You are on page 1of 2

El Año Internacional del Agua Dulce por el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas.

Tal y como reflejaba en el Informe del Milenio el Secretario General de la Organización de Naciones Unidas,
Annan, “ninguna medida haría más por reducir las enfermedades y salvar vidas en los países en desarrollo que
facilitar un acceso general al agua potable y a los servicios de saneamiento”. La disponibilidad de agua potabl
asunto realmente crítico en muchas zonas del planeta donde la escasez de este bien tan preciado y/o la imposib
económica de gestionarlo adecuadamente, provocan actualmente enfermedades, fallecimientos, migraciones, e
esperándose además un empeoramiento de la situación en un periodo de 25 ó 40 años si las tendencias actuale
crecimiento de población y contaminación de recursos continúan. Se estima que para entonces, disponer de ag
limpia y dulce pueda llegar a ser motivo de conflictos y disputas internacionales.

Partiendo de esta situación, la Asamblea General de Naciones Unidas ha proclamado el 2003 como Año
Internacional del Agua Dulce con el objetivo general de aumentar la conciencia e impulsar la adopción de med
para abordar problemas críticos relacionados con el agua y, al mismo tiempo, lograr una mejor gestión y prote
de este recurso. Según Kofi Annan, “el Año Internacional del Agua Dulce puede jugar un papel vital para gene
acción necesaria, no sólo por parte de los gobiernos, sino también de la sociedad civil, comunidades, del secto
empresarial e individuos alrededor del mundo”.

Según datos facilitados por la ONU, en la actualidad, en zonas como Medio Oriente, África del Norte y el Sur
Asia sufren una escasez crónica de agua, cuatro de cada diez personas en el mundo viven en áreas donde falta
agua, más de 1.200 millones de personas en todo el mundo no disponen de acceso al agua potable, unos 2.400
millones carecen de alcantarillado e infraestructura para su tratamiento, se estima que cada día mueren unas 9.
personas, 6.000 de ellas niños, por enfermedades relacionadas con el consumo de agua sin las condiciones de
salubridad necesarias, y un 80 por ciento de todas las enfermedades que se registran en los países en desarrollo
origina en ausencia de agua. De seguir la situación por este camino, la ONU estima que en el año 2025, serán
millones de personas las que carecerán de acceso al agua potable.

Para comenzar a paliar esta situación, en septiembre del año 2000, en la Asamblea del Milenio de las Nacione
Unidas, los países participantes llegaron al acuerdo de reducir a la mitad, para el año 2015, la cantidad de pers
sin acceso al agua potable ni capacidad de pagar por ella, para lo cual se requiere de una acción coordinada de
gobiernos, instituciones, empresas privadas y públicas, etc. así como de la inversión de entre 14 y 30 mil millo
euros anuales hasta el 2015. Por otro lado, en la Cumbre Mundial sobre el Desarrollo Sostenible celebrada en
2002 en Johannesburgo, se acordó el objetivo de reducir a la mitad la cantidad de personas que carecen de serv
sanitarios adecuados antes del 2015.

El agua es el elemento indispensable para la vida y el desarrollo de


cualquier sociedad; incide sobre todos los aspectos de la vida cotidiana;
agricultura, industria, ocio, etc. Según la vicepresidenta de la ONU, Louise
Rechette, “la escasez de agua potable es una amenaza para la salud, la
seguridad alimentaria y el medioambiente así como para la estabilidad
misma de las naciones”. Por ello, la ONU organiza y fomenta una amplia
gama de eventos y actividades para el Año Internacional del Agua Dulce, el
cual está siendo coordinado conjuntamente por el Departamento de
Asuntos Económicos y Sociales de Naciones Unidas y la Organización de
las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura UNESCO. El agua es un recursos escaso y necesario
Partiendo de todas estas premisas, la Asamblea General de la ONU, aprobó la Resolución 55/196 que proclam
2003 como “Año Internacional del Agua Dulce”. Según cita esta resolución, esta se realiza partiendo de las
disposiciones del Programa 21, las decisiones del Consejo Económico y Social y de la Comisión sobre el Desa
Sostenible en relación con el agua dulce y las resoluciones 67/1980 y 53/1999 del Consejo Económico y Socia
referida a la celebración de años y aniversarios internacionales”.

Aprovechando esta circunstancia, la ONU insta a los Estados Miembros, a las organizaciones nacionales e
internacionales y a los distintos entes sociales competentes a “aprovechar el Año Internacional del Agua Dulce
aumentar la toma de conciencia sobre la importancia del agua dulce y para promover medidas a nivel local, na
regional e internacional”.

Del mismo modo, la Asamblea General de la ONU, en su Resolución 57/252 referida a “actividades emprendi
preparación del Año Internacional del Agua Dulce”, alienta a los Estados y organizaciones competentes a apoy
actividades relacionadas con el Año, entre otras cosas mediante contribuciones voluntarias. Además insta a
establecer relaciones voluntarias de colaboración entre las distintas instituciones con el objetivo de promover
actividades relativas al Año, así como a crear comités nacionales o similares para facilitar y promover dichas
actividades.

Entre los eventos desarrollados o previstos a nivel local, regional, nacional


internacional destacan aquellos realizados alrededor del 22 de marzo, Día
Mundial del Agua, 22 de abril, el Día de la Tierra, y el 5 de junio Día Mundi
Medio Ambiente, coordinados todos ellos por el Programa de las Naciones
Unidas para el Medio Ambiente PNUMA, así como la publicación de la prim
edición del Informe Mundial sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos y
celebración del Tercer Foro Mundial del Agua entre el 16 al 23 de marzo en
Japón.
Una base del desarrollo es el agua
A pesar de que la celebración de este tipo de Años no obliga al cumplimiento de ninguna normativa o acuerdo internacio
por parte de los Estados miembros, asociaciones, etc., es sin duda una importante contribución para mejorar la coopera
la comprensión internacionales sobre un asunto tan complejo y crítico como es el abastecimiento de agua potable a tod
población mundial.