You are on page 1of 16
Hace 5.000 afos aparecieron las primeras ciudat CMU Lre) Lele M Toll taT uO Ae (oe Laco)| 1 Me aa ER el eulleleel. constructivo que podamos imaginar:el barro’ Ca etc Socmemers Co scr or ki caoe Curate Porritt ee recs eo ea tees cRONOLOGIA Laarcilla, regalo de los dioses 10000-9000 a.C. A inicios del Neolitco se emplea el barro como tapial (para rebozar paredes y techos) y en ladrillos crudos modelados a mano, 7500-5500 a.C. Enla zona del Eufrates medio y hasta Damasco aparecen los primeros moldes: dos tablas paralelas entre las que se pone barro para prensarl. 5500-3700 a.C. Period de El Obeid: aparecen las primeras adoberas de ‘cuatro lados, que permiten hacer ladrillos mas pequefios y més regulares, rons 3700-2900 a.C. Periodos de Uruk y Djemdet Nasr: se generaliza el empleo de ladrillos cocidos, lo que contribuye al desarrollo de las primeras ciudades. FIGURA DE FUNDACION Enos cimientos de las construcciones se colocaban piezas como esta figura de cobre, que lleva latiara de cuernos que caracteriza alos diosesy hhunde un clavo. Hacia 2120 a€. Louvre, Paris 2340-539 a.C. Durante los imperios acadio y neobabilénico se imponen los ladrillos, cuadrangulares, que nunca superan los SO cm de lado. I milenio a.C. En tiempos de la dinastia casita de Babilonia aparecen los ladrillos modeladas en relieve formando figuras. I milenio a.C. Ena primera mitad de este periodo surgen ladrillos enrelieve y esmaltados, como los de la puerta de Ishtar, en Babilonia, a creaci6n de la humanidad, el sur- gimiento de las primeras ciudadese incluso la invencién de la escritura tienenalaarcillacomo principal pro- tagonista. De ahf que este humilde ‘material se cargarade un importante simbo- lismo inspirado en la propia experiencia hu- ‘mana.Elhombre eradearcilla,ycuandomoria sevolviaaconvertirenarcilla,comorecuerda lasentencia biblica: «Te ganaras el pan con el sudorde tu frente, hasta que vuelvasalamis- matierradela cual fuiste formado, pues tierra eres yen tierra te convertiris».Por otraparte, los sumerios crefan que la realidad existia a partir del poder delapalabrahabladaoescrita yydejaba de existir cuandono se pronunciabao escribias comollas palabras se escribian sobre lastablillas de barto, era de nuevo laarcillala que otorgaba o negaba a existencia En este sentido, el barro utilizado como principal elemento constructivo tantoen las casas mas humildes como en los mas sun ‘tu00s palacios y en los mas gigantescos zi- gurats, no era sélo algo puramente material