You are on page 1of 5

CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA DE ICA

SALA SUPERIOR MIXTA DE CHINCHA

EXPEDIENTE : 2010 - 648


DEMANDANTE : JULIO ALEJANDRO CANTO YAURICASA
MATERIA : PROCESO CUMPLIMIENTO
DEMANDADO : EDWIN REATEGUI SANCHEZ-DIRECTOR DEL
HOSPITAL SAN JOSE DE CHINCHA
JUEZ : DRA. PILAR AGUINAGA LÓPEZ
PROCEDENCIA : JUZGADO CIVIL DE CHINCHA.

Resolución N° 04.-
Chincha, dieciocho de Enero
Del dos mil once.-

AUTOS Y VISTOS: Observándose las


formalidades previstas por el artículo 138° de la Ley Orgánica del
Poder Judicial, interviene en calidad de ponente el Señor Juez
Superior Gonzalo Meza, quien se avoca al conocimiento, y,

CONSIDERANDO:

PRIMERO: MATERIA DE LA APELACIÓN.


Es materia de recurso de apelación la resolución número uno, de
fecha once de Octubre del año dos mil diez, que corre a fojas ocho,
que declara IMPROCEDENTE la demanda seguida por Julio
Alejandro Canto Yauricasa contra Edwin Reategui Sanchez- Director
del Hospital San José de Chincha sobre PROCESO CONSTITUCIONAL
DE CUMPLIMIENTO, archivándose definitivamente los autos, con
devolución de anexos, dejándose a salvo la facultad del actor para
que canalice su pretensión en proceso idóneo.
SEGUNDO: FUNDAMENTOS DE LA APELACIÓN.
El demandante formula apelación mediante escrito de fojas doce y
siguiente, expresando los siguientes agravios:
2.1. El sustento para no admitir a trámite la pretensión
constitucional de cumplimiento, es que la juzgadora ha tomado
conocimiento de casos como el presente que están siendo
conocidos en vía ordinaria a través del proceso contencioso
administrativo, hace referencia a la Sentencia Casatoria N° 3849-
2008-Huaura. Sin embargo, explica cual sería el razonamiento
utilizado para apartarse del criterio asumido por el Tribunal
Constitucional, respecto a las exigencias que debe cumplir una
resolución para ser exigible vía proceso constitucional; como son el
hecho de contener un mandato vigente, ser cierto y claro, de
ineludible y obligatorio cumplimiento e incondicional (Exp. N°
02368-2008-PC/TC), exigencias que son cumplidas por la resolución
237-2006-HSJCH/P, cuyo cumplimiento se exige mediante la
presente demanda.
2.2. La juzgadora no toma en cuenta los recientes
pronunciamientos emitidos por el Tribunal Constitucional, obligando
al recurrente seguir un proceso ordinario, engorroso, violentando el
derecho a una tutela jurisdiccional efectiva y pronta.

TERCERO: PROCESO DE CUMPLIMIENTO Y PROCESO


CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO.-
3.1. En la práctica forense existe confusión sobre los alcances del
proceso de cumplimiento en relación al proceso contencioso
administrativo, ambos protegen al ciudadano frente a la acción u
omisión de la Administración Pública para cumplir las obligaciones
legales o los mandatos contenidos en actos administrativos.
Dispone el artículo 66 Inciso 1) del Código Procesal Constitucional
que, es objeto del Proceso de Cumplimiento ordenar que el
funcionario o autoridad pública renuente: 1) Dé cumplimiento a una
norma legal o ejecute un acto administrativo firme. De otro lado, de
acuerdo al Artículo 5 inciso 4) del TUO de la Ley No. 27584 del
Proceso Contencioso Administrativo podrán plantearse
pretensiones con el objeto de obtener lo siguiente: 4.) Se ordene a
la administración pública la realización de una determinada
actuación a la que se encuentre obligada por mandato de la ley o
en virtud de acto administrativo firme.
3.2. De las dos normas glosadas, se desprende que ambas
disponen protección jurídica ante la renuencia de la autoridad
pública de cumplir o ejecutar un acto administrativo firme; entonces
surgía la duda de cuándo se debía recurrir a una u otra vía
procesal, que ha sido esclarecido por el Tribunal Constitucional.

CUARTO: JURISPRUDENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL.


4.1. El proceso de cumplimiento fue calificado anteriormente de
proceso ordinario constitucionalizado (Tribunal Constitucional – Exp.
0191-2003-AC), en el entendido que no protege directamente a la
Constitución Política, sino al cumplimiento de las leyes ordinarias
relacionadas con la Administración Pública; en este momento de la
jurisprudencia para admitir a trámite las demandas interpuestas de
acción de cumplimiento se debía calificar el tipo de omisión
administrativa, si se trataba de una Inactividad Formal
correspondía al proceso contencioso administrativo; en cambio ante
una Inactividad Material correspondía ejercitar el proceso de
cumplimiento.
4.2. En un segundo momento de la jurisprudencia constitucional
(Exp. 0168-2005-PC) el Tribunal Constitucional estableció que EL
PROCESO DE CUMPLIMIENTO ES UN PROCESO CONSTITUCIONAL,
que tiene doble dimensión jurídica, determinando las características
mínimas que debía contener el acto administrativo incumplido para
que se admita la demanda en esta vía constitucional, prioriza la
calificación objetiva del mandato administrativo, sin considerar que
se trate de una inactividad formal o una inactividad material de la
administración.

QUINTO: ANALISIS DEL DERECHO RECLAMADO CON LA


DEMANDA.
5.1. Con la demanda de Proceso de Cumplimiento de autos, la
accionante pretende se ordene a la Dirección del Hospital San José
de Chincha, que cumpla con ejecutar la Resolución Directoral N°
272-2006-HSJCH/P, de fecha dieciocho de julio del año dos mil seis,
que le reconoce devengados por la suma de S/. 15,204.99 (Quince
mil doscientos cuatro con 99/100 nuevos soles) por concepto de
sustitución de pago de la Bonificación Especial otorgada por el D.S.
N° 019-94-PCM, por la Bonificación Especial otorgada por el D.U. N°
037-94-PCM, incluido el incremento del 16% de los Decretos de
Urgencia N° 090-96, 073-97 y 011-99, quedando pendiente de pago
la suma de S/. 11,784.05 (Once mil setecientos ochenta y cuatro
con 05/100 nuevos soles).
5.2. De la pretensión formulada se advierte que, en la Resolución
Directoral sub materia, se individualiza al sujeto beneficiario, tiene
el carácter de cosa decidida, es un acto administrativo firme
(derecho incuestionable) que contiene un mandato vigente, cierto y
claro, no está sujeto a controversia compleja ni a interpretaciones
dispares; cumpliéndose con los requisitos mínimos establecidos por
el Tribunal Constitucional, entonces ha debido admitirse a trámite la
demanda en la vía del proceso de cumplimiento, deduciéndose
que se ha calificado en forma incorrecta de Improcedente, por lo
que merece ser anulada.
SEXTO.- El Tribunal Constitucional en jurisprudencia reciente,
emitida en el EXP. 02368-2008-PC/TC - Caso Nela Aliaga
Ponce, ha declarado fundada la demanda de cumplimiento por
derecho similar, que había sido declarada IMPROCEDENTE tanto por
el Segundo Juzgado Civil de Pasco y Confirmada por la Sala Superior
revisora, evidenciándose que sí corresponde tramitar el derecho
reclamado en la presente vía constitucional interpuesta por el
accionante, por tanto debe anularse la resolución apelada.

POR ESTAS CONSIDERACIONES

ANULARON: la resolución número uno, de fecha once de Octubre


del año dos mil diez, que corre a fojas ocho, que declara
IMPROCEDENTE la demanda seguida por Julio Alejandro Canto
Yauricasa contra Edwin Reategui Sánchez-Director del Hospital San
José de Chincha sobre Proceso Constitucional de Cumplimiento,
archivándose definitivamente los autos, con devolución de anexos,
dejándose a salvo la facultad del actor para que canalice su
pretensión en proceso idóneo; y ORDENARON: que la Juez Civil
emita nueva resolución calificando la demanda e iniciando el
proceso constitucional correspondiente, conforme a ley.-
DEVUÉLVASE este proceso al Juzgado de origen con las
formalidades de ley.-

S.S.

MEZA MAURICIO.

ZARATE ZUÑIGA.

LENG DE WONG.