You are on page 1of 4

ANÁLISIS DE LOS PRECIOS DEL TOMATE

El tomate es una hortaliza que se cultiva principalmente en clima templado entre


10 y 30 C, forma parte de la canasta básica de alimentos de los colombianos y es
uno de los productos más utilizados en la preparación de ensaladas, sopas y
entradas. El tomate cuenta con diversas variedades que marcan diferenciales en
los precios, que se pueden explicar por la calidad, la procedencia, la durabilidad
en el almacenamiento y el empaque. A través del SIPSA se registran cuatro
variedades de tomate: chonto, larga vida, Riogrande y riñon, cada uno de ellos con
zonas de producción y mercados de destino diferenciados. Las variedades más
comercializadas en las plazas de mercado son chonto y larga vida.

En este documento se realizará un breve análisis del comportamiento de los


precios promedio mensuales de los tomates chonto y larga vida en Bogotá y
Medellín entre enero de 2005 y septiembre de 2009.

Según la Encuesta Nacional Agropecuaria (ENA), durante el 2008 se sembraron


8.779 hectáreas de tomate, con una producción de 281.822 toneladas. Los
principales departamentos productores fueron Boyacá, Santander, Cundinamarca,
Antioquia, Valle del Cauca y Norte de Santander. El departamento con mayor
participación en el total de las áreas sembradas fue Boyacá con un 17%; seguido
por Valle del Cauca y Santander con el 14% y 13%, respectivamente. La mayor
producción durante el mismo año también la tuvo Boyacá con un 41% del total
nacional, seguido en orden de importancia por Santander y Cundinamarca con 9%
cada uno. La época de mayor cosecha de tomate es en los meses de enero,
febrero, junio, julio y agosto, mientras la menor producción ocurre durante marzo,
abril, noviembre y diciembre.

El Sistema de Monitoreo de Abastecimiento captura la información del ingreso de


alimentos a las principales plazas mayoristas del país1. En el acumulado de enero
a septiembre de 2009, el volumen de tomate ingresado ha sido de 123.512
toneladas, mientras en 2008 se registraron 165.648 toneladas.

La variedad de tomate con mayor participación en los mercados mayoristas es el


chonto con el 60%, mientras el larga vida concentra el 22% y el Riogrande 18%,
en los primeros nueve meses de 2009.

La procedencia del tomate depende de la variedad; por ejemplo, el chonto llega de


Valle del Cauca y Boyacá (17% y 15%, respectivamente), el larga vida provino de
Boyacá (71%) y el Riogrande tuvo como principal abastecedor los santanderes
con el 99%.

1
Bogotá, Medellín, Cali, Bucaramanga, Barranquilla, Cúcuta, Pereira, Armenia, Neiva y
Villavicencio.
Entre los municipios que sobresalen por su oferta en los mercados mayoristas se
encuentran Guateque y Sutamarchan (Boyacá), Lebrija (Santander) y Ocaña
(Norte de Santander).

En cuanto a la importancia en el abastecimiento, la Central Mayorista de Antioquia


(CMA), en Medellín, es el principal receptor de tomate chonto, mientras
Corabastos, en Bogotá, ofrece la mayor parte de tomate larga vida y
Centroabastos, en Bucaramanga, el tomate Riogrande. En Medellín los tomates
chonto y larga vida ingresan desde el Eje Cafetero y Antioquia, mientras en
Corabastos el abastecimiento de este producto se realiza desde Boyacá y
Cundinamarca.

Al observar la serie de precios de estas dos variedades (Gráfico No. 1) se puede


inferir que existen diferencias en las magnitudes pero la tendencia es similar a lo
largo del tiempo tanto en Medellín como en Bogotá.

Los precios de los tomates chonto y larga vida en los dos mercados de referencia,
exhiben una variación en los precios que oscila entre -40% y 80% para el periodo
analizado. Los determinantes de estas variaciones son cambios en la oferta,
imposibilidad de almacenar el producto por largos períodos y cambios climáticos.
Los picos más altos se presentaron en agosto de 2008 y enero de 2009, mientras
las cotizaciones más bajas fueron en marzo y abril de 2008 y julio de 2009.
Gráfico No. 1
Precios mayoristas de los tomates chonto y larga vida
Enero de 2008 a septiembre de 2009

2,100

1,900

1,700

1,500
$/Kg

1,300

1,100

CMA-chonto
900
Corabastos-chonto

700 CMA-larga vida


Corabastos-larga vida
500
Ago-08

Nov-08

Ago-09
Jun-08

Jun-09
Dic-08
Jul-08

Jul-09
May-08

May-09
Feb-08

Mar-08

Feb-09

Mar-09
Abr-08

Oct-08

Abr-09
Ene-08

Sep-08

Ene-09

Sep-09
Fuente: SIPSA, Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural – CCI

En el Gráfico No. 2 se observa el patrón estacional de los precios de los tomates


chonto y larga vida. Allí se muestra cómo a lo largo del año los precios difieren del
promedio histórico (representado por 1), identificándose los ciclos o
comportamientos estacionales. Según este índice, la cosecha nacional tiene un
patrón estacional marcado, a pesar de que se realizan siembras de manera
escalonada buscando mantener un flujo regular de producto al mercado.

Es así como entre marzo y abril y entre septiembre y diciembre los precios se
mantienen por debajo del promedio histórico, mientras que de enero a febrero y de
mayo a agosto se evidencian las cotizaciones más altas en los mercados
analizados. En este sentido, el comportamiento durante 2009 se encuentra dentro
del patrón de precios característico del producto.
Gráfico No. 2
Patrón estacional de los precios de los tomates chonto y larga vida
2000 a 2009
1.2

1.15

1.1
Índice estacional

1.05

1
CMA‐chonto
0.95 Corabastos‐chonto
CMA‐larga vida
0.9
Corabastos‐larga vida

0.85

0.8
Febrero

Abril
Enero

Junio

Julio

Diciembre
Marzo

Mayo

Octubre

Noviembre
Septiembre
Agosto
Fuente: SIPSA, Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural -Cálculos CCI.

En el mismo Gráfico No 2 se observa una alta sincronización en los precios de las


dos variedades en los dos mercados. Esta coincidencia en las tendencias refleja la
integración a nivel nacional del mercado del tomate, ya que a pesar de contar con
fuentes de abastecimiento diferentes, las cotizaciones en estos dos mercados
tienen una senda muy parecida.

Para verificar la integración de los precios del tomate en los dos mercados
estudiados, se realizó el cálculo de los coeficientes de correlación, el cual mide el
grado de asociación lineal entre dos variables. El periodo de información utilizado
fue entre enero de 2000 y septiembre de 2009 y los cálculos arrojaron un valor de
0,94 en el caso del tomate chonto y de 0,91 para el tomate larga vida. Dado que
en ambos casos el coeficiente es mayor a cero y cercano a uno, se confirma la
tendencia de los precios a variar en la misma dirección en los dos mercados.

En síntesis, el tomate proviene de un cultivo transitorio cuya oferta y precio están


asociados principalmente con el ciclo del clima y el área sembrada. La mayor
parte de la producción se concentra en Boyacá y los precios están integrados a
nivel nacional, reflejando picos en el primer y tercer trimestre y precios bajos en el
segundo y el cuarto.