You are on page 1of 1

Universidad Nacional de Colombia.

Catedra Augusto Ángel Maya

Jeem Monten Henry CC. 1123634461

Ensayo La historia de las cosas

En el video se explica el funcionamiento actual de los procesos de producción de las “cosas”,


de dónde vienen estas y todo el proceso que tienen que pasar para al fin llegar a los
consumidores y posteriormente ser desechadas. Si bien el video se concentra más en el
modelo extractivista y la línea de producción de las “cosas”, un factor muy importante que
también se menciona, y por el cual inicialmente se hacen tantas “cosas”, es el nivel de
consumo de las personas. Hoy en día nuestros sistemas económicos brindan a las personas la
posibilidad de acceder a todo tipo de productos y bienes, desde lo primordial, como los
alimentos o prendas de vestir, hasta objetos de dudable utilidad.

Cuando hablamos de consumo, en la teoría no se refiere a nada malo, este simplemente se


define como el acto de consumir para satisfacer necesidades o deseos. El problema radica
cuando esta actividad de consumir alcanza un nivel patológico. A partir de este punto ya no
se define como consumo si no que se pasa a la categoría de consumismo. La sociedad actual
nos plantea un modelo de bienestar que se basa en la obtención y acumulación de bienes, lo
que justifica el aumento del consumo por parte de las personas. Básicamente la lógica de esto
es que, si el objetivo de la misma vida humana es tener cosas, la actividad más recurrente en
la vida será el consumo. Nos convencemos de que necesitamos lo que consumimos, porque
este producto nos va a hacer más felices y mejorará nuestra calidad de vida, así mismo los
que defienden el consumismo explican que este es reflejo de un nivel alto de riqueza
monetaria, lo cual es a su vez un reflejo de un mejor desarrollo socioeconómico de las
sociedades, lo cual contribuye a mejorar la calidad de vida y produce una mayor igualdad
social.

Por otra parte, podríamos contra argumentar a los autores pro-consumo, los cuales no tienen
en cuenta que en las sociedades actuales hay muchos y muchas que no pueden participar en
esta mejora de la calidad de vida, osea consumir, ya que el requerimiento principal para
adquirir cosas es tener dinero, y en las sociedades actuales sigue habiendo millones de
personas pobres, esto incluye a países desarrollados. Lo anterior, por ende, excluye a muchos
de poder llegar a tener una mejor calidad de vida y ser “felices”.

Sin tener que llegar a desarrollar el tema de las afecciones en el medio ambiente, o la calidad
de vida o condiciones de trabajo de las personas que hacen parte de la linea de extraccion y
produccion, el ensayo anterior demuetra que los sistemas actuales de consumo produces
desigualdad e inequidad en las diferentes sociedades alrededor del mundo, lo cual refuta los
argumentos de aquellos que defienden el consumismo.