You are on page 1of 5

y sitios ceremoniales distribuidos en ocho de las de lugares de nuestra geografía, en las leyendas

actuales regiones del país. Unos 1.800 kilómetros que se cuentan en los campos al calor del fogón
de territorio, desde el valle de Lluta en el extremo e, inadvertidamente, en decenas de palabras
norte del país hasta casi las puertas de Rancagua en que forman parte del vocabulario corriente del
Chile central. De allí al sur, los avances cuzqueños chileno de hoy. Esta impronta debiera recordarnos
tomaron la forma de expediciones, contactos que alguna vez casi la mitad de nuestro país
esporádicos y conquistas fallidas, quizás porque la perteneció al más poderoso imperio de su tiempo
organización de sus habitantes no se acomodaba y estuvo ocupada por gente que acompañaba
al sistema de dominación inkaica, porque no a los conquistadores cuzqueños venida de los
había el tipo de recursos mineros que interesaba más diversos lugares de los Andes. Una matizada
al Tawantinsuyu o, simplemente, debido a que la amalgama étnica que, de una u otra manera, corre
tenaz resistencia ofrecida por los habitantes de por las venas de cada habitante de Chile.
esas tierras generaba costos en vidas y recursos
materiales que superaban ampliamente los La exposición que da nombre a este catálogo
beneficios. busca dar a conocer a los visitantes del Museo los
principales logros de los inkas en el Norte Grande, el
El famoso Qhapaq Ñan o sistema vial inkaico, Norte Chico y la Zona Central, pero, a la vez, hacer
la religión y el quechua o runa simi fueron entender que la construcción de Chile como país fue
los elementos integradores de este formidable y seguirá siendo obra de todos aquellos que llegaron,
programa conquistador. El recuerdo de los unos antes y otros después, para quedarse en esta
inkas resuena todavía en cientos de nombres larga y angosta faja de tierra.

Museo Chileno de A rte Precolombino

11

INKA 14.indd 11 17/10/09 15:49:28