You are on page 1of 3

¿QUÉ ES LA ESTÉTICA?

La estética es la rama de la filosofía que tiene por objeto el estudio de la esencia y la percepción
de la belleza. Formalmente se la ha definido también como "ciencia que trata de la belleza de la
teoría fundamental y filosófica del arte". La palabra deriva de las voces griegas αἰσθητική
(aisthetikê) «sensación, percepción», de αἴσθησις (aisthesis) «sensación, sensibilidad», e -ικά
(ica) «relativo a».
La estética estudia las razones y las emociones estéticas, así como las diferentes formas del
arte. La Estética, así definida, es el dominio de la filosofía que estudia el arte y sus cualidades,
tales como la belleza, lo eminente, lo feo o la disonancia. Desde que en [[1750](en su primera
edición)y 1758 (en su segunda edición publicada)] Baumgarten usó la palabra "estética", se la
designó como: "ciencia de lo bello, misma a la que se agrega un estudio de la esencia del arte,
de las relaciones de ésta con la belleza y los demás valores". Algunos autores han pretendido
sustituirla por otra denominación: calología, que atendiendo a su etimología significa ciencia de
lo bello (kalos, «bello»).
Fuente: http://esteticaenfilosofia.blogspot.com/2009/08/empecemos-que-es-la-
estetica.html

CLASIFICACIÓN DE LA ESTÉTICA
a) Subjetivista. Analiza preferentemente la reacción del sujeto ante el objeto; las características
internas del acto estético de creación, ejecución o contemplación; la fenomenología de la
experiencia estética, etc. La teoría psicoanalítica (S. Freud, Baudouin, O. Rank) reduce el secreto
del arte a una función liberadora de ciertos deseos reprimidos. Para la teoría del placer (H. R.
Marshall, M. Porena, G. Santayana, J. M. Guyau), la belleza es lo que agrada a la mente en
calidad de valor objetivo. La tendencia expresionista (Croce, E. F. Carrit, R. G. Collingwood) ve
en la expresión el hecho estético fundamental, y, dado que el lenguaje es la forma expresiva
originaria y radical, la e. se convierte en filosofía del lenguaje. La teoría de la Einfühlung responde
en general a una tendencia subjetivista, pero algunos de sus autores (Volkelt, sobre todo) se
preocupan de subrayar el carácter objetivo de los sentimientos estéticos. El desplazamiento de
la atención hacia el sujeto responde más al afán de precisar ciertas vertientes decisivas del acto
estético que al desconocimiento de que la belleza es un atributo rigurosamente propio del objeto
denominado bello.
b) Objetivista. Concede prevalencia al estudio del objeto estético y sus diferentes planos
entitativos. La «Ciencia general del Arte» (Allgemeine Kunstwissenschaf t) entiende la
investigación rigurosa de los fenómenos estéticos como filosofía del arte y la orienta al estudio
concreto de los elementos que integran el hecho artístico y su elaboración (H. Taine, G. Semper,
K. Fiedler, A. Schmarsow, E. Grosse, B. Christiansen, G. L. Raymond, H. Wolfflin, W. Worringer,
E. d'Ors, E. Utitz, M. Dessoir). En su obra póstuma, Aesthetik (1953), N. Hartmann subraya la
necesidad de fomentar el análisis del objeto (Gegenstandsanalyse) frente a la proliferación del
análisis del acto (Aktanalyse).
Según la función que se juzga decisiva en el acto subjetivo estético, la Estética
subjetivista se subdivide en:
a) Emocional. Para K. S. Lausila lo decisivo en la experiencia e. radica en el influjo que ejerce
el objeto bello sobre la vida sentimental y humana. b) Intelectualista. La vivencia e. constituye
esencialmente un acto de intuición o representación de carácter intencional objetivo. Para
Schopenhauer, la conducta e. no es fundamentalmente cosa del sentimiento, sino del
entendimiento puro y la intuición intelectual, en cuanto aprehende la esencia pura de los seres
de modo desinteresado y contemplativo, con plena independencia de cualquier fin extraño
propuesto por la voluntad. De ahí el carácter purificador del arte.

Dada la inevitable dualidad de planos entitativos que convergen en el objeto estético, la


e. objetivista se escinde a menudo en dos modalidades: a) Contenidista (o contenutista).La
vertiente fundamental de la experiencia e. viene dada por el contenido vital del objeto estético:
las ideas encarnadas en la forma sensible expresiva. La Estética. contenidista de carácter
idealista está representada por las teorías especulativas, de orientación marcadamente
deductiva, de Hegel, Schelling, Solger, Schleiermacher, F. T. Vischer. La belleza radica en el
contenido espiritual y su expresión. E. von Hartmann y P. Moos elaboraron una e. del contenido
musical de carácter concreto idealista. La música es expresión de sentimientos espirituales y
estados de ánimo (v. II). b) Formalista. Lo eficientemente estético es el orden o configuración
formal de la apariencia sensible. El agrado característico de la experiencia e. viene producido
por la relación de armonía entre las partes de una diversidad. La belleza radica en el buen orden
de las partes y en su armonía mutua, según medida, proporción, número y ritmo, condiciones
que hacen posible una fácil, agradable y gozosa captación del objeto. Las características de tal
relación armónica fueron objeto de muy detenidos estudios por parte de los estetas antiguos y
medievales. Modernamente, Herbart y R. Zimmermann consagraron a este tema amplios
análisis. E. Hanslick defiende un formalismo extremo; la música no es, a su juicio, sino una forma
tonalmente dinámica.