Seminario de Geopolítica / Geografía / F.F. y L.

/ UBA Alumno: Diego Zuccolo

Agnew, J.; Geopolítica: Una re-visión de la política mundial. CAPÍTULO 3: UN
MUNDO DE

ESTADOS

TERRITORIALES

En el capítulo 3, “Un mundo de Estados territoriales”, del libro Geopolítica: Una re-visión de la política mundial, su autor, John Agnew plantea que, en la imaginación geopolítica moderna, el poder ha estado asociado exclusivamente a los Estados territoriales, entendiendo como tales a los Estados-nación que tienen una estrecha correspondencia entre los miembros de una nación concreta y las fronteras de un Estado particular. A lo largo del capítulo analiza los argumentos que justificaron esta visión, que denomina la “trampa territorial”, y plantea un proceso contemporáneo de debilitamiento de esa espacialidad territorial junto a un “desdoblamiento” de la territorialidad del Estado como consecuencia de una reformulación de la hegemonía que se distancia de las prácticas estado-céntricas de la etapa previa. En síntesis, plantea que está en surgimiento una nueva geopolítica del poder. La justificación de la “trampa territorial” o espacialidad del poder centrada en el Estado la encuentra el autor en “…la proyección histórica de un mundo en que el poder sobre los otros se concibe como algo que está repartido entre entidades de soberanía territorial semejantes,…”. Para que pueda desarrollarse esta perspectiva plantea la existencia de tres argumentos clásicos en la geografía del poder: primero, que los estados tienen un poder exclusivo dentro de sus territorios (soberanía); segundo, que los asuntos nacionales y los asuntos exteriores son realidades esencialmente separadas reguladas por normas diferentes; tercero, los límites del Estado definen los límites de la sociedad (sociedad contenida en el Estado). Estos tres supuestos “…se refuerzan unos a otros en la configuración de una concepción del poder estadocéntrica en la que el espacio ocupado por los Estados sería inamovible.” Esta visión se desarrolló durante el surgimiento de los Estados-nación del siglo XIX, cuando, según Agnew, “tenía sentido el caracterizar la evolución de los cambios económicos y sociales según las experiencias vividas en los pedazos de espacio delimitados por los límites geográficos de los Estados.” A fines del siglo XX y principios del siglo XXI, el autor plantea que esta perspectiva estadocéntrica comienza a verse debilitada por dos procesos simultáneos: los cambios en la forma de relacionarse entre los Estados y “la emergencia de una sociedad global en la cual los Estados deben compartir su poder con otro tipo de actores.” Manifestaciones de
1/4

como el único actor territorial válido. III. más exactamente. Nos muestra como los extremos de las principales posturas sobre el poder estatal. II. el realismo y el liberalismo. el autor desarrolla tres características de las explicaciones estadocéntricas de la espacialidad del poder que. “como si [el Estado territorial] fuera la única fuente de poder en el mundo moderno” y habilitándolo. Define. LA ESPACIALIDAD DEL PODER EN LA IMAGINACIÓN GEOPOLÍTICA MODERNA. Estos tres supuestos unidos permiten una concepción de la estatalidad ahistórica. división entre asuntos interiores y exteriores y el Estado territorial como contenedor geográfico de una sociedad. Para mostrar la influencia de esta concepción de la espacialidad del poder.F. como ya vimos anteriormente. los mercados globales. considera “cruciales para obstaculizar la comprensión de la espacialidad o de la organización geográfica del poder solamente a los Estados. I. / UBA Alumno: Diego Zuccolo estos cambios son el declive de la viabilidad militar. el capitalismo transnacional y formas de gobierno alternativas (por ejemplo. tres supuestos que sostienen este concepto: soberanía sobre un territorio definido. mediante el control de bloques de espacio. a un mundo centrado en las Grandes Potencias”. la Unión Europea).” 2/4 .Seminario de Geopolítica / Geografía / F. y L. “se mantienen fieles a una concepción estadocéntrica del mundo o. Agnew cita como ejemplo las discusiones teóricas en el campo de las relaciones internacionales. Bajo este título. con diferencias sobre cuál debería ser la prioridad del Estado. LA TRAMPA TERRITORIAL El autor define “trampa territorial” como “el pensar y actuar como si el mundo estuviese enteramente constituido por Estados que ejercen su poder sobre bloques de espacio y de este modo se constituyen en el único referente geográfico-político de la política mundial”. UN CASO CONCRETO: LAS TEORÍAS CLÁSICAS DE LAS RELACIONES INTERNACIONALES.

Seminario de Geopolítica / Geografía / F. Destaca tres aspectos de este régimen de acceso a los mercados: la internacionalización de políticas nacionales para ajustarse a las normas de funcionamiento globales. “los Estados territoriales son un tipo de concentración social de poder que surgió en unas condiciones históricas específicas en las que la territorialidad del Estado era útil en la práctica para lograr los objetivos de los grupos sociales tanto dominantes como dominados. que han traspasado los límites del Estado para conseguir beneficios poniendo en circulación la propiedad móvil (el capital). en determinado momento experimenta una tensión cuando sustituye el control de los flujos económicos generados en su territorio por un incremento en el acceso a los flujos que vienen de otros lugares. “que silenciaría el papel que han desempeñado los Estados en el desarrollo de ciertas prácticas sociales básicas del capitalismo (la definición y protección de los derechos de propiedad). y el surgimiento de alianzas corporativas IV. En definitiva.” La segunda característica es el poder como coerción en las relaciones internacionales. / UBA Alumno: Diego Zuccolo La primera característica que nombra es el poder coercitivo sobre bloques de espacio. En este punto plantea que “los sistemas de poder son generados. la política mundial puede implicar diversas prácticas sociales que requieren un despliegue de poder y no simplemente la coerción militar de los Estados.” Es decir. si bien el Estado territorial siempre ha dado una protección prioritaria a la propiedad. En este contexto.” Es decir. La tercera característica que menciona es la relación entre estatalidad y la protección de los derechos de propiedad.F. En este apartado. el autor plantea un cambio de Estado y empresas del libre comercio al acceso a los mercados. la protección que puede suministrar a los derechos de propiedad absolutos ante el aumento de propiedades móviles más allá de los límites propios es parcial y poco sólida. y L. EL LIBERALISMO TRANSNACIONAL Y LAS NUEVAS ESPACIALIDADES DEL PODER. el autor discute el preconcepto de la geopolítica moderna donde suele considerarse que las relaciones coercitivas entre Estados son la única manera en que se ejerce el poder más allá de los límites del Estado territorial. el incremento en el comercio internacional de servicios y el debilitamiento de la identificación entre territorio y economía debido a la extensión del alcance de las compañías transnacionales internacionales. en lugar de ser algo existente desde siempre con una configuración espacial concreta: la de la territorialidad del Estado. sostenidos y reproducidos por medio de prácticas sociales específicas histórica y geográficamente. 3/4 . Plantea que.

Para dar una muestra de que está en perspectiva una nueva geopolítica del poder describe tres consecuencias de esta tendencia: la explosión de identidades políticas no territoriales asociadas a movimientos políticos globales y locales (ejemplificada según el autor en las nuevas producciones literarias locales y postnacionales). el autor refuerza su posición marcando que es un error presuponer que el poder coercitivo de los Estados territoriales es una característica inmutable del mundo moderno.Seminario de Geopolítica / Geografía / F. . la progresiva tensión en la intersección entre ciudadanía y migración y la progresiva descentralización del sistema financiero mundial (desterritorialización de las monedas). V. CONCLUSIÓN. plantea que el desdoblamiento contemporáneo de la territorialidad del Estado es una prueba de la reformulación de la hegemonía que se distancia de las práctica estadocéntricas. la lealtad a una espacialidad del poder estable sigue teniendo un atractivo considerable. en la actualidad. Es más.F. / UBA Alumno: Diego Zuccolo En este punto. El autor concluye que. 4/4 . y L. el cambio social y el desarrollo económico están cada vez más determinados por la capacidad que tengan las localidades y las regiones para acceder a las redes globales y que en este contexto no tendría sentido concebir el poder como algo singular y permanentemente unido a los territorios de los Estados. Sin embargo.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful