You are on page 1of 5

IDIOMA CASTELLANO

No hay en el mundo entero


idioma como el Castellano
de vocablos el más sincero
¡de versos el más soberano!

El Castellano es austero
el Castellano es lozano
tiene dureza de acero
¡tiene corazón de humano!

Idioma que nace en Castilla


y con léxico triunfante
con Cervantes llega a la cumbre.

Lengua que en el mundo brilla


y sin pecar de arrogante
de otras lenguas es lumbre.

© 1986 Luis Bárcena Giménez


Poemario "Canto Peruano" 1988
Día del Idioma Castellano
NUESTRO IDIOMA ESPAÑOL Pasando por Miguel Ángel Asturias, de pueblos
indígenas arraigados

Nuestro idioma, es tan hermoso en vivencias De Neruda, la poesía da fuerza elemental de vida

Y de sus riquezas placenteras como las flores Y la ilumina Don Miguel de Cervantes, con sus
amarillas versos de armadura y rocinante

Como las rosas, los claveles y las orquídeas, con De Camilo Cela, de visión retadora, convertida,
esplendor de contundencia ofrecida y querida

Que nos enaltece y nos llena de orgullo, en Que decir de García Márquez “el Gabo”, con su
verdad, es una maravilla realismo mágico

Nuestro idioma, da gusto escribirlo y llenarlo de Donde se refleja lo macondiano de los conflictos de
aventuras un pueblo

Extendiendo la mano y del lápiz hacer poemas en Con su revoletear de mariposas amarillas, nos
literatura mostró su amor sin ser trágico

De formidable y de integración pura, como la Que con sus cien años de soledad, demostró el
armadura arraigo por su tierra y su comarca

Hacer de su frescura, transcurra al son del compás y Donde los demonios del general, lo dejaron sin
de la cultura quien le escribiera

Nuestro idioma, reconcilia y de sus escritos, sus Y de aquel patriarca sin otoño, brillara por siempre
amores apasionan
Su fantástica obra mágica, rodeada de manojos de
Escucharlo, es llenar el cuerpo de inspiración flores amarillas
poética que entonan
Llegando a nuestros días, con Octavio paz,
Hacen que el alma vuele en los laberintos que del
infinito proporciona La apasionada escritura de inteligencia sensorial

Evoluciona y lo hacemos rico y de sus De Vargas Llosa, con sus imágenes de estructura
habladurías, a todos destrona de poder

Nuestro idioma español, nace de un fermento de Mordaces de rebelión y de derrota sentimental


variedades romances
Hacen de nuestro idioma español, sea
De dialécticos románticos castellanos, se gestan sus comprendido y querido
cantares
De reconocimientos en el orbe, por siempre
Verlo hoy expandido y enriquecido, da orgullo ver agradecer
sus alcances
Y en lo más alto exponer nuestra lengua y de los
De sus versos y poesías delirantes, sin espacio para intrusos defender
los pesares
“Joreman” Jorge Enrique Mantilla

23 de abril “día del Idioma Español”


Pablo Parrellada Morales, tarraconense (1855-1944), quien escribió también bajo el seudónimo
de Melitón González.

EL IDIOMA CASTELLANO ni de topo a que topó no le llamamos ternero?


ni de colas a Colás.
Señores un servidor: Como tampoco imagino
Pedro Pérez Baticola, Mas dejemos el acento ni el diccionario me explica
cual la Academia Española, que convierte, como ves, por qué al que gorros fabrica
«limpia, fija y da esplendor». las ingles en un inglés no se le llama gorrino.
y vamos con otro cuento.
Pero yo lo hago mejor; ¿Por qué las Josefas son
y no son ganas de hablar, ¿A ustedes no les asombra por Pepitas conocidas,
pues les voy a demostrar que diciendo chico y chica, como si fueran salidas
que es preciso meter mano majo y maja, rico y rica de las tripas de un melón?
al idioma castellano no digamos hombre y hombra?
donde hay mucho que arreglar. ¿Por qué el de Cuenca no es
cuenco,
Y la frase tan oída
bodoque el que va de boda,
¿Me quieren decir por qué, del marido y la mujer
y al que los árboles poda
en tamaño y en esencia, ¿por qué no tiene que ser
no se le llama podenco?
hay esa gran diferencia el marido y la marida?
entre un buque y un buqué?
Cometa está mal escrito
El sexo a hablar nos obliga
y por eso no me peta;
¿Por el acento? Pues yo, a cada cual como digo;
¿hay en el cielo un cometa
por esa insignificancia, si es hombre, me voy contigo;
que cometa algún delito?
no concibo la distancia si es mujer, me voy contiga.
de un presidio a presidió.
Y no habrá quien no conciba
¿Por qué llamamos tortero
que llamarle firmamento
Ni de tomas a Tomás, al que elabora una torta
al cielo, es un esperpento;
de un paleto a paletó y al sastre que ternos corta
¿quién va a firmar allá arriba? modificarse el idioma. estáis pasando un ratón.

¿Y es posible que persona ¿Y vuestra vista no mira ¿Y no es tremenda gansada


alguna acepte el criterio lo mismo que yo lo miro, en los teatros que sea
de que llamen monasterio que quien descerreja un tiro denominada platea
donde no hay ninguna mona? dispara, pero no tira? lo que nunca platea nada?

De igual manera me quejo Este verbo y más de mil De la cárcel al rector


al ver que un libro es un tomo; en nuestro idioma es un barro; se le llama carcelero;
será un tomo si lo tomo tira el que tira del carro, luego a quien es director
y si no lo tomo, un dejo. no quien dispara un fusil. de una prisión, ¡por favor!
Hay que llamar prisionero.
De largo sacan largueza Si se le llama mirón
en lugar de larguedad; al que está mirando mucho, Ya basta para quedar
y de corto, cortedad, cuando ladre mucho un chucho, convencido el más profano
en vez de sacar corteza. hay que llamarle ladrón; que el idioma castellano
tiene mucho que arreglar.
Si el que bebe es bebedor, porque la sílaba –on
el sitio es el bebedero, indica aumento, y extraño Aquí se acaba la historia.
y hay que llamar comedero que a un ramo de gran tamaño Si ahora, para terminar,
a lo que hoy es comedor. no se le llame Ramón. unas palmadas me dan,
ustedes no extrañarán
Comedor será quien coma, Y, por la misma razón, que les llame palmatorias.
como es bebedor quien bebe: si los que estáis escuchando
y de esta manera debe un buen rato estáis pasando,
ELOGIO DE LA LENGUA CASTELLANA.* POEMA DE JUNA DE IBARBOUROU
¡Oh, lengua de los cantares! Las quejas de la guitarra.
¡Oh, lengua del romancero!
Te habló Teresa la mística. ¡La que amó el manco glorioso
Te habló el hombre que yo quiero. Y amó Mariano de Larra!

En ti he arrullado a mi hijo Lengua castellana mía,


E hice mis cartas de novia. Lengua de miel en el canto,
Y en ti canta el pueblo mío De viento recio en la ofensa,
El amor, la fé, el hastío De brisa suave en el llanto.
El desengaño que agobia.
La de los gritos de guerra
La lengua en que reza mi madre Más osados y más grandes.
Y en la que dije: ¡Te quiero! ¡La que es cantar en España
Una noche americana Y vidalita en los Andes!
Millonaria de luceros.
¡Lengua de toda mi raza,
La más rica, la más bella Habla de plata y cristal,
La altanera, la bizarra, Ardiente como una llama,
La que acompaña mejor Viva cual un manantial!