Dios mío, ven en mi auxilio. Señor, date prisa en socorrerme. Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo.

Como era en el principio, ahora y siempre; por los siglos de los siglos. Amén. Aleluya.

Ecce María genuit nobis Salvatorem!
Ant.1 Contigo está el principado en el día de tu poder; en me-dio de los resplandores sagrados; de mis entrañas te engendré antes de existir el lucero de la mañana.
16 1

Psalmus 109

Dixit Dominus Domino meo:* Sede a dextris meis. Donec ponam inimícos tuos* scabellum pedum tuórum. Virga virtútis tuæ emíttet Dóminus ex Sion:* domináre in médio inimicórum tuórum. Tecum princípium in die virtútis tuæ in splendóribus sanctorum:* ex útero ante lucíferum génui te. Iurávit Dóminus, et non poenitébit eum:* Tu es sacérdos in aetérnum secúndum órdinem Melquisedec. Dóminus a dextris tuis, * confrégit in die irae suae reges. Iudicabit in natiónibus, implebit ruínas: * conquassabit cápita in terra multórum. De torrente in via bibet:* protérea exaltábit caput. Gloria Patri et Filio * et Spiritui Sancto. Sicut erat in prinpincipio et nunc et semper,* et in saecula saeculorum. Amen.

Dice el Señor a mi Señor:* Siéntate a mi derecha. Hasta que ponga a tus enemigos* como escabel de tus pies. El Señor hará salir de Sión el cetro de tu poder: * “Domina en medio de tus enemigos”. Contigo está el principado en el día de tu poderío, en medio de los resplandores de la santidad:* de mis entrañas te engendré antes del lucero de la mañana. Juró el Señor y no se arrepiente: * tú eres sacerdote eterno según el orden de Melquisedec. El Señor a tu derecha, * quebrantará a los reyes el día de su ira. Juzgará a las naciones; consumará su ruina,* estrellará contra la tierra la cabeza de muchos. Beberá del torrente en el camino, * por eso levantará la cabeza. Gloria al Padre y al Hijo* y al Espíritu Santo, Como era en el principio, ahora y siempre,* por los siglos de los siglos. Amén.

.

Inocentes Niños han sido inmolados por Cristo, cuando aun estaban mamando han sido degollados por un rey inicuo, mas ahora siguen al Cordero sin mancilla y dicen sin cesar: Gloria a ti, Señor.

Ant. 2. Envío el Señor la redención a su pueblo: y establecido para siempre una alianza con él.

Magnificat * anima mea Dominum. Et exsultavit spiritus meus * in Deo salutari meo. Quia respexit humilitatem ancillae suae: * ecce enim ex hoc beatam me dicent omnes generationes. Quia fecit mihi magna qui potens est:* et sanctum nomen ejus. Et misericordia ejus a progenie in progenies* timentibus eum. Fecit potentiam in brachio suo * dispersit superbos mente cordis sui. Deposuit potentes de sede, * et exaltavit humiles. Esurientes implevit bonis: * et divites dimisit inanes. Suscepit Israel puerum suum,* recordatus misericordiae suae. Sicut locutus est ad patres nostros * Abraham at semini eius in saecula. Gloria Patri, et Filio, * et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, * et in saecula saeculorum. Amen.

Psalmus 110

Confitebor tibi, Domine, in toto corde meo:* in consilio iustorum et congregatione. Magna opera Domini,* exquisita in omnes voluntates eius. Confessio et magnificentia opus eius,*
2

Os alabaré, Señor, con todo mi corazón* en la compañía y congregación de los justos. Grandes son las obras del Señor;* proporcionadas a los fines que le ha señalado. Gloria es y magnificencia cada obra suya:* su justicia permanece por los siglos de los siglos.

Oh Dios, cuyo magnífico elogio publicaron en este dia los Inocentes Mártires, no hablando, sino muriendo; mortifica en nosotros todas las malas pasiones para que confesemos la fe con la boca, y mas aun con nuestras buenas constumbres. 15

.

1. Salve flores de los Mártires que en el mismo umbral de la luz fuisteis arrebatados por el perseguidor de Cristo cual rosas nacientes por el huracán 2.Vosotros sois las primeras víctimas de Cristo tierno rebaño de inmolados inocentes, bajo el mismo altar jugáis con la palma y la corona 5. Gloria sea al divino Jesucristo, que nació de tan puro y casto seno, Y gloria igual al Padre y al Espíritu Por infinitos e infinitos tiempos.

et iustitia eius manet in saeculum saeculi. Memoriam fecit mirabilium suorum,+ misericors et miserator Dominus.* escam dedit timentibus se. Memor erit in saeculum testamenti sui,* virtutem operum suorum annuntiavit populo suo. Ut det illis hereditatem gentium;* opera manuum eius veritas et iudicium. Fidelia omnia mandata eius,+ confirmata in saeculum saeculi,* facta in veritate et aequitate. Redemptionem misit populo suo,* mandavit in aeternum testamentum suum. Sanctum et terribile nomen eius;* initium sapientiae timor Domini, Intellectus bonus omnibus facientibus eum;* laudatio eius manet in saeculum saeculi. Gloria Patri et Filio* et Spiritui Sancto. Sicut erat in prinpincipio et nunc et semper,* et in saecula saeculorum. Amen.

Dejó memoria eterna de sus maravillas,+ el Señor, compasivo y misericordioso,* dio alimento a los que le temen. Se acordará siempre de su alianza, manifestará a su pueblo la fortaleza de sus obras. Para darle las naciones por herencia; * las obras de sus manos son verdad y justicia. Fieles son todos sus mandamientos,+ confirmados de siglo en siglo; * fundados en la verdad y en la equidad. Envió un Redentor a su pueblo, * estableció para siempre su alianza. Santo y terrible es el nombre del Señor;* el temor del Señor es el inicio de la sabiduría. Sabios son todos los que obran con este temor;* y serán alabados por todos los siglos de los siglos. Gloria al Padre y al Hijo,* y al Espíritu Santo, Como era en el principio, ahora y siempre,* por los siglos de los siglos. Amén.

Ant. 3. Ha nacido entre las tinieblas la luz para los hombres de recto corazón: el misericordioso, el compasivo, el justo del Señor.

Psalmus 111 Beatus vir que timet Dóminum:* in mandátis eius volet nimis. Potens in terra erit semen eius;* generatio rectórum benedicétur. Glória et divitiae in domo eius:* et
3

Feliz el hombre que teme al Señor,* y se complace, más que en todo, en sus mandamientos. Poderosa será su raza sobre la tierra:* la posteridad de los justos será bendecido. En su casa habrá riquezas y gloria;* y su justicia subsiste eternamente.

14

iustitia eius manet in saeculum saeculi. Exortum est in ténebris lumen rectis:* miséricors et miserátor et iustus. Iucúndus homo qui miseretur et commodat,+ disponet sermones suos in iudicio;* quia in aeternum non commovebitur. In memoria aeterna erit justus:* ab auditione mala non timébit. Paratum cor eius speráre in Dómino,+ confirmatum est cor eius:* non commovébitur, donec despíciat inimicos suos. Dispérsit, dedit paupéribus:+ iustítia eius manet in saeculum saeculi,* cornu eius exaltábitur in gloria. Peccator vidébit et irascétur + déntibus suis fremet et tabescet:* desiderium peccatórum períbit. Gloria Patri et Filio* et Spiritui Sancto. Sicut erat in prinpincipio et nunc et semper,* et in saecula saeculorum. Amen.

Una luz brilla en las tinieblas para los hombres rectos,* el misericordioso, compasivo, el justo. Feliz el hombre que tiene compasión y da prestado,+ y que con discreción mesura sus palabras;* porque permanecerá siempre firme. La memoria del justo será eterna:* no temerá él las malas noticias. Dispuesto está su corazón a esperar en el Señor;+ su corazón está firme*no vacilará y verá con desprecio a sus enemigos. Derramó a manos llenas sus bienes con los pobres,+ su justicia permanece por los siglos de los siglos* su poder será exaltado con gloria. Lo verá el pecador y se irritará, + rechinará los dientes hasta consumirse, el ansia de los pecadores fracasará. Gloria al Padre y al Hijo,* y al Espíritu Santo, Como era en el principio, ahora y siempre,* por los siglos de los siglos. Amén.

5. Para que cuan-do vuelva Jesucristo, como supremo Juez, al fin del tiempo, nos conceda la gracia sempiterna de compartir su gozo sempiterno.
5. Gloria sea al divino Jesucristo, que nació de tan puro y casto seno, Y gloria igual al Padre y al Espíritu Por infinitos e infinitos tiempos.

Ant. 4. La misericordia está como de asiento en el Señor, y copiosa es su redención.

De profundis clamávi ad te, Dómine: * Dómine, exáudi vocem meam: Fiant aures tuæ intendéntes, * in vocem deprecatiónis meæ. Si iniquitátes observáveris, Dómine: * Dómine, quis sustinébit? Quia apud te propitiátio est: * et propter legem tuam sustínui te, Dómine. Sustínuit ánima mea in verbo ejus: * sperávit ánima mea in Dómino. A custódia matutína usque ad noctem: * speret Israël in Dómino.
4

Desde lo hondo a ti grito, Señor; Señor, escucha mi voz; estén tus oídos atentos a la voz de mi súplica. Si llevas cuenta de los delitos, Señor, ¿quién podrá resistir? Pero de ti procede el perdón, y así infundes respeto. Mi alma espera en el Señor, espera en su palabra; mi alma aguarda al Señor, Como aguarda desde la mañana hasta la noche; aguarde Israel al Señor,
13

Ant. Corriose entre los hermanos que aquel discípulo no moriría; Mas Jesús no dijo: No morirá, sino: Así quiero que el quede hasta que yo venga. Oración: Ilustra, benignísimo Señor a tu Iglesia para que iluminada con la doctrina del bienaventurado Juan, tu apóstol y evangelista, consiga poseer los eternos dones.

Quia apud Dóminum misericórdia: * et copiósa apud eum redémptio. Et ipse rédimet Israël, * ex ómnibus iniquitátibus ejus. Glória Patri, et Fílio, * et Spirítui Sancto. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, * et in saecula saeculórum. Amen

porque del Señor viene la misericordia, la redención copiosa; y él redimirá a Israel de todos sus delitos.
Gloria al Padre y al Hijo,* y al Espíritu Santo, Como era en el principio, ahora y siempre,* por los siglos de los siglos. Amén.

1. Que el orbe entero exulte de alegría y que el cielo se llene de loores, hoy que la tierra junto con los astros glorifican cantando a los Apóstoles.
2. A vosotros que sois las luminarias de este mundo y los jueces de los siglos, os suplicamos que escuchéis las preces que con hondo fervor os dirigimos. 3. Ya que con una voz cerráis el cielo y con otra rompéis sus cerraduras, haced de modo que por fin podamos libertarnos de todas nuestras culpas. 4. Y ya que la salud es vuestra esclava y que la enfermedad os obedece, sanad del todo nuestras almas lánguidas y haced que en ellas la virtud aumente. 5. Para que cuan-do vuelva Jesucristo,

Ant. 5. Colocaré sobre tu trono a uno de tu descendencia.

Psalmus 131 Meménto, Dómine, David,* et omnis mansuetúdinis ejus: Sicut jurávit Dómino,* votum vovit Deo Jacob: Si introíero in tabernáculum domus meæ,* si ascéndero in lectum strati mei: Si dédero somnum óculis meis,* et pálpebris meis dormitatiónem: Et réquiem tempóribus meis: donec invéniam locum Dómino,* tabernáculum Deo Jacob. Ecce, audívimus eam in Ephrata:* invénimus eam in campis silvæ. Introíbimus in tabernáculum ejus:* adorábimus in loco, ubi stetérunt pe-des ejus. Surge, Dómine, in réquiem tuam,* tu et arca sanctificatiónis tuæ. Sacerdótes tui induántur justítiam:* et sancti tui exsúltent. Propter David, servum tuum,* non avértas fáciem Christi tui. Jurávit Dóminus David veritátem, et non frustrábitur eam:* de fructu ventris tui
5

Acuérdate, Señor, en favor de David, de toda su mansedumbre, del juramento que prestó al Señor, del voto que hizo al Dios de Jacob: «No entraré bajo el techo de mi casa ni me acostaré en mi propio lecho; no daré sueño a mis ojos ni reposo a mis párpados, ni descanso a mi cabeza hasta que encuentre un lugar para el Señor, una morada para el Dios de Jacob». Sí, oímos que estaba en Efratá, y la hallamos en los campos de la selva. ¡Entraremos en su morada,* nos postraremos allí donde estuvieron sus padres. ¡Levántate, Señor, del lugar de tu reposo, tú y tu Arca santa! Que tus sacerdotes se vistan de justicia y tus santos exulten. Por amor a David, tu servidor, no rechaces el rostro de tu Ungido. En verdad, el Señor hizo un juramento a

12

ponam super sedem tuam. Si custodíerint fílii tui testaméntum meum,* et testimónia mea hæc, quæ docébo eos: Et fílii eórum usque in sæculum,* sedébunt super sedem tuam. Quóniam elégit Dóminus Sion:* elégit eam in habitatiónem sibi. Hæc réquies mea in sæculum sæculi:* hic habitábo quóniam elégi eam. Víduam ejus benedícens benedícam:* páuperes ejus saturábo pánibus. Sacerdótes ejus índuam salutári:* et sancti ejus exsultatióne exsultábunt. Illuc prodúcam cornu David,* parávi lucérnam Christo meo. Inimícos ejus índuam confusióne:* super ipsum autem efflorébit sanctificátio mea. Glória Patri, et Fílio,* et Spirítui Sancto. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper,* et in sæcula sæculórum. Amen.
• En las II vísperas de NAvidad y en las ferias de la Octava. • En las fiestas de San Esteban, de San Juan y de los santos Inocentes, ver el propio.
CAPITULUM Heb 1:1-2

David, y no la retractará: al fruto de tu vientre pondré en tu trono. Si tus hijos observan mi alianza y los preceptos que yo les enseñaré, también se sentarán sus hijos en tu trono para siempre». Porque el Señor eligió a Sión, y la eligió para su morada. Este es mi descanso para siempre; aquí habitaré, porque lo he deseado. Bendeciré copiosamente a sus viu-das y saciaré de pan a sus pobres; Revestiré a los sacerdotes con la salvación, y sus santos exultaran. Allí prolongaré el poder de David: preparé una lámpara para mi ungido. Cubriré de vergüenza a sus enemigos, y sobre él florecerá mi santidad». Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén. R/ Gracias a Dios.
• • • San Esteban: pág 10 San Juan pág 12 Santos inocentes 14

perdones los pecados de tus siervos. 5. Gloria sea al divino Jesucristo, que nació de tan puro y casto seno, Y gloria igual al Padre y al Espíritu Por infinitos e infinitos tiempos.

Ant. Llevaron a enterrar a Esteban varones piadosos e hiceron gran llanto por el.

Multifariam, multisque modis olim Deus loquens patribus in prophetis: novissime diebus istis locutus est nobis in Filio, quem constituit haeredem universorum, per quem fecit et saecula. R/. Deo gratias.
HYMNUS

Muchas veces y de muchos modos habló Dios en el pasado a nuestros Padres por medio de los Profetas; en estos últimos tiempos nos ha hablado por medio del Hijo a quien instituyó heredero de todo, por quien también hizo los mundos;

Magnificat * anima mea Dominum. Et exsultavit spiritus meus * in Deo salutari meo. Quia respexit humilitatem ancillae suae: * ecce enim ex hoc beatam me dicent omnes generationes. Quia fecit mihi magna qui potens est:* et sanctum nomen ejus. Et misericordia ejus a progenie in progenies* timentibus eum. Fecit potentiam in brachio suo * dispersit superbos mente cordis sui.

Deposuit potentes de sede, * et exaltavit humiles. Esurientes implevit bonis: * et divites dimisit inanes. Suscepit Israel puerum suum,* recordatus misericordiae suae. Sicut locutus est ad patres nostros * Abraham at semini eius in saecula. Gloria Patri, et Filio, * et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, * et in saecula saeculorum. Amen. Danos la gracia, Señor
de imitar los que veneramos a fin de que aprendamos a amar a nuestro enemigos porque celebramos el dia de aquel, instruido divinamente, oro por sus perseguidores a Jesucristo, tu Hijo.

1.Oh Jesucristo, Redentor de todos, Que antes de que la luz resplandeciera
6 11

Naciste de tu Padre soberano Con gloria semejante a la paterna: 2 Tú que eres luz y resplandor del Padre Y perpetua esperanza de los hombres, Escucha las palabras que tus siervos Elevan hasta Ti de todo el orbe.

10

1.Oh Dios que eres el premio, la corona y la suerte de todos tus soldados: Li-branos de los lazos de las culpas por este mártir a quien hoy cantamos. 2.Él conoció la hiel que está escondida en la miel de los goces de este suelo, y por no haber cedido a sus encantos está gozando los del cielo eterno. 3. Él afrontó con ánimo seguro lo que sufrió con varonil coraje, y consiguió los celestiales do-nes al derra-mar por Ti su noble sangre. 4. Oh piadosísimo Señor de todo: te suplicamos con humilde ruego que en el día del triunfo de este mártir

3. Oh Creador de todo lo creado, Acuérdate del día en que este suelo Te vió nacer del vientre de la Virgen Vestido con un cuerpo igual al nuestro. 4.Hoy es el día en que conmemoramos El hecho portentoso de aquel día, Cuando dejando el seno de tu Padre Viniste a darnos la salud perdida.

5. La tierra, el mar, el cielo y cuanto existe

7

V/. Mane nobiscum Dómine, alleluia. R/. Quoniam adverperáscit, alleluia.
ANT. MAGNIFICAT Y ORACIÓN • • • • • Domingo in albis------------------------- pág 8 II Domingo Pascua ---------------------- pág 9 III Domingo Pascua --------------------- pág 11 IV Domingo Pascua --------------------- pág 13 V Domingo Pascua ---------------------- pág 14

Bajo la muchedumbre de sus astros Rinden tributo con un canto nuevo A quien la nueva salvación nos trajo. 6. Y nosotros, los hombres, los que fuimos Lavados con tu sangre sacratísima, Celebramos también con nuestros cantos Y nuestras alabanzas tu venida. 7. Gloria sea al divino Jesucristo, Que nació de tan puro y casto seno, Y gloria igual al Padre y al Espíritu Por infinitos e infinitos tiempos.

DOMINICA IN ALBIS
CAPITULUM
1 Jn 5, 4

V/. Notam fecit Dominus, alleluia. R/. Salutare suum alleluia.

V/. ¡El Señor ha dado a conocer, aleluya. R/. Al Salvador, aleluya.

Magnificat * anima mea Dominum. Et exsultavit spiritus meus * in Deo salutari meo. Quia respexit humilitatem ancillae suae: * ecce enim ex hoc beatam me dicent omnes generationes. Quia fecit mihi magna qui potens est:* et sanctum nomen ejus. Et misericordia ejus a progenie in progenies* timentibus eum. Fecit potentiam in brachio suo * dispersit superbos mente cordis sui. Deposuit potentes de sede, * et exaltavit humiles. Esurientes implevit bonis: * et divites dimisit inanes. Suscepit Israel puerum suum,* recordatus misericordiae suae. Sicut locutus est ad patres nostros * Abraham at semini eius in saecula. Gloria Patri, et Filio, * et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, * et in saecula saeculorum. Amen.

Engrandece* mi alma al Señor, Se alegra mi espíritu* en Dios, mi salvador; porque ha mirado la humillación de su esclava;* desde ahora me llamarán bienaventurada todas las generaciones porque el Poderoso ha hecho obras grandes por mí,* su nombre es santo, y su misericordia llega a sus fieles* de generación en generación. Él hace proezas con su brazo:* dis-persa a los soberbios de corazón, derriba del trono a los poderosos* y enaltece a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes* y a los ricos los despide vacíos. Auxilia a Israel, su pueblo* acor-dándose de la misericordia -como lo había prometido a nuestros padres en favor de Abraham y su descendencia por siempre. Gloria al Padre y al Hijo,* y al Espíritu Santo, Como era en el principio, ahora y siempre,* por los siglos de los siglos. Amén. Concede, te rogamos Dios omnipotente que la nueva Natividad según la carne de tu Unigénito, nos libre a los que la antigua servidumbre nos tiene bajo el yugo del pecado.

Hoy ha nacido el Cristo, hoy apareció el Salvador: hoy cantan los Ángeles en la tierra, se regocijan los Arcángeles: hoy saltan de gozo los justos, diciendo: Gloria a Dios en la alturas, aleluya.

8

9

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful