You are on page 1of 1
— 3266.2 - El gran precicador froy Antonio de Montesinos, habiendo invtedo los notables de Ia isla La Espatiola (hoy Santo Domingo) entre los ales se hallaba el almirante Diego de Colin, los increpé duramente con las iguientes polabros: “Decid, econ qué derecho y con qué justia tendis en tan rely horrible servidumbre a estos inios? (Con qué autoridad habéis hecho an detestabes gueras a estos gentes, que estaban en sus tiertas mansas y aacfficas, donde tan infritas de ells, con muerte y estragos nunca ofdos ho- is consumida? ;Cémo los tenéis tan opresos y fatigados, sin darles de co- ‘ner ni curls en sus enfermedades, que de los excesivos trabajos que les 4s incuren y se mueren, y por mejor decir, los matdis por sacar y adquirir 270 cada dia? gEstos no son hombres? {No tienen alas racionales? ¢No sois abigados 0 amaros como a vosotros mismos?iEsto no entendéis? (Esto no senti? ;Cémo estéis en tanta profundidad de suefio tan letdrgico dormidos? Tened por cierto, ue en el estado que estds no os pods soar ms que los moras 0 turcos que corecen y no quieren la fede Jesucisto”. (Serrmén pronunciado en Santo Domingo, el domingo 21 de diciembre de 1511), Fray Bartolomé de los Cosas, Obras escogidas, Ediciones BAC, Vo. 2. “A este infrito numero de gentes (se refiere 0 los aborigenes de lo ), Dios las cred simples, sin maldades nit dobleces; muy obedien- tes y fleles 0 sus sefiores natuoles y a los crstianos a los que siven, Son hu- ides, pacientes, pacficas y quietas [.J. Son también personas muy dekca- das que no pueden suffir robojos y que mueren muy fcimente de cualquier enfermedad [..]. Son muy pobres y no poseen ni quieren poseer bienes tere- rnaes:y por esto no son soberbias, ni ambicioses ni codtciosas. (Son) muy co- poces y décies para toda buena doctrine: muy optes para recibir nuestra santa fe catdlica y ser dotados de vituosos costumbres [.. Eni estas ovejas mansos y de las cualdades antes dichos cotadas por su Hoacedor y Creadot legaron los espafioles como labos y tigre y leanes crude- lisimos, de muchos dias hambrientos. Y desde hace cvarenta afios no han he- ‘dio otra cosa —y todovia hoy dia fo hacen—, sino despedazerlas, matartos, “ongustiarios, ofigitas, ctormentorlas y destruras, con extafas, nuevas, vo riadas y nunca vstes ni leidas ni oid formas de cruelded [. (Frey Bartolomé de Les Cosas, Brevsima relacién de a destruccion de las India, 1542) DE & "Con perfecto derecho fos esporioles imperan sobre estos bérbaras Gel Nuevo Mundo e islas adyacentes, ls cuales en prudercia ingeno, vrtud y humanidad son ton infertores los esparoles como los nifos 0 los adultos y Jos mujeres « los vorones, habiendo entre ellos tonta dferenaa como fa que va de gentes crules yfieras a gentes cementsimas, [..] y estoy por decir que de monos a hombres. [-]