You are on page 1of 2

4.

Lea y determine cuatro conclusiones generales; asimismo, desde su punto de vista,


emita un análisis crítico del artículo: “Terapia Gestáltica de F. Perls:
Fundamentación Fenomenológica-Existencial”, escrito por Luis Fernando
Velásquez.

“ Gestalt y Gestalt no son lo mismo”

Aunque su nombre aparente lo contrario, una y otra no tienen nada que ver.

La psicología Gestalt es una de las 7 escuela psicológicas, la cual también es llamada


'Psicología de la Forma'; ésta trata de estudiar al ser humano como un todo, pues (según
ellos) el ser humano es más que la suma de sus partes... por ejemplo: si tocamos las notas
de una melodía en el orden correcto, pero a una velocidad lenta, no tendríamos la misma
melodía, porque las notas por separado no representan nada, así mismo sucede con el ser
humano: aunque lo dividamos en partes, la totalidad va a ser mayor. De esta manera, la
percepción y la personalidad no debería de dividirse en 'partes', sino verse como un todo.

La terapia Gestalt, por otro lado, es una terapia utilizada por la Psicología Humanista (otra
escuela psicológica muy distinta a la psicología gestalt); en esta terapia se trata de
concientizar a las personas sobre lo que está sucediendo en este momento y en dejar
atrás lo que sucedió y en olvidar lo que podría haber sucedido. Por ejemplo: si llega un
paciente a consulta diciendo que se siente mal porque cuando pequeña sus padres la
maltrataban, la terapia Gestalt hará que ella se enfoque en su dolor de ahora, para poder
superarlo y que, en cambio, supere lo que sucedió y que olvide lo diferente que podría
haber sido su vida si eso no hubiese pasado. Por supuesto, ese ejemplo es muy hipotético
y no quiere decir que se vaya a tratar con esa terapia.

En fin, un mismo nombre podría llegar a confundir, pero ya te expliqué la diferencia.

Con respecto a terapias más efectivas para tratar las neurosis y las psicosis, tengo para
decirte que todas las terapias de las escuelas psicológicas pueden funcionar (desde la
conductista, hasta la humanista), el problema está en el tiempo que la persona esté
dispuesta a invertir.

Por ejemplo: el psicoanálisis puede curar las neurosis y las psicosis, pero el tiempo que
durará será mucho mayor, pues tendrá que indagar en su pasado, buscar causas, etc.; en
cambio, los psicólogos cognitivos-conductuales podrían eliminar los síntomas de las
neurosis y de las psicosis de una manera rápida y palpable, pero (al no ahondar en las
causas de los problemas) la dificultad básica y el origen de la neurosis/psicósis quedará
intacto y, por tanto, (aunque se eliminen los síntomas) el origen podría verse reflejado en
otras conductas... y así sucesivamente cada teoría tendrá sus ventajas y sus desventajas a
la hora de tratar ambas dificultades.

Por tal motivo, suelo recomendar un enfoque interaccionista, ya que así las teorías se
complementarían