You are on page 1of 64

CONTENIDO

Página

Presentación 2

I. Diagnóstico 3

II. Visión 46

III. Objetivos, Estrategias, Líneas de Acción e Indicadores 47

IV. Programas Estratégicos y Prioritarios 53

V. Referencias 61

1
Seguridad Pública

PRESENTACIÓN

En cumplimiento a lo establecido en los artículos 4, 9, 10 fracción II; 12 fracción


III; 13, 16, 17, 20, 21, 24 fracciones I, II, IV; y 25, fracciones I, II, III, IV, VI, VII y
VIII de la Ley de Planeación para el Desarrollo del Estado de Puebla; Artículo 6,
fracción II del Decreto mediante el cual se crea el Comité de Planeación para el
Desarrollo del Estado de Puebla (COPLADEP); Artículo 2 fracciones I, II y IV, 5
fracción VI y 6 fracción IV del Reglamento Interior del Comité para el Desarrollo del
Estado de Puebla, se presenta el:

Programa Sectorial Seguridad Pública

Este Instrumento de Planeación, acorde con los objetivos, estrategias y líneas de


acción contenidos en el Plan Estatal de Desarrollo 2005 – 2011, busca la
consolidación de los mismos en aras del desarrollo del Estado de Puebla.

Lic. Mario P. Marín Torres


Gobernador Constitucional del Estado y
Presidente del COPLADEP

2
I. DIAGNÓSTICO
La Seguridad Pública se refiere a principios, niveles, programas, en que el Estado establece una
gran diversidad de aspectos legales, operativos y técnicos que inciden en la prevención,
vigilancia, auxilio, control, regulación, protección y respeto en favor de los gobernados; ya sea
contra la violencia, el delito, la delincuencia organizada, las acciones criminales, la impunidad o
la corrupción.

Hablar de Seguridad Pública es analizar con plena acuciosidad el conjunto de acciones del
Estado, que deben ser prontas, directas, notorias y manifiestas, en favor de toda la comunidad,
pero con miras incuestionablemente a la prevención, protección, seguridad, custodia con respecto
del fenómeno delincuencial y de la corrupción en el sistema policial y ministerial o bien en
materia de justicia.

El Sistema de Seguridad Pública busca entre otras acciones la de planear, programar, capacitar,
actualizar, desarrollar, fomentar y formar una nueva sociedad y a sus instituciones, infundirles
nuevos valores culturales y cívicos que induzcan una conducta colectiva distinta hasta la ahora
observada, así como una actitud de respeto a la legalidad, a la condescendencia y a la
solidaridad social, para así contribuir a la preservación del orden público. De allí que su
primordial función sea la prevención del delito.

Por todo lo anterior, podemos decir que la importancia de la seguridad pública en el estado de
Puebla radica principalmente, en consolidar la paz y el orden público, la protección de los
derechos y bienes de los gobernados, así como de la preservación de los más altos valores de la
sociedad, de los miembros que la integran y de aquellos que en el futuro la integrarán, en un
marco de legalidad y justicia social.

Aunado a lo anterior cabe señalar que la seguridad pública en el estado debe enmarcarse y
concebirse como un sistema efectivo que impacte en favor de la sociedad, dada su dimensión
jurídica, como un auténtico sistema programático, estructural y funcional en beneficio de la
colectividad, de su preservación y su fortalecimiento, ya sea por sus planteamientos de
alternativas o de acciones, o bien por la interacción de sus instituciones.

Así, la seguridad pública es una función a cargo del Estado, que tiene como fines salvaguardar la
integridad y derechos de las personas, así como preservar las libertades, el orden y la paz
públicos, mediante acciones de prevención, persecución y sanción de las infracciones y delitos,
así como la reinserción social del delincuente.

La seguridad pública comprende la prevención del delito, la procuración de justicia, la


impartición de justicia y la readaptación social.

3
Seguridad Pública

Prev
Prev ención
ención Procuración
del
del de
Delito
Delito J us tic ia

Prev ención
S eg uridad
del
Delito
Pública

Prev ención Prev ención


R eadaptación
del Admindel
is tración
Delito de
Delito
S ocia l J us tic ia

La Prevención del Delito tiene por objeto establecer las políticas necesarias que permitan
disminuir la incidencia delictiva y lograr mayor seguridad en la sociedad.

La Procuración de Justicia comprende la investigación del delito y la persecución del delincuente,


con estricto apego a la ley; la observancia de los principios de legalidad; la promoción de la
justicia expedita y eficiente y la protección y apoyo integral a las victimas del delito.

La Impartición de Justicia tiene como finalidad imponer las penas a aquellos que han infringido la
ley, a través de tribunales legalmente establecidos que emiten sus resoluciones de manera
expedita, completa e imparcial.

La Readaptación Social tiene por objeto primordial disminuir las tendencias y predisposiciones
que llevaron a la persona a delinquir, proporcionándole los medios necesarios para que una vez
reintegrado a la sociedad, sea productivo y respete la ley.

La Seguridad Pública es uno de los grandes retos y campo de oportunidades para el Estado.

La prevención del delito se encuentra indisolublemente ligada a la procuración y administración


de justicia y a la readaptación social, ya que éstas constituyen un sistema de instituciones que

4
deben funcionar de manera estructurada y perfectamente coordinadas en cuanto sus acciones y
resultados.

Hoy en día no es posible concebir la prevención del delito de manera aislada, una concepción
limitada sin duda contribuye al fracaso de cualquier iniciativa gubernamental.

A la mayoría de los ciudadanos les queda claro que si la prevención del delito no está dando los
resultados esperados, lo más seguro es que el clima de inseguridad se filtre en todos los ámbitos
de la sociedad afectando su convivencia; y, por lo que se refiere a la procuración e impartición de
justicia, que aquella tenga volúmenes crecientes de delitos denunciados, lo cual puede derivarse
en averiguaciones previas mal integradas por sobrecargas de trabajo y en consecuencia un mayor
número de sentencias absolutorias.

El sector Seguridad Pública esta integrado por la Secretaría de Seguridad Pública, la Procuraduría
General de Justicia, la Secretaría de Gobernación, el Consejo Estatal de Coordinación del Sistema
Nacional de Seguridad Pública y la Corporación Auxiliar de Policía de Protección Ciudadana.

Incidencia Delictiva Nacional


Organizaciones No Gubernamentales (ONG’S) califican y opinan sobre temas de seguridad, tal es
el caso del Instituto Ciudadano de Estudios sobre la Inseguridad (ICESI), quien diseñó, coordinó y
aplicó la Primera Encuesta Nacional de Inseguridad Pública en las Entidades Federativas en
2002, conforme a estándares internacionales y métodos estadísticos sugeridos por la
Organización de las Naciones Unidas (ONU), cuyos resultados mostraron un aumento de
criminalidad en el país en general, y en el Distrito Federal en particular.

Entre los principales resultados, se presentan los más sobresalientes de la encuesta en el ámbito
nacional:

• En México se cometen alrededor de 4.4 millones de delitos anuales, de los cuales sólo se
denuncia el 25 % ante las autoridades. De este total de denuncias, sólo el 11 % de los casos,
se consignó al delincuente. Es decir, en México sólo se consigna realmente a menos del 3 %
de los delincuentes.
• 42 millones de mexicanos fueron víctimas de la delincuencia en 2001. Los daños y las
pérdidas materiales ascendieron a 49 mil millones de pesos, monto que equivale
aproximadamente al 0.85 % del Producto Interno Bruto (PIB). El costo promedio de pérdidas
económicas que derivan de la delincuencia se estima en 13 mil 245 pesos por víctima.
• Se estima que la cifra negra de la inseguridad para 2001 fue de 2 millones 972 mil 230. De
cada 4 delitos que se cometieron, sólo uno se denunció ante el Ministerio Público.
• Por cada 100 mil habitantes se cometieron 4 mil 412 delitos en el ámbito nacional durante el
año 2001.
• El 66 % de las víctimas no reporta el delito ante ninguna autoridad, principalmente porque le
parece una pérdida de tiempo y que los trámites son tediosos y difíciles.
• El 44 % de los delitos se cometen con violencia, sobre todo empleándose armas de fuego.

5
Seguridad Pública

• El 23 % de los mexicanos ha modificado sus actividades y hábitos por la inseguridad, temor a


ser víctima de algún delito. De este porcentaje el 81 % evitó salir de noche, el 44 % dejó de
llevar consigo dinero en efectivo el 37 % optó por no utilizar joyas, y el 27 % dejó de visitar a
parientes o amigos que viven lejos.
• Los delitos referidos por las víctimas (de los cuales el robo representa el 92 %) son en su gran
mayoría del fuero común, es decir, de la competencia de las entidades federativas. Tan sólo en
el año 2000 fueron denunciados 81 mil 781 delitos del orden federal, frente a un millón 338
mil 473 del fuero común, es decir, el 94 % del total.
• En el ámbito nacional, durante el 2001, en el 14 % de los hogares al menos una persona fue
víctima de algún delito. Del total de estas víctimas, sólo el 34 % reportó el delito ante algún
tipo de autoridad y de quienes lo reportaron, sólo el 64 % lo denunció ante el ministerio
público. Por otra parte, tan solo en el 76 % de las denuncias ante el ministerio público, se
levantó un acta.
• El 50 % de los mexicanos que sufrieron algún delito y no lo reportaron ante alguna autoridad,
expresaron como principal motivo la pérdida de tiempo y/o la realización de trámites largos y
difíciles. Mientras que el 19 % manifestó desconfianza a las autoridades y el resto estimó que
el delito carecía de importancia y no contaban con pruebas suficientes.
• Tal y como ocurre en otros países, cada vez es más frecuente que las víctimas del delito sufran
de algún tipo de violencia. Durante el año 2001, el 44 % de las víctimas sufrieron algún tipo
de violencia, durante la comisión del delito.
• El 92 % de los delitos, en el 2001, fueron robo, de los cuales, el 61 % fue a transeúnte, el 20
% de vehículo, el 18 % en casa habitación y el 5 % en comercio. Del resto de los otros delitos,
el 50 % fueron lesiones; 25 % abuso de autoridad; 25 % daño en propiedad ajena; amenaza
el 13 %; secuestro el 7 %, y secuestro exprés el 6 %, entre otros.
• El 75 % de los mexicanos percibió incremento de algunos delitos en el 2001 respecto al 2000.
En coincidencia con los datos de incidencia arrojados por la encuesta, el robo es el delito que
la población percibe que sufrió un mayor incremento durante ese período.
• En el ámbito nacional, la encuesta del ICESI señaló que el 47 % de los mexicanos se sienten
inseguros en el lugar donde radican.

Por primera ocasión, México participa en el importante proyecto denominado “Encuesta


Internacional sobre Criminalidad y Victimización, ENICRIV – 2004”, realizado por el ICESI, con el
aval de la Secretaría de Relaciones Exteriores del gobierno mexicano, por conducto de la
Subsecretaría para Temas Globales. El trabajo se efectuó en coordinación con la Oficina de las
Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (ONUDD) con sede en Viena, Austria; así como
con el Instituto de Investigación sobre el Delito y la Justicia para América Latina (IIDEJUAL) con
sede en Buenos Aires, Argentina. La ENICRIV - 2004 se realizó del 1º al 14 de julio de 2004, a
ciudadanos que al momento de la entrevista tuvieran 18 años o más, residentes en la República
Mexicana. Entre los principales resultados obtenidos, destacan los siguientes:

• En los últimos 5 años, más de 30 millones de personas mayores de 18 años fueron víctimas
de la delincuencia.
• Casi en la mitad de las viviendas del país por lo menos un miembro fue víctima de algún delito:
51 % fue víctima de un solo delito, 28 %, de dos delitos, y 21 %, de tres delitos o más.

6
• Los delitos patrimoniales representan 84 % de los delitos captados por la encuesta.
• Como cifra negra: el promedio general de no denuncia se ubica en el 75 %, se denuncia tan
sólo uno de cada 4 delitos que se cometen.
• Los delitos patrimoniales fueron los de mayor incidencia: una de cada 10 viviendas fue robada;
90 de cada 100 robos fueron en casas independientes. El 46 % de los robos se cometieron
con violencia, 9 % de las personas fueron atacadas o amenazadas al menos una vez; casi en
una de cada 100 viviendas hubo al menos una víctima de secuestro.
• Los delitos contra las personas en su libertad sexual se ubicaron: 4 % fueron víctimas de
ofensas sexuales, 83 % son mujeres, 18 % de las víctimas no lo consideran un delito; en el 30
% de los casos, los agresores eran conocidos de las víctimas: 4 de cada 10 eran sus parientes
y uno de cada 4 su ex cónyuge o ex pareja.
• Por actos de corrupción, sólo durante 2003, al 12 % de la población, alguna autoridad le
solicitó un soborno o “mordida” por sus servicios, 92 % de las víctimas de soborno no
denunciaron el hecho.
• La percepción de inseguridad, registró que una de cada 3 personas se siente insegura o muy
insegura caminando de noche por su colonia o poblado, 40 % considera probable o muy
probable que alguien robe su vivienda en los próximos 12 meses.
• De la institución encargada de la seguridad pública y su personal, se obtuvo que el 45 % opina
que la policía actúa mal o muy mal para controlar el delito.

Por su parte, los industriales mexicanos de la Confederación Patronal de la República Mexicana


(COPARMEX), la Cámara Nacional de Comercio (CANACO), la Cámara Nacional de la Industria
de la Transformación (CANACINTRA), participan activamente en la denuncia de delitos y, bajo
encuestas de opinión, publican su opinión acerca de la inseguridad, de la que destaca el delito de
secuestro, del que dicen que:

• En tan solo ocho años, el delito del secuestro ha aumentado en un 70 % a nivel mundial.
• Por orden jerárquico, las diez naciones donde existe el secuestro son: Colombia, México, Rusia,
Brasil, Nigeria, Filipinas, India, Ecuador, Venezuela y Sudáfrica.
• Se estima que el secuestro es uno de los delitos con mayor cifra negra, por lo que podría
suponerse que por cada caso denunciado existen al menos otros 3 no reportados.
• En México el móvil de los secuestros es predominantemente económico, a diferencia de
Colombia donde la guerrilla juega un papel predominante en la comisión de secuestros, cuyas
razones responden principalmente a aquellas de índole política (tan solo el 10 % de los
secuestros tienen causas exclusivamente económicas).
• Para la comisión del secuestro los delincuentes requieren garantizarse una coordinación
efectiva, por lo que utilizan algunos de los más importantes avances tecnológicos: operativos de
inteligencia, aparatos de intercomunicación especializados, telefonía móvil, etc.
• En cuanto a “la industria del secuestro exprés” o rapto con robo es una modalidad cada vez
más frecuente entre los mexicanos y aunque algunos tienden a referirlo como retención, sin
duda representa también la privación ilegal de la libertad de una persona, aunque solo sea por
unas horas, para conseguir dinero rápido de la víctima o de sus familiares (cantidad que puede
ir desde los 3 mil pesos, y en ocasiones hasta menos). Los delincuentes que suelen secuestrar
con esta modalidad son personas de estratos socio - económico bajos, entre los 16 y los 25

7
Seguridad Pública

años; son jóvenes pertenecientes a la delincuencia común (no organizada) y operan en grupos
de dos y tres personas donde alguno es el "líder" en la ejecución del delito. Son robos mediante
los cuales los delincuentes utilizan a sus víctimas para sacar dinero de los cajeros automáticos
bancarios, o bien roban sus vehículos y algunas otras pertenencias; se hace uso de la violencia
para amedrentar a la víctima y no requieren de estrategias de inteligencia sofisticada, como se
hace en el secuestro normal.
• Por otra parte existen también los secuestros virtuales, es decir aquellos que en realidad no
existen, pero en los cuales los delincuentes aprovechan la ausencia de una persona para
extorsionar a sus familiares y obtener algún beneficio económico en un breve lapso de tiempo.
En general este tipo de delito es cometido por personas cercanas a la víctima que conocen los
movimientos de la persona, lugares que frecuenta y demás.
• La magnitud del secuestro presenta alcances y modalidades inesperadas y es de las actividades
delincuenciales más "productivas" y rentables, incluso respecto al narcotráfico porque requiere
una menor complejidad y su riesgo es también inferior, tanto por la alta tasa de impunidad que
reporta, como por la falta de coordinación y de estrategia de las autoridades para su combate
(el secuestro es un delito del fuero común).
• Según Organizaciones No Gubernamentales, en 2002 se habían denunciado 345 secuestros
en todo el país, pero a esa cifra habría que sumar 297 plagios no denunciados, para dar un
total de 642 casos.
• Sin embargo, la unidad de negociación y manejo de crisis de la Procuraduría General de la
República (PGR) intervino en 107 casos de secuestro, obteniendo la liberación de todas las
víctimas. Asimismo, fueron asegurados 109 presuntos secuestradores relacionados con 14
bandas.
• En la frontera norte de Tamaulipas, de acuerdo al Centro de Estudios Fronterizos y de
Promoción de los Derechos Humanos, A. C., se cometieron 93 secuestros.

La Organización No Gubernamental, Transparencia Mexicana, realizó la “Encuesta Nacional de


Corrupción y Buen Gobierno 2003, Resultados por Entidad Federativa en 2001 y 2003”,
resultando relevante que el estado de Puebla ocupó en los periodos de 2002 y 2003, el primer
sitio (lugar 29 y 32) respectivamente.

Incidencia Delictiva en la Región Centro del País


En el marco de la XXIII Reunión Ordinaria del Consejo Técnico del Sistema Nacional de Seguridad
Pública, en la que los representantes del Gobierno Federal, así como los del Distrito Federal y de
los estados de México, Tlaxcala, Hidalgo, Morelos, Puebla, Veracruz y Guerrero asumieron seis
compromisos para fortalecer la coordinación y el intercambio de información en favor de la
seguridad pública, se informó que durante los últimos nueve meses más de 82 mil personas
fueron remitidas ante el ministerio público, tanto del fuero federal como del común, como
resultado de la aplicación del comando de seguridad pública centro país.

Así, entre los resultados de la aplicación de ese mecanismo entre el 15 de julio de 2004 y el 6
de abril de 2005, se precisó que fueron detenidas 877 mil 496 personas en la región. De ellas,
13 mil 326 fueron remitidas al ministerio público federal y 69 mil 366 al ministerio público del

8
Fuero Común, mientras que 794 mil 804 quedaron a disposición de jueces cívicos. Además, se
destacó el aseguramiento de cuatro mil 835 armas, así como de dos mil 180 kilogramos de
diversas drogas.

1. Prevención del Delito


En materia de prevención del delito son frecuentes las manifestaciones masivas, en donde se ha
expresado la preocupación por la creciente inseguridad pública en la vida cotidiana. A diario se
cometen actos individuales y masivos que perturban la paz y la tranquilidad sociales, afectan el
bienestar, la seguridad y el patrimonio de las familias y, en no pocas ocasiones, lesionan
irreparablemente la integridad e incluso la vida de muchos. Cuando estos delitos no se resuelven
conforme a la ley, se quebranta seriamente el Estado de Derecho.

Se reconoce que existe una franca desconfianza hacia las instituciones, los programas y los
responsables de la Seguridad Pública.

La sociedad, al percibir el incremento de la inseguridad y su relación con las ineficiencias,


desviaciones y tolerancia de las instituciones de seguridad pública, ha optado por alejarse de las
mismas por desconfianza o por temor.

Se ha llegado a evidenciar que:

• El desempeño policial esta carente de método, técnica, ética y compromiso.


• La capacitación recibida no está al nivel de las circunstancias por el tipo de delincuencia que
hoy en día actúa.
• La remuneración a los elementos policíacos no es adecuada.
• Los operativos preventivos de vigilancia normal no son permanentes ni eficaces.
• A pesar de lo frecuente de los operativos conjuntos entre los tres ámbitos de gobierno, no están
implantados claramente los mecanismos que den eficacia a este esfuerzo.

La coordinación policial se ha enfocado más a combatir los delitos consumados que a adoptar
medidas de prevención.

Los factores antes señalados inciden en la percepción de la sensación de inseguridad que


enfrentan los ciudadanos. Los datos indican que, más allá de la incidencia delictiva, la
inseguridad ciudadana se relaciona con variables sociodemográficas; incremento en el porcentaje
de delitos que se cometen con uso de violencia y sistemas ineficientes de prevención y
procuración de justicia.

Incidencia Delictiva a Nivel Estatal


Es necesario considerar como antecedentes delitos diversos del Fuero Federal y el lugar que el
estado de Puebla ocupó:

9
Seguridad Pública

INCIDENCIA DELICTIVA ESTATAL SEGÚN PRINCIPALES DELITOS


DEL FUERO FEDERAL
2002 - 2003
(Delitos)
Id Tipo de Camino 2002 2003 Variación

Total 187 157 -9


1 Contra Instituciones Bancarias 13 6 -117
2 Patrimoniales (excepción robo) 8 7 -14
3 Ambientales 4 12 67
4 Contra la Propiedad Intelectual 8 10 25
5 Cometido por Servidores Públicos 23 8 513
a
6 Contra la LFAFyE 15 14 -7
7 Asociación Delictuosa 24 25 4
8 Robo en Carreteras 24 7 -243
9 Violación a la Ley General de Población 20 19 -5
10 Culposos por Transporte de Vehículos 2 3 33
11 Otros Delitos 12 11 -9
12 Robo en Carreteras 8 7 -13
8 Otros Delitos 26 28 7
a
: Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.
Fuente: INEGI.

También, se ha de considerar como antecedente la incidencia delictiva de los delitos del Fuero
Común.

INCIDENCIA DELICTIVA ESTATAL SEGÚN PRINCIPALES DELITOS


DEL FUERO COMÚN
2002 - 2003
(Delitos)
Id Tipo de Camino 2002 2003 Variación

Total 64 58 -9
1 Robo 7 7 0
2 Lesiones 7 4 -43
3 Homicidios 6 6 0
4 Secuestro 11 12 9
5 Patrimoniales 8 7 -13
6 Violación 5 4 -20
7 Sexuales 8 7 -13
8 Otros Delitos 12 11 -9
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

10
Comparativamente, datos más recientes registrados por las áreas de Seguridad Pública en la
entidad con relación a los operativos implantados por los cuerpos policíacos, revelaron que dos
de los delitos que tienen un mayor impacto en la sociedad, y que por su naturaleza y el modo de
operar, es difícil combatir son el graffiti y el narcomenudeo.

Seguridad Vial
La seguridad vial, como parte inseparable de la seguridad pública es una función que permite en
los términos que señale las leyes y reglamentos respectivos, proteger a los usuarios de las vías de
jurisdicción estatal en sus bienes y en sus personas, así como vigilar el tránsito fluido y seguro de
vehículos; esta tarea coadyuva y fortalece la actividad comercial y la entrega de insumos del
sector industrial; además de evitar accidentes, prestar auxilio a los usuarios de las vías de
comunicación y coordinarse con otras corporaciones en acciones tendientes a la prevención del
delito y la protección civil.

El ámbito de la seguridad vial se ve afectada por factores como el aumento de los vehículos en
circulación, la ampliación de la longitud de la red carretera en la entidad, la mayor potencia de
los vehículos para alcanzar mayores velocidades, la falta de pericia de los conductores y la falta
de respeto de estos a las normas vigentes en materia de tránsito y vialidad.

De acuerdo a los datos obtenidos por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática
(INEGI), podemos afirmar que hay una tendencia irreversible en el aumento del parque vehicular
que ascendido para 2003 en 624 mil 306 vehículos, entre automóviles, camiones, camionetas
de carga y motocicletas en la entidad.

LONGITUD DE LA RED CARRETERA POR TIPO DE CAMINO


1993 - 2003
(Kilómetros)
Id Tipo de Camino 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2003

Total 6,169.7 8,045.7 8,437.0 8,527.9 8,540.0 8,354.0 8,354.0 8,354.0 10,423.4
1 Pavimentada de Larga Distancia 140.1 1,444.7 1,445.0 1,474.1 1,477.0 1,482.0 1,482.0 1,482.0 1,512.3
2 Alimentadoras Estatales 2,089.3 2,236.6 2,628.0 3,269.0 3,468.0 3,073.2 3,073.2 3,073.2 3,465.1
3 Caminos Rurales 3,940.3 3,940.4 3,940.0 3,360.8 3,441.0 3,644.4 3,644.4 3,644.4 5,446.0
4 Brechas Mejoradas N/D 424.0 424.0 424.0 154.0 154.4 154.4 154.4 N/D
N/D: No Disponible.
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

Por otra parte la ampliación de la longitud de la red carretera permite vislumbrar un campo
mayor de acción para la seguridad vial, aunque la conformación de la red en su mayor parte es
por caminos rurales o de terracería, de hecho representó en 2003 el 52 % de la Red Carretera
Estatal.

Por lo que respecta a los accidentes, se ha identificado que existe una tendencia a su
disminución tanto en las carreteras de competencia estatal como federal, y representa un
importante resultado de las prácticas coordinadas y operativos conjuntos de seguridad pública y

11
Seguridad Pública

vialidad, además de los cursos de educación vial y de manejo a la defensiva que se han
impartido en la entidad; cabe señalar que el índice de accidentes de carreteras de competencia
estatal es de nueva creación por parte del Instituto Nacional de Estadística, Geografía, e
informática (INEGI).

ACCIDENTES DE TRÁNSITO EN LAS CARRETERAS DE JURISDICCIÓN


ESTATAL, SEGÚN TIPO DE CAUSA
2003
(Porcentaje)

10.2

Exceso de Velocidad

29.9
Estado de Ebriedad

Rebasar Indebidamente

59.9

Total: 980 Accidentes

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

Otro factor a notar en la situación actual relativa a la seguridad vial, es la tendencia de los
municipios de constituir sus cuerpos de vialidad y la promoción de reglamentos de tránsito
locales, lo que ocasiona: descoordinación, problemas de competencia, exceso de autoridad en el
ejercicio de las normas de tránsito o por el contrario relajamiento en su observancia, y por ultimo
desconcierto de la ciudadanía en la pertinencia de observar en una localidad una infracción que
en otra no lo es.

Infraestructura
La infraestructura con la que se cuenta en la entidad para la prevención del delito, proporciona
una cobertura total de la geografía poblana. Cuenta con una sólida red de telecomunicaciones
que permite atender los diversos sucesos que se generan en los municipios de la entidad, además
de la coordinación existente con las policías municipales.

12
El uso de la radiocomunicación es un elemento indispensable, ya que permite la coordinación no
solo entre miembros de esta corporación, sino de otras instancias para la atención a una
emergencia mayor, ya sea por accidente o por desastres naturales que perturban la tranquilidad y
la paz social de los ciudadanos. El sistema de radiocomunicación tiene una cobertura total en
más del 60 % del territorio estatal, y en el resto con cobertura parcial, considerando lo
accidentado de la orografía del espacio poblano.

En la Dirección General de Seguridad Pública se cuenta con un centro de monitoreo del sistema
GPS, mismo que se encuentra en proceso de operación total, con una cobertura parcial del 40 %
del parque vehicular, requiriéndose actualmente de mapas cartográficos y visualización de zonas
limítrofes en el sistema para incrementar la operatividad.

Por lo que se refiere al personal policial, se cuenta con un policía estatal preventivo por cada 2
mil 306 habitantes en la entidad y con 321 unidades vehiculares en servicio permanente.

Cobertura y Operación
La estructura operativa actual se organiza mediante la integración de seis regiones en las que se
dividió el estado. Cada uno se encuentra a cargo de un Centro de Coordinación Regional
(CECORE), operado directamente por un inspector quien tiene como función sustantiva la
coordinación, conducción y supervisión de las acciones de prevención y auxilio de las bases de
operaciones radicadas en su región.

Así, en este contexto, el Centro de Coordinación Regional de Base Central ubicado en la Ciudad
de Puebla concentra al 36 % de la policía estatal preventiva y 5 delegaciones de seguridad vial
con el 74.6 % de su personal; la responsabilidad de los servicios cubre 30 municipios con
permanentes operativos de vigilancia preventiva.

El CECORE II, ubicado en Chignahuapan coordina 6 bases de operación y agrupa al 24 % de la


policía estatal preventiva y 7 delegaciones de seguridad vial con el 7 % de su personal; la
responsabilidad de los servicios cubre 32 municipios con operativos de vigilancia preventiva.

El CECORE III, con 4 bases de operación y la policía intermunicipal, ubicado en la ciudad de


Teziutlán reúne al 17 % de la policía estatal preventiva y cuenta con 5 delegaciones de seguridad
vial con el 6.2 % de su personal total. Con operativos de vigilancia preventiva permanente, otorga
seguridad a la población de 30 municipios de esa región.

El CECORE IV, se ubica en Zacatepec y cuenta con 5 bases de operación que concentran al 19
% de la policía estatal preventiva y 10 delegaciones de seguridad vial con el 12 % de su
personal; el ámbito de su responsabilidad se extiende por 44 municipios con diversos operativos
de vigilancia.

13
Seguridad Pública

El CECORE V, ubicado en la Ciudad de Tehuacán coordina las actividades de 3 bases de


operación y la policía intermunicipal; agrupa al 16 % de la policía estatal preventiva y 3
delegaciones de seguridad vial con 5 % de su personal total. El ámbito de su competencia cubre
a la población asentada en 27 municipios con operativos de vigilancia permanente y coordinada.

El CECORE VI, con la suma de la policía intermunicipal ubicada en la Ciudad de Izúcar de


Matamoros y la policía intermunicipal de Acatlán de Osorio y con 4 delegaciones de seguridad
vial, previenen el delito y mantienen la seguridad pública en 30 municipios de la región con
operativos de vigilancia preventiva.

2. Procuración de Justicia
Si bien el aumento en los delitos se explica por factores como el desempleo, la pobreza, la
desigualdad o las malas expectativas de la economía, la diferencia entre la posibilidad de que
México se precipite respecto a la impunidad y violencia o, por el contrario, puedan revertir las
inercias delictivas, depende, en gran medida, de la efectividad y solidez de las instituciones
encargadas de combatir al crimen.

De acuerdo a los datos registrados por el Centro de Investigación para el Desarrollo, A. C.


(CIDAC) en un estudio sobre el Subsistema de Seguridad Ciudadana y Justicia Penal, y la
Procuración de Justicia, se puede decir que la procuración de justicia es el eslabón más frágil del
subsistema, dado que de cada 100 hechos aparentemente delictivos sólo se denuncia el 25 %;
de los cuales sólo se concluye la investigación en el 4.55 %, poniendo sólo a disposición de los
jueces al 1.6 %; de este porcentaje el 1.2 % llega a sentencia, condenándose únicamente al
1.06 %.

14
ÍNDICE DE INCIDENCIA DELICTIVA
2002
(Porcentaje)
Robos Reportados Homicidios Lesiones Resto de
Entidad
Índice por cada 100 mil Intencionales por Intencionales por Delitos por cada Incidencia Delictiva
Federativa
hab. cada 100 mil hab. cada 100 mil hab. 100 mil hab.
Baja California 63.13 2,114 18.49 426 2,972 Alta
Distrito Federal 56.73 1,252 8.24 224 16,234 Alta
Quintana Roo 44.24 1,061 18.74 323 2,641 Media Alta
Oaxaca 38.97 233 54.03 161 1,147 Media Alta
Tabasco 38.79 459 11.10 397 3,213 Media Alta
Guerrero 38.55 345 45.43 127 3,906 Media Alta
Baja California Sur 36.51 1,228 7.31 311 247 Media Baja
Estado de Máxico 36.26 566 20.81 236 3,955 Media Baja
Chihuahua 33.75 857 17.66 160 3,944 Media Baja
San Luis Potosí 31.94 397 11.05 335 1,613 Media Baja
Durango 29.09 447 19.60 224 1,037 Media Baja
Morelos 27.84 634 22.63 40 4,876 Media Baja
Nuevo León 27.28 599 3.21 236 3,150 Media Baja
Yucatán 27.03 571 1.51 300 1,276 Media Baja
Tamaulipas 26.84 559 8.03 223 2,211 Media Baja
Chiapas 24.95 155 31.65 104 1,546 Media Baja
Nayarit 24.37 414 8.10 161 4,059 Media Baja
Coahuila 22.26 363 4.92 202 2,501 Baja
Tlaxcala 21.92 180 29.09 77 1,162 Baja
Sinaloa 21.00 358 19.67 70 2,297 Baja
Puebla 20.77 334 11.29 160 1,435 Baja
Jalisco 19.44 541 7.69 66 3,657 Baja
Sonora 18.60 286 8.57 161 1,182 Baja
Querétaro 18.24 460 4.34 135 1,845 Baja
Veracruz 18.03 197 6.73 151 2,413 Baja
Guanajuato 17.94 314 4.87 159 1,728 Baja
Campeche 17.52 202 7.96 109 3,276 Baja
Hidalgo 16.77 212 6.08 150 1,722 Baja
Zacatecas 16.14 271 5.17 153 1,024 Baja
Michoacán 15.79 232 12.22 96 1,131 Baja
Aguascalientes 12.87 332 1.48 91 1,892 Baja
Colima 10.05 182 8.29 30 1,484 Baja
Fuente: Elaborado con base en la información de los anuarios estadísticos del INEGI y bases de datos del CIDAC.

En cuanto a la incidencia delictiva, en el cuadro anterior se presentan algunos indicadores que


son relevantes de destacar.

Como podemos observar Baja California aparece como la entidad con mayor incidencia delictiva y
violencia, pues es la entidad con el mayor número de robos y lesiones intencionales denunciados
por cada 100 mil habitantes (2 mil 114 y 426 respectivamente); le sigue el Distrito Federal, y
Quintana Roo se ubica en la tercera posición con indicadores de delitos violentos. Por su parte, el
estado de Puebla se encuentra con una incidencia delictiva baja.

15
Seguridad Pública

En lo referente a los homicidios intencionales dentro del territorio nacional, los indicadores son
ilustrativos. Oaxaca, Guerrero y Chiapas presentan, respectivamente 54.03, 45.43 y 31.65
homicidios por cada 100 mil habitantes, tal como se aprecia en el respectivo cuadro, indicador
comparable con países que están inmersos en dinámicas cercanas a la guerra civil.

Estos indicadores muestran la reducida capacidad de respuesta de nuestras instituciones frente a


la delincuencia y la limitada e insuficiente cobertura de sus servicios. Por citar un ejemplo,
durante el año 2000, en México, cada agente del Ministerio Público inició 279 averiguaciones
previas en promedio, que desde luego se suman a las pendientes de años anteriores, lo que
genera incapacidad para que los agentes para integrar en tiempo y forma cada una de las
averiguaciones.

Al seleccionar a las entidades federativas que tienen influencia geográfica sobre el estado de
Puebla, en el año 2000, se identifica en la siguiente gráfica a Puebla como un estado con
incidencia delictiva baja, al igual que Hidalgo, Tlaxcala y Veracruz; media baja para el Estado de
México y Morelos; media alta para Guerrero y Oaxaca, así como alta para el Distrito Federal.

INCIDENCIA DELICTIVA SEGÚN ÍNDICE


Y ENTIDAD FEDERATIVA SELECCIONADA
2002
(Porcentaje)
56.7
Alta

38.6 39.0
36.3 Media Alta Media Alta
Media Baja
27.8
Media Baja
20.8 21.9
Baja Baja 18.0
16.8
Baja Baja

Distrito Estado de Guerrero Hidalgo Morelos Oaxaca Puebla Tlaxcala Veracruz


Federal México

Nota: Las entidades federativas fueron seleccionadas con el criterio de ser las que colindan con el Estado de Puebla.
Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado, elaborado con base en la información de los anuarios estadísticos
Fuente: del INEGI y bases de datos del CIDAC.

16
De acuerdo a la investigación realizada por Guillermo Zepeda, investigador del CIDAC, México
respecto a otros países está ligeramente por encima del promedio internacional en el número de
delitos por cada 100 mil habitantes, ya que el promedio internacional es de 4 mil 47 delitos, en
tanto que la media mexicana es de 4 mil 412 ilícitos, tal como se pudo verificar con la Primera
Encuesta Nacional sobre Inseguridad Pública en las Entidades Federativas.

Pese a que Puebla se ubica muy por debajo de la media nacional con mil 940 delitos por cada
100 mil habitantes en el año 2001, se deben reformar y reforzar las instituciones que procuran
justicia, con la finalidad de que, de una posible debilidad en cuanto a seguridad se refiere, se
convierta en una fortaleza y con esto se consolide como una de las entidades federativas más
seguras del país.

En su estudio, Guillermo Zepeda afirma que en México la impunidad es de 93 % para todos los
delitos. En el plano internacional los países que menos impunidad presentan son Azerbaiján
(37.5 %), Bielorrusia (60.6 %), Grecia (74 %) e Inglaterra (77.4 %); en tanto que México
aparece entre las naciones con mayor impunidad junto con Portugal (95 %) o Argentina (98.7
%). La impunidad para el caso de homicidio es menor, pero no envidiable: 85 %.

En nuestro país apenas se cumple, en promedio, una de cada cuatro órdenes de aprehensión,
mientras que en algunas entidades del país como Hidalgo y Tlaxcala tal como lo muestra el
siguiente cuadro sobre el Índice de desempeño de las procuradurías, se cumplen más del 60 %
de esas órdenes de aprehensión; por su parte, en estados como Oaxaca y San Luis Potosí apenas
se cumple el 6.3 % y el 9.8 % respectivamente. Para el caso de Puebla, la entidad está bien
ubicada en este rubro, con un 67.8 % de órdenes cumplidas.

17
Seguridad Pública

ÍNDICE DE DESEMPEÑO DE LAS PROCURADURÍAS EN MÉXICO POR ENTIDAD FEDERATIVA


2000
(Porcentaje)
Entidad Cumplimiento de Efectividad en
Índice Desempeño Índice de Recursos
Federativa Aprehensiones Averiguaciones

Colima 80.0 Alto 44.1 41.7 29.6


Michoacán 75.4 Alto 74.9 33.4 18.1
Nayarit 73.9 Alto 67.6 N/D 15.9
Sonora 71.3 Alto 56.8 30.7 24.5
Baja California Sur 71.2 Alto 75.5 45.1 13.2
Zacatecas 62.4 Medio Alto 69.4 34.3 13.4
Coahuila 61.8 Medio Alto 57.2 39.8 14.4
Hidalgo 61.5 Medio Alto 42.5 64.1 19.4
Querétaro 61.2 Medio Alto 48.3 35.1 17.4
Veracruz 59.9 Medio Alto 55.9 29.1 20.6
Distrito Federal 58.6 Medio Alto 46.8 N/D 13.3
Guanajuato 58.0 Medio Alto 48.5 40.1 20.2
Tabasco 57.2 Medio Alto 45.9 31.8 14.6
Baja California 57.1 Medio Alto 40.4 34.4 14.9
Chihuahua 55.8 Medio Bajo 47.9 34.6 16.5
Puebla 55.6 Medio Bajo 43.7 67.8 11.8
Sinaloa 55.6 Medio Bajo 48.6 47.5 10.9
Campeche 54.6 Medio Bajo 54.5 11.2 14.2
Aguascalientes 53.3 Medio Bajo 43.8 32.4 16.0
Tlaxcala 51.0 Medio Bajo 40.3 64.4 5.3
Durango 51.0 Medio Bajo 56.5 N/D 12.7
Nuevo León 49.3 Medio Bajo 25.8 46.6 14.8
Tamaulipas 48.9 Medio Bajo 44.4 29.1 7.2
Jalisco 48.8 Medio Bajo 48.1 31.1 19.1
Morelos 47.2 Medio Bajo 63.0 30.1 12.6
Estado de Máxico 46.6 Medio Bajo 20.2 47.6 22.0
San Luis Potosí 45.9 Medio Bajo 56.5 9.8 15.6
Quintana Roo 44.1 Bajo 57.4 28.9 11.8
Chiapas 43.0 Bajo 49.6 25.7 9.2
Guerrero 35.8 Bajo 52.0 14.0 10.1
Oaxaca 34.5 Bajo 68.5 6.3 3.2
Yucatán 33.6 Bajo 11.8 34.1 3.6
N/D: No Disponible
Fuente: Elaborado con base en los anuarios estadísticos del INEGI y base de datos del CIDAC.

En cuanto a la determinación de averiguaciones previas, en el ámbito nacional apenas el 18.2 %


(ver esquema) llega a concluirse efectivamente, en tanto que en el 81.8 % restante nunca se
concluye la investigación quedando truncada la expectativa de justicia de los denunciantes. La no

18
conclusión de las averiguaciones previas se debe a que no se pudo obtener evidencias suficientes
para esclarecer el caso, no se captura al presunto responsable, o por prescripción, entre otras.

Las averiguaciones previas que se consideran como determinadas (se destacan en gris en el
esquema Averiguaciones previas en México durante 2000), son aquellos asuntos en los que:

a) Hay un delito que perseguir (se consignó la averiguación), logrando además, capturar al
presunto responsable (con detenido 3.3 % y presentado 3.1 %);

b) No hubo competencia (casos que correspondían a la Procuraduría General de la República o al


Consejo Tutelar para Menores Infractores, 4.4 %);

c) Se archivaron definitivamente porque se determinó que no hubo delito que perseguir o que, a
pesar de que probablemente existía un delito, la ley permitió que (por perdón de la víctima, por
ejemplo) pudiera concluirse la averiguación, 7.4 %.

Esquema 1

Averiguaciones previas en México durante 2000


(Porcentaje)

Efectividad:
18.2 %
1
Pendientes del año Pend ientes:
anterior: 41.5 38.6 Arch ivadas con las
reservas de ley:
25.4

Averiguaciones
Previas vigentes en Prescritas:
1999 (estimada) 12.8
Archivadas en
definitiva: 20.2

Tr amitadas: Otras: 7.4


In iciadas durante 61.4
1999: 58.5 Concluidas: Incompetencias
36 4.4
Sin detenido: 5

Consignadas
11.4 Presentados: 2
3.1
TOTAL: 2’312,521

Con detenido:
1) Solo incluye rezago de 1999 3.3
2) Datos estimados
FUENTE: Anuarios estadísticos de los estados del INEGI 1998-2001

Con respecto a esta variable (averiguaciones previas determinadas) se presenta una gran variedad
en el desempeño de las procuradurías en las diversas entidades federativas, pues así como en los
mejores casos, Colima y Sonora se atienden con una efectividad del 29.6 % y 24.5 %

19
Seguridad Pública

respectivamente, estados como Yucatán y Oaxaca reportan una bajísima efectividad del 3.6 % y
3.2 % relativamente, tal como se puede constatar en el cuadro del Índice de Desempeño de las
Procuradurías en México por Entidad Federativa, 2000; sin embargo, aun las procuradurías
estatales mexicanas con mejor desempeño en este rubro, están lejos de la efectividad de países
europeos, en los que se concluye entre 45 % y 55 % de sus investigaciones, o de Japón, donde
se resuelve aproximadamente el 60 % de los expedientes. En países de nuestra región sólo se
dispone de información para Perú, que duplica nuestra efectividad promedio (18.2 %), al
concluir el 36 % de sus investigaciones.

El comportamiento de las averiguaciones previas en el estado de Puebla para el año 2004, se


puede apreciar en el siguiente esquema.

Averiguaciones Previas en Puebla


2004

Efe ctivi d ad :
41. 68 %
Pendientes del año Pendientes:
anter o
i r: 4 5.3 6% 4 3.2 4% Archivadasc on a ls
res er vas de ley :
1 5.0 6%

Av er iguaci ones
Previas vigentes en
1 999 : 100
Arc hiv adas en
( 117,932 = 1 00)
defi nit vi a:
2 9.9 1%
Tramita das:
Iniciadas dur ante 5 6.7 6%
19 99: 5 4.6 4% Concl uid as: I ncomp ete nc ia s
4 1.6 9% .1 8%
S in de ten ido:
9.7 2%
Cons igna das
1 1.5 9% Pres entados :
(est imado)
1.6 2%

Con de ten ido:


.2 5%

Fuente: Procuraduría General de Justicia.

En un intento por confrontar los índices de incidencia delictiva y el de desempeño de las


procuradurías elaborados por el CIDAC, encontramos por una parte, que en los estados en donde
los ciudadanos perciben seguridad en su vida cotidiana, presentan incidencia delictiva baja, al
mismo tiempo que sus procuradurías presentan indicadores de desempeño alto o por encima del
promedio nacional. Por otro lado, los estados con seguridad ciudadana media son entidades en
las que se presentan indicadores delictivos bajos, por lo que el desempeño de sus procuradurías
está por encima del desafío inmediato de la delincuencia. Lo anterior refleja una coherencia en el
cálculo de los indicadores diseñados por dicho centro de investigación.

20
El comportamiento de las averiguaciones previas en el periodo 1993 – 2004 se puede observar
en el cuadro siguiente, detectando que en el periodo existe una diferencia sustancial entre la
cantidad de averiguaciones previas iniciadas y las que llegan a consignarse, ya que estas
representan en promedio el 19.11 %.

AVERIGUACIONES PREVIAS INICIADAS Y DETERMINADAS EN EL ESTADO DE PUEBLA


1993 - 2004
(Averiguacio Previa)
1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004
Averiguaciones
53,429 62,886 54,444 51,054 46,861 50,688 49,990 54,460 59,895 60,627 64,752 64,438
Previas Iniciadas
a
Consignadas 7,643 9,061 10,369 7,201 9,089 9,876 8,953 12,032 14,155 14,239 13,114 13,675
Archivo Definitivoa 2,730 14,786 14,776 8,543 10,775 47,349 70,092 109,694 107,918 146,613 33,276 35,274
Incompetenciaa 395 367 1,510 635 461 503 427 361 375 534 234 214
Reservaa 4,072 2,438 3,348 6,348 1,775 6,766 9,171 11,912 13,808 16,497 9,831 17,767
a
: Considera las averiguaciones previas iniciadas en el mismo año y las rezagadas de años anteriores.
Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado de Puebla, 1993 - 2004.

A pesar de que las averiguaciones previas representan no más del 20 %, podemos apreciar que
la tendencia es creciente; es decir, proporcionalmente cada vez se consignan más averiguaciones
previas. Hacia el año 1993 sólo se consignaba el 14.3 % de ellas mientras que para el 2004 se
consignaron el 21.2 %.

Respecto a las averiguaciones previas que se destinan a archivo definitivo, podemos observar un
incremento a partir del año 1998, siendo más significativo el año 2002, esto debido a la
implantación en enero de ese mismo año del Programa Emergente de Abatimiento del Rezago en
la Integración y la Determinación de Averiguaciones Previas.

En cuanto a las incompetencias, podemos ver que, pese a que existe un comportamiento
irregular, la tendencia es decreciente al pasar de 395 en el año 1993 a 214 para 2004, pese a
haberse incrementado en 20.6 % el inicio de averiguaciones previas.

Es indudable que el cúmulo de averiguaciones previas que se inician anualmente en las agencias
del Ministerio Público incide directamente en la correcta integración de las mismas y por ende,
en su determinación, por lo que resulta necesario instrumentar mecanismos para disminuir el
término con que cuentan los agentes del Ministerio Público para acreditar el cuerpo del delito y la
probable responsabilidad del inculpado.

En cuanto a las intervenciones del Ministerio Público en procesos penales, podemos observar que
la tendencia en preparatorias, pruebas, conclusiones, pedimentos y sentencias condenatorias es
creciente, mientras que en cuanto a careos, vistas penales, apelaciones y sentencias absolutorias
es ligeramente decreciente, tal como se puede apreciar en la siguiente gráfica.

21
Seguridad Pública

INTERVENCIONES DEL MINISTERIO PÚBLICO EN PROCESOS PENALES


CIVILES Y FAMILIARES , SEGÚN TIPO
1993 - 2004
(Intervenciones)
16,000
1
Preparatorias
2
13,893 3
14,148
4 Careos
13,815 5
12,300
12,000 6 Pruebas
7
8 Vistas Penales
9,480 9,441 9
8,402 0
8,000 7,165 8,015 Conclusiones
7,139
7,333 7,3261 6,299
5,830 2
5,365 6,337
5,762 3 Pedimentos
5,335 5,442
5,026 3,968 4
4,745 4,855 4,472
4,000 3,886 5 3,846 Apelaciones
3,547 3,083 4,622
3,235 3,281 6
2,885
2,881 2,174 2,242 2,233 2,235 7
1,788 1,853 1,6748 1,928 Sentencias
1,385 Condenatorias
2,492 636 519 431 441 428 9 405
0 - - - - - - Sentencias
1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 Absolutorias

Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado de Puebla, 1993 - 2004.

Por su parte el cuadro Ayudas Proporcionadas, Víctimas Beneficiadas y Monto Erogado muestra
información en cuanto al apoyo otorgado por parte de la Procuraduría General de Justicia del
Estado de Puebla a las víctimas de delito, al crear en el año de 1996 la Ley para la Protección de
Víctimas de Delitos obedeciendo a la necesidad de adecuar el marco normativo a la dinámica
social.

Ésta Ley fue publicada en el mes de marzo de 1996, y dio origen a los Departamentos de
Atención a Víctimas de Delitos de Puebla, Tehuacán, Huauchinango, Teziutlán e Izúcar de
Matamoros; a través de éstos se proporcionó ayuda consistente en la gestión para la atención
médica, atención psicológica, traslado de lesionados a instituciones hospitalarias, gastos
médicos, gastos de hospitalización, suministros de medicamentos, prótesis, aparatos ortopédicos,
provisión de víveres hasta por 3 meses al lesionado y a sus dependientes económicos; servicios
funerarios (traslado del cuerpo, ataúd, equipo de velación, gastos de inhumación y certificado de
defunción); asimismo, en el año 2001 en la capital del Estado se puso en marcha el Centro de
Protección a Víctimas de Delitos (CEPROVIC) para dar albergue y atención especializada a las
víctimas. Pese a los esfuerzos realizados en la materia, es necesario ampliar la cobertura a los
municipios más alejados a fin de abarcar toda la entidad y de esta manera beneficiar a la
población más marginada.

22
ATENCIÓN INTEGRAL A VÍCTIMAS DEL DELITO EN EL ESTADO DE PUEBLA
1996 - 2004
(Tipos de Ayuda)
Tipo de ayuda 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004

Ayudas 118 178 273 2,016 2,277 3,889 5,353 8,066 8,279
Víctimas Beneficiadas 684 416 606 795 1,072 1,528 1,688 1,699 1,644
Monto de la ayudaa 427.0 616.0 978.6 1,268.7 1,727.8 2,621.5 3,348.1 4,356.8 3,266.2
Nota: Las ayudas comprenden: atención médica, atención psicológica, traslado de lesionados a instituciones hospitalarias, gastos médicos, gastos de
Nota: hospitalización, suministro de medicamentos, prótesis, aparatos ortopédicos, provisión de víveres hasta por tres meses al lesionado y a sus dependientes
Nota: dependientes económicos, servicios funerarios (traslado del cuerpo, ataúd, equipo de velación, gastos de inhumación y certificado de defunción).
a
: En miles de pesos.
Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado de Puebla, 1996 - 2004.

Durante los primeros años en función de la Ley se identifica un crecimiento porcentual positivo,
en cuanto a las ayudas se refiere, sin embargo la dinámica de crecimiento no muestra, para los
últimos años de estudio, el mismo ritmo de crecimiento.

Respecto a las víctimas beneficiadas podemos señalar un promedio de mil 126 al año, con un
crecimiento ligeramente positivo pero constante. En cuanto al monto erogado, éste pasó de 427
mil pesos en el año 1996 a más de 3 millones 266 mil pesos para el año 2004.

Los derechos humanos como bien jurídico necesario para salvaguardar la libertad y la dignidad
de las personas, deben ser celosamente respetados y protegidos por todos los órganos de
autoridad y servidores públicos que los integran; para asegurar el cumplimiento de este
postulado, la sociedad ha creado instituciones encargadas de vigilar y proteger estos derechos. En
nuestro sistema jurídico el medio ideal para lograr este cometido es el juicio de amparo, pero
además existen organismos encargados de velar por la observancia de estos derechos en vía no
jurisdiccional, siendo éstos las comisiones públicas de Derechos Humanos, a través de los
procedimientos contemplados por la legislación que regula sus atribuciones, siendo creada la
Comisión Estatal de Defensa de los Derechos Humanos a finales de 1992, organismo encargado
de conocer de las quejas en el ámbito local, restándole cobertura al ombudsman nacional.

En este contexto, la Procuraduría asumió el deber de prestar colaboración con la Comisión


Nacional de Derechos Humanos y la Comisión de Derechos Humanos del Estado; sin embargo,
se carecía de una unidad administrativa encargada de fungir como órgano de enlace, por lo que
en el año 1993, por acuerdo del Procurador General de Justicia de Estado, se creó la Supervisión
General para la Protección de los Derechos Humanos, encomendando su titularidad a un director.

Es relevante destacar que la cantidad de quejas aumentó significativamente respecto a los niveles
que había alcanzado en los años inmediatos anteriores, y que aunado a esto debe señalarse que
la dependencia presenta limitantes en cuanto a recursos humanos y materiales, por lo que no se
ha respondido integralmente a los reclamos ciudadanos.

23
Seguridad Pública

En cuanto al porcentaje de quejas que se presentaron en la Comisión de Derechos Humanos del


Estado, las que alcanzan el grado de recomendación ha ido en aumento, tal como se muestra en
el cuadro siguiente, mientras que para la Comisión Nacional de Derechos Humanos la relación es
inversa, pasando de un primer momento (1993) en el que el 50 % de las quejas se convertían en
recomendación, hasta alcanzar durante cinco años consecutivos cero recomendaciones. Es
importante mencionar que las 2 recomendaciones emitidas por la comisión nacional en el año
2004, fueron de carácter general a todas las procuradurías e instancias de seguridad pública en
el país.

QUEJAS Y RECOMENDACIONES EN EL ESTADO DE PUEBLA


1993 - 2004
(Quejas y Recomendaciones)

Tipo de ayuda 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004

Total de Quejas 168 236 277 230 265 206 141 161 141 170 189 208
Total de Recomendaciones 32 30 23 14 15 14 9 10 10 12 17 15
CDHE
Quejas 112 228 269 220 259 190 138 160 137 166 184 207
Recomendaciones 4 28 22 13 14 13 9 10 10 12 17 13
Quejas que se elevan a recomendacióna 3.57 12.28 8.18 5.91 5.41 6.84 6.52 6.25 7.30 7.23 9.24 6.28
CNDH
Quejas 56 8 8 10 6 16 3 1 4 4 5 1
Recomendaciones 28 2 1 1 1 1 0 0 0 0 0 2
Quejas que se elevan a recomendacióna 50.00 25.00 12.50 10.00 16.67 6.25 0.00 0.00 0.00 0.00 0.00 200.00
a
: Porcentaje.
Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado de Puebla, 1993 - 2004.

Del universo de las quejas, el 47 % correspondieron a elementos de la policía judicial, el 42 % a


agentes del Ministerio Público, el 10 % a agentes subalternos del Ministerio Público y el 1 %
restante a otros servidores públicos de la procuraduría.

Las exigencias actuales de la sociedad requieren de la actualización del marco jurídico, a efecto
de subsanar deficiencias, lagunas e incluso contradicciones y que responda la legalidad a las
necesidades de procuración de justicia, con la activa participación del gobierno y los ciudadanos
para garantizar el respeto a los derechos fundamentales de las personas y la transparencia en la
función pública. Actualmente el marco jurídico en el que se desenvuelve la procuración de
justicia en el estado es la siguiente: Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos;
Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Puebla; Ley de Seguridad Pública del
Estado; Código de Defensa Social para el Estado; Código de Procedimientos en Materia de
Defensa Social para el Estado; Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado; Ley
Orgánica de la Procuraduría General de Justicia del Estado y el Reglamento de la Ley Orgánica de
la Procuraduría General de Justicia del Estado.

La actual Ley Orgánica de la Procuraduría fue publicada en marzo de 1996, que respondía a las
necesidades de procuración de justicia de la población de ese momento. En el año 1995 se
iniciaron 54 mil 454 averiguaciones previas; sin embargo la demanda rebasó los límites

24
esperados por la institución, ya que al cierre del año 2004, se iniciaron 64 mil 438
averiguaciones que representaron un incremento del 18.33 % respecto a 1996.

En virtud de lo anterior, se hace necesario la actualización de los instrumentos jurídicos como la


Constitución Local, Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado, Ley Orgánica de la
Procuraduría General de Justicia respecto a las facultades delegables del Procurador; al
Reglamento de la Ley Orgánica respecto a la estructura y las facultades de las áreas.

De acuerdo a datos del Consejo Nacional de Población (CONAPO), en el año 2004, el estado de
Puebla contaba con una población total de 5 millones 453 mil 153 habitantes; mientras que la
Procuraduría con 120 agentes del Ministerio Público Investigadores y con 58 agencias del
Ministerio Público, por lo que se deduce que a cada Agente del Ministerio Público le corresponde
la atención de 94 mil 19 personas y a cada Agencia del Ministerio Público 45 mil 443 personas
aproximadamente.

Es indudable que la profesionalización de los cuerpos policiales y del Ministerio Público es


urgente y debe basarse en una capacitación constante y de forma especializada, que permita
proporcionar el servicio acorde a las necesidades cambiantes de la sociedad.

3. Impartición de Justicia
La Impartición de Justicia en la entidad, se encuentra depositada en el Poder Judicial del Estado,
institución encargada de determinar el alcance y contenido del Sistema Jurídico Estatal. La
Administración de Justicia en al ámbito estatal, es un espacio vital de vinculación entre algunos
sectores de la sociedad y el propio Estado, además de ser el mecanismo de legitimidad del
régimen fundado en el Estado de Derecho.

La impartición de justicia se encuentra articulada con la Seguridad Pública porque responde a


uno de los objetivos que es combatir sistemáticamente la delincuencia y responder
adecuadamente a una de las más sentidas demandas sociales, plasmados en la Ley General que
establece las Bases de Coordinación del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

En los últimos años y particularmente, a finales de los años noventa, esta función social se
encontraba vulnerada por diversas causas, entre las cuales sobresale el crecimiento desmedido
de la atención a los ciudadanos, quienes demandan justicia pronta y expedita.

Además, se requería la generación de nuevos mecanismos que permitieran de manera alterna la


pronta expedición de justicia; asimismo, se hacía necesario impulsar la flexibilización y cobertura
jurídica a los pueblos indígenas, quienes largamente han anhelado la plena convivencia de la Ley
y los usos y costumbres regionales, sin trasgresión al Estado de Derecho.

25
Seguridad Pública

Asimismo, la profesionalización de los integrantes del Poder Judicial es un requerimiento


permanente para los funcionarios de esta instancia, a fin de robustecer la eficiencia de sus
funciones, y afianzar la credibilidad de sus actos ante el escrutinio social, en un marco de
transparencia y abatimiento de la discrecionalidad.

El Poder Judicial del Estado se estructura por 56 Juzgados de Primera Instancia en 22 Distritos
Judiciales, a fin de atender a la población en la entidad.

En diciembre de 2002 fue aprobada la Ley Orgánica del Poder Judicial y entro en vigor a partir
del primero de enero de 2003. Con la nueva Ley Orgánica del Poder Judicial, se crearon nuevas
condiciones para la autonomía financiera y administrativa de esta instancia gubernamental,
además de otras atribuciones que permitió mejorar el rubro de la administración de justicia, entre
las que sobresalen en el ámbito jurisdiccional, la creación de Juzgados Municipales con
competencias en materia civil y penal, a fin de reestructurar a los juzgados menores de los civil y
penal.

Se aprobó la creación de el Instituto Judicial y Ministerial del Estado de Puebla, espacio


concebido para fortalecer a los trabajadores de la procuración y administración de justicia a
través de programas de educación superior, especialmente orientados a profesionalizar a la
función ministerial y jurisdiccional.

Para la atención de los pueblos indígenas, fueron creados los Juzgados Indígenas en Cuetzalan
del Progreso, Pahuatlán del Valle, Alcomunga, Huehuetla, Quimixtlán y Tlacotepec de Porfirio
Díaz.

También, fue creado el organismo denominado Instituto de Mediación y Conciliación del Poder
Judicial del Estado, cuyas funciones serán las de crear la cultura de la solución de problemas sin
controversias jurisdiccionales.

Se mejoró la infraestructura del Poder Judicial a través de diversas obras en el territorio estatal,
destacando por su magnitud y trascendencia la construcción de la Ciudad Judicial, donde se
encuentran funcionando las 6 Salas del Tribunal Superior de Justicia, constituyendo la obra civil
más importantes de los últimos años en esta materia.

La actividad jurisdiccional de la entidad, presenta un comportamiento prácticamente homogéneo


en el porcentaje de presuntos delincuentes registrados en juzgados de primera instancia, tal y
como lo podemos observar en el siguiente cuadro:

26
PORCENTAJE DE PRESUNTOS DELINCUENTES REGISTRADOS EN JUZGADOS DE PRIMERA INSTANCIA
EN PROCESO PENAL POR ENTIDAD FEDERATIVA DE OCURRENCIA, SEGÚN FUERO
2002 - 2003
(Porcentaje)
Entidad 2001 2002 2003
Federativa Fuero Común Fuero Federal Fuero Común Fuero Federal Fuero Común Fuero Federal

Estados 89.6 89.6 89.8 89.2 88.7 87.3


Aguascalientes 94.4 79.4 88.0 84.1 86.9 83.7
Baja California 95.5 86.3 94.7 78.4 94.8 79.3
Baja California Sur 88.5 88.7 84.1 72.1 76.0 79.6
Campeche 85.7 93.3 89.9 91.9 84.6 85.4
Coahuila 92.6 89.9 92.2 91.3 94.1 90.7
Colima 89.6 88.3 87.3 91.7 82.6 90.8
Chiapas 93.3 88.4 92.7 92.8 88.2 84.4
Chihuahua 84.5 85.0 84.2 86.2 82.6 86.5
Distrito Federal 95.4 88.4 95.8 84.9 94.9 83.9
Durango 92.0 91.7 88.2 90.5 91.6 93.6
Estado de Máxico 93.1 95.7 91.6 96.6 93.8 94.7
Guanajuato 82.2 94.1 84.5 91.2 83.8 94.9
Guerrero 93.5 95.0 92.3 91.5 92.1 89.7
Hidalgo 78.7 89.0 79.0 92.5 78.6 93.5
Jalisco 89.8 94.1 91.0 93.0 88.8 91.9
Michoacán 93.0 92.9 91.8 91.7 92.0 88.1
Morelos 87.8 95.6 86.8 98.4 81.8 93.2
Nayarit 92.0 84.1 90.5 94.7 92.2 89.5
Nuevo León 95.4 94.4 94.2 92.3 91.7 83.5
Oaxaca 90.1 93.8 91.5 91.6 88.7 86.7
Puebla 96.0 92.6 95.4 97.6 95.6 93.2
Querétaro 95.6 95.4 95.9 95.3 95.3 97.2
Quintana Roo 85.3 85.3 88.6 88.8 85.3 86.6
San Luis Potosí 79.6 88.8 78.1 91.0 73.4 85.8
Sinaloa 87.6 89.2 88.0 92.8 88.0 87.9
Sonora 92.5 84.5 93.5 86.3 92.8 85.4
Tabasco 87.3 86.1 87.5 88.1 88.3 76.1
Tamaulipas 91.2 92.7 90.2 87.2 88.7 89.3
Tlaxcala 84.1 94.7 84.4 97.4 80.0 91.5
Veracruz 81.3 87.5 83.4 96.8 83.0 84.3
Yucatán 85.5 91.9 89.9 92.0 88.6 83.7
Zacatecas 91.9 90.5 92.0 93.4 92.9 86.9
Nota: Comprende a los que están en auto de formal prisión y con auto de sujeción a proceso.
Nota: Excluye los casos ocurridos en el extranjero y entidad federativa no especificada.
Fuente: INEGI, Estadísticas Judiciales en Materia Penal.

27
Seguridad Pública

En 1994, en el estado de Puebla, se radicaron un total de 72 mil 733 asuntos, de los cuales 17
mil 332 correspondieron al área civil, 18 mil 287 al área mercantil, 25 mil 261 al área familiar y
11 mil 853 al área penal.

DELITOS PENALES DE MAYOR INCIDENCIA SEGÚN TIPO


2004
(Delitos)
2,820

1,855

519
266

Lesiones Robo Homicidio Violación

Fuente: H. Tribunal Superior de Justicia del Estado de Puebla.

De los 11 mil 853 expedientes radicados en primera instancia durante el 2004, los delitos
penales de mayor incidencia según su tipo, destacan los siguientes: lesiones con 2 mil 820, robo
con una cifra de mil 855, homicidio 519 y violación 266.

En ese mismo año, los juzgados de primera instancia del Estado de Puebla, dictaron 39 mil 109
sentencias, de las cuales 9 mil 242 correspondieron a asuntos en materia civil, 7 mil 675 en
materia mercantil, 12 mil 52 familiares y 10 mil 140 en materia penal.

28
JUICIOS RADICADOS EN PRIMERA INSTANCIA
1999 - 2004
(Juicios)

126,882

101,839 101,605

66,958

Juicios Familiares Juicios Civiles Juicios Mercantiles Juicios Penales

Fuente: H. Tribunal Superior de Justicia del Estado de Puebla.

En Puebla de 1999 a 2004, se radicaron en primera instancia un total de 397 mil 284 juicios,
de los cuales el 25.66 % correspondieron a juicios civiles, el 25.57 % mercantiles, el 31.93 %
familiares y el 16.85 % a juicios penales. Cabe señalar que es en materia penal en donde se
radica el menor número de juicios radicados en primera instancia.

En el año 2004 fueron dictados 4 mil 200 autos de formal prisión en los distritos judiciales de la
entidad y fueron resueltos mil 868 asuntos entre particulares a través del Centro de Mediación.
Los asuntos familiares representaron la mayor proporción de las sentencias dictadas por los
Juzgados de Primera instancia que integran el Poder Judicial del Estado.

4. Readaptación Social
La readaptación social como parte fundamental de la reintegración del individuo que ha sido
condenado a prisión, debe manejarse bajo una construcción evidentemente programada y
funcional, que permita establecer en forma determinante los beneficios presentes y futuros del
ejecutor del delito.

Es competencia del Gobierno del Estado, organizar el sistema de centros de readaptación social
de la Entidad, sobre la base del trabajo, la capacitación para el mismo y la educación del
delincuente.

29
Seguridad Pública

El objetivo, es lograr la recuperación de los infractores mediante los ejes rectores contemplados
por nuestra Carta Magna, con los cuales se logra su reintegración a su núcleo social de manera
productiva con beneficio propio y al entorno en el que se encuentra, asimismo se busca la
prevención para evitar conductas antinormativas.
Los centros de readaptación social que existen en México, son de competencia Federal, Estatal y
Municipal, con un total de 455 establecimientos penales, donde se alberga una población
penitenciaria de 202 mil 994 reclusos. Los estados del país, sin considerar al Distrito Federal,
tienen un total de 369 centros penitenciarios, es decir el 81.10 por ciento, en donde se
encuentran recluidos 163 mil 757 internos, esto es, el 80.67 %, como lo muestra el cuadro
siguiente.
CENTROS DE READAPTACIÓN SOCIAL, SEGÚN COMPETENCIA Y DISTRIBUCIÓN DE LA POBLACIÓN
PENITENCIARIA EN MÉXICO
2005 1 /
(CERESOS / Persona)
GOBIERNO
GOBIERNO DEL GOBIERNOS GOBIERNOS
TOTAL % % % %
FEDERAL DISTRITO ESTATALES MUNICIPALES
FEDERAL
CENTROS 455 6 1.32 10 2.20 369 81.10 70 15.38
POBLACIÓN 202,994 2,607 1.28 29,977 14.77 163,757 80.67 6,653 3.28
1/ Datos al mes de mayo.
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública Federal.

DISTRIBUCIÓN DE LA POBLACIÓN PENITENCIARIA EN MÉXICO


1/
2005
(Porcentaje)

1.32
2.20
15.38

Gobierno Federal
Gobierno del Distrito Federal
Gobiernos Estatales
Gobiernos Municipales

81.10

Total: 455

1/ Datos al mes de mayo.


Fuente: Secretaría de Seguridad Pública Federal.

30
El Estado, cuenta con 22 establecimientos penales para el internamiento de adultos y un Centro
de Observación y Readaptación Social para Menores Infractores, de los cuales cuatro dependen
directamente del Gobierno del Estado: Puebla, Tepexi de Rodríguez, Ciudad Serdán y el Centro
de Observación y Readaptación Social para Menores Infractores del Estado de Puebla
(CORSMIEP).

De igual forma le compete al Estado, la supervisión de 19 establecimientos penales municipales,


reconocidos así jurídicamente; de los cuales tres son considerados centros de readaptación social
regionales porque su infraestructura es menor a la de los estatales y superior a la de los Centros
Penitenciarios distritales. Por otra parte 16 son denominados centros penitenciarios distritales, en
virtud de que albergan a internos pertenecientes al Distrito Judicial en el que se ubica, mismos
que no reúnen los requisitos de infraestructura ni de personal que debe tener como mínimo un
Centro de Readaptación Social.

Tomando en consideración el Índice de Población Penitenciaria en México, el cual se expresa a


través del número de población penitenciaria por cada mil habitantes, en el año 2004 se alcanzó
una tasa de 1.81 %, mientras que el Estado de Puebla en el mismo periodo registró una tasa de
1.23 %.

El comportamiento de este índice a nivel nacional en el periodo comprendido de 1995 a 2004


ha mostrado un incremento significativo, ya que en el primer año se tuvo una tasa del 1.00 % y
para el último de 1.81 %, es decir en casi 10 años, este índice se incrementó en 0.81 puntos
porcentuales. Asimismo, en el Estado de Puebla el comportamiento fue ascendente al registrar en
el año de 1995 una tasa del 0.70% y en el 2004 una cifra de 1.23 %, esto es, que en el mismo
periodo registro un incremento de 0.75 puntos porcentuales.

31
Seguridad Pública

ÍN DICE D E P O B LAC IÓ N P E NITE N CIAR IA N AC IO NA L Y P U EB L A


1 995 - 200 4
( T as a p or ca da m il h ab it ant es )
To tal F uero Fed eral F uero C om ú n

Id Añ o C ifras Tasa po r cad a Cifras T asa p o r cada C ifras Tasa p or cad a


Ab solu tas 1000 h ab itantes Abso lutas 1000 hab itan tes Ab so lutas 1000 h abi tan tes

N aci on al
1995 93,574 1. 00 23,286 0.25 70,288 0.75
1996 103,262 1. 09 26,341 0.28 76,921 0.81
1997 114,341 1. 18 28,441 0.29 85,900 0.89
1998 128,902 1. 32 31,852 0.33 97,650 0.99
1999 142,803 1. 44 37,119 0.37 105,681 1.06
2000 154,765 1. 54 41,647 0.41 113,118 1.12
2001 165,687 1. 63 44,594 0.44 121,693 1.19
2002 172,686 1. 68 47,776 0.46 125,112 1.21
2003 182,530 1. 75 49,160 0.47 133,370 1.28
2004 p/ 190,509 1. 81 49,396 0.47 141,113 1.34

Pu ebla
1995 3,419 0. 70 318 0.07 3,101 0.64
1996 4,156 0. 84 397 0.08 3,759 0.76
1997 4,543 0. 91 413 0.08 4,130 0.82
1998 4,837 0. 95 436 0.09 4,401 0.86
1999 5,118 0. 99 476 0.09 4,642 0.90
2000 5,435 1. 04 484 0.09 4,951 0.95
2001 5,649 1. 07 555 0.10 5,094 0.96
2002 6,022 1. 12 574 0.11 5,448 1.02
2003 6,504 1. 20 494 0.09 6,010 1.11
2004 p/ 6,760 1. 23 509 0.09 6,251 1.14
p/ : p relim inar.
Fu en te: Secretaría de Seguridad Pública Federal.

Hasta 2004, el estado de Puebla, registró una población penitenciaria de 6 mil 831 internos,
teniendo una capacidad de solo 4 mil 680 espacios físicos. Esta situación origina una
sobrepoblación de 2 mil 151 internos, es decir el 45.96 %.

32
ESTABLECIMIENTOS PENALES EN LA ENTIDAD, POR DEPENDENCIA
ADMINISTRATIVA, POBLACIÓN PENITENCIARIA Y CAPACIDAD INSTALADA
2004
(CERESOS / Personas)
DEPENDENCIA NÚMERO DE CAPACIDAD
1/ PROCESADOS SENTENCIADOS
ADMINISTRATIVA CERESOS INSTALADA
TOTAL 22 2,351 4,480 4,680
Estatal 3 1,093 2,906 2,608
Regional 3 613 905 1,083
Distrital 16 645 669 989
1/ Se refiere al tamaño y operación administrativa.
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

SOBREPOBLACIÓN PENITENCIARIA POR DEPENDENCIA


ADMINISTRATIVA1
2004
(Porcentaje)

53

40

33

Estatal Regional Distrital

1
: Se refiere al tamaño y operación adminiatrativa.
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección de Centros Penitenciarios.

En este mismo rubro de 1999 al 2004, la capacidad de espacios físicos en el estado ha tenido
un comportamiento ascendente; sin embargo, no ha sido el mismo ritmo de crecimiento de la
población penitenciaria, destacando que en el año 2002 se tuvo un incremento de mil 122
espacios de internamiento con la construcción del Centro de Readaptación Social de Tepexi de
Rodríguez.

33
Seguridad Pública

POBLACIÓN PENITENCIARIA, CAPACIDAD INSTALADA Y PORCENTAJE


DE SOBREPOBLACIÓN EN LOS CERESOS DEL ESTADO DE PUEBLA
1999 - 2004
(Persona)
8,000 80.0
6,831
6,498
61.68 6,032
6,000 5,500 56.90 5,631
5,109 54.53
4,508 4,673 4,680
45.96
4,000 3,505 3,644 39.05 40.0
3,160
33.80

2,000

0 0.0
1999 2000 2001 2002 2003 2004

Población Penitenciaria Capacidad Instalada Porcentaje de sobrepoblación

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

En el proceso de readaptación social, la pena impuesta al reo tiene como finalidad que durante el
tiempo que se encuentra privado de su libertad, se aplique un tratamiento técnico y progresivo, a
través de la inserción del individuo a la práctica de diversas disciplinas, siendo como base
fundamental el trabajo, la capacitación para el mismo y la educación, generando la inclusión de
nuevos valores y así tenga una nueva perspectiva de vida.

Como política para fortalecer y generar trabajo dentro de las instituciones penitenciarias, se
celebran convenios con particulares cuyo objetivo es establecer industrias y talleres al interior de
los mismos, elevando con ello la autoestima del interno al sentirse productivo dentro de su
entorno; de igual forma, el trabajo es considerado como un factor para el otorgamiento de algún
beneficio de libertad anticipada.

Los internos que trabajan lo hacen en labores lícitas y honestas, sus actividades se consideran
como hechos meritorios y de beneficio propio, el cual ha sido implantado como medio para su
readaptación social. Del año 1999 a 2004 se reflejó una mayor participación de los internos al
trabajo, tal y como se muestra en la gráfica siguiente.

34
POBLACIÓN PENITENCIARIA INCORPORADA AL TRABAJO
1996 - 2004
(Persona)

5,929
5,539
4,502 4,482 4,610 4,502
4,251 4,032 4,282

1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

La capacitación para el trabajo como medio de readaptación social, se instrumenta a través de la


celebración de convenios institucionales que tienen por objeto impartir cursos de diversas
especialidades por medio de los cuales se les enseña a los internos a mejorar sus técnicas de
producción, así como la elaboración de productos competitivos y de calidad, que le permiten al
obtener su libertad nuevas opciones de trabajo.

35
Seguridad Pública

POBLACIÓN PENITENCIARIA CAPACITADA PARA EL TRABAJO


1996 - 2004
(Persona)

1,264
1,133

885 876
829

534

281
211
147

1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

Tomando en consideración que todo individuo tiene derecho a recibir educación y desarrollar
armónicamente en su totalidad sus facultades intelectuales, es imprescindible impartir educación
a los internos, ya que se pretende fomentar los valores cívicos, culturales, sociales, físicos y
éticos, los cuales en todo momento son orientados por las técnicas de la pedagogía correctiva a
cargo de los especialistas en la materia, en este rubro es importante señalar que en el sistema
penitenciario estatal se instruyen los niveles de alfabetización, básico, medio superior y superior.

36
POBLACIÓN PENITENCIARIA INSCRITA EN PROCESOS
EDUCATIVOS
1999 - 2004
(Persona)
3,217
2,942
2,709

1,839

1,450 1,486

1999 2000 2001 2002 2003 2004

Nota: Comprende educación básica, media superior y superior.


Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

La readaptación social del delincuente debe lograrse a través de un tratamiento institucional de


carácter individual, progresivo y gradual, integrado por períodos de estudio jurídico y conductual,
de diagnóstico del perfil criminológico, de tratamiento y de reintegración. Los beneficios de
libertad anticipada tienen como finalidad la excarcelación antes de la total compurgación de su
condena y se desarrolla en la etapa final de la reclusión, siendo esto un estímulo para que el reo
apegue su conducta a la normatividad y participe en las actividades institucionales y observe un
avance significativo en el proceso de readaptación social.

A partir de 1999 con la adición del artículo 54 bis de la Ley de Ejecución de Sanciones Privativas
de la Libertad para el Estado, se limitó la concesión de beneficios de libertad anticipada para
quienes se encuentren dentro de algunas hipótesis de los delitos previstos por el artículo 69 del
Código de Procedimientos en Materia de Defensa Social para el Estado, considerados por éste
como graves.

Esta disposición ha tenido un impacto en el número de beneficios de libertad anticipada


otorgados, por citar un ejemplo, en el año 2001 se otorgaron 474 beneficios, mientras que en el

37
Seguridad Pública

año 2004, sólo se otorgaron 44, ocasionando esta situación un incremento al índice de
sobrepoblación penitenciaria y originando, por consiguiente, la falta de interés de los reclusos
para integrarse al proceso de readaptación.

BENEFICIOS DE LIBERTAD ANTICIPADA OTORGADOS


1999 - 2004
(Beneficios)
474

265
241
214

67
44

1999 2000 2001 2002 2003 2004

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

El traslado de internos a otros establecimientos penales tiene como propósito mantener un estado
de seguridad, estabilidad y orden en los mismos, así como asegurar la integridad física de los
internos. La rotación de reclusos se determina en función de la conducta y el grado de
peligrosidad de los internos; otra finalidad del traslado de éstos, es para beneficiar a aquellos que
por su buen comportamiento y nivel de readaptación son acreedores a ser reubicados a un centro
penal más cercano a su domicilio, a fin de propiciar su reintegración a la comunidad como forma
de readaptación social.

38
En este rubro, como lo muestra la gráfica siguiente, en los años 2002, 2003 y 2004, se realizó
el mayor número de traslados.
TRASLADOS A LOS DIFERENTES CENTROS DE READAPTACIÓN SOCIAL
1999 - 2004
(Persona)

1,458

821
738

558

315 309

1999 2000 2001 2002 2003 2004

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública. Dirección General de Centros de Readaptación Social.

Las políticas publicas que en materia de seguridad pública se han instrumentado durante los
últimos 12 años en la entidad, le han permitido al Estado registrar importantes avances en esta
materia, y aún cuando la entidad no es ajena al panorama delictivo que prevalece en distintas
regiones del país, ni al del entorno de las entidades federativas que le circundan, uno de los
activos sociales prevalecientes es la baja incidencia delictiva que el estado registra en el contexto
nacional. En este sentido, Puebla esta considerada como una de las entidades más seguras del
país por el Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Este logro de las recientes administraciones, ha tenido como sustento políticas y prácticas
exitosas basadas en el paradigma de la prevención del delito y los esfuerzos gubernamentales de
los tres órdenes de gobierno. En este sentido, durante los tres últimos años, el Gobierno del
Estado ha trabajado con programas modelo implementados por la otrora Subsecretaría de
Seguridad Pública, programas cuyo impacto es tangible y sujeto de medición.

Actualmente, se cuenta con una base de datos delincuencial confiable, formada con información
de aquellos delitos que se cometen en un lugar y tiempo determinados, que generalmente no
llegan al conocimiento de la autoridad, pero que son denunciados o conocidos por la ciudadanía
y que son objeto de publicidad a través de los medios de comunicación masiva o de la aplicación
de instrumentos de medición (encuestas de opinión y entrevistas), lo que se conoce como la
“cifra negra”.

39
Seguridad Pública

Como prueba piloto, fue seleccionado el Municipio de Puebla por ser el que mayor incidencia
delictiva presenta y porque su composición poblacional es heterogénea, del estudio de la
delincuencia, se conformó el primer Atlas Delictivo. Ese trabajo cuya información es confidencial,
presenta el delito de robo en sus diversas modalidades, delito que por su incidencia y
trascendencia impactó a la sociedad en el periodo de enero a noviembre del año 2004, y que se
mantiene actualizado. Se está en la etapa del máximo aprovechamiento de la información
recabada.

Por su parte, entre otras prácticas importantes que se dieron en la pasada administración,
destacan los cursos de Seguridad Vial y de Manejo a la Defensiva, mismos que registraron 20 mil
478 y 2 mil 996 participantes durante el sexenio 1999 – 2005 respectivamente; no obstante,
los cursos de educación vial se están revaluando sus contenidos temáticos, para lo cual, se
establecieron convenios de colaboración con las autoridades educativas de la entidad.

Así mismo, por lo que respecta a los cursos de manejo a la defensiva se establecerán
mecanismos de evaluación de desempeño y de adquisición de habilidades de Instrucción, que
permitan corroborar la competencia de nuestros instructores, de acuerdo a las normas de la
Secretaría de Trabajo y Previsión Social de la Federación, pues se percató que los cursos inciden
en la obtención y mantenimiento de certificaciones ISO 9000 en las empresas que solicitan este
tipo de servicio.

Otras prácticas exitosas son los operativos preventivos de seguridad vial que en el sexenio pasado
ascendieron a 707 mil 267; sin embargo, aquellos de coordinación con otras corporaciones
fueron poco representativos, y se tiene identificado que dichos operativos conjuntos conllevan
varios factores de éxito que serán motivo de gran impulso, con esquemas de participación
interinstitucional.

Si bien es cierto los municipios cuentan con recursos que les permiten instalar y dar
mantenimiento a la señalética vial de su territorio, la movilidad del personal de los municipios no
permite la creación de cuadros preparados de personal en este rubro. Por ello, es práctica de la
Dirección de Seguridad Vial facilitar personal técnico especializado, proyectos de ingeniería vial e
instalación gratuita de señalética vial y semáforos, lo que permitió el sexenio pasado: instalar
390 semáforos, 7 mil 884 señalamientos verticales, cubrir 575 mil 333 metros lineales de
pintura tráfico y realizar 277 estudios de ingeniería vial en los municipios.

Por lo que se refiere al ámbito de la procuración de justicia, durante las 2 administraciones


pasadas, se obtuvieron avances acercando la procuración de justicia a zonas distantes con la
creación de nuevas agencias del Ministerio Público en el interior del estado y agencias
especializadas en la investigación de homicidios, delitos sexuales, robo de vehículos, delitos
culposos y delitos forestales; direcciones y coordinaciones regionales de averiguaciones previas,
así como comandancias de la policía judicial; se incorporaron unidades administrativas como la
Dirección de la Supervisión General para la Protección de los Derechos Humanos, la Fiscalía

40
Especializada para Asuntos Indígenas y la Dirección de Investigación y Persecución de
Secuestros.
Con relación a la infraestructura y con el apoyo del gobierno del estado, se remodelaron el Centro
de Procuración de Justicia y La Casa de las Bochas, lo que permitió descentralizar algunos de los
principales servicios que eran proporcionados en el edificio principal de la Procuraduría.
Por otra parte, se adicionó la mediación en materia penal como un procedimiento alternativo de
solución a los conflictos de esta índole; se crearon departamentos de atención a víctimas de
delitos en Puebla, Tehuacán, Huauchinango, Izúcar de Matamoros y Teziutlán ampliando la
cobertura de atención en zonas estratégicas del estado; y se puso en marcha el Centro de
Protección a Víctimas de Delitos (CEPROVIC) en la ciudad de Puebla, para proporcionar albergue
temporal y gratuito a las víctimas que lo requieran.
Además, se impulsó la coordinación con otras corporaciones policiales en materia de seguridad
pública para instrumentar operativos de seguridad y prevención como los denominados SÉRPICO,
metropolitano intermunicipal, base de operaciones mixtas, protección a la juventud,
coordinaciones regionales, sorpresa a escuelas; seguridad al pasajero, coordinación de
autoridades territoriales, investigación de secuestros, antidrogas y contra la tala clandestina,
dichos operativos contribuyeron a disminuir los delitos de mayor impacto en el estado.
Por otra parte y con la finalidad de agilizar la investigación ministerial se incorporaron 2
laboratorios móviles de criminalística, así como el equipamiento de los laboratorios de servicios
periciales.
En materia de la Administración de Justicia, el Estado cuenta actualmente con un marco
normativo nuevo, la Ley Orgánica del Poder Judicial, que recientemente entró en vigor y que
propiciará una redimensión del quehacer de las diversas instancias encargadas de la impartición
de justicia en la entidad.
Además, se cuenta también con un Centro de Mediación, instancia novedosa que contribuye
significativamente en la solución de conflictos entre los particulares.
Para apoyar a los grupos étnicos en materia de la administración de justicia, fueron creados 3
juzgados indígenas, a través de los cuales, jueces bilingües imparten justicia entre la población
en la lengua predominante de la zona, contribuyendo a mejorar la paz social y gobernabilidad de
las regiones étnicas.
En materia de infraestructura, la entidad cuenta con una Ciudad Judicial ubicada en el municipio
de San Andrés Cholula, recinto diseñado para albergar a todas las áreas que integran el ámbito
de la impartición de justicia en la entidad.
En lo referente a los centros de readaptación, en esta materia, el Estado ha logrado implementar
como prácticas exitosas la construcción de infraestructura penitenciaria de mediana seguridad
como es el caso de los Centros de Readaptación Social de Tepexi de Rodríguez y Ciudad Serdán,
en los que se alberga a una población mayor a mil internos, lo que permitió disminuir el nivel de
sobrepoblación en el estado.

41
Seguridad Pública

Los resultados que el sector ha obtenido a la fecha, muestran importantes esfuerzos para que,
además del cumplimiento de las funciones que cada de cada uno de los actores tiene
encomendadas, se denote un compromiso más allá de la función social que el Estado le ha
encargado. Empero, el Sector Seguridad Pública presenta algunas limitantes que han impedido
su cabal desarrollo, algunas de las cuales son aspectos en los que la participación de la sociedad
es definitiva, y otros en los que el gobierno debe mejorar sus procesos internos, a fin de alcanzar
una seguridad pública confiable y propicia para el desarrollo de la entidad.

Así, se destaca como la principal debilidad que enfrenta el Sector Seguridad Pública el poco o
casi nulo avance en el fomento a la cultura de la prevención del delito y de la denuncia; quizá
este es el eslabón más frágil y punto de partida de las situaciones que han limitado el pleno
desarrollo del sector.

En el rubro de la prevención del delito, se consideran los siguientes:

Participación Ciudadana
La confianza de la sociedad hacia las instituciones responsables de la seguridad pública, es un
factor decisivo que se encuentra seriamente mermado por diversas causas, como la ineficiente
actuación de algunos de sus integrantes, así como por la vulnerabilidad en los valores cívicos y
ciudadanos de servidores públicos y miembros de la sociedad civil, situación que ha fomentado la
percepción de inseguridad entre el conjunto de los ciudadanos en la entidad.

La carencia de una amplia conciencia de los poblanos para coadyuvar en las labores de seguridad
pública denunciando los actos delictivos, además de establecer frentes comunes para atacar el
problema de las adicciones que tanto afecta a la juventud.

Capacitación, Actualización y Dignificación Policial


La figura del policía se encuentra deteriorada por la desconfianza que los ciudadanos presentan
hacia las instituciones de seguridad, lo que impide un mayor acercamiento; permitiendo un
mayor alcance al enfrentar el reto de la inseguridad que se vive actualmente.

La dignificación de la labor policial es otro de los retos a conquistar y ha de considerarse como


factor que incide en el trabajo del sector; por ello, se deberá incentivar la disciplina y honestidad,
con resultados que se puedan medir y que avalen el otorgamiento de estímulos.

La falta de profesionalización de los elementos de los cuerpos de seguridad pública es un factor


que incide en los resultados sociales, por lo que es indispensable su profesionalización y
establecer mecanismos eficaces de reclutamiento y selección de personal a fin de que los futuros
policías cuenten con valores éticos que permitan prevenir no sólo el delito, sino que contribuyan a
la erradicación de la corrupción.

42
Para incrementar la participación en la labor preventiva de la vigilancia policial, es necesario
involucrar a las empresas de seguridad privada, mediante una estricta coordinación con las
instituciones encargadas de mantener el orden y la paz pública.

Coordinación Interinstitucional
A fin de integrar sistemas de información que permitan coadyuvar en las tareas de combate a la
delincuencia organizada.

Con el propósito de estar alineados con el plan estatal nacional de desarrollo y con el Sistema
Nacional de seguridad pública, se debe prever la necesidad de establecer estrategias de forma
coordinada con instituciones federales y estatales de seguridad, a fin de integrar sistemas de
información que permitan coadyuvar en las tareas de combate a la delincuencia organizada.

También es necesario, contar con la colaboración de los municipios en la implementación de los


programas de prevención del delito y participación ciudadana para abordar de manera integral las
políticas encaminadas a combatir la inseguridad en el estado.
En el ámbito externo, la falta de información en materia de seguridad pública proveniente de
todas las instituciones involucradas con el sector, ha contribuido en forma decisiva.
La radiocomunicación, entre los cuerpos de seguridad pública municipal y estatal, es por demás
precaria, toda vez que la incompatibilidad de los medios de comunicación y la inexistencia
alterna común de frecuencias para el enlace permanente que redunda en la coordinación y
respuesta oportuna posible por zonas ante la comisión de delitos.
El sistema de comunicación MOTOROLA se encuentra en una etapa de receso, toda vez que la
prioridad que ha representado el sistema MATRA, situación que agudiza la problemática para la
operación efectiva de las bases de operaciones de Huitzilan de Serdán, Zacapoaxtla, Santa María
del Monte, Ajalpan y Chiautla de Tapia.
A efecto de ampliar la cobertura en las siete regiones económicas del estado, se considera la
construcción de inmuebles de cinco bases de operaciones en Ixcamilpa de Guerrero, Eloxochitlán,
Jolalpan, Atlixco y San Martín Texmelucan.
En lo eferente a la seguridad vial, la señalética vial y semáforos se ha limitado la cobertura
presupuestal para atender las necesidades mínimas de mantenimiento, generándose los
siguientes problemas:
• Se disminuyó la eficiencia en la seguridad vial que se le proporciona a los ciudadanos.
• Se dejaron de atender peticiones realizadas en el transcurso del año pasado de los municipios.
• Se dejo a un lado el programa de actualización de sistemas de semáforos.
• Peritaje de Accidentes

Al involucrarse en un percance o infringir el reglamento vial en el estado, la autoridad pericial


requiere de instrumentos necesarios e indispensables para cumplir con el procedimiento habitual,

43
Seguridad Pública

desde protección personal en el lugar del accidente hasta apoyos técnicos para realizar su
función, la carencia de estos elementos generan la siguiente problemática:

En la elaboración de constancia de hechos de tránsito, se dificulta la medición del trayecto de los


vehículos y de los ocupantes cuando estos salen del vehículo.

• Al no poder delimitar y asegurar un perímetro en el lugar de los hechos. (cinta amarilla, conos y
gises).
• Falta de pruebas de apoyo visual en peritajes.
• La falta de equipo de protección pone en riesgo la integridad física de los elementos (peritos)
así como de los ciudadanos al realizar los peritajes.

En los casos en que los conductores infractores van en estado de ebriedad existen problemas de
certeza jurídica al dictaminar el grado de alcoholismo debido a la falta de equipo especializado
para tal fin.

En el rubro de la procuración de justicia, en el ámbito social, subsiste un escaso fomento a la


cultura de solución de conflictos en materia penal, como la mediación, así como de la prevención
del delito, uso de drogas, alcohol desconocimiento de la población del proceso de integración y
determinación de las averiguaciones previas; falta de sensibilidad de los servidores públicos en el
trato que brindan a la ciudadanía; desconfianza de la población en la seguridad pública y la
procuración de justicia. Es imprescindible considerar los factores sociales que inciden en el sector
como el crecimiento de la población, el desempleo, el alcoholismo y la drogadicción.

Los retos a los que se enfrenta la actual administración son el mejorar la Procuración de Justicia
en los aspectos humano, operacional y tecnológico.
En el rubro de la procuración de justicia, en el ámbito externo, subsiste un escaso fomento a la
cultura de solución de conflictos en materia penal, mediante la mediación, así como de la
prevención del delito y a las adiciones; desconocimiento de la población del proceso de
integración y determinación de las averiguaciones previas; falta de sensibilidad de los servidores
públicos en el trato que brindan a la ciudadanía; baja confianza de la población en la seguridad
pública y la procuración de justicia. Es imprescindible considerar los factores sociales que inciden
en el sector como el crecimiento de la población, el desempleo, el alcoholismo y la drogadicción.
Los retos a los que se enfrenta la actual administración son el mejorar la Procuración de Justicia
en los aspectos humano, operacional y tecnológico.

La Administración de Justicia representa quizá la parte más tradicional de la aplicación de la


justicia, ámbito en el que las figuras de jueces y magistrados cobran relevancia especial en la
composición del tejido social.

La principal limitante que presenta éste importante eslabón de la seguridad pública en la entidad,
reside en que esta función de la seguridad pública se aloja en el Honorable Tribunal Superior de
Justicia, instancia que se erige como el Poder Judicial del Estado, y que conforme al principio del

44
equilibrio de poderes, se establece sólo un sentido de colaboración, amen de que un ninguno de
los tres poderes del Estado tiene preponderancia sobre alguno de los otros dos.

Así, en este contexto, en la formulación del presente programa sectorial, el ámbito de la


Administración de Justicia queda excluido, considerando que en el marco de la rendición de
cuentas y transparencia de los recursos públicos, el Poder Judicial del Estado, presenta un
balance anual ante el escrutinio público y de la sociedad en general.

A pesar de los esfuerzos realizados por el Ejecutivo Estatal, en el rubro de la Readaptación Social
persisten otros factores que limitan el logro de una política funcional como son: la existencia de
una disposición normativa como el artículo 54 bis de la Ley de Ejecución de Sanciones Privativas
de la Libertad, que restringe el otorgamiento de beneficios de libertad anticipada, precepto que
convierte al Sistema de Readaptación Social en uno carcelario o de reclusión.

No existen disposiciones normativas que contemplen figuras sustitutivas a la prisión; asimismo,


algunas de las disposiciones penitenciarias actuales son contradictorias, por ejemplo la
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en su artículo 18 último párrafo establece
…Los sentenciados, en los casos y condiciones que establezca la ley, podrán compurgar sus
penas en los centros penitenciarios más cercanos a su domicilio, a fin de propiciar su
reintegración a la comunidad como forma de readaptación social…, mientras que la Ley de
Ejecución de Sanciones Privativas de Libertad en su artículo 7º versa …El sentenciado a prisión
extinguirá su condena, de preferencia, en la penitenciaria de la zona a la que corresponda el
Distrito Judicial donde fue sentenciado… . De lo anterior, se desprende que se señalan dos los
lugares en los que el sentenciado deberá compurgar su pena, dejando en el segundo caso libre la
elección al ejecutor para designar el lugar para tal efecto.

Otro ejemplo lo podemos encontrar entre la Ley de Ejecución de Sanciones Privativas de Libertad
que en el articulo 54 Bis señala que …no se concederán beneficios de libertad anticipada a
aquellos internos que hubiesen sido condenados por los delitos previstos en el artículo 69
incisos B, C, D, F, H, I, J, K, L, M, y S… del Código de Procedimientos en Materia de Defensa
Social, y que se contrapone con los artículos 110 y 111 del Código de Defensa Social para el
Estado que señalan que “… el tratamiento preliberacional sólo podrá iniciarse si la persona
sentenciada ha compurgado efectivamente la tercera parte de la sanción que se le impuso, así
como que el ejecutivo podrá otorgar el beneficio de la libertad preparatoria a la persona
sentenciada que hubiere cumplido con el tratamiento preliberacional…”, como se observa una ley
restringe la concesión de beneficios y otra señala los requisitos para ser otorgados.

Otros problemas que enfrenta el sector en esta materia, son la falta de normatividad para el
procedimiento de ejecución de la pena y los medios de impugnación del mismo; el rezago
judicial, que impide clasificar a los internos, así como la aplicación de un tratamiento individual y
adecuado; de igual forma la aplicación de parámetros excesivos de la pena a cargo de los jueces
penales, que son utilizados como de impacto social, cuyo resultado es el incremento de la
población carcelaria.

45
Seguridad Pública

II. VISIÓN
El Sector Seguridad Pública será eficiente y eficaz generando las condiciones óptimas para
garantizar la integridad física de las personas y los bienes patrimoniales, en donde las
instituciones estén articuladas para combatir sistemáticamente la delincuencia fortaleciendo el
Estado de Derecho y el respeto a los derechos humanos.

Durante esta administración, Puebla será una de las entidades más seguras del país, donde se
privilegie la prevención del delito con la participación ciudadana, recuperándose la confianza y
credibilidad en las instituciones.

46
III. OBJETIVOS, ESTRATEGIAS, LÍNEAS DE
ACCIÓN E INDICADORES
Objetivo 1
Garantizar una seguridad pública eficiente y eficaz a través de los programas y acciones
implementados por las áreas de prevención del delito, a fin de atender y canalizar quejas y
denuncias, privilegiando los derechos de los denunciantes.

Estrategia y Líneas de Acción

1.1 Aumentar la operatividad en el ámbito policial con el propósito de fortalecer las


medidas de prevención y lograr una mejor seguridad pública en el Estado.

• Ampliar la cobertura en el servicio de seguridad pública a través de la creación de Cecores


(Centros de Coordinación Regional) y bases de operación.
• Intercambiar información con los municipios, estados y la federación para contar con registros
de infractores y reincidentes locales, regionales y de aquellos que se mueven en el ámbito
nacional.
• Ampliar convenios de coordinación con las policías municipales, estatales y federales, con el
propósito de integrar un sistema de seguridad pública integral y de amplia cobertura.
• Implementar mecanismos y programas de coordinación con los grupos policiales del Sistema
Estatal de Seguridad Pública.
• Apoyar de manera permanente el trabajo de la Secretaría de Seguridad Pública y la Policía
Judicial del Estado.
• Aumentar la coordinación con entidades federativas circunvecinas para intercambiar
información y elaborar planes estratégicos de prevención y combate regional a la delincuencia.
INDICADORES
Situación
Indicador Fórmula Meta Sexenal
Actual

Según datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública


Posición en Seguridad Pública de la Entidada 10 6
(SNSP)
(Remisiones por la fragrancia en la comisión de delitos /
Eficiencia Policial 95.00% 97.0%
Número de delitos cometidos)
Conocimiento de los Programas de Inseguridad y (Denuncias resueltas / Total de denuncias o por consulta
93.00% 96.0%
Recabación de Información a base de datos)*100
Actualización y Profesionalización de los Cuerpos (Número de policias capacitados y actualizados / Total de
95.00% 97.0%
de Policía en el Estado policías en el Estado)*100
(Número de policías certificados / Total de policias en el
Certificación de los Cuerpos Policiales 35.00% 85.00%
Estado)*100
Registro Actualizado de las Empresas de Seguridad (Número de empresas supervisadas / Total de empresas
100.00% 100.00%
Privada de seguridad privada)*100
a
: Posición con respecto al cojunto de las 32 entidades federativas. Se refiere a la relación población/delitos por cada mil habitantes.
a
: El dato de población se obtiene con base en las proyecciones del CONAPO.
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

47
Seguridad Pública

Objetivo 2
Lograr que la procuración de justicia sea eficiente, eficaz, que responda a los derechos de las
víctimas del delito; a través de la ampliación de la cobertura del servicio, del fomento a los
valores, la sensibilización y el desarrollo de las capacidades de los servidores públicos, con la
finalidad de generar la credibilidad y confianza de la ciudadanía.

Estrategias y Líneas de Acción

2.1 Impulsar los mecanismos preventivos y operativos que permitan fortalecer el trabajo
sustantivo del Ministerio Público.

2.2 Procurar justicia a los miembros de las comunidades indígenas que radican en
territorio poblano.

• Ampliar la cobertura de servicios de procuración de justicia con la creación de Agencias del


Ministerio Público y comandancias de la policía judicial.
• Reducir los tiempos para dictar la determinación dentro de la indagatoria.
• Privilegiar a la mediación como alternativa eficaz para la solución de las controversias en
materia penal, así como otros medios alternativos de solución de conflictos.
• Crear la Policía Científica.
• Mejorar la eficiencia de la actividad de la policía judicial para dar cumplimiento a los
mandamientos judiciales, así como el resultado de las investigaciones encomendadas por los
Agentes del Ministerio Público.
• Fortalecer los órganos de vigilancia y control interno.
• Promover la actualización del marco jurídico normativo relativo a la Procuración de Justicia.
• Reestructurar funcional y orgánicamente la Procuraduría General de Justicia.
• Mejorar los servicios periciales reduciendo los tiempos en la emisión de dictámenes para la
pronta integración de las averiguaciones previas.
• Mejorar el equipamiento en tecnologías de información y criminalística.
• Descentralizar los servicios periciales al interior del estado.
• Mejorar la atención a las víctimas de los delitos y a los ofendidos, con acciones de información
de sus derechos, para salvaguardar sus garantías constitucionales.
• Fortalecer la capacidad de respuesta y atención del Fondo para la Protección a las Víctimas de
Delitos.
• Desarrollar en el personal el sentido de orgullo y pertenencia a partir de sus derechos,
obligaciones, prestaciones y reconocimiento de méritos en el servicio.
• Lograr la certificación por parte del Sistema Nacional de Seguridad Pública del personal
ministerial y operativo de la Procuraduría.
• Consolidar la capacitación básica para los aspirantes al servicio policial y la especializada para
los mandos y agrupamientos específicos.
• Fortalecer la preparación física, psicológica y práctica del personal en activo.
• Crear la Academia de Capacitación para elementos policiales.

48
INDICADORES
Situación
Indicador Fórmula Meta Sexenal
Actual

(Averiguaciones Previas Determinadas / Averiguaciones


Determinación de Averiguaciones Previas 65.0% 66.0%
Previas Iniciadas + Reiniciadas) * 100

(Averiguaciones Previas Consignadas con Negación de la


Averiguaciones Previas con Negación de la Orden
Orden de Aprehensión y Citas de Comparecencia/ 29.0% 28.0%
de Aprehensión y Citas de Comparecencia
Averiguaciones Previas Consignadas sin Detenido) * 100

(Mandamientos ejecutados / Mandamientos Recibidos ) *


Mandamientos Ministeriales y Judiciales Cumplidos 93.0% 95.0%
100

Víctimas Atendidas ( Víctimas atendidas / Víctimas Solicitantes ) *100 91.0% 92.0%

Recomendaciones Recibidas de los Organismos


( Recomendaciones Recibidas / Quejas Recibidas ) * 100 7.21% 7.00%
Protectores de Derechos Humanos

Fuente: Procuraduría General de Justicia del Estado.

Objetivo 3
Lograr la participación ciudadana para la prevención del delito, la denuncia responsable,
mediante la cultura de la legalidad y la comunicación directa y cercana con la sociedad
haciéndola partícipe en el combate a la delincuencia y a la impunidad.

Estrategia y Líneas de Acción

3.1 Crear y fortalecer los canales de comunicación entre las instituciones del Sector
Seguridad Pública y la sociedad.

• Instalar módulos itinerantes de atención ciudadana para orientar respecto a los servicios que se
proporcionan en materia de Procuración de Justicia y el seguimiento de sus averiguaciones
previas.
• Establecer un programa de acercamiento de los servidores públicos de la procuraduría en las
comunidades y municipios para agilizar los trámites y descentralizar el servicio de procuración
de justicia.
• Fomentar la prevención de los delitos, mediante la presentación de socio dramas dirigidos
principalmente a la juventud.
• Suscribir convenios con instituciones educativas para la prevención del delito y la realización de
prácticas profesionales.
• Verificar el trato y percepción social de la población con respecto a la procuración de justicia.
• Mejorar los mecanismos de comunicación y atención oportuna de las quejas y
recomendaciones provenientes de los organismos protectores de Derechos Humanos.
• Fomentar en los servidores públicos el respeto a los Derechos Humanos de los ciudadanos que
demanden los servicios de procuración de justicia.

49
Seguridad Pública

• Lograr que la ciudadanía tenga participación en las pláticas de prevención del delito impartidas
por la Secretaría de Seguridad Pública.
• Mejorar el servicio de emergencia telefónica a través de pláticas de orientación para prevenir el
delito.

INDICADORES
Situación
Indicador Fórmula Meta Sexenal
Actual
(Denuncias atendidas resueltas / Total de denuncias
Denuncias Anónimas al 066 97.00% 99.0%
telefónicas)*100

Presencia de la Policía Auxiliar en Apoyo a Tareas (Presencia en colonias y comercios / Total de


90.00% 92.0%
de Seguridad beneficiarios con el servicio)*100

(Cantidad de policías cesados / Total de policías en


Depuración de los Cuerpos Policiacos 0.70% 0.70%
servicio)*100

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

Objetivo 4
Garantizar una política de Seguridad Pública con una visión de desarrollo social, a través de
acuerdos de colaboración y coordinación intersectorial, local y nacional, para que dentro del
ámbito de su competencia y funciones atiendan en forma integral la demanda social.

Estrategia y Líneas de Acción


4.1 Impulsar y promover los instrumentos legales y administrativos que permitan su
adecuada ejecución.
• Mejorar la eficiencia de los mecanismos de coordinación de la procuraduría con los municipios
y con otras dependencias y entidades de la Administración Pública, para mejorar la eficiencia y
optimización de los recursos.
• Coordinar y supervisar los operativos preventivos de vigilancia normal y permanente en zonas
urbanas, suburbanas y rurales, con fines de disuadir o intervenir en los casos de flagrancia.
• Incrementar la coordinación policial para la vigilancia, su eficiencia y eficacia en las carreteras
del estado para dar mayor seguridad a la sociedad.

INDICADORES
Situación
Indicador Fórmula Meta Sexenal
Actual

Operativos Coordinados de Seguridad y Disuasión (Número de remisiones / Total de operativos)*100 95.00% 97.0%

(Cantidad de acuerdos / Total de operativos


Combate a la Delincuencia 90.00% 92.00%
conjuntos)*100
Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

50
Objetivo 5
Fortalecer la Readaptación Social de los internos, garantizando en todo momento el cumplimiento
y respeto a los Derechos Humanos, para lograr su reintegración a la sociedad de manera
productiva, a través del trabajo, la capacitación, la educación, la cultura y el desarrollo de sus
talentos, habilidades y capacidades con la aportación del personal profesional para ello.

Estrategias y Líneas de Acción

5.1 Promover una seguridad jurídica, a través de la implantación de programas


operacionales, garantizando el respeto a los derechos fundamentales de las personas.

5.2. Mejorar la aplicación de los tres ejes rectores del proceso de Readaptación Social, así
como todas aquellas disciplinas que contribuyan al desarrollo de éste factor, incluyendo la
profesionalización del personal penitenciario.

• Promover la aplicación de una adecuada ley para el otorgamiento de los beneficios de libertad
anticipada.
• Trasladar a internos a otros establecimientos penales, tomando en consideración su
comportamiento, peligrosidad y grado de readaptación al interior de los mismos.
• Gestionar la práctica de estudios criminológicos y personalidad de manera periódica para la
adecuada clasificación y reubicación de internos.
• Impulsar y promover la superación académica de los internos.
• Gestionar convenios con la iniciativa privada para que se instituyan más microempresas al
interior de los centros penitenciarios.
• Gestionar la impartición de cursos dirigidos a los internos por parte de instituciones
especializadas para impulsar la enseñanza de oficios y desarrollo de habilidades y capacidades.
• Programar actividades culturales, deportivas y recreativas como mecanismos de distracción y
desarrollo de ideas positivas.
• Programar conferencias y pláticas continuas en temas de desarrollo humano, con el fin de
estimular a los internos para que se integren al proceso de readaptación social.
• Gestionar la impartición de cursos al personal penitenciario en la materia de relaciones
humanas y derechos humanos, para mejorar el trato dado a los internos.

51
Seguridad Pública

INDICADORES
Situación
Indicador Fórmula Meta Sexenal
Actual

(Total de población penitenciaria / Total de espacios


Índice de Sobrepoblación Penitenciaria 45.96% 40.00%
penitenciarios) * 100

(Total de personal capacitado / Total de personal


Capacitación al Personal Penitenciario 60.0% 100.0%
penitenciario) * 100

(Total de internos estudiando / Total de población


Cobertura Educativa en los Centros Penitenciarios 47.0% 55.0%
penitenciaria) * 100

(Total de internos trabajando / Total de población


Cobertura Laboral en los Centros Penitenciarios 86.79% 90.00%
penitenciaria) * 100

Cobertura de la Capacitación para el Trabajo en los (Total de internos capacitados /Total de población
16.58% 30.0%
Centros Penitenciarios penitenciaria) * 100

Fuente: Secretaría de Seguridad Pública.

52
IV. PROGRAMAS ESTRATÉGICOS Y
PRIORITARIOS
Programa Estratégico
Modernización de la Seguridad Pública
Fin del Programa

Capacitar permanentemente a los cuerpos policíacos en el ámbito de su competencia, para


garantizar a la sociedad un servicio de calidad, apegado a la ley, respetando siempre los
Derechos Humanos.

Acciones del Programa

• Implementar conjuntamente con la Academia Estatal de las Fuerzas de Seguridad Pública,


cursos de actualización en la materia de derechos humanos.
• Implementar cursos de actualización en las seis regiones en las que se encuentra dividido el
estado, para difundir el marco jurídico para que en el ámbito de su competencia se actúe
siempre con estricto apego a derecho.
• Implementar cursos de actualización en materia de técnicas y tácticas policiales, narcotráfico,
secuestro y antiterrorismo, para contar con personal altamente calificado en éste tipo de
contingencia.

Proyecto de Inversión Física

• Capacitación especializada en el extranjero, así como en el interior del país, a fin de que su
adiestramiento se refleje en su actuar cotidiano.

Programa Estratégico
Modernización de la Procuración de Justicia
Fin del Programa

Modernización, innovación, construcción, y conservación de la infraestructura de la Procuraduría


General de Justicia, con la finalidad de fortalecer, agilizar y acercar el servicio a toda la sociedad
que requiere de atención oportuna; descentralizar los servicios y asimismo contribuir al desarrollo
socioeconómico del estado.

53
Seguridad Pública

Acciones del Programa

• Impulsar el programa de prevención del delito con la implementación de comités, sociodramas


y otros mecanismos de difusión.
• Modificar el esquema de trabajo de los agentes del Ministerio Público.
• Reducir en el tiempo para dictar la determinación en las averiguaciones previas.
• Crear nuevas Agencias del Ministerio Público y Comandancias de la Policía Judicial.
• Incorporar a todas las unidades administrativas de la dependencia al sistema informático.
• Impulsar medios alternativos de solución a conflictos en materia penal.
• Habilitar una línea telefónica de atención a la ciudadanía.

Proyectos de Inversión Física

• Invertir en la edificación de seis inmuebles para albergar a las Agencias del Ministerio Público
de los municipios de Puebla (Centro, Norte, Sur, Oriente y Castillotla) y San Pedro Cholula
(Cholula).
• Adquisición de unidades para renovar el parque vehicular.
• Invertir en proyectos de infraestructura y equipamiento para proporcionar servicios periciales en
los municipios de: Tehuacan, Huauchinango, Teziutlán y Zacapoaxtla.
• Reacondicionamiento, remodelación y reubicación de las Agencias del Ministerio Público del
interior del estado.
• Instalación de nuevos Centros de Protección a Víctimas del Delito (CEPROVIC) en los
municipios de Tehuacán, Izúcar de Matamoros, San Martín Texmelucan, Huauchinango,
Teziutlán, Zacapoaxtla, Acatlán y Tepexi de Rodríguez.

Proyecto de Inversión Social


• Capacitación constante en materia técnica y profesional al personal de la institución.

Programa Prioritario
Capacitación y Profesionalización Policial con Excelencia

Fin del Programa

Lograr capacitación y profesionalización policial con excelencia y el reconocimiento en la carrera


técnica policial.

Acciones del Programa

• Revisar y actualizar los programas de formación básica, así como la actualización y


especialización.
• Establecer un riguroso control en la selección, y contratación de personal policial.

54
• Revisar y actualizar el plan general de capacitación policial de acuerdo a los requerimientos de
nuestra entidad, la SEP y en apego a los lineamientos del Sistema Nacional de Seguridad
Pública.
• Consolidar la formación básica, ampliando los contenidos y plan curricular para que sean
reconocidos por la SEP, alcanzando con esto, el nivel de carrera técnica - policial.
• Tramitar ante la SEP el reconocimiento oficial de la carrera técnica policial, cumpliendo con los
requerimientos que esta exige, a fin de que los elementos graduados obtengan el nivel de
técnicos en seguridad pública.
• Actualizar y especializar al personal activo, mandos y agrupamientos específicos para incentivar
al personal en las promociones y con ello asegurar al servicio civil de carrera.
• Promover el cambio de denominación de la Academia Estatal de las Fuerzas de Seguridad
Pública por “Instituto de Formación profesional de las Fuerzas de Seguridad Pública del
Estado”, a fin de poder abarcar el nivel de Técnico.
• Acreditar al personal de instructores con un nivel técnico.
• Acreditar y certificar a los instructores en técnicas - policiales.

Proyectos de Inversión Física

• Contratación de docentes con perfiles específicos.


• Adquisición de unidades vehiculares, armamento y equipo actualizado.
• Construcción de un stand de tiro.

Programa Prioritario
Fortalecimiento de la Infraestructura de Seguridad Pública para
Incrementar la Cobertura y la Capacidad de Respuesta de las
Instituciones.
Fin del Programa

Fortalecer y consolidar la infraestructura en materia de seguridad pública, respecto a la


construcción y dignificación de instalaciones, equipamiento de los cuerpos de seguridad pública y
modernización de tecnologías de información y comunicaciones.

Acciones del Programa

• Ampliar la cobertura operativa de las instituciones encargadas de proporcionar Seguridad


Pública en el interior del estado, mediante la creación de delegaciones regionales de
Procuración y Justicia, integradas por juzgados; base de operaciones de policía preventiva,
bomberos y vialidad; ministerios públicos y comandancias; y comités de atención ciudadana.
• Realizar las acciones de proyección, construcción, remodelación y dignificación de
infraestructura penitenciaria, que coadyuve en disminuir el índice de sobrepoblación y

55
Seguridad Pública

proporcionar mejores condiciones de espacios físicos para la rehabilitación y readaptación del


recluso, apegado a la ley y respetando siempre los Derechos Humanos.
• Modernizar la Infraestructura Tecnológica y de Sistemas de Información para la consolidación
de procesos integrales en materia de seguridad pública.
• Establecer un backbone de voz, datos y radiocomunicación estatal que permita la interconexión
de los puntos de presencia del Gobierno del Estado, así como la intercomunicación efectiva de
las corporaciones que facilite la cooperación interinstitucional en los ámbitos de Gobierno
Federal, Estatal y Municipal.
• Establecer las políticas de operación e implementar plataformas tecnológicas que permitan
compartir información de manera coordinada, de las diferentes instituciones encargadas de la
prevención y persecución de los delitos, para la construcción de un diagnóstico real, mapeo y
atlas delictivo permanente de la incidencia delictiva tanto del Municipio de Puebla, zona
conurbana e interior del Estado.
• Proporcionar el equipamiento básico y especializado a los cuerpos de seguridad pública y
seguridad penitenciaria del Estado, que proteja su integridad física en situaciones de alto riesgo
y fortalezca el desempeño operativo en contra de la delincuencia.

Proyectos de Inversión Física

• Construcción de Delegaciones Regionales de Procuración y Justicia, integradas por juzgados y


Anfiteatro (Impartición de Justicia); Base de Operaciones, Bomberos, ambulancia y vialidad
(Prevención); ministerios públicos y comandancias (Procuración de Justicia); participación
ciudadana y servicio de emergencia 066 (Atención Ciudadana).
• Construcción de la Tercera Etapa del Centro de Adiestramiento Policial (incluye dormitorios
aulas, cocina y un stand de tiro).
• Mejoramiento y Ampliación de Centros de Readaptación Social y de Menores Infractores.
• Construcción del CERESO de Tecamachalco.
• Ampliación de las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública.
• Construcción de Sala de Juicios sumarios.
• Instalación de torres de telecomunicaciones necesarias para proveer la cobertura estatal.
• Elaboración de planes de marcación telefónica, grupos de operación y redes de datos.
• Llevar a cabo un programa integral de equipamiento de cómputo y de fortalecimiento a la
infraestructura, con el fin de contar con las herramientas necesarias para realizar sus funciones
diarias.

56
Programa Prioritario
Readaptación Social

Fin del Programa

Rediseñar los procesos de tratamiento penitenciario, mediante el fortalecimiento de los ejes


rectores de la readaptación social, y con un modelo adecuado de clasificación y reubicación del
infractor.

Acciones del Programa

• Clasificar a los internos, tomando en consideración los estudios de personalidad.


• Trasladar a internos a otros establecimientos penales, tomando en consideración su
comportamiento, peligrosidad y grado de readaptación, es decir, su desarrollo al interior de los
mismos.
• Proponer la derogación del artículo 54 bis de la Ley de Ejecución de Sanciones Privativas de
Libertad para el Estado.
• Mejorar la aplicación de los ejes rectores de la readaptación social.
• Gestionar convenios con la iniciativa privada para que se incrementen microempresas al
interior de los centros penitenciarios.
• Impulsar la enseñanza de oficios, desarrollo de habilidades y capacidades.
• Promover los productos artísticos, artesanales y de manualidades, realizados por los internos.
• Dignificar y mejorar los talleres y oficios existentes en los centros penitenciarios.

Proyecto de Inversión Física

• Dignificación y mejoramiento de los talleres y oficios existentes en los centros penitenciarios.

Proyecto de Inversión Social

• Capacitación del personal penitenciario en la materia de Relaciones Humanas y Derechos


Humanos, para mejorar el trato a los internos.

57
Seguridad Pública

Programa Prioritario
Actualización del Marco Jurídico Normativo

Fin del Programa

Actualizar las disposiciones legales que conforman el marco jurídico que influyen en el ámbito de
la procuración de justicia, a efecto de subsanar las deficiencias, lagunas e incluso contradicciones
con otras normas.

Acciones del Programa

• Propuesta de modificación de la Ley Orgánica de la Procuraduría General de Justicia del Estado


y a su Reglamento Interior.
• Propuesta de reforma a la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Puebla en
materia de procuración de justicia.
• Propuesta de reforma a la Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado de Puebla.
• Elaboración de Proyectos de Acuerdos para la creación de nuevas unidades administrativas y
agencias del Ministerio Público.
• Realizar estudios sobre problemática general y especial de legislación, reglamentación y demás
disposiciones administrativas relacionadas con la procuración de justicia.

Programa Prioritario
Desarrollo Informático a través de la Actualización y Automatización del
Sistema Integral de Averiguaciones Previas

Fin del Programa

Actualizar el software con el propósito de crear un banco de datos de información criminógena,


que permita la vinculación ágil de información entre el Ministerio Público, la Policía Judicial y
Peritos.

Acciones del Programa

• Implantar y actualizar el Sistema Integral de Averiguaciones Previas en las agencias del


Ministerio Público.
• Dar mantenimiento preventivo y correctivo a los equipos de cómputo.

58
Programa Prioritario
Programa de Prevención del Delito

Fin del Programa

Prevenir el delito fortaleciendo valores como el respeto a la Ley, a la Familia, a los Derechos
Humanos, a la Democracia, a la diversidad cultural, entre otros, como fuente de bienestar
personal y colectivo.

Acciones del Programa

• Diagnóstico de las causas generadoras del delito.


• Elaboración de programas de prevención del delito.
• Creación de comités ciudadanos de prevención del delito en el estado.
• Visitar instituciones educativas para presentación de socio dramas y entrega de material de
prevención.
• Elaboración de una mapa delictivo.
• Focalizar la delincuencia.
• Difusión de los ejes programáticos.
• Concertación social.

Programa Prioritario
Acercamiento de la Procuración de Justicia

Fin del Programa

Facilitar y acercar a la población y a los lugares más alejados de la Capital el acceso a los
servicios de procuración de justicia, reduciendo tiempo, costo y distancia en la realización de
trámites.

Acciones del Programa

• Realizar jornadas de atención ciudadana regionales y metropolitanas.


• Traslado de la unidad itinerante de servicios periciales a diversos municipios para la expedición
de cartas de no antecedentes penales.
• Creación de agencias del Ministerio Público.
• Creación de Centros de Protección a Víctimas de Delitos
• Reuniones multitemáticas con presidentes municipales.
• Hacer eficiente la coordinación interinstitucional.
• Impulsar la calidad en los servicios de procuración de justicia.

59
Seguridad Pública

Programa Prioritario
Certificación del Personal Ministerial y Operativo

Fin del Programa

Contar con personal ministerial y operativo con conocimientos actualizados y avalados por la
Academia Nacional de Seguridad Pública y otros organismos acreditadores, que eleven la
eficiencia de la función Ministerio Público.

Acciones del Programa

• Realizar cursos de los niveles de formación básica, capacitación actualizada y especializada.


• Programar la aplicación de las evaluaciones de la Academia Nacional de Seguridad Pública,
exámenes médicos y toxicológicos por parte del IMSS, psicométricos y generales por parte del
CENEVAL, así como de habilidades psicomotríces de la Secretaría de la Defensa Nacional.
• Desarrollar mecanismos internos que permitan diagnosticar las debilidades e implementar la
capacitación para brindar un servicio de calidad.
• Instituir el Servicio Civil de Carrera.

60
V. REFERENCIAS
1. Ley General que establece las Bases de Coordinación del Sistema Nacional de Seguridad
Pública

2. Instituto Ciudadano de Estudios sobre la Inseguridad (ICESI). Primera Encuesta Nacional de


Inseguridad Pública en las Entidades Federativas en 2002 y Encuesta Internacional sobre
Criminalidad y Victimización ENICRIV – 2004.

3. COPARMEX, D. F. Propuestas para el Plan de Seguridad Pública 2001-2006,del Distrito


Federal”, 31 de agosto de 2001.

4. Convenio de Coordinación en Materia de Seguridad Pública para el año 2003, celebrado en el


marco del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

5. Mascott Sánchez María de los Ángeles. Seguridad Pública: incidencia delictiva y sensación
de inseguridad.

6. Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática. Dirección General de Estadística.

7. Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Puebla.

8. Transparencia Mexicana. Encuesta Nacional de Corrupción y Buen Gobierno 2003.

9. Pérez García Gabriela C. Diagnóstico sobre la Seguridad Pública en México.

10. Jiménez Ornelas, René Alejandro y otros, Los Desafíos de la Seguridad Pública en México.
Percepción Negativa de la Seguridad Pública: Ciudad de México y República Mexicana.

11. México Unido Contra la Delincuencia. Encuesta de Victimización y Percepción de la


Seguridad Pública y Participación Ciudadana y Acceso a la Información.

12. Ley Orgánica de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Puebla.

61