You are on page 1of 4

edu

La Católica en 16.592 palabras

noticias pucp
Año 2 N0 39 / Perú
Un prestigio bien ganado
Del 10 al 16 de abril
NOTICIAS: Las jefas de Departamento de Arte y Humanidades opinan sobre
puntoedu@pucp.edu.pe
Distribución gratuita reconocimiento internacional recibido por la PUCP en estas áreas. [PAG. 6]

Publicación de la
Pontificia Universidad “Habrá un Congreso con partidos de posiciones
Católica del Perú
PUCP / www.pucp.edu.pe
muy definidas, con un consenso difícil entre ellos”
BUENA GENTE: Rolando Ames analiza el nuevo perfil del Parlamento. [PAG. 16]

Gloria a Dios. El rostro de la tradición y el fervor religioso en la Semana Santa ayacuchana (Catedral de Ayacucho, 1994). [FOTO: MAYU MOHANNA]

De votos y devotos
Semana Santa 2006: días para la reflexión religiosa en medio de la vorágine electoral

suplemento
IDIOMAS La enorme importancia de saber lenguas extranjeras.
MÚSICA Alejandro Susti presenta su nuevo disco, Kaoscopio .
PUBLICACIONES Sale a la web el boletín de arqueología, ARKEOS .
VIDA PUCP Las creaciones de los alumnos de Diseño Gráfico .
Informe Semana Santa

escribe Diego Avendaño


Egresado de
Periodismo

fotos Mayu Mohanna

La celebración de la
resurrección
L
a Semana Santa es, con la Navidad,
Muchos recordarán el 9 de una de las fechas más importantes del
catolicismo, pues conmemora el sa-
abril del 2006 como día de crificio del Hijo de Dios como mues-
tra de su amor a la humanidad. Esta
elecciones, dejando de lado festividad, celebrada antaño con mu-
cha devoción popular, poco a poco ha ido perdien-
que fue, también, Domingo do adherentes y para muchos no es sino un largo
fin de semana para salir de viaje o descansar. Otros,
de Ramos. Iniciada la sin embargo, siguen paso a paso las celebraciones
Semana Santa, conviene para expresar y renovar su fe.
A diferencia de la Navidad, la Semana Santa no
tiene una fecha fija. “Los cristianos siempre han
hacer un repaso histórico creído que Cristo murió entre un viernes y un do-
mingo, pero al margen de las fechas, lo importante
de esta festividad, cargada es el misterio de la muerte y resurrección”, afirma
de emblemáticas el sacerdote jesuita e historiador Jeffrey Klaiber.
¿Cuándo se instauró la Semana Santa? Tenemos
representaciones y que remitirnos a los tiempos del Imperio Romano,
aunque no se ubica una fecha precisa, pues es un
proceso que se dio a través de los siglos y se conso-
significado para el mundo lidó en la Edad Media. “Tras la oficialización del
catolicismo en el Imperio Romano (siglo IV d.C.),
católico. los creyentes iniciaron esta celebración para cate-
quizar y combatir a las religiones paganas en Eu-
ropa”, señala el historiador Henry Mitrani. Por
aquellos tiempos los romanos domina-
ban los alrededores del Mar Medi-
terráneo, incluyendo los territo-
rios de lo que sería España, don-
de los reinos locales adoptaron
el catolicismo. La lucha de la Re-
conquista en la península ibé-
rica que abarcó ocho centurias
(se extendió hasta fines del siglo
XV), estuvo teñida de aspectos re-
ligiosos: los católicos se enfrentaban
a los árabes invasores que practicaban
el Islam. Al llegar los conquistadores españoles a
América, trajeron la religión católica como una de
las bases fundamentales de su cultura. “El poder
de la Iglesia durante la colonia era bastante fuerte,
incluso en lo cotidiano. La gente regía su día a día
de acuerdo a las campanadas de los templos. Para
el siglo XVII se calcula que se celebraban mil misas
al día sólo en Lima”, asegura Mitrani.

LA PROCESIÓN VA POR FUERA. Una costumbre bas-


tante arraigada desde la etapa virreinal son las
procesiones. Las primeras en nuestra capital fue-
Calentando palmas. Preparación del Domingo de Ramos en Porcón con las tradicionales hojas de ron organizadas por las cofradías de españoles
palma. En este pueblo de Cajamarca se celebra con algarabía ese día la Fiesta de las Cruces (1998). que se formaron en los años iniciales de la conquis-

2/ / Lima, del 10 al 16 de abril del 2006


Informe Semana Santa

De luto severo. Misa de Jueves Santo en la Catedral de Huamanga. El fervor con el que se vive la Semana Santa ayacuchana ha sobrevivido al paso de los años (1994).

ta. La primera fue la de la Veracruz, fundada por Jesús entra a Jerusalén y es recibido con hojas de
el propio gobernador Francisco Pizarro en 1540. palma y ramos de olivo– se paseaba una figura de
Poco a poco se fueron creando nuevas cofradías Contexto Jesús montada en un burro. “Se decía que el bu-
y hermandades. Esta proliferación de grupos de
creyentes, en una ciudad tan pequeña como la Li-
Información de consulta rro llegaba solo desde su potrero hasta la iglesia
de Santo Domingo, de donde salía en procesión
ma virreinal, significó más de un dolor de cabeza seguido por la Dolorosa, figura de la Virgen con
para las autoridades del virreinato. Hacia fines siete puñales en el corazón”, narra Mitrani. Pero
del siglo XVI se fundó la cofradía del Santísimo no todo era solemnidad. También era represen-
Cristo de Burgos, cuyo recorrido coincidía en ho- tado Zaqueo, cobrador de impuestos que, según
ra y ruta con la de Veracruz. La necesidad de am- La Semana Santa de Lima la Biblia, fue visitado por Jesús. “Este personaje
bas cofradías de transitar por las calles hizo que Guillermo Lohmann Villena le gustaba mucho a los niños porque cada año se
en 1617 se rompiera la paz de la Semana Santa Código en Biblioteca PUCP: vestía de manera distinta. A veces se disfrazaba
con una inusual gresca callejera. F 3409.8 S de bombero, otras de médico o de militar”, apun-
Los rituales y procesiones, sin embargo, no ta Mitrani.
fueron de exclusividad de los ibéricos. “A partir El autor hace un escueto recorrido por la Semana San- Durante la República, la Semana Santa le ha-
de la etapa de conquista, la Semana Santa se cele- ta desde el inicio de sus celebraciones en el Perú hasta el cía honor a su nombre: eran siete días dedicados
bra con gran fervor por parte de los indios, gra- temprano siglo XX. Pese a su brevedad, el texto abunda a la oración y la reflexión. Desde el lunes hasta
cias a los esfuerzos de los misioneros. Pronto los en detalles y datos anecdóticos sobre la celebración y los el miércoles, en cada casa se rezaba el Rosario y
negros también participaron de las ceremonias”, cambios que esta sufre a través de los tiempos. La publica- las abuelas contaban historias bíblicas. El Jueves
afirma el padre Klaiber. Basta mencionar que la ción incluye una sección iconográfica con las principales Santo, día en que se recuerda la institución de la
celebración más representativa es la que se lleva representaciones escultóricas de la Virgen María y Jesús Eucaristía en la Última Cena, Lima quedaba de-
a cabo en la ciudad de Ayacucho, con notoria in- durante su Pasión, Muerte y Resurrección. solada. Es el día en que Jesús anuncia que va a
fluencia española. “Si revisamos la iconografía, morir y es entregado por Judas. “Todos los esta-
podremos ver que los santos empleados en Aya- blecimientos cerraban y las familias se vestían de
cucho son una réplica de los de la Semana Santa luto. A las cinco de la tarde se iba a misa y comen-
de Sevilla, que a su vez es la celebración más im- zaba el ayuno”, cuenta Mitrani.
portante de España”, afirma Mitrani. ACI Prensa Y aunque en nuestros días pocos ayunan y vis-
En su libro La Semana Santa de Lima, el histo- http://www.aciprensa.com/Semanasanta/ ten de luto, algunas costumbres se mantienen in-
riador Guillermo Lohmann Villena cuenta que tactas o con pocas variaciones: una de ellas es la
como parte del ritual, muchas personas se so- Dossier especial sobre la Semana Santa. Si quieres sa- recreación del pasaje bíblico en el que Jesús lava
metían a duras penitencias. Las mujeres, sin em- ber todo sobre esta festividad religiosa, aquí encontrarás los pies a sus discípulos. En los albores de la Re-
bargo, estaban prohibidas de llevar a cabo las ex- la explicación de los símbolos y rituales, qué se conmemo- pública, el obispo celebraba la misa en la cual la-
piaciones en público o acompañadas por hom- ra cada día y hasta tarjetas virtuales de la Pascua de Re- vaba los pies a doce ciegos, luego de lo cual los in-
bres. Al aproximarse la época republicana, cuen- surrección para enviar por correo electrónico. También po- vitaba a comer. El silencio en la ciudad continua-
ta Lohmann, disminuyó el número de procesio- drás encontrar datos científicos sobre la muerte de Jesús y ba hasta el Sábado de Gloria, cuando los cohetes
nes y las celebraciones cambiaron. El Domingo un artículo sobre la Sábana Santa de Turín. detonados por los niños indicaban la alegría por
de Ramos –cuando se conmemora el día en que la proximidad de la Resurrección.

Lima del 10 al 16 de abril del 2006 / /3


Informe Semana Santa

En foco R.P. Felipe Zegarra


Jefe del Departamento de Teología de la PUCP Por Ricardo Mendoza

“El 80% de la gente está pensando a qué playa ir en Semana Santa”


GIOVANNA FERNÁNDEZ
¿Cuál es el sentido de la Semana Santa? las playas en Semana Santa?
Un cristiano celebra la muerte y resurrección de Creo que no hay que hacer nada al respecto, por-
Cristo no tanto como un hecho ocurrido hace dos que no se puede. Lo que debemos hacer es con-
milenios, sino como algo que tiene que ver con la vertirnos en una Iglesia más creíble cotidiana-
historia del mundo y con la de nuestro tiempo. Es mente. Eso significa estar en contacto con la gen-
decir, tiene que ver con los crucificados de hoy en te. En barrios pobres, como en el que yo vivo des-
día: los que, de una u otra manera, son margina- de hace treinta años, hay gente que encuentra más
dos. Jesús muere fuera de los muros de la ciudad sentido a la Iglesia que gente de esta Universidad,
precisamente para solidarizarse con los excluidos porque la Iglesia entra más en su cotidianeidad.
de todos los tiempos. Y su resurrección significa Porque hay un comedor, un centro de salud, va-
la resurrección de la esperanza que hay entre los caciones útiles, cursos, un consultorio jurídico y
cristianos y que Él, Jesús mismo, ofrece en torno a en todos ellos la parroquia colabora activamente.
las posibilidades de vencer las dificultades de la Entonces, hay que acercar más la Iglesia a la gente.
vida; mantener la firmeza para encararla. Claro, hacerla más creíble, acercarla a la vida co-
La celebración de la Semana Santa tiene una serie de tidiana de la gente. Jesús le dirigía la palabra a la
tradiciones fuera de la liturgia de origen incierto. prostituta o comía con publicanos y pecadores.
Hay rituales propios de las liturgias que son muy En cambio, en la actualidad te piden que te jun-
sencillos. De otro lado, hay costumbres estable- tes sólo con la gente que usa perfume, corbata o
cidas en tiempos históricos diferentes. Las siete vestido largo.
palabras o visitar las siete iglesias son costumbres Esa es la razón por la que han proliferado tantos grupos
que no son litúrgicas. Son prácticas devociona- religiosos en los últimos veinte años.
les que valen para cada persona. A lo que yo me Es cierto. En mi barrio también los hay, desde lue-
refiero es a los gestos litúrgicos, que sí son parte go. Incluso, diría que son más religiosos que la
de los ritos cristianos. Por ejemplo, cada Domin- Iglesia Católica, en el sentido de que ponen énfa-
go de Ramos la gente quiere bendecir sus ramos. sis en lo puramente religioso y espiritual, leen la
¿Para qué? Es un gesto de alabanza, pero la gen- Biblia con fervor, por ejemplo. Sin embargo, por lo
te no lo sabe. En el Jueves Santo está el lavado de general terminan siendo muy fundamentalistas.
pies, que fue un gesto de servicio del Señor. No se Es cierto que crean vínculos más estrechos con la
trata de una repetición mimética ni de una imita- gente, pero claro, es que si uno va a una iglesia de
ción mecánica: hay que ser un poco creativos pa- esas se encuentra con menos de cincuenta perso-
ra innovar, pero respetando la estructura general nas; en cambio, en mi pequeñísima parroquia hay
del ritual. unas 180 personas, es más difícil llegar a todos.
¿Cómo (re)vivir la Semana Santa en un mundo posmo- Hay una idea generalizada de que el cristianismo pide
derno en el que cada vez hay menos certezas? sufrir resignadamente porque la verdadera vida está
Varios factores de la posmodernidad han alejado después de la muerte.
a muchos de las celebraciones de la Iglesia. El 80% Eso tiene que ver con los modos en que ha sido
de la gente está pensando a qué playa ir durante conquistado y evangelizado este país. Ambos
Debemos convertirnos
estas vacaciones. Ahora bien, la posmodernidad procesos incidieron en el sufrimiento humano. Yo
en una Iglesia más creíble
critica las certezas impositivas, fundamentalistas sí creo que hay una continuidad entre esta vida y el
cotidianamente, lo que significa estar
y que se presentan como obligatorias. Y el cristia- “más allá”. Pero hay una cosa que es muy impor-
en contacto con la gente”.
nismo no es una imposición, sino una propuesta. tante: esta vida hay que agradecerla, gozarla, dis-
¿Se tiene que hacer algo para que la gente deje de ir a frutarla, defenderla, difundirla y promoverla.

EL ORIGEN PERUANO DE LAS SIETE PALABRAS. El Vier- El círculo se cerraba el Domingo de Resurrec-
nes Santo, Jesús es crucificado entre dos ladrones y ción, día en que desaparecía el ayuno y había la mi-
luego de tres horas de agonía, muere. Durante su sa en San Francisco a las 10 de la mañana. Era un
tormento, Jesús pronuncia siete frases a partir de día de alegría: Jesús había vencido a la muerte.
las cuales nace el Sermón de las Siete Palabras. “Esa
es una costumbre claramente peruana, la inició LA SEMANA QUE PASÓ. Poco a poco algunas costum-
el padre Francisco del Castillo, jesuita de la etapa bres han menguado o desaparecido. En 1890 los
colonial”, afirma el padre Klaiber. La costumbre recorridos de las grandes procesiones quedaron
fue luego proseguida por el padre Francisco Mes- reducidos a una vuelta por los alrededores de la
sía Ramón en la iglesia de San Pedro. Hacia 1737, respectiva iglesia. El tradicional silencio de Lima
Messía escribió un opúsculo que fue traducido durante Semana Santa se rompió en 1902 cuando,
al español, inglés, italiano y francés, con lo cual pese a la oposición de la Unión Católica, el Conce-
se extendió por todo el mundo cristiano. “Des- jo Provincial autorizó el libre tránsito de vehícu-
de 1798 existe en Sevilla la cofradía del Santísimo los y caballos. A partir de entonces eran muchos Tradición española. Doce hombres, representando a
Cristo de las Siete Palabras. (…) Viene a propósi- los fieles que recorrían las estaciones en tranvía. Se los apóstoles, visten el velo hasta la medianoche del Viernes
to recordar que entre los más famosos in- acostumbraba, asimismo, obsequiar pan Santo. Iglesia de Santiago de Surco Viejo, en Lima (1999).
termedios de música sacra del Sermón de dulce que se preparaba para comer
figura el Oratorio compuesto por Ha- en los días de ayuno. “Apartir de 1950 la Semana Santa se convierte en
ydn en 1785 en Cádiz, y que lleva el Los medios de comunicación, una fiesta laica”, apunta Mitrani. No le falta razón:
nombre de las Siete Palabras”, desta- a su llegada, también se sumaban es poco frecuente ver a personas vistiendo luto, y si
ca Lohmann en su libro. al tiempo de recogimiento. Las ra- Lima luce despoblada es porque el alto tráfico de la
La liturgia indica que en Viernes dios, por ejemplo, transmitían so- urbe se traslada hacia las carreteras, con gente que
Santo no se comulga y el sagrario lamente música clásica y la publici- sale de la ciudad. La TV por cable, por su parte, ofre-
deja de guardar las hostias consa- dad brillaba por su ausencia. Y aun- ce alternativas a las clásicas películas de Ben Hur o
gradas, es decir, el cuerpo de Jesús. A que es práctica común que durante Los Diez Mandamientos que transmiten canales loca-
cambio, se puede visitar el Monumen- estos días abunden en la televisión lo- les para quienes se quedaron en casa. Sin embargo,
to, una especie de altar dentro del mismo cal películas de temática religiosa, pocos las actividades que se llevan a cabo cada año, como
templo donde se ha guardado al Santísimo. “La saben que la primera, señala Lohmann, se proyec- los recorridos por las iglesias del Jueves Santo, o las
idea es que el altar se ha convertido en una tum- tó hacia 1928 en el teatro Colón. Los tiempos, sin multitudinarias peregrinaciones al Cerro San Cris-
ba”, explica Jeffrey Klaiber. embargo, han cambiado. tóbal, dan muestras de que la fe no ha muerto.

4/ / Lima, del 10 al 16 abril del 2006