayudar
a reducir la presión arterial y respuesta biológica. Se recomienda ingerir el pistacho
ya que contiene diversos nutrientes:

 Potasio: Regula funciones corporales básicas como la nerviosa y la muscular


 Magnesio: es un mineral relacionado con los procesos de trasmisión
neuromuscular y liberación de energía. Además, aporta un adecuado equilibrio
mental ya que estimula la transmisión de impulsos nerviosos, es un remedio anti
estrés y contribuye a la mejora de la calidad del sueño.
 Vitamina B: participa en el metabolismo de las proteínas y es necesaria para la
producción de neurotransmisores como la serotonina, dopamina y noradrenalina

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 10

¿CÓMO SE DETECTA Y TRATA LA DEPRESIÓN?


La depresión, aun en los casos más graves, es un trastorno altamente tratable. Al
igual que con muchas enfermedades, mientras más pronto pueda comenzar el
tratamiento, más efectivo es y las probabilidades de prevenir una repetición son
mayores.

El primer paso para obtener el tratamiento adecuado es visitar a un médico. Ciertos


medicamentos y condiciones médicas, tales como virus o trastornos de tiroides,
pueden provocar los mismos síntomas que la depresión. Un médico puede descartar
estas posibilidades por medio de un examen físico, una entrevista, y pruebas de
laboratorio. Si el médico puede descartar a una condición médica como la causa, él
o ella debe llevar a cabo una evaluación psicológica o referir al paciente a un
profesional de la salud mental.

El médico o profesional de la salud mental llevará acabo una evaluación diagnóstica


completa. Él o ella debe conversar con el paciente sobre cualquier antecedente
familiar de depresión y obtener todos los antecedentes de los síntomas, por ejemplo,
cuándo comenzaron, cuánto han durado, su gravedad, y si ocurrieron antes, y si los
síntomas ocurrieron antes, cómo fueron tratados. Él o ella también debe preguntar si
el paciente consume alcohol o drogas y si ha tenido pensamientos suicidas o de
muerte.

Una vez diagnosticada, una persona con depresión puede ser tratada con varios
métodos. Los tratamientos más comunes son la medicación y la psicoterapia.

MEDICAMENTOS
Los antidepresivos normalizan las sustancias químicas naturales del cerebro
llamadas neurotransmisores, principalmente la serotonina y la norepinefrina. Otros
antidepresivos normalizan el neurotransmisor dopamina. Los científicos que estudian
la depresión han descubierto que estas sustancias químicas en particular participan
en la regulación de los estados de ánimo, pero no están seguros de cómo
exactamente funcionan.

Los tipos de medicamentos antidepresivos más nuevos y populares se llaman


inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina. Entre los inhibidores
selectivos de la recaptación de serotonina se encuentran la fluoxetina (Prozac), el
citalopram (Celexa), la sertralina (Zoloft), y varios otros. Los inhibidores de la
recaptación de serotonina y norepinefrina son similares a los inhibidores selectivos
de la recaptación de serotonina e incluyen la venlafaxina (Effexor) y la duloxetina
(Cymbalta). Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y los
inhibidores de la recaptación de serotonina y norepinefrina son más populares que
los antidepresivos más antiguos, como los tricíclicos (llamados así por su estructura
química) y los inhibidores de la monoamino oxidasa porque tienden a tener menos
efectos secundarios. No obstante, los medicamentos pueden tener distintos efectos
en las personas, no existe una única propuesta cuando se trata de medicamentos.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 11

Por lo tanto, los antidepresivos tricíclicos o los inhibidores de la monoamino oxidasa


pueden ser la mejor opción para ciertas personas.

Las personas que tomen inhibidores de la monoamino oxidasa deben atenerse a


significativas restricciones alimenticias y medicinales para evitar posibles
interacciones graves. Deben evitar ciertos alimentos que contienen niveles altos de
la sustancia tiramina, la cual está presente en muchos quesos, vinos, y pepinillos así
como en algunos medicamentos descongestivos. Los inhibidores de la monoamino
oxidasa interactúan con la tiramina de tal forma que pueden causar un aumento
agudo en la presión arterial, lo cual podría llevar a un derrame cerebral. El médico
debe proporcionarle al paciente que tome inhibidores de la monoamino oxidasa una
lista completa de los alimentos, medicamentos, y substancias prohibidas.

Con cualquier clase de antidepresivo, los pacientes deben tomar dosis


regulares durante al menos tres a cuatro semanas antes de poder
experimentar un efecto terapéutico completo. Deben continuar con los
medicamentos durante el tiempo especificado por su médico, aun si se siente mejor,
para de esta manera evitar una recaída de la depresión. Los medicamentos
únicamente deben interrumpirse bajo supervisión médica. Algunos medicamentos
deben dejarse de tomar gradualmente a fin de darle al organismo tiempo para
ajustarse. Aunque los antidepresivos no forman hábito ni son adictivos, el dejar de
tomar repentinamente un antidepresivo puede provocar síndrome de abstinencia o
una recaída. Algunos personas, tales como aquellas que sufren depresión crónica o
recurrente, pueden necesitar medicamentos por tiempo indefinido.

Además, si un medicamento no funciona, el paciente debe estar dispuesto a probar


otro. Investigaciones financiadas por el NIMH han demostrado que los pacientes que
no mejoraron luego de tomar un primer medicamento aumentaron sus
probabilidades de liberarse de los síntomas luego de cambiar a otro medicamento o
agregar uno nuevo al que ya estaban tomando.

Algunas veces se utilizan estimulantes, medicamentos para la ansiedad, u otros


medicamentos en combinación con un antidepresivo, especialmente si el paciente
padece un trastorno mental o físico coexistente. Sin embargo, ni los medicamentos
para la ansiedad ni los estimulantes son efectivos contra la depresión si se toman
solos y ambos deben tomarse solamente bajo estrecha supervisión médica.

EFECTOS SECUNDARIOS DE LOS ANTIDEPRESIVOS

Los antidepresivos pueden causar efectos secundarios leves y a menudo temporales


en algunas personas, pero por lo general, no son duraderos. Sin embargo,
cualquier reacción inusual o efecto secundario que interfiera con el
desempeño normal debe ser inmediatamente comunicado al médico.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 12

EFECTOS SECUNDARIOS DE LOS MEDICAMENTOS


Los efectos secundarios más comunes asociados con los inhibidores selectivos de la
recaptación de serotonina y los inhibidores de la recaptación de serotonina y
norepinefrina incluyen:

 Dolor de cabeza—generalmente es temporal y pasa.


 Náuseas—temporales y generalmente de breve duración.
 Insomnio y nerviosismo (dificultad para dormir o despertar con frecuencia durante
la noche)—pueden ocurrir durante las primeras semanas pero a menudo disminuyen
con el tiempo o con la reducción de la dosis.
 Inquietud (sensación de ansiedad y nerviosismo).
 Problemas sexuales—tanto hombres como mujeres pueden experimentar
problemas sexuales que incluyen disminución del deseo sexual, disfunción eréctil,
eyaculación retardada, o anorgasmia (incapaz de tener un orgasmo).

Los antidepresivos tricíclicos también pueden causar algunos de los siguientes


efectos secundarios:

 Boca seca—beber mucha agua, mascar chicle, y cepillarse los dientes a diario
ayuda con esto.
 Estreñimiento—ingerir más cereales de fibra, pasas, frutas, y verduras ayudan con
esto.
 Problemas de la vejiga—puede haber dificultad para vaciar la vejiga y el chorro de
orina puede ser más débil que de costumbre. Es posible que los hombres mayores
que sufren agrandamiento de la próstata resulten más afectados. Notifique de
inmediato al médico si siente dolor al orinar.
 Problemas sexuales—puede variar el desempeño sexual y los efectos secundarios
son similares a los de los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina.
 Visión borrosa—a menudo desaparece rápidamente y no necesitará una nueva
receta de lentes correctivos.
 Somnolencia (tener sueño) durante el día—generalmente desaparece rápidamente
pero se debe evitar conducir u operar maquinaria pesada mientras exista un estado
de somnolencia. Los antidepresivos con mayor efecto sedante generalmente se
toman por la noche para ayudar a dormir y evitar la somnolencia durante el día.

¿CÓMO OBTENER AYUDA?


1. El primer paso: Tome la decisión de pedir ayuda.
Sabemos que puede estar sintiendo demasiado cansado o irritado para buscar
ayuda. Por favor, no se dé por vencido. Trate de reunir fuerzas y haga esa
primera llamada telefónica que está necesitando. Explique sus síntomas.
Después su doctor le hará un examen físico, para cerciorarse si hay problemas
físicos causantes de sus síntomas.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 13

2. El segundo paso: Siga los consejos de su doctor.


Su médico puede pensar que tiene depresión clínica. En ese caso, le podrá
sugerir hablar con un psiquiatra, un psicólogo, un consejero, un trabajador
social, o con un enfermero psiquiátrico.

3. El tercer paso: Cumpla todas las citas con el profesional de salud mental.
Es posible que algunos días sienta deseos de no ir al terapeuta. Sin embargo,
es necesario que haga el esfuerzo por cumplir con sus citas. En esos días, pida
ayuda a un amigo para que lo acompañe, si no desea ir sólo.

4. El cuarto paso: Tome las medicinas como le han indicado.


Si su médico o psiquiatra le han recetado medicamentos antidepresivos, es muy
importante que siga las instrucciones que ellos le han dado. Estas mismas
instrucciones aparecen escritas en el frasco de su medicamento. Tome todas
las dosis sin falta. Sea paciente, recuerde que las medicinas antidepresivas
pueden tomar 8 semanas antes que sienta mejoría.

¡SÁQUELE EL MEJOR PARTIDO A SU TRATAMIENTO!


 Hable francamente con su doctor y/o terapeuta. No tema preguntarle ni
pedirle aclaración sobre sus dudas. Exprese sus preocupaciones.
 ¡No se dé por vencido! Puede suceder que tome tiempo antes de encontrar el
tratamiento que funciona para su caso. Nunca suspenda su medicamento sin
hablar con su médico.
 Si no siente mejoría después de 6 o 8 semanas hable con su doctor. Es
posible que necesite un enfoque diferente en su tratamiento, o una segunda
opinión.
 Busque un grupo de apoyo. Otras personas que están enfrentando problemas
de depresión podrán enseñarle habilidades y destrezas que le ayuden con su
enfermedad; así mismo, podrán darle información sobre otros recursos
disponibles.
 Cuídese, trate de dormir 8 horas cada noche. Camine o haga algún tipo de
ejercicio cada día. Coma alimentos saludables.
 Muchas personas buscan apoyo, y encuentran fortaleza en su espiritualidad,
en sus principios religiosos o en la oración.

¿CÓMO EVITAR UNA RECAÍDA?


Existen algunos factores que pueden contribuir a evitar recaídas depresivas:

 Hacer ejercicio debido a que se generan endorfinas, también conocidas como


hormonas de la felicidad, asimismo se reduce la ansiedad y el estrés.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 14

 Buenas relaciones afectivas, lo cual incluye familiares, amigos y parejas,


personas que brinden un apoyo emocional y ambiente tranquilo.

 Regulación de los hábitos del sueño y establecer una rutina.

 Contacto con la luz solar puesto que está relacionada con el buen humor y
energía, con dos horas al día tomando el sol basta.

 Practicar la meditación o el taichi, ya que se ha demostrado que algunas


terapias de reducción del estrés ayudan a reducir el riesgo de recurrencias en
pacientes que tuvieron una depresión.

SITUACIÓN MUNDIAL
La depresión es la principal causa mundial de discapacidad y es el trastorno mental
más frecuente en España y Europa, sin embargo, se considera infradiagnosticado ya
que se estima que entre el 30 y 50% de los casos permanece sin diagnosticar.
Se calcula que esta enfermedad afecta a 350 millones de personas en todo el
mundo y que en un futuro la sufrirá entre el 8 y 15% de las personas al menos una
vez a lo largo de su vida.

Una barrera para la atención es el incorrecto diagnóstico de la enfermedad


confundiéndose con problemas momentáneos, incluso, se estima que cada año se
suicidan más de 800.00 personas.

Actualmente la Organización Mundial de la Salud ha puesto en marcha el Programa


de acción para superar la brecha en salud mental, cuyo objetivo se basa en ayudar a
los países a ampliar la atención y servicios a personas con trastornos mentales,
neurológicos y por consumo de sustancias, mediante la prestación de asistencia
sanitaria profesionales.

¿QUÉ ENFERMEDADES COEXISTEN CON LA DEPRESIÓN?


La depresión a menudo coexiste con otras enfermedades. Tales enfermedades
pueden presentarse antes de la depresión, causarla, y/o ser el resultado de esta. Es
probable que la mecánica detrás de este cruce entre la depresión y otras
enfermedades difiera según las personas y las situaciones. No obstante, estas otras
enfermedades concurrentes deben ser diagnosticadas y tratadas.

Los trastornos de ansiedad, tales como el trastorno de estrés postraumático,


el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno de pánico, la fobia social, y el
trastorno de ansiedad generalizada, acompañan frecuentemente a la
depresión. Las personas que padecen trastorno de estrés postraumático están
especialmente predispuestas a tener depresión concurrente. El trastorno de estrés

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 15

postraumático es una enfermedad debilitante que puede aparecer como resultado de


una experiencia aterradora o muy difícil, tal como un ataque violento, un desastre
natural, un accidente, un ataque terrorista, o un combate militar.

Las personas con trastorno de estrés postraumático a menudo reviven el suceso


traumático con escenas retrospectivas (retroceso al pasado), recuerdos, o
pesadillas. Otros síntomas incluyen irritabilidad, arrebatos de ira, profundo
sentimiento de culpa, y evasión de pensamientos o conversaciones sobre la
experiencia traumática. En un estudio financiado por el Instituto Nacional de la
Salud Mental (NIMH por sus siglas en inglés), investigadores descubrieron que
más del 40 por ciento de las personas con trastorno de estrés postraumático
también sufrieron de depresión en intervalos de uno y cuatro meses luego de la
experiencia traumática.

El abuso o la dependencia del alcohol o de otras sustancias también pueden ser


coexistentes con la depresión. De hecho, investigaciones han indicado que la
coexistencia de trastornos del ánimo y la adicción a sustancias son dominantes entre
la población de los Estados Unidos.

La depresión a menudo coexiste con otras condiciones médicas como


enfermedad cardiaca, derrame cerebral, cáncer, VIH/SIDA, diabetes, y la
enfermedad de Parkinson. Estudios han demostrado que las personas que
padecen depresión además de otras enfermedades médicas graves, tienden a
presentar síntomas más graves, tanto de la depresión como de las enfermedades
médicas, a adaptarse con mayor dificultad a su condición médica, y a tener que
afrontar costos médicos más altos que aquellas que no tienen depresión coexistente.
Investigaciones han obtenido una cantidad creciente de evidencia de que tratar la
depresión también puede ayudar a mejorar la evolución de la enfermedad
concurrente.

¿CÓMO EXPERIMENTAN LAS MUJERES LA DEPRESIÓN?


La depresión es más común en mujeres que en hombres. Hay factores biológicos,
de ciclo de vida, hormonales, y psicosociales que son únicos de la mujer, que
pueden ser relacionados con que las tasas de depresión sean más elevadas entre
las mujeres.

Investigadores han demostrado que las hormonas afectan directamente las


sustancias químicas del cerebro que regulan las emociones y los estados de ánimo.
Por ejemplo, las mujeres son particularmente vulnerables a la depresión luego de
dar a luz, cuando los cambios hormonales y físicos junto con la nueva
responsabilidad por el recién nacido, pueden resultar muy pesados.

Muchas mujeres que acaban de dar a luz padecen un episodio breve de tristeza
transitoria, pero algunas sufren de depresión posparto, una enfermedad mucho más

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 16

grave que requiere un tratamiento activo y apoyo emocional para la nueva madre.
Algunos estudios sugieren que las mujeres que padecen depresión posparto, a
menudo han padecido previos episodios de depresión.

Algunas mujeres también pueden ser susceptibles a sufrir una forma grave del
síndrome premenstrual, a veces llamado trastorno disfórico premenstrual. Esta es
una enfermedad producida por cambios hormonales que ocurren cerca del periodo
de la ovulación y antes de que comience la menstruación. Durante la transición a la
menopausia, algunas mujeres experimentan un mayor riesgo de sufrir depresión.

Científicos están explorando la forma en la que la elevación y la disminución cíclicas


del estrógeno y de otras hormonas pueden afectar la química del cerebro que está
relacionada con la enfermedad depresiva.

Finalmente, muchas mujeres enfrentan el estrés adicional del trabajo y de las


responsabilidades del hogar, cuidado de los hijos y padres ancianos, maltrato,
pobreza, y tensiones de las relaciones.

Aún no está claro por qué algunas mujeres que enfrentan desafíos inmensos
padecen de depresión, mientras que otras con desafíos similares no la padecen.

¿CÓMO EXPERIMENTAN LOS HOMBRES LA DEPRESIÓN?


Los hombres experimentan la depresión de manera distinta que las mujeres y
pueden enfrentar los síntomas de diferentes modos. Los hombres tienden más a
reconocer que sienten fatiga, irritabilidad, pérdida de interés en las actividades que
antes resultaban placenteras, y que tienen el sueño alterado, mientras que las
mujeres tienden más a admitir sentimientos de tristeza, inutilidad, o culpa excesiva.

Los hombres tienen más probabilidades que las mujeres de acudir al alcohol o a las
drogas cuando están deprimidos, frustrados, desalentados, irritados, enojados, o a
veces abusivos. Algunos hombres se envician al trabajo para evitar hablar acerca de
su depresión con la familia o amigos o comienzan a mostrar un comportamiento
imprudente o riesgoso. Y aunque en los Estados Unidos, son más las mujeres que
intentan suicidarse, son más los hombres que mueren por suicidio.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 17

LOS ADULTOS MAYORES Y LA DEPRESIÓN


La depresión no es algo normal del envejecimiento y existen estudios que muestran
que la mayoría de los ancianos se sienten satisfechos con sus vidas a pesar del
aumento de dolores físicos. Sin embargo, cuando la depresión se presenta en
ancianos, puede ser pasada por alto porque ellos pueden mostrar síntomas menos
evidentes y porque pueden estar menos propensos a sufrir o reconocer sentimientos
de tristeza o pena.

Además, los ancianos pueden tener más condiciones médicas tales como
enfermedad cardiaca, derrame cerebral, o cáncer, las cuales pueden provocar
síntomas de depresión, o pueden estar tomando medicamentos cuyos efectos
secundarios contribuyen a la depresión.

Algunos adultos mayores pueden padecer lo que algunos médicos llaman depresión
vascular, también llamada depresión arterioesclerótica o depresión isquémica
subcortical.

La depresión vascular puede suceder cuando los vasos sanguíneos pierden


flexibilidad y se endurecen con el tiempo y se contraen. Este endurecimiento de los
vasos evita que el flujo normal sanguíneo llegue a los órganos del cuerpo,
incluyendo el cerebro. Las personas con depresión vascular pueden tener o estar en
riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular o derrame cerebral coexistente.

Aunque muchas personas suponen que las tasas más altas de suicidio se dan entre
los jóvenes, en realidad se dan entre los hombres blancos mayores de 85 años.
Muchos sufren una enfermedad depresiva que los médicos no pueden detectar, a
pesar del hecho de que estas víctimas de suicidio a menudo visitan a su médico
dentro del mes anterior a su muerte.

La mayoría de los ancianos con depresión mejoran cuando reciben tratamiento con
antidepresivos, psicoterapia, o una combinación de ambos. Investigaciones han
demostrado que tanto la medicación sola como los tratamientos combinados son
eficaces para reducir la tasa de reaparición de la depresión en adultos.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 18

DEPRESIÓN EN NIÑOS

Científicos y médicos han comenzado a considerar seriamente el riesgo de la


depresión en niños. Investigaciones han mostrado que la depresión en la niñez a
menudo persiste, recurre, y se prolonga en la adultez especialmente si no se recibe
tratamiento. La presencia de la depresión en la niñez también tiende a predecir
enfermedades más graves en la edad adulta.

La depresión puede estar presente cuando el niño:

 Está de ánimo triste o irritable la mayor parte del día. Su hijo puede decir que se
siente triste o enojado o parece al borde de las lágrimas o de mal humor.
 No disfruta de las cosas que solían hacerlo feliz.
 Un cambio notable de peso o en la forma de comer, ya sea mucho o poco.
 Duerme muy poco durante la noche o demasiado durante el día.
 Ya no quiere estar con la familia o con los amigos.
 Falta de energía o se siente incapaz de hacer tareas simples.
 Sentimientos de que no vale nada o de culpa. Baja autoestima.
 Problemas para enfocarse o tomar decisiones. Las calificaciones de la escuela
pueden bajar.
 No se preocupa por lo que pueda pasar en el futuro.
 Achaques y dolores cuando todo está bien.
 Pensamientos frecuentes sobre la muerte o sobre el suicidio.

Cualquiera de estos síntomas puede presentarse en niños que no están deprimidos,


pero cuando se presentan todos juntos casi todos los días, son señales de alerta de
la depresión. El pediatra podría hacer pruebas para detectar la depresión en los
niños entre los 11 a los 21 debido a que el suicido es una de las causas principales
de muerte entre los adolescentes.

¿QUÉ DEBO HACER SI CREO QUE MI HIJO ESTÁ DEPRIMIDO?

 Hable con su hijo sobre sus sentimientos y sobre las cosas que suceden en el
hogar y en la escuela que le puede estar molestando.
 Comuníqueselo al médico de su hijo. Algunos problemas médicos pueden causar
la depresión. Su doctor puede recomendar psicoterapia (asesoramiento para
ayudar a la personas con sus emociones y comportamiento) o medicamento para
la depresión.
 Considere cualquier pensamiento de suicidio como una emergencia.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 19

¿QUÉ PUEDO HACER PARA AYUDAR?

Promueva la buena salud

 Los conceptos básicos para una buena salud mental incluyen una dieta
saludable, dormir lo suficiente, ejercicio y relaciones positivas con otras personas
en el hogar y en la escuela.
 Limite el tiempo que pasan frente una pantalla (televisor, computador) y fomente
la actividad física para ayudar a que establezca relaciones positivas con los
demás.
 Pasar tiempo a solas con cada uno de los padres, ser elogiado por su buen
comportamiento y que le estresen sus puntos fuertes ayuda a estrechar el lanzo
entre los padres y los hijos.

Brinde seguridad y protección

 Hable con su hijo sobre el tema del hostigamiento o abuso escolar. Ser la víctima
de intimidación u hostigamiento es una de las causas de los problemas de salud
mental en los niños.
 Esté atento a los asuntos relacionados con la aflicción, el duelo o la pérdida.
Busque ayuda si se trata de problemas de duelo que no se mejoran. Si usted
como padre de familia está sufriendo una pérdida, pida ayuda y busque apoyo
adicional para su hijo.
 Reduzca el estrés. Puede ser necesario hacer cambios a corto plazo en la
cantidad de tareas escolares, labores o actividades.
 Ponga bajo llave las armas de fuego el alcohol y los medicamentos (incluyendo
las que compra sin receta médica).

Eduque a otros

 Su niño no se está inventando los síntomas.


 Lo que parece ser pereza o irritabilidad puede ser síntoma de depresión.
 Hable sobre cualquier historial médico de la familia de depresión para aumentar
el entendimiento

Ayude a que su niño fomente técnicas de entendimiento y adaptación.

 Ayude a que su hijo se relaje con actividades físicas y creativas. Enfóquese en


las cosas positivas del niño.
 Hable y escuche al niño con amor y comprensión. Ayude a que su hijo aprenda a
describir sus sentimientos.
 Ayude a su hijo a examinar los problemas de una manera diferente y más
positiva.
 Solucione los problemas o tareas en pequeños pasos para que su hijo puede
tener éxito.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 20

Elabore un plan de seguridad

 Siga el plan de tratamiento de su hijo. Asegúrese de que su niño asista a la


terapia y que tome su medicamento según las indicaciones.
 El tratamiento funciona, pero puede tomar algunas semanas. El niño deprimido
puede no darse cuenta de los cambios de ánimo de inmediato.
 Elabore una lista de las personas a las que puede llamar cuando los sentimientos
negativos empeoran.
 Esté atento a los factores de riesgo del suicidio. Estos incluyen hablar de suicidio
en persona o por el internet, regalar pertenencias, pensar mucho en la muerte
y el abuso de sustancias.
 Busque los números de teléfono del pediatra y terapeuta y el equipo que
responde a las crisis de la salud mental en su localidad.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 21

DEPRESIÓN EN ADOLESCENTES
Antes de la adolescencia, los niños y las niñas padecen depresión con
aproximadamente la misma frecuencia. Pero, en la adolescencia, las niñas tienen
más probabilidades de padecer depresión que los niños.

Las investigaciones señalan a varios motivos posibles para esta desigualdad. Es


probable que los cambios biológicos y hormonales que ocurren durante la pubertad
sean las causas del fuerte aumento en los índices de depresión que se observa
entre las niñas adolescentes.

Además, las investigaciones sugieren que las niñas tienen más probabilidades que
los niños a continuar sintiéndose mal después de atravesar situaciones o eventos
difíciles, lo que sugiere que son más propensas a padecer de depresión.

En otro estudio se detectó que las niñas tienden a dudar más que los niños de sí
mismas y de su capacidad para solucionar problemas y a considerar que sus
problemas no tienen solución.

Las niñas que presentan estas tendencias también tienen más probabilidades de
tener síntomas depresivos. También se demostró que en comparación con los niños,
las niñas tienden a necesitar un mayor grado de aprobación y de éxito para sentirse
seguras.

Finalmente, en comparación con los niños, las niñas pueden sufrir más dificultades,
como la pobreza, la falta de educación, el abuso sexual infantil y otros traumas.

Un estudio demostró que más del 70 por ciento de las niñas deprimidas tuvieron un
evento difícil o estresante antes de un episodio depresivo, a diferencia de solamente
el 14 por ciento de los niños.

Es probable que los cambios biológicos y hormonales que ocurren durante la


pubertad sean las causas del fuerte aumento de los índices de depresión que se
observa entre las niñas adolescentes

TESTIMONIOS

“CUANDO estoy deprimida, no tengo ganas de hacer nada, ni siquiera las cosas
que me gustan. Lo único que quiero es dormir. Siento que nadie podría quererme,
que no sirvo para nada y que soy un estorbo” (Anna). *

“Pensé en el suicidio. No es que quisiera morirme, solo quería dejar de sentirme tan
mal. Por lo general, soy una persona cariñosa, pero cuando me deprimo, no me
importa nada ni nadie” (Julia).

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 22

Tanto Anna como Julia estaban entrando en la adolescencia cuando tuvieron su


primer episodio de depresión. Aunque es normal que haya momentos en que los
jóvenes se desanimen un poco, lo que ellas sentían les duraba semanas o meses.

Anna comenta: “Es como caer en un pozo oscuro y profundo del que no puedes
salir. Sientes que te estás volviendo loca, que ya no sabes ni quién eres”.

Lo que les pasa a Anna y a Julia es muy común. La cantidad de jóvenes a los que se
les diagnostica depresión está creciendo a un ritmo alarmante. Según la
Organización Mundial de la Salud (OMS), “la depresión es la principal causa de
enfermedad y discapacidad entre los adolescentes de ambos sexos de edades
comprendidas entre los 10 y los 19 años”.

Los síntomas de depresión pueden aparecer en cualquier etapa de la adolescencia


e incluir trastornos del sueño o del apetito y cambios de peso. También aparecen
sentimientos de angustia, desesperanza, tristeza y baja autoestima. Otras señales
son: deseos de estar solo, problemas de concentración o de memoria, ideas o
acciones suicidas y problemas médicos sin causa aparente. Al hacer su diagnóstico,
los profesionales de la salud se fijan en que varios de estos síntomas se den a la
vez, se prolonguen bastante tiempo y alteren la vida normal del paciente.

POSIBLES CAUSAS

Según la OMS, “la depresión es el resultado de interacciones complejas entre


factores sociales, psicológicos y biológicos”. A continuación veremos algunos.

Factores biológicos. A veces, la depresión viene de familia, como le sucedió a


Julia. Eso indica que puede haber algún elemento genético que afecte el equilibrio
químico del cerebro. Otros factores de riesgo son las enfermedades
cardiovasculares y los cambios en los niveles hormonales. Además, abusar del
alcohol o consumir drogas durante mucho tiempo puede provocar depresión o
agravarla. *

Estrés. Aunque un poco de estrés no es malo, estar sometido siempre a una tensión
excesiva es muy dañino para el cuerpo y la mente, y puede acabar hundiendo en la
depresión a jóvenes más propensos a deprimirse. Claro está, como se ha
mencionado, aún se desconocen las causas específicas de la depresión, que
pueden abarcar varios factores.

Algunas situaciones que generan estrés a los adolescentes son la separación o el


divorcio de los padres, la muerte de un ser querido, el maltrato físico, el abuso
sexual, un accidente grave o una enfermedad.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 23

Los problemas de aprendizaje también provocan estrés, en especial si el joven se


siente rechazado por ello. A esto quizás se le sume que los padres esperen
demasiado de él, por ejemplo, en lo relacionado con logros académicos. Otras
posibles causas de estrés son el bullying, la preocupación por el futuro, el
distanciamiento emocional de un padre deprimido o que el trato de los padres sea
impredecible. Si debido a alguno de estos factores el adolescente cae en depresión,
¿qué puede ayudarlo?

CUIDA TU CUERPO Y TU MENTE


Cuando la depresión es moderada o grave, por lo general se trata con
medicamentos y atención psicológica. Y es que las enfermedades pueden afectar
cualquier órgano del cuerpo, y el cerebro no es la excepción. Además, puesto que la
salud mental y la física van de la mano, conviene adoptar un estilo de vida más
saludable.

Si sufres depresión, hay cosas que puedes hacer para cuidarte. Por ejemplo, come
sano, duerme lo suficiente y haz ejercicio con frecuencia. Al hacer ejercicio, tu
cuerpo libera sustancias que levantan el ánimo, te dan más energía y te ayudan a
dormir mejor. Por otra parte, trata de identificar en tu caso cuáles son los
desencadenantes y las primeras señales de tristeza, así podrás tener un plan de
acción. Habla con alguien de confianza.

Contar con el apoyo de familiares y amigos te ayudará a combatir la depresión y


pudiera aliviar los síntomas. Algo que ayudó a Julia fue anotar en un diario lo
que pensaba y sentía. ¿Por qué no lo intentas? Y sobre todo, atiende tus
necesidades espirituales. Verás cómo contribuye a que veas la vida con otros ojos.
Jesús dio esta garantía: “Felices son los que tienen conciencia de su necesidad
espiritual” (Mateo 5:3).

Come bien, haz ejercicio y duerme lo suficiente.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 24

CONSEJOS PARA LOS PADRES


 Tenga presente que a los adolescentes con depresión les cuesta decir cómo se
sienten o quizás no entiendan qué les está pasando. Incluso es probable que
ni siquiera sepan cuáles son los síntomas de la depresión.

 Por lo general, el adolescente manifiesta su depresión de forma diferente a los


adultos. Así que esté atento a cualquier cambio drástico en su comportamiento,
apetito, humor, patrón de sueño y trato con los demás. En especial, observe si
esos cambios le duran varias semanas seguidas.

 Tome en serio cualquier comentario o indicio que revele pensamientos suicidas.

 Si cree que su hijo tiene depresión —no solo tristeza—, piense en la posibilidad
de consultar a un médico.

 Ayude a su hijo a respetar el tratamiento que se le indique. Y si ve que no mejora


o que le produce efectos secundarios preocupantes, vuelva al médico.

 Tengan un horario estable como familia para las comidas, el ejercicio y el


descanso.

 Mantenga abierta la comunicación con su hijo y ayúdelo a no avergonzarse por


su depresión.

 Demuéstrele con frecuencia cuánto lo quiere, ya que habrá momentos en los


que se sentirá solo, avergonzado o insignificante.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 25

HAZTE TU PROPIO “BOTIQUÍN” EMOCIONAL

Si padeces depresión, una buena idea para controlar tus pensamientos y emociones
es hacerte una especie de “botiquín” emocional de primeros auxilios. Lo puedes
adaptar a tu gusto e incluir en él cosas como las de esta página.

 Una lista de personas a las que puedes llamar cuando estés deprimido.

 Canciones alegres que te levanten el ánimo.

 Frases y lecturas animadoras.

 Cosas que te hagan recordar a la gente que te quiere.

 Un diario en el que anotes reflexiones positivas y momentos que hayas disfrutado


mucho.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 26

Bajo alguna sospecha que usted o alguien cercano está


sufriendo de depresión, el siguiente cuestionario será de gran
ayuda como primer paso para identificarla.
Para ello tenga en cuenta las siguientes pautas:

 Piense acerca de lo que está sintiendo.


 Defina cuál es el síntoma más cercano a lo que usted siente.
 Conteste honestamente a cada una de las preguntas.

 ¿Esta triste o enfermo de depresión?


 ¿Se siente triste, ansioso, o tiene un sentimiento de vacío permanente?
 ¿Tiene sentimiento de culpa, no le encuentra sentido a su vida, o está
desesperado?
 ¿Tiene problemas para concentrarse, memorizar, o tomar decisiones?
 ¿Se siente muy cansado, débil o sin energía?
 ¿Tiene problemas para dormir, padece de insomnio o se da cuenta de que está
durmiendo demasiado?
 ¿Ha perdido el apetito y el interés en comer o por el contrario, encuentra que
está comiendo todo el tiempo?
 ¿Se siente irritado o desesperado?
 ¿Tiene dolores y sufrimientos que no se alivian por más que lo ha intentado?
 ¿Ha perdido interés en actividades que antes disfrutaba, incluyendo el sexo?
 ¿Tiene sentimientos de culpa, desespero, abandono, pesimismo o
desesperanza?
 ¿Tiene pensamientos suicidas o de muerte?

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 27

SITUACIÓN DE LA DEPRESIÓN EN PARAGUAY

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), Paraguay es uno de los países


de la región con mayor porcentaje de habitantes con depresión y desordenes de
ansiedad.

Un nuevo estudio de la OMS revela que Paraguay se encuentra en los primeros


lugares entre los países de la región con el mayor porcentaje de habitantes con
depresión, así como también con desórdenes de ansiedad.
Según el informe, el número de personas que sufren depresión aumentó 18 % entre
2005 y 2015, del mismo modo en que aumentó la tendencia de sufrir desórdenes
mentales, sobre todo en países de bajos y medianos ingresos.

Los casos en Paraguay


En Sudamérica, Brasil encabeza lista de países con un 6,8 % de su población con
depresión. Lo sigue Cuba con 6,5 % y en la tercera posición ya aparece Paraguay,
con 6,2 %. Luego se encuentran Chile y Uruguay con 6 %, Perú con 5,8 % y
Argentina, Colombia, Costa Rica 5,7 %, República Dominicana con 5,6 % en las
primeras posiciones.
Más atrás se ubican Ecuador, Bolivia, El Salvador y Panamá con 5 %, México,
Nicaragua, Venezuela, Honduras y Guatemala con 4%.
La depresión es la enfermedad que más contribuye a la discapacidad en el mundo
(un 7,5 %) y además se constituye en la primera causa entre las muertes por
suicidio, estimadas en 800 mil al año en todo el mundo.

La Ansiedad
La situación de Paraguay es aún peor con respecto a los desórdenes de ansiedad.
Con un 7,6 %, nuestro país se ubica solo por detrás de Brasil, que encabeza la lista
con el 9,3 % de su población. A Paraguay le siguen Chile, con 6,5 %; Uruguay, con
6,4 %; Argentina, con 6,3 %; Cuba, con 6,1 %; y Colombia, con 5,8 %.
A nivel mundial, se estima que sufren depresión un total de 322 millones de
personas, mientras que 264 millones padecen trastornos de ansiedad.

Depresión y suicidios, caras de una realidad

Los suicidios aumentaron de forma alarmante, a tal punto que hubo 85 casos en lo
que va del año (al 9 de marzo), constituyéndose en la tercera causa de muerte del
2017. La depresión es el mal más frecuente que lleva a este final perfectamente
evitable.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 28

El Día Mundial de la Salud se celebró el pasado 7 de abril y el lema de este año fue:
“Hablemos de la depresión”. Esta enfermedad mental, la más frecuente en las salas
de consulta de psicólogos y psiquiatras en el Paraguay, es una realidad que afecta a
muchas personas día a día, mes a mes o año a año. Muchas veces, sufrir de
depresión tiene un final triste: la muerte.

Un final que puede ser perfectamente evitable si se trata el mal de raíz, de fondo,
conociendo sobre la enfermedad y dejando de lado los prejuicios que giran en torno
a ella.

El Dr. Martín Moreno, psiquiatra de la Dirección de Salud Mental del Ministerio de


Salud, contó que, según un artículo científico, el suicidio es la segunda causa de
muerte en jóvenes de 15 a 29 años y la cuarta causa de fallecimientos sin
discriminación de edad. La Policía sitúa el suicidio como tercera causa de muerte en
2017 porque hasta el 9 de marzo hubo 85 de ellos a nivel país.

Más de 800.000 personas se suicidan cada año, según la OMS. El 75% se registra
en países de nivel medio o bajo en cuanto a ingresos. La mortalidad a raíz de este
mal supera en el mundo a los homicidios y a las muertes por la guerra.

Informar sobre el suicidio es una tarea delicada. Muchos medios lo toman con
sensacionalismo cuando en realidad la base de la drástica decisión es,
principalmente, la depresión. Moreno contó que el año pasado hubo cinco suicidios
en San Ignacio, Misiones, y que debió ir a verificar las causas que llevaron a esas
muertes.

Cuando una persona sufre de depresión se evalúa su riesgo de vida, su voluntad y


capacidad de decisión, el consumo de sustancias y cuáles son los trastornos que el
paciente podría padecer. Una vez conocidos estos factores, los médicos deciden si
queda o no internado en el Hospital de Clínicas o en el Hospital Neuropsiquiátrico de
Asunción.

El consumo de ansiolíticos

El Dr. Moreno no lo pudo haber expuesto de mejor manera: el consumo de


ansiolíticos aumenta porque existe una franja de población adicta a ellos. Además,
no solo los psiquiatras los recetan. “Hay que trabajar psicoterapia (tratamiento que
tiene como objetivo el cambio de pensamientos, sentimientos y conductas), las
habilidades sociales. Eso no nos da un fármaco, no mejora la calidad de vida. (Los
médicos) dan el fármaco pero no dan las indicaciones”, opinó el Dr. Moreno.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 29

La pregunta que siempre se hace uno es ¿qué conduce a la depresión? Esta


enfermedad no discrimina entre ricos y pobres, entre educados y analfabetos.
Moreno citó varios factores, como los biológicos y los de personalidad: no poder
cumplir con las exigencias que impone la sociedad, no asumir la propia sexualidad,
no poder asumir un rol profesional, la explosión de información que le surge a cada
uno y hasta el consumismo, o la imposibilidad de tener acceso a productos lujosos
por limitaciones económicas. Detrás de todos esos factores puede haber narcisismo,
histeria o trastornos de la personalidad.

La depresión afecta la vida misma

El Ministerio de Salud, citando un informe de la Organización Mundial de la Salud,


dice que la depresión provoca angustia mental y afecta a la capacidad de las
personas para llevar a cabo incluso las tareas cotidianas más simples, lo que tiene
en ocasiones efectos nefastos sobre las relaciones con la familia y los amigos y
sobre la capacidad de ganarse la vida.

Como se mencionó con antelación, la depresión puede prevenirse. No ayuda que la


enfermedad esté estigmatizada. El Dr. Martín Moreno informó que la depresión es la
primera enfermedad mental que lleva a los suicidios. La intención del Ministerio de
Salud este año es hacer que la gente vaya a los sitios de consulta habilitados y no
estigmaticen a la enfermedad y los que la padecen.

Los síntomas

La depresión es una enfermedad que se caracteriza por una tristeza persistente y


por la pérdida de interés en las actividades con las que normalmente se disfruta, así
como por la incapacidad para llevar a cabo las actividades cotidianas, durante al
menos dos semanas.

Además, las personas con depresión suelen presentar varios de los siguientes
síntomas: pérdida de energía, cambios en el apetito, necesidad de dormir más o
menos de lo normal, ansiedad, disminución de la concentración, indecisión,
inquietud, sentimiento de inutilidad, culpabilidad o desesperanza y pensamientos de
autolesión o suicidio.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 30

¿Cómo evitar los suicidios?

La OMS recomienda una serie de factores como la restricción de los accesos a los
medios que se usan para cometer suicidio (plaguicidas, ahorcamiento, armas de
fuego), aplicación de políticas sobre el consumo de alcohol, más responsabilidad de
los medios de comunicación, el seguimiento y el apoyo de la sociedad, la
capacitación del personal médico y la identificación temprana de los síntomas.

Aumentan consultas por salud mental

En 2016 hubo 13% más de consultas por salud mental en consultorios del Ministerio
de Salud. Esto, por una parte, es bueno por la conciencia que genera en la
población el tratamiento de estas enfermedades. Hasta el 20 de diciembre pasado,
hubo 4.690 personas atendidas, 40.000 recetas y 4.070.112 medicamentos
entregados en el MSP. El 35% de todas esas atenciones fueron por depresión.

¿A dónde ir?

Para recibir ayuda, aparte de la Dirección de Salud Mental (teléfono 021-214-936),


existen servicios de atención de salud mental en Trinidad, barrio Obrero, el Hospital
Neuropsiquiátrico, el Centro de Salud número 7, el Hospital de Lambaré, Calle’í,
Capiatá (área metropolitana) y Caacupé, Altos, Encarnación, San Juan Misiones,
Concepción, Ciudad del Este y Caazapá, donde existe al menos una atención
semanal.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 31

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 32

SERVICIOS DE ATENCIÓN A LA SALUD MENTAL EN PARAGUAY

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 33

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 34

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 35

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 36

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 37

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 38

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 39

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 40

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 41

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 42

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 43

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 44

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 45

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 46

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 47

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 48

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 49

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 50

LAS PROFESIONES QUE MÁS AFECTA LA DEPRESIÓN

1. Cuidadores: Son aquellos familiares que se encargan de cuidar personas


diagnosticadas con enfermedades mentales sobretodo esquizofrenia y Alzheimer.
Estos parientes se dedican más de 8 horas, durante el día y no sacan tiempo para
satisfacer sus necesidades laborales, profesionales, educativas, sociales, familiares
y de pareja.

2. Enfermeras: Sobretodo quienes se encargan de cuidar niños y adultos mayores.


Tienen cargas laborales y horarios extendidos.

3. Profesionales de la salud: Incluye médicos, terapeutas, trabajadores sociales y


otras carreras en el ámbito de la salud. Pueden sufrir depresión por tener largas y
agotadoras jornadas de trabajo, con la responsabilidad de tener la vida de otras
personas a su cargo.

4. Artistas/escritores/diseñadores gráficos: las personas más creativas son más


propensas a presentar depresión. La incertidumbre de los pagos, los horarios y el
aislamiento son factores de riesgo.

5. Profesores: A causa de las largas horas que tienen que dedicar a su profesión,
atender las demandas de los estudiantes, padres de familia y del ente educativo.

REPERCUSIÓN SOCIAL DE LA DEPRESIÓN


Es difícil describir lo que una persona con depresión puede estar sintiendo o
pensando, ya que esta enfermedad está constantemente robando algo de sus vidas,
roba tiempo, pensamientos y autoestima. Pero incluso antes de eso, puede alejar a
los amigos cercanos, familiares e incluso de compañeros de trabajo o de estudios.
La actitud de una persona con esta enfermedad es cerrada y tiende a ser negativo
en todos los aspectos y no permite que se les brinde ayuda.
Los amigos quizás hagan preguntas porque notaran una diferencia en el
comportamiento, normalmente la persona depresiva responde con evasivas, algunos
amigos no se dan por vencidos y quedan para servir de apoyo, otros se alejan poco
a poco. Con los familiares es la misma situación, a diferencia de que la convivencia
se ve notablemente afectada, se pasan días de incomodidad sin notar una salida, ya
que en la mayoría de las ocasiones no saben cómo ayudar.
Esta enfermedad puede afectar gravemente el desempeño laboral y académico de la
persona que lo padece, debido a que su mente se auto menosprecia y las labores
cotidianas se sienten abrumadoras, no se descansa debidamente ya que se afecta
el sueño y eso ayuda a que el individuo este el mayor tiempo irritable.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 51

¿CÓMO INCIDEN LAS TECNOLOGÍAS EN LA DEPRESIÓN?


La baja autoestima es un síntoma muy fuerte de la depresión, por lo que las
tecnologías inciden directamente en la persona que lo padece, solo entrar en las
redes sociales o mirar una propaganda en la televisión puede hacer que la persona
se compare automáticamente y sentirse peor ya que no se siente a gusto con ella
misma.
Ver una mujer o un hombre con un cuerpo escultural en una publicidad que muchas
veces la mayoría de las personas no tienen puede afectar emocionalmente a un
depresivo, puede sentirse insatisfecho, irritable e incluso muy frustrado.

LA DEPRESIÓN UN MAL DE NUESTRO TIEMPO


La depresión es uno de los más comunes y más serios problemas de la salud mental
que enfrenta la gente hoy en día. Millones de personas en el mundo sobreviven en
medio de la depresión. En esta sociedad, desde pequeños recibimos muchas
instrucciones equivocadas. Nos dicen que debemos consumir todo lo que se pueda
conseguir, pero esto para una persona de pocos recursos se convierte en una
completa tortura mental; nos dicen que debemos ser como estrellas, aunque
nosotros en general no encajamos en los parámetros estéticos del estrellato. Así, la
sociedad nos inculca desde la infancia una meta inalcanzable para todos y lejos de
la realidad de la vida.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indicó que la depresión se convertirá en


el año 2020 en la segunda causa de incapacidad en el mundo, detrás de las
enfermedades isquémicas (infartos, insuficiencia coronaria, accidente cerebro
vascular) mientras que en el año 2000 ocupaba el cuarto lugar. De ahí que desde los
distintos estamentos sanitarios se esté potenciando la investigación para intentar
atajar este trastorno mental, cuyo índice de prevalencia, lejos de disminuir, amenaza
con incrementarse a medida que transcurra el siglo XXI.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó recientemente un informe en el


que comunica que la depresión es la enfermedad que más se está expandiendo en
este mundo representando una fuerte amenaza para toda la humanidad.

De cada 10 personas, una habrá de sufrir depresión en el curso de su vida. En el


caso de los jóvenes 1 de cada 5. De la población en general, solamente 1 de cada 5
enfermos deprimidos recibe tratamiento médico. Solo 1 de cada 50 es hospitalizado
y 1 de cada 200 se suicida, por no tener información y tratamiento adecuado.
Cálculos también aproximados, permiten sostener que el 50 % de las personas que
se quitan voluntariamente la vida sufrían de depresión. Se trata, por lo tanto, de un
padecimiento con una tasa de mortalidad elevada. En todo caso, lo realmente
importante es que el sufrimiento de los enfermos es inconmensurable. No lo
podemos imaginar, a menos que lo hayamos padecido.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 52

ESTADÍSTICAS

Población mundial con depresión

Sin depresión
Con depresión

Actualmente la población mundial asciende aproximadamente a 7.300.000.000 de


habitantes de los cuales según la Organización Mundial de la Salud 350.000.000
sufren de depresión, significa que al 4,8% de la población afecta esta enfermedad.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 53

Depresión en América Latina

Brasil

Cuba

Paraguay

Chile

Uruguay

Perú

Argentina

Colombia

Costa Rica

Rca. Dominicana

Ecuador

Bolivia

El Salvador

Panamá

Mexico

Nicaragua

Venezuela

Honduras

Guatemala

Según la Organización Mundial de la Salud Brasil encabeza lista de países con un


6,8 % de su población con depresión. Lo sigue Cuba con 6,5 % y en la tercera
posición ya aparece Paraguay, con 6,2 %. Luego se encuentran Chile y Uruguay con
6 %, Perú con 5,8 % y Argentina, Colombia, Costa Rica 5,7 %, República
Dominicana con 5,6 % en las primeras posiciones. Más atrás se ubican Ecuador,
Bolivia, El Salvador y Panamá con 5 %, México, Nicaragua, Venezuela, Honduras y
Guatemala con 4%.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 54

CONCLUSIÓN
Al concluir el trabajo hemos reflexionado sobre varios puntos que nos pareció fueron
más resaltantes. Por ejemplo, que de acuerdo con la información de la Organización
Mundial de la Salud (OMS) el aumento de los casos de depresión a nivel mundial,
obedece a los cambios que se dan en la vida diaria de las personas, las exigencias
de competitividad, la imagen que se pide de las personas y la selectividad, provoca
sentimientos de fracaso e inutilidad, los cuales son el material principal de esta
depresión exógena, porque los casos de depresión usuales han sido de un
porcentaje mucho menor.

Algunos de estos azotes son: los ideales culturales, “el hombre es el proveedor”,
entonces no consigue trabajo, porque el desempleo crece cada vez más, hay más
oferta que demanda y esto favorece la selectividad, por lo que también se da una
lucha por buscar un estatus social ideal, esto da como resultado personas que viven
holgadamente, otras apenas cubriendo sus necesidades básicas, y otro grupo no tan
afortunado viven en pobreza extrema.

“La mujer delgada es la más hermosa” entonces las mujeres en un afán por
conseguir ese ideal, son empujadas a enfermedades tan graves como la anorexia y
bulimia. Otros ideales culturales: “la mujer debe ser madre”, “debe casarse antes de
los treinta”, al no conquistar estas metas, muchas mujeres se sientes fracasadas en
la vida. En las relaciones afectivas, se ha incrementado la violencia, abuso sexual, el
divorcio, estos son factores importantes que influyen directamente en una persona
para deprimirse.

Muchas veces la depresión es causa de un mal manejo “del duelo”, porque en los
tiempos que vivimos para todo se exige puntualidad, competitividad, y si te enfermas
puedes perder tu empleo, lo más sencillo es tomar una pastilla que te haga sentir
mejor, pero no permites que tu cuerpo sane como él sabe hacerlo. Según Alexander
Lower, la tristeza es una emoción beneficiosa para el cuerpo, y que en la depresión
no hay emociones, por decirlo así: El cuerpo se divorcia de las emociones, eso se
traduce en que la persona no siente nada, ha perdido la esperanza de recibir placer,
y la expectación del dolor ya no le importa. Dice él que el primer paso para empezar
la curación es sentir la tristeza.

Lo más importante que alguien puede hacer por la persona deprimida es ayudarle a
que reciba el diagnóstico y tratamiento adecuados. Invitar a la persona deprimida a
caminar, pasear, ir al cine y a otras actividades. Persistir con delicadeza si la
invitación es rechazada. La persona deprimida necesita diversión y compañía, pero
demasiadas exigencias pueden aumentar sus sentimientos de fracaso.

Por eso es importante no acusar a la persona deprimida de simular enfermedad o


ser perezosa(o), ni esperar que salga de esa situación de un día para el otro. Con
tratamiento, la mayoría de las personas mejoran. Tengamos presente que continuar
repitiéndole a la persona deprimida que con tiempo y ayuda va a sentirse mejor es el
mejor camino, ya que la esta enfermedad es silenciosamente peligrosa pero con
paciencia se cura.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017


P á g i n a | 55

BIBLIOGRAFÍA

https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/003213.htm

https://medlineplus.gov/spanish/depression.html

http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs369/es/

https://www.nimh.nih.gov/health/publications/espanol/depresion/index.shtml

http://www.mentalhealthamerica.net/conditions/%C2%BFqu%C3%A9-es-la-
depresi%C3%B3n

http://www.nicolasmorenopsicologo.com/psicologos-granada/10-claves-para-
superar-la-depresion/

http://www.webconsultas.com/mente-y-emociones/familia-y-pareja/depresion-infantil-
12305

https://www.healthychildren.org/spanish/health-issues/conditions/emotional-
problems/paginas/childhood-depression-what-parents-can-do-to-help.aspx

http://maternidadfacil.com/depresion-infantil/

https://www.jw.org/es/publicaciones/revistas/despertad-2017-numero1-
febrero/depresion-adolescente-ayuda/

http://noticias.universia.es/actualidad/noticia/2014/11/07/1114669/10-claves-
identificar-depresion-adolescentes.html

http://www.temasparamujeres.com/depresion-en-la-mujer-sintomas-causas-factores-
de-riesgo-y-tratamiento/

http://www.paraguay.com/nacionales/depresivos-y-con-ansiedad-159143

http://www.abc.com.py/especiales/fin-de-semana/tarjeta-roja-a-los-suicidios-
1572585.html

Folleto del ministerio de salud pública y bienestar social - Dirección general de


programas de salud dirección de salud mental - Directorio de servicios de atención a
la salud mental en la red integrada de servicios de salud páginas 30 al 90.

“La Depresión” 3º Curso Turno: Tarde Ciencias Sociales Promoción: 2017