You are on page 1of 2

Miguel Angel Aldhair Alvarez Guido - 2015014777

UNIVERSIDAD NACIONAL FEDERICO VILLARREAL

Cuestionario 9

1. El espiritualismo es una corriente de corte idealista como reacción al dogmatismo


cientificista del positivismo, era una filosofía que valoraba el papel del espíritu y del
sujeto en su comprensión del objeto. Esta filosofía desarrolló las ideas de Nietzsche,
Schopenhauer, Bergson, etc.
El espiritualismo peruano estuvo influenciado por Henri Bergson, gracias a Alejandro
Deustua.
2. Alejandro Deustua fue un pedagogo y profesor de filosofía y estética. Centralmente es
considerado un filósofo preocupado por la educación. Buscaba, además, fundar un
nuevo punto de vista filosófico basado no en los “hechos”, sino en el espíritu.
Su filosofía es considerada como “estética de la libertad” porque la estética aparece
como el terreno que funda la libertad y viceversa; donde la libertad puede ser ella
misma, y expresarse en el terreno estético sin mediación de ningún tipo. Deustua
buscaba fundamentar un nuevo punto de vista filosófico y una alternativa ética y
estética. Reconoce que el escenario auténtico y profundo de la libertad es la capacidad
para crear, o sea, la capacidad estética que caracteriza al ser humano. El ser humano
es libre porque es creador.
Deustua propuso que la ciencia se subordina a la estética, la verdad a la belleza. Esto
debido a que, según él, los primeros hombres conocieron lo bello, antes de pensar en
lo verdadero. Entre lo verdadero y lo bello hay relaciones de materia a forma. El
conocimiento estético es el punto de partida de todo conocimiento.
Deustua realiza distinciones entre la belleza y la verdad, el bien y la santidad. Distingue
la estética con la ciencia, es decir, la belleza con la verdad, en el sentido de que el
racionalismo ha subordinado siempre el sentido de lo bello. La idea de orden ha tenido
un dominio claro sobre la libertad, la creación y la realidad misma. Es una crítica no a
la razón, sino a sus excesos.
En cuanto al bien y la belleza, es decir, la distinción entre mora y estética. Deustua
alega que la moral está subordinada a lo bello y a la libertad. Deustua se sumergió en
la búsqueda de una moral que tiene a la libertad como su centro. La moral se afirma
en la libertad y esta no tiene otro terreno más fecundo para expresarse que el espacio
de lo estético.
Por último, referido a la religión, es decir, a la distinción entre lo santo y lo bello.
Deustua expresa que lo santo busca una vinculación con lo divino y lo reconoce como
principio, mientras que la estética y la libertad no tienen como principio la obediencia
a la voluntad divina.
3. Se piensa que Deustua era un conservador extremo debido a malentendidos referidos
a las críticas que realizó sobre la condición del indio; aparece como representante
teórico de la llamada República aristocrática. Sobre la condición del indio, Deustua no
pensaba que todos los seres humanos en el Perú estuvieran en igualdad (refiriéndose a
los criollos e indios). Reconoció, en un artículo, la servidumbre del indio, incluso que
este no era más que un instrumento en las manos de su amo. Asumía que la condición
del indio era irreversible, por ello reconocía su servidumbre. Deustua fue formado en
la mentalidad criolla de la época que miraba con diferencia a la población indígena,
pero no por ello se puede afirmar que represente intereses de la oligarquía y la
ideología política de la llamada República aristocrática. Incluso, sabiendo que Deustua
posee estudios donde se opone al positivismo dogmático, introduce el espiritualismo,
el sentido de la libertad individual, ¿cómo es posible que sea eso y autoritario a la vez?
Deustua mismo se consideraba un liberal, incluso opuesto a José de la Riva Agüero, a
quién le critica de defender un gobierno monárquico en el Perú. Sus estudios iban
dirigido a promover la educación y la formación de valores de la juventud, además de
reafirmar la introducción del espiritualismo, el sentido de la libertad individual y la
sensibilidad estética.
Villarán buscaba impulsar una verdadera ciencia con la finalidad de despertar las ideas
de progreso en el Perú; además de dejar la filosofía escolástica, la jurisprudencia
romana, las bellas letras y lo abstracto, todo lo relativo al positivismo. El impulso de las
escuelas de ingenieros, de comercio, agricultura, navegación, artes industriales y
profesiones prácticas era lo importante. Toda esta filosofía muy contraria a la de
Deustua.
4. Francisco García Calderón fue un jurista, militar, político y diplomático peruano que
viajó a París en 1906, publicando ponencias como “Las corrientes filosóficas en la
América Latina” y “El Perú Contemporáneo”. También publicó en El Mercurio “La
nueva generación intelectual del Perú”. Lo que se resalta de García Calderón, es que, al
enrumbar a París, ya había formado su pensamiento sobre el país y sobre la filosofía.
García Calderón conjuga la tradición francesa porque esta fomenta ideas de libertad,
justicia, derechos humanos.
5. García se jactaba de escuchar a Bergson decir que España era la última reserva moral
debido a que Bergson era el filósofo más influyente de la época.
6. Mariano Iberico fue discípulo de Alejandro Deustua, reemplazándolo en la Cátedra de
Filosofía Subjetiva de la Universidad de San Marcos en 1923. Al igual que sus
contemporáneos, comparte su adhesión a la filosofía bergsoniana.
La religión es importante para Bergson porque esta aparece como la única posibilidad
de devolver al hombre en aquella época turbada, junto con el sentido cósmico, el
sentido interior de la vida. La religión es un sentimiento que el hombre necesita para
ser salvado, ante el escenario de crisis espiritual por la que se atravesaba en esa época.
7. El absoluto en Iberico se encuentra dentro del plano religioso. Sostiene que los
artículos que componen su libro “El nuevo absoluto” tienen una confianza en el
espíritu. Precisamente la filosofía que realiza sobre el absoluto, se da en el marco de su
bergsonismo, donde expresó sus mayores aportes filosóficos. Para Iberico, todo lo que
existe es el espíritu, dice “el espíritu es todo; el único enigma y la única clave”.
Entonces, el absoluto debe ser concebido, para Iberico, desde una orientación religiosa
y mística en razón de los problemas de la vida moderna, distinto a Deustua, quien
proponía que lo absoluto debía vincularse con la belleza y con la estética.
Blas Pascal divide el conocimiento en conocimiento de la razón y conocimiento del
corazón, para lo cual, Iberico expresa que es el gran aporte de Pascal a la modernidad.
La razón procede por demostraciones, mientras que el corazón se transporta al
interior, cono las cosas inmediatamente. Para Iberico, conocer es amar pero es sobre
todo disponer el alma para recibir el inefable mensaje de Dios.
La relación que tiene Iberico con Ruiz de Montoya es por el hecho de que este último
empezó con la idea de la “presencia de Dios” que le fue enseñada por el indio Ignacio
en una de las reducciones, esa presencia divina es la que afirma la vida y la desgarra.