You are on page 1of 4

Partes de la sierra caladora

Las partes básicas de una caladora, y que nos permiten ajustarla, accionarla y trabajar con ella, son las siguientes

1. Gatillo: Sirve para accionar la caladora. Al contrario de otras herramientas eléctricas como el taladro, no suele
servir para regular la velocidad, sino que solo tiene posición de encendido o de apagado. Y digo no suelen
refiriéndome a regularla apretando el gatillo con más o menos fuerza. Porque a veces si traen la típica ruedecita
para regular la velocidad. Esta puede estar en el propio gatillo o en la parte superior de la máquina.
2. Botón de bloqueo del gatillo: No se suele utilizar mucho, ya que los cortes que se suelen hacer con la sierra de
calar no suelen ser muy largos. Pero para cortes largos podemos bloquear el gatillo con este botón. Y aunque
parezca mentira, no tener que estar presionando el gatillo nos permite trabajar más cómodamente y más
descansados. Lo que hacemos es presionar el gatillo y a continuación presionar el botón. Soltamos ambos y el
gatillo se queda bloqueado. Y en cuanto volvamos a presionar el gatillo, este se desbloquea.
3. Sistema de anclaje de la hoja de corte: Es el sistema en el que se encaja la hoja de corte de las sierras de calar. Y
desde ahí se transmite el movimiento de vaivén a la hoja. Estos sistemas pueden variar en el exterior y en el
interior para cada marca y para cada modelo de caladora. Así, el interior de estos sistemas de anclaje nos
determina los modelos de hoja de corte que podemos utilizar (debemos tener en cuenta la forma de la parte
superior de la hoja, la que se mete en el sistema de anclaje. Los veremos más adelante). Y en cuanto a la forma
exterior, ahí nos podemos encontrar aún más diferencias entre las distintas máquinas: desde los primeros
sistemas de anclaje con un tornillo; pasando por sistemas de palanca; otros que hay que presionar a ambos
lados de la hoja; o incluso sistemas que se giran y expulsan solos la hoja de corte por la acción de un muelle.
Estos últimos son muy de agradecer si la hoja de corte está muy caliente.
4. Rueda de guiado de la hoja de corte: Es una pequeña rueda metálica con una ranura que ayuda a mantener la
hoja de corte vertical y a que no se fuerce el mecanismo de enganche de la hoja. Aunque como muchos ya
sabemos no ayuda todo lo que nos gustaría y los cortes a veces no salen verticales. También, en las sierras de
calar pendular, es la que ayuda a proporcionar el movimiento pendular a la hoja.
5. Base metálica o patín: Es la base sobre la que se apoya la sierra de calar. Y esta base o patín la debemos tener
siempre bien apoyada contra la madera a cortar para evitar que la sierra salte. En ella tenemos las ranuras y los
pomos para acoplar una guía lateral paralela. Y en el patín también solemos tener el sistema para cambiar la
inclinación de la hoja de corte.
6. Toma de aspiración: Toma para conectar el tubo de aspiración del sistema de aspiración que tengamos en el
taller. Ayuda a reducir el polvo de serrín en el aire y a mantener limpia la línea de corte para poder ver donde
cortamos. Pero por contra dificulta mucho la operación con la sierra de calar, ya que el tubo nos suele empujar
la sierra hacia los lados. Yo prefiero ponerme una mascarilla. De todas formas si trabajáis dentro de casa seguro
que preferís el tubo de aspiración. Uno liso sería de gran ayuda, ya que los típicos con los anillos que facilitan
que se doble se enganchan continuamente en la madera a cortar.
7. Sistema de soplado del serrín: Algunas caladoras traen un sistema para soplar el serrín que se acumula sobre la
madera al realizar el corte y que tapa la línea de corte (bueno, yo solo lo conozco en la sierra de mano que
utilizo yo). Como dije antes, conectar el tubo de aspiración dificulta el manejo de la sierra. Yo prefiero utilizar
mascarilla anti-polvo. Pero eso me impide soplar el serrín para ver la línea y, seamos sinceros, a veces no me
pongo la mascarilla para poder soplar. Con este sistema se acabó el problema. Puedo poner la mascarilla anti-
polvo, manteniendo mis pulmones protegidos, y ya la máquina sopla ella sola el serrín.
8. Protección anti-cortes: Este sistema evita que se metan objetos, por ejemplo nuestros dedos, en la zona de la
hoja por encima del patín. A veces es una carcasa de plástico transparente que podemos subir y bajar y que
cubre toda la zona. Y otras veces es una protección rígida, de plástico o de metal, a modo de halo o arco de
seguridad como los de la fórmula 1. Hay que tener en cuenta que esto no protege la zona por debajo de la base
de la sierra de calar.
9. Motor eléctrico: El motor eléctrico determina la potencia de la sierra caladora. Y en gran medida también el
precio. Aunque en esto último también influye la marca. La potencia del motor eléctrico de estas máquinas de
carpintería y bricolaje suele estar entre los 350W y los 800W. Y a menos que por falta de recursos tengamos que
recurrir a una sierra muy barata, mi recomendación es comprar una sierra de calar de una marca reconocida y
que ronde los 500W. Ya si queremos algo de más potencia por ejemplo para montarla como sierra de calar de
mesa, una de 650W debería ser suficiente. Y si eres profesional ya sabes que hay gamas profesionales. Mi
experiencia con marcas muy baratas no es buena, así que recomendaría una de marca. Además en las máquinas
de marca los motores suelen ser de mejor calidad, mantienen mejor la potencia durante todo el corte, producen
menor ruidos (lo que agradecen nuestros oídos y los vecinos) y menos vibraciones (lo que agradecerás nuestras
manos, muñecas y brazos) facilitando hacer cortes con más precisión.
10. Palanca para accionar el movimiento pendular: Suele ser una pequeña palanca con tres o cuatro posiciones.
Pero a veces es un botón que se desliza arriba o abajo. Al accionar este sistema la rueda de guiado de la hoja de
corte empezará a moverse hacia adelante y hacia atrás, provocando que la hoja se incline hacia adelante y hacia
atrás durante el corte. Un movimiento similar al que hacemos al cortar con un serrucho de mano. El resultado es
que conseguimos un corte más rápido. Aunque los cortes muy rápidos suelen ser menos limpios. Pero bueno,
todo depende del corte que necesitemos realizar en cada momento.
11. Sistema para cambiar la inclinación de la hoja de corte: Lo más normal es que tengan unos tornillos en la parte
inferior del patín que nos permiten aflojar la base y girarla con respecto a la hoja de corte de la caladora. Así
podemos hacer cortes a inglete verticalmente. Pero a veces tenemos unas ruedas o algún otro sistema que nos
permite hacer esa tarea sin herramientas. El sistema de inclinación se suele complementar con unas ranuras en
la base de la sierra de calar para encajar la parte superior de la sierra. Estas ranuras vienen con distintos ángulos
preestablecidos: 45º a derecha o a izquierda, 90º y a veces 30º a derecha o a izquierda. Así podemos hacer
cortes a inglete verticales que serán más o menos precisos dependiendo de nuestra habilidad y de lo bien que
seamos capaces de ajustar el ángulo entre la hoja de corte de la sierra y el patín. El consejo es no fiarse
totalmente de las muescas. Yo suelo ayudarme de una escuadra de dibujo técnico para comprobar el ángulo.
12. Sistema de la dirección de la hoja de corte: La primera sierra de calar que tuve, y que aún conservo, tiene una
palanca que permite soltar el eje que sube y baja con la hoja de corte. Este eje va conectado a un pomo en la
parte superior, de forma que girando ese pomo podemos cambiar la dirección de corte sin tener que girar el
patín. En principio se supone que eso mejora la precisión a la hora de cortar en curva. Pero yo nunca lo vi muy
útil y casi nunca lo utilicé.
Funcionamiento

Una caladora es una sierra eléctrica portátil que realiza el corte mediante el movimiento alternativo, arriba y abajo, de
una hoja de corte estrecha y alargada. Y al utilizar una hoja de corte estrecha, la caladora permite hacer, además de
cortes rectos, cortes en curva. De ahí su versatilidad. Además también permite hacer cortes a inglete. En cuanto a los
cortes a inglete, estos estos se pueden hacer en ángulo con respecto al borde de la madera y manteniendo la hoja de
corte de la caladora en vertical, o en ángulo vertical inclinando la sierra con respecto al patín o base.

En cuanto al sistema que hace funcionar la caladora, este se trata de un mecanismo de yugo escocés. Y lo que
conseguimos con el mecanismo de yugo escocés es transformar el movimiento giratorio del motor eléctrico en un
movimiento rectilíneo alternativo.

Como herramienta de corte utiliza las típicas hojas de corte para sierra de calar. Estas son pequeñas hojas de sierra
metálicas que consisten en pequeñas tiras metálicas con un canto plano y otro con sientes de sierra. Así, dependiendo
básicamente del tamaño y forma de los dientes, podemos cortar unos materiales u otros o hacer cortes más limpios o
más rápidos. Aunque los materiales con que están hechos las hojas de corte de estas sierras de calar, y su forma,
también influyen en los cortes a realizar.

En cuanto a los dientes de las hojas de corte para caladora, estos pueden tener gran variedad de formas y tamaños. E
incluso varía la dirección hacia la que se realiza el corte, que puede ser durante el movimiento hacia arriba de la hoja (lo
normal), o durante el movimiento hacia abajo.

Medidas de seguridad

 Utilizar los elementos básicos de seguridad (antiparras – lentes de seguridad, barbijo, ropa no holgada, zapatos
cerrados, etc.)
 Trabajar en ambientes limpios y ordenados.
 Verificar que no se interponga nada entre la pieza a calar y el camino de la sierra.
 Verificar que el cable nunca esté por delante de la sierra o en el camino de ella. Asegurarse de tener un cable lo
suficientemente largo (hasta el final de la pieza a calar). Caso contrario utilizar un alargador ó prolongador.
 Utilizar hojas en buen estado. No utilizar hojas sin filo, dobladas, oxidadas, etc., ya que podrían dañar la
herramienta o bien no lograr un trabajo prolijo.
 Utilizar la hoja adecuada, nos ahorrará tiempo y dinero, e incrementará nuestra seguridad.
 Esperar a que la sierra se haya detenido por completo una vez apagada. Cortarle el suministro eléctrico es una
buena medida de seguridad cuando se deja de utilizar la sierra caladora.
 Asegurarse que la sierra de calar esté provista con carcaza plástica que sea aislantes de cualquier descarga
eléctrica que pudiera surgir.
 Verificar que el material a calar no sea tóxico o nocivo para la salud (ejemplo amianto)
 Mantener las herramientas y maquinarias fuera del alcance de los niños.

Especificaciones

 Potencia y velocidad La velocidad de una sierra caladora puede ser única o variable, como cualquier
otra herramienta eléctrica. Generalmente en las de velocidad variable es posible controlar la misma por
medio de la presión que se ejerce sobre el gatillo. En una herramienta estándar de unos 350W de
potencia se puede obtener una franja de velocidades que oscila entre los 500 y 3000 movimientos por
minuto. Un control sobre la velocidad es un mayor control sobre la herramienta, y un mejor confort en
el trabajo, ademas de la perfección del corte.
 Movimiento de la hoja de corteHay dos tipos de movimientos que puede efectuar la hoja por debajo
de la sierra. El más común es de vaivén, donde se desplaza de arriba a bajo pero siempre se mantiene
en una misma posición con respecto al eje vertical. El otro es del tipo orbital, donde la hoja se acerca a
la zona a cortar cuando se mueve hacia arriba (cuando corta), y luego se retira cuando se mueve hacia
abajo. Puede que la orbital realice el trabajo mas rápido y con un menor desgaste de la cuchilla.
 Inalámbrica o con cable En este caso dependerá de dónde se realice el trabajo. Hay sierras
totalmente «inalámbricas», que poseen una batería recargable, y pueden utilizarse en lugares
intrincados y donde no se tenga provisión de energía eléctrica. Lógicamente son de menor potencia y
para trabajos de menor envergadura. Caso contrario las que poseen cable son mas robustas y de
mayor potencia.

Otras de las características que se pueden mencionar son:

 Orientabilidad de la cuchilla u hoja de la sierra para la obtención de distintos tipos de corte.


 Mecanismo o sistema anti-astillado: permite un menor astillado de la madera durante el corte,
aunque con un correcto y paciente uso de la herramienta es suficiente para el buen acabado de un
corte sobre la madera.
 Extracción de aserrín: puede o no venir incluido con la herramienta, y resulta útil para no ensuciar el
ambiente en donde se realice el trabajo. Especialmente en lugares no ventilados.
 Marca láser: como guía para hacer corte precisos.