You are on page 1of 5

PRINCIPIOS DEL CONTROL PRESUPUESTARIO

Principios de previsión
De predictibilidad.- es posible predecir algo que ha de suceder o que queremos que suceda.
De determinación cuantitativa.- debemos Determinar en pesos y centavos cada uno de los
planes de la empresa para el período presupuestal.
De objetivo.- se puede prever algo siempre y cuando se trate de lograr un objetivo.
Principios de planeación
De precisión.- los presupuestos son planes de acción y como tales deben expresarse en forma
precisa y concreta.
De costeabilidad.- el beneficio de instalación del sistema de control presupuestal ha de superar
el costo mismo de instalación y funcionamiento del sistema.
De flexibilidad.- todo plan debe dejar margen para los cambios que surjan en razón de la parte
totalmente imprevisible y de las circunstancias que hayan variado después de la previsión.
De unidad.- debe existir un solo presupuesto para cada función y todos los que se aplican a la
empresa deben estar debidamente coordinados.
De confianza.- el decidido apoyo y fe en todos los principios y en la eficiencia del control
presupuestal por parte de todo el grupo directivo de la empresa es factor importantísimo para
su buena marcha.
De participación.- es esencial que en la planeación y control de los negocios intervengan desde
el primero hasta el último de los empleados con el objeto de que se tenga el beneficio que se
deriva de la experiencia de cada uno de ellos en su área de operación.
De oportunidad.- los planes deben estar concluidos antes de que se inicie el periodo
presupuestal para tener tiempo de tomar las medidas conducentes a los fines establecidos.
De contabilidad por áreas de responsabilidad.- la contabilidad debe modificarse en tal forma
que además de cumplir los postulados de la contabilidad general, sirve para los fines de control
presupuestal.
Principios de organización
Del orden.- la planeación y control presupuestal de los negocios deben descansar en una sana
organización, esta organización debe estar claramente trazada en los organigramas preparados
por los jefes de departamento; las líneas de autoridad y responsabilidad deben ser tan precisas
que no quede duda a nadie sobre el área en que actúa.
De la comunicación.- la comunicación debe ser oportuna y concisa y siempre que sea posible,
debe ser escrita para evitar que la información se tergiverse.
Principios de dirección
De la autoridad.- este principio dispone que la delegación de autoridad no sea jamás tan
absoluta como para eximir totalmente al funcionario de la responsabilidad final que le cabe de
las actividades bajo su jurisdicción.
De la coordinación.- el interés general debe prevalecer sobre el interés particular; el control
presupuestal actúa como coordinador de todos los intereses al establecer un programa
balanceado que lleve a la empresa a su objetivo central.
Principios de control
De reconocimiento.- debe reconocerse al individuo por sus éxitos y reprenderlo o aconsejarlo
por sus faltas y omisiones.
De las excepciones.- los ejecutivos deben dedicar su tiempo a los problemas excepcionales sin
preocuparse por los asuntos que marchan de acuerdo con los planes.
De las normas.- el establecimiento de normas claras y precisas en una empresa puede
contribuir en forma apreciable a las utilidades y producir además otros beneficios.
De la conciencia de costos.- si un ejecutivo tiene conciencia de costos, sus subordinados
tenderán a seguir su ejemplo; comprender los costos y su influencia en la utilidad, precio de
venta y posición de la empresa en relación con la competencia, es esencial para el éxito de los
negocios.

Los 3 principios presupuestarios más importantes

La elaboración de un presupuesto no tiene nada de sencillo y, pese a que muchos son conscientes de la
complejidad de la tarea, pocos saben que las normas que la rigen, los principios presupuestarios, tienen
sus raíces en la Grecia clásica. La democracia y sus normas sirvieron de inspiración a la determinación
de ciertos criterios que guían la confección de un presupuesto. ¿Sabes cuáles son?
Los principios presupuestarios buscan racionalizar y aumentar la transparencia del proceso, y
facilitar su ejecución. Este conjunto de criterios aplicables a la elaboración de un presupuesto puede
dividirse en tres grupos:

1. Principios políticos.
2. Principios contables.
3. Principios económicos.

Para que el presupuesto funcione, este sistema de tres debe tenerse en cuenta sin excluir ni tratar de
obviar ninguna de sus partes. El no tener en cuenta un grupo de principios presupuestarios provocaría
una pérdida de equilibrio que no tardaría en repercutir en los resultados de la acción que se inició con la
confección del presupuesto.
Por una parte, los principios políticos, son los que aseguran que es posible ejercer el control, al actuar
sobre la transparencia. Entre ellos se encuentran:

 Universalidad
 Competencia
 Publicidad
 Especialidad
 Unidad presupuestaria
 Anualidad

Para muchos, se trata del grupo más importante, por su relevancia para la sociedad. No es casualidad que
algunos de ellos formen parte de la Constitución Española, como es el caso del Principio de
universalidad del presupuesto, que se recoge en su artículo 134, así como en la sección II de la
exposición de motivos de la Ley General Presupuestaria.
Los principios contables facilitan la ejecución de lo dispuesto en los principios precedentes. Si los
políticos disponen, los contables disponen y hacen posible su aplicación práctica. Los criterios que
permiten que la contabilidad sea fiable, que se pueda ejercer un control sobre la información y que ésta
sea homogénea son:

 Unidad de Caja
 Ejercicio cerrado
 Presupuesto bruto
 Especificación

En concreto, La Ley General de Presupuestos, en la sección V de la exposición de motivos establece "El


capítulo I, relativo a las normas generales, comienza definiendo al Tesoro Público (...) atribuyéndole
como funciones principales, entre otras, la de la recaudación de los derechos y el pago de las
obligaciones del Estado y la de servir al principio de unidad de caja.". Y sigue: "incluido en el capítulo
I, bajo el epígrafe "Normas generales", hay que añadir el hecho de la realización de una expresa
enumeración de los principios contables públicos."
Por último, los principios económicos se encargan de garantizar la eficiencia. Para ello actúan sobre la
racionalidad tratando de conseguir que el gasto sea equilibrado. Son los siguientes:

 Equilibrio presupuestario
 Neutralidad impositiva
 Autoliquidación de la deuda
 Limitación del gasto

Los principios presupuestarios resultan imprescindibles para que salgan las cuentas. La salud
financiera de las organizaciones requiere de normas sobre las que trabajar, para hacerlo con calidad y
eficiencia y, sobre todo, garantizando una ejecución alineada con las necesidades de cumplimiento.

Principios presupuestarios El Presupuesto General de la UE deberá atenerse a los siguientes


principios: a) Principios de unidad y de veracidad presupuestaria por el que todos los
ingresos y gastos de las Comunidades, así como los de la Unión, que se hagan con cargo al
presupuesto, deben consignarse en el mismo. b) Principio de anualidad, que establece que
los créditos consignados en el presupuesto se autorizarán por un ejercicio presupuestario; la
duración del ejercicio presupuestario coincidirá con el año natural. c) Principio de
equilibrio que establece que el presupuesto deberá estar equilibrado en cuanto a ingresos y
créditos de pago. d) Principio de unidad de cuenta que fija que el establecimiento, ejecución
y rendición de cuentas del presupuesto se efectuará en euros. e) Principio de universalidad
por el que la totalidad de los ingresos cubrirá la totalidad de los créditos de pago. Sin
perjuicio de lo dispuesto en el artículo 20 del Reglamento financiero, los ingresos y los
gastos se consignarán sin compensación entre sí. f) Principio de especialidad por el que los
créditos se especializarán por títulos y capítulos. Los capítulos estarán subdivididos en
artículos y partidas. g) Principio de buena gestión financiera que se define con respecto a
los principios de economía, eficiencia y eficacia. h) Principio de transparencia por el que el
presupuesto o deberá elaborarse, ejecutarse y ser objeto de una rendición de cuentas con
arreglo al principio de transparencia. Las excepciones a estos principios deberán regularse
rigurosamente.
Principios presupuestarios

Principios presupuestarios

Conjunto de reglas cuya formulación de manera actualizada contribuirá a entender la dimensión que el
presupuesto tiene como mecanismo de asignación de recursos e instrumento de control para las
entidades públicas. Reflejan los criterios políticos existentes sobre el papel de las Entidades públicas,
así como de la necesidad de transparencia en la gestión de los ingresos y gastos públicos. Las
clasificaciones tradicionales de los principios que rigen los presupuestos distinguen entre principios
políticos, contables y económicos.

Principios presupuestarios de carácter político

Principio de competencia – el Poder Legislativo es al único que corresponde decidir cuales han de ser
los pagos y cobros que comporta la ejecución del presupuesto, sólo él representa el poder soberano de
la ciudadanía.

Principio de universalidad – el presupuesto ha de recoger la totalidad de los ingresos y de los gatos que
origine la actividad financiera del estado sin ningún tipo de exclusiones.

Principio de unidad presupuestaria – todas las actividades del estado deben quedar recogidas en un
único estado de ingresos y gastos.

Principio de especialidad – la autorización para gastar concedida al ejecutivo a través del presupuesto
no es una autorización genérica de gasto, sino específica y condicionada, que además presenta tres
acepciones distintas:

Especialidad cualitativa (ejecución del presupuesto exclusivamente según los objetivos fijados en el
documento presupuestario)

Especialidad cuantitativa (exactamente en las cantidades establecidas en la aprobación presupuestaria)

Especialidad temporal (periodo limitado, normalmente 1 año)

Principio de publicidad – todas las fases por las que pasa el documento presupuestario deben ser
públicas.

Principio de claridad – el documento presupuestario debe estar confeccionado en un lenguaje sencillo


para que pueda ser comprendido por la mayoría de la población.

Principio de anualidad – el presupuesto es un mandato temporalmente dado por el Legislativo al


Ejecutivo, por lo que se refiere a un periodo concreto (normalmente el año). El presupuesto es una
institución de carácter cíclico que se repite todos los años Los principios contables
Principio de presupuesto bruto – (expresión contable del principio de universalidad) las partidas
presupuestarias deben aparecer siempre por su valor bruto (sin minoraciones)

Principio de unidad de caja – (expresión contable del principio de unidad) todos los ingresos y pagos
que comporte la ejecución deben centralizarse en una tesorería única para facilitar su control.

Principio de especificación – (expresión contable del principio de especialidad) todos los ingresos y
pagos deben ser clasificados de acuerdo a criterios lógicos establecidos en función de su naturaleza
objetiva.

Principio de ejercicio cerrado – (expresión contable del principio de anualidad) las cuentas del
presupuesto se cierran con su ejercicio. Los principios económicos.

Ensamblados con los políticos y contables que se acaban de enumerar:

Limitación del gasto público – para los economistas clásicos el gasto público era un consumo
improductivo, limitaban los gastos públicos para ahorrar.

Naturalidad impositiva – la financiación de una lista reducida y selectiva de gastos públicos debe
hacerse mediante gravámenes que no discriminen a nadie ni a nada. Para los clásicos el impuesto no
debía obstaculizar el desarrollo económico, pues desconfiaban de que el estado fuera capaz de realizar
fines político sociales a través del presupuesto.

Principio de equilibrio presupuestario anual – conocida como la “regla de oro” de la hacienda clásica.
Establece que los gastos presupuestarios habían de ser financiados por ingresos públicos de carácter
ordinario, pues considerando el gasto público como consumo y no como inversión, el equilibrio
presupuestario tenía la ventaja de limitar sus cifras a lo que se pudiese recaudar mediante impuestos.

Principio de autoliquidación de la deuda – el endeudamiento excepcional del sector público solo debe
ser utilizado para financiar gastos públicos de inversión.