You are on page 1of 11

Divas12

(Autor: Matías Díaz Huirimilla)

(Una habitación amoblada con una cama de una plaza, cajas que sirven de closet y

un velador viejo. Además, en las paredes se aprecian colgados posters de cantantes

pop y actores y actrices famosas. De fondo, suena la canción Rebelde de RBD. El

personaje realiza la coreografía tal como en el DVD Tour Generación RBD de 2005,

específicamente, siguiendo los movimientos de Dulce María. Luego de finalizado el

primer coro, el volumen de la música disminuye para dar paso al monólogo)

ÁNGEL: (Con fingido acento mexicano hablando a un público multitudinario)

¡Buenas noches, chavos! ¡Buenas noches, Chile! Orale, estamos muy felices de estar

aquí, de verdad que llegar al Festival de Viña siempre había sido un sueño para

nosotros, muchas gracias por todo su cariño. A ver si se saben esta... (Canta) ¡Yo digo

R, tú dices BD, RBD, RBD, yo digo R, tú dices BD, RBD, RBD! (Grita con voz de

mamá retando) ¡Deja de saltar, hueón, y déjate de bailar así que vóh no soy ná

señorita! (Comienza a hablar con su voz natural) Así gritaba mi mami cuando

cachaba que yo estaba jugando a los conciertos, tanto que la ha sufrido conmigo la

pobre, por defenderme, por mi ahueonamiento, ayayai, una santa esa mujer, aunque

santa garabatera, eso sí, porque a chuchá limpia manejaba a sus cabros chicos. Yo

nunca vi Rebelde la novela, porque en la casa se veía el puro TVN y esa la daban en

el Mega, pero de tanto rogarle mi papi me compró el CD pirata que vendían afuera del

súper, la luca mejor gastada de la vida, desde ese día fan hasta la muerte, yo moría por

1
Obra ganadora del primer lugar en el I Concurso de Dramaturgias Invocadas del Instituto de Lingüística y
Literatura de la Universidad Austral de Chile en diciembre de 2018.
2
Referencia: Díaz Huirimilla, M. (2019). Divas. En Matamala, R.; Peña, E.; Rodríguez, C. (Compiladores),
Dramaturgias Invocadas. Diez Obras Breves de La Dramaturgia Chilena Actual. Del Aire Editores.
el grupo, tanto que llevaba el CD a la escuela para mostrárselo a mis compañeras y yo

dirigía las coreografías. En el recreo hacía castings, me acuerdo, para completar la

formación de la banda y jugar al concierto. Obviamente yo siempre fui Dulce, a mi

hermana le gustaba Anahí, pero yo la encontraba hueca, a pesar de que Sálvame era

una preciosura. Pero esa Dulce era una perra, con sus poses eróticas, su voz con gallos

y ese pelo rojo ardiente... ¡Diosa! Sin mencionar que era la que mantenía al grupo en

vivo, la que más cantaba y más bailaba, quizá por eso la conexión, porque a mí

también me tocaba mantener a mi grupo. ¡Ah! Maite, bonita niña, pero al lado de la

Anahí se veía gorda y nadie quiere ser la gorda, no voy a saber yo (Se toca

exageradamente los rollos del abdomen). Y, claro está, Christian era el menos

querido, a pesar de ser el de mejor voz. Christian muchacho, ¿Recuerdas cuando te

fotografiaron con el novio que tenías escondido y ya no pudiste seguir ocultando el

secreto? Con tu salida del closet empezó el fin de la rebeldía. Los colas traemos mala

suerte, así dicen en mi país, Christian. Pero, tranquilo, que no eres el único, tú

condenaste tu banda, yo a mi familia.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Luego, se ilumina y comienza a sonar

Loba de Shakira. Ángel realiza movimientos similares a los del videoclip y baila

hasta terminado el primer coro.)

ÁNGEL: (Aullando) ¡Auuuuuu...! (Vuelve a su voz normal) ¡La reina latina!

¿Recuerdan cuando salió ese video? ¡Dejó la pura zorra! La Shakira más sexual que

se había visto hasta ese momento y la más rubia igual. (Posando de manera sensual)

Los hombres las prefieren rubias. (Vuelve a su actitud normal) ¿Eso lo dijo Madonna

o es idea mía? Filo, da lo mismo, porque parece que así no más es la cosa po, la loca
se tiñó rubia y pal mundo. Eso es lo bacán de ella, que te deja soñar, que igual que

uno nació en este hoyo de mierda y a punta de carisma se fue a Bogotá, después pa

Miami y después cantando en Inglés la perla. Aunque nosotros la vimos en Festival de

Viña la primera vez, con así tus cañones (señala sus cejas), su buen tambembe

(señala su trasero) y eso es algo que nunca se nos va olvidar. Shaki, mi niña, ¿Es

verdad que le vendiste tu alma al diablo? ¿Te dijeron que el pelo negro era feo?

¿Grasoso? ¿Hediondo? ¿Qué hueá? ¿Cuántos abdominales tuviste que hacer por día,

niña, para ganar esa cintura? ¿O es cierto que te sacaste un par de costillitas? ¿Es

verdad lo que dicen que la vida es más fácil hablando puro Inglés? ¿Se terminan los

problemas cuando uno deja de hablar Español? ¿Se terminan los problemas cuando

uno deja de ser flaite, ah? ¿Se terminan los problemas cuando uno deja de ser cola?

(El espacio se oscurece por unos segundos. Se escuchan sonidos de la jungla: rugidos

de leones, graznidos de pájaros, etc. Luego, se enciende la luz y comienza a sonar

I’m A Slave For You de Britney Spears. Ángel baila la canción hasta finalizado el

primer coro, imitando la presentación de los VMAs 2001. Es importante que utilice

una bufanda o pañoleta amarilla que simbolice la serpiente utilizada por la artista en

la ocasión. Una vez finalizado el baile, el personaje sigue hablando.)

ÁNGEL: Mi mami lloraba. Calladita la pillé mirando detrás de la puerta. Le goteaban

los ojitos. ¿Tan mal bailaré?, dije yo. No me dijo nada y me empezó a dar con el

cinturón de mi papi. Enderézate, Ángel, me gritaba, compórtate como un hombre,

¿No ves que los vecinos hablan? Vai a salir a jugar a la pelota, ¿Me escuchaste? Y me

seguía dando. ¡¿Cómo se te ocurre estar bailando?! ¿No ves que eso es cosa de

mujeres? Y agradece que no te pilló tu papá porque ese es capaz de matarte. Y yo ahí
me quedé, tirado, con el culo ardiendo y con el alma ardiendo también... Así debe

haberse sentido Britney, me la imagino chiquitita, de diecisiete años, cuando uno cree

que se las sabe todas pero le falta tanto, con todo el mundo hablando de ella, sin poder

salir a la calle sin que le gritaran algo, criticada porque le decían que no podía cantar,

drogada a más no poder para no sentir la soledad de la fama o el cansancio de las

interminables giras, todo el mundo haciendo plata con el mito de su virginidad, Justin

Timberlake hablando mierda en la tele y dejándola mal... Cómo la entiendo, si uno

sabe lo que es salir a la calle y que te miren, que las señoras murmuren o te hablen en

femenino con sus risitas de viejas culiás, que los flaites de la esquina te griten apodos

o se saquen la tula al aire porque creen que uno es un animal que va a correr a

chupársela, uno sabe lo que se siente caminar más derecho o poner la voz más grave

pa que no te güebeen, no es fácil estar haciendo la fila en el almacén y que un hueón

te meta de la nada el dedo en el hoyo porque el maricón es propiedad pública, que te

rallen la casa y limpiar frenéticamente antes de que llegue tu papi y lo vea, que entre

cuatro te agarren a la vuelta del liceo y te... (Ángel se queda en silencio unos

momentos) Britney, amiga, yo también he conocido la fama.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Más tarde, con la luz encendida,

comienza a sonar My Heart Will Go On de Celine Dion. Ángel dobla la canción

hasta terminado el primer coro. Luego, sigue hablando.)

ÁNGEL: Puta que era lindo ese hueón. En las clases de Educación Física no había ni

que hacerse el leso, porque el profesor le pasaba una pelota a los hombres, una radio a

las mujeres y se sentaba a dormir. Viejo de mierda, no podía ni trotar. En la media yo

ya no bailaba públicamente, solo en mi pieza, así que me quedaba sentado y juzgando


a las chiquillas, mientras la envidia me carcomía por no poder estar bailando. A este

loco yo nunca le había prestado atención, pero ven que dicen que la gente con la

pubertad florece, bueno, a él no le pasó eso, porque le salieron hartas espinillas, pero

después del dermatólogo quedó tiki-taka. Éramos compañeros como de Segundo

Básico y a los 15 años recién lo vine a notar. Lo primero, sus piernas de pichanga, y

justo también en ese tiempo le sacaron los frenillos, así que imagínense po. Ese año la

profe de Historia nos dio uno de esos benditos trabajos en pareja y me tocó con él (Se

persigna) Muchas gracias, santa Madonna, por favor concedido. La química fluyó

porque por simpatía no me quedo, nos hicimos amigos de “fuera del liceo”, ya que en

clases ni nos mirábamos, porque yo no le iba a andar arruinando la reputación al

chiquillo. Habría sido una relación juzgada, como a Celine Dion que le criticaban que

su pareja-manager era como 30 años mayor, a él le habrían criticado juntarse con el

fleto del curso. Cuento corto, me enamoré, mi primer amor aparte de Poncho de RBD,

me encantaba que fuera tan buena onda y también me gustaba físicamente po. Hasta

que pasó algo raro, hasta que Ángel tuvo que cagarla, porque Ángel siempre la caga.

Un día estábamos en su casa y de la nada empezamos a jugar a las peleas como cabros

chicos, combos iban, combos venían, de repente lo tuve encima mío, lo siguiente que

recuerdo es que estoy metiendo mi mano adentro de su pantalón, después recibí un

combo en el hocico y después me echó de la casa a chuchá limpia. Conchesumadre,

creí que me iba a morir, la única hueá buena de mi vida la había arruinado.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Luego, comienza a sonar I Will Always

Love You en la versión popularizada por Whitney Houston, a la par que la luz se

enciende. La pieza suena desde el puente, durante el cual el personaje baila


emotivamente, hasta el final, con Ángel doblando los segmentos cantados. Finalizada

la canción, el personaje sigue hablando.)

ÁNGEL: El amor duele. Tal como le dolió a Whitney, que se enamoró de Bobby

Brown y, con él, de las drogas que la llevaron al declive y a la muerte. Elías me llamó

al otro día, que era sábado, y me dijo que fuera a su casa. Yo fui, más que nada a

pedirle disculpas, porque me había desubicado brígido. Ensayé caleta mi discurso y

nada po, ni lo pude decir. Llegué y el loco me dijo que pasara, me llevó a su pieza y

ahí pasó lo que tenía que pasar, como se dice. Fue torpe, él fue muy bruto, como que

tenía rabia, pero lo dejé no más, yo estaba feliz po. Uno es hueón y se imagina leseras,

como en las películas, que va a haber besitos, caricias, que se van a sacar la ropa a la

par, que se van a preguntar “¿Estás bien?”, que se van a preguntar quién mete a quién,

que hasta los gemidos van a ser románticos. Elías me empujó a la cama y no nos

dijimos nada, él ni siquiera se sacó la ropa, me tuvo en cuatro todo el rato y ni me

miró la cara. Después me dio las gracias porque se había sacado las ganas, me dijo

que me fuera y que nos veíamos el lunes. Ese lunes... fue ese lunes. Llegué a la sala

en la mañana y vi al curso entero en el diario mural leyendo algo y riendo. “El guatón

Carrasco lo chupa por $500”, decía un papel. Yo conocía esa caligrafía desde un

trabajo de Historia. El amor duele, cabres, como Bobby rompió a Whitney, como

dicen que Robyn, la asistente, y Whitney se dolieron.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Se escuchan sonidos de lluvia. Luego de

ello, se enciende la luz y Ángel dobla y baila Umbrella de Rihanna, acompañado de

un paraguas. La pieza suena desde el puente hasta el final. Luego, Ángel habla.)
ÁNGEL: Fue el 2009 cuando el Chris Brown le sacó la cresta a la Rihanna, pero lo

que se llama la cresta. En ese tiempo ella todavía no era la bestia exitosa en la que se

convirtió luego, sino que estaba recién empezando, y como esta puta vida es

caprichosa, el escándalo la ayudó para que sus ventas aumentaran hasta el cielo. Uno

en el escenario ve a una negra maravillosa que parece que te podría matar con uno de

esos perniles, pero quien sabe lo que hay detrás, detrás del maquillaje, de las sonrisas.

Dicen que la Rihanna vivía en la mierda, su papá era drogadicto y Barbados, su tierra

natal, es pobre pobre. Ella no terminó la escuela y probando suerte se fue a Estados

Unidos a vivir con un productor que le ofreció un contrato. Una exiliada, por eso no

me sorprende que se haya arrimado a ese Brown y le haya aguantado todo, si una es

huacha y con tal de que le den un abrazo aguanta todo: golpes, insultos, vejaciones.

Después de lo del cartel, el Elías me volvió a llamar y fue lo mismo, otra vez y otra

vez. Yo iba pa su casa, me ponía en cuatro, me lo metía sin decir una palabra,

bramaba como animal, terminaba y me echaba, por suerte no duraba mucho. No sé

por qué yo lo seguía haciéndolo. Hasta que un día nos pilló su hermano y me sacó la

cresta, a mí no más, a él nada. El Elías me siguió llamando, pero ya no fui más. Quise

hablarle cuando me enteré de que me había pegado ese bicho, pero pa qué.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Se escuchan chasquidos de dedos. Más

tarde, la pieza se ilumina e inicia la música de Vogue de Madonna. Ángel baila y

dobla hasta finalizado el primer coro.)

ÁNGEL: Pobre Madonna, la imagen de la gloria pasada y la decadencia presente.

(Canta versos de diferentes canciones y hace una pose por cada uno) Like a virgin,

touched for the very first time / Music makes the people come together, yeah / When
you call my name it’s like a little prayer / Papa don’t preach I’m in trouble deep /

Then I feel like I just got home / Every little thing that you say or do. (Vuelve a hablar)

Ecléctica, rupturista, irreverente. ¿Qué se siente saber que hay un montón de pendejas

haciendo lo que tú ya hiciste hace décadas mientras a ti no te tocan en la radio por

vieja? ¡Vieja! Viva, ¡pero vieja! En pie, ¡pero vieja! Creativa, ¡pero vieja! Enérgica,

¡pero vieja! Llega el feroz día en que ya no puedes disimular las arrugas y los

hombres ya no te desean. ¡Vieja! Tu vagina está arrugada y eso es motivo de risa.

¡Vieja! ¡Vaya a acostarse, agüela!, te gritan. Te quieren jubilar, ya no quieren

escucharte, por vieja, tu presencia molesta, porque los viejos molestan, pero si te

llegaras a morir... (Llora exageradamente) Uf... ahí todas las perras, Madonna aquí,

Madonna allá, me inspiró y no sé qué hueá más, ya no serías la anciana, sino que

volverías a ser la inmortal Reina del Pop. (Posa) Strike a pose!

(El espacio se oscurece por unos segundos. Luego, la luz se enciende y Ángel aparece

sentado en la cama doblando completa Love Is a Losing Game de Amy Winehouse.)

ÁNGEL: El amor es un juego perdido. La vida es un juego perdido. Mi papi estudió

hasta Cuarto Básico y mi mami hasta Sexto. Tuvieron vidas de mierda y nos

condenaron a vidas de mierda. Mi papi llegaba reventado de la pega, así que nunca se

preocupó por nosotros y él sabía todo de mí, porque los papás siempre saben, que se

quieran hacer los hueones es otra cosa. La plata a veces no alcanzaba, porque mi papi

se la tomaba y mi mami sufría por eso. Nacer en la mierda y que más encima te salga

un hijo hueco, qué tortura por la chucha. Esa vez que me pegaron afuera de la casa y

me fui hospitalizado, mi papá no se apareció una vez en los dos meses que estuve

adentro. Podía escucharlo diciendo que estuvo bueno pa que me haga hombre.
Después, cuando el psicólogo me diagnosticó la depresión recuerdo clarito que

dijeron que no les falta qué hueá inventar pa sacar plata. Cuando al final el viejo se

fue y nos quedamos solos, se nos notaron las fisuras, no nos conocíamos, ni siquiera

nos queríamos. Mi mamá quedó muda y empezó a trabajar en la cocinería, mis

hermanos en sus mundos y yo llegué a esto po. No hay por dónde hacerle, no hay pa

dónde escapar, esto es una jaula, si no te agarran los pacos, te agarran las AFP y si te

querí morir, te agarran las funerarias y te chupan. A quién le van a quedar ganas de

amar cuando vivimos así, cada uno se las rasca como puede no más, total, como

cantaba la Amy, el amor es un juego perdido. Ella lo entendió bien, ella, una

mariposita de ojos grandes que se metió todas las líneas que encontró para soportar el

hecho de que el amor no existe. Ella, un angelito de veintisiete años que se murió con

el corazón en la mano sufriendo por el maldito que le daba droga y que tanta plata

hizo con su voz. El amor es un juego perdido, Amy, la vida es un juego perdido.

(El espacio se oscurece por unos segundos. Luego, con la luz encendida, suena

Formation de Beyoncé. Ángel la dobla y la baila completa.)

ÁNGEL: ¡Mi negra, mi diva, mi perra, mi diosa! Cuando los demás pendejos

escuchaban Agrupación Marilyn, yo iba a escuchar Deja vú al ciber (Canta y baila

por la habitación) Baby I can’t go anywhere without thinking that you’re there, seems

like you’re everywhere, it’s true, gotta be having deja vú. (Vuelve a hablar y hace el

gesto de esconderse) Así yo movía bien la pantalla del computador pa que no me

cacharan en esa e intentaba bajar todas las canciones posibles del Ares, hasta que esa

vieja hedionda que atendía me iba a sacar. Todos los días se repetía la misma escena

en mi casa: (Con voz de niño) Papi, papi, papi, papi, porfa, porfa, porfa, papi, papi,
papi (Vuelve a su voz habitual) Yo hinchando hasta que me soltaban unas monedas

para ir a usar esos computadores viejos. Beyoncé es lo máximo, hueón, siempre

pienso “¿Qué haría Beyoncé en mi lugar?” y me digo “Ridícula, no pensís hueás, niña,

la Beyoncé jamás va a estar en tu lugar”. Ella fue más viva, más despierta, más perra.

De chiquitita dijo quiero ser cantante y se enfocó en eso. En los veranos ensayaba los

días completos con sus amigas de las Destiny’s Child, yo en los veranos me pasaba

los días completos escondido y comiendo pan. Cuando alcanzaron la fama, los medios

la hicieron mierda, que ella era la que echaba a los miembros menos talentosos del

grupo, que no sabía hablar bien por su acento negro, que su papá se quedaba con toda

la plata, que se blanqueaba la piel para llamar la atención. ¿Su respuesta? Jamás una

mala palabra, jamás un Britney con la prensa, en cambio... (Baila de manera

característica los versos de cada canción) Can you pay my bills? Can you pay my

telephone bills? / All the women who are independent throw your hands up at me /

I’m survivor, I’m not gon’ give up, I’m not gon’ stop, I’m gon’ work harder / I don’t

think you’re ready for this jelly, ‘cause my body is too bootylicious for you, babe. Y

así, a base de esfuerzo, se abrió paso en un mundo dominado por blancos, teniendo el

control de todo, ella decidía qué cantar, qué bailar, qué vestir, qué decir, aprendió de

los errores de la Whitney y del Michael para superarlos y que nadie la viniera a

hueviar. Pero, amiga mía, hasta a las más bonitas les pasa: te cagaron brígido y dicen

que no fue una sola vez. El mundo estaba shockeado cuando se supo, ¡Cómo un

hombre podría pensar siquiera engañar a la Beyoncé! ¡¡¡Es la Beyoncé!!! Pero, ¿Por

qué a la bonita no se la pueden cagar? ¿Acaso la Beyoncé no se tira peítos? ¿Acaso la

Beyoncé no es insoportable como todos cuando está cansada? ¿Acaso no suda y

queda pasá a ajo después de esos conciertos de dos horas? Obvio que sí, pero la

Beyoncé es más astuta: si la cagai, ella va a hacer un disco de eso y va a vender


millones de copias y más encima te va a dejar como el ahueonao más grande del

mundo. Yo quisiera ser como la Beyoncé, así bien estupenda, bien respetada, bien

admirada... pero lo más cerca que he estado es cuando camino por la calle escuchando

Crazy In Love y juego a desfilar mientras me silban o me gritan “Pero, ¡¿Qué

paaaaaaaaaaaasó?!”. A lo mejor yo podría haber sido como la Beyoncé, pero ya pasó

el tren ya, ya no estudié, ya no hice nada con mi vida. Cada dos por tres ella se va

Italia a descansar y yo a lo más puedo ir donde mi tía Chela a pasear. Ella es

inspiración para todas nosotras po, no hay como estar en la disco y que suene una de

sus canciones, una se siente distinta, poderosa, peligrosa (Canta) Who run the world?

Girls! Who run this motha? (Vuelve a hablar) Pero nosotras no tenemos talento, los

profesores nos decían “¡A los 14 ya van a andar con guagua las hueonas y los hueones

haciéndose los lesos!”, nosotras no tenemos brillos y no podemos disimular las

lágrimas, nosotras no tenemos disfraces y la carne herida se nos nota a leguas,

nosotras no tenemos familia y si nos matan nadie va a pedir justicia, nosotras no

tenemos amor y nos secamos solas, nosotras no tenemos trascendencia y nadie se va a

acordar de nuestro nombre en el futuro, nosotras no tenemos gracia y unas infelices es

lo que somos, nosotras no tuvimos oportunidad, nosotras no tenemos respeto, nosotras

no tenemos valor, nosotras nunca vamos a ser dignas, nosotras nunca vamos a ser

bellas, nosotras nunca vamos a ser Beyoncé.