You are on page 1of 8

Él caminaba con sandalias en los pies,

Mucha gente se estremecía al oír su voz


Con sus manos Él sanó los ojos del ciego él abrió
Es el poder de Dios inmenso que ahora vive en ti.

Él camina en mis zapatos, Él canta con mi voz,


Mis manos usa también porque soy un hijo de Dios.
Y sonríe con mi rostro Él habla con mi voz
Y soy feliz, pues se también que Él está en mi corazón.

Con su voz calmó el impetuoso mar,


Sin embargo haremos maravillas como ÉL.
Él murió por ti y por mí, Clavado en una cruz.
Es el poder de Dios tan inmenso que ahora vive en ti.

Él camina en tus zapatos y canta con tu voz,


Tus manos usa también, pues eres un hijo de Dios,
Y sonríe con tu rostro, Él habla con tu voz,
Y eres feliz pues sabes bien que Él, está en tu corazón

Nada te turbe, nada te espante,


todo se pasa, Dios no se muda,
la paciencia todo lo alcanza,
quien a Dios tiene nada le falta,
Sólo Dios basta
¿A qué le temes?
Tú eres mi Dios
¿A dejar atrás todas las cosas que tienes?
Sólo tú mi alegría
¿A renunciar a tus apegos a gustar de ese mal trago su sabor?
Ampárame oh Señor.
Mira que en cambo la libertad te doy
Tú eres mi Señor y mi Dios
Deja en mis manos
Mi gozo se encuentra sólo en Ti.
Lo que no puedes controlar y junto a ello tus pecados
Tú eres mi único bien
Ya no me digas que no eres suficiente que te falta el valor
Nada hay fuera de Ti.
Mira que en cambo la libertad te doy
Tú eres la roca que me salva
Escúchame,
Mi alcázar de refugio hallo en Ti.
Toma tu alforja, tu cayado y ponte a caminar
Tú eres la parte de mi herencia
Hay tantas cosas que te quiero mostrar
Hermosa la vida que me das.
Solo decídete, no mires hacia atrás…

No temas ya,
A descubrir aquello que sembré en tu corazón
Solo confía, aférrate a mi mano, ten valor
Déjalo todo porque haré de ti una bendición. Señor tú eres mi Dios a ti te busco
Mi alma tiene sed de ti
Quiero llevarte En pos de ti mi carne desfallece
A quienes amo, a quienes sufren para que puedas contarles Cual tierra seca sedienta sin agua.
Que no me olvido de ni uno de ellos que están en mi corazón Hoy quiero contemplarte en tu santuario
Y que a través de ti, se llenen de mi amor. Y admirar tu gloria y poder.

Tengo muy claro Pues es mejor tu amor que la existencia


Que estás dejando atrás lo que realmente amas Alabanza mis labios contarán.
Pero recibe esta promesa, no lo dudes, no te voy a defraudar: Y así podré bendecirte mientras viva
Ciento por uno en esta vida y después la eternidad… Y levantar mis manos en tu nombre.

Mira hacia el cielo y si eres capaz En Dios solo descansa el alma mía
Pondera su inmensidad De Él viene mi salud
Así de grande es mi amor por ti Mi salvación y roca solo es él
Y mi fidelidad. Mi fortaleza no he de vacilar.
Ven Espíritu ven y lléname Señor
Oigo tu voz dentro de mí que llama
de tu preciosa unción (2)
a quién envió quien de mi parte irá.
La mies es mucha, los obreros son pocos
Purifícame y háblame, renuévame,
yo quiero ir envíeme a mí.
restáurame Señor, con tu poder.
Que cada uno con lo que ha recibido
Purifícame y háblame, renuévame,
se ponga al servicio de los demás,
restáurame Señor te quiero conocer.
los dones no son para esconderlos
si no para el servicio está.

Somos un cuerpo y Cristo es la cabeza


y cada uno con diferente función.
Cuerpo de Cristo somos por el bautismo,
y todos vamos hacia la santidad.
La vida en Cristo es muy hermosa
y lo más bello es vivir con Dios.
Gracias Señor porque cada día
No hay otra vida que se compare
voy descubriendo cosas nuevas de ti,
no hay otra vida que sea tan real.
voy entendiendo en cada momento
que en el servicio es como llego a Ti.
Dile tu así quiero más, quiero más,
quiero más de Cristo, más de su poder en mí ser.
Quiero yo más, quiero más, quiero más,
quiero más de Cristo, más de su poder en mí ser.

En esta vida hay muchas pruebas


y en todas ellas podrás vencer. Vive en mí, oh Espíritu de Dios, vive en mí,
Habrá momentos en que lloraras, Con tu fuerza, con tu amor que te pueda ver
mas Cristo siempre consuelo da.
Obrando sobre mí con poder. (2)
En esta vida todo se obtiene
cuando tu dejas a Cristo entrar En tus fuentes de agua eterna, purifícame,
Su santo Espíritu te da fuerza Y en tu fuego inextinguible, vivifícame,
y en la batalla tú vencerás. Ya no quiero solo un toque especial de ti,
Santo Espíritu quiero que vivas en mí.
Tu eres del mundo la sal,
luz que vence contra la obscuridad. Padre de bondad te ofrecemos
Yo te he elegido para ser mi fiel guerrero, el fruto de la tierra y de la humanidad,
sembrador y mensajero de mi amor y mi verdad. el pan de nuestro esfuerzo de la diaria fatiga,
el pan de nuestra vida que se entrega a los demás.
Hijo mío, mucha es esta mies
y pocos los operarios, ya lo ves. Recíbelo por las manos de María.
Hay muchas redes, también hay muchos peces, Transfórmalo con el fuego de tu amor
pero faltan pescadores, Y conviértelo Señor en pan de vida
pescadores de hombres. Y bebida de salvación

Id mensajeros del evangelio


y haced que a todo el mundo tenga que llegar
la buena nueva del evangelio,
que a todo hombre deberá salvar.

Sepas que te envío yo a Ti,


como oveja en medio de las fieras,
mas nunca temas sufrir por mi causa,
porque si pierdes tu vida por mí, Heme aquí Señor, aquí estoy Señor
la encontrarás. Dime que debo hace mándame yo iré. (2)

Señor, aquí tienes a tu siervo, Que tu Espíritu me guie me de fuerza y me ilumine


hágase en mí lo que es tu voluntad, Para comprender tu palabra y hacer tu voluntad.
acepto hoy alegremente tu llamado,
dame más fé, esperanza y caridad. Hoy me pongo en tus manos hazme bueno más humano,
Dame un corazón lleno de amor para dar a mis hermanos.

Por mi nombre me llamaste y las gracias quiero darte,


Por fijarte en mí, aunque indigna soy de ti heme aquí.
Mi corazón, mi mente, mi cuerpo y mi ser
te doy Señor, tómalo.
Te doy mi cuerpo, un sacrificio vivo,
Señor tómalo, acéptalo. (2)
El Rey del universo y Señor de la creación,
Las zorras tienen cuevas para dormir,
Se viene a ser presente en medio de nosotros.
las aves de los cielos tienen nidos
El San Sacramento, Jesús Eucaristía
Más el hijo del hombre no tiene un lugar
Rodeado de su ángeles ya está presente aquí.
donde su cabeza recostar

Sígueme, sígueme, sígueme, dice el Señor, Nos ponemos de rodillas y el corazón alzamos
Déjalo todo yo soy tu heredad, yo te sostendré nos llenamos de alegría y venimos a adorar
Dice el Señor. a Cristo, Cristo, Cristo
Son muchos los discípulos del Señor, Gracias por estar aquí
Pero pocos le conocen en su intimidad Qué alegría el poder estar contigo.
Son aquellos que oyen la voz del Seño
Son fieles y le siguen hasta el fin.

Al cordero vi reinando sobre el monte de Sión


Y con él todos aquellos, que le sirven, Para que mi amor no sea un sentimiento
, tan solo un deslumbramiento pasajero,
Aquellos que han dejado todo, aquellos han vencido, para no gastar mis palabras más mías
Aquellos que le siguen hasta el fin, ni vaciar de contenido mi te quiero.
Sión, Sión, habitación del Dios, como llamas a tus siervos hacia ti,
Monte de Dios la hermosura del Señor, lugar donde está mi corazón. Quiero hundir más hondo mi raíz en Ti,
y cimentar en solidez este mi afecto,
pues mi corazón que inquieto y es frágil
solo acierta si se abraza a tu proyecto.

Más allá de mis miedos más allá


Con el vino y con el pan, que hemos traído ante tu altar de mi inseguridad quiero darte mi respuesta.
recibe los anhelos, los deseos también los miedos Aquí estoy para hacer tu voluntad
para que mi amor sea decirte sí, hasta el final.
que me da…decirte sí.
Duermen en sopor y temen en el huerto,
ni sus amigos acompañan al maestro,
Con el vino y con el pan, que son fruto del amor, si es hora de cruz es de fidelidades,
del sudor delos obreros, campesino y jornalero pero el mundo nunca quiere aceptar esto.
tómalo Señor, ante tu altar.
Hazme comprender Señor tu amor tan puro,
amor que persevera en cruz , amor perfecto,
Con el vino y con el pan, fortalece nuestro andar, dame serte fiel cuando todo es oscuro,
que sea fuego en el camino, me conviertan en testigo que mi amor no sea solo un sentimiento.

de tu amor…y de tu paz.
Como el niño que no sabe dormirse
si cogerse de la mano de su madre, Ven, ven, ven Espíritu, ven, ven, ven, ven, ven
así mi corazón vienes ponerse
Ven Espíritu, ven, ven
sobre tus manos al caer la tarde.
Ven Espíritu, ven.
Como el niño que no sabe que alguien vela
los sueños de inocencia y de esperanza Ven, Espíritu de Dios
así descansará mi alma segura
Paloma blanca pósate paciente
sabiendo que eres tu quien nos aguarda.
En mi pobre corazón.
Tú endulzaras mi última amargura,
Tú aliviaras mi último cansancio, Haz morada quédate
tú cuidaras los sueños de la noche,
Sopla en mí tus siete dones
Tú borras las huellas de mi llanto.
Seas nuestro buen consolador.
Tú nos darás mañana nuevamente Ven, protégeme en tu sombra
la antorcha de la luz y la alegría Moldéame en tu fuego
y por las horas que te traigo muertas,
Abrázame en la llama de tu inmenso amor.
Tú me darás una mañana viva.

Ven Espíritu de vida


Transfórmame en tus manos
Aunque a veces no logre comprender No sea más yo sino Tú… que estás en mí.
el que tenga que hacer tu voluntad
aunque quiera una y mil veces mas Ven…
olvidarme de tu fidelidad.
Aunque a veces no quiera más aquí estoy Ven Espíritu de Luz
Aunque pueda caer mi fe aquí estoy Alumbra tu verdad entre las sombras
Auméntame la fe, quiero creer en ti De mi pobre corazón.
Afiánzame señor haz pleno mi existir.
Aunque quiera yo sé que no podré Haz morada, quédate
apartarme de tu mano señor Seas tú la fuente de la
mil caminos sé que caminare Fuerza y la alegría de vivir
que al final todos llevan a ti. Ven Espíritu de vida…
Todo se vive en apariencia, pero imposible es esconder
ese temor de estar viviendo. Feliz encuentro cambio mi vida
cuando tu rostro yo contemplé
Quizá yo tenga una respuesta, tal vez yo pueda responder. caí de asombro a tus pies rendida
Id al silencio donde encontré a Dios. lo que buscaba ya lo encontré.

Les diré que soy testigo, de una voz que oyó mi corazón. Solo una cosa me es necesaria,
Les diré que soy amigo, de aquel que todo lo creó.
en tu presencia permanecer
Contaré que soy testigo de una luz que al mundo iluminó. vivir atenta a tu palabra
Cambiaré muchos caminos, con palabras que Él en mí guardó. tu amor inmenso reconocer.

Yo sé que hay otros caminos, que es difícil decidir, Lo tengo todo ya nada anhelo,
ten la esperanza que todo saldrá bien. la mejor parte logre encontrar
Ya solo en Cristo cifré mi cielo,
Pues más allá de la tormenta, Él vive y brilla más que el sol,
quiero adorarlo hasta expirar
hoy me doy cuenta de su presencia aquí.
De amor, de amor…

Y cuando adores la Eucaristía,


tu sed ardiente se saciará
Me quede sin voz con qué cantar
Y mi alma vacía dormía en sequedad. porque entonces como María
Y pensé para mí me pondré en sus manos tu vida entera se cambiará
manos de Madre, me dejaré su amor
Solo una cosa me es necesaria…
Y tu María, hazme música de Dios
y tú María, anima Tú, las cuerdas de mi alma: Alma que buscas con sed ardiente,
¡Aleluya!, Amén.
la fuente limpia dela verdad
ven hacia Cristo que está impaciente,
María, acompaña tú mi caminar
para brindarte la felicidad.
Yo sola no puedo, ayúdame a andar
Y pensé en ponerme en tus manos
En manos de Madre, me dejaré su amor
AMAR COMO TÚ
CREEMOS QUE VOLVERÁ
Aquel que una vez bajo Si Tu eres la luz que todo lo ilumina,
Porque en mi pensó, que mis culpas pago has que sea luz para iluminar como Tú.
Aquel que su vida dio Muéstrame el camino que conduce a la vida
Que por amor callo cuando un clavo cruel y conviérteme en la senda de los que andan perdidos
Su mano atravesó. y enciende en mí un fuego que arda sin descanso
Aquel que hombres sanos por consumirse en ti y ser uno solo contigoooo
Que tempestades calmo y elévame hasta el cielo donde no exista el tiempo
Que su sangre vertió dijo que volvería, otra vez. para estar eternamente contigo, y amarte

Y si no creyera que él volverá, vana sería entonces mi fe Aunque sea pequeño, aunque nada tenga, quiero darme a ti por los demás.
Mi vida sería una casa sin luz, si no tuviera esperanza en él. Y ser tu instrumento, ser vivo reflejo de Tu amor,
Consigo me llevara allá un lugar me tendrá Testimonio de verdad. Como Tú, como Tú.
Muchos iremos con él y creemos que volverá…Aquel…
Entrare en la senda del silencio,
Aquel que una vez bajo porque en mi pensó, Que mis culpas pago.
Donde este Tú me hablaras, donde este me enseñaras amar
Él vendrá otra vez si por mí vendrá, Él lo prometió.
te entrego a ti mi vida para dar nueva vida
CON AMOR ETERNO a los que estén muriendo lejos de tu amor Señor
Con amor eterno me has amado, Y aun sin nada en las manos sabré que todo poseo
antes de nacer tú me has llamado. porque vives en mí y yo en ti.
Llegaste a mi vida y la has llenado
de tu amor tu gracia y tu luz.
Deja tu patria
Y por eso hoy, señor, yo quiero
Deja tu patria, deja tu casa y ven tras de mi
desgastar mi vida en bendecirte
sigue mis huellas contigo estoy.
y ser alabanza de tu gloria
porque has hecho obras grandes en mí.
Toma tu forja, toma el callado y ven tras de mí,
ven a la tierra que te mostrare...
Porque todo en mi es don tuyo, todo te lo debo a ti
Porque es don mí misma vida, mi respiro, mi sentir.
Porque sé que todo es gracia y todo viene de ti Te digo ven, ven tras la luz, toma tu cruz y sígueme eee
En ti me muevo, en ti vivo, en ti existo mi dios. te digo ven, no temas ya pondrás tu pie sobre la mar...

Con amor eterno me has amado,


Toma tu pueblo, por el desierto te llevare, por mar adentro, contigo estoy,
desde siempre Tú en mi has pensado.
deja tu patria, deja tu casa y ven tras de mí, sigue mis huellas
Una alianza nueva en mi has sellado
para ser testigo de tu amor. contigo estoy.

Y por eso hoy, Señor yo quiero Te digo, ven mira hacia el sol, toma tu amor y sígueme,
como tú amar y dar la vida te digo ven, no importa que n o puedas tú por ti, hablare,
y decir al mundo que tú eres te digo ven, yo te daré la tierra y mar del que te hable,
la alegría profunda de vivir te digo ven.