You are on page 1of 4

El Sustrato para las Orquídeas

 Ecoterrazas.com  marzo 21, 2019  Ecoterrazas, Orquídeas  41 Vistas

El sustrato para las orquídeas difiere según sea el hábitat de la planta, si es una epifita o una terrestre. En
la naturaleza el sustrato, como podría ser la corteza de un árbol, generalmente no les aporta sustancias
alimenticias como pudiesen ser los humatos, estas sustancias se encuentran en los sitios donde la corteza
suele tener roturas, grietas, en los sitios donde hay ramificaciones, ramas horizontales y otros sitios donde

se puede recoger un poco de hojas, agua, musgos, restos de ramas, etc. los cuales se degradan con ayuda
de los microorganismos del ambiente y forman sustancias asimilables para las orquídeas. Por ello es muy
común encontrarnos en la naturaleza a las orquídeas junto a las ramificaciones y en troncos o ramas

horizontales y otros sitios donde sus raíces obtienen la materia para sustentarse y crecer.

También se ven muchos líquenes en los sitios donde se fijan las orquídeas, como los líquenes son producto
de una simbiosis entre algas y hongos filamentosos, estos son capaces de degradar la materia vegetal y
transformarla en alimento para las orquídeas, es una forma que tienen los líquenes de hacer suelo, esto es,
mineralizan la materia orgánica.

Tradicionalmente los cultivadores de orquídeas han mezclado toda clase de sustratos para sembrar en ellos
a nuestras amadas y bellas plantas. Trozos de corteza mezclados con hojas secas, musgo y otros
materiales han sido usados para crear el sustrato para las orquídeas, estas mezclas suelen tener sus
inconvenientes, almacenan mucha humedad en el fondo de los recipientes donde se encuentran las plantas
sembradas y esta humedad es mortal para estas plantas que están acostumbradas a tener las raíces

húmedas por unas horas al día y soportar sequías prolongadas, de hecho, si permitimos que esta humedad
se quede en el sustrato, las raíces de la planta morirán por podredumbre y la orquídea comenzará a padecer
por falta de raíces, por posible podredumbre del rizoma y de los pseudobulbos y con ello la muerte de la
planta.

Parte de estos problemas se pueden eliminar utilizando recipientes que están bien aireados por todos sitios,
hay un utensilio de cocina bueno barato que nos podría hacer un buen apaño para evitar la humedad

excesiva del sustrato del fondo, hablamos de los coladores de pasta, al tener perforaciones en todos sitios,

el aire penetra y seca el sustrato, de esta forma las raíces de las orquídeas suelen estar en buenas
condiciones. Por otro lado, los materiales que actualmente se utilizan principalmente son corteza de pino

troceada de diferentes granulometrías, perlita, cascara de almendra, trozos de piña de pino, fibra de
coco, arlita, trozos de raíces de helecho gigante, este último aporta muchas sustancias a la planta. Estos

sustratos le dan a las plantas la humedad necesaria para su buen mantenimiento, sin embargo, es
importante vigilar que la corteza no se degrade, ya que al degradarse, incrementa la humedad y puede llegar

a dañar las raíces, en el caso que pase esto, hay que sustituir el sustrato por uno nuevo, cuidando de no

romper las raíces de la planta. La forma de ver que el sustrato está ya degradado es el presionarlo con tres
dedos e intentar machacarlo, si esté se destruye con relativamente poco esfuerzo, implica que el sustrato

está ya degradado.


Yo personalmente, prefiero usar carbón vegetal poco triturado, de unos 1 cm a 3 -4 cm, dependiendo del
tamaño de planta, este sustrato asegura que las sustancias minerales que le agregamos en el abono se

queden en el sustrato, ya que el carbón tiene muchos poros y esto ayuda a almacenar las sustancias

nutritivas para la planta. El carbón mantiene una humedad correcta para las orquídeas, se degrada poco y
como resultado crecen muy bien las plantas en este sustrato. Para los Cymbidium, yo recomiendo usar

perlita sola, los resultados son espectaculares. Es importante tener en cuenta que los sustratos deben están
libres de hongos y bacterias malas, por lo que lo mejor es usar sustratos con procedencia conocida, ya sean

comprados o recolectados de sitios que sepamos que están limpios y que la corteza es recién obtenida de
los árboles.


Hay quienes prefieren montar las orquídeas en un pedazo de tronco de árbol con corteza, esta forma es

muy tradicional y da buenos resultados, lo único que hay que tener en cuenta es que hay que mantener

una humedad alta para evitar que se sequen o poner aspersores de agua para mantener húmedo el medio,

ya que en los troncos las plantas si no se riegan con frecuencia se suelen deshidratar. También podremos
usar placas de helecho gigante, en las que las plantas se adaptan con mucha facilidad, el único problema es

que no es fácil conseguirlo en España ya que es un helecho tropical muy grande. En su lugar, también

podríamos usar placas hechas de fibra de coco.