You are on page 1of 11

nápoles, 22 de agosto de 1931.

5
¡y desde marzo mi mujer está
enfadada y ya no quiere poner un pie
en el san carlo! de acuerdo, vezzi era
un genio, ¡¿pero qué podía hacer yo,
aparte de meter al culpable
en la cárcel?!

y ese famoso
comisario ricciardi, ¿de
verdad es tan bueno como
dicen los periódicos?

los periódicos
tienen que vender y trabajan
a menudo con fantasías. ricciardi
es un válido colaborador… igual
que todos mis hombres,
por otra parte.

¡para ya, me
das asco! ¿sigues con esa
fantasía? empiezas
a ser aburrido,
mario…

6
¡y ahora ¡semejante escena
devuélveme es inaceptable!
mi anillo! ¡angelo, se lo ruego,
intervenga!

¡te mato
¿has ter- con mis propias
minado? manos! ¡capece! recuerde
su posición…

¡está deshon-
¡capece! ¡y con- rando a toda
¡capece! tinúa! ¡qué una familia!
vergüenza!

7
quiere más
agua, ¿señor
duque?

¡ahora
mandaré a peppino
a acabar con esa
bacanal!

todavía
¡no, quédate! no.
¿ha vuelto ella?

8
¡deme otro!

9
ya le he dicho
que tengo que ¿y si no
cerrar. quiero irme?

me ¡al diablo! no
meterá en estoy enfadado
problemas. contigo.

10
11
¿cuándo
volvemos a
vernos?

soy una
que no mujer casada,
se te suba la ¿es que no lo
cabeza… sabes?
13
14
esta tarde
no se puede
respirar…

si fuera
solo el
calor…

¿estás escribiendo ya verás


la parte sobre el jura- como al final fir-
mento de fidelidad marán todos. incluso
al régimen? benedetto croce
se ha…

el decreto
va a salir, quien ¡¿mario?!
quiera enseñar
en la universidad
no tiene
elección…

me lo he ven a tu des-
quedado, pacho, mario,
arturo… vamos…
ella no era
digna…

15

Related Interests