You are on page 1of 294

ORDEN DE PREDICADORES Y COMUNICACIÓN SOCIAL

Fray Julián García del Castillo, o.p.

Ud. puede adquirir una copia en papel en Padres Dominicos. Universidad Santo Tomás Bogotá. Colombia

Tabla de contenido

Presentación

0.

Prólogo

  • 0.1 Introducción

  • 0.2 ¿Qué pretendemos lograr?

  • 0.3 ¿Por qué son importantes estas metas?

  • 0.4 ¿Cómo lograremos estas metas?

  • 0.5 Cuestionario inicial

  • 0.6 Lectura-respuestas

Primera unidad

NUESTRA LEGISLACION Y LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN

  • 1.1 Introducción

  • 1.2 Objetivos

  • 1.3 Cuestionario inicial

  • 1.4 Contenidos

    • 1.4.1 Reconocer la historia y la legislación de la Orden de los Comunicadores Historia Nuestra legislación

    • 1.4.2 Comprender el proceso de comunicación humana

      • - El proceso de comunicación

      • - Los elementos del proceso comunicación La Fuente El Emisor El Código

El Mensaje

Canales-Medios Descodificador Perceptor Ruido

  • - Modelos de comunicación

  • 1.4.3 Opinión pública y Orden de Predicadores

    • - Aproximación al concepto

    • - Perspectiva del evangelio

    • - Opinión pública en la Iglesia

    • - Nuestra legislación

    • - Opinión pública en la Orden

  • 1.4.4 Necesidad de analizar los MCS

    • - Introducción

    • - Necesidad de análisis

    • - Legislación de la Orden

  • 1.4.5 Preparación y capacitación del dominico para utilizar los MCS

    • - Los documentos de la Iglesia

    • - Legislación de la Orden

  •  

    -

    Los motivos

    1.4.6

    Estudiar la influencia de los MCS

    -

    Persuasión

    -

    Algunos hechos sociales-comunicacionales

    -

    Perspectivas evangélicas

    -

    Legislación de la Orden

    1.4.7

    Formación permanente y MCS

    -

    Perspectivas de la Orden El objetivo fundamental Los objetivos específicos Modos de realizarlos

    -

    Posición actual de la Iglesia

    1.4.8

    Distinguir los diversos lenguajes de los MCS

    -

    Nuestra legislación

    -

    Qué es el lenguaje

    -

    Manifestación del lenguaje

    -

    Lenguaje y MCS

    -

    El interés de nuestra legislación

    • 1.5 Lecturas de apoyo

    • 1.6 Actividades complementarias

    • 1.7 Auto evaluación

     
     

    -

    Respuestas

    • 1.8 Bibliografía

    Segunda unidad

    MISION, COMUNICACION Y FORMACION

    • 2.1 Introducción

     
    • 2.2 Objetivos

    • 2.3 Cuestionario inicial

    • 2.4 Contenidos

    2.4.1

    Reconocer el concepto de misión en los MCS

    -

    Recordamos nuestra legislación

    -

    Tenemos presente nuestra tradición

    -

    Los MCS son aptos para la predicación

    -

    Acción evangelizadora sobre los MCS

    -

    Cambio de mentalidad

    -

    Interrogantes y perspectivas

    2.4.2

    Reconocer el “campo de misión” de los MCS en Latinoamérica

    -

    Área tecnológica de los MCS

    -

    Los dueños de los medios

    -

    Los MCS crean necesidades

    -

    Los contenidos

    -

    Manipulación

    -

    Dependencia

    -

    Los receptores

    -

    ¿Campo de Misión?

    2.4.3

    Diferenciar “comunicación” e “información”

    -

    El concepto de información

    -

    El concepto de comunicación

    Etimología Contenido Características Tipos o clases

    • - Relación entre comunicación e información

    • - Comunicación social

    • - Comunicación de masas Cultura nacional Cultura de masas

    Características de la información para las masas

    • 2.4.4 Señalar características de la incomunicación

      • - Hacia una definición

      • - Las comunicaciones parciales

      • - El intento de manipulación rompe la comunicación

      • - “Entendimiento” y “comunicación”

      • - El lenguaje

      • - Malentendidos

      • - La incomunicación se da en el propio ambiente

      • - Rechazo de la comunicación

      • - Lo cotidiano

      • - Aburrimiento

      • - Fetichismo

      • - Pérdida de espontaneidad

      • - Ideologías

      • - También los medios

  • 2.4.5 Detectar hechos de incomunicación en América Latina

    • - Elegir los hechos

    • - Fuentes-Emisores y Dueños

    • - Los medios

    • - Los contenidos

    • - Señale causas

  • 2.4.6 Examinar signos de comunicación en los MCS

  • 2.4.7 Diferenciar niveles de formación en MCS

    • - Niveles Personal Comunitario Provincial Regional Latinoamericano

    • - Períodos Formación inicial Formación permanente

  • Formación especializada

    • 2.4.8 Establecer contenidos en la formación y capacitación sobre MCS en la Orden

      • - Nivel personal

      • - Nivel comunitario

      • - Nivel provincial

      • - Nivel regional-latinoamericano

  • 2.4.9 Realizar un proyecto de formación en MCS

    • - Necesidad de ofrecer a otros lo aprendido

  •  

    -

    De qué se trata

    -

    Factibilidad

    -

    Para quiénes

    -

    Tiempo

    -

    Recursos

    -

    Temario

    -

    Quién promueve el curso

    -

    Promoción del curso

    -

    Realización

    -

    Evaluación

    -

    Consolidación

    • 2.5 Lecturas de apoyo

    • 2.6 Actividades complementarias

    • 2.7 Auto evaluación

     
     

    -

    Preguntas

    -

    Respuestas

    • 2.8 Bibliografía

    Tercera unidad

    COMUNICACION EN LA ORDEN

    • 3.1 Introducción

     
    • 3.2 Objetivos

    • 3.3 Cuestionario inicial

    • 3.4 Contenidos

    3.4.1

    Relacionar comunidad dominicana y comunicación

    -

    Comunidad dominicana

    -

    Comunicación

    -

    Las relaciones prácticas

    3.4.2

    Conocer los elementos de la comunicación en la Orden

    -

    Fuentes

    -

    Emisores

    -

    Mensajes

    -

    Medios

    -

    A nivel de Orden Nivel Provincial Nivel regional

    -

    Perceptores

    -

    Ruidos

    3.4.3

    Detectar signos de comunión-comunicación en la Orden

    -

    A nivel legislativo

    -

    Nuestra inserción

    -

    Promoción del diálogo

    -

    Signos de comunicación en la Orden

    -

    Proyección a los MCS

    -

    Interrogantes para la reflexión

    -

    Incomunicación

    3.4.4

    Reconocer en los MCS propios de la Orden aspectos de comunicación e incomunicación

    -

    Visión panorámica

    -

    Las actas de los Capítulos Generales

     

    -

    El Capítulo Provincial

    -

    I.D.I

    -

    Revista Cidal

    -

    Revistas, publicaciones, etc

    -

    Los medios sonoros y audiovisuales

    3.4.5

    Relacionar “Carisma de la Orden” y “comunicación”

    -

    Los datos de nuestra identidad-Carisma

    -

    Características comunicacionales del carisma

    -

    Los signos dominicanos

    • 3.5 Lecturas de apoyo

    • 3.6 Actividades complementarias

    • 3.7 Auto evaluación

     

    -

    Preguntas

    -

    Respuestas

    • 3.8 Bibliografía

    Cuarta unidad

    REFLEXIONAR, ANALIZAR, CONTEMPLAR

    • 4.1 Introducción

     
    • 4.2 Objetivos

    • 4.3 Cuestionario inicial

    • 4.4 Contenidos

    4.4.1

    Reflexionar desde la comunidad

    -

    Marco teórico dominicano

    -

    Las comunidades centros de comunicación

    -

    Otros niveles comunitarios

    4.4.2

    Métodos para el análisis de los MCS

    -

    El concepto de análisis

    -

    Las técnicas

    -

    El análisis de contenido

    -

    El análisis estructuralista

    -

    Análisis semiológico

    4.4.3

    Replantear la problemática de los MCS

    -

    Planteamientos doctrinales de referencia

    -

    Nueva recogida de datos Aspectos sociales Aspectos políticos Aspectos culturales Aspectos económicos Sobre los MCS en sí

    -

    El análisis de los hechos

    -

    Llegar a una conclusión

    4.4.4

    Relacionar “Justicia y Paz” y MCS

    -

    Legislación de la Orden

    -

    Documentos del Papa sobre”Las comunicaciones sociales al servicio de la Justicia y de la Paz”

    4.4.5

    Relacionar teología y MCS

    -

    Perspectivas de la Orden

    -

    Hacia una “teología de la comunicación en América Latina”

    -

    Un reto a los dominicos

    • 4.4.6 Relacionar “manipulación” y MCS

     

    -

    El concepto de manipulación

    -

    Áreas de la manipulación

    -

    Algunos mecanismos

    -

    Hacia una conclusión práctica

    • 4.5 Lecturas de apoyo

    • 4.6 Actividades complementarias

    • 4.7 Auto evaluación

     

    -

    Preguntas

    -

    Respuestas

    • 4.8 Bibliografía

    Quinta unidad

    APRENDER EL LENGUAJE DE LOS MEDIOS

    • 5.1 Introducción

     
    • 5.2 Objetivos

    • 5.3 Cuestionario inicial

    • 5.4 Contenidos

     

    5.4.1

    Aprender a leer la prensa

    -

    Identificación

    -

    Las unidades redaccionales

    -

    La Página

    -

    Funciones de la prensa

    -

    El lenguaje

    -

    Perspectivas para el análisis de la prensa

    5.4.2

    Aprender a leer una fotografía

    -

    Clasificación

    -

    Identificación

    -

    Los elementos componentes

    -

    Fotografía y texto

    -

    El lenguaje fotográfico

    -

    Perspectivas para el análisis

    5.4.3

    Aprender a escuchar radio

    -

    El medio de reproducción es técnico

    -

    El sentido del oído y la imaginación

    -

    Registro de identificación

    -

    Elementos componentes del lenguaje radiofónico

    -

    Los géneros radiofónicos

    -

    La programación

    -

    El lenguaje radiofónico

    -

    Perspectiva para el análisis

    5.4.4

    Aprender el lenguaje audiovisual

    -

    Identificación del medio

    -

    Códigos intervinientes

    -

    Algunos aspectos técnicos del lenguaje audiovisual

    -

    También los subcódigos audiovisuales

    -

    Narración audiovisual

    -

    Programación audiovisual

    -

    Montaje audiovisual

     

    -

    Géneros y bloques televisivos

    -

    Perspectivas de análisis

    • 5.5 Lecturas de apoyo

    • 5.6 Actividades complementarias

    • 5.7 Auto evaluación

     

    -

    Preguntas

    -

    Respuestas

    • 5.8 Bibliografía

    Sexta unidad

    COMUNICAR LO CONTEMPLADO

    • 6.1 Introducción

     
    • 6.2 Objetivos

    • 6.3 Cuestionario inicial

    • 6.4 Contenidos

    6.4.1

    Predicación y medios de comunicación

    -

    Las fuentes

    -

    El emisor

    -

    Los mensajes

    -

    Los perceptores

    -

    Medios de comunicación y medios de predicación

    -

    No a la improvisación

    -

    También a la familia dominicana

    6.4.2

    Utilizar los medios de comunicación

    -

    Es necesario cambiar de actitud

    -

    ¿Qué medios?

    -

    Formación de dirigentes

    -

    Los medios

    -

    Medios técnicos en las iglesias

    -

    Breve examen de eficiencia

    6.4.3

    Liturgia y comunicación

    -

    Nuestra legislación

    -

    La liturgia es comunicación

    -

    Cuestionamientos personales y comunitarios

    6.4.4

    Relacionar “ministerio de la palabra” y “comunicación”

    -

    Exigencias fundamentales

    -

    Según las enseñanzas de la Iglesia

    -

    Planificación

    6.4.5

    Seleccionar razones para la denuncia profética sobre los medios de comunicación

    -

    Bases doctrinales

    -

    Es un carisma comunitario

    -

    ¿Qué denunciamos?

    -

    A dos niveles

    -

    No olvidar al perceptor

    6.4.6

    Relacionar familia dominicana y MCS

    -

    La familia dominicana

    -

    ¿Qué pueden ofrecer los religiosos?

    -

    ¿Qué pueden ofrecer los Laicos?

    -

    ¿Qué pueden ofrecer las religiosas?

    • - ¿Qué podemos hacer juntos?

    • 6.4.7 ¿Qué hacemos, en Latinoamérica, en medios de comunicación social

      • - Introducción

      • - Boletines, publicaciones de la Orden, colaboraciones en los medios de comunicación

      • - Los medios de comunicación

  • 6.4.8 Centro dominicano para los medios de comunicación social

    • - Las funciones del Centro Dominicano para los MCS

    • - Posibilidad de centros dominicanos regionales para los MCS

    • - Los centros regionales en Latinoamérica

    • - Los objetivos iniciales

    • - La estructura

    • - Funciones por niveles

    • - Las personas en la estructura

    • - Los recursos en la estructura

    • 6.5 Lecturas de apoyo

    • 6.6 Actividades complementarias

    • 6.7 Auto evaluación

    -

    Preguntas

    -

    Respuestas

    • 6.8 Bibliografía

    Bibliografía general

    SIGLAS Y ABREVIATURAS EMPLEADAS

    CELAM

    Consejo Episcopal Latinoamericano

    C. Avila

    Capitulo General O.P., Avila, 1996

    C, Q, C.

    Capitulo General O.P., Quezon City, 1971

    C.R.

    Capitulo General O.P., Roma, 1986

    C.W.

    Capitulo General O.P., Walberberg, 1981

    IDI

    Informaciones Dominicanas Internacionales (Boletín)

    LCO

    Libro de las Constituciones y Ordenaciones de la Orden de Frailes Predicadores

    MOP

    Maestro de la Orden de Predicadores

    Puebla (DP)

    III Conferencia General del Episcopado Latinoamericano, Puebla, 1979: “La Evangelización en el presente y en el futuro de América Latina”.

    RFG

    Ratio Formationis Generalis O.P.

    0 Prólogo

    • 0.1 Introducción

    Este módulo sobre COMUNICACIÓN Y LA ORDEN DE PREDICADORES no pretende ser un manual de Medios de Comunicación Social.

    Nuestro

    propósito

    general

    se

    ha

    centrado

    en

    relacionar

    el

    campo

    de

    la

    Comunicación Humana, con la óptica del Carisma, de todo aquello que identifica, como propio, a la Orden de Predicadores. No nos limitamos a los medios, propiamente dichos, de Comunicación Social.

    Cuando haya terminado el estudio de este Módulo, habrá podido comprobar la cantidad de temas y subtemas que hemos debido dejar. No los olvide: anótelos. Y ese será su reto personal para el estudio, la reflexión, el análisis y lograr conclusiones sobre esos temas que para usted aparecerán como interesantes.

    Desde

    este

    momento

    confiamos

    en

    su

    capacidad

    de

    estudio, su propia

    responsabilidad, su decidida voluntad de aprender para cumplir, una vez más, esa exigencia tan dominicana, tan característica de la Orden de Predicadores: aprenda,

    reflexione, contemple y ofrézcalo, como apostolado, a los demás.

    • 0.2 ¿Que pretendemos lograr?

    Todo comunicador, como emisor, tiene unos objetivos, unos propósitos, cuando proporciona mensajes al perceptor. Nuestros objetivos generales son:

    • 1. Valorar los contenidos generales de nuestra legislación en relación a los Medios de Comunicación Social.

    • 2. Identificar las tres grandes prioridades para Latinoamérica, señaladas por el Capítulo de Roma, en relación con los MCS.

    • 3. Reconocer aspectos importantes de la Comunicación Humana dentro de la Orden de Predicadores.

    • 4. Analizar algunos ejemplos relacionados con MCS que pueden ser modelos para analizar los MCS en comunidad.

    • 5. Aprender el lenguaje de los MCS.

    • 6. Comunicar a otros lo contemplado sobre MCS.

    Somos conscientes de la amplitud de las metas que le presentamos, pero, a la vez, no dejamos de pensar en los temas, por demás interesantes, que hemos debido abandonar al tener que limitarnos a unos objetivos específicos.

    No dudamos de que usted las ampliará y profundizará mediante su estudio y reflexión permanente y sabrá aplicar todo esto a su misión apostólica y evangelizadora.

    Gráficamente, vemos así la estructura general del Módulo:

    COMUNICACIÓN APRENDER LOS EN LA LENGUAJES DE ORDEN LOS MEDIOS PRIORIDADES PARA LATINOAMERICA Misión COMUNICACIÓN Y
    COMUNICACIÓN
    APRENDER LOS
    EN LA
    LENGUAJES DE
    ORDEN
    LOS MEDIOS
    PRIORIDADES
    PARA
    LATINOAMERICA
    Misión
    COMUNICACIÓN
    Y
    ORDEN DE PREDICADORES
    Comunicación
    MCS
    ANÁLISIS DE LOS
    MEDIOS DE
    COMUNICACIÓN
    Formación
    TEMAS
    GENERALES
    SOBRE MCS Y
    LEGISLACIÓN
    O.P.
    COMUNICAR LO
    CONTEMPLADO
    SOBRE MCS

    Cada una de las Unidades tiene la siguiente organización:

    INTRODUCCIÓN
    INTRODUCCIÓN
     
    OBJETIVOS CONTENIDO DE OBJETIVOS AUTOEVALUACIÓN

    OBJETIVOS

     
    OBJETIVOS CONTENIDO DE OBJETIVOS AUTOEVALUACIÓN
     

    CONTENIDO DE OBJETIVOS

     
     
    OBJETIVOS CONTENIDO DE OBJETIVOS AUTOEVALUACIÓN
       

    AUTOEVALUACIÓN

     
     
    OBJETIVOS CONTENIDO DE OBJETIVOS AUTOEVALUACIÓN
    LECTURA DE APOYO
    LECTURA DE
    APOYO
    Gráficamente, vemos así la estructura general del Módulo: COMUNICACIÓN APRENDER LOS EN LA LENGUAJES DE ORDEN
    CUESTIONARIO INICIAL
    CUESTIONARIO
    INICIAL
    Gráficamente, vemos así la estructura general del Módulo: COMUNICACIÓN APRENDER LOS EN LA LENGUAJES DE ORDEN
    Gráficamente, vemos así la estructura general del Módulo: COMUNICACIÓN APRENDER LOS EN LA LENGUAJES DE ORDEN

    ACTIVIDADES

    COMPLEMENTARIAS

    Gráficamente, vemos así la estructura general del Módulo: COMUNICACIÓN APRENDER LOS EN LA LENGUAJES DE ORDEN
    BIBLIOGRAFÍA
    BIBLIOGRAFÍA

    0.3

    ¿Por que son importantes estas metas?

    Nuestros legisladores, sobre todo en los últimos Capítulos generales, no se cansan de recomendarnos:

    — La importancia que tienen, hoy día, los Medios de Comunicación Social para la predicación.

    — Son un auténtico campo de misión apropiado para la Orden.

    — Los destinatarios de nuestra predicación están acostumbrados a que se les hable según los códigos de los MCS: Necesidad de aprender el lenguaje de los Medios.

    No conocemos la legislación de la Orden sobre Medios de Comunicación Social. Como dominicos no podemos desconocer las recomendaciones que nosotros mismos nos estamos proporcionando por medio de quienes nos representan en los Capítulos. No es abundante la legislación, pero es suficiente y sugestiva.

    Vivimos en una sociedad que está envuelta, como atmósfera, por los medios de comunicación social. Tal vez estemos un tanto aislados. Es necesario ponernos al día si deseamos estar en sintonía con nuestro tiempo.

    Evidentemente

    no

    nos

    hemos

    limitado

    a

    los

    aspectos legislativos: Hemos

    proyectado, por la necesidad de aprender a utilizar los Medios, por la necesidad de

    analizar esos mismos Medios, la reflexión hacia áreas específicas, prácticas.

    Para algunos serán metas asequibles, por los conocimientos anteriormente adquiridos; posiblemente no serán tan fáciles para otros. Ante la diversidad de destinatarios hemos optado por un nivel más bien inicial, posiblemente, bajo. Nos queda una cierta satisfacción en pensar que, para los primeros, puede ser un refrescar ideas y motivo para profundizar en los temas que presentamos.

    • 0.4 ¿Cómo lograremos estas metas?

    Mediante estos delineamientos METODOLOGICOS:

    • 0.4.1 El título del Módulo le proporciona una primera oportunidad de reflexionar

    sobre el objetivo final. Es un primer momento de fijar sus propias expectativas,

    independientes de los objetivos que le presentamos. Ponga por escrito sus preocupaciones, sus inquietudes. Tendrá tiempo para comparar.

    • 0.4.2 Este mismo consejo se lo damos con ocasión del inicio de cada unidad, de

    cada objetivo, de cada contenido que desarrollamos. Intente ir más allá de nuestras propias limitaciones.

    • 0.4.3 Le proponemos unos objetivos, como áreas de estudio. Usted sabe que hay

    otros temas, otras áreas, sobre todo a su nivel local, a las que no hemos podido

    descender; usted deberá tenerlas presente. Llega un momento en el cual usted debería proponer sus propios objetivos y estudiarlos profundamente.

    0.4.4

    Hay un CUESTIONARIO INICIAL. No se trata de acertar. Deseamos que le

    dedique un tiempo a pensar sobre cada una de las cuestiones que le planteamos. Escriba sus respuestas personales, lo que en ese momento sabe. No le ofrecemos de inmediato las respuestas, deberá responder ese mismo cuestionario al finalizar el estudio de los contenidos. Y es ese el momento de comparar su respuesta inicial y la que, una vez estudiada la Unidad, volvió a escribir. Podrá constatar si su estudio fue suficiente. No dude en regresar a estudiar la Unidad si no queda satisfecho.

    0.4.5

    Las respuestas que le aportamos, a cualquier cuestionario, no son dogmas

    de fe metodológica. En MCS. hay muchas respuestas válidas. Posiblemente las respuestas que usted ofrece sean más válidas, al menos para usted, que las nuestras. No

    obstante le pedimos:

    Razone sus respuestas en hechos, sucesos, datos, con teorías; no se contente, puesto que no es ninguna razón, con “me parece”, “me gusta”, etc.

    Compare su respuesta razonada con la que le ofrecemos: No tenga ningún reparo en hacer una crítica.

    0.4.6

    Le ofrecemos, de igual modo, el desarrollo de algunos contenidos referentes

    a los objetivos de las diversas Unidades. Debe estudiarlos y buscar la forma de ampliar

    los conceptos, las teorías que exponemos. No se quede con el mínimo que le presentamos.

    0.4.7

    El aprendizaje es efectivo cuando se realizan prácticas. No se contente con

    la adquisición de conceptos o con el recuerdo de las leyes: usted debería realizar otras

    prácticas, además de las que le recomendamos. Su imaginación le puede ayudar.

    0.4.8

    Usted debe evaluarse. No espere calificaciones. Usted mismo, su propia

    satisfacción personal, es el mejor árbitro de los conocimientos que adquiere y de las

    destrezas que pone en práctica. Cuando esté convencido, satisfecho de lo aprendido, se puede dar su visto bueno.

    0.4.9

    Le recomendamos unas lecturas complementarias. Busque usted, con la

    bibliografía que le aportamos, nuevas lecturas en torno al tema que le proponemos.

    Amplíe su área de conocimientos.

    0.4.10 Busque personas que le puedan ayudar. Nuestra recomendación: anime a otra persona para que realice el curso con usted. Se pueden ayudar mutuamente. La discusión sobre puntos de vista diferentes, aunque sea de modo polémico, contribuye al aprendizaje.

    0.5 Cuestionario inicial

    Instrucción: Antes de escribir su contenido que le proponemos.

    respuesta reflexione usted sobre el terna-

    1.

    ¿Qué es el proceso de conocimiento?

    • 2. Señale usted un mecanismo del proceso de conocimiento.

    • 3. De fina el concepto de imagen, en general, no limitada a lo visual.

    • 4. La imagen, ¿es medio de expresión?

    • 5. ¿Qué es el mensaje? Componentes del mensaje.

    • 6. ¿Qué papel desempeña el signo en la comunicación humana?

    • 7. De fina “leer’ de tal modo que se pueda aplicar a Radio, Cine, TV.

    • 8. Defina el concepto de “significado” y “significante”.

    • 9. ¿Qué se entiende por “denotativo” y “connotativo”.

      • 10. Explique qué es el lenguaje.

      • 11. ¿Cuál es el propósito, la finalidad de todo emisor?

      • 12. ¿Cómo denominaría usted a la persona a quien se destina el mensaje? Debe explicar por qué.

      • 13. Para que se opere el proceso de comunicación hace falta experiencia común: ¿Por qué?

      • 14. ¿Qué entiende por proceso tecnológico en Comunicación Humana?

      • 15. ¿Qué es “lo subliminal”?

      • 16. Diferencie “comunicación” y “medios de comunicación “.

      • 17. Ofrezca una explicación breve sobre qué es Informática.

      • 18. ¿Qué es un estereotipo, en MCS? Explique algunas características.

      • 19. Relacione “comunicación” y “sociedad”.

      • 20. ¿Por qué este Módulo es un medio de comunicación?

      • 0.6 Lectura - respuestas

    0.6.1 Proceso de conocimiento

    Conocemos porque los objetos que están fuera (o lo que pueden decir esos objetos), nos llega a los órganos de los sentidos (vista, oído, olfato, gusto, tacto). Es el inicio del proceso de percepción. Cuanto llega a nuestro entendimiento lo aprehende, lo asimila y conoce el. objeto que viene de fuera. Todo conocimiento nos viene de fuera. Y el

    camino, según la vieja teoría aristotélico-tomista, son los sentidos, porque “nada hay dentro del entendimiento que no haya pasado, primero, por los sentidos”. Todo lo que usted puede conocer le ha venido de fuera. No hay ideas innatas.

    • 0.6.2 El mecanismo

    Aristóteles hizo este experimento: En una habitación cerrada, sin luz, tenía un objeto. No veía nada. Abrió la ventana y vio la silla, la mesa, etc. Dedujo que veíamos porque los objetos tenían en sí una representación propia, una representación vicaria; por medio de la luz, por el aire, llegaban los estímulos a la retina, al tímpano, a la nariz, etc.

    Esa representación del objeto es la IMAGEN DEL OBJETO. Sto. Tomás acepta esta doctrina y la expone en muchas ocasiones. “La imagen es representación del objeto”. Sto. Tomás, con Aristóteles, mantenía la imposibilidad de conocer de modo directo. Conocemos por representación. Es decir, conocemos por medio de la imagen del objeto. Hoy lo vemos claro: Hay representaciones de los objetos, es decir, imágenes de los objetos, visuales, sonoras, olfativas, gustativas, sensitivas.

    Por lo tanto: el proceso comienza desde el objeto, por medio del aire o la luz, llega la representación al sentido externo; pasa después a los sentidos internos (sentido común, memoria, imaginación) y llega al entendimiento, éste lo procesa y entiende el objeto que quedó fuera.

    • 0.6.3 La imagen

    “La representación de un objeto”. Se puede representar un objeto de muchas maneras: por una fotografía, por medio de un escrito, por palabras dichas, por sonidos, etc. Lo que llega a nuestros sentidos es algo físico: la imagen de un objeto la vemos reflejada en la retina, el sonido estimula el tímpano, etc.

    Por lo tanto: la imagen es la representación verdadera (lo que es) del objeto. Si la representación que me presentan no es verdadera yo estoy conociendo otra cosa diferente.

    Por el proceso que se opera para conocer, la imagen, que en un inicio es sensible, se va transformando en imagen inteligible. Imagen inteligible quiere decir que es apta para que el entendimiento la aprehenda. Esta imagen inteligible es la que conservamos. Porque no conservamos objetos físicos en nuestra memoria, ni en la imaginación, ni en el entendimiento. Ocuparían mucho lugar.

    • 0.6.4 Nos expresamos por medio de imágenes

    Si lo único que tenemos en el depósito del armario de nuestra mente, según frase de Sto. Tomás, son imágenes recibidas desde fuera, es lógico pensar que ese es el material que utilizamos para expresar nuestros pensamientos.

    Con ayuda de la Memoria y de la imaginación, el entendimiento, confecciona los Mensajes que desea expresar. Pensamos en Imágenes y manifestamos los objetos correspondientes a las imágenes que hemos utilizado.

    Mentalmente yo pienso en mesa, mantel, vasos, comida, etc. después debo manifestar (por fotografía, por dibujo, por palabras, con sonidos, etc.) lo pensado. Yo escribo mesa y usted sabe que yo pienso en la mesa; le presento un dibujo o una fotografía de vaso y usted sabe que pienso en vaso. Por decirlo así, yo pienso con la imagen, recibida anteriormente, y busco el objeto correspondiente, que es lo único que usted puede percibir: Pienso en imágenes y manifiesto objetos.

    • 0.6.5 El mensaje

    “Producto físico verdadero del emisor”. Así lo define David Berlo.

    Si usted piensa en esta definición podrá comprobar que, en definitiva, estará referido “a lo que desea expresar”, el emisor, previa elaboración del mensaje de modo intelectual.

    Todo

    Mensaje

    tiene

    tres

    partes

    importantes:

    El

    código,

    el

    contenido

    y

    el

    tratamiento. Se entiende por código: el conjunto de signos-símbolos organizados de manera que tengan una significación para el perceptor. Los idiomas son códigos (compuestos por letras, palabras, frases, etc); el modo de comunicarse por la ordenación de rayas y puntos (Morse) es un código.

    Contenido: “lo que se desea expresar”, las ideas, las afirmaciones, la información suministrada, los juicios que se emiten, etc. A veces se suele confundir el mensaje con el contenido de la comunicación.

    Tratamiento: la distribución que hago, la ordenación de un libro en capítulos, la división que propongo para que sea más comprensible; la elección de un medio determinado, por ejemplo, se prefiere la forma de libro a la forma de un guión para TV. Por lo tanto: Todo emisor ofrece, por un medio, un mensaje a un receptor.

    • 0.6.6 Nos expresamos por medio de signos

    Es verdad que conocemos por medio de las imágenes, las representaciones vicarias de los objetos. Pero a los objetos les puedo hacer que signifiquen algo más, los puedo “signar”, les puedo hacer que “digan otra cosa diferente”. El objeto “es” una cosa y puede “representar” otra. Los antiguos definían el signo diciendo “de lo conocido (objeto) a lo desconocido (significado)”. El cirio Pascual es un cirio, es un objeto; todos los cristianos saben que “representa” otra cosa diferente. Está en lugar de “otra cosa

    Así nos entendemos, también, y así nos expresamos. El signo es importante en la comunicación porque, como acabamos de ver, es un elemento del código que utilizamos las personas. Es lógico pensar que tanto el emisor como el perceptor deben conocer “la significación” que está depositada en ese objeto. Me enseñan la bandera de un país y yo no leo “tela de colores”, leo el país a que se hace referencia.

    Para conocer, por lo tanto, un mensaje: Necesito conocer el objeto por medio de su representación sensible (imagen), necesito conocer el significado que el emisor deposité en ese objeto (signo) y el conjunto de signos (código) me permite captar plenamente el mensaje.

    • 0.6.7 Aprender a leer

    El autor de un mensaje, escrito, oral, grabado, en imágenes visuales o mediante gestos, lo ha realizado para que el perceptor lo interprete. Aprender a leer es aprender a interpretar, aprender a descifrar. Quienes son analfabetas ven las letras, pero no saben obtener el significado que ellas contienen.

    Hemos puesto esta pregunta para referirnos a la lectura de las imágenes. Porque nos comunicamos por medio de las imágenes (sonoras, visuales, etc.) Si no sabemos leer imágenes, en toda lógica, seremos analfabetos de la imagen.

    Leer quiere decir descifrar el código utilizado por un emisor. ¿Usted sabe descifrar todos los códigos utilizados en la TV, en Radio, en Fotografía? Es posible que una persona sepa leer las letras de una escritura, pero si no es capaz de utilizar la escritura para comunicarse seguirán considerándolo como analfabeta.

    Ante un cuadro podrá decir: ¡Qué bonito! ¿Sabe decir por qué? ¿Sabe la clase de iluminación que se ha utilizado, las luces y sombras, la profundidad o perspectiva, los tonos de colores, la ubicación de los objetos, etc?

    ¿Usted sabe leer un dibujo? Para comprender un dibujo deberá descifrar los elementos utilizados por el dibujante; el ha utilizado un código y usted deberá descifrarlo, interpretar los signos que están puestos.

    ¿Usted sabe

    leer

    Radio?

    Sí.

    Se puede

    leer con

    los otros sentidos, ¿por qué

    únicamente con la vista? Usted debe aprender a leer radio por medio de su oído.

    Lo mismo que lee el periódico, indudablemente, puede leer en la pantalla de su televisor. No puede olvidarse: Leer es saber interpretar, descifrar el código.

    Ahora puede explicarse el por qué “los ciegos leen con las yemas de sus dedos”.

    • 0.6.8 Significado - significante

    Usted hace muchas relaciones cuando se expresa. Por ejemplo: “Con tal objeto” (el que usted elige), “quiere decir tal cosa”. El “objeto es el significante” y “lo que desea expresar es el significado “. El significado lo hemos puesto las personas y lo depositamos en los objetos. Signamos a los objetos: La manzana siempre es manzana, lo ha sido y lo será. En un momento, una persona, decidió hacer la relación: “la manzana de Eva”. Y desde ese instante, “esa manzana”, debo leerla “como Eva”. Cuando un Emisor me quiere decir “manzana de Eva”, debe manifestarlo, precisamente, para que yo capte el significado “manzana de Eva” y no la manzana simple.

    El proceso de significar únicamente lo podemos hacer las personas humanas, los animales no tienen capacidad para eso. Los seres humanos nos comunicamos en base a los “significados“. Recordará que la comunicación humana exige dos personas (emisor y perceptor).

    El significado, por lo tanto, no está en los objetos, en las cosas que utiliza para comunicarse, sino en la mente. Primero en la mente del Emisor y luego, cuando lo capta, en la mente del Perceptor. El trabajo que debe realizar el Perceptor es descubrir, en el objeto ofrecido, el significado puesto por el Emisor.

    Usted ya descubrió que el significante es el objeto que lleva el significado. Es algo parecido a la caja que lleva dentro chocolates. Hay diferencia entre el contenido y el continente.

    Conclusión fácil: La comunicación se dará, entre dos personas, si ambas conocen la significación utilizada cuando se manejan los mismos códigos.

    Es importante, por ejemplo cuando ve televisión, que aprenda a diferenciar significantes y significados. A veces se nos presentan significantes y nos quedamos en su contemplación y no apreciamos el significado real (por ejemplo acompañamiento a un vehículo, una bebida, etc).

    0.6.9 Denotativo - Connotativo

    Referido al significado. Yo consulto con el diccionario para buscar el significado que comúnmente se le da a esa palabra; del diccionario extraigo la información sobre el uso normal que se hace de la palabra que busco. Todos estamos de acuerdo en que, tal palabra, significa tal cosa. Acudimos al diccionario para saber el significado denotativo, el significado referencial. La palabra que busco (referente) “la debo leer mentalmente” con éste significado, aceptado comúnmente, y no con otro. Se le designa también, como explicación, “significado objetivo “.

    El significado denotativo hace la relación simple: objeto (referente) y el signo (lo que se le imprimió, se le añadió, al objeto). Un perro es un perro. Y todos sabemos que se refiere al animal; dice el diccionario, mamífero doméstico del orden de los carnívoros y familia de los cánidos”.

    La connotación es un segundo nivel, un segundo lenguaje, un segundo modo de expresarnos. Al significado connotativo le añadimos “otro significado”. La persona que habla, le añade “algo más”, precisamente, para significar otra cosa diferente. Por lo tanto, la relación que ahora se hace es: Objeto-signo-persona. La connotación se debe a la cultura, al ambiente, a las personas que lo utilizan, al contexto social, religioso, etc.

    Copie la definición de perro del diccionario, pero “el cachorro” que vio Juana de Aza, no es el del diccionario. Cuando usted ve un cachorro, con una tea en la boca, sabe que “ese perro” significa otra cosa. Para una persona que vea a Sto. Domingo, con un cachorro a sus pies, puede pensar que es S. Roque, que tiene otro perro y con otro significado connotativo.

    ¿Cuántas

    veces

    ha pronunciado o

    “intención”?. ¡Eso es connotación!

    ha escrito palabras

    y

    frases con doble

    • 0.6.10 Lenguaje

    Todos los seres humanos tenemos la capacidad de reflexionar, pensar y ofrecer a otros lo pensado. Los contenidos que piensa un hindú, un griego y un latinoamericano pueden ser iguales, mientras están en sus mentes. El problema radica en la manifestación: se utilizan códigos diferentes. Los lenguajes se diferencian por la diversidad de códigos utilizados. Hablamos del lenguaje castellano (hablado o escrito) y lo diferenciamos del lenguaje de la fotografía: se utilizan dos códigos diferentes. Usted ve a dos sordomudos expresarse, comunicarse, y usted no entiende nada: el lenguaje que ellos utilizan es diferente al que usted conoce.

    Cuando oiga hablar de lenguaje piense en diferentes códigos. Usted ya sabe qué es un código.

    • 0.6.11 Finalidad del emisor: influir en el perceptor

    Desde el primer momento en que me senté frente a la máquina de escribir, para ofrecerle contenidos sobre “Orden de Predicadores y Medios de Comunicación Social”, mi propósito ha sido que aprehenda los contenidos que le ofrezco, los asimile y cambie su actitud. No importa si esta a favor o en contra. Una vez realizado el curso, usted no va a ser neutral. Ese es mi objetivo: Influir en usted y, si lo logro, analizará los Medios de Comunicación, aprenderá códigos de los MCS y los utilizará. Aunque le parezca extraño:

    Yo me comunico (comunicación intrapersonal), medito, reflexiono, etc. “para cambiarme”, para modificar mis hábitos y mis costumbres, o también, para reforzar los hábitos que ya tengo.

    Usted entiende esto mejor así: “usted ve televisión y, los dueños de ese negocio, intentan influir en usted para que compre los productos que anuncian”. El propósito de todo emisor es influir. Ahí tiene usted la explicación de por qué se gasta tanto dinero en conocer a los perceptores.

    • 0.6.12 ¿Perceptor o receptor?

    Cuando estudiemos la diferencia entre “información” y “comunicación” la vamos a fijar en que, Información, se refiere a la simple recepción de datos, de información. Mientras que, por “comunicación”, vamos a fijarla en el hecho de que exista diálogo. Diálogo se da, de modo exclusivo, entre personas. Cuando el Emisor es una persona y el receptor es otra persona, hay comunicación, o puede darse. Por esto preferimos el término de perceptor cuando nos referimos a la comunicación humana. El receptor es cualquier máquina, aparato, etc.

    • 0.6.13 Experiencia común

    Entre el Emisor y el Perceptor debe haber una zona común. Para que se pueda operar el proceso de comunicación humana es necesario disponer de elementos comunes. Usted debe entender el código escrito que yo estoy utilizando. Si se lo escribo en griego, posiblemente, no nos entendemos. Tenemos en común: la Orden de Predicadores; usted sabe qué es un Capítulo General, qué son las Constituciones de la Orden. Los dos las hemos leído, sabemos de qué tratan: por eso yo las cito, y usted me entiende. Por esta razón voy a evitar, en lo posible, utilizar “modismos” especiales de la región donde vivo, por eso me limito a palabras que usted, en caso de dudas, puede consultar con el diccionario. Siempre hace falta una zona, un terreno común, donde sea factible el diálogo, la comunicación.

    • 0.6.14 El proceso tecnológico

    ¿Cómo le explicaría usted a los primeros frailes dominicos, reunidos en la casa de Pedro Seila, planificando la predicación de una cuaresma, las ventajas de utilizar un micrófono? ¿Qué hubiera pasado si, en el Capítulo de Bolonia, donde N.P. Sto. Domingo, de rodillas, renunció a ser el Maestro General de la Orden, yo me hubiera presentado con un televisor?

    Para usted y para mí es fácil: es parte de nuestra cultura. Ya no lo tomamos en consideración, lo utilizamos y no reflexionamos sobre eso.

    Y tiene su importancia: Los primeros frailes dominicos predicaban de viva voz, veían la reacción del público, se emocionaban cuando el pueblo se emocionaba, sentían que sus palabras surtían efecto. Cuando habla por teléfono aprecia la diferencia a cuando habla directamente con su amigo. Los medios técnicos ponen mucha distancia. La voz que está reproducida en un radio-casete no es, propiamente, la voz de la persona; la imagen que ve por TV no es la verdadera imagen, la imagen que ve en la pantalla está confeccionada con muchos puntitos, no es tridimensional, los colores no son reales, etc.

    Los medios tecnológicos conllevan muchísimas ventajas, ofrecen muchas posibilidades para la comunicación. También tienen grandes inconvenientes: se puede imitar la voz para que usted crea que es la de su amigo, se puede desfigurar la imagen, manipularla para engañar, se pueden juntar dos sucesos que no tienen nada que ver entre sí para que usted los tome como concomitantes, usted puede ver volar a su amigo, cuando él no puede volar; le enseñan una maqueta y usted la toma como si fuera la realidad; usted; se aísla tanto, cuando ve televisión, que se figura que es únicamente para usted.

    • 0.6.15 Lo subliminal

    Si le escribo “sub-límite” se entiende mejor. Y es eso: “por debajo del límite”, “por debajo de la capacidad”. Dos ejemplos:

    Primero: Los seres humanos oímos, por así decirlo, en un término medio: ni muy alto, ni muy bajo. Si un emisor emite un sonido más arriba, o más abajo de esa onda, no lo apreciamos, no nos damos cuenta; y ese es el problema: no nos damos cuenta, pero

    de algún modo llega a nuestro tímpano y pasa, como camuflado, a nosotros. Ese sonido es “subliminal”.

    Segundo ejemplo: usted va al cine. Y ve su película. El ojo necesita un tiempo para poder “leer” los cuadros. Si los pasan muy despacito usted los ve todos, uno por uno. Pero si los pasan a la velocidad “normal del cine únicamente ve unos pocos, por eso aprecia el movimiento: antes de haber terminado de leer un cuadro ya le han pasado varios. Si en alguno de esos cuadros “que usted ve”, pero que no toma conciencia de él, le ponen un anuncio publicitario, indudablemente que usted se queda con ese “mensaje”. Esto ya está comprobado y experimentado. Ese “mensaje” recibido por usted es “subliminal’.

    Usted ve actuar a un mago. Se queda admirado de lo que hace. Cuando se ve en cámara lenta usted descubre el truco. Y usted vio el truco, pero como lo hizo a mucha velocidad, no captó todos los detalles. Lo engañaron.

    Si

    a

    esto

    le

    añade usted

    la

    falta de

    juicio crítico

    de

    los

    perceptores que ven

    televisión, escuchan radio o leen periódico, se puede figurar el campo propicio que tienen “los manipuladores de cerebros”.

    • 0.6.16 Comunicación y medios de comunicación

    Usted no confunde la parte con el todo. Es muy corriente hablar de Medios de Comunicación y referirse al proceso de comunicación. Los “Medios” de comunicación es uno de los elementos del proceso de comunicación. Si yo le pregunto: ¿Dónde trabaja?, Y usted me dice: En los MCS. Puedo preguntarle: ¿Cine?, ¿Radio?, ¿Televisión?, ¿Fotografía?, ¿Periódico?, ¿Una revista?, ¿Hace audiovisuales?, ¿Teatro?, ¿Confecciona afiches, carteleras, vallas?

    Lo mismo que se utiliza medios de comunicación puede utilizar canales de comunicación para expresar el medio que utiliza para comunicarse con otra persona. Los medios son vehículos de transporte de mensajes. La comunicación está referida a todo el proceso: Un emisor ofrece un mensaje, por un medio, a un perceptor.

    • 0.6.17 Informática

    Como medio de información y comunicación utiliza su lenguaje propio, diferente al que hablamos o escribimos. Es una ciencia. Copiamos de las Actas de Capítulo Provincial de S. Luis Bertrán de Colombia la explicación. Y la aportamos porque no es usual encontrar en las Actas de un Capítulo de la Orden, esta perspectiva técnica, como lo hace resaltar el Maestro General. De todos modos ésta es la explicación:

    • 194. La informática es el último ramo de los nuevos medios, uno de los frutos del desarrollo acelerado de la microelectrónica. Etimológicamente el término informática aparece por la fusión de otros dos: información y automatización. La informática es a un tiempo la ciencia y la técnica de la utilización de sistemas automatizados en la recolección, análisis y utilización de la información. Tales sistemas automatizados son los computadores.

    • 195. Los dos elementos fundamentales de la informática son la información y el computador. La información son datos que han sido ordenados, evaluados, analizados y colocados dentro de un contexto o perspectiva en el cual puedan servir para una información significativa y útil. El computador es la máquina electrónica diseñada para aceptar y almacenar datos por medio de una unidad de entrada, procesarlos y producir información por una unidad de salida, bajo la dirección de un programa de instrucciones detalladas paso a paso.

    • 196. Se distingue el hardware (las máquinas, los equipos en sí, lo físico), el software (los programas en sus diferentes niveles, lo lógico) y el firmware (combinación de los dos anteriores para buscar mayor velocidad, eficiencia y operatividad en los sistemas. La limitación principal para la difusión masiva de la informática se encuentra en el software antes que en el hardware, que tiende aceleradamente a hacerse más barato. El microcomputador ha hecho posible la difusión y aplicación masiva de la informática. La tendencia es a disminuir de costo, a hacerse más portátil, a estandarizarse y a miniaturizarse.

    0.6.18 El estereotipo

    Por lo general se refiere a la visión que ofrecen los MCS en torno a una persona, a un grupo social determinado, a un fenómeno o situación “para que se acepte como la cosa más normal”.

    Los MCS. crean muchos estereotipos. Y ahí radica el problema por el cual hemos querido hacerle esta llamada de atención. Son modelos que se presentan, de modo continuo, sistemáticamente, para que el perceptor, tal vez de tanto repetirlo, los acepte y se crea que, lo presentado, es la auténtica realidad. Los modelos que se presentan corresponden a una determinada ideología (precisamente la misma de quienes son los dueños de los medios). No se tiene presente la realidad del país, ni sus condiciones generales económicas, políticas, sociales. Por lo cual usted ha pensado alguna vez: ¡Qué diferencia de mi país, en la realidad, y el país que veo por TV, escucho por radio o leo en los diarios!

    La creación y difusión de estereotipos es la forma para desvincular a las personas de su propia historia, de su propia cultura, de su identidad y atarlas a otros patrones o modelos, extraños a la propia realidad.

    En los MCS. apreciamos muchas clases: según edad, sexo, trabajo que realizan, ideología que manifiestan, clases sociales, modos de adquirir dinero, etc. usted los puede conocer: hacen gestos especiales, utilizan términos escogidos, lugar donde viven, objetos que utilizan, etc. Una maestra para crear estereotipos: la publicidad. Se utiliza, son unos ejemplos, para fines comerciales, pero también para inyectar ideología: La mujer como objeto y para promover ventas; se utiliza el arte para “vender lo exquisito”; promoción del sexo; las ventajas de tener dinero: vivir en lugares selectos; “en el extranjero se vive mejor”, etc.

    • 0.6.19 Comunicación y sociedad

    Vivimos en sociedad. En este Módulo reflexionamos sobre “Comunicación y Orden de Predicadores”. No por eso, de ahí nuestra advertencia, podemos perder la perspectiva de la relación comunicación-sociedad. Cada concepto, cada contenido, cada mensaje que usted reciba deberá relacionarlo al ambiente donde está viviendo. El hecho de la comunicación es un hecho social y como hecho social lo deberá relacionar dirigido a su propia situación. Si somos “sociales por naturaleza”, por la misma razón, somos “comunicacionales por naturaleza”. La comunicación es totalmente necesaria para los seres humanos. No importa quién fue primero, si la comunicación entre las personas o, una vez reunidas, nació la comunicación.

    Necesitamos de la comunicación para la convivencia humana. Por lo tanto, necesitamos de los medios para podernos comunicar. El gran problema de nuestra organización social radica en que, unos cuantos, se han adueñado de los medios tecnológicos para la comunicación e información. El acceso a esos medios está vedado para la mayoría.

    • 0.6.20 Este Módulo es un medio de comunicación

    Hemos pasado muchas horas elaborando los mensajes que le ofrecemos en este Módulo. Unos mensajes que han tenido presente el código escrito en lenguaje castellano, con múltiples contenidos en cada uno de los objetivos y le hemos dado el tratamiento de libro (módulo). Pudimos utilizar el código de Radio y haber realizado unos guiones y grabar-los, con diferentes voces, en una cinta para ser reproducida en un radio-cassette. Se prefirió el código lingüístico escrito, así lo determinaron las Fuentes, quienes tuvieron la idea magistral de ofrecer a la Familia Dominicana un Curso a distancia.

    Hemos depositado nuestros mensajes en el medio que usted tiene en sus manos. Esperamos que sea un medio eficaz, no sólo que le llegue, sino también que lo sepa descifrar (descodificar), que comprenda los significados denotativos que utilizamos (hemos intentado suprimir, lo más posible, los significados connotativos), es decir, deberá leer con atención, aprehender los contenidos y, esa es nuestra finalidad, cambiar de actitud sobre los MCS. en su relación a nuestra Orden.

    Para que sea un medio auténtico de comunicación usted debe ofrecer, de algún modo, sus respuestas. No se puede quedar en una simple información que nosotros le enviamos, usted la recibe y ahí termina el proceso. Todo perceptor humano debe responder, dar sus propias respuestas. Las esperamos.

    Primera unidad

    NUESTRA LEGISLACIÓN Y LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN

    • 1.1 Introducción

    • 1.2 Objetivos

    • 1.3 Cuestionario inicial

    • 1.4 Contenidos

      • 1.4.1 Reconocer la historia y la legislación de la Orden de los Comunicadores Historia Nuestra legislación

      • 1.4.2 Comprender el proceso de comunicación humana

        • - El proceso de comunicación

        • - Los elementos del proceso comunicación La Fuente El Emisor El Código

    El Mensaje

    Canales-Medios Descodificador Perceptor Ruido

    • - Modelos de comunicación

    • 1.4.3 Opinión pública y Orden de Predicadores

      • - Aproximación al concepto

      • - Perspectiva del evangelio

      • - Opinión pública en la Iglesia

      • - Nuestra legislación

      • - Opinión pública en la Orden

  • 1.4.4 Necesidad de analizar los MCS

    • - Introducción

    • - Necesidad de análisis

    • - Legislación de la Orden

  • 1.4.5 Preparación y capacitación del dominico para utilizar los MCS

    • - Los documentos de la Iglesia

    • - Legislación de la Orden

    • - Los motivos

  • 1.4.6 Estudiar la influencia de los MCS

    • - Persuasión

    • - Algunos hechos sociales-comunicacionales

    • - Perspectivas evangélicas

    • - Legislación de la Orden

  • 1.4.7 Formación permanente y MCS

    • - Perspectivas de la Orden El objetivo fundamental Los objetivos específicos Modos de realizarlos

    • - Posición actual de la Iglesia

  • 1.4.8 Distinguir los diversos lenguajes de los MCS

    • - Nuestra legislación

  • -

    Qué es el lenguaje

    -

    Manifestación del lenguaje

    -

    Lenguaje y MCS

    -

    El interés de nuestra legislación

    • 1.5 Lecturas de apoyo

    • 1.6 Actividades complementarias

    • 1.7 Auto evaluación

    -

    Respuestas

    • 1.8 Bibliografía

    1.1

    Introducción

    Aunque tratamos temas generales sobre Comunicación Social, por lo tanto sobre los medios de comunicación social, nos limitamos ambientalmente dentro de la Orden. Deseamos reflexionar sobre los contenidos que la Orden ha expresado en torno a los MCS.

    En un primer momento nos detenemos, muy rápidamente, como simple recordatorio, en aspectos históricos y algunos documentos generales. Usted conoce perfectamente nuestra historia. LA OBRA: “DOMINGO DE GUZMÁN, EVANGELIO VIVIENTE”, del P. Felicísimo, le ayudó a refrescar ese período histórico inicial de nuestra Orden.

    Comprender el proceso de comunicación humana es fundamental. Sin el logro de ese objetivo, le será difícil ubicar los conceptos que se manejan durante la reflexión sobre los contenidos legislativos de la Orden, relacionados con los MCS.

    De modo global apreciamos la necesidad de estudiar esta unidad por cuanto nos abre al conocimiento de las directrices y estrategias que, sobre todo en los últimos Capítulos Generales, mantiene actualmente la Orden.

    El estudio de los MCS, ese es el enfoque general, tiene por finalidad el reflexionar sobre la utilización que debemos hacer de ellos “para la predicación”. Pero no se puede descuidar la vertiente de análisis sobre esos mismos medios. Son un campo de misión y, para nosotros, una nueva frontera (hasta hoy desconocida) de evangelización.

    Hemos elegido unos temas generales. Aquellos que estimamos han sido recomendados por los últimos Capítulos Generales. Unos ejemplos. Hay más temas que podrán ser estudiados. Esa es su tarea después de terminar el estudio de este Módulo. Cada Congregación debe buscar más elementos en su propia legislación.

    Esperamos que el aporte de esta documentación, información, referida a los MCS. no genere fastidio, monotonía y pesadez. De todos modos es inevitable el estudio de la legislación.

    • 1.2 Objetivos específicos

      • 1. Reconocer la historia y la legislación de la “Orden de los Comunicadores” en relación a la utilización de los MCS.

      • 2. Comprender el proceso de comunicación humana.

      • 3. Examinar la “Opinión Pública” en relación a la Iglesia y Orden.

      • 4. Establecer la necesidad de analizar los MCS.

      • 5. Seleccionar los motivos que deban tener los dominicos para utilizar MCS.

    7.

    Relacionar MCS. y Formación Permanente.

    • 8. Distinguir los diversos lenguajes utilizados en MCS.

    • 1.3 Cuestionario inicial

      • 1. Escriba un esquema donde se reflejen los elementos importantes del proceso de comunicación humana.

      • 2. De fina ampliamente qué entiende por “Opinión Pública”.

      • 3. Escriba dos razones donde se observe la necesidad de analizar MCS.

      • 4. Explique, mediante dos razones, el por qué los Dominicos deben utilizar los actuales medios de comunicación social.

      • 5. Escriba qué entiende por ruido en el proceso de la comunicación.

      • 6. Relacione, de algún modo, “medios de Comunicación” y “Formación Permanente”.

      • 7. Explique por qué usted debe analizar los MCS, si eso ha sido ya realizado por muchos técnicos y peritos en investigación.

      • 8. Nombre tres detalles (episodios o acontecimientos), donde se aprecie que Sto. Domingo utilizó los medios de comunicación de su época.

      • 9. Nombre dos detalles por los cuales se aprecie la influencia de los MCS. sobre los perceptores.

    10. ¿Qué es el Mensaje, en los MCS?

    • 1.4 Los contenidos

    OBJETIVO No. 1. Comunicadores

    Reconocer la historia

    y legislación

    de

    la

    Orden

    de

    los

    1. Historia

    La lectura de la historia de nuestra Orden, por maestra en la comunicación, nos puede abrir los horizontes para la reflexión inicial.

    La metodología utilizada por Sto. Domingo, para predicar, es un primer momento:

    Se comunica, con el hereje de Tolosa, de modo directo, cara a cara. Sabe dialogar, porque escucha y responde. Argumenta, insiste, ofrece el mensaje del Evangelio. Su comunicación humana es eficaz: “al amanecer cedió a la luz”.

    La predicación de Sto. Domingo es de viva voz. Predica a grupos pequeños y a “grandes grupos de gentes durante todas las cuaresmas”. Predica en las calles y en las iglesias. Tiene predilección por las discusiones en público (“según los requisitos legales de la época”), con cataros y albigenses. En París utiliza las famosas “collationes" como el medio eficaz de anunciar la Palabra de Dios. Sabe intervenir, con éxito, en varios eventos apostólicos: En el inicio, por el eje Tolosa—Narbona; en el norte de Italia, acompañando al cardenal Hugolino; alrededor de Prulla y, después, en Tolosa.

    Domingo lucha denodadamente para obtener “iglesia y púlpito propios” para su naciente Orden. Iglesia y púlpito para tener una plataforma y comunicar la doctrina del Evangelio.

    Nota característica de la predicación de Domingo: Su comunicación humana. Es una predicación expositiva del Evangelio, “predica al modo apostólico”. Renuncia a la pomposidad de los Legados Pontificios. Conversa. Ofrece sus mensajes. Dialoga. Argumenta. No hay testimonios de la época en que se nos presente “al predicador moralista” de aquellos días; no hay testimonios de “predicación (comunicación) impositiva personal”. Cuando observa que sus palabras no surten efecto, se pone de rodillas, en venia, con los brazos abiertos, en inclinación profunda, en la iglesia y reza para obtener, así, el fruto que no tuvieron sus palabras.

    Sabe utilizar admirablemente las cartas. Sabe manejar los documentos legales y servirse de ellos. Serán muchos los documentos pontificios que obtendrá para allanar obstáculos en la predicación. Y logrará uno, el más preciado por él, el más anhelado:

    “Predicador oficial de la Iglesia”.

    Domingo es el predicador que habla con gestos de vida, con signos elocuentes que conmueven; si le ofrecen un pan de limosna, se pone de rodillas para agradecerlo; si hay necesidad de obtener dinero para rescatar a un esclavo, vende sus libros; sus lágrimas corren con frecuencia durante la celebración de la Misa; anima a sus religiosos durante el cántico del Oficio Divino; es toda la persona de Domingo la que retransmite el Mensaje: es un testigo viviente-comunicativo del Evangelio.

    Su metodología se filtra a toda la Orden. Durante siglos, “los predicadores” anunciarán la Palabra desde los púlpitos, desde las cátedras universitarias, de pueblo en pueblo con la predicación itinerante, con los escritos, con las “summas”, con los “tratados”. Frailes predicadores que se proyectan, como ejemplos, a nuestros días:

    Jacinto de Polonia, Alberto Magno, Tomás de Aquino, Vicente Ferrer, el P. Las Casas, Montesinos, Pedro de Córdoba ...

    Y si, para predicar, es nec6sario utilizar la pintura en lugar de la palabra, habrá hábitos blancos y negros que van dejando, en frescos, el anuncio de la Palabra hecha pintura, vitrales, esculturas, mosaicos.

    Y

    luego un Mundo

    Nuevo.

    Y

    una nueva

    forma de predicar. Nuevas formas

    comunicativas. De

    palabra

    y

    por escrito. Así

    nace

    el

    primer catecismo en tierras

    americanas, así nacen nuevas denuncias proféticas, nuevos signos, nuevos gestos,

    nuevas universidades.

    Hay un secreto: el aprendizaje para comunicar. Un aprendizaje que viene desde el inicio de la Orden: contemplar, reflexionar, orar, comunicarse interiormente con Dios (al

    estilo de Domingo), para poder hablar a los hombres la Palabra de Dios. Es el carisma, lo específico, lo característico de la comunicación dominicana.

    Pero los tiempos han cambiado. El progreso tecnológico nos desborda. Seguimos produciendo densos contenidos, pero los medios de difusión nos fallan. Constatamos hechos. En plena época electrónica, es un ejemplo, el viejo púlpito pierde vigencia. Cumplió su etapa gloriosa El púlpito, hoy, se transforma en micrófono; la pluma, en cámara de cine o video; los densos tratados, en comentarios ágiles de canciones que se imprimen en casetes; los sermones elocuentes, en breves guiones radiofónicos que se escriben en cintas y se duplican por millares. Los pesados volúmenes de las concordancias bíblicas se nos venden hoy en discos para computadoras. ¿Se nos van los medios de comunicación humana de las manos? Porque son los medios los que cambian. Es a los amplificadores de nuestra comunicación a los que no tenemos acceso.

    Desde esta perspectiva, comprendemos el por qué de la preocupación de los últimos Capítulos Generales: “Pero lo más urgente es ayudar a todos en la Orden a aprender a usar el nuevo lenguaje de los medios de comunicación” (Ávila, No. 72,11).

    2. Nuestra Legislación

    Nuestra legislación, referida “a los Medios de Comunicación”, ha sido muy parca; escrupulosamente cautelosa (al mismo ritmo de la Iglesia) y plenamente abierta en los últimos Capítulos Generales.

    Para reflexionar sobre los medios de comunicación es necesario, primero, comprender perfectamente el proceso de la comunicación humana, donde los medios son uno de los elementos componentes.

    Sto. Domingo funda la Orden para predicar, es decir, para comunicar. Así lo confirmará el documento de Puebla: “La evangelización, anuncio del Reino, es comunicación (No. 1063). En comunicación-predicación la Orden es maestra. Nuestra Legislación lo enfoca así:

    “La Orden fue instituida específicamente, desde el inicio para la predicación y la salvación de las almas” (LCO, I, III), “dedicándonos por entero a la evangelización íntegra de la Palabra de Dios” (LCO, I, III), “nos hacemos partícipes de la misión de los Apóstoles” (LCO, 1, IV).

    — “La dedicación total de los predicadores a la proclamación del Evangelio por la

    palabra y con las

    obras. . .

    Cristo” (LCO, 1, IV).

    se vincula sumamente y para siempre a la vida y a la misión de

    — “Los frailes deben ejercer la predicación bajo cualquier forma” (LCO, 106). Interpretamos: por cualquier medio de comunicación humana.

    — “A la vocación dominicana pertenece esencialmente enseñar con la palabra, los escritos y los medios tecnológicos actuales (especificamos: cine, radio, televisión, periódico, videos, cassettes, informática, etc.), la sagrada doctrina y las demás disciplinas que sirven para la difusión y comprensión de la fe” (LCO, 102).

    — Año 1946. El Capítulo General, celebrado en Roma, nos ofrece lo que estimamos el primer documento dedicado a los medios de comunicación social: “Dada la influencia de los medios actuales de difusión, como son la prensa, el cine, la radio y la televisión, para bien o para daño de las almas, procuren los Provinciales que algún Padre, con sólida formación doctrinal y buen sentido práctico, se consagre a esas actividades, para llevar por esos medios el espíritu cristiano a la opinión pública” (No. 107).

    — El Capítulo General de Bolonia (1961): Se pide que los jóvenes dedicados al apostolado frecuenten cursos para perfeccionar la metodología de la predicación y la utilización de las nuevas técnicas, principalmente “el uso de los nuevos medios técnicos que hoy existen para la mejor expresión y difusión de las ideas” (No. 215).

    — El Capítulo General, celebrado en Tolosa el año 1962: “Durante el período de formación para el sagrado ministerio, los estudiantes, tengan prácticas y ejercicios, de modo principal hacia la predicación y se cuiden mucho los aspectos técnicos y las modulaciones de la voz, acomodado a los oyentes de nuestro tiempo” (No. 192).

    — El Capítulo General celebrado en Bogotá (1965) recoge la recomendación de Pablo VI sobre la importancia que “tiene el estudio en orden al apostolado extraordinario, de modo principal, el ministerio de la palabra” (No. 303).

    — Studiorum (art. 103). Ya lo había pedido el Capítulo General celebrado en Caleruega (1958) en el (No. 174, B. 1).

    El estudio

    de

    los

    medios

    de comunicación

    social se

    inserta en

    la

    Ratio

    El

    Capítulo

    General

    celebrado

    en

    Quezon

    City

    (1977)

    propone

    cuatro

    prioridades para toda la Orden: Catequesis de quienes han abandonado la fe cristiana, Política cultural de la Orden, Justicia y Paz, y Medios de comunicación social.

    Es el primer Capítulo que le dedica atención especial a los MCS.

    — Por su parte, el Capítulo General celebrado en Walberberg (1980) denuncia:

    “Estamos todavía muy lejos de un uso eficaz de los medios de comunicación social, cuya fuerza es grande, para que sirvan mejor a la evangelización. En la cultura y civilización de la sociedad contemporánea, la imagen ocupa el primer lugar. Los frailes predicadores deben, pues, considerar como instrumentos utilísimos todas las artes y técnicas “audiovisuales” (No. 17, B, 4).

    — “Denunciamos que ya muchos frailes y hermanas han asumido la tarea de aplicar tales

    También

    el

    Capítulo

    de

    Roma

    dedica

    especial

    atención

    a

    los

    MCS:

    medios a nuestro apostolado” (No. 256).

    — El Capítulo General de Ávila, (1986) concreta: “Lo más urgente es ayudar a todos en la Orden a aprender a usar el nuevo lenguaje de los medios de comunicación.

    — Esta preocupación creciente de la legislación de la Orden es recogida por los Capítulos Provinciales. Citamos dos ejemplos latinoamericanos:

    Provincia de S. Juan Bautista del Perú: “Nuestros religiosos tengan presente que hacer una sana política, por nuestras emisoras y demás medios de comunicación social, es un deber de participación humana y cristiana, responsable y activa, y de compromiso

    en pro de aquellas transformaciones culturales y sociales que contribuyan a la promoción humana” (No. 62; año 1986).

    Provincia de S. Luis Bertrán de Colombia (1986): “El saber dependerá cada vez más del dominio de la información, el cual será inaccesible si quedamos al margen de las posibilidades excepcionalmente potenciadas que brinda la informática. Que un dominico resuelva desentenderse de este nuevo frente de los MCS, significará, casi, renegar de su misión: predicar la verdad; al menos supondrá una auto mutilación apostólica” (No. 199).

    Y a renglón seguido, en forma de ordenación: “

    ...

    organice

    un Centro de Medios

    Audiovisuales e Informática que sirva para la educación de los alumnos del colegio y para

    la formación institucional y permanente de los religiosos de la Provincia” (No. 206).

    A esto se le puede llamar ser pionero en la Orden de Predicadores, al menos, en Latinoamérica.

    N.B. Cada Congregación puede apelar a la legislación de sus capítulos generales y provinciales para ver qué han dicho sobre estos temas.

    OBJETIVO No. 2.

    Comprender el proceso de comunicación humana

    Si nuestra finalidad es reflexionar sobre “Los Medios de Comunicación Social”, es necesario ubicar, primero, esos medios dentro del proceso de la Comunicación humana. Comunicación humana que, para nosotros, está dirigida a ofrecer un mensaje a las personas. Expresamente: ofrecemos unos contenidos de carácter religioso para que se reflexione sobre ellos y se pueda dar un cambio de conducta.

    1. Proceso de comunicación

    Todo proceso se especifica en una estructura física. El estudio de la Comunicación humana ha proporcionado muchas maneras de explicar el proceso que ocurre cuando se produce la comunicación entre dos personas, entre una persona y un grupo.

    Desde el principio debemos separar el proceso de información mecánica, tecnológica (entre máquinas) y la comunicación entre personas: cuando hay dos personas en los extremos del proceso de comunicación. Para comprender la comunicación humana: el Emisor y el Receptor deben ser personas.

    Entre tantos modelos que se exponen para explicar la Comunicación hemos elegido dos. Son suficientes para que tenga una visión precisa del proceso.

    QUIEN
    QUIEN

    dice

    QUE
    QUE

    En qué

    CANAL A QUIEN
    CANAL
    A QUIEN

    Con qué

    EFECTO 1
    EFECTO 1

    1 SCHRAM, W. “La ciencia de la comunicación humana”. Edit. CIESPAL, Quito. 1967.

    El segundo esquema explicativo es similar:

    FUENTE EMISOR
    FUENTE
    EMISOR
    CODIFICADOR
    CODIFICADOR
    MENSAJE CANAL
    MENSAJE
    CANAL

    DECODIFICADOR

    RECEPTOR 2
    RECEPTOR 2

    Esta

    (u

    otra

    similar)

    puede

    ser

    la

    base

    estructural

    de

    todo proceso de

    comunicación. No podemos olvidar que en esa estructura se operan interrelaciones y se dan múltiples influencias.

    2. Los elementos del proceso comunicación

    Elegimos el segundo esquema.

    El

    análisis

    de cada

    uno de

    ellos nos

    permite

    obtener una visión amplia de todo el proceso de comunicación

    Veamos:

    • a. Fuente

    Es el origen de la comunicación. Donde se ubica la información, el mensaje. Puede ser una persona o grupo de personas. Se refiere al “suceso”, al acontecimiento. Cuando se trata de una persona: “lo que piensa” está en “una fuente”, precisamente “en esa persona”. Es el origen del mensaje que se debe transmitir. Muchas veces la fuente, “de donde viene la noticia, el mensaje, etc. queda oculta. En este caso, aparece únicamente el emisor. Evidentemente: emisor y fuente pueden ser la misma persona, aunque no siempre ocurra eso.

    • b. Emisor

    La persona. Quien dice. Todo emisor tiene unos motivos, unos objetivos. El emisor pone en común, ofrece, da a conocer, a otra persona, el Mensaje.

    En la comunicación humana hay muchas clases de emisores: La persona que habla, locutor de Radio o TV, el predicador, el reportero de un diario, el escritor, quien utiliza un gesto significativo, etc.

    El emisor puede identificarse con la fuente: cuando ofrece su propio pensamiento. Pero, a su vez, se puede diferenciar. Es posible que los “contenidos” los haya tomado de “otra fuente”. Piense en el predicador: Ofrece un mensaje personalmente, pero su fuente es la Sagrada Escritura, la Doctrina de la Iglesia, de algún Santo Padre.

    • c. Código

    El emisor, para comunicar la información que posee, debe utilizar un código. Código: el conjunto de signos y las reglas que los ordenan destinados a producir un determinado mensaje. El idioma es un código: tiene letras, palabras (signos organizados)

    2 (BERLO D.). “El proceso de la comunicación”. Edit. Ateneo, B. Aires, 1985.

    y mediante ellas construimos frases que tienen significado. El emisor utiliza el código apropiado, el que sabe que entiende el perceptor. El perceptor descifrará el código, es decir, entiende el mensaje por medio del código utilizado.

    Esa codificación la puede realizar el mismo emisor. La puede realizar otra persona:

    El codificador. En la comunicación cara a cara, en el diálogo, el mismo emisor codifica su propio mensaje.

    • d. Mensaje

    “El producto físico verdadero del emisor” (Berlo). Lo que dice el emisor proviene de la fuente. Si usted mismo es la fuente: ¿Qué dice cuando habla, escribe, hace un gesto significativo? Eso es el mensaje.

    David Berlo (oc. Págs. 43 y ss) propone tres elementos que componen todo mensaje: El código mediante el cual se manifiesta, el contenido y el tratamiento que le doy. El contenido está referido a todas las afirmaciones, negociaciones, las informaciones que se ofrecen, los juicios que se emiten, etc. Por tratamiento se entienden las decisiones que toma el Emisor para presentar el mensaje de una forma y no de otra: es el estilo que uno utiliza, los géneros literarios elegidos, la elección de un código (por ejemplo se elige el lingüístico y no el audiovisual), etc.

    • e. Canales - medios

    Usted ha podido extraer de la fuente unos datos, puede ser un Emisor que tiene un mensaje, puede tener codificado su mensaje, pero si no lo manifiesta nadie podrá conocer su pensamiento. La manifestación del mensaje es imprescindible para la comunicación. Debe manifestar su pensamiento por medio de las palabras, por escrito, con gestos. Debe dar a conocer, mediante el código elegido, su mensaje.

    Para

    lograrlo

    deberá

    depositarlo

    en

    un

    medio.

    Debe

    haber

    un

    canal

    de

    comunicación entre usted y el destinatario. Cuando la comunicación se efectúa cara a cara, de modo directo, usted deposita los sonidos producidos en el aire; el aire es el medio por el cual le llegan los sonidos al oído del Receptor. Pero si la persona está lejos:

    utiliza el medio telefónico. El teléfono es un medio, la televisión es un medio; el periódico es un medio; la radio es un medio de comunicación. Siempre se necesita un camino, un canal, un medio.

    Berlo ofrece una explicación muy gráfica sobre los canales. Resumo de la obra antes citada. Mediante la analogía explica: Una persona que está en esta orilla de un lago desea comunicarse con otra persona que está en la orilla de enfrente. Se necesita una embarcación para depositar un paquete; pero también necesita un embarcadero, un muelle; se necesita agua. En la otra orilla debe haber otro muelle de llegada. “Los tres principales significados de la palabra canal en la comunicación son, pues, los siguientes:

    formas de en codificar y descodificar (los muelles); vehículos para los mensajes (embarcaciones), y un medio de transporte (agua)”.

    Los medios de transporte de mensajes pueden ser muy diferentes clases de medios de comunicación.

    diversos, de ahí las

    Clasificación de los medios de comunicación social:

    Los manuales de comunicación ofrecen diversas formas clasificatorias de los medios. La siguiente es tan válida como cualquiera 3 :

    VISUALES

     

    AUDITIVOS

     

    AUDIOVISUALES

    Relacionados con las artes plásticas, gráficas, literarias y/o escénicas.

    Relacionados con las artes musicales, oratorias y en general con el

    Relacionados en general todas las artes de manera combinada.

    • - MURALES

    lenguaje oral y/o sonoro.

    • - VALLAS

    -

    SONOVISOS

    • - PANCARTAS

    -

    DISCO

     
    • - CARTELES

    -

    CINTA

    Filminas, diapositivas

    • - IMPRESOS (“PRENSA”).

    MAGNETOFÓNICA.

    (slides), etc.

    (A los medios usados con fines

    (abierta, cassette,

    -

    CINE

    periodísticos, con uso eventual de

    cartucho, etc.).

     

    tecnologías de teletransmisión como

    (Imagen y sonido)

    la telegrafía y sus similares desde

    -

    RADIO

    “agencias informativas” o

     

    -

    VIDEODISCO

    “corresponsalías” suele incluírseles dentro del concepto de ”PRENSA”).

    (Incluye el uso eventual de la TELEFONÍA con y/o sin hilos)

    -

    VIDEOCINTA

    Libros, folletos, fotonovelas, historietas, “comics”, hojas volantes, periódicos, revistas, boletines, etc.,

    Teléfono Radioteléfono.

    (= “Cinta fono-óptica” abierta, video-cassette)

    empaques o similares.

    Otros equipos de telecomunicación por vía

    -

    TELEVISION

    • - FOTOGRAFIA

    sonora.

    TV. por aire TV. por cable.

    • - CINEMATOGRAFÍA

    Radioafición.

    (El cine empezó sin sonido).

    Radiodifusión

    TECNOLOGÍAS DE

    TECNOLOGÍA DE

    TECNOLOGÍAS DEL

    ESCENIFICACIÓN

    SONORIZACIÓN

    ESPECTÁCUL0

    Luminotecnia, títeres, marionetas, “sets”, vestuario, maquillaje, etc.

    Fonógrafo, equipos y sistemas de sonido, dispositivos acústicos, etc.

    Luz y sonidos, y en general todo o que implica la combinación audiovisual en eventos deportivos, musicales, teatrales, publicitarios, etc.

    USO MULTIFORME DE TECNOLOGÍAS DE INFORMÁTICA Y TELEMÁTICA (COMPUTADOR Y SATÉLITE)

    • f. Descodificador

    Quien descifra el código

    puesto por el Emisor-Codificador. Quien traduce e

    interpreta los estímulos recibidos, en los órganos sensoriales, para aprehender los

    contenidos de los mensajes. Su función: romper el código, descifrarlo.

    Puede ser el mismo Receptor. El aparato de TV se puede considerar como descodificador, la bocina del teléfono es un descodificador, nuestro aparato auditivo es un descodificador.

    • g. Perceptor

    Destinatario final del mensaje. La persona. Para la comunicación humana es imprescindible que sea una persona, no una máquina, no un animal. Esta es la razón por la cual preferimos el término Perceptor al de receptor. Receptor puede ser una máquina, un aparato mecánico. En la comunicación humana debe ser una persona, capaz de dar una respuesta personal al mensaje recibido. En la comunicación humana, el Perceptor debe tener capacidad para interpretar los signos ofrecidos, signos que conllevan una significación en relación al mensaje. Posteriormente estudiaremos que esta interpretación de los signos, símbolos, no pueden hacerlo las máquinas.

    Respuestas del Perceptor

    Cuando una Fuente-Emisor ofrece un mensaje al Perceptor, lleva una intencionalidad o un propósito: el perceptor debe modificar, en algo, su conducta al recibir el mensaje. El perceptor humano, al recibir el mensaje no permanece neutro al contenido puesto en común. Podrá estar de acuerdo o en contra; rechazarlo o aceptarlo. El Emisor espera una reacción en relación al mensaje recibido.

    Esta reacción se conoce con el nombre de “información de retorno”. Su nombre:

    “Feed-back”. En la comunicación directa lo apreciamos cuando el Perceptor reacciona mediante gestos, actitudes, aún antes de dar, propiamente, su respuesta. El Feed-back se toma en un sentido mecánico, para diferenciarlo de las respuestas conscientes, personales, del Perceptor, en lo que constituiría el nuevo mensaje ofrecido, ahora, por el Perceptor al Emisor. Esto sería la comunicación dialógica.

    El esquema del Feed-back lo vemos así:

    EMISOR MEDIO PERCEPTOR MEDIO
    EMISOR
    MEDIO
    PERCEPTOR
    MEDIO
    f. Descodificador Quien descifra el código puesto por el Emisor-Codificador. Quien traduce e interpreta los estímulos

    RECEPTOR

    f. Descodificador Quien descifra el código puesto por el Emisor-Codificador. Quien traduce e interpreta los estímulos

    EMISOR

    La comunicación humana (no podemos olvidar que toda comunicación humana se da en un contexto social) busca, de una u otra forma la interacción entre Emisor y Perceptor: “El concepto de interacción es primordial para la comprensión del concepto de

    proceso de la comunicación”. “Cuando dos personas interactúan se colocan en el lugar de otro, tratan de percibir el mundo en la misma forma en que lo hace e otro, procuran prever de qué manera habrá de responder éste”. “El objeto de la interacción es obtener una perfecta combinación de sí mismo y del otro, una capacidad total de saber anticipar, predecir y conducirse de acuerdo con las mutuas necesidades de sí mismo y del otro” (Berlo. oc. Págs. 99-100).

    “Podríamos decir que la empatía consiste en ponerse en el lugar del otro, “en su pellejo”, para poderse comunicar con él. Se trata, pues, de una actitud que bien puede calificarse de “encarnatoria”. Nuestra primera actitud al intentar comunicarnos con otra persona ha de ser una disposición empatica: ponernos en situación receptiva para ver, escuchar y sentir las necesidades, expectativas, aspiraciones y valores de los demás, situándonos en la perspectiva de su realidad, sus problemas, sus estados psicológicos y sociales, su lenguaje, su cultura propia” (“Comunicación, misión y desafío”, oc, Pág. 29).

    h.

    Ruido

    No todo es perfecto en la comunicación humana. Debemos considerar las posibles interferencias: todo aquello que, directa o indirectamente, afecta la comunicación entre dos o más personas. De algún modo se modifica el mensaje. Lo que impide la fidelidad del mensaje.

    El ruido puede provenir de muchos factores: físicos, técnicos, socio-culturales, circunstancias que se dan en determinado momento, de factores psicológicos, etc. No se pueden limitar, de modo exclusivo, a los factores físicos, técnicos o mecánicos. El ruido, por lo tanto, es un factor que interviene en la comunicación como perturbador y, por lo tanto, puede neutralizarse su efecto mediante la actitud consciente del Perceptor, aunque ello no sea fácil.

    El ruido puede presentarse en cualquiera de los elementos intervinientes en el proceso de la comunicación. De modo gráfico lo vemos así:

    EMISOR MEDIO RECEPTOR R U I D O PERCEPTOR MEDIO EMISOR
    EMISOR
    MEDIO
    RECEPTOR
    R U I D O
    PERCEPTOR
    MEDIO
    EMISOR
    • I. MODELOS DE COMUNICACIÓN Modelo físico-matemático:

    FUENTE
    FUENTE
    TRANSMISOR
    TRANSMISOR
    SEÑAL RECEPTOR
    SEÑAL
    RECEPTOR
    DESTINATARIO
    DESTINATARIO
    RUIDOS
    RUIDOS

    Modelo mecanicista (Combinado)

    R Campo de Campo de experiencia experiencia 1 M 6 6 E C D P 3
    R
    Campo de
    Campo de
    experiencia
    experiencia
    1
    M
    6
    6
    E
    C
    D
    P
    3
    4
    C
    2
    Campo de
    Campo de
    experiencia
    experiencia
    F
    5

    Los modelos de comunicación han ido evolucionando desde los modelos físico- matemáticos de Shannon y LOS SOCIOLÓGICOS de Schramm, hasta los últimos modelos mecanicistas APLICADOS EN PARTE a la comunicación humana, dialógica o de masas.

    Presentamos aquí dos modelos que, de alguna manera, sintetizan varios modelos

    más.

    El primero de Shannon y Weaver que han ido evolucionando posteriormente y el segundo de carácter más bien mecanicista y que es una combinación de Schramm y del modelo sociológico de Riley y Riley.

    Estos modelos nos sirven para comprender el fenómeno de la comunicación y, sobre todo el segundo, en el que intervienen varios elementos, son utilizados en la comunicación humana de carácter interpersonal y de masas.

    Explicación de los elementos del segundo modelo

    2.

    Canal: Vía por la cual circula el mensaje. Siempre es una forma de conexión entre la fuente y el emisor. MEDIO.

    • 3. El emisor: Es la fuente del mensaje.

    • 4. Perceptor: Destinatario de la comunicación

    • 5. Feed-Back: Es la retroalimentación; el camino de vuelta del mensaje. Esto convierte al emisor en perceptor.

    • 6. Codificación-Descodificación: Son los procesos de transformación del mensaje, que hacen posible el paso por el canal. Tanto el emisor como el perceptor deben tener el mismo código.

    • 7. Ruido: Son las interferencias de la comunicación.

    Campos de experiencia: Tanto el emisor como el perceptor tienen sus propios campos de experiencia y tienen además una experiencia en común (intercepción de los óvalos). Estas experiencias comunes son las que permiten la comunicación y que se realice el proceso de descodificación y codificación.

    Modelos socio-psicológicos: En esta categoría incluimos aquellos modelos en que al mismo tiempo en que se toman en consideración factores personales de los comunicantes, se tienen en cuenta las relaciones entre dos o más personas.

    Modelo

    funcional

    de

    comunicación, así:

    Ruescb

    y

    Bateson quien establece cuatro niveles de

    • 1. lntrapersonal

    • 2. Interpersonal

    • 3. Grupal

    • 4. Cultural

    Este modelo es comprendido en un cuadro en que las redes de comunicación posibles en cada uno de los niveles mencionados son analizados según los siguientes criterios:

    • 1. Origen del mensaje

    • 2. Transmisor

    • 3. Canales

    • 4. Receptor

    • 5. Destino del mensaje

    A continuación se presentan los cuadros traídos por Bordenave Carvalho en su libro de Planificación y Comunicación.

    Especificación a Cuatro niveles de las redes de comunicación

     

    NIVEL

    ORIGEN DEL MENSAJE

     

    TRANSMISOR

     

    Intrapersonal, “dentro de uno”.

    I.

    Órganos sensorreceptores o centro de la comunicación

     

    II.

    lnterpersonal,

    “uno

    a

    Centro de la comunicación

    Órgano efector

    de

    la

    uno”.

    de la persona que emite el mensaje.

    persona que lo envía.

    III. A. Grupo

     

    Centro de la comunicación

    Persona especializada

    “De

    uno

    a

    muchos”

    del grupo: cabeza directiva

    en

    ser

    el

    portavoz

    o

    (mensaje centrífugo).

     

    o

    comité.

     

    ejecutivo

    del

    centro

     

    comunicativo.

    B.

    Grupo

     

    Muchas personas

    que

    Vocero que expresa la voz

    “De muchos a uno”

     

    pertenecen a un grupo. Su

    de

    la

    gente,

    familia

    o

    (mensajes centrípetos)

     

    identidad no se especifica

    cualquier

    otro

    pequeño

     

    por me dio del nombre, sino

    grupo de la periferia.

     

    por

    el

    rol.

    Se

    enfatiza el

     

    grupo.

     

    IV. A. Cultural

    Muchos

     

    grupos

    no

    Grupos especializados en la

    “Mensaje especialmente

    conocidos por el nombre de

    formulación de las normas

    ligados” de “muchos hacia

    sus miembros

    sino

    por

    su

    de vida: legisladores.

    muchos”.

    rol,

    y

    que

    expresan

    opiniones

    morales,

    estéticas,

    por Ej.:

    el clero,

    los niños, etc.

     

    B.

    Cultural

     

    Muchos

     

    grupos

    no

    La

    tradición,

    Mensajes de

     

    específicos cuyos miembros

    frecuentemente figuras

    “muchos

    hacia

    muchos”

    o

    bien son más

    viejos que

    históricas o míticas.

    temporalmente ligados.

     

    los receptores o bien han

     
     

    muerto.

     

    Especificación a cuatro niveles de las redes de comunicación

    CANALES

    RECEPTOR

    DESTINO DEL MENSAJE

    Conductos

    humorales

    contiguas

    neurales

    o

    y

    sendas

    Centro de la comunicación u órganos efectores

    Las vibraciones acústicas, de la luz, el calor, el olor, que viajan por el espacio; además, el contacto químico o mecánico con materiales o personas.

    Los órganos sensoriales de la persona receptora.

    Centro de la comunicación de la persona que recibe el mensaje.

    (Continuación)

     

    CANALES

     

    RECEPTOR

     

    DESTINO DEL MENSAJE

    Multiplicación de

     

    los

    Personas

    encargadas

    de

    Muchas personas que son

    mensajes

    a

    través

    de

    la

    recibir

    e interpretar

    para

    el

    miembros

    de

    un grupo.

    No

    prensa, la radio, sistemas de

    grupo

    los

    mensajes

    que

    se las conoce por el nombre,

    altoparlantes,

     

    cine,

    llegan

    —lectores, oyentes,

    tan

    sólo

    por

    el

    rol.

    Se

    circulares, etc.

     

    espectadores

     

    teatrales,

    enfatiza el grupo.

     
     

    críticos.

     

    Correspondencia,

     

    Especialistas

    profesionales

    Centro de comunicación del

    transmisión oral

    u

    otras

    que

    se

    ocupan

    de

    recibir

    grupo —ejecutivo, comité o

    acciones instrumentales de

    mensajes:

    analistas

    de

    persona que lo dirige.

    la gente.

    noticias,

    servicios

     

    de

    inteligencia.

    Secretarías

    de

    Estado.

    Resumen

    e

    interpretación

    de

    los

    mensajes.

     

    Escritos, leves

     

    y

    Grupos

    dedicados

    a

    la

    Varios grupos compuestos

    reglamentaciones, escritas y

    recepción

    e

    interpretación

    por persones vivientes a

    no escritas. Costumbres

    los

    mensajes

    culturales,

    quienes no se conoce por el

    transmitidas por el contacto

    tales

    como

    jueces,

    nombre sino por el rol

    que

    personal, frecuentemente

    abogados,

     

    científicos,

    desempeñan.

    implícito

    en

    la

    acción. Las

    ministros.

     

    personas se convierten en

     

    canales de comunicación.

     

    Escritos, cultura material tal

    Grupos especializados en la

    Muchos

    grupos

     

    no

    como objetos, estructuras

    recepción e interpretación de

    específicos cuyos miembros

    arquitectónicas, etc., y el

    los mensajes del pasado —

    son

    más

    jóvenes

    que

    contacto personal de

    arqueólogos, historiadores,

    quienes

    emitieron

    el

    generación, en generación, frecuentemente implícito en la acción.

    clérigos.

    mensaje.

     

    3. Proceso de comunicación - vida comunitaria

    En los dos puntos anteriores hemos estudiado el proceso y los elementos componentes de la comunicación humana. Nos resta reflexionar, en este objetivo porque volveremos a retomar el tema, sobre la proyección a nuestra vida social o comunitaria.

    • a. Usted ha oido hablar sobre “naturaleza social”, es decir, “tenemos capacidad

    para comunicarnos”. Toda persona humana tiene capacidad para expresar lo que piensa, lo que siente, sus deseos, etc. Al mismo tiempo: tiene capacidad para entender, interpretar signos, comprender las acciones de los demás, sus palabras, sus gestos significativos, etc. Estamos hechos con capacidad”.

    • b. Los seres humanos vivimos en sociedad o comunidad por esta capacidad de

    comunicación e interacción simbólica. Aprendemos, dada esa capacidad natural, a ser sociables, es decir, a comunicarnos. El proceso de socialización

    -comprensión humana-, se logra por medio del aprendizaje. Aprendemos, por lo tanto, a ser sociables, a comunicarnos.

    • c. Por estos mecanismos de que disponemos, para la comunicación, podemos vivir

    en comunidad humana. La vida en sociedad o comunidad no sería factible sin la

    posibilidad de intercambiar pensamientos, deseos, etc. Es, en definitiva, el único camino para la convivencia humana. Por esto, ponemos en común nuestros mensajes, por esto ponemos en común nuestros bienes, compartimos, vivimos, de una forma u otra, “en común-unión”.

    La comunicación humana, como en cualquier proceso de socialización, es el fundamento real de nuestra vida de comunidad.

    Aprendemos

    “sociables”.

    a

    ser

    comunitarios,

    lo

    mismo

    que debemos aprender a ser

    • d. Hemos querido hacer esta relación por la importancia que puede tener, para

    nosotros, el estudio y la práctica del proceso de comunicación, ubicado “en la comunidad”. Porque, lo sabemos, la comunidad es el trampolín desde donde comunicamos la Palabra

    de Dios.

    OBJETIVO No. 3.

    Opinión pública y Orden de Predicadores

    1. Aproximación al concepto

    “Lo que es notorio para la comunidad”, los puntos de vista que manifiesta el pueblo. La Opinión Pública se refiere al conjunto de expresiones manifiestas sobre ciertas convergencias en temas, hechos, doctrinas, tendencias, etc. hacia una determinada opinión generalizada que conlleva un consenso.

    Para ubicar la Opinión Pública es necesario relacionar lo público y el concepto de opinión. Veamos algunos aspectos:

    • a. Es un proceso. Un proceso de “formación de opinión pública”. No privada. Para

    buscar sus orígenes es necesario estudiar la historia. La historia de la formación de la democracia. La democracia es la base fundamental para crear Opinión Pública. El Bien Común de la comunidad no puede estar ausente.

    Todo consenso comunitario se ha realizado por el enfrentamiento de opiniones particulares o de grupos. Es su característica específica: Para llegar a Opinión Pública se ha debido dar un proceso, si se quiere, de enfrentamiento de opiniones; se ha debido discutir públicamente; ha debido haber algún desacuerdo inicial. Un proceso de formación de Opinión Pública no se da de la noche a la mañana.

    • b. Factores. La Opinión Pública se conforma por la confluencia de muchos

    factores: No se forma igual en una democracia que en una dictadura. Factores sicológicos, económicos, sociales, religiosos; la libertad de poder expresarse, el poder manifestar la propia opinión; la estratificación actual de la sociedad, la movilidad social; la formación intelectual, el momento histórico que se vive, las presiones de los grupos

    sociales, las influencias de los dirigentes, etc. Evidentemente los MCS son factores importantes en la creación de la Opinión Pública.

    • c. Formación. Se forma, como proceso, por la confluencia de las distintas facetas

    que se discuten en público. Los intereses de grupos sociales, políticos, económicos o religiosos, muchas veces, determinan la directriz de la formación de la Opinión Pública.

    Para una correcta formación de Opinión Pública es necesario, de modo esencial, el disponer de datos, de estar bien informados para poder tener elementos de juicio y, naturalmente, poder emitir opinión.

    Información veraz, oportuna, amplia, no manipulada, justa. Información que le puede llegar al ciudadano por la comunicación formal o informal (por ejemplo, el rumor).

    La formación de Opinión Pública se puede ver desde dos vertientes:

    — Formación de Opinión Pública en base a informaciones veraces, oportunas, justas, etc.

    — Imposición de una opinión en el público.

    La Opinión Pública

    no

    se impone. Se intenta imponer de muchas maneras:

    aportando datos falsos, manipulando información, distorsionando hechos, por medios sicológicos, influencia en actitudes, intimidando, etc.

    • d. Mecanismos para conocerla. Toda Opinión Pública es dinámica, cambia con

    alguna frecuencia, se manifiesta por datos, por hechos comprobados. Toda Opinión Pública se mueve entre dos polos motivos racionales (reflexivos, en base a conocimientos objetivos, etc.) y emocionales. Se manifestará en un interés.

    Todos esos aspectos pueden ser investigados. Hay técnicas e instrumentos para conocer la Opinión Pública. La más evidente es el voto público, por ejemplo, en unas elecciones. Las personas se manifiestan y el resultado es “una Opinión Pública”. Hay procedimientos de encuestas que, realizadas con honestidad, pueden ofrecer la opinión del público. La observación de las corrientes de las manifestaciones nos pueden mostrar hacia dónde va la opinión del pueblo.

    Una primera conclusión: la opinión pública se forma, debe formarse y no debe ser impuesta. No siempre la opinión de la mayoría es Opinión Pública. La opinión de la mayoría no quiere decir que sea la verdadera.

    • e. La influencia de los MCS. Los MCS. influyen determinadamente en la conducta

    y en la formación de las actitudes de los perceptores.

    Pero son los dueños o los que manejan los medios quienes ejercen una influencia constante: modifican actitudes, cambian de rumbo opiniones, enfocan unos problemas y olvidan otros. Como medios de información masiva se presentan como opinión de la mayoría, se arrogan el ser portavoces del pueblo, etc.

    • f. Se utiliza como control. Principalmente como control social: Se presentan valores

    comunitarios, como presión para que los demás actúen de la forma que se desea; se

    ofrece un camino, única salida, a problemas regionales o nacionales; se realizan campañas para que el público acepte las directrices que se proponen desde arriba; se legitiman situaciones dadas o se justifican; para reforzar hechos consumados se utiliza él siempre fue así; se pone en ridículo a quienes no piensan igual.

    g. Fundamento: La libertad de expresión y el derecho a la información. El derecho a estar informados implica la obligación de ofrecer esa información veraz, oportuna, rápida. Derecho a poder expresarse libremente de cualquier tema, suceso o acontecimiento de la vida pública.

    • 2. Perspectiva del Evangelio

    “¿Qué dice la gente sobre el Mesías?”

    Todo un capítulo para reflexionar: ¿Qué dice la gente del Evangelio?

    Porque la opinión pública que tengan las personas sobre el Evangelio es, en gran parte, el fruto de las informaciones que nosotros les proporcionamos.

    En líneas generales, para nuestro propio interrogatorio y para captar lo esencial del concepto de opinión pública y sus repercusiones, podemos contestar las inquietudes de Pablo VI: “¿Creen verdaderamente en lo que anuncian? ¿Viven lo que creen? ¿Predicamos verdaderamente lo que vivimos? ¿Hoy, más que nunca, el testimonio de vida se ha convertido en una condición esencial con vistas a una eficacia real de la predicación?. Sin andar con rodeos, podemos decir que en cierta medida nos hacemos responsables del Evangelio que proclamamos” (Evangelii nuntiandi, No. 76).

    • 3. Opinión Pública en la Iglesia

    El tema no deja de ser interesante. Para evitarnos interpretaciones, recurrimos a los mismos documentos de la Iglesia:

    Pio XII: “Finalmente, querríamos todavía añadir una palabra referente a la opinión pública en el seno de la Iglesia: no tienen por qué admirarse de esto sino aquellos que no conocen la Iglesia o que la conocen mal. Porque ella, después de todo, es un cuerpo vivo, y le faltaría algo a su vida si la opinión pública le faltase. Esta falta provocará censuras sobre pastores y sobre los fieles” (II Congreso de la Prensa Católica).

    Pablo VI es más explícito: “Es, pues, normal y saludable que una opinión pública se forme y exprese libremente entre los fieles. Porque la Iglesia vive y se desarrolla en la historia. Su participación en el destino del mundo le impone una doble dialéctica de aceptación y de repulsa, de fidelidad y de aceptación tanto en su vida misma, en su gobierno, en su magisterio y en su liturgia, como en la animación que ejerce en el orden temporal”.

    “La opinión pública en la Iglesia se presenta, por tanto, como una circulación de pensamiento, de los que son promotores principales los responsables de la comunidad” (53 Semana Social de Francia, 1966).

    De Communio et progressio entresacamos los siguientes párrafos:

    “Como la Iglesia es un Cuerpo vivo necesita de la opinión pública para mantener el diálogo entre sus propios miembros” (No. 115).

    “Es necesario, pues, que los católicos sean plenamente conscientes de que poseen esa verdadera libertad de expresar su pensamiento, que se basa en la caridad y en el “sentido de fe” (No. 116).

    “Esta libertad de expresión en la Iglesia, lejos de dañar su coherencia y unidad, pueden favorecer su concordia y coincidencia, por el libre intercambio de la opinión pública” (No. 117).

    “De la misma manera que se reconoce como sumamente necesario el desarrollo de la opinión pública en la Iglesia, así, a su vez, cada fiel tiene el derecho a conocer cuanto le es necesario para poder asumir un papel activo en la vida de la Iglesia. Esta exige que el fiel pueda disponer de unos medios de comunicación no sólo variados y de amplia tirada sino también católicos, si pareciera necesario, siempre que éstos sean plenamente aptos para cumplir esa misión” (No. 119).

    “Un adecuado desarrollo de la vida y las funciones en la Iglesia exige una habitual corriente de información entre las autoridades eclesiásticas de todos los niveles, las organizaciones católicas y los fieles, en ambos sentidos, y en todo el mundo” (No. 120).

    4. Nuestra legislación

    Dada la orientación que seguimos, apoyados en la doctrina de la Iglesia y la propia legislación de la Orden, aportamos algunas citas sobresalientes de algunos Capítulos generales:

    El Capítulo General de Roma, celebrado en el Sagrado Ministerio, nos advierte:

    año 1946, cuando trata del

    “Dada la influencia de los medios actuales de difusión, como son la prensa, el cine, la radio y la televisión, para bien o para daño de las almas, procuren los Provinciales que algún Padre, con sólida formación doctrinal y buen sentido práctico, se consagre a esas actividades, para llevar por esos medios el espíritu cristiano a la opinión pública” (No.

    107).

    El mismo Capítulo General, en su número 116, dirigiéndose a los dominicos seglares, pide que se “incorporen al apostolado, así dicho, de la opinión pública, siempre y cuando defiendan e infundan (informen) la verdadera espiritualidad dominicana”.

    El Capítulo General, celebrado en la ciudad de Bolonia, en el año 1961, en su número 203: Ruega y advierte a los religiosos, de modo muy especial a los Superiores, para que se preocupen de la formación en los diversos apostolados modernos; “religiosos peritos que puedan difundir, por esos medios de comunicación, una opinión pública” y, sobre todo, que puedan ayudar a conseguir la finalidad de la Orden.

    — El Capítulo de Bogotá (1965) reconoce la labor de la Universidad Pro Deo, fundada en Roma en el año 1945 por el P. Félix Morlion, O.P. y reconocida por la S. Congregación de Seminarios y Universidades el día 25 de enero de 1965. En ella tenían cabida los estudios institucionalizados sobre MCS. y, de modo especial, lo referido a Propaganda— Publicidad— Opinión Pública.

    — Los últimos capítulos generales y la Ratio Studiorum (Art. 8, n. 2) han insistido constantemente sobre la preparación de los religiosos para saber llevar la noticia del Evangelio y crear, así, “una opinión pública sobre el mensaje de Jesús.

    —Es

    el

    eco

    de

    nuestras Constituciones: “Para difundir la verdad y formar

    correctamente la opinión pública, los frailes dotados de una especial capacidad y preparación utilicen con diligencia los diversos medios de comunicación social” (LCO,

    104).

    — Pero también tiene vigencia el interrogante del Evangelio: ¿Qué dice la gente de la Orden de Predicadores? Porque, evidentemente, lo que diga la gente de nosotros es el fruto de nuestras informaciones, de nuestra transparencia de vida, de nuestra predicación, de nuestras actitudes. ¿Cómo nos damos a conocer? ¿Qué doctrina predicamos? ¿Qué opinión tiene la gente de los dominicos, en la ciudad donde vivimos, en la región donde estamos?

    5. Opinión Pública en la Orden

    Vamos a tener ocasión durante el curso para reflexionar sobre nuestras relaciones de comunicación interna. Y este es un primer momento.

    La doctrina que hemos reflejado puede ser motivo para trasladarla a nuestra convivencia comunitaria, en el ambiente de la comunidad local, provincial o de Orden.

    Los interrogantes son múltiples: ¿Qué clase de información se nos proporciona para poder tener y expresar nuestra opinión, opinión de la comunidad para que, en definitiva, se forme la Opinión Pública dentro de la Orden? ¿Informaciones rápidas, oportunas, veraces? ¿Informaciones manipuladas? ¿Intentos de control, intento de influir en las opiniones de los religiosos o de las comunidades? ¿Hay personas o grupos, con acceso a la información de la Orden, que retrasan, modifican, cambian, desfiguran, etc. la información? ¿Se intenta, se consiga o no, el influir determinantemente sobre los religiosos para que acepten directrices que en cuanto opinables, se puede estar en libertar de asumirlas o rechazarlas? ¿Hay tendencias en la Orden, que son locales o ambientales, y se pueden presentar como oficiales?

    Nuestra Orden, tan democrática, nos ofrece las bases fundamentales para poder utilizar los mecanismos a nuestra disposición para crear una verdadera opinión pública, dentro de la Orden.

    Esta perspectiva de reflexión nos importa mucho, tanto a nivel de MCS en general como dentro de la Orden. El Capítulo de Roma (1983) hace una recomendación

    interesante en este sentido: “la Orden planifique con esmero su

    acción. . .

    para que con

    mas acierto se difundan eficazmente las informaciones a toda la Orden” (No. 256). El

    subrayado es nuestro.

    OBJETIVO No. 4

    Necesidad de analizar los MCS

    • 1. Introducción

    Preocupación constante de nuestros legisladores: Insistir sobre la necesidad de adquirir una metodología científica como camino para obtener la verdad: “Si bien la palabra de Dios trasciende a todo intelecto humano, sin embargo la predicación evangélica sólo puede llevarse a cabo mediante el intelecto humano”.

    “El estudio, como práctica de nuestra Orden, exige usar de instrumentos científicos y culturales. Ello supone un trabajo duro para adquirir tales instrumentos” (C. Ávila, c. VIII, No. 112).

    Infinidad de veces se nos repite, sobre todo en los últimos Capítulos la necesidad de analizar la realidad donde estamos viviendo, el ambiente que nos rodea, los hechos que acontecen junto a nosotros. Es el paso seguro para evitar especulaciones inútiles que nos pueden apartar de la realidad donde debemos actuar.

    El

    análisis

    de

    los

    medios

    de

    comunicación,

    propiamente,

    lo

    estudiaremos

    posteriormente. Ahora nos interesa fijar nuestra atención sobre dos puntos interesantes:

    Necesidad de analizar los medios.

    — Legislación propia de la orden sobre el mismo tema.

    • 2. Necesidad de análisis

    Hay diversas razones por las cuales llegamos a la conclusión. Entre otras:

    — Para saber qué dicen los medios de comunicación. Qué conllevan. Porque, por ejemplo, usted lee la prensa de hoy y estima que ha comprendido todo lo que ha leído. Ha visto un programa de televisión y piensa haber captado todos los mensajes que le han ofrecido. Si se detiene un momento podrá tomar conciencia sobre la cantidad de mensajes que, de modo inconsciente, ha recibido. Cuando ha visto una película y vuelve a verla por segunda vez toma conciencia de muchos detalles, a veces importantes, que no vio la vez primera.

    — Para conocer con qué intención le están diciendo lo que le dicen. Todo emisor se propone un objetivo al depositar sus mensajes en los MCS. Las informaciones de prensa, radio o TV. no son tan inocentes como usted puede pensar. Están puestas ahí por algún motivo; y las han puesto en primera página, o en la última, por alguna razón. Las primeras noticias en un Telediario han sido seleccionadas por un motivo, (política de la emisora, por ejemplo). Las ofrecen para que usted se informe. Pero, también, por algo más.

    — Con la lectura reposada, analítica, con juicio crítico, se pueden obtener mecanismos de aprendizaje de lectura rápida sobre la multitud de signos, imágenes, códigos, etc. que el emisor utiliza para comunicar su mensaje. Si conoce los signos (la base del lenguaje) podrá tener elementos de juicio para conocer, en profundidad, qué le están diciendo.

    También

    para

    saber

    qué

    manifiestamente se le dice.

    le

    han

    querido decir, además de lo que

    — Las posibilidades que tienen los medios tecnológicos para utilizar técnicas de manipulación son increíbles: si usted analiza esos medios y conoce las técnicas que han podido utilizar, estará menos expuesto a dejarse llevar por emisores inescrupulosos.

    — La falta de juicio crítico del perceptor es un campo abonado y propicio para inyectar otros mensajes no manifiestos; la lectura de los códigos y subcódigos, de modo atento, pueden ayudarle a descubrir esas informaciones ocultas.

    — Para tener elementos técnicos, objetivos, etc., y no gritar por gritar contra los medios de comunicación social, cuando desea realizar una denuncia profética. Usted necesita elementos de juicio, hechos objetivos, conocimiento de las técnicas utilizadas, etc. para poder hablar razonadamente cuando desee manifestar su crítica.

    — Para enseñar a otros dónde radican los verdaderos problemas de los MCS, dónde se ubica la manipulación, cómo se ofrecen mensajes subliminales, cómo se engaña, en definitiva, a la gente que no lee con juicio critico los medios de comunicación.

    3. Legislación de la Orden

    Cada

    Congregación

    puede

    remitirse

    a

    su legislación particular. Nosotros

    recogemos el pensamiento de la Orden en dos vertientes; Necesidad de análisis, en

    general, y, a la vez, análisis de los medios de comunicación.

    a.

    Constituciones

    — “Por razón del progreso continuo de la cultura y por la complejidad de los problemas, es necesario que algunos frailes, sobre todo profesores, sean dedicados de manera especial a la alta investigación. (LCO. 86, II).

    — “Los frailes bien preparados esfuércense por cooperar con los peritos en diversas ciencias, bien participando en sus investigaciones, bien estudiando la manera de comunicarles la verdad del Evangelio, de tal modo que el desarrollo de la cultura conduzca a un conocimiento más claro de la vocación humana, e impulse a las mentes a una comprensión más elevada de la fe” (LCO, 103).

    — “Establézcanse centros de investigación en los que tenga un exacto conocimiento del patrimonio religioso y sociocultural de los pueblos, y sea integrado en la unidad católica lo que con ella sea compatible. Con la colaboración de las diversas Provincias sean promovidos intensamente estos centros como algo muy conforme con el apostolado peculiar de la Orden” (LCO, 121).

    • b. Capítulos Generales

    • 1. Quezon City (1971)

    — “Todos los dominicos que trabajan en los medios de comunicación de masas, desarrollen una actitud crítica hacia el contenido y la forma de los medios de comunicación. Este acercamiento crítico hacia los medios debería evidenciarse especialmente en los hermanos y hermanas que trabajan profesionalmente en este

    campo

    Los medios de comunicación social constituyen un poder, el cual, manejado por

    ... manos equivocadas pueden ser usados como una fuerza para dominar y oprimir a la persona humana” (No. 30).

    — “Se debe comenzar cuanto antes un serio reflexionar sobre los métodos de análisis de nuestra sociedad y que esos métodos de análisis sean inscritos en la formación institucional y en la formación permanente y que sean dirigidos por especialistas” (No. 20).

    • 2. Walberberg (1981)

    — Conocer “mejor los procesos de transformación de la sociedad y las diversas culturas, provocados por los medios de comunicación social” (No. 17, B. 4).

    — Que los “hombres adquieran sentido crítico, para juzgar rectamente tanto el contenido de los medios de comunicación social, impregnados con frecuencia por ideologías, como de sus formas” (Ídem).

    — Para que pueda superarse cuanto antes la distancia peligrosa entre cultura “audiovisual” y el anuncio del Evangelio” (Ídem).

    “No es posible, pues, omitir el análisis serio de los signos de los tiempos, que procede de principios sobrenaturales y es iluminado por la oración”.

    “En otras épocas, siempre la Orden supo discernir estos signos de los tiempos en el corazón de períodos conflictivos de la historia, nuestra predicación fue verdaderamente eficaz” (No. 17, A, 1).

    — “Por eso, la predicación no puede consistir en la mera conservación de algunos elementos antiguos, sino que, por el contrario, debe proponer, con espíritu abierto nuevas cuestiones propias de estos tiempos, y buscar, a la luz de la verdad eterna, las respuestas que debemos ofrecer” (Ídem).

    — “Debemos prestar especial atención

    a la investigación sobre el modo de

    ... introducir en la reflexión teológica el análisis de las estructuras de injusticia del mundo

    actual, y el juicio sobre los medios adecuados para la transformación del mundo, teniendo como criterio el Reino de Dios” (No. 23).

    — “Ordenamos que en la Ratio Studiorum y de formación permanente se incluya una adecuada iniciación en los métodos de análisis de la sociedad; y esta se haga por medio de peritos idóneos” (No. 21).

    3.

    El Capítulo General de Roma (1983) es más explícito

    — Es necesario partir “desde un riguroso análisis crítico y profunda investigación, realizando un esfuerzo especial muy serio para ver con claridad y ponderar los resultados, las circunstancias y esfuerzos que llevan siempre los caminos nuevos, que transformamos en medios de mayor penetración y anuncio del misterio cristiano” (No. 74).

    — “Orientar la formación en los métodos de análisis de la realidad, a todos los niveles, que permitan descubrir las causas y conocer el desarrollo de las estructuras injustas de nuestra sociedad” (No. 242, c).

    — Para descubrir “manipulaciones ideológicas a que se prestan tales medios” (No. 255, 1).

    — Para descubrir “la estructura de dominio que manipulan esos medios” No. 255,

    2).

    — Para tomar conciencia sobre cómo los MCS pueden ser medios “que inspiran en las mentes humanas ídolos siempre nuevos y proponen necesidades inauditas, con degeneración de la naturaleza humana” (No. 255, 1, c).

    — El análisis es necesario para descubrir, también, “la exaltación de la riqueza, el poder, la violencia, licencia sexual, en tal grado que comienzan a aparecer como los únicos bienes estimables y sólo con ellos se busca dar sentido a la vida humana (Ídem).

    — Análisis necesario para descubrir el influjo de esos medios para “ejercer un cierto colonialismo cultural, promoviendo una aculturación sólo participada por pocos”