You are on page 1of 312

1

2
ECUACIONES DIFERENCIALES ORDINARIAS

J. Juan Rosales Garcı́a, Manuel Guı́a Calderón

Facultad de Ingenierı́a Mecánica, Eléctrica y Electrónica


Universidad Autónoma de Guanajuato

21 de febrero de 2008
2

DEDICATORIA

A mis hijos, Daniel y Alberto.


A Hilda Corina.
A mis padres, Martha y Gonzalo.
A mis hermanos.
A la maestra Lupita Rocha de Anda.
A mis abuelos Q.E.D.
A José Martı́nez Sandoval Q.E.D.

A todos aquéllos para los cuales una respuesta son dos preguntas
3

AGRADECIMIENTOS

Los autores queremos agradecer a la Facultad de Ingenierı́a Mecánica, Eléctrica y Electrónica de


la Universidad de Guanajuato por darnos el apoyo requerido en la realización de este trabajo.
Agradecemos a nuestros colegas y compañeros del departamento de ingenierı́a eléctrica, ingenierı́a
en comunicaciones y electrónica. En particular, a los Drs. Oscar Ibarra Manzano, René Martı́nez
Celorio, J. Amparo Andrade Lucio y al M. en I. Mario Ibarra Manzano por el apoyo desinteresado
y valiosos comentarios.
Queremos agradecer muy especialmente al Dr. Juan Martı́nez Ortı́z, Profesor de Matemáticas
de la Universidad Autónoma de Zacatecas y al M. en C. Roberto Arellano Elizarraraz, Profesor
de Matemáticas del Instituto Tecnológico Superior de Irapuato por darse el tiempo de revisar el
manuscrito y mejorar en mucho nuestro trabajo.
Estamos en deuda con muchos de nuestros estudiantes del curso ecuaciones diferenciales ordi-
narias. En particular, agradecemos a los estudiantes; Jesús Arturo Ramı́rez Téllez, Fernando Ortı́z
Segovia, Ezequiel Martı́nez Ayala, Helena S. López Avilés, Bladı́mir Ramos Alvarado, José Luı́s
Aguinaco Zúñiga por el apoyo que nos brindaron con sus valiosas crı́ticas.
4

PREFACIO

En este libro, Ecuaciones Diferenciales Ordinarias, uno de nuestros objetivos principales es man-
tener la simplicidad y poder comunicar a los estudiantes la importancia que tienen las ecuaciones
diferenciales en la Ciencia e Ingenierı́a.
El presente libro está diseñado para cursos semestrales y trimestrales en las facultades de inge-
nierı́a y ciencias, contiene las definiciones y teoremas básicos de las ecuaciones diferenciales ordina-
rias. Se analizan los métodos analı́ticos de solución mas conocidos y se resuelven con todo detalle
ejercicios correspondientes a cada método. Al final de cada capı́tulo se propone una serie de proble-
mas que ayudarán al estudiante a reforzar sus conocimientos adquiridos.
La demostración de algunos teoremas se ha omitido ya que, por un lado, nuestro enfoque está di-
rigido más a las técnicas de solución y aplicaciones, que al riguroso análisis matemático y, por el
otro, consideramos que el incremento de información no contribuye en forma decisiva al aprendizaje
de los estudiantes.
La presente obra está organizada de la siguiente manera: En el Capı́tulo 1 se dan los conceptos
básicos de las ecuaciones diferenciales; en el Capı́tulo 2 se analizan los diferentes métodos de solución
de las ecuaciones diferenciales de primer orden, se introduce la definición de ecuación diferencial
lineal homogénea, no homogénea y reducible a homogénea, y se ilustran los métodos de solución.
Se plantean y se resuelven con todo detalle algunos problemas. Al final de este capı́tulo se pide al
alumno resolver una serie de ejercicios, esto para garantizar su aprendizaje; las ecuaciones de orden
superior, y algunas aplicaciones se analizan en el Capı́tulo 3; en el Capı́tulo 4 se dan los fundamentos
básicos del cálculo operacional, mejor conocido como Transformada de Laplace; en el Capı́tulo 5 se
analizan las ecuaciones diferenciales usando series de potencias como soluciones; en el capı́tulo 6 se
da una introducción a los sistemas de ecuaciones diferenciales.
Esperamos haber podido mantener en la práctica nuestra filosofı́a, sencillez y elegancia, si no
que el estudiante nos juzgue, y desde luego aceptaremos cualquier crı́tica constructiva, para de esta
manera mejorar nuestro trabajo y darle a la sociedad mejores resultados.

Los autores
J. Juan Rosales Garcı́a
Manuel Guı́a Calderón
Índice general

1. CONCEPTOS BÁSICOS 9
1.1. Definición y Caracterización de las Ecuaciones
Diferenciales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 9
1.2. Soluciones de Ecuaciones Diferenciales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11
1.3. Problemas de Repaso del Capı́tulo 1: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15

2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN 17


2.1. Ecuaciones Diferenciales con Variables Separables . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 21
2.2. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Separables . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 24
2.3. Ecuaciones Diferenciales Homogéneas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 27
2.4. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Homogéneas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33
2.5. Ecuaciones Diferenciales Cuasi-homogéneas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 37
2.6. Ecuaciones Diferenciales Lineales de Primer Orden . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 41
2.7. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Lineales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 46
2.8. Ecuación de Riccati . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 51
2.9. Ecuaciones Diferenciales Exactas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56
2.10. Factor Integrante . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 60
2.11. Ley de Enfriamiento . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 63
2.12. Circuitos Eléctricos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 66
2.13. Solución del Circuito RL . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 67
2.14. Solución de un Circuito RC . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 70
2.15. Carga en el Condensador . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71
2.16. Presión Atmosférica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 72
2.17. Ecuaciones Diferenciales no Resueltas Respecto
a la Derivada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 74

5
6 ÍNDICE GENERAL

2.18. Ecuaciones Diferenciales de Lagrange y Clairaut . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79


2.19. Trayectorias Ortogonales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 83
2.20. Aplicaciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 87
2.21. Problemas de Repaso del Capı́tulo 2: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 116

3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR 121


3.1. Ecuaciones Diferenciales de Orden Superior . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 122
3.2. Ecuaciones de Orden Superior Reducibles a Primer
Orden . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 123
3.3. Ecuaciones Diferenciales Lineales de Orden Superior . . . . . . . . . . . . . . . . . . 129
3.4. Ecuaciones Lineales con Coeficientes Constantes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 137
3.5. Ecuaciones Diferenciales Lineales no Homogéneas de
Segundo Orden . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 142
3.6. Variación del Parámetro . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 148
3.7. Ecuaciones de Cauchy-Euler . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 152
3.8. Vibraciones Mecánicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 162
3.9. Solución para el Movimiento Libre no Amortiguado . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 164
3.10. Soluciones Para las Oscilaciones Forzadas
no Amortiguadas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 166
3.11. Circuito Eléctrico RLC . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 167
3.12. Oscilaciones Libres del Circuito RLC . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 169
3.13. Solución General del Circuito RLC . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 170
3.14. Aplicaciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 171
3.15. Problemas de Repaso del Capı́tulo 3: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 175

4. TRANSFORMADA DE LAPLACE 179


4.1. Conceptos Básicos de la Transformada de Laplace . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 180
4.2. Transformada de Laplace de Algunas Funciones
Elementales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 182
4.3. Transformada de Laplace para las Derivadas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 193
4.4. Transformada Inversa de Laplace . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 194
4.5. Funciones Racionales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 196
4.6. Ecuaciones Diferenciales: Método de Laplace . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 199
4.7. Transformada de Laplace para Funciones Discontinuas . . . . . . . . . . . . . . . . . 205
ÍNDICE GENERAL 7

4.8. Diferenciación e Integración de la Transformada


de Laplace . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 210
4.9. Ecuaciones Diferenciales con Fuentes Discontinuas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 214
4.10. Ecuaciones Diferenciales con Impulsos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 221
4.11. Teorema de Convolución . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 225
4.12. Problemas de Repaso para el Capı́tulo 4: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 231

5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALES


USANDO SERIES DE POTENCIA 233
5.1. Series de Potencias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 233
5.2. Intervalo y Radio de Convergencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 235
5.3. Propiedades de las Series de Potencias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 235
5.4. Derivadas de las Series de Potencias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 237
5.5. Series e Integración de Ecuaciones Diferenciales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 237
5.6. Integración de Ecuaciones Lineales Mediante Series de Potencias . . . . . . . . . . . 239
5.7. Soluciones Alrededor de Puntos Ordinarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 242
5.8. Ecuación Diferencial de Hermite . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 247
5.9. Polinomios de Hermite . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 249
5.10. Condiciones Suficientes para la Existencia de Soluciones en Serie Potencias. . . . . . 249
5.11. Ecuación Diferencial de Legendre . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 250
5.12. Polinomios de Legendre . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 252
5.13. Series Generalizadas: Método de Frobenius . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 254
5.14. Ecuación Indicial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 255
5.15. Ecuación Diferencial de Bessel . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 256
5.16. Funciones de Bessel . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 258
5.17. Propiedades de la función Jν (x) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 261
5.18. Funciones de Bessel Fraccionarias, ν = ± 12 , ± 32 , ± 52 . . . . . . . . . . . . . . . . . . 262
5.19. Problemas de Repaso del Capı́tulo 5 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 264

6. SISTEMAS DE ECUACIONES DIFERENCIALES 265


6.1. Sistemas de Ecuaciones Diferenciales Ordinarias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 265
6.2. Valores Propios y Vectores Propios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 282
6.3. Sistemas de Ecuaciones Lineales Homogéneos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 285
6.4. Aplicaciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 295
8 ÍNDICE GENERAL

6.5. Problemas de Repaso del Capı́tulo 6: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 299


6.6. Respuestas a los Ejercicios Propuestos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 300
Capı́tulo 1

CONCEPTOS BÁSICOS

La Ciencia jamás podrá descubrir


todos los secretos de la Naturaleza
ya que la Ciencia la hacen los Hombres
y éstos son parte de Ella
J. Juan Rosales Garcı́a

Las Matemáticas son el Idioma


con el cual DIOS Escribió el Universo
Galileo Galilei

Nuestro objetivo es el estudio de las ecuaciones diferenciales ordinarias. Antes de empezar con los
diferentes métodos para resolver este tipo de ecuaciones, definiremos qué es lo que vamos a entender
por ecuación diferencial en la forma más general y cómo la vamos a caracterizar.

1.1. Definición y Caracterización de las Ecuaciones


Diferenciales

En general, una ecuación diferencial es una igualdad que contiene variables independientes, una
función dependiente (incógnita) y sus derivadas. Se considera que las variables independientes son
reales y las funciones, mientras no se diga lo contrario, se consideran reales e unı́vocas. El orden
de la derivada superior que aparece en la ecuación diferencial se denomina orden de la ecuación. Si
se tiene solo una variable independiente la ecuación se llama ecuación diferencial ordinaria EDO,
en caso contrario se tiene una ecuación diferencial en derivadas parciales EDP. Se tienen, además,
en la teorı́a de ecuaciones diferenciales sistemas de ecuaciones diferenciales. En esta obra estudia-
remos solamente las ecuaciones diferenciales ordinarias y una breve introducción a los sistemas de
ecuaciones diferenciales ordinarias.
Formalmente, tenemos que una ecuación que establece una relación entre la variable indepen-
diente x, la función dependiente y = f (x) y sus derivadas y 0 (x), y 00 (x), ..., y (n) (x) respecto a x, se

9
10 CAPÍTULO 1. CONCEPTOS BÁSICOS

llama ecuación diferencial ordinaria EDO. Matemáticamente se escribe de la siguiente manera

 
F x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n) = 0 (1.1)

El orden de la derivada superior que aparece en la ecuación (1.1) es el orden de la ecuación diferencial,
mientras que el grado se define como el exponente de la derivada de mayor orden. Ası́, la ecuación
(1.1) representa una ecuación diferencial ordinaria de orden n y grado uno.
Las ecuaciones diferenciales también se distinguen por su linealidad y no linealidad. Para esto,
supongamos que en la ecuación (1.1) podemos despejar la derivada de mayor orden, y (n) , esto es

 
y (n) = f x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n−1) (1.2)

entonces, decimos que una ecuación diferencial de la forma (1.2) es una ecuación diferencial lineal
si f es una función lineal de y, y 0 , y 00 , ..., y (n−1) . En otras palabras, una ecuación diferencial es lineal
si es posible escribirla de la siguiente manera

n n−1 2
d y d y d y dy (1.3)
an (x) dxn + an−1 (x) dxn−1 + ... + a2 (x) dx2 + a1 (x) dx + a0 (x)y = g(x)

donde los coeficientes ai (x) (i = 0, 1, 2, ..., n) son funciones continuas de la variable independiente
dy dn y
x en un cierto intervalo (a, b), y y 0 = dx , . . . , y (n) = dxn . Si en (1.3) la función g(x) = 0, entonces,

decimos que la ecuación es una ecuación diferencial lineal homogénea de orden n y grado uno, en
caso contrario, si g(x) 6= 0, diremos que es una ecuación diferencial lineal no homogénea . Si los
coeficientes ai (x) (i = 0, 1, 2, .., n) son todos constantes, entonces la ecuación (1.3) representa una
ecuación diferencial lineal no homogénea con coeficientes constantes.
Desde el punto de vista práctico, la parte izquierda de la ecuación (1.3) representa un sistema,
sea cual sea, donde hay ciertos cambios (debido a fricción, desintegración, caı́das de voltaje, vis-
cosidad etc.,) y la parte derecha representa una fuente (lo que se suministra al sistema, puede ser
voltaje, corriente, una fuerza, etc.). Resolver la ecuación (1.3) significa, entonces, hallar la función
que representará el resultado del proceso, es decir, nos dará información sobre el comportamiento
del sistema.
Ejemplo 1:
Las ecuaciones
y 0 + 4x2 y = 3x2 + 2x − 5, (1.4)
0
y − xy = 0, (1.5)
y 00 + 5y 0 + 3y = x2 − 1, (1.6)
son ecuaciones diferenciales ordinarias de grado uno. La ecuación (1.4) es una ecuación diferencial
lineal no homogénea de primer orden, mientras que la ecuación (1.5) es una ecuación diferencial
homogénea de primer orden. Finalmente, la ecuación (1.6) es una ecuación diferencial lineal no
homogénea de segundo orden.
1.2. SOLUCIONES DE ECUACIONES DIFERENCIALES 11

Ejemplo 2:

∂u(x, y) ∂u(x, y)
y +x = 0, (1.7)
∂y ∂x
∂u(x, t) ∂u(x, t)
t +x = u(x, t), (1.8)
∂t ∂x
∂ 2 u(x, y)
= x + y, (1.9)
∂x∂y

dx
= 2x + y,
dt
dy
= 3x + 4y, (1.10)
dt
La ecuaciones (1.7) y (1.8) son ecuaciones diferenciales en derivadas parciales de primer orden; la
ecuación (1.9) es una ecuación en derivadas parciales de segundo orden. Finalmente, (1.10) representa
un sistema de ecuaciones diferenciales ordinarias.
Ejemplo 3:
Las ecuaciones
(y 0 )2 = xy, (1.11)
00 0
yy − 4y + y = x − 3, (1.12)
y 000 + y 4 = 0, (1.13)
son ecuaciones diferenciales ordinarias no lineales de primero, segundo y tercer orden, respectiva-
mente. La ecuación (1.11) es de grado dos, las dos ecuaciones restantes son de grado uno.

1.2. Soluciones de Ecuaciones Diferenciales

Toda función y = φ(x) definida en un intervalo (a, b), la cual posee derivadas continuas hasta
un orden igual al orden de la ecuación y que convierte la igualdad en identidad se llama solución
ó integral de la ecuación diferencial. Esto significa que al sustituir la solución y = φ(x) en la ecuación
diferencial dada, se llega a una identidad válida para toda x ∈ (a, b).
La solución general de una ecuación diferencial es una familia de curvas o funciones que contiene
tantos parámetros arbitrarios (constantes de integración) como sea el orden de la ecuación diferencial.
Es decir, la solución general de una ecuación de primer orden F (x, y, y 0 ) = 0 tendrá como solución
general a la familia de curvas representada por Φ(x, y, c) = 0, donde c es el parámetro arbitrario
(familia uniparamétrica), tal que, cada término de la familia es una solución de la ecuación diferencial.
Ası́, al resolver una ecuación diferencial de orden n, es decir, F (x, y, y 0 , ..., y (n) ) = 0, esperamos
obtener una familia n-paramétrica de soluciones Φ(x, y, c1 , ..., cn ) = 0, donde ci (i = 1, 2, ..., n) son
parámetros arbitrarios.
La solución de una ecuación diferencial que no contiene parámetros arbitrarios se llama solución
particular. Una manera de obtener una solución particular es elegir valores especı́ficos del parámetro
(o de los parámetros) en una familia de soluciones. En el caso en que se analice un problema real,
estos parámetros se obtienen de las condiciones iniciales en que se encuentra el sistema. A este
problema se le conoce como problema de Cauchy.
12 CAPÍTULO 1. CONCEPTOS BÁSICOS

Hay ocasiones en que una ecuación diferencial tiene una solución que no puede obtenerse dando
valores especı́ficos a los parámetros en una familia de soluciones; a esta solución se le llama solución
singular.
Ejemplo 1:
La función y = (x2 /4 + c)2 es solución de la ecuación y 0 = xy 1/2 . Cuando c = 0, la solución
particular es y = x4 /16. En este caso, la función y ≡ 0 es una solución singular de la ecuación, ya
que no puede ser obtenida de la familia de soluciones para ningún valor del parámetro c. Esto quiere
decir que no hay unicidad con la condición inicial dada y(0) = 0. Otra manera de ver esto es la
siguiente: Si la solución y = x4 /16 la escribimos como 16 = x4 /y y luego hacemos y ≡ 0, tenemos
una indeterminación, lo cual implica que la solución y ≡ 0 es una solución singular de la ecuación
y 0 = xy 1/2 .
Ejemplo 2:
Dada la función
1
y(x) = ce−2x + ex , (1.14)
3
verificar que ésta es solución de la ecuación diferencial

y 0 + 2y = ex . (1.15)

Solución:
Para verificar que efectivamente la función (1.14) es solución de la ecuación (1.15) debemos
sustituir (1.14) en (1.15). Tenemos que la derivada de (1.14) es
1
y 0 (x) = −2ce−2x + ex . (1.16)
3
Sustituyendo esta expresión y (1.14) en (1.15), obtenemos
1 2 1 2
−2ce−2x + ex + 2ce−2x + ex = ex + ex = ex . (1.17)
3 3 3 3
El tener la identidad ex = ex , implica que la función (1.14) es la solución general de la ecuación dife-
rencial (1.15). De la solución general (1.14) podemos obtener una solución particular de la ecuación
diferencial (1.15). Supongamos que cuando x = 0, y = 2. Sustituyendo estos valores en la solución
(1.14), obtenemos
1 5
2=c+ → c= . (1.18)
3 3
Luego, sustituyendo el valor de c en (1.14), obtenemos la solución particular de la ecuación (1.15)
5 −2x 1 x
y(x) = e + e . (1.19)
3 3
El haber restringido la solución general a una solución particular, quiere decir que la curva repre-
sentada por la ecuación (1.19) pasa por el punto (0, 2) del plano (x, y).
Ejemplo 3:
Dada la función
y(x) = c1 x + c2 x ln x + 2x3 , (1.20)
verificar que ésta es la solución general de la ecuación diferencial

x2 y 00 − xy 0 + y = 8x3 . (1.21)
1.2. SOLUCIONES DE ECUACIONES DIFERENCIALES 13

Solución:
Derivando dos veces la función (1.20) respecto a x, obtenemos
c2
y 0 = c1 + c2 ln x + c2 + 6x2 → y 00 = + 12x. (1.22)
x
Sustituyendo estas dos expresiones y (1.20) en la ecuación (1.21), tenemos
c 
2
x2 + 12x − x[c1 + c2 ln x + c2 + 6x2 ] + c1 x + c2 x ln x + 2x3 =
x
12x3 − 6x3 + 2x3 = 8x3 . (1.23)

Lo cual implica que la función (1.20) es la solución general de la ecuación (1.21).


Ejemplo 4:
Verificar que para toda constante c, la función dada implı́citamente

y = arc tg(x + y) + c, (1.24)

satisface la ecuación
dy 1
= . (1.25)
dx (x + y)2
Solución:
Diferenciando la función (1.24) respecto a x, tenemos
dy
dy 1 + dx h i dy dy h i dy
= → 1 + (x + y)2 =1+ → 1 + (x + y)2 − 1 = 1. (1.26)
dx 1 + (x + y)2 dx dx dx
Esta última expresión la podemos escribir como
dy 1
= . (1.27)
dx (x + y)2
De las ecuaciones (1.25) y (1.27) concluimos que la función (1.24) es solución de la ecuación (1.25).
Podemos hacer el proceso inverso, es decir, supongamos que tenemos una familia de curvas y
deseamos conocer su correspondiente ecuación diferencial. Este tipo de problemas surgen a menudo
en las ciencias e ingenierı́as.
Ejemplo 5:
Dada la familia de curvas
x2 + y 2 − cx = 0, c ∈ R, (1.28)
hallar su correspondiente ecuación diferencial.
Solución:
Considerando a y como una función de x y diferenciando (1.28) respecto a x, tenemos
dy
2x + 2y − c = 0. (1.29)
dx
Luego, de la ecuación (1.28) despejamos la constante c

x2 + y 2
c= . (1.30)
x
14 CAPÍTULO 1. CONCEPTOS BÁSICOS

Sustituyendo este resultado en (1.29), obtenemos

dy x2 + y 2 dy
2x + 2y − =0 → 2yx + 2x2 − x2 − y 2 = 0. (1.31)
dx x dx
Finalmente, tenemos que la ecuación diferencial que representa a la familia de curvas (1.28) tiene la
forma
dy
2xy + x2 − y 2 = 0. (1.32)
dx
En otras palabras, la familia de curvas (1.28) es la solución de la ecuación diferencial (1.32).
Ejemplo 6:
Hallar la ecuación diferencial que representa la familia de curvas
x
x − y − ce y−x = 0. (1.33)

Solución:
Escribamos la ecuación (1.33) de la siguiente manera
x
(x − y)e x−y = c. (1.34)

Luego, diferenciando esta expresión respecto a x, tenemos


h x − y − x(1 − dy i
dy  x−y dx )
 x x
1− e + (x − y) e x−y = 0. (1.35)
dx (x − y)2
x
Considerando que e x−y 6= 0, entonces, lo que debe ser cero es
dy
dy x − y − x + x dx dy x dy − y
1− + =0 → 1− + dx = 0. (1.36)
dx x−y dx x−y
Transformando esta última ecuación y agrupando términos, resulta
dy dy dy
x − y − (x − y) +x −y =0 → x − 2y − (x − y − x) = 0. (1.37)
dx dx dx
Finalmente, tenemos la ecuación diferencial que representa la familia de curvas (1.33)

dy
y − 2y + x = 0. (1.38)
dx
Ejemplo 7:
Hallar la ecuación diferencial que describe una familia de parábolas, las cuales pasan por el orı́gen
de coordenadas y su eje de simetrı́a es el de las ordenadas.
Solución:
La ecuación que representa a la familia de parábolas con eje de simetrı́a en las ordenadas es

y = cx2 , c ∈ R. (1.39)

Diferenciando esta expresión respecto a x, obtenemos


dy
= 2cx. (1.40)
dx
1.3. PROBLEMAS DE REPASO DEL CAPÍTULO 1: 15

De (1.39) despejamos c y la sustituimos en (1.40)

y dy y y
c= → = 2 2x = 2 . (1.41)
x2 dx x x
Entonces, la ecuación diferencial es
dy 2y
− = 0. (1.42)
dx x
Observación:
Las ecuaciones diferenciales no lineales, a excepción de algunas de primer orden, son generalmente
difı́ciles o imposibles de resolver en términos de las funciones elementales (funciones trigonométricas,
funciones exponenciales y logarı́tmicas y funciones trigonométricas inversas). Además, si tuviéramos
una familia de soluciones de una ecuación diferencial no lineal, no es obvio que esta familia sea
la solución general. Las ecuaciones no lineales son muy sensibles a las condiciones iniciales. De tal
manera, que el nombre de solución general se aplica sólo a ecuaciones diferenciales lineales.

1.3. Problemas de Repaso del Capı́tulo 1:

1.1.-) En los siguientes ejercicios diga si las ecuaciones dadas son lineales o no lineales.
Indique el orden y el grado de cada ecuación:
1. xy 0 + y = y 2 .

2. x dx
dt + t = 1.

3. y 0 − y = 2x − 3.
p
4. y 0 = 1 + (y 00 )2
d2 x α
5. dt2 + x2 = 0.

6. (1 − y 2 )dx + xdy = 0.

7. xy 0 + 1 = ey .
y
8. y 0 − x = x cos x.

9. xy 0 − 2y = 2x3 .

10. y 00 + y = 1
sen x .

1.2.-) Por sustitución, compruebe que las soluciones dadas corresponden a las ecuaciones
diferenciales:

1. e−y − cx = 1 ⇐⇒ xy 0 + 1 = ey .
y2
2. 2 + y + ln |y − 1| = − x1 + c ⇐⇒ x2 y 2 y 0 + 1 = y

3. y = c
cos x ⇐⇒ y 0 − y tg x = 0.

4. y = ln(c + ex ) ⇐⇒ y 0 = ex−y .

5. y = x2 − cx ⇐⇒ (x2 + y 2 )dx = 3xydy.
16 CAPÍTULO 1. CONCEPTOS BÁSICOS

y
6. x = yecy+1 ⇐⇒ y0 = x(ln x−ln y) .

7. y = x 1 − x2 ⇐⇒ yy 0 = x − 2x3 .

8. y 2 = −cx2 − x ⇐⇒ (x + 2y 2 )dx − 2xydy = 0.


9. x sen y + x2 y = c ⇐⇒ (sen y + 2xy)dx + (x cos y + x2 )dy = 0.
10. xy 2 = 1 + cy ⇐⇒ y 3 dx + (xy 2 + 1)dy = 0.
Capı́tulo 2

ECUACIONES DIFERENCIALES
DE PRIMER ORDEN

Una vez dadas algunas de las definiciones básicas correspondientes a las ecuaciones diferenciales
ordinarias podemos estudiar los métodos de solución. Para esto, empecemos con las ecuaciones
más sencillas, pero no menos importantes, ya que existe una diversidad de aplicaciones de estas
ecuaciones, tanto en las ciencias exactas como en las ingenierı́as.
De la ecuación (1.1) se deduce que una ecuación diferencial de primer orden tiene la forma

 
F x, y, y 0 = 0 (2.1)

Si, además, suponemos que esta ecuación se puede resolver respecto a su derivada, entonces, tenemos
la siguiente ecuación

dy
dx = f (x, y) (2.2)

donde f (x, y) es una función dada, la cual suponemos continua y unı́voca en un cierto dominio (a, b).
A la par de la ecuación diferencial (2.2) podemos analizar la ecuación invertida, es decir, la
ecuación de la forma
dx 1
= , (2.3)
dy f (x, y)
la cual se emplea en la vecindad de aquéllos puntos del plano x0y, en los que f (x, y) tiende a
infinito. La colección de tales puntos se suma a la región de definición de la ecuación (2.2) y la
solución x = x(y) de (2.3) la vamos a unir con la solución de la ecuación (2.2).
Por otro lado, si f (x, y) no tiende a infinito en la región examinada, las ecuaciones (2.2) y (2.3)
son equivalentes en dicha región, es decir, tienen en esta región una misma solución.
La ecuación diferencial (2.2) junto con la ecuación (2.3) forman en el plano x0y el llamado campo
de direcciones. Si a través de cada punto (x, y) en el que está dada la ecuación (2.2) trazamos una
recta que forma con el eje 0x un ángulo α, donde tg α = f (x, y), y si consideramos que los puntos
donde f (x, y) tiende a infinito, el campo de direcciones será paralelo al eje 0y. Las curvas y = y(x)

17
18 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

[x = x(y)] tienen la propiedad que en cada uno de sus puntos la dirección de la tangente coincide
con el campo de dirección en este punto.
Si la parte izquierda de (2.2) en el punto (x0 , y0 ) es 00 , diremos que en este punto el campo
no está definido. Esto no excluye la existencia de las curvas integrales y = y(x) [x = x(y)], que
convergen al punto (x0 , y0 ), es decir, que poseen la propiedad y(x) → y0 cuando x → x0 [x(y) →
x0 , cuando y(x) → x0 ]. En general, nada se puede decir acerca de la existencia y dirección de las
tangentes a estas curvas integrales en el punto (x0 , y0 ).
En virtud de la hipótesis de continuidad de la función f (x, y), el campo de direcciones definido
por f (x, y), también es continuo, es decir, en puntos suficientemente cercanos las direcciones del
campo poco se distinguen. Debido a que f (x, y) es unı́voca las curvas integrales no se intersectan,
sin embargo, no se excluyen puntos de contacto entre ellas.
Se denomina isoclina de una ecuación diferencial a la lı́nea en cuyos puntos la dirección del campo
es una misma. Son isoclinas las lı́neas dadas por las ecuaciones
1
f (x, y) = k, (k = constante), y, = 0. (2.4)
f (x, y)

Las tangentes a las curvas integrales en los puntos de las isoclinas f (x, y) = 0, f (x, y) = ∞, f (x, y) =
1 y f (x, y) = −1 forman con el eje positivo 0x los ángulos 0, π2 , π4 y − π4 , respectivamente. La isoclina
puede ser al mismo tiempo una curva integral.
Para la ecuación (2.2) es válido el siguiente teorema acerca de la existencia y unicidad de su
solución.

Teorema 2.0.1. (existencia y unicidad) Sea dada la ecuación diferencial

y 0 = f (x, y), (2.5)

y sea f (x, y) una función continua de las variables x, y, definida en un cierto dominio D en el plano
x0y. Si existe una vecindad Ω de un punto M0 (x0 , y0 ) ∈ D, figura (2.1) donde f (x, y);

es continua en todos los argumentos,


∂f
admite derivada parcial ∂y , entonces, existe un intervalo (x0 − h0 , y0 + h0 ) en la x−abcisa en
el cual:

• existe una solución única y = φ(x) de la ecuación (2.5).


• tal que, para una x = x0 hay una y = y0 = φ(x0 ).

La condición, de que la función debe tomar un valor dado y0 para un x = x0 , se conoce como
condición inicial. Formalmente, esta condición la escribimos como

y |x=x0 = y0 ⇐⇒ y(x0 ) = y0 (2.6)

El problema de hallar una solución de la ecuación diferencial (2.2) sujeta a las condiciones iniciales
(2.6) se conoce como problema de Cauchy .
Desde el punto de vista geométrico, el teorema nos dice que por el punto M (x0 , y0 ) pasa una y
sólo una curva integral de la ecuación (2.5).
19

Figura 2.1:

El teorema anterior expresa las condiciones suficientes para la existencia de una solución única
del problema de Cauchy para la ecuación (2.5), pero estas condiciones no son necesarias, ya que
puede existir una solución única de la ecuación (2.5) que satisface a la condición inicial (2.6) a pesar
de que en el punto (x0 , y0 ) no se cumpla una (o las dos) de las condiciones del teorema.
Apliquemos el teorema anterior para analizar los siguientes ejercicios.
x
a) y 0 = x + y 2 , b) y 0 = . (2.7)
y

Solución a):
Tenemos que la función f (x, y) es

f (x, y) = x + y 2 . (2.8)

La derivada de esta función respecto a y es

∂f
= 2y. (2.9)
∂y

Como podemos ver, las condiciones del teorema se cumplen, es decir, la función f (x, y) en (2.8) y
su derivada parcial (2.9) son continuas en todo el dominio de x y y. Entonces, existe una, y sólo una
solución y = φ(x) que cumple la condición y(x0 ) = y0 .
Solución b):
Tenemos que la función y su derivada son

x ∂f x
f (x, y) = , = − 2. (2.10)
y ∂y y
20 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Como podemos ver, éstas presentan discontinuidades en los puntos (x0 , 0) del eje x. Por lo tanto,
las dos condiciones del teorema no se cumplen. Sin embargo, por cada punto del eje x pasa una sola
curva integral q
y = ± x2 − x20 , (2.11)
donde x0 es una constante arbitraria.
Del teorema (existencia y unicidad) se deduce que la ecuación (2.2) tiene un número infinito de
soluciones diferentes. Por ejemplo, la solución cuya gráfica pasa por el punto (x0 , y0 ) y otra solución
cuya gráfica pasa por (x0 , y1 ) y otra que pasa por (x0 , y2 ) y otra más que pasa por (x0 , y3 ) y ası́ su-
cesivamente, siempre y cuando estos puntos sean puntos del dominio D que es donde está definida
la función.
Se llama solución general de una ecuación diferencial de primer orden la función

y = φ(x, c) (2.12)

que depende de una constante arbitraria c, y cumple las siguientes condiciones

Satisface la ecuación diferencial para cualquier valor de c.


Cualquiera que sea la condición inicial y = y0 para x = x0 , se puede encontrar un valor de
c = c0 , tal que la función y = φ(x, c0 ) cumpla la condición inicial dada. Es claro que estamos
suponiendo que los valores y0 y x0 pertenecen al dominio de variación de x y y, en el cual se
verifican las condiciones del teorema sobre la existencia y unicidad de la solución.

Frecuentemente, sucede que cuando buscamos la solución de una ecuación diferencial llegamos a
la relación del tipo

Φ(x, y, c) = 0 (2.13)

no resuelta respecto a y, donde es imposible expresar a y en función de funciones elementales, es


decir, explı́citamente. En tal caso la solución general (2.13) se llama solución implı́cita.
Toda función y = φ(x, c0 ) que sea obtenida a partir de la solución general y = φ(x, c), ya sea
aplicando las condiciones iniciales ó dando a la constante c un valor determinado c = c0 se llama
solución particular y la relación Φ(x, y, c0 ) = 0 se llama integral particular de la ecuación diferencial.
Desde el punto de vista geométrico, la integral general representa una familia de curvas en el
plano de coordenadas dependientes de una constante arbitraria c ( a veces, en lugar de constante
arbitraria se dice parámetro c). A estas curvas se les conoce como curvas integrales de la ecuación
diferencial dada. Cada integral particular será representada por una curva de esta familia, la cual
pasa por un punto del plano x0y.
Toda ecuación diferencial de primer orden (2.2)

dy − f (x, y)dx = 0, (2.14)

se puede escribir de la siguiente forma, mas general

M (x, y)dx + N (x, y)dy = 0 (2.15)


2.1. ECUACIONES DIFERENCIALES CON VARIABLES SEPARABLES 21

donde M (x, y) y N (x, y) son funciones continuas dadas en un cierto dominio D del plano x0y,
las cuales no contienen puntos singulares. En realidad la expresión (2.15) contiene dos ecuaciones
diferenciales de primer orden; una respecto a la función y(x) y la otra respecto a la función x(y). En
el primer caso, por solución de la ecuación (2.15) se entiende la función y = φ(x, c) que está definida
en cierto intervalo (a, b), tiene derivada continua y satisface la ecuación (2.15).
Debido a que el diferencial dx de la variable independiente x no es igual a cero, la ecuación (2.15)
se puede dividir entre dx y obtener un valor de y(x) que satisfaga la ecuación diferencial de primer
orden escrita en su forma conocida. Para esto dividimos entre dx la ecuación (2.15), tenemos

dy
M (x, y) + N (x, y) = 0. (2.16)
dx
Ahora escribiendo esta expresión de la siguiente manera

dy M (x, y)
=− = f (x, y), (2.17)
dx N (x, y)

siempre y cuando N (x, y) 6= 0. Como se puede observar, las expresiones (2.2) y (2.15) son simple-
mente dos maneras de escribir lo mismo, es decir, dos diferentes representaciones.
Siguiendo el mismo razonamiento, obtenemos que para las soluciones de la forma x = φ(y, c) la
ecuación diferencial (2.15) es equivalente a la siguiente

dx N (x, y)
=− = g(x, y), (2.18)
dy M (x, y)

siempre y cuando M (x, y) 6= 0. Vamos a estudiar más detalladamente la ecuación diferencial (2.17),
donde x es la variable independiente y y(x) es la función dependiente. No existe un método general
para integrar las ecuaciones diferenciales de primer orden (2.17). Sin embargo, para ciertas formas
particulares de la función f (x, y) sı́ existen métodos generales de integración. Estos métodos se
analizan detalladamente en las secciones siguientes.

2.1. Ecuaciones Diferenciales con Variables Separables

Supongamos que en la ecuación (2.15) podemos escribir M (x, y) = p1 (x)q1 (y) y N (x, y) =
p2 (x)q2 (y), entonces, tenemos la siguiente expresión

p1 (x)q1 (y)dx + p2 (x)q2 (y)dy = 0 (2.19)

donde pi (x), i = 1, 2., son funciones continuas dadas en un intervalo (a, b), y qi (y), i = 1, 2., son
funciones también continuas en el intervalo (c, d) y el dominio D = [(x, y) : x ∈ (a, b), y ∈ (c, d)]
no contiene puntos singulares de la ecuación (2.19). Al tipo de ecuaciones (2.19) se les conoce como
ecuaciones diferenciales con variables separables.
Supongamos que en (2.19) ninguna de las funciones p2 (x) y q1 (y) son idénticas a cero, esto nos
permite expresar la ecuación (2.19) en la forma

p1 (x) q2 (y)
dx + dy = 0, donde p2 (x) 6= 0, q1 (y) 6= 0. (2.20)
p2 (x) q1 (y)
22 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

De donde la integración término a término nos conduce a la relación


Z Z
p1 (x) q2 (y)
dx + dy = c, (2.21)
p2 (x) q1 (y)

que, precisamente, determina en forma implı́cita la solución general de la ecuación (2.19). Obsérvese
que en la expresión (2.21), c es una constante de integración, la cual será determinada de las condicio-
nes iniciales. Al calcular las dos integrales en (2.21) ya no es necesario introducir ninguna constante
de integración, ya que, a la suma o resta de dos o más constantes siempre podemos representarla
por medio de una sola constante, en este caso por c. Si en la ecuación (2.20) p2 (x) = 0 y q1 (y) = 0
se tendrán soluciones singulares.
Ejemplo 1.
Hallar la solución general de la ecuación diferencial
 dy 
e−y 1 + = 1. (2.22)
dx
Solución:
Antes que nada debemos analizar qué tipo de ecuación es. Para esto, reescribamos la ecuación
dada en la siguiente forma

dy dy dy
e−y + e−y =1 → e−y = 1 − e−y → e−y = −(e−y − 1). (2.23)
dx dx dx
De la última ecuación en (2.23) vemos que podemos separar las variables, esto es

e−y
dy = −dx. (2.24)
e−y − 1
Integrando las dos partes

d(e−y − 1) d(e−y − 1)
Z Z Z Z
− = − dx → = dx, (2.25)
e−y − 1 e−y − 1

donde hemos tomado en cuenta la relación d(e−y − 1) = −e−y dy. Integrando esta expresión obte-
nemos la solución general
ln |e−y − 1| = x + ln c, (2.26)
donde, por comodidad, hemos tomado la constante de integración como ln c, desde luego pudimos
haber tomado a la constante c, esto no altera el resultado.
Ahora solo nos queda representar la familia de soluciones en una forma más compacta. Esto se
puede hacer haciendo uso de las propiedades de los logaritmos
y
ln y + ln x = ln |yx|, ln y − ln x = ln , ln y = x → y = ex .

x
Aplicando estas propiedades en la ecuación (2.26), la solución general tiene la forma

e−y = 1 + cex . (2.27)

Como podemos observar, la solución general está dada en forma implı́cita.


Ejemplo 2:
2.1. ECUACIONES DIFERENCIALES CON VARIABLES SEPARABLES 23

Resolver la ecuación
dy
= (x2 + 1)y ln y. (2.28)
dx
Solución:
Esta ecuación es de variables separables
Z Z
dy dy
= (x2 + 1)dx → = (x2 + 1)dx. (2.29)
y ln y y ln y

Tomando en cuenta que d(ln y) = y1 dy, tenemos


Z Z
d ln y
= (x2 + 1)dx. (2.30)
ln y

Integrando, obtenemos la solución general

x3
ln | ln y| = + x + c. (2.31)
3
Ejemplo 3:
Resolver el problema de Cauchy

x2 ydx = (x3 + 1)(y 2 + 1)dy, y(2) = 3. (2.32)

Solución:
Como podemos ver, esta ecuación es de variables separables

x2 y2 + 1
dx = dy. (2.33)
x3 +1 y

Integrando
d(x3 + 1)
Z Z 
1 1
= y+ dy, (2.34)
3 x3 + 1 y
resulta
1 y2 c 3
ln |x3 + 1| = + ln y + → ln |x3 + 1| = y 2 + 3 ln y + c, (2.35)
3 2 3 2
donde hemos tomado por constante de integración a c/3, esto es por comodidad. Usando las propie-
dades de los logaritmos y acomodando términos, tenemos el resultado final
x3 + 1 3
ln = y 2 + c. (2.36)

y3 2

Esta es la familia de soluciones de la ecuación (2.32). Para hallar la solución con las condiciones
y(2) = 3, es necesario sustituir estos valores en (2.36). Tenemos
(2)3 + 1 3 9 27
ln = (3)2 + c → c = ln − . (2.37)

(3)3 2 27 2

Sustituyendo el valor de c en (2.36), tenemos la solución del problema de Cauchy


x3 + 1 3 1 27
2
ln = y + ln − . (2.38)

y3 2 3 2

24 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Esta es la solución particular de (2.32).


Ejemplo 4:
Resolver la ecuación diferencial
dy
= ay + by 2 , a y b son constantes. (2.39)
dx
Solución:
Esta ecuación es de variables separables
Z Z
dy dy
2
= dx → = dx. (2.40)
by + ay y(by + a)

Para resolver la primer integral de la izquierda en (2.40) usaremos fracciones parciales, esto es

1 A B 1 b 1 1 b
= + → A= , B=− → = − . (2.41)
y(by + a) y by + a a a y(by + a) ay a(by + a)

Entonces, la primer integral


Z Z Z
dy 1 dy 1 dy 1 1 a
= − = ln y − ln y + (2.42)
y(by + a) a y a y + ab a a b
.

Luego, sustituyendo este resultado en (2.40) e integrando la parte derecha, tenemos


1 1 a
ln y − ln y + = x + c1 , (2.43)
a a b
donde c1 es la constante de integración. Usando las propiedades de los logaritmos y haciendo algunas
manipulaciones algebraicas, podemos escribir la solución (2.43) de la siguiente manera
aeac1 eax a
y(x) = → y(x) = , (2.44)
b(1 − eac1 eax ) Ce−ax −b

donde hemos multiplicado la primer expresión de (2.44) por e−ac1 e−ax y definido la constante de
integración como C = be−ac1 .

2.2. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Separables

Supongamos ahora que la función f (x, y) en (2.2) tiene la forma f (ax + by + c), entonces, la
ecuación diferencial se escribe de la siguiente manera

dy
dx = f (ax + by + c) (2.45)

donde a, b y c son ciertas constantes dadas. La ecuación (2.45) puede reducirse a una ecuación con
variables separables si hacemos la siguiente sustitución

z = ax + by + c (2.46)
2.2. ECUACIONES DIFERENCIALES REDUCIBLES A SEPARABLES 25

En (2.46), z = z(x) es una función continua en el dominio donde la ecuación diferencial (2.45)
está dada. Para sustituir en la ecuación (2.45) debemos tomar la derivada de z respecto a x, tenemos
dz dy
=a+b . (2.47)
dx dx
De donde
dy 1 dz a
= − . (2.48)
dx b dx b
Entonces, la ecuación (2.45) se reduce a
dz
= bf (z) + a. (2.49)
dx
Esta última ecuación es una ecuación con variables separables. Su solución implı́cita es
Z Z Z Z
dz dz
= dx → = b dx + c1 , (2.50)
bf (z) + a f (z) + ab

donde c1 es la constante de integración. La solución implı́cita (2.50) es la solución de la ecuación


diferencial (2.49). Entonces, para obtener la solución de la ecuación (2.45) debemos recordar que
hicimos la sustitución (2.46). O bien, en términos de las variables x y y, tenemos
Z Z
d(ax + by + c)
= b dx + c1 . (2.51)
f (ax + by + c) + ab

Al integrar la expresión (2.51) obtendremos la solución general de la ecuación diferencial (2.45).


Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial
dy p
= 4x + 2y − 1. (2.52)
dx
Solución:
Según el método antes visto, para resolver este tipo de ecuación debemos hacer el cambio

z = 4x + 2y − 1. (2.53)
dy
Ahora, para sustituir (2.53) en la ecuación (2.52), debemos encontrar la derivada dx en términos de
la nueva función z(x). Para esto, calculamos la derivada en (2.53), respecto a x
dz dy
=4+2 , (2.54)
dx dx
de donde obtenemos
dy 1 dz
= − 2. (2.55)
dx 2 dx
Sustituyendo en la ecuación original (2.52), tenemos
1 dz √ dz √
−2= z → = 2 z + 4. (2.56)
2 dx dx
De esta forma obtenemos una ecuación con variables separables, la cual podemos resolver sin ningún
problema. Integrando Z Z
dz
√ = 2 dx. (2.57)
z+2
26 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Para calcular la integral de lado izquierdo hacemos el cambio de variable


√ 1 −1/2
u= z, du = z dz, 2udu = dz. (2.58)
2
Sustituyendo en (2.57), obtenemos

u+2−2
Z Z Z 
u 2 
2 du = 2 du = 2 1− du
u+2 u+2 u+2
 
= 2 u − 2 ln |u + 2| = 2u − 4 ln |u + 2|. (2.59)

Recordando que u = z, tenemos que la integral es
√ √
Z
dz
√ = 2 z − 4 ln | z + 2|. (2.60)
z+2

Regresando a las variables x, y, e integrando la parte derecha de la ecuación (2.57) resulta que la
solución general de la ecuación (2.52) está dada por la expresión
p p
4x + 2y − 1 − 2 ln | 4x + 2y − 1 + 2| = x + c. (2.61)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación diferencial
dy
= (x + y)2 . (2.62)
dx
Solución:
Hagamos la sustitución

dz dy dy dz
z =x+y → =1+ → = −1 + . (2.63)
dx dx dx dx
Sustituyendo este resultado en (2.62), tenemos

dz dz
−1 + = z2 → = z 2 + 1. (2.64)
dx dx
Separando las variables e integrando
Z Z
dz
= dx → arc tg z = x + c. (2.65)
z2 + 1
Recordando que z = x + y, tenemos como resultado

arc tg(x + y) = x + c → x + y = tg(x + c). (2.66)

Ejemplo 3:
Hallar la solución general de la ecuación

dy y 
= ln y − ln x . (2.67)
dx x
Solución:
2.3. ECUACIONES DIFERENCIALES HOMOGÉNEAS 27

La ecuación (2.67) la podemos escribir de la siguiente manera


dy y y
= ln . (2.68)
dx x x
Hagamos la sustitución
y dy dz
z= → y = zx → =z+x . (2.69)
x dx dx
Sustituyendo en (2.68), tenemos
dz
x = z(ln z − 1). (2.70)
dx
Integrando Z Z
dz dx
= . (2.71)
z(ln z − 1) x
Obtenemos
ln z − 1
ln | ln z − 1| = ln x + ln c → ln =0 → ln z = cx + 1. (2.72)

cx
Recordando la sustitución z = xy , obtenemos finalmente la solución de la ecuación (2.67)
y
ln = cx + 1. (2.73)
x

2.3. Ecuaciones Diferenciales Homogéneas

Una función F (x, y) es homogénea de orden n, si para todo λ > 0 se cumple la relación

F (λx, λy) = λn F (x, y) (2.74)

Ejemplo 1:
Analizar si la función dada es homogénea y de que orden

F (x, y) = x2 + y 2 . (2.75)

Solución:
De la definición, tenemos

F (λx, λy) = (λx)2 + (λy)2 = λ2 (x2 + y 2 ) = λ2 F (x, y). (2.76)

Es decir, la función (2.75) es homogénea de orden 2.


Ejemplo 2:
Sea la función
x2 + y
F (x, y) = , (2.77)
x
analizar si es o no homogénea.
Solución:
28 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Aplicando la definición, tenemos


(λx)2 + λy λ2 x2 + λy λ(λx + y) λx + y
F (λx, λy) = = = = , (2.78)
λx λx λx x
la cual, no cumple con la condición (2.74) y por consiguiente, no es homogénea.
Ejemplo 3:
Verificar que la función
x4 + y 4
F (x, y) = , (2.79)
y4
es homogénea de orden cero.
Solución:
De la definición, tenemos
(λx)4 + (λy)4 λ4 x4 + λ4 y 4 λ4 (x4 + y 4 )
F (λx, λy) = = = = F (x, y). (2.80)
(λy)4 λ4 y 4 λ4 y 4
Esto muestra que n = 0 y por lo tanto, la función (2.79) es homogénea de orden cero.
Toda ecuación diferencial de la forma

dy
dx = f (x, y) (2.81)

se llama ecuación diferencial homogénea, si la función f (x, y) es homogénea de orden cero. De una
forma equivalente, toda ecuación diferencial de la forma

M (x, y)dx + N (x, y)dy = 0 (2.82)

será homogénea, si y sólo si, las funciones M (x, y) y N (x, y) son funciones homogéneas del mismo
orden.
Toda ecuación diferencial homogénea se reduce a una ecuación diferencial con variables separables
mediante la sustitución y = z(x)x.
Para demostrar lo anterior, supongamos que las funciones M (x, y) y N (x, y) en (2.82) son funcio-
nes homogéneas del mismo orden y, por consiguiente, tiene lugar la sustitución y = z(x)x. Entonces,
tenemos que el diferencial dy se expresa como

dy = zdx + xdz, (2.83)

sustituyendo en la ecuación (2.82), obtenemos

M (x, zx)dx + N (x, zx)[zdx + xdz] = 0, (2.84)

acomodando términos, resulta

[xM (1, z) + zxN (1, z)]dx + x2 N (1, z)dz = 0. (2.85)

Luego, dividiendo entre x llegamos a la relación

[M (1, z) + zN (1, z)]dx + xN (1, z)dz = 0. (2.86)


2.3. ECUACIONES DIFERENCIALES HOMOGÉNEAS 29

Por último, separando variables e integrando ambas partes de (2.86), obtenemos implı́citamente la
solución general de la ecuación (2.86)
Z Z
dx N (1, z)
+ dz = c, (2.87)
x M (1, z) + zN (1, z)
donde c es la constante de integración. Al integrar (2.87) tendremos la solución representada como
z(x) = χ(x, c) de donde, debemos recordar el cambio z = y/x para tener la solución y(x) = φ(x, c)
que será la solución general de la ecuación (2.82).
Ejemplo 4:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial

(y 2 + xy − x2 )dx − x2 dy = 0. (2.88)

Solución:
Esta ecuación tiene la forma de (2.82). Veamos si es homogénea, para esto identificamos las
funciones M (x, y) y N (x, y)

M (x, y) = y 2 + xy − x2 , N (x, y) = −x2 . (2.89)

Es fácil mostrar que estas funciones son homogéneas del mismo orden 2. Entonces, hagamos la
sustitución
y = zx → dy = zdx + xdz. (2.90)
Sustituyendo en la ecuación (2.88), obtenemos

(z 2 x2 + zx2 − x2 )dx − x2 (zdx + xdz) = 0. (2.91)

Factorizando, resulta
x2 [(z 2 + z − 1 − z)dx − xdz] = 0. (2.92)
Suponiendo que x2 6= 0, entonces debe cumplirse la relación
Z Z
2 dx dz 1
(z + z − 1 − z)dx + xdz = 0 → − 2
= ln c, (2.93)
x z −1 2

donde, por comodidad, hemos escogido a la constante de integración como 12 ln c. El segundo inte-
grando en la izquierda de (2.93) lo desarrollaremos en fracciones parciales, es decir
1 1 A B 1 1
= = + → A=− , B= . (2.94)
z2 −1 (z + 1)(z − 1) z+1 z−1 2 2
Entonces, regresando a la segunda expresión de (2.93), tenemos
Z Z Z
dx 1 dz 1 dz 1
+ − = ln c. (2.95)
x 2 z+1 2 z−1 2
Integrando esta expresión, tenemos
1 1 1
ln x + ln |z + 1| − ln |z − 1| = ln c. (2.96)
2 2 2
Utilizando las propiedades de los logaritmos, obtenemos
x2 (z + 1)
ln =0 → x2 (z + 1) = c(z − 1). (2.97)

c(z − 1)
30 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Recordando la sustitución y = zx, de donde z = xy , y sustituyendo en (2.97), resulta


y  y 
x2 +1 =c −1 . (2.98)
x x
Esta expresión la podemos escribir en su forma final

x2 (y + x) = c(y − x). (2.99)

Otro tipo de ecuación diferencial homogénea es la ecuación

 
dy y
dx =f x (2.100)

Entonces, haciendo la sustitución


y
z= x → y = xz (2.101)

Derivando respecto a x, de (2.101), resulta

dy dz
=z+x . (2.102)
dx dx
Sustituyendo en (2.100),
dz
z+x = f (z). (2.103)
dx
Esta ecuación es de variables separables. Integrando obtenemos
Z Z x Z
dz dx dz
= → ln = (2.104)

f (z) − z x c f (z) − z

Este mismo resultado lo podemos escribir de la siguiente forma


dz
R
x = ce f (z)−z , (2.105)

donde c 6= 0 es la constante de integración.


Una ecuación homogénea más general que la ecuación (2.100), tiene la forma

 
dy y
dx = xα−1 f xα (2.106)

Esta ecuación se puede reducir a una ecuación con variables separables haciendo la sustitución

y = xα z(x) (2.107)

Derivando esta expresión respecto a x, obtenemos


dy dz
= αxα−1 z + xα . (2.108)
dx dx
2.3. ECUACIONES DIFERENCIALES HOMOGÉNEAS 31

Sustituyendo este resultado en (2.106) tenemos la siguiente ecuación


dz dz 1
αxα−1 z + xα = xα−1 f (z) → = [f (z) − αz]. (2.109)
dx dx x
Separando las variables e integrando
Z Z
dz dx
= . (2.110)
f (z) − αz x
Finalmente, este resultado lo podemos escribir como
x Z dz R dz
ln = → x = ce , (2.111)
f (z)−αz
c f (z) − αz
donde c 6= 0 es la constante de integración. Observe que las soluciones (2.105) y (2.111) son muy
semejantes excepto por el número arbitrario α que puede tomar cualquier valor y para el caso en
que α = 1, la ecuación (2.106) se reduce a la ecuación (2.100).
Toda ecuación del tipo

yf (xy)dx + xg(xy)dy = 0 (2.112)

se reduce a una ecuación con variables separables mediante la sustitución

z
z = xy → y= x (2.113)

Para probar esto, diferenciando (2.113) respecto a x, tenemos


xdz − zdx
dy = . (2.114)
x2
Sustituyendo en (2.112), resulta
z h xdz − zdx i
f (z)dx + xg(z) = 0. (2.115)
x x2
Esta expresión se reduce a la ecuación

z[f (z) − g(z)]dx + xg(z)dz = 0, (2.116)

la cual es de variables separables. Entonces, tenemos el resultado final


Z Z
dx g(z)dz
+ = c. (2.117)
x z[f (z) − g(z)]
La sustitución z = xm y n transforma una ecuación de la forma

dy
dx = xy f (xm y n ) (2.118)

en una ecuación con variables separables. Para verificar esta afirmación, tomemos la derivada de
z = xm y n ,
dz dy 1 dz m 1
= mxm−1 y n + nxm y n−1 → − = f (z). (2.119)
dx dx n dx nx x
32 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Esta ecuación la podemos escribir como


1 dz 1h mi
= f (z) + , (2.120)
n dx x n
la cual es de variables separables. Separando las variables e integrando, obtenemos
Z Z
dz dx
= . (2.121)
[nf (z) + m] x
Ejemplo 5:
Resolver la ecuación diferencial
dy x + y
x − y = (x + y) ln . (2.122)
dx x
Solución:
Escribamos esta ecuación de la siguiente manera
dy y x + y x + y
= + ln . (2.123)
dx x x x
Esta ecuación es homogénea, ası́ que podemos transformarla en una ecuación con variables separables
con la siguiente sustitución
y
z= x (2.124)

Diferenciando respecto a x, tenemos

dz x dy − y dy dz
= dx 2 → =x + z. (2.125)
dx x dx dx
Sustituyendo en la ecuación (2.123), obtenemos
dz
x = (1 + z) ln(1 + z). (2.126)
dx
Como podemos ver, esta ecuación es de variables separables
Z Z
dz dx
= . (2.127)
(1 + z) ln(1 + z) x
1
Estas integrales son bastante sencillas de resolver si notamos que d ln(z + 1) = z+1 dz, ası́
Z Z
d ln(1 + z) dx
= . (2.128)
ln(1 + z) x
El resultado de integrar es
ln ln(1 + z) = ln cx, (2.129)
Usando las propiedades de los logaritmos, tenemos que

ln(1 + z) = cx. (2.130)

Ahora, regresando a las variables y, x, tenemos la solución general


x + y
ln = cx. (2.131)
x
2.4. ECUACIONES DIFERENCIALES REDUCIBLES A HOMOGÉNEAS 33

Ejemplo 6:
Resolver la ecuación diferencial
xy 0 = y − xey/x . (2.132)
Solución:
Como podemos ver, esta es una ecuación homogénea, por lo tanto, podemos reducirla a una
ecuación con variables separables mediante la sustitución
y
z= → y = xz. (2.133)
x
Diferenciando respecto a x el último término de la expresión (2.133), obtenemos
dy dz
=z+x . (2.134)
dx dx
Sustituyendo en la ecuación original (2.132) tenemos la siguiente ecuación
dz dz
z+x = z − ez → x = −ez . (2.135)
dx dx
Separando variables Z Z
dx
e−z dz = − . (2.136)
x
Integrando, tenemos

−e−z = − ln x − ln c → e−z = ln x + ln c → e−z = ln |cx|. (2.137)

Ahora recordamos que hicimos el cambio z = y/x, lo sustituimos en la última ecuación de (2.137) y
obtenemos
ln |cx| = e−y/x . (2.138)
Esta expresión la podemos escribir como

y = −x ln | ln cx|. (2.139)

En la siguiente sección veremos otro tipo más general de ecuaciones diferenciales que se reducen a
ecuaciones homogéneas, las cuales, a su vez se reducen a ecuaciones con variables separables.

2.4. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Homogéneas

Mediante una transformación lineal apropiada, toda ecuación

 
dy ax+by+c
dx =f a1 x+b1 y+c1 (2.140)

se reduce a una ecuación homogénea, la cual, a su vez, con la sustitución que vimos anteriormente
y = z(x)x, se reduce a una ecuación con variables separables.
En la ecuación (2.140), las ecuaciones g(x, y) = ax + by + c = 0 y g1 (x, y) = a1 x + b1 y + c1 = 0
definen dos rectas que cuando c = c1 = 0 pasan por el orı́gen de coordenadas y en tal caso (2.140)
es una ecuación homogénea que se reduce a una ecuación con variables separables.
34 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Supongamos que al menos uno de los parámetros c o c1 , o ambos son diferentes de cero, entonces,
la ecuación (2.140) no es una ecuación diferencial homogénea. En tal caso, de las ecuaciones g(x, y) =
ax + by + c = 0 y g1 (x, y) = a1 x + b1 y + c1 = 0 podemos hallar el punto de intersección de las rectas
(x0 , y0 ) a donde debemos trasladar el orı́gen del nuevo sistema de coordenadas X, Y , obteniendo de
esta manera la transformación lineal

x = X + x0 y = Y + y0 (2.141)

donde x0 , y0 son ciertas constantes arbitrarias y diferentes de cero. Entonces, tenemos

dy dY
= . (2.142)
dx dX
Sustituyendo en la ecuación (2.140) las expresiones (2.141) y (2.142), obtenemos

dY  aX + bY + ax + by + c 
0 0
=f . (2.143)
dX a1 X + b1 Y + a1 x0 + b1 y0 + c1

Elijamos x0 y y0 de tal manera que se cumplan las ecuaciones;

ax0 + by0 + c = 0,
a1 x0 + b1 y0 + c1 = 0. (2.144)

Es decir, determinemos las constantes x0 y y0 como soluciones del sistema de ecuaciones algebraicas
(2.144). Bajo esta condición la ecuación (2.140) tendrá la forma

dY  aX + bY 
=f . (2.145)
dX a1 X + b1 Y

Está claro que esta ecuación es homogénea según la definición dada anteriormente (2.74). Mediante
la sustitución Y = z(X)X la ecuación (2.145) se reduce a una ecuación con variables separables. Al
resolver la ecuación (2.145) y regresando a las variables x y y [de (2.141) se tiene X = x − x0 , Y =
y − y0 ], obtenemos la solución general de la ecuación (2.140).
El sistema de ecuaciones (2.144) no tendrá solución si su determinante es cero, esto significa que
las rectas son paralelas y no se intersectan en ningún punto. En tal caso, ab1 = a1 b. No obstante,
se puede notar que en tal caso aa1 = bb1 = λ, es decir, a1 = λa, b1 = λb y, como consecuencia, la
ecuación (2.140) se transforma en

dy  (ax + by) + c 
=f . (2.146)
dx λ(ax + by) + c1

Luego, haciendo la sustitución


z = ax + by, (2.147)
en (2.146), ésta se reduce a una ecuación con variables separables. Veamos que la hipótesis es cierta.
Derivando (2.147) respecto a x, obtenemos

dz dy
=a+b . (2.148)
dx dx
De donde
dy 1 dz a
= − . (2.149)
dx b dx b
2.4. ECUACIONES DIFERENCIALES REDUCIBLES A HOMOGÉNEAS 35

Sustituyendo las expresiones (2.147) y (2.148) en (2.146), obtenemos, finalmente

1 dz a  z+c 
− =f . (2.150)
b dx b λz + c1

La ecuación (2.150) es una ecuación con variables separables


Z Z
dz
  = b dx + C, (2.151)
z+c
f λz+c 1
+ ab

donde c y c1 son constantes dadas y C es la constante de integración.


Ejemplo 1:
Resolver la ecuación diferencial

(x − y + 3)dx + (3x + y + 1)dy = 0. (2.152)

Solución:
Para resolver este tipo de ecuaciones primero debemos encontrar el punto de intersección de las
rectas x − y + 3 = 0 y 3x + y + 1 = 0. Esto es, resolver el sistema de dos ecuaciones con dos incógnitas

x−y+3 = 0,
3x + y + 1 = 0. (2.153)

Al resolver este sistema obtenemos los puntos de intersección, x0 = −1 y y0 = 2. Al punto (−1, 2)


es a donde debemos trasladar el origen de coordenadas para que la ecuación (2.152) se transforme
en homogénea. Para esto hacemos x = X − 1 y y = Y + 2, y vemos que, dx = dX, dy = dY , los
diferenciales de x y y no cambian, pues estamos desplazando en unas constantes. De este modo, la
ecuación original (2.152) toma la siguiente forma

(X − 1 − Y − 2 + 3)dX + (3X − 3 + Y + 2 + 1)dY = 0 → (X − Y )dX + (3X + Y )dY = 0. (2.154)

Esta ecuación es una ecuación homogénea y la podemos transformar en una con variables separables
haciendo la sustitución
Y = zX, dY = zdX + Xdz. (2.155)
Sustituyendo en (2.154), tenemos

(X − zX)dX + (3X + zX)(zdX + Xdz) = 0. (2.156)

Agrupando términos
(1 + z)2 dX + X(3 + z)dz = 0. (2.157)
Separando e integrando Z Z
dX z+3
+ dz = c. (2.158)
X (z + 1)2
La primer integral es fácil. Hagamos por separado la segunda integral, esto es
Z Z Z Z
z+3 z+1+2 dz 2
dz = dz = + dz =
(z + 1)2 (z + 1)2 z+1 (z + 1)2
2
= ln |z + 1| − . (2.159)
z+1
36 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Luego, tenemos que la solución de la expresión (2.158) es


2
ln |X| + ln |z + 1| − = c. (2.160)
z+1
Regresando a las variables X, Y mediante la relación z = Y /X, entonces, de (2.160), resulta
Y 2
ln |X| + ln 1 + − = c. (2.161)

X Y
X +1

Haciendo un poco de operaciones algebraicas la expresión (2.161) la podemos escribir como


X + Y 2X
ln |X| + ln − = c, (2.162)

X Y +X
la cual, finalmente, tiene la forma
2X
ln |X + Y | − = c. (2.163)
Y +X
Aún nos falta regresar a las variables originales x, y. Tenemos que X = x + 1 y Y = y − 2, de modo
que la solución general de la ecuación (2.152) es

2(x + 1)
ln |x + y − 1| = c + . (2.164)
x+y−1
Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
dy y−x+1
= . (2.165)
dx y−x
Solución:
Esta ecuación tiene la forma de (2.146). Hagamos la sustitución, según (2.147), tenemos
dz dy dy dz
z =y−x → = −1 → =1+ . (2.166)
dx dx dx dx
Sustituyendo en (2.165), resulta
dz z+1 dz z+1 z+1−z 1
1+ = → = −1= = . (2.167)
dx z dx z z z
Separando las variables e integrando, obtenemos

z2
Z
c
zdz = dx → =x+ → z 2 = 2x + c, (2.168)
2 2
donde hemos escogido a c/2 como la constante de integración. Ahora, recordemos la sustitución
z = y − x en (2.166) y poniéndola en la última expresión de (2.168), obtenemos el resultado final

(y − x)2 = 2x + c. (2.169)

Ejemplo 3:
Hallar la solución general de la ecuación

(x − y + 6)dx − (x + y + 8)dy = 0. (2.170)


2.5. ECUACIONES DIFERENCIALES CUASI-HOMOGÉNEAS 37

Solución:
Para encontrar el punto de intersección de las rectas debemos resolver el sistema de ecuaciones

x − y + 6 = 0,
−x − y − 8 = 0. (2.171)

El punto de intersección es x0 = −7 y y0 = −1. Entonces, haciendo el desplazamiento

x = X − 7, y = Y − 1. (2.172)

Sustituyendo en (2.170), tenemos

(X − Y )dX − (X + Y )dY = 0. (2.173)

Esta ecuación es homogénea y la podemos resolver haciendo la sustitución Y = zX. Sin embargo,
es más fácil escribirla de la siguiente manera

XdX − Y dX − XdY − Y dY = 0 → XdX − Y dY − d(XY ) = 0, (2.174)

donde, d(XY ) = Y dX + XdY . Integrando


Z Z Z
1 1 2 1 2 1
XdX − Y dY − d(XY ) = c. → X − Y − Y X = c. (2.175)
2 2 2 2
De la ecuación (2.172) podemos regresar a las variables x y y, sustituyendo

X = x + 7, Y = y + 1, (2.176)

en el resultado (2.175), obtenemos la solución general de (2.170)

(x + 7)2 − (y + 1)2 − 2(y + 1)(x + 7) = c. (2.177)

2.5. Ecuaciones Diferenciales Cuasi-homogéneas

Decimos que una función F (x, y) es cuasi-homogéna de grado k, si para ciertos valores de α y β
tiene lugar la igualdad

F (λα x, λβ y) = λk F (x, y) (2.178)

para todo λ > 0. El orden cuasi-homogéneo se forma al multiplicar las funciones, a estos órdenes se
les conoce por pesos. De tal forma que x y y, en (2.178) tienen pesos α y β, respectivamente.
Ejemplo 1:
Verificar que la función
F (x, y) = 3x2 y 3 , (2.179)
es cuasi-homogénea.
Solución:
De la definición, tenemos

F (λα x, λβ y) = 3(λα x)2 (λβ y)3 = 3λ2α x2 λ3β y 3 = 3λ2α+3β x2 y 3 = λ2α+3β F (x, y). (2.180)
38 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Entonces, como resultado tenemos que el grado de la función (2.179) es 2α + 3β y sus pesos, para x
es 2α y para y es 3β.
La ecuación Diferencial
dy
dx = f (x, y) (2.181)

es cuasi-homogénea (con pesos α y β), si la función f (x, y) es cuasi-homogénea (con pesos α y β)


de orden k = β − α. Es decir, si la función f (x, y) cumple la relación

f (λα x, λβ y) = λβ−α f (x, y) (2.182)

Si tenemos una ecuación diferencial cuasi-homogénea, es decir, si la función f (x, y) en (2.181) cumple
la relación (2.182), entonces, la sustitución y = uβ/α , donde u = u(x), transforma la ecuación cuasi-
homogénea en una ecuación homogénea. Sin embargo, desde el punto de vista más práctico, es mejor
hacer la sustitución y = uxβ/α , la cual transforma la ecuación cuasi-homogénea en una ecuación con
variables separables.
Ejemplo 2:
Comprobar que la ecuación diferencial

dy 4x6 − y 4
= , (2.183)
dx 2x4 y

es cuasi-homogénea y hallar la solución general.


Solución:
Supongamos que x tiene peso α, y β es el peso de y. Entonces, para que la ecuación sea cuasi-
homogénea, la función f (x, y) deberá cumplir la relación

4(λα x)6 − (λβ y)4 4λ6α x6 − λ4β y 4 4x6 − y 4


f (λα x, λβ y) = α 4 β
= 4α+β 4
= λβ−α . (2.184)
2(λ x) (λ y) 2λ x y 2x4 y

De esta expresión vemos que para que esta función sea cuasi-homogénea se debe cumplir la relación
3
3α − 2β = 0 → 2β = 3α → si α = 1, entonces, β= . (2.185)
2
La ecuación (2.183) deberá reducirse a una ecuación con variables separables si hacemos la sustitución

dy 3 du
y = u(x)x3/2 → = x1/2 u(x) + x3/2 . (2.186)
dx 2 dx
Sustituyendo (2.186) en la ecuación (2.183), obtenemos

du 3 1/2 4x6 − u4 x6
x3/2 + x u= . (2.187)
dx 2 2x4 ux3/2

Dividiendo esta última ecuación entre x1/2 y factorizando, tenemos

du 3 x6 4 − u4
x + u = 1/2 11/2 . (2.188)
dx 2 x x 2u
2.5. ECUACIONES DIFERENCIALES CUASI-HOMOGÉNEAS 39

Finalmente, esta ecuación se escribe como

du 3 4 − u4
x + u= . (2.189)
dx 2 2u
Esta es una ecuación con variables separables

du 4 − u4 3u (u2 + 4)(u2 − 1)
x = − =− . (2.190)
dx 2u 2 2u
Separando las variables, tenemos
Z Z
2udu dx
=− . (2.191)
(u2 + 4)(u2 − 1) x

Ahora desarrollamos en fracciones parciales la expresión


2u Au + B Cu + D
= 2 + 2 . (2.192)
(u2 2
+ 4)(u − 1) u +4 u −1

De aquı́ obtenemos el siguiente desarrollo


2u Au + B Cu + D 2u 2u
= 2 + 2 =− + . (2.193)
(u2 + 4)(u2 − 1) u +4 u −1 5(u2 + 4) 5(u2 − 1)

Sustituyendo en (2.191), tenemos


Z Z Z
2u 2u dx
− 2
du + 2
du = − . (2.194)
5(u + 4) 5(u − 1) x

Integrando, resulta
1 1
− ln u2 + 4 + ln u2 − 1 = − ln |x| + ln c. (2.195)

5 5
Hemos escrito ln c en lugar de 5 ln c, esto no afecta a la solución. Podemos escribir la ecuación (2.195)
de la siguiente manera
x5 (u2 − 1)
ln = ln c → x5 (u2 − 1) = c(u2 + 4). (2.196)

u2 + 4
Ahora recordemos la expresión (2.186), de la cual obtenemos la función u2 = y 2 /x3 , y sustituyendo
en la ecuación (2.196), finalmente, tenemos

x5 (y 2 − x3 ) = c(y 2 + 4x3 ). (2.197)

Algunas veces es posible ”provocar” la homogeneidad de una ecuación diferencial por medio de
la introducción de nuevas variables s, t, tales que y = sp y x = tq , donde p y q son exponentes por
determinar (precisamente, de una elección adecuada de ellos es que podrı́amos obtener una ecuación
diferencial homogénea para las variables s y t). En esencia, este método y el anterior son similares,
sin embargo, creemos vale la pena mostrarlo.
Ejemplo 3:
Resolver la siguiente ecuación diferencial

dy x2 y 2 − 2
= . (2.198)
dx x2
40 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Solución:
La ecuación (2.198) no es homogénea. Ası́ que ”provoquemos” la homogeneidad haciendo el
cambio de variables
y = sp , x = tq , donde p, q ∈ N. (2.199)
En la ecuación (2.199), t tomará el papel de variable independiente y s tendrá el papel de función
dependiente. Entonces
dy = psp−1 ds, dx = qtq−1 dt. (2.200)
Luego, tenemos
dy psp−1 ds
= q−1 . (2.201)
dx qt dt
Sustituyendo en la ecuación (2.198), resulta

psp−1 ds t2q s2p − 2


= . (2.202)
qtq−1 dt t2q

O bien
p ds tq−1 t2q s2p − 2tq−1 t3q−1 s2p − 2tq−1
= = . (2.203)
q dt sp−1 t2q sp−1 t2q
Supongamos que m y n son el resultado de las sumas de los exponentes en el numerador y el
denominador de (2.203), respectivamente. Entonces, para que la ecuación (2.203) sea homogénea del
mismo orden debe cumplirse la igualdad m = n, donde

m = 3q − 1 + 2p, n = p − 1 + 2q, m = n, 3q − 1 + 2p = p − 1 + 2q → p = −q. (2.204)

De donde podemos escoger q = 1 y entonces, p = −1. En tal caso, la ecuación (2.203) se transforma
en la ecuación
ds t2 s−2 − 2
= − 2 −2 , (2.205)
dt t s
la cual es homogénea. Hagamos la sustitución

t zdt − tdz ds 1 t dz
z= → ds = → = − 2 , (2.206)
s z2 dt z z dt
donde z es una nueva función dependiente de t. Sustituyendo en (2.205), tenemos

1 t dz z2 − 2 dz
− 2 =− 2 → t = z 2 + z − 2. (2.207)
z z dt z dt
Esta última ecuación es de variables separables, integrando
Z Z
dz dt
= . (2.208)
z2 + z − 2 t

La primer integral se hace por fracciones parciales

1 A B
= + . (2.209)
(z + 2)(z − 1) z+2 z−1

Obtenemos
1 1
Az − A + Bz + 2B = 1 → A = −B, 3B = 1, A=− , B= . (2.210)
3 3
2.6. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE PRIMER ORDEN 41

Sustituyendo el resultado en la primer integral de (2.208), obtenemos


Z Z Z
1 dz 1 dz dt 1
− + = + ln c → − ln |z + 2| + ln |z − 1| = ln |ct3 |. (2.211)
3 z+2 3 z−1 t 3
Usando las propiedades de los logaritmos obtenemos el resultado en función de las t, z, esto es
z−1
ln 3 = 0 → z − 1 = ct3 (z + 2). (2.212)

ct (z + 2)
Recordemos que z = t
s = xy, ya que x = t y y = s−1 = 1s . Entonces, el resultado final es

xy − 1 = cx3 (xy + 2). (2.213)


En la siguiente sección analizaremos una importantı́sima clase de ecuaciones diferenciales de primer
orden conocidas con el nombre de ecuaciones diferenciales lineales.

2.6. Ecuaciones Diferenciales Lineales de Primer Orden

De la definición dada en Conceptos Básicos, tenemos que una ecuación diferencial lineal no
homogénea de orden n, se escribe de la siguiente manera

n n−1
d y d y dy
an (x) dxn + an−1 (x) dxn−1 + .... + a1 (x) dx + a0 (x)y = g(x)

De esta expresión se sigue que una ecuación diferencial lineal no homogénea de primer orden se
expresa como

dy
a1 (x) dx + a0 (x)y = g(x)

Debido a que a1 (x) 6= 0, podemos dividir esta última expresión y obtener


dy a0 (x) g(x)
+ y= .
dx a1 (x) a1 (x)
Toda ecuación diferencial lineal de primer orden no homogénea se puede escribir en su forma
estándar
dy
dx + P (x)y = f (x) (2.214)

donde P (x) = aa01 (x) g(x)


(x) y f (x) = a1 (x) son funciones continuas de x en un cierto dominio D (también
pueden ser funciones constantes). Partiendo de la ecuación (2.214), analizaremos dos métodos para
resolverlas.

Método I: Variación del Parámetro

Supongamos que podemos escribir la ecuación (2.214) de la siguiente manera

dy
dx + P (x)y = 0 (2.215)
42 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

la cual se llama ecuación homogénea (no en el sentido que vimos anteriormente, sino que es ho-
mogénea porque estamos suponiendo, por un momento, que en (2.214), f (x) = 0).
La solución de la ecuación (2.215) la podemos encontrar separando las variables y después inte-
grando Z Z
dy
= − P (x)dx + ln c. (2.216)
y
Integrando y tomando la inversa del logaritmo, tenemos
R
yh = ce− P (x)dx
. (2.217)

Hemos definido yh para recordar que tenemos la solución de la ecuación homogénea (2.215) y no la
solución de la ecuación (2.214), que es no homogénea. En la expresión (2.217), c es la constante de
integración.
Definamos una nueva solución que llamaremos solución particular (o complementaria) y la re-
presentaremos como yp . Esta nueva solución se construye en base a la solución homogénea (2.217)
tomando a c como una función dependiente de x, es decir, como c = c(x). La solución particular
tendrá la forma R
yp = c(x)e− P (x)dx , (2.218)
Sustituyendo (2.218) en la ecuación no homogénea (2.214), tenemos
d h R i R
c(x)e− P (x)dx + P (x)c(x)e− P (x)dx = f (x) (2.219)
dx
Aplicando la derivada, resulta
R R dc R
−c(x)P (x)e− P (x)dx
+ e− P (x)dx
+ P (x)c(x)e− P (x)dx = f (x). (2.220)
dx
Los términos, primero y tercero de la izquierda de (2.220) se cancelan quedando la ecuación

P (x)dx dc(x)
R
e− = f (x). (2.221)
dx
Como vemos, esta es una ecuación con variables separables
R
Z R
P (x)dx P (x)dx
dc(x) = f (x)e dx → c(x) = f (x)e dx. (2.222)

Sustituyendo c(x) en (2.218), tenemos que la solución particular tiene la forma


R R
Z R
yp = c(x)e− P (x)dx = e− P (x)dx e P (x)dx f (x)dx. (2.223)

De tal manera que la solución general de la ecuación diferencial lineal no homogénea es

R R R
y(x) = yh + yp = ce− P (x)dx
+ e− P (x)dx P (x)dx
R
e f (x)dx (2.224)

Si sustituimos la solución (2.224) en la ecuación (2.214), ésta última se anulará, mostrando ası́ que
efectivamente la relación (2.224) es la solución general de la ecuación (2.214). Es importante men-
cionar que la suma de dos soluciones (homogénea yh y particular yp ) es válida sólo para ecuaciones
lineales. En problemas de ingenierı́a, la solución homogénea representa el estado transitorio del
sistema y la solución particular su estado permanente o estacionario.
2.6. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE PRIMER ORDEN 43

Ejemplo 1:
Resolver la siguiente ecuación diferencial
y
y0 = . (2.225)
3x − y 2
Solución:
Antes que nada debemos analizar la ecuación. Vemos que la ecuación (2.225) es no lineal respecto
a y, debido a que hay una y 2 . Sin embargo, podemos observar que si la ecuación la vemos respecto a
x, ésta será una ecuación lineal no homogénea. Es decir, tomamos a x como una función dependiente
y a y como la variable independiente
dx 3
− x = −y. (2.226)
dy y
Esta es una ecuación lineal no homogénea de primer orden respecto a x. Primero, buscamos la
solución correspondiente a la ecuación homogénea obtenida de (2.226)
dx 3
− x = 0. (2.227)
dy y
La ecuación (2.227) es una ecuación con variables separables
Z Z
dx dy
−3 = ln c. (2.228)
x y
Donde hemos escogido, por comodidad, a la constante de integración c como ln c. Integrando ambas
partes de (2.228) hallamos que la solución es

ln |x| − 3 ln |y| = ln c → xh = cy 3 . (2.229)

El siguiente paso es encontrar la solución particular xp de la ecuación (2.226). Para esto, tomamos
la solución (2.229) y suponemos a c como una función de y. La solución particular tiene la forma

xp = c(y)y 3 . (2.230)

Derivando (2.230) respecto a y, tenemos

x0p = c0 (y)y 3 + 3c(y)y 2 . (2.231)

Sustituyendo en la expresión (2.226), con el objetivo de hallar la función c(y)


3
c0 (y)y 3 + 3c(y)y 2 − c(y)y 3 = −y. (2.232)
y
Los términos segundo y tercero del lado izquierdo de (2.232) se eliminan entre si quedando solamente
la ecuación
y 1
c0 (y) = − 3 = − 2 . (2.233)
y y
Integrando la expresión (2.233), resulta
Z
dy 1
c(y) = − = . (2.234)
y2 y
Una vez encontrada la función c(y), la sustituimos en (2.230), y de esta manera obtenemos la solución
particular
y3
xp = = y2 . (2.235)
y
44 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Finalmente, tenemos que la solución general de la ecuación (2.225), ó lo que es lo mismo de (2.226)
tiene la forma
x(y) = xh + xp = cy 3 + y 2 . (2.236)

Ejemplo 2:
Hallar la solución de la ecuación diferencial

xy 0 − 2y = 2x4 . (2.237)

Solución:
Suponiendo que x 6= 0, dividimos la ecuación (2.237) entre x, y obtenemos la ecuación

2
y0 − y = 2x3 . (2.238)
x
La ecuación homogénea correspondiente es

2
y0 − y = 0. (2.239)
x
Separando las variables e integrando Z Z
dy dx
=2 , (2.240)
y x
obtenemos la solución de la ecuación homogénea (2.239)

ln y = 2 ln x + ln c → yh = cx2 . (2.241)

El siguiente paso es obtener una solución particular yp . Para esto, en la solución homogénea tomamos
la constante c como una función de x. Entonces, la solución particular tiene la forma

yp = c(x)x2 . (2.242)

Sustituyendo en la ecuación (2.238), resulta

2
c0 (x)x2 + 2c(x)x − c(x)x2 = 2x3 → c0 (x) = 2x. (2.243)
x
Integrando esta última ecuación obtenemos el valor de c(x)
Z
c(x) = 2 xdx = x2 . (2.244)

Luego, sustituyendo este valor en (2.242) tenemos la solución particular

yp = x4 . (2.245)

Entonces, concluimos que la solución general de la ecuación (2.237), es

y(x) = yh (x) + yp (x) = cx2 + x4 . (2.246)

Método II: Factor Integrante


2.6. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE PRIMER ORDEN 45

Sea dada la ecuación diferencial lineal de primer orden en su forma estándar

dy
dx + P (x)y = f (x) (2.247)

Supongamos que existe una función R


P (x)dx
µ(x) = e , (2.248)
la cual llamaremos factor integrante. Multiplicamos la ecuación (2.247) por este factor integrante

P (x)dx dy
R R R
P (x)dx P (x)dx
e + P (x)e y = f (x)e . (2.249)
dx
La ecuación (2.249), la podemos escribir como una diferencial total, es decir, como
 R  R
d e P (x)dx y = f (x)e P (x)dx dx. (2.250)

Integrando esta ecuación, obtenemos


R
Z R
P (x)dx P (x)dx
e y= f (x)e dx + c, (2.251)

R
donde c es la constante de integración. Multiplicando la ecuación (2.251) por e− P (x)dx
, obtenemos

R R R
y(x) = ce− P (x)dx
+ e− P (x)dx P (x)dx
R
e f (x)dx (2.252)

Como podemos observar, la expresión (2.252) es idéntica a la expresión obtenida (2.224), usando el
método de variación del parámetro.
Ejemplo 1:
Usando el método del factor integrante resolver la ecuación diferencial (2.226)

dx 3
− x = −y. (2.253)
dy y

Solución:
Para este caso el factor integrante será una función de y, es decir
R
P (y)dy
µ(y) = e . (2.254)

De la ecuación (2.253) podemos identificar a P (y) = − y3 , entonces


R R dy 1 1 1
µ(y) = e P (y)dy
= e−3 y = e−3 ln y = = = . (2.255)
e3 ln y eln y3 y3

Luego, se toma el diferencial total respecto a y del producto de x por el factor integrante y multi-
plicamos la parte derecha de la ecuación (2.253) por el mismo factor integrante, esto es
x ydy dy
d = − 3 = − 2. (2.256)
y3 y y
46 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Integrando, tenemos Z
x dy 1
=− = + c. (2.257)
y3 y 2 y
De esta última expresión, vemos que
x(y) = cy 3 + y 2 . (2.258)
La solución (2.258) es justamente la solución obtenida anteriormente (2.236). De tal manera que
tenemos dos métodos diferentes para resolver las ecuaciones diferenciales lineales de primer orden.
Ejemplo 2:
Hallar la solución general de la ecuación

y = x(y 0 − x cos x). (2.259)

Solución:
La ecuación (2.259) se puede escribir de la siguiente manera
dy y
− = x cos x. (2.260)
dx x
De la ecuación, identificamos la función P (x) = − x1 , y el factor integrante es
R R dx 1
µ(x) = e P (x)dx
= e− x = e− ln x = . (2.261)
x
Luego, integrando Z Z
y y
d = cos xdx → = sen x + c. (2.262)
x x
Finalmente, la solución general de la ecuación (2.259) tiene la forma

y(x) = x(sen x + c). (2.263)

Existen ecuaciones diferenciales que por naturaleza no son lineales. Sin embargo, para cierto tipo
de ecuaciones no lineales existen sustituciones que las transforman en ecuaciones lineales. Este tipo
de ecuaciones se analizan en la siguiente sección.

2.7. Ecuaciones Diferenciales Reducibles a Lineales

A toda ecuación de la forma


dy
dx + P (x)y = f (x)y n (2.264)

donde n 6= 0, 1 se le conoce como ecuación de Bernoulli. Se supone que las funciones P (x) y f (x) son
funciones continuas de x. Los casos n = 0, 1 no se consideran, ya que corresponden a una ecuación
lineal no homogénea, y 0 + P (x)y = f (x), y a una ecuación lineal homogénea, y 0 + [P (x) − f (x)]y = 0,
respectivamente.
Si y n 6= 0, podemos escribir la ecuación (2.264) en su forma equivalente
dy
y −n + P (x)y 1−n = f (x). (2.265)
dx
2.7. ECUACIONES DIFERENCIALES REDUCIBLES A LINEALES 47

Definiendo una nueva función z(x) como

z = y (1−n) (2.266)

la ecuación (2.265) se transforma en una ecuación diferencial lineal. Para verificar lo antes dicho,
debemos sustituir la expresión (2.266) en (2.265). Diferenciando la expresión (2.266), obtenemos
dz dy dy 1 dz
= (1 − n)y −n → = . (2.267)
dx dx dx (1 − n)y −n dx

Sustituyendo en la ecuación (2.265),

y −n dz
−n
+ P (x)z = f (x). (2.268)
(1 − n)y dx
Finalmente, tenemos la ecuación

dz
dx + (1 − n)P (x)z = (1 − n)f (x) (2.269)

Esta es una ecuación diferencial lineal respecto a z = z(x), la cual puede ser resuelta por cualquiera
de los dos métodos estudiados anteriormente.
Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial

y 0 + 2y = y 2 ex . (2.270)

Solución:
Analizando la ecuación, vemos que no es lineal respecto a x ni respecto a y. Sin embargo, es una
ecuación de Bernoulli, entonces multiplicando la ecuación (2.270) por y −2 , tenemos

y −2 y 0 + 2yy −2 = ex → y −2 y 0 + 2y −1 = ex . (2.271)

Hagamos la sustitución
z(x) = y −1 (x). (2.272)
0
Diferenciando esta expresión para hallar y y sustituirla en (2.271)
dz dy dy 1 dz
= −y −2 → = − −2 . (2.273)
dx dx dx y dx
Sustituyendo en la última ecuación de (2.271), resulta

y −2 dz dz
− + 2z = ex → − 2z = −ex . (2.274)
y −2 dx dx
Esta última ecuación es una ecuación diferencial lineal no homogénea respecto a z, la cual podemos
resolver con cualquiera de los dos métodos antes vistos (variación de parámetro y factor integrante).
Aquı́ vamos a usar el segundo método. Para esto identificamos a P (x) = −2, después encontramos
el factor integrante R R
µ(x) = e P (x)dx = e−2 dx = e−2x . (2.275)
48 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Tomando el diferencial total

d(e−2x z) = −ex e−2x dx = −e−x dx. (2.276)

Integrando, tenemos Z
−2x
e z=− e−x dx = e−x + c. (2.277)

Despejando a z
z = e2x e−x + ce2x = ex + ce2x . (2.278)
Luego, recordando que hicimos la sustitución z = y −1 , finalmente tenemos la solución general
1
= ce2x + ex → (ce2x + ex )y = 1. (2.279)
y
Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
dy 2
+ y = 3x2 y 4/3 . (2.280)
dx x
Solución:
Esta ecuación es de Bernoulli, y la podemos escribir de la siguiente manera
dy 2 dy 2
y −4/3 + y (1−4/3) = 3x2 → y −4/3 + y −1/3 = 3x2 . (2.281)
dx x dx x
Hagamos la sustitución
dz 1 dy dy dz
z = y −1/3 → = − y −4/3 → = −3y 4/3 . (2.282)
dx 3 dx dx dx
Sustituyendo el resultado anterior en la última ecuación de (2.281), obtenemos la ecuación lineal
dz 2
− z = −x2 . (2.283)
dx 3x
Esta ecuación está escrita en la forma estándar y podemos usar uno de los dos métodos antes vistos
para ecuaciones lineales. Apliquemos el método del factor integrante
R 2
R dx 2 1
µ(x) = e P (x)dx
= e− 3 x = e− 3 ln x = . (2.284)
x2/3
Luego, tenemos
 z  x2  z 
d = − dx → d = −x4/3 dx. (2.285)
x2/3 x2/3 x2/3
Integrando Z Z
 z 
d 2/3 = − x4/3 dx. (2.286)
x
Obtenemos
3 3 3
zx−2/3 = − x7/3 + c → z = − x(7/3+2/3) + cx2/3 → z = − x3 + cx2/3 . (2.287)
7 7 7
Recordando la sustitución z = y −1/3 , obtenemos el resultado final
3
y −1/3 = cx2/3 − x3 . (2.288)
7
2.7. ECUACIONES DIFERENCIALES REDUCIBLES A LINEALES 49

Ejemplo 3:
Resolver la ecuación
dy 1 1
− y= y2 . (2.289)
dx x − 1 x−1
Solución:
Esta ecuación es de Bernoulli y se reduce a una ecuación lineal mediante la siguiente sustitución
dz dy dy dz
z = y −1 → = −y −2 → = −y 2 . (2.290)
dx dx dx dx
Sustituyendo en (2.289), obtenemos la ecuación lineal respecto a z
dz 1 1
+ z=− . (2.291)
dx x − 1 x−1
Esta ecuación la resolvemos según el método del factor integrante
1
R
µ(x) = e x−1 dx = eln |x−1| = x − 1. (2.292)

Luego Z Z
1
d[(x − 1)z] = − (x − 1)dx → d[(x − 1)z] = − dx. (2.293)
x−1
Integrando
(x − 1)z = −x + c. (2.294)
−1
Recordando el cambio que hicimos z = y , obtenemos el resultado final
1 x−1
(x − 1) = (c − x) → y= . (2.295)
y c−x
Observación:
La ecuación (2.289) la podemos escribir de la siguiente manera

dy y2 + y y(y + 1)
= = . (2.296)
dx x−1 x−1
Esta ecuación, como podemos ver, es de variables separables
Z Z
dy dx
= . (2.297)
y(y + 1) x−1
El resultado, obviamente, es el mismo que el obtenido en (2.295). Se deja al lector integrar la
expresión (2.297) y comparar con el resultado (2.295).
Analizaremos otro tipo importante de ecuaciones diferenciales reducibles a lineales.
Sea la ecuación
dy
p(x) dx = q(x)eay + r(x) (2.298)

donde a es una constante y p(x), q(x) y r(x) son funciones continuas de x en el dominio en que la
ecuación es válida. Esta ecuación se puede transformar en una ecuación lineal si se sustituye

z = e−ay (2.299)
50 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Como z es una función continua de x, derivamos la función (2.299) respecto a x, esto es


dz dy dy
= −ae−ay = −az . (2.300)
dx dx dx
Despejando, tenemos
dy 1 dz
=− . (2.301)
dx az dx
Sustituyendo en la ecuación (2.298), obtenemos

p(x) dz q(x)
− = + r(x). (2.302)
az dx z
Esta última expresión la podemos escribir como
dz ar(x) aq(x)
+ z=− , p(x) 6= 0. (2.303)
dx p(x) p(x)
Finalmente, esta ecuación la podemos escribir en la forma estándar

dz
dx + P (x)z = f (x) (2.304)

donde hemos definido P (x) = ar(x) aq(x)


p(x) , y f (x) = − p(x) . De esta manera la ecuación no lineal (2.298)
se transforma en una ecuación lineal (2.304) mediante la sustitución (2.299).
Observación:
Si en lugar de la sustitución (2.299), hubiésemos elegido z = eay , entonces, la ecuación (2.298) se
transformarı́a en una ecuación de Bernoulli, que a su vez, podemos transformarla en una ecuación
lineal. Habrá ocasiones en que tomaremos la sustitución z = eay .
Ejemplo 4:
Resolver la ecuación
(x − 2)y 0 = ey . (2.305)
Solución:
Para resolver esta ecuación, hagamos la sustitución
dz dy dy dy 1 dz
z = ey → = ey =z → = . (2.306)
dx dx dx dx z dx
Sustituyendo en la ecuación (2.305), tenemos

(x − 2) dz dz
=z → (x − 2) = z2. (2.307)
z dx dx
Esta última ecuación es de variables separables. Integrando, obtenemos
Z Z
dz dx 1
2
= → − = ln |x − 2| + ln c. (2.308)
z x−2 z
Recordando que z = ey y agrupando los términos, obtenemos el resultado final

−e−y = ln |c(x − 2)|. (2.309)


2.8. ECUACIÓN DE RICCATI 51

2.8. Ecuación de Riccati

Otro tipo de ecuaciones reducibles a lineales son las ecuaciones de Riccati. A la ecuación

dy
dx = q(x) + p(x)y + r(x)y 2 (2.310)

donde las funciones q(x), p(x) y r(x) son continuas en el dominio en donde la ecuación (2.310) esta
definida, se le conoce como ecuación diferencial de Riccati. Si p, q, y r son constantes, entonces la
ecuación de Riccati (2.310) es integrable en cuadraturas. Separando las variables
Z
dy
2
= x + c. (2.311)
ry + py + q

Cuando r(x) = 0 la ecuación (2.310) es lineal, y cuando q(x) = 0, ésta se reduce a una ecuación
de Bernoulli. En el caso general, la ecuación (2.310) no es integrable en cuadraturas. Analicemos
algunas importantes propiedades de la ecuación de Riccati.
Teorema 2.8.1. Dada una solución particular y1 de la ecuación de Riccati, entonces su solución
general puede hallarse por cuadraturas.

4 Sea
y = y1 (x), (2.312)
una solución particular de la ecuación (2.310), entonces se debe cumplir

y10 (x) = q(x) + p(x)y1 + r(x)y12 (x). (2.313)

Hagamos un ”desplazamiento”
y(x) = y1 (x) + z(x), (2.314)
donde z(x) es la nueva función deseada, hasta el momento desconocida. Sustituyendo (2.314) en
(2.310), tenemos

dy1 (x) dz(x)


+ = q(x) + p(x)y1 (x) + r(x)y12 + p(x)z(x) + 2r(x)y1 (x)z(x) + r(x)z 2 (x). (2.315)
dx dx
Debido a que la función y1 (x) es una solución particular de (2.310), los términos marcados con
negritas se anulan, quedando, de esta manera, la siguiente ecuación
dz h i
− p(x) + 2r(x)y1 (x) z = r(x)z 2 . (2.316)
dx
Esta es una ecuación de Bernoulli, la cual mediante la sustitución

u(x) = z(x)−1 , (2.317)

nos da como resultado una ecuación lineal en u(x), esto es

du
dx + [p(x) + 2ry1 (x)]u(x) = −r(x) 4 (2.318)

Resumiendo:
52 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Dada una solución particular (2.312) de la ecuación de Riccati (2.310), haciendo la transformación
lineal (2.314) y la sustitución(2.317)
1
y(x) = y1 (x) + . (2.319)
u(x)
obtenemos una ecuación diferencial lineal en u(x) (2.318).
Un caso especial de la ecuación (2.310) es la llamada ecuación especial de Riccati, la cual tiene
la forma
dy
dx + ay 2 = bxα (x > 0) (2.320)

donde a, b y α son constantes. En el caso α = 0, la ecuación (2.320) se transforma en

dy
dx + ay 2 = b (2.321)

que es una ecuación con variables separables. En el caso α = −2, tenemos


dy b
+ ay 2 = 2 . (2.322)
dx x
Haciendo el cambio de variable
1
y(x) = . (2.323)
z(x)
la ecuación (2.322) se transforma en
1 dz a b dz  z 2
− + = 2 → =a−b . (2.324)
z 2 dx z 2 x dx x
Como podemos ver, la ecuación (2.324) es homogénea y se puede integrar fácilmente. Junto con
los valores α = 0, −2 existe una variedad infinita de otros valores de α para los cuales la ecuación
especial de Riccati (2.320) es integrable. Estos valores de α son

α= , (2.325)
1 − 2β
donde β = ±1, ±2, ..... Para otros valores de α la solución de la ecuación de Riccati no es expresada
en cuadraturas. Si en la ecuación de Riccati (2.310) se hace el cambio
1 du
y(x) = , (2.326)
au(x) dx
donde u(x) es una función desconocida, esto nos dará como resultado una ecuación diferencial de
segundo orden
d2 u
− abxα u = 0. (2.327)
dx2
La solución de esta ecuación puede ser expresada en términos de las funciones de Bessel (las funciones
de Bessel se analizan en el capı́tulo 6).
Ejemplo 1:
Resolver la ecuación
x3 y 0 = x2 y + y 2 − x2 . (2.328)
2.8. ECUACIÓN DE RICCATI 53

Solución:
Escribamos esta ecuación en la forma
1 y y2
y0 = − + + 3. (2.329)
x x x
Como podemos ver, esta es una ecuación de Riccati. Para esta ecuación, y1 = x es una solución
particular. Por lo tanto, según (2.319), debemos hacer la sustitución
1
y =x+ . (2.330)
u(x)

Esto reduce la ecuación (2.329) a una ecuación lineal. Derivando la expresión (2.330), tenemos
dy 1 du
=1− 2 . (2.331)
dx u dx
Sustituyendo este resultado en la ecuación (2.328), resulta
1 du 1 1 1 1 2 1
1− = x + + x + − . (2.332)
u2 dx x u x3 u x
Haciendo un poco de álgebra, obtenemos la ecuación diferencial lineal no homogénea
du  1 2 1
+ + 2 u = − 3. (2.333)
dx x x x
Para resolver esta ecuación vamos a utilizar el método del factor integrante
 
1 2
R
x + x2 dx
µ(x) = e = eln x e−2/x = xe−2/x . (2.334)

Luego, multiplicando la ecuación (2.333) por el factor integrante


x −2/x 1
d[xe−2/x u(x)] = − 3
e dx = − 2 e−2/x dx (2.335)
x x
e integrando, obtenemos
Z Z Z
1 −2/x 1
d[xe−2/x u(x)] = − e dx = e−2/x d(2/x). (2.336)
x2 2
y
x −2/x
xe−2/x u(x) = c − e . (2.337)
4
De donde el valor de u(x) es
c 2/x 1
u(x) =
e − . (2.338)
x 4
Sustituyendo el valor encontrado de u(x) en (2.330), obtenemos la solución general
1 1
y =x+ =x+ c 2/x 1 (2.339)
u(x) xe − 4

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación de Riccati
dy
x2 + xy + x2 y 2 = 4. (2.340)
dx
54 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Solución:
Antes que nada debemos ”adivinar” una solución particular de la ecuación (2.340), para después
haciendo la sustitución (2.319) obtener la función u(x) y de esta manera tener la solución general.
No es difı́cil ver que una solución particular de (2.340) es
2
y1 = . (2.341)
x
Probemos que (2.341) es solución de (2.340). Tenemos

dy1 2
= − 2. (2.342)
dx x
Sustituyendo (2.341) y (2.342) en (2.340), resulta
2 2 4
−x2 + x + x2 2 = 4. (2.343)
x2 x x
De donde tenemos la igualdad 4 = 4, esto implica que (2.341) satisface la ecuación (2.340). Pues
bien, ya tenemos una solución de la ecuación de Riccati, hagamos la sustitución (2.319)
2 1
y= + . (2.344)
x u(x)

Derivando esta expresión


dy 2 1 du
=− 2 − 2 . (2.345)
dx x u dx
Sustituyendo (2.344) y (2.345) en (2.340), tenemos
h 2 1 du i 2 1 2 1 2
x2 − 2 − 2 +x + + x2 + = 4. (2.346)
x u dx x u x u
Haciendo las operaciones necesarias, obtenemos la ecuación lineal no homogénea
du 5
− u = 1. (2.347)
dx x
Esta ecuación la vamos a resolver usando el método del factor integrante
R R dx 1
µ(x) = e P (x)dx
= e−5 x = e−5 ln x = . (2.348)
x5
Entonces u Z u Z 1
1
d = 5 dx → d = dx. (2.349)
x5 x x5 x5
Integrando, resulta
u x−4 x
5
=− + c → u(x) = − + cx5 . (2.350)
x 4 4
Sustituyendo el resultado de u(x) en (2.344), obtenemos la solución general de la ecuación (2.340)
2 4
y(x) = + , (2.351)
x c1 x5 − x
donde hemos redefinido la constante de integración c1 = 4c.
Ejemplo 3:
2.8. ECUACIÓN DE RICCATI 55

Resolver la ecuación
dy 1
+ 2y 2 = 2 . (2.352)
dx x
Solución:
Esta es una ecuación especial de Riccati (2.322). Por consiguiente, hagamos la sustitución

1 dy 1 dz
y= → =− 2 . (2.353)
z(x) dx z dx

Sustituyendo en (2.352), obtenemos

1 dz 2 1 dz z2
− 2
+ 2 = 2 → − 2 = − 2. (2.354)
z dx z x dx x

La última ecuación en (2.354) es homogénea, ası́ que podemos hacer la sustitución

dz du
z = u(x)x → =u+x . (2.355)
dx dx

Sustituyendo en la segunda ecuación de (2.354), resulta

du
u+x − 2 = −u2 . (2.356)
dx

Separando variables e integrando


Z Z
du dx
=− . (2.357)
u2 + u − 2 x

La primer integral la podemos resolver por fracciones parciales

1 A B
= + . (2.358)
(u + 2)(u − 1) (u − 2) (u − 1)

De donde obtenemos los resultados para A = − 13 y para B = 31 . Entonces, (2.357) se reduce a


integrar las expresiones
Z Z Z
1 du 1 du dx
− + =− . (2.359)
3 u+2 3 u−1 x
Al integrar, obtenemos
1 1 ln c
− ln |u + 2| + ln |u − 1| = − ln x + . (2.360)
3 3 3
Haciendo uso de las propiedades de los logaritmos este resultado lo podemos expresar en una forma
más compacta
x3 (u − 1) = c(u + 2). (2.361)
1 z 1
Ahora recordemos las sustituciones que hicimos. Tenemos z = y y u = x = xy . Sustituyendo el
valor de u en función de x y y, obtenemos el resultado final

x3 (1 − xy) = c(1 + 2xy). (2.362)


56 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

2.9. Ecuaciones Diferenciales Exactas

Supongamos que tenemos una ecuación diferencial escrita de la siguiente manera

ydx + xdy = 0. (2.363)

Esta misma ecuación la podemos escribir como una diferencial total

d(xy) = 0, (2.364)

la cual puede ser fácilmente integrada


Z Z
d(xy) = 0dx → xy = c. (2.365)

Teniendo esto en mente nos podemos hacer la siguiente pregunta: será posible construir un método
general para resolver este tipo de ecuaciones? La respuesta es sı́. Recordemos un poco el cálculo.
Sabemos que una superficie está dada por una expresión del tipo

z = f (x, y). (2.366)

Luego, tomando la diferencial total de la función (2.366), resulta


∂f ∂f
dz = dx + dy. (2.367)
∂x ∂y
Supongamos que la curva en la superficie es constante, es decir, z = c, entonces de (2.367) tendremos
∂f ∂f
dx + dy = 0. (2.368)
∂x ∂y
Por otro lado, recordemos que toda ecuación diferencial de primer orden puede ser escrita como

M (x, y)dx + N (x, y)dy = 0 (2.369)

donde M (x, y) y N (x, y) son funciones continuas de las variables x, y. Igualando las ecuaciones
(2.368) y (2.369), tenemos que
∂f ∂f
= M (x, y), = N (x, y). (2.370)
∂x ∂y
A una ecuación del tipo (2.369) que satisface las condiciones (2.370) la llamaremos ecuación dife-
rencial exacta . Las ecuaciones (2.368) y (2.369) son exactamente las mismas. Es claro, entonces, que
la solución general de la ecuación diferencial original estará dada por una familia monoparamétrica
en el plano xOy, y tendrá la forma f (x, y) = c. El siguiente teorema nos da las condiciones necesarias
y suficientes para que la ecuación (2.369) sea una ecuación diferencial exacta.
Teorema 2.9.1. (ecuación diferencial exacta) Sean M (x, y) y N (x, y) funciones continuas y con
derivadas parciales de primer orden en un dominio D definidas en a < x < b y c < y < d. Entonces,
una condición necesaria y suficiente para que la ecuación

M (x, y)dx + N (x, y)dy = 0 (2.371)


2.9. ECUACIONES DIFERENCIALES EXACTAS 57

sea una ecuación diferencial exacta, es que se cumpla la siguiente relación

∂M (x,y) ∂N (x,y)
∂y = ∂x
(2.372)

4 Supongamos que la ecuación (2.371) es exacta. Entonces, tiene lugar la relación (2.370).
Diferenciando la primer ecuación de (2.370) respecto a y y la segunda respecto a x, tenemos

∂2f ∂M (x, y) ∂2f ∂N (x, y)


= , = , (2.373)
∂y∂x ∂y ∂x∂y ∂x

lo cual demuestra la condición necesaria (2.372). Demostremos que en este caso la condición (2.372)
es suficiente. Integrando la primer expresión de (2.370) respecto a x, considerando a y como constante
Z x
f (x, y) = M (x, y)dx + g(y), (2.374)
x0

donde x0 es la abcisa de cualquier punto del dominio D; g(y) es la constante de integración que
depende solo de y. Elijamos la función g(y), de tal manera que se cumpla la segunda expresión de
(2.370). Para esto diferenciamos la ecuación (2.374) respecto a y, considerando a x constante

∂ h x
Z Z x
∂f i
0 ∂M
= M (x, y)dx + g (y) = dx + g 0 (y) = N (x, y). (2.375)
∂y ∂y x0 x0 ∂y

Tomando en cuenta la relación (2.372), la expresión (2.375) toma la forma


Z x
∂N
dx + g 0 (y) = N (x, y) → N (x, y) − N (x0 , y) + g 0 (y) = N (x, y). (2.376)
x0 ∂x

De donde, g 0 (y) = N (x0 , y), es decir


Z y
g(y) = N (x0 , y)dy, (2.377)
y0

donde y0 es la ordenada de un punto arbitrario del dominio D, y cualquier constante de integración


arbitraria se considera igual a cero. De las expresiones (2.374) y (2.377), obtenemos
Z x Z y
f (x, y) = M (x, y)dx + N (x0 , y)dy. (2.378)
x0 y0

Resumiendo, si en el dominio D no hay puntos singulares de la ecuación (2.371), y se cumple la


relación (2.372), entonces la integral general de la ecuación (2.371) se expresa mediante la ecuación
Z x Z y
M (x, y)dx + N (x0 , y)dy = c, (x0 , y0 ) ∈ D. 4 (2.379)
x0 y0

Ejemplo 1:
Resolver la ecuación
 y2  y
2− dx + dy = 0. (2.380)
2x2 x
Solución:
58 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Antes que nada, debemos comprobar que se cumpla la relación (2.372). Para esto identificamos
las funciones  y2  y
M (x, y) = 2 − 2 , N (x, y) = . (2.381)
2x x
Entonces
∂M y ∂N y
=− 2 = − 2. (2.382)
∂y x ∂x x
Lo que implica que la ecuación (2.380) es exacta y su integral general es de la forma (2.379), donde
(x0 , y0 ) ∈ D. Supongamos que los puntos son x0 = 1, y0 = 0, ya que el punto (1, 0) ∈ D. Entonces,
de la expresión (2.379), tenemos
Z x Z y
y2  y
2 − 2 dx + dy = c1 . (2.383)
1 2x 0 x0

Observe que en la segunda integral x0 = 1. Integrando


 y 2  x y 2 y y2 y2 y2
2x + + = c1 → 2x − 2 + − + = c1 . (2.384)
2x 1 2 0 2x 2 2
Eliminando y acomodando términos, obtenemos el resultado final

y2
2x + = c, (2.385)
2x
donde c = c1 + 2.
Ejemplo 2:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial
p p
2x(1 + x2 − y)dx − x2 − ydy = 0. (2.386)

Solución:
Primero, identificaremos las funciones M (x, y) y N (x, y) y después veremos si se cumple la
condición (2.372) p p
M (x, y) = 2x + 2x x2 − y, N (x, y) = − x2 − y. (2.387)
Tomando las derivadas parciales, tenemos
∂M 1
= 2x(x2 − y)−1/2 (−1) = −x(x2 − y)−1/2 ,
∂y 2
∂N 1
= − (x2 − y)−1/2 (2x) = −x(x2 − y)−1/2 . (2.388)
∂x 2
La condición
∂M ∂N
= , (2.389)
∂y ∂x
se cumple. Por lo tanto, la ecuación (2.386) es exacta. Entonces, existe una función f (x, y), tal que
∂f p
= M (x, y) = 2x + 2x x2 − y. (2.390)
∂x
Integrando respecto a x, obtenemos
Z p 2
f (x, y) = (2x + 2x x2 − y)dx + g(y) = x2 + (x2 − y)3/2 + g(y), (2.391)
3
2.9. ECUACIONES DIFERENCIALES EXACTAS 59

donde se ha introducido una función constante g(y), esto es debido a que tenemos una integración en
derivadas parciales. El siguiente paso es tomar la derivada de la función f (x, y) en (2.391) respecto
a y e igualar el resultado con la función N (x, y), esto es,
∂f 23
= − (x2 − y)1/2 + g 0 (y) = N (x, y). (2.392)
∂y 32
Luego
∂f p
= −(x2 − y)1/2 + g 0 (y) = − x2 − y. (2.393)
∂y
De donde obtenemos la expresión g 0 (y) = 0, la cual al integrar nos da una constante

g(y) = c. (2.394)

Sustituyendo (2.394) en (2.391), tenemos que la solución general de la ecuación (2.386), es


2
x2 + (x2 − y)3/2 = c. (2.395)
3
Existen ecuaciones diferenciales con las cuales se pueden formar diferenciales totales y después
integrar. Para esto se usan las siguientes fórmulas
x ydx − xdy dy
d(xy) = xdy + ydx, d = , d(ln y) = , d(y 2 ) = 2ydy
y y2 y

Ejemplo 3:
Resolver la ecuación
(x + y)dx + xdy = 0. (2.396)
Solución:
Escribiendo esta ecuación de la siguiente manera

xdx + ydx + xdy = 0, (2.397)

podemos ver que el segundo y tercer términos forman una diferencial total d(xy) = ydx + xdy.
Tomando esto en cuenta, resulta
xdx + d(xy) = 0. (2.398)
Integrando, obtenemos
x2
Z Z
c
xdx + d(xy) = 0 → + xy = . (2.399)
2 2
Entonces, la solución general de la ecuación (2.396) está dada por la expresión

x2 + 2xy = c. (2.400)

Observación:
La ecuación (2.396) es una ecuación homogénea y por lo tanto, haciendo la sustitución y = zx
la podemos reducir a una ecuación con variables separables y después integrar. Recomendamos al
lector resolver este mismo ejemplo haciendo la sustitución y = zx, de esta manera se dará cuenta lo
interesante que es conocer diferentes alternativas para resolver un mismo problema, y desde luego
escoger la más eficiente.
Ejemplo 4:
60 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Resolver la ecuación
(3x2 − 2x − y)dx + (3y 2 + 2y − x)dy = 0. (2.401)
Solución:
Esta ecuación la podemos escribir en diferenciales totales, es decir, como
d(x3 )−d(x2 )−ydx−xdy+d(y 2 )+d(y 3 ) = 0 → d(x3 )−d(x2 )−d(xy)+d(y 2 )+d(y 3 ) = 0. (2.402)
Integrando esta última expresión
Z Z Z Z Z
d(x3 ) − d(x2 ) − d(xy) + d(y 2 ) + d(y 3 ) = c, (2.403)

obtenemos el resultado final


x3 + y 3 + y 2 − x2 − xy = c. (2.404)
Observación: La ecuación (2.401) es una ecuación diferencial exacta, ya que se cumple la relación
(2.372),
∂M ∂N
= −1, = −1,
∂y ∂x
y podemos resolverla usando el método de las ecuaciones diferenciales exactas. Este ejercicio se deja
al lector y desde luego se debe obtener el resultado (2.404).

2.10. Factor Integrante

Existen casos en los cuales la ecuación (2.371) no es una ecuación diferencial exacta. Sin embargo,
en ciertas ocasiones, excepcionales, se puede encontrar una función µ(x, y) tal que multiplicada por
la ecuación (2.371), ésta resulte ser una ecuación diferencial exacta. Supongamos que la ecuación
(2.371) no es una ecuación exacta. Entonces, multiplicando dicha ecuación por una función µ(x, y),
tenemos la ecuación

µ(x, y)M (x, y)dx + µ(x, y)N (x, y)dy = 0 (2.405)

A la función µ(x, y) se le conoce con el nombre de factor integrante (ó factor de integración).
Si queremos que la ecuación (2.405) sea una ecuación exacta, esta deberá satisfacer la condición
necesaria y suficiente (2.372). En nuestro caso, para la ecuación (2.405) debe cumplirse la relación
∂(µM ) ∂(µN )
= . (2.406)
∂y ∂x
O bien
∂µ ∂µ  ∂M ∂N 
N −M =µ − . (2.407)
∂x ∂y ∂y ∂x
Esta ecuación la podemos escribir de la siguiente manera
N ∂µ M ∂µ  ∂M ∂N 
− = − . (2.408)
µ ∂x µ ∂y ∂y ∂x
Finalmente, la escribiremos como
∂ ln µ ∂ ln µ ∂M ∂N
N −M = − . (2.409)
∂x ∂y ∂y ∂x
Hemos obtenido una ecuación en derivadas parciales. No existe un método general para encontrar
factores integrantes µ = µ(x, y). Por consiguiente, nos limitaremos a algunos casos particulares:
2.10. FACTOR INTEGRANTE 61

Supongamos que el factor integrante µ = µ(x, y) depende solamente de x, esto es, µ = µ(x).
En tal caso, tendremos que ∂µ
∂y = 0 y la ecuación (2.408) toma la forma

d ln µ 1  ∂M ∂N 
= − . (2.410)
dx N (x, y) ∂y ∂x

Integrando, tenemos
 
∂M ∂N
Z Z
∂y − ∂x
R ( ∂M − ∂N )
∂y ∂x
dx
d ln µ = dx → µ(x) = e N (x,y) . (2.411)
N (x, y)

El factor integrante depende solamente de y, es decir, µ = µ(y). En tal caso, de (2.408) tenemos

d ln µ 1  ∂N ∂M 
= − . (2.412)
dy M (x, y) ∂x ∂y

Integrando, resulta
 
∂N ∂M
Z Z
∂x − ∂y
R ( ∂N − ∂M )
∂x ∂y
dy
d ln µ = dy → µ(y) = e M (x,y) . (2.413)
M (x, y)

Obsérvese que en las ecuaciones (2.410) y (2.412) las funciones que aparecen a la izquierda de las
ecuaciones se escriben como derivadas normales y no como parciales (parte derecha), esto es debido
a que hemos restringido a la función µ a que sea una función, ya sea de x, o de y, respectivamente.
Entonces, para hallar un factor integrante podemos usar las expresiones (2.411) y (2.413).
Ejemplo 5:
Resolver la ecuación diferencial

(x2 + y 2 + x)dx + ydy = 0. (2.414)

Solución:
Identificando las funciones M (x, y) y N (x, y), se tiene

M (x, y) = x2 + y 2 + x, N (x, y) = y. (2.415)

Primero, debemos comprobar si la ecuación (2.414), es o no exacta. Tenemos

∂M ∂N
= 2y, = 0. (2.416)
∂y ∂x

Como vemos, no se cumple la condición

∂M ∂N
= , (2.417)
∂y ∂x

y por lo tanto, la ecuación (2.414) no es exacta. Veamos si podemos encontrar un factor integrante,
tal que al multiplicarlo por la ecuación (2.414), ésta se transforme en exacta. Supongamos que el
factor integrante depende solamente de x, esto es, µ(x, y) = µ(x), entonces, de la ecuación (2.410),
tenemos
d ln µ 1  ∂M ∂N  1 ∂M 2y
= − = = = 2. (2.418)
dx N ∂y ∂x N ∂y y
62 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Luego, de (2.411), resulta Z Z


d ln µ = 2 dx. (2.419)

La solución de estas integrales es trivial y tiene la forma

ln µ = 2x → µ(x) = e2x . (2.420)

El siguiente paso es multiplicar la ecuación (2.414) por el factor integrante obtenido, esto es por
µ(x) = e2x , tenemos
e2x (x2 + y 2 + x)dx + e2x ydy = 0 (2.421)
Analizaremos la ecuación (2.421), es decir, probemos que ésta es exacta. Tenemos las funciones

M (x, y) = e2x (x2 + y 2 + x), N (x, y) = ye2x . (2.422)

Las derivadas parciales son


∂M ∂N
= 2ye2x , = 2ye2x . (2.423)
∂y ∂x
En este caso la condición
∂M ∂N
= , (2.424)
∂y ∂x
se cumple. Por lo tanto, la ecuación (2.421) es exacta. Ahora el problema consiste en resolver la
ecuación (2.421). Debido a que la ecuación (2.421) es una ecuación diferencial exacta, existe una
función f (x, y), tal que
∂f
= N (x, y) = ye2x . (2.425)
∂y
Integrando, tenemos Z
1 2 2x
f (x, y) = ye2x dy + g(x) = y e + g(x), (2.426)
2
donde g(x) es una función que depende solo de x, ya que tenemos una ecuación en derivadas parciales.
Ahora diferenciando respecto a x la ecuación (2.426) e igualando el resultado a la función M (x, y)
de (2.422), tenemos
∂f 2
= y 2 e2x + g 0 (x) = M (x, y). (2.427)
∂x 2
O bien
y 2 e2x + g 0 (x) = e2x (x2 + y 2 + x). (2.428)
Finalmente, tenemos la ecuación
g 0 (x) = e2x (x2 + x). (2.429)
Debemos integrar la ecuación (2.429) y de esta manera encontrar la función g(x)
Z Z Z
g(x)dx = x e dx + xe2x dx.
2 2x
(2.430)

Estas integrales se calculan por partes. Primero la segunda integral de la derecha en (2.430)
Z Z
2x
n
2x 1 2x o x 2x 1
xe dx → u = x du = dx, dv = e dx v = e = e − e2x dx
2 2 2
x 2x 1 2x
= e − e . (2.431)
2 4
2.11. LEY DE ENFRIAMIENTO 63

Para la primera integral (2.430), tenemos

1 o x2 2x 2
Z n Z
x2 e2x dx → u = x2 du = 2xdx, 2x
dv = e dx v = e2x = e − xe2x dx
2 2 2
2 2
x 2x  1 2x 1 2x  x 2x x 2x 1 2x
= e − xe − e = e − e + e . (2.432)
2 2 4 2 2 4
En esta integral hemos aprovechado el resultado obtenido anteriormente en (2.431). Ası́ que tenemos
el valor de la función g(x)
Z  x2 x 1 x 1  2x x2 2x
g(x) = (x2 e2x + xe2x )dx = − + + − e = e . (2.433)
2 2 4 2 4 2
Una vez encontrada la función g(x), la sustituimos en la ecuación (2.426). Finalmente, obtenemos

y 2 2x x2 2x
f (x, y) = e + e = c. (2.434)
2 2
Donde c es la constante de integración. Este mismo resultado lo podemos escribir de la siguiente
manera
x2 + y 2 = c1 e−2x , (2.435)
donde c1 = 2c es también una constante. Esta es la solución general de la ecuación (2.421), y desde
luego, también es la solución general de la ecuación (2.414), ya que, en principio son equivalentes
las dos ecuaciones, pues hemos multiplicado toda la ecuación (2.414) por un mismo factor.

2.11. Ley de Enfriamiento

Cada dı́a nos encontramos con fenómenos donde hay cambios de temperatura; Un pastel que
sacamos del horno a una temperatura T , una taza de café caliente, alimentos acabados de cocinar,
etcétera. Nos preguntamos; cómo podemos saber de que manera cambia la temperatura de cada uno
de estos cuerpos? Hasta el momento, sabemos que cualquier cosa que cambie la podemos modelar
mediante una ecuación diferencial, por lo tanto, lo más probable es que la pregunta planteada
la podamos modelar con una ecuación diferencial. Podemos plantear la pregunta anterior con la
formulación del siguiente problema general.
Supongamos que en el tiempo t = 0 un cuerpo tiene una temperatura inicial T (0) = T0 , en éste
instante lo colocamos en el medio ambiente que tiene una temperatura Tm . Nos preguntamos, cómo
cambiará la temperatura del cuerpo conforme el tiempo pasa.
Planteamiento:
Sea T (t) la temperatura del cuerpo en un cierto tiempo t. Supongamos que no existe otro cuerpo
con el cual haya intercambio de calor, además, vamos a suponer que la temperatura del medio
ambiente Tm cambia tan lento, que prácticamente la podemos tomar como constante. Bajo estas
condiciones podemos pensar que la rapidez con que cambia la temperatura del cuerpo es proporcional
a la diferencia de temperaturas del cuerpo y el medio ambiente. Es decir
dT
∝ T (t) − Tm . (2.436)
dt
Esto parece lógico, ya que llegará el momento en que la temperatura del cuerpo y el medio ambiente
serán las mismas, es decir, T (t) = Tm y de la expresión (2.436) la velocidad de cambio será propor-
cional a cero y por consiguiente la temperatura del sistema cuerpo-medio ambiente será proporcional
64 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

a una constante. Para escribir la ecuación (2.436) en forma de igualdad, debemos introducir una
constante de proporcionalidad. Entonces, el modelo matemático está dado por la ecuación
dT  
= −α T (t) − Tm , (2.437)
dt
donde α > 0 es la constante de proporcionalidad (la cual depende de la estructura molecular del
cuerpo). El signo menos en la parte derecha de la ecuación (2.437) corresponde a los siguientes
razonamientos; si T (t) − Tm > 0, → T (t) > Tm , entonces la temperatura del cuerpo decae (se enfrı́a)
y por consiguiente, su rapidez de cambio es negativa, por otro lado, si T (t) − Tm < 0, → T (t) < Tm ,
entonces la temperatura del cuerpo crece (se calienta) y por lo tanto, la rapidez de cambio es positiva.
De esta manera, el proceso de calentamiento (enfriamiento) de un cuerpo en un medio ambiente con
temperatura constante se modela bastante bien con la ecuación diferencial (2.437). La ley (2.437)
fué establecida por Isaac Newton y concuerda bastante bien con los datos experimentales. Desde el
punto de vista fı́sico el problema planteado está resuelto.
Ahora el problema se traduce a un problema matemático, y es aquı́ donde se aplican los métodos
de solución de las ecuaciones diferenciales. Como podemos ver, en la ecuación (2.437) el tiempo t es
la variable independiente y la temperatura T (t) es la función dependiente. La ecuación (2.437) es
una ecuación diferencial ordinaria de primer orden y de variables separables, esto es
dT
= −αdt. (2.438)
T (t) − Tm
Como la temperatura del medio ambiente Tm se supone constante durante todo el proceso, entonces
la ecuación (2.438) es fácil de integrar
Z Z
dT
= −α dt → ln |T (t) − Tm | = −αt + c. (2.439)
T (t) − Tm
Para hallar el valor de la constante c, usamos las condiciones iniciales del problema, esto es, en el
instante t = 0, el cuerpo tenı́a una temperatura inicial T0 . Poniendo estas condiciones en la última
ecuación de (2.439), tenemos

ln |T0 − Tm | = −α · 0 + c → c = ln |T0 − Tm |. (2.440)

Sustituyendo este resultado en (2.439), resulta

ln |T (t) − Tm | = −αt + ln |T0 − Tm |. (2.441)

Por último, aplicando las propiedades de los logaritmos obtenemos como cambia la temperatura del
cuerpo con el tiempo
T (t) = Tm + (T0 − Tm )e−αt . (2.442)
Finalmente, analizaremos la solución para ver si el resultado es el esperado. De la expresión (2.442),
observamos que cuando el tiempo es suficientemente grande (podemos poner t → ∞), el exponente
tiende a cero y por consiguiente, la temperatura T (t) del cuerpo tiende a la temperatura del medio,
es decir, T (t) → Tm , cuando t → ∞. De la solución (2.442), también se deduce que cuando t → 0,
entonces T (0) → T0 . Los resultados son los esperados por lo tanto el problema queda resuelto.
Suponer que el medio ambiente permanece a temperatura constante es razonable si consideramos
el problema anterior. Sin embargo, si se está enfriando una enorme olla de metal derretido en una
sala, ya no es tan lógico pensar que la temperatura de la sala permanecerá constante.
La diferencia entre las dos situaciones anteriores, indica que no es probable que el calor que
pierde el pastel eleve la temperatura de la sala en forma apreciable, mientras que si es probable
2.11. LEY DE ENFRIAMIENTO 65

que lo haga el calor que pierde el metal al enfriarse. Para modelar el enfriamiento de la olla llena
de metal fundido es necesario tomar en cuenta el intercambio de calor entre el objeto (la olla) y el
medio.
Sean T = T (t) y Tm = Tm (t) las temperaturas del objeto (olla) y el medio, respectivamente, y
sean T0 y Tm0 sus valores iniciales. Supongamos que T (t) y Tm (t) están relacionadas por la expresión
(2.437)
dT
= −α(T − Tm ). (2.443)
dt
Supongamos también que el cambio en la energı́a calorı́fica del objeto (olla), cuando su temperatura
va de T0 a T , es a(T − T0 ); y que el cambio en la energı́a calorı́fica del medio, cuando su temperatura
va de Tm0 a Tm es am (Tm − Tm0 ), donde a y am son constantes positivas que dependen de las masas
y de las propiedades térmicas del objeto y el medio, respectivamente.
Si suponemos, además, que el calor total del sistema conformado por el objeto y el medio per-
manece constante, es decir, que la energı́a se conserva, entonces

a(T − T0 ) + am (Tm − Tm0 ) = 0. (2.444)

Despejando Tm , tenemos
a
Tm = Tm0 − (T − T0 ), (2.445)
am
y sustituyendo en (2.443), resulta

dT  a   a   a 
= −α T − Tm0 + (T − T0 ) = −α 1 + T +α T0 + Tm . (2.446)
dt am am am
Obtenemos la siguiente ecuación diferencial

dT  a   a 
= −α 1 + T +α T0 + Tm0 , (2.447)
dt am am
la cual describe la ley de enfriamiento para un objeto a altas temperaturas.
La ecuación (2.447) es una ecuación diferencial lineal no homogénea que podemos escribir como

dT  a 
+ βT = α T0 + Tm0 , (2.448)
dt am
 
a
donde β = α 1 + am . Usando el método del factor integrante, tenemos
R
βdt
µ(t) = e = eβt . (2.449)

Luego Z    a Z
d eβt T = α Tm0 + T0 eβt dt. (2.450)
am
Integrando, resulta
 a 1
eβt T = α Tm0 + T0 eβt + c. (2.451)
am β
Esta expresión la podemos escribir de la siguiente manera
 
am  a −α 1+ aam t

T (t) = Tm0 + T0 + ce . (2.452)
am + a am
66 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Esta es la solución general. Si suponemos las condiciones iniciales T (0) = T0 , entonces de (2.452)
obtenemos el valor de la constante de integración
am Tm0 a am am Tm0
c = T0 − − T0 = T0 − . (2.453)
am + a am + a am + a am + a
Sustituyendo este resultado en (2.452), obtenemos la solución
 
am Tm0 + aT0 am   −α 1+ a t
am
T (t) = + T0 − Tm0 e . (2.454)
am + a am + a

2.12. Circuitos Eléctricos

En esta sección obtendremos el modelo matemático para un sistema eléctrico de gran importancia,
considerado como una de las piezas fundamentales de las redes eléctricas. Para esto empezaremos
con los conceptos básicos necesarios.
El circuito eléctrico más simple es un circuito en serie que consta de una fuente de energı́a,
fuerza electromotriz, E(t) la cual puede ser una fuente constante como una baterı́a, o bien, una
fuente variable con el tiempo como una corriente alterna (generador), y un resistor con resistencia
R que usa la energı́a (como ejemplo, tenemos una bombilla eléctrica) (figura 2.2). Si cerramos el
interruptor, una corriente I fluirá por el resistor, la cual producirá una caı́da de voltaje VR , es decir,
el potencial eléctrico en los extremos del resistor serán diferentes, esta diferencia de potencial o caı́da
de voltaje la podemos medir con un voltı́metro.
Luego, haciendo uso de una ley demostrada experimentalmente, la cual afirma que: la caı́da del
voltaje VR en un resistor es proporcional a la corriente instantánea I, es decir

VR = RI (2.455)

donde la constante de proporcionalidad R se llama resistencia del resistor. Las unidades de medida
de la corriente I es el ampere representado por la letra A, la resistencia R se mide en ohms, Ω, y el
voltaje VR se mide en volts, V .
Los otros dos elementos fundamentales en un circuito más completo, son los inductores y los
capacitores. Un inductor se opone a un cambio en la corriente y tiene un efecto de inercia en la
electricidad, similar al de la masa en la mecánica. Experimentalmente se ha demostrado la siguiente
ley: La caı́da de voltaje VL en un inductor es proporcional a la razón de cambio instantáneo con
respecto al tiempo de la corriente I, es decir

VL = L dI
dt
(2.456)

donde a la constante de proporcionalidad L se le llama inductancia del inductor y se mide en henrios,


h, y el tiempo t se mide en segundos, s.
Un capacitor C es un elemento que almacena energı́a. Experimentalmente se comprobó la si-
guiente ley: la caı́da de voltaje VC en un capacitor es proporcional a la carga eléctrica instantánea q
en el capacitor, es decir
1
VC = q, (2.457)
C
2.13. SOLUCIÓN DEL CIRCUITO RL 67

donde C se llama capacitancia del capacitor y se mide en faradios, la carga q se mide en coulombs.
Por otro lado, la corriente I es la variación de la carga q respecto al tiempo, esto es
dq
I(t) = . (2.458)
dt
Tomando esto en cuenta, la expresión (2.457) se puede escribir como

1
Rt
VC = C t0
I(τ )dτ (2.459)

La corriente I(t) se determina resolviendo la ecuación ó ecuaciones que resulten de la aplicación de


la ley de Kirchhoff , la cual es una ley fı́sica fundamental.
Ley de Tensiones de Kirchhoff: La suma algebraica de todas las caı́das de voltaje instantáneas
alrededor de cualquier circuito cerrado es cero, o el voltaje aplicado a un circuito cerrado es igual a
la suma de las caı́das de voltaje en el resto del circuito.

2.13. Solución del Circuito RL

Establecer el modelo matemático para el circuito RL de la figura (2.2). Resolver la ecuación


diferencial obtenida para los siguientes casos: para el primer caso suponga que E(t) = constante y
para el segundo E = E0 cos ωt.
Solución:
Nuestro sistema consta de una resistencia R y una inductancia L, figura (2.2).

Figura 2.2: Circuito RL.

Entonces, por la ley de Kircchoff, tenemos que la suma de las caı́das de voltaje debe ser igual a
la fuerza electromotriz E(t). La ecuación que modela a este sistema tiene la forma
dI
L + RI = E(t). (2.460)
dt
Debemos hallar la corriente en el sistema como función del tiempo, esto es I(t).
Primer caso: Para E(t) = constante = E0 tenemos la ecuación
dI
L + RI = E0 . (2.461)
dt
Esta misma ecuación la podemos escribir como
dI
+ αI = A, (2.462)
dt
68 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

donde, α = R/L y A = E0 /L. Esta ecuación la resolveremos usando el método del factor integrante.
El factor integrantes es R R
µ(t) = e P (t)dt = eα dt = eαt . (2.463)
Luego, tenemos Z Z
d(Ieαt ) = Aeαt dt → d(Ieαt ) = A eαt dt. (2.464)

Integrando, resulta
A αt A
Ieαt = e + c → I(t) = + ce−αt . (2.465)
α α
Tomando en cuenta que A
α = ER0 , esta solución se expresa como
E0
I(t) = + ce−αt . (2.466)
R
Sustituyendo las condiciones iniciales I(0) = 0, obtenemos el valor de la constante de integración c
E0 E0
0= +c → c=− . (2.467)
R R
Sustituyendo en (2.466), finalmente tenemos
E0  R
 E 
0 − t

I(t) = 1 − e− L t = 1 − e τL , (2.468)
R R
L
donde se ha introducido la constante τL = R conocida como constante inductiva de tiempo del
circuito.
Observando la ecuación (2.468), vemos que a un tiempo suficientemente grande t → ∞ el segundo
término de la derecha e−(R/L)t → 0, y como consecuencia la corriente en (2.468) tiende a un valor
constante, este es I(t) → E0 /R. Este valor constante es el que tendrı́a de inmediato (ley de Ohm)
si no hubiera un inductor en el circuito, el lı́mite es independiente de las condiciones iniciales.
Segundo caso: Para E(t) = E0 cos ωt, de la ecuación (2.460), tenemos
dI
L + RI = E0 cos ωt, (2.469)
dt
Se pide hallar la corriente I en un tiempo t después de haber conectado el circuito si la fuerza
electromotrı́z es E(t) = E0 cos ωt.
Solución:
La ecuación (2.469), la escribimos de la siguiente manera
dI
+ αI = β cos ωt, (2.470)
dt
donde, por comodidad, α = R/L y β = E0 /L. La ecuación (2.470) es una ecuación diferencial
lineal no homogénea de primer orden respecto a la corriente I. Primero, debemos hallar la solución
correspondiente a la ecuación homogénea de (2.470), tenemos
dI
+ αI = 0. (2.471)
dt
Esta ecuación homogénea es de variables separables
Z Z
dI dI I 
= −αI → = −α dt → ln = −αt, (2.472)
dt I c
2.13. SOLUCIÓN DEL CIRCUITO RL 69

donde c es la constante de integración. Este resultado lo podemos escribir como

Ih (t) = ce−αt . (2.473)

Ahora busquemos una solución particular de la ecuación (2.470). Por la forma de la parte derecha
supongamos la siguiente solución particular (método de los coeficientes indeterminados)

Ip (t) = A cos ωt + B sen ωt. (2.474)

Derivando esta ecuación


dIp
= −Aω sen ωt + Bω cos ωt. (2.475)
dt
Sustituyendo (2.467) y (2.468) en (2.470) tenemos

−Aω sen ωt + Bω cos ωt + αA cos ωt + αB sen ωt = β cos ωt. (2.476)

Igualando los términos, encontramos que esta igualdad se cumple, siempre y cuando se cumplan las
expresiones

Bω + αA = β
−Aω + αB = 0. (2.477)

Resolviendo estas ecuaciones, obtenemos los valores de A y B, esto es

αβ ωβ
A= , B= . (2.478)
ω2 + α2 ω2 + α2

Sustituyendo estos valores en la solución particular (2.467), tenemos que la solución es

αβ ωβ
Ip (t) = cos ωt + 2 sen ωt. (2.479)
ω2 +α 2 ω + α2

La solución general de la ecuación (2.470) será I(t) = Ih (t) + Ip (t), ésta tiene la forma

E0 h i
I(t) = ce−αt + α cos ωt + ω sen ωt , (2.480)
L(ω 2 + α2 )

donde hemos sustituido el valor de β = E0 /L. La constante c la encontramos de las condiciones


iniciales, cuando t = 0, I = 0.

αE0 αE0
0=c+ → c=− . (2.481)
L(ω 2 + α2 ) L(ω 2 + α2 )

Sustituyendo el valor de la constante de integración en la ecuación (2.480), finalmente, tenemos

E0 h
−αt
i
I(t) = α cos ωt + ω sen ωt − αe . (2.482)
L(ω 2 + α2 )

Esta es la solución particular (en el sentido, de que se ha obtenido de la solución general). Si t → ∞,


entonces, e−αt → 0 y de (2.482) se sigue que

E0  
I(t) ≈ α cos ωt + ω sen ωt . (2.483)
L(ω 2 + α2 )
70 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

2.14. Solución de un Circuito RC

Establecer el modelo matemático para un circuito RC, figura (2.3) y hallar la corriente del
circuito para los casos: E(t) = constante = E0 y E(t) = E0 sen ωt.
Solución:
Tenemos un circuito que consta de un resistor con resistencia R y un capacitor con una capaci-
tancia C, figura (2.3). Entonces, por la ley de Kirchhoff se tiene la ecuación

Figura 2.3: Circuito RC.

1
RI + q = E(t). (2.484)
C

Derivando esta ecuación respecto al tiempo obtenemos la ecuación para la corriente I(t)

dI 1 dE
R + I= , (2.485)
dt C dt
la cual podemos escribir como
dI 1 dE
+ αI = , (2.486)
dt R dt

Primer caso: Tenemos E(t) = E0 , donde E0 es constante, entonces

dI
+ αI = 0. (2.487)
dt
Esta es una ecuación con variables separables, integrando obtenemos la solución general
t − τt
I(t) = ce− RC = ce C . (2.488)

donde τC = RC es la constante capacitiva de tiempo del circuito.


Segundo caso: Para este caso, tenemos E(t) = E0 sen ωt. Sustituyendo en la ecuación (2.486),
obtenemos
dI
+ αI = β cos ωt, (2.489)
dt
donde α = 1/RC y β = E0 ω/R. Esta ecuación es similar a la ecuación (2.470), excepto por la
constante β. Entonces, tenemos la solución general

− τt E0 ω  
I(t) = ce C + RωC sen ωt + cos ωt . (2.490)
[1 + (RCω)2 ]
2.15. CARGA EN EL CONDENSADOR 71

Figura 2.4: Corriente en un circuito RC debida a una fuerza electromotriz constante.

2.15. Carga en el Condensador

Un condensador de capacitancia C se conecta a un circuito con un voltaje E0 y resistencia R.


Hallar la carga q en el condensador en un tiempo t.
Solución:
En el tiempo t la carga del condensador es q y la corriente es I. En el circuito actúa la fuerza
electromotrı́z E0 , entonces por la ley de Kirchhoff tenemos la ecuación
1
RI + q = E(t). (2.491)
C
dq
Tomando en cuenta la relación I(t) = dt , la ecuación (2.491) se escribe como

dq 1 E0
+ q= . (2.492)
dt CR R
Esta ecuación es lineal no homogénea respecto a q. Hallemos la solución de la ecuación homogénea
correspondiente a (2.492)
Z Z
dq 1 dq 1
+ q=0 → =− dt. (2.493)
dt CR q CR
Integrando, resulta
t
ln |q| = − + ln c1 → q(t) = c1 e−t/RC . (2.494)
CR
La solución particular de (2.492) la buscamos de la forma

dqp
qp = A → = 0. (2.495)
dt
Sustituyendo en (2.492) para hallar la constante A, tenemos

A E0
= → A = CE0 . (2.496)
CR R
Poniendo el valor de A en la solución particular, resulta

qp = CE0 . (2.497)
72 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

La solución general de la ecuación original (2.492) será la suma de las soluciones; homogénea qh y
particular qp , esto es
q(t) = c1 e−t/CR + CE0 . (2.498)
Apliquemos las condiciones iniciales para encontrar la constante de integración c1 . Si para t = 0
la carga en el condensador es cero, q = 0, entonces, sustituyendo en (2.498), obtenemos para la
constante
0 = c1 + CE0 → c1 = −CE0 . (2.499)
Poniendo el valor de c1 en (2.498), obtenemos el resultado final
 
q(t) = −CE0 e−t/CR + E0 C → q(t) = E0 C 1 − e−t/CR . (2.500)

Esta expresión representa la solución del problema. Ahora bien, de la ecuación (2.500) resulta que
para t = 0, la carga en el condensador es q(t) = 0, esto está en completo acuerdo, pues antes
de conectar el circuito no existe carga alguna en el condensador. Cuando t → ∞, la carga en el
condensador es q(t) → CE0 .
Supóngase que ahora deseamos conocer la razón de flujo de la carga por unidad de tiempo, o mejor
dicho, conocer la corriente I que circula por el circuito. La expresión matemática que representa a
la corriente I, dada la carga q, es
dq
I(t) = . (2.501)
dt
Para obtener la corriente es necesario tomar la derivada respecto al tiempo en la expresión (2.500)

E0 −t/RC
I(t) = e . (2.502)
R
De la ecuación (2.502) observamos que cuando t → 0 tenemos que I(t) → E0 /R, esta es la máxima
corriente en el circuito que se alcanza justamente cuando el circuito se conecta, después la corriente
está gobernada por la expresión (2.502).
El producto RC que aparece en el exponente de las ecuaciones (2.500) y (2.502) tiene unidades
de tiempo, ya que el exponente es adimensional (sin unidades). Al producto RC se le conoce como
constante de tiempo capacitiva y se representa por τC , esta cantidad determina la razón con la cual
el condensador se carga.

2.16. Presión Atmosférica

La experiencia nos muestra que la presión del aire (presión atmosférica) depende de la altura h.
Si representamos a la presión como p, entonces la dependencia de p respecto a la altura h estará dada
por la función
p = p(h). (2.503)
Nos preguntamos, cuál es la relación entre la presión y la altura?
Solución:
Para resolver el problema planteado imaginemos una pequeña porción de aire de forma cilı́ndrica,
de altura ∆h y base S, figura (2.5).
Luego, veamos cuáles fuerzas actúan sobre este cilindro imaginario. De la figura (2.5) podemos
ver que sobre el cilindro actúan tres fuerzas;
2.16. PRESIÓN ATMOSFÉRICA 73

Figura 2.5: Diagrama del cilindro representando una porción de aire

El peso del cilindro dado por

P = g∆m = ρg∆V = gρS∆h,

donde ∆m es el elemento de masa, ∆V = Sdh es el elemento de volumen, g es la constante de


la gravedad y ρ es la densidad del aire. Esta fuerza (el peso) esta dirigida verticalmente hacia
abajo.
La presión del aire que actúa en la base superior y dirigida hacia abajo, figura (2.5),

p(h + ∆h)S.

La presión del aire que actúa en la base inferior y dirigida verticalmente hacia arriba

Sp(h).

Si consideramos que no hay corrientes de aire, entonces estas tres fuerzas deben estar balanceadas.
De estas consideraciones, tenemos

ρSg∆h + p(h + ∆h)S = p(h)S. (2.504)

Eliminando S, resulta
ρg∆h + p(h + ∆h) = p(h). (2.505)
74 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Esta misma ecuación la podemos escribir como


p(h + ∆h) − p(h)
= −ρg. (2.506)
∆h
Haciendo ∆h, infinitamente pequeño tenemos la expresión
p(h + ∆h) − p(h) dp
lı́m = . (2.507)
∆h→0 ∆h dh
Luego, igualando las expresiones (2.506) y (2.507), obtenemos la ecuación diferencial
dp
= −gρ. (2.508)
dh
Por otro lado, sabemos que la densidad ρ de los gases es proporcional a la presión p, esto es

ρ = αp, (2.509)

donde α es una constante de proporcionalidad que depende del tipo de gas. Poniendo este valor en
(2.508), finalmente tenemos la ecuación diferencial
dp
= −αgp. (2.510)
dh
Esta ecuación nos da la dependencia de la presión p en función de la altura h, por lo tanto, responde
al problema planteado (bajo las condiciones de que no hay corrientes de aire). Ahora el problema
se traduce en un problema matemático, es decir, en resolver la ecuación diferencial (2.510). Como
podemos ver, esta ecuación es de variables separables. Por consiguiente, separando las variables e
integrando Z Z
dp
= −αg dh, (2.511)
p
obtenemos
ln |p| = −αgh + ln c → p(h) = ce−αgh . (2.512)
Para determinar el valor de la constante de integración c, vamos a considerar que la presión at-
mosférica en la superficie de la Tierra ( esto es cuando h = 0), es p0 . Sustituyendo estas condiciones
en la segunda ecuación de (2.512), encontramos

c = p0 . (2.513)

Sustituyendo este valor en la segunda ecuación de (2.512) tenemos, finalmente el resultado

p(h) = p0 e−αgh , (2.514)

el cual nos indica que la presión atmosférica decae exponencialmente conforme la altura aumenta y
cuando h → ∞, la presión p → 0, figura (2.6). Esto parece lógico, ya que después de cierta altura h,
estarı́amos fuera de la atmósfera terrestre y por lo tanto, la presión atmosférica será cero.

2.17. Ecuaciones Diferenciales no Resueltas Respecto


a la Derivada

Hasta el momento hemos analizado diferentes tipos de ecuaciones diferenciales de primer orden,
donde hemos supuesto que la ecuación es resuelta respecto a su derivada. Sin embargo, existen
2.17. ECUACIONES DIFERENCIALES NO RESUELTAS RESPECTO A LA DERIVADA 75

Figura 2.6: La presión p como función de la altura h

algunas ecuaciones en las cuales no es posible resolver respecto a su derivada, sino que pueden
ser resueltas respecto a la función dependiente o a la variable independiente. En esta sección nos
encargaremos de analizar este tipo de ecuaciones.
Sea dada la ecuación diferencial de primer orden

F (x, y, y 0 ) = 0 (2.515)

Esta ecuación la podemos resolver de dos maneras:

Resuelta respecto a la derivada. Resolviendo (2.515) respecto a la derivada obtenemos una


ecuación del tipo
y 0 = f (x, y). (2.516)
Diferentes tipos y métodos para obtener la solución de la ecuación (2.516), los hemos analizado
en las secciones anteriores.

No resuelta respecto a la derivada. Supongamos que en la ecuación (2.515) no se puede despejar


a y 0 , pero se puede despejar a y, ó a x, es decir, que la ecuación (2.515) se puede escribir de
las dos siguientes maneras

y = f (x, y 0 ) x = g(y, y 0 ) (2.517)

Primero, analizaremos la ecuación

y = f (x, y 0 ) (2.518)

Para resolver esta ecuación introduzcamos el parámetro

dy
p(x) = y 0 = → dy = p(x)dx. (2.519)
dx
De la ecuación (2.518), obtenemos
y = f (x, p). (2.520)
76 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Luego, obteniendo la diferencial total de esta ecuación

∂f ∂f
dy = dx + dp. (2.521)
∂x ∂p

Sustituyendo, dy = p(x)dx, en la ecuación (2.521), tenemos

∂f ∂f
p(x)dx = dx + dp. (2.522)
∂x ∂p

Luego, agrupando términos resulta la ecuación


h ∂f i ∂f
− p(x) dx + dp = 0. (2.523)
∂x ∂p

Esta ecuación es equivalente a tener la ecuación

M (x, p)dx + N (x, p)dp = 0. (2.524)

Si la solución de la ecuación (2.524) está dada como

x = φ(p, c), (2.525)

entonces, haciendo uso de la expresión (2.520), obtenemos la solución de la ecuación original


(2.518) en forma paramétrica

x = φ(p, c), y = f (φ(p)). (2.526)

Analicemos la segunda ecuación de (2.517)

x = g(y, y 0 ). (2.527)

La solución de esta ecuación es similar a la anterior. Sea


dy
p(x) = y 0 = . (2.528)
dx
Entonces, de (2.527), tenemos
x = g(y, p). (2.529)
La diferencial total de esta ecuación es
∂g ∂g
dx = dy + dp. (2.530)
∂y ∂p

Luego, de (2.528)
dy
dx = . (2.531)
p
Sustituyendo en (2.530)
dy ∂g ∂g
= dy + dp. (2.532)
p ∂y ∂p
Agrupando términos, obtenemos
h ∂g 1i ∂g
− dy + dp = 0. (2.533)
∂y p ∂p
2.17. ECUACIONES DIFERENCIALES NO RESUELTAS RESPECTO A LA DERIVADA 77

Esta ecuación es equivalente a la ecuación

M (y, p)dy + N (y, p)dp = 0. (2.534)

Si la solución de esta ecuación es


y = φ(p, c), (2.535)
entonces, haciendo uso de la expresión (2.529), obtenemos la solución de la ecuación original
(2.527) en forma paramétrica

y = φ(p, c), x = g(φ(p)). (2.536)

Ejemplo 1:
Resolver la ecuación
x = (y 0 )3 + y 0 . (2.537)
Solución:
dy
Introduciendo el parámetro p = dx , entonces, tenemos la ecuación

x = p3 + p. (2.538)

Tomando la diferencial total de esta ecuación

dx = 3p2 dp + dp. (2.539)


dy
Luego, de la expresión p = dx , tenemos que dx = dy
p . Sustituyendo esta expresión en la
ecuación (2.539)
dy
= 3p2 dp + dp → dy = (3p3 + p)dp. (2.540)
p
Integrando esta última expresión obtenemos la solución
Z Z
dy = (3p3 + p)dp → 4y(p) = 3p4 + 2p2 + c. (2.541)

Entonces, la solución general de la ecuación (2.537) en forma paramétrica, es

4y(p) = 3p4 + 2p2 + c, x(p) = p3 + p. (2.542)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
1
x= + ln y 0 . (2.543)
y0
Solución:
Introduciendo el parámetro
dy
p= , (2.544)
dx
la ecuación (2.543) se reduce a la ecuación paramétrica
1
x= + ln p. (2.545)
p
Tomando la derivada total, resulta
1 1
dx = − dp + dp. (2.546)
p2 p
78 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

dy
Sustituyendo dx = p en (2.546), obtenemos

dy 1 1  1 
= − 2 dp + dp → dy = − + 1 dp. (2.547)
p p p p
Integrando Z Z 
1 
dy = − + 1 dp → y = − ln p + p + c. (2.548)
p
Finalmente, tenemos la solución general de la ecuación (2.543) en forma paramétrica
1
x= + ln p, y = − ln p + p + c. (2.549)
p
Ejemplo 3:
Resolver la ecuación
(y 0 + 1)3 = (y 0 − y)2 . (2.550)
Solución:
Antes que nada, de la ecuación (2.550) despejamos a y,

y = y 0 ∓ (y 0 + 1)3/2 . (2.551)

Definiendo
dy
= p. (2.552)
dx
Sustituyendo en (2.551), obtenemos

y = p ∓ (p + 1)3/2 . (2.553)

Tomando la diferencial total de esta ecuación y reemplazando dy = pdx, resulta



3p dp 3 p + 1
pdx = dp ∓ p + 1dp → dx = ∓ dp (2.554)
2 p 2 p
Integrando Z Z Z √
dp 3 p+1
dx = ∓ dp. (2.555)
p 2 p
Calculando por separado la integral
Z √
p+1 h 1 1 i
dp → t = p + 1, dt = (p + 1)−1/2 dp = dp,
p
dp = 2tdt , (2.556)
p 2 2t
con este cambio de variable la integral se transforma en
Z √
t2
Z 2
t −1+1
Z Z 
p+1 1 
dp = 2 dt = 2 dt = 2 1 + dt. (2.557)
p t2 − 1 t2 − 1 t2 − 1

Usando la fórmula x2dx 1
R x−a
−a2 = 2a ln x+a + c. Tenemos
Z 
1  t − 1
2 1+ dt = 2t + ln (2.558)

t2 − 1 t+1
.

Recordando el cambio de variable que se hizo en (2.556), es decir, t = p + 1, se tiene el valor
de la integral Z √
p+1 p √p + 1 − 1
dp = 2 p + 1 + ln √ (2.559)

p p+1+1
.
2.18. ECUACIONES DIFERENCIALES DE LAGRANGE Y CLAIRAUT 79

Finalmente, sustituyendo el valor de esta integral en la segunda ecuación de (2.555) y calcu-


lando las dos integrales restantes, y junto con la ecuación (2.553) tenemos la solución general

p 3 p + 1 − 1
x = ln |p| ∓ 3 p + 1 ∓ ln √ + c,
2 p+1+1
y = p ∓ (p + 1)3/2 . (2.560)

2.18. Ecuaciones Diferenciales de Lagrange y Clairaut

Las ecuaciones de Lagrange y Clairaut son casos particulares de las ecuaciones no resueltas
respecto a la derivada (2.517) y pueden resolverse mediante la introducción del parámetro p, como
lo hicimos en la sección anterior.
Una ecuación diferencial de Lagrange tiene la forma

y = xϕ(y 0 ) + ψ(y 0 ) (2.561)

Haciendo y 0 = p, diferenciando y sustituyendo dy por pdx, esta ecuación se reduce a otra que
considerando a x como función de p será lineal. Resolviendo ésta última tendremos la solución
x = φ(p, c), entonces, la solución general de la ecuación inicial en forma paramétrica es

x = φ(p, c),
y = φ(p, c)ϕ(p) + ψ(p). (2.562)

La ecuación diferencial de Clairaut tiene la forma

y = xy 0 + ψ(y 0 ) (2.563)

El método de solución es el mismo que hemos usado anteriormente para la ecuación de Lagrange
(2.561). La solución general de esta ecuación tiene la forma

y = cx + ψ(c). (2.564)

Ejemplo 1:
Resolver la ecuación de Lagrange.

y + xy 0 = 4 y 0 .
p
(2.565)

Solución:
dy
Primero, introduciendo el parámetro p = dx .
La ecuación (2.565) se transforma en

y + xp = 4 p. (2.566)

Diferenciando esta ecuación respecto a x, tenemos


2
dy + xdp + pdx = √ dp. (2.567)
p
80 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Sustituyendo dy por pdx en (2.567), tenemos la ecuación


2
pdx + xdp + pdx = √ dp. (2.568)
p

Ahora, dividiendo entre dp, obtenemos


dx 2
2p + x − √ = 0. (2.569)
dp p

Como podemos ver, la ecuación (2.569) es una ecuación lineal no homogénea respecto a x, la cual
podemos escribir en la forma estándar
dx 1
+ x = p−3/2 . (2.570)
dp 2p
Para resolver esta ecuación usamos el método de variación del parámetro. Para esto, primero bus-
camos la solución a la ecuación homogénea
dx 1
+ x = 0. (2.571)
dp 2p
No es difı́cil obtener la solución de esta ecuación. Separando variables e integrando, obtenemos

xh (p) = cp−1/2 . (2.572)

Luego, busquemos la solución particular de la ecuación (2.570). Supongamos la solución particular

xp (p) = c(p)p−1/2 . (2.573)

Tomando la derivada respecto a p, resulta


dx 1
= c0 (p)p−1/2 − p−3/2 . (2.574)
dp 2
Sustituyendo en (2.570), obtenemos
1 1
c0 p−1/2 − cp−3/2 + cp−1/2 = p−3/2 . (2.575)
2 2p
Eliminando los términos segundo y tercero de la parte izquierda de la ecuación (2.575). Obtenemos
la integral Z
dp
c(p) = = ln |p|. (2.576)
p
Sustituyendo c(p) en (2.573), la solución particular tiene la forma

ln |p|
xp (p) = √ . (2.577)
p

La solución general de la ecuación (2.565), resulta ser

c ln |p|
x(p) = xh + xp = √ + √ . (2.578)
p p

Por otro lado, sustituyendo (2.578) en la relación (2.566), tenemos



y = p(4 − ln |p| − c). (2.579)
2.18. ECUACIONES DIFERENCIALES DE LAGRANGE Y CLAIRAUT 81

Entonces, tenemos que la solución general de la ecuación (2.565) está dada en forma paramétrica

c ln |p|
x(p) = √ + √ .
p p

y(p) = p(4 − ln |p| − c). (2.580)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
y = x(y 0 )2 − y 0 . (2.581)
Solución:
dy
Introduciendo el parámetro p = dx . Sustituyendo en la ecuación (2.581)

y = xp2 − p. (2.582)

Tomando la diferencial de esta ecuación y sustituyendo dy por pdx, resulta

pdx = p2 dx + 2xpdp − dp. (2.583)

Agrupando términos
p(1 − p)dx = (2xp − 1)dp. (2.584)
Escribiendo esta ecuación de la siguiente manera
dx 2 1
+ x= . (2.585)
dp p − 1 p(p − 1)

Esta es una ecuación lineal no homogénea respecto a x. Esta ecuación la vamos a resolver con el
método del factor integrante. Para esto, definamos
2 2
R
µ(p) = e p−1 dp = eln(p−1) = (p − 1)2 . (2.586)

Entonces i (p − 1)2
h p−1
d x(p − 1)2 = dp = dp. (2.587)
p(p − 1) p
Integrando, tenemos
Z h i Z p−1 p − ln |p| + c
d x(p − 1)2 = dp → x(p − 1)2 = p − ln |p| + c → x(p) = . (2.588)
p (p − 1)2

Entonces, el resultado final es

y(p) = xp2 − p,
p − ln |p| + c
x(p) = . (2.589)
(p − 1)2

Ejemplo 3:
Resolver la ecuación de Clairaut.
a
y = xy 0 + donde a = const. (2.590)
2y 0
Solución:
82 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

dy
Hagamos p = dx , obtenemos
a
y = xp + . (2.591)
2p
Diferenciando esta última expresión y sustituyendo dy por pdx, hallamos
a
pdx = pdx + xdp − dp, (2.592)
2p2

de donde obtenemos  a 
dp x − 2 = 0. (2.593)
2p
Examinemos los dos factores de esta última expresión. Primero, si

dp = 0, (2.594)

integrando tenemos
p = c. (2.595)
Entonces, la solución general de la ecuación inicial es
a
y = cx + . (2.596)
2c
Ahora, igualando a cero el segundo factor de la ecuación (2.593), tenemos
a
x= . (2.597)
2p2

Despejando el parámetro p de la ecuación (2.597) y sustituyendo en la ecuación (2.591), tenemos

y 2 = 2ax. (2.598)

Esta es también una solución de la ecuación (2.590). Desde el punto de vista geométrico la curva
y 2 = 2ax es la envolvente del haz de rectas determinado por la solución general.
Ejemplo 4:
Resolver la ecuación diferencial
p
y = xy 0 + (y 0 )2 + 1. (2.599)

Solución:
dy
Esta es una ecuación de Clairaut. Entonces, introduciendo el parámetro p = dx , la expresión
(2.599) se transforma en
p
y = xp + p2 + 1. (2.600)
Tomando la diferencial de esta expresión respecto a x, resulta

1 pdp
dy = pdx + xdp + (p2 + 1)−1/2 2pdp → dy = pdx + xdp + p . (2.601)
2 p2 + 1

Sustituyendo pdx por dy, tenemos

pdp
pdx = pdx + xdp + p . (2.602)
p2 + 1
2.19. TRAYECTORIAS ORTOGONALES 83

De esta última expresión se tiene  p 


x+ p dp = 0. (2.603)
p2 + 1
De donde, tenemos dos posibles soluciones
p
x = −p , p = c. (2.604)
p2 +1

Finalmente, la solución del problema la podemos escribir como


p p p
y = px + p2 + 1, x = − p , y = cx + c2 + 1. (2.605)
p2 + 1

Hasta el momento hemos analizado diferentes métodos de solución de las ecuaciones diferenciales
de primer orden. En las siguientes dos secciones analizaremos algunas cuestiones interesantes de las
ecuaciones de primer orden desde el punto de vista geométrico.

2.19. Trayectorias Ortogonales

Un problema general de naturaleza geométrico, es hallar curvas que intersecten las curvas de una
familia dada y en una forma deseada. Tales curvas se llaman trayectorias. En particular, cuando las
trayectorias cortan las curvas dadas en un ángulo constante, se denominan trayectorias isogonales,
si el ángulo es recto (es decir, de 900 ) las trayectorias se llaman trayectorias ortogonales.
De la geometrı́a Euclidiana, sabemos que dos curvas son perpendiculares entre sı́ en un punto
dado, si las pendientes m1 y m2 de las rectas tangentes a las curvas en ese punto cumplen la relación
1
m1 m2 = −1 → m1 = − . (2.606)
m2
Por otro lado, sabemos que la derivada, desde el punto de vista geométrico, es igual a la pendiente
m. Entonces, la ecuación diferencial de las trayectorias ortogonales a la familia de curvas dadas es
fácil de obtener. Sea y(x) una familia de curvas dada por la ecuación diferencial

F (x, y, y 0 ) = 0 (2.607)

Entonces, la expresión

F (x, y, − y10 ) = 0 (2.608)

será la ecuación diferencial de las trayectorias ortogonales a y(x). En otras palabras, basta reempla-
zar y 0 por − y10 en la ecuación dada, para obtener la ecuación de las trayectorias ortogonales. Las
trayectorias ortogonales se encuentran, por ejemplo, cuando se estudia una corriente plana de un
lı́quido.
Ejemplo 1:
Hallar las trayectorias ortogonales a la familia de curvas dada por la ecuación

x2 + y 2 = R2 . (2.609)
84 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Solución:
Tomando la derivada respecto a x, tenemos
dy x
2xdx + 2ydy = 0 → =− . (2.610)
dx y

Esta es la ecuación diferencial que representa a la familia de curvas dada por (2.609). Ahora, reem-
plazando y 0 por − y10 , en la segunda ecuación de (2.610), tenemos

1 x dy y
− =− → = , (2.611)
y0 y dx x
Esta última ecuación representa la ecuación diferencial de la familia de curvas que es ortogonal a
(2.609). Esta ecuación se puede resolver con el método de variables separables

dy dx
= . (2.612)
y x
La solución general esta dada por
y = cx. (2.613)
Ası́, hemos encontrado una familia de curvas dada por la ecuación (2.613) que es ortogonal a la
familia de curvas representada por (2.609), figura (2.7).
2.19. TRAYECTORIAS ORTOGONALES 85

Figura 2.7: Gráfica de la solución.

Ejemplo 2:
Hallar las trayectorias ortogonales a la familia de curvas dadas por la ecuación
1
x2 + y 2 = a2 , a = constante. (2.614)
2
Solución:
Diferenciando la ecuación (2.614) respecto a x, tenemos
dy dy 2x
2x + y =0 → =− . (2.615)
dx dx y

Luego, reemplazando en (2.615) y 0 por − y10

1 2x dy y
− =− → = . (2.616)
y0 y dx 2x
Separando variables e integrando Z Z
dy 1 dx
= . (2.617)
y 2 x
Obtenemos
1 y
ln |y| = ln x + ln c → ln √ = 0. (2.618)

2 c x
De donde es fácil obtener el resultado final

y = cx1/2 . (2.619)
86 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Esta ecuación representa la familia de curvas ortogonales a la familia dada en (2.614).


Ejemplo 3:
Hallar la familia de curvas que es ortogonal a la familia dada por la ecuación

y 2 + 3x2 − 2ax = 0, a = constante. (2.620)

Solución:
Diferenciando (2.620) respecto a x, obtenemos
dy
2y + 6x − 2a = 0. (2.621)
dx
Luego, de (2.620) despejamos el parámetro a,
y 2 + 3x2
a= . (2.622)
2x
Sustituyendo (2.622) en (2.621) obtenemos la ecuación diferencial correspondiente a la familia de
curvas (2.620)
dy y 2 − 3x2
= . (2.623)
dx 2xy
Reemplazando y 0 , por − y10 , en (2.623), resulta

1 y 2 − 3x2 dy 2xy
− = → =− 2 . (2.624)
y0 2xy dx y − 3x2
Esta ecuación es una ecuación diferencial homogénea. Por lo tanto, haciendo la sustitución
dy dz
y = zx, =z+x . (2.625)
dx dx
Sustituyendo en (2.624), se obtiene
dz z − z3
x = 2 . (2.626)
dx z −3
Separando las variables e integrando
z2 − 3
Z Z
dx
dz = . (2.627)
z − z3 x
El integrando de la primer integral lo descomponemos en fracciones parciales
z2 − 3 A Bz + C
2
= + . (2.628)
z(1 − z ) z 1 − z2
Como resultado tenemos
A − Az 2 + Bz 2 + Cz = z 2 − 3. (2.629)
De aquı́, obtenemos los valores A = −3, B = −2 y C = 0. Entonces, la primer integral en (2.627) se
transforma en Z 2
z −3
Z Z
dz 2z
dz = −3 + dz. (2.630)
z − z3 z z2 − 1
Luego, poniendo este resultado en (2.627), obtenemos
Z Z Z
dz 2z dx
−3 + dz = . (2.631)
z z2 − 1 x
2.20. APLICACIONES 87

La integración es fácil y el resultado es


z2 − 1
−3 ln |z| + ln |z 2 − 1| = ln |x| + ln c → ln =0 → z 2 − 1 = cxz 3 . (2.632)

cxz 3
Recordamos que y = zx de donde z = y/x, sustituyendo en la última expresión de (2.632), obtenemos
el resultado final
y 2 − x2 = cy 3 . (2.633)
Esta es la ecuación que representa a la familia de curvas que son ortogonales a la familia (2.620).
De esta manera hemos analizado diferentes métodos de solución de las ecuaciones diferenciales
ordinarias de primer orden. Los métodos analizados son los más tradicionales y básicos para que el
lector comprenda y pueda resolver problemas de su correspondiente área, Ciencias e Ingenierı́a. En
la siguiente sección analizaremos algunas aplicaciones de las ecuaciones diferenciales ordinarias.

2.20. Aplicaciones

Para modelar, mediante una ecuación diferencial, un proceso fı́sico, quı́mico, biológico, de in-
genierı́a, etc., es necesario el conocimiento de ciertas leyes fundamentales de la naturaleza. Por lo
anterior, antes de empezar con algunas de las aplicaciones, es necesario que recordemos algunas
leyes.
Segunda ley de Newton: La suma de todas las fuerzas que actúan en un cuerpo es igual a la
masa del cuerpo multiplicada por su aceleración. Matemáticamente, esta ley se representa como
N
X
F~i = m~a,
i=1

donde m es la masa del cuerpo, a su aceleración y Fi son las fuerzas que actúan en él.
Leyes de Kirchhoff:

Primera ley de Kirchhoff (regla de los nudos): La suma algebraica de las corrientes convergentes
en un nudo es igual a cero, esto es
Xn
Ii = 0,
i=1

donde I representa la corriente.

Segunda ley de Kirchhoff (regla de los contornos): En cualquier contorno cerrado, elegido
arbitrariamente en un circuito eléctrico bifurcado, la suma algebraica de los productos de las
intensidades de las corrientes Ii por las resistencias Ri de las partes correspondientes de este
contorno, es igual a la suma algebraica de las fuerzas electromotrices (fem) Ei aplicadas al
mismo, esto es
i=n
X1 i=n
X1
Ii Ri = Ei .
i=1 i=1

Ley de Torricelli: La velocidad con que se derrama un lı́quido por un pequeño orificio que se
encuentra en el fondo de un recipiente a una altura h del nivel del lı́quido, sin considerar la fricción
(debida a la contracción que sufre un chorro de agua al pasar por un pequeño orificio), será igual a la
88 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN


velocidad de caı́da libre de un cuerpo de una altura h, esto es, v = 2gh. Si se considera la fricción,
entonces
√ la dependencia de la velocidad respecto a la altura h, está dada por la ley de Torricelli
v = µ 2gh, donde g es la aceleración en caı́da libre; µ es el coeficiente de fricción, (0 ≤ µ < 1), que
depende del tipo de lı́quido que se vacı́a. Para el agua µ = 0,62.
Ley de Acción de masa: El estudio de las velocidades de las reacciones se basa en la ley
de acción de masa; en un sistema con volumen constante, la velocidad de una reacción quı́mica
es proporcional a la concentración (masa por unidad de volumen) de las sustancias reactantes. La
concentración es igual al número de moles por unidad de volumen, generalmente moles por litros.
Reacciones Unimoleculares: Una reacción en la cual, una sola molécula cambia a una o más
moléculas se llama reacción unimolecular. Su ecuación quı́mica es

A → B, o bien A → B + C + D + ...., (2.634)

donde A y B, representan a las sustancias. En este caso la ley de acción de masa está dada por la
ecuación diferencial
dCA
= −kCA , k > 0. (2.635)
dt
Observemos que en (2.635) la velocidad es negativa, esto se debe a que la sustancia A decrece. Si a
representa el número de moles por litro de A, inicialmente presentes, y x es el número de moles de
A que cambian a productos en un tiempo t, entonces a − x será la concentración CA de A después
de t minutos. De esta manera la ecuación (2.635) tiene la forma
dx
= k(a − x) en t = 0, x = 0. (2.636)
dt
De esta manera hemos obtenido la ecuación diferencial, la cual modela en un alto grado de exactitud
el problema de las reacciones unimoleculares.
Reacciones Bimoleculares: Una reacción en la cual dos moléculas interactúan para dar lugar
a una o más moléculas como productos, se llama reacción bimolecular. La ecuación quı́mica tiene la
forma
A + B → C + D + ..., o bien 2A → B + C + D + ..., (2.637)
Para el primer caso, la ley de acción de masa se escribe como
dx
= k(a − x)(b − x), (2.638)
dt
donde a y b son los números de moles iniciales por litro de A y B, y x es el número de moles por
litro de A y B, respectivamente, después de t minutos.
Si A = B (segunda ecuación en (2.637)), entonces (2.638) se reduce a
dx
= k(a − x)2 . (2.639)
dt

Problema 1:
Un vehı́culo que viaja a una velocidad v0 apaga su motor, no estando ya sometido más que a
una fuerza de rozamiento proporcional a la velocidad, deseamos saber como varı́an su velocidad y
su coordenada de posición en función del tiempo?
Datos:
v0 , Fr = αv, donde α es el coeficiente de proporcionalidad.
2.20. APLICACIONES 89

Hallar:
v = v(t), x = x(t).
Solución:
De la segunda ley de Newton, y debido a que solo una fuerza influye en el cuerpo, tenemos
dv
m = −αv. (2.640)
dt
El signo menos en la ecuación (2.640) es debido a que la fuerza de rozamiento está dirigida en sentido
opuesto al movimiento. La ecuación diferencial (2.640) es de primer orden respecto a v y además es
de variables separables. Separando las variables
dv α
= − dt. (2.641)
v m
Integrando Z Z
dv α
=− dt, (2.642)
v m
tenemos
α
ln v = − t + ln c1 . (2.643)
m
Aplicando las propiedades de los logaritmos ln v − ln c1 = ln(v/c1 ) esta misma expresión la podemos
escribir como
α
v(t) = c1 e− m t , (2.644)
donde c1 es una constante de integración, la cual depende de las condiciones iniciales del problema.
En nuestro caso estas condiciones son; para t = 0, v = v0 , entonces, sustituyendo en (2.644),
obtenemos la expresión para la constante c1 ,

v0 = c1 . (2.645)

Sustituyendo el valor obtenido c1 = v0 en la ecuación (2.644), tenemos


α
v(t) = v0 e− m t . (2.646)

Para hallar como cambia la coordenada con el tiempo, es decir, la ecuación x = x(t), recordamos
que la velocidad está dada como v = dx
dt y sustituyendo en (2.646) obtenemos la ecuación diferencial
para x = x(t), esto es
dx α
= v0 e− m t . (2.647)
dt
Integrando Z Z
α
dx = v0 e− m t dt, (2.648)

resulta
mv0 − α t
x(t) = − e m + c2 . (2.649)
α
Podemos elegir las siguientes condiciones iniciales, para t = 0, x = 0
mv0 mv0
0=− + c2 → c2 = . (2.650)
α α
Sustituyendo en (2.649)
mv0 − α t mv0
x(t) = − e m + . (2.651)
α α
90 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Finalmente, el resultado lo podemos escribir de la siguiente manera


mv0 α
x(t) = (1 − e− m t ). (2.652)
α
De este resultado podemos ver que cuando t → 0, x(t) → 0, lo cual concuerda con los datos
iniciales. Para el caso en que t → ∞, tenemos que x(t) → mv
α tiende a un valor constante.
0

Problema 2:
De una cierta altura h un cuerpo de masa m es arrojado verticalmente hacia abajo con una
velocidad inicial v0 . Sabemos que la fuerza de rozamiento del aire es directamente proporcional a
la velocidad instantánea. Calcular cómo cambia la velocidad y la altura del cuerpo en función del
tiempo.
Datos:
m, h, v0 y Fr = αv.
Hallar:
v = v(t) y h = h(t)
Solución:
En el cuerpo que cae actúan el peso mg y la fuerza de rozamiento que es proporcional a la
velocidad, esto es Fr = αv, donde α es el coeficiente de proporcionalidad. Entonces, de la segunda
ley de Newton, tenemos
dv
m = mg − αv. (2.653)
dt
El movimiento es hacia abajo, es por eso que el término mg es positivo, mientras que αv es negativo,
ya que su dirección es opuesta al movimiento. La ecuación (2.653) es de primer orden y puede
ser resuelta de dos maneras; por el método de variables separables ó como una ecuación lineal no
homogénea. Analicemos el primer caso, es decir, por separación de variables. Escribamos la ecuación
de la siguiente manera
Z
dv α dv α mg  dv α
=g− v → =− v− → mg = − dt. (2.654)
dt m dt m α v− α m

Integrando la ecuación (2.654), tenemos


mg α
ln v − = − t + c. (2.655)

α m
La constante de integración la podemos hallar de las condiciones del problema, en este caso; para
t = 0 tenemos que v = v0 , poniendo estas condiciones en (2.655), resulta
mg
c = ln v0 − (2.656)

α
.

Sustituyendo el valor de c en (2.655), tenemos


mg α mg
ln v − = − t + ln v0 − (2.657)

α m α
.

Esta expresión da el resultado buscado, sin embargo, usando las propiedades de los logaritmos la
podemos escribir de la siguiente manera
v − mg α mg  mg  − α t
α
ln = − t → v(t) = + v − e m . (2.658)

0
v0 − mg m α α

α
2.20. APLICACIONES 91

Una vez obtenida la velocidad en función del tiempo, podemos hallar como cambia la altura h(t)
con el tiempo. De la definición de velocidad
dh mg  mg  − α t
v(t) → = + v0 − e m . (2.659)
dt α α
Integrando esta última expresión, obtenemos
Z Z h
mg  mg  − α t i mg m mg  − α t
dh = + v0 − e m dt → h(t) = t− v0 − e m + c2 . (2.660)
α α α α α
En este problema hemos escogido nuestro sistema de referencia en el punto donde fué lanzado el
cuerpo, es decir, en el tiempo t = 0 estábamos en la altura h0 , poniendo las condiciones iniciales en
(2.660), obtenemos el valor de c2 ,
m mg 
c2 = h0 + v0 − . (2.661)
α α
Sustituyendo este valor en (2.660), finalmente tenemos
mg m mg  α

h(t) = h0 + t+ v0 − 1 − e− m t . (2.662)
α α α
Ahora vamos a resolver el mismo problema escribiendo la ecuación (2.653) de la siguiente manera

dv α
+ v = g. (2.663)
dt m
Esta ecuación es lineal de primer orden no homogénea respecto a la velocidad v. Hagamos uso del
factor integrante para resolverla. En este caso la función P (t) = α/m es constante, entonces, el
factor integrante
α α
R R
µ(t) = e P (t)dt = e m dt = e m t . (2.664)
Recordemos que en la ecuación (2.663) la variable independiente es el tiempo t y la función depen-
diente es la velocidad v. Luego, tenemos
 α  Z   Z
α α α
d e m t v = ge m t dt → d e m t v = g e m t dt. (2.665)

Integrando, obtenemos
α gm α t gm α
ve m t = em + c → v(t) = + ce− m t . (2.666)
α α
De las condiciones iniciales t = 0, v = v0 hallamos la constante de integración
mg
c = v0 − . (2.667)
α
Sustituyendo el valor de c en (2.666) y acomodando términos obtenemos el resultado final
mg  mg  − α t
v(t) = + v0 − e m . (2.668)
α α
Como era de esperarse, obtenemos el mismo resultado. Hemos ilustrado dos métodos diferentes de
solución a un mismo problema con el objetivo de mostrarle a los estudiantes que no importa el
método elegido, el resultado siempre será el mismo. Integrando la ecuación (2.668) se puede obtener
la altura h(t), como se ilustró anteriormente.
92 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Problema 3:
Un cuerpo de masa m se mueve a lo largo de una lı́nea recta. En el instante t = 0 está sometido
a una fuerza F = F0 . Esta fuerza decrece proporcionalmente con el tiempo, de modo que en un
instante posterior t = t1 es nula, no actuando ya ninguna fuerza sobre el cuerpo a partir de este
instante. Suponga que la coordenada de posición y la velocidad son nulas en el instante inicial. Hallar
los valores de estas magnitudes en el instante t = t1 .
Datos:
t = 0, F = F0 , t = t1
Hallar:
v = v(t1 ), x = x(t1 ).
Solución:
De las condiciones del problema tenemos que la fuerza neta que actúa en el cuerpo es F = F0 −αt,
donde α es el coeficiente de proporcionalidad. Entonces, de la segunda ley de Newton tenemos la
ecuación diferencial
dv
m = F0 − αt. (2.669)
dt
Esta es una ecuación de primer orden con variables separables. Separando las variables e integrando
Z v Z t
F0 α 
dv = − t dt, (2.670)
0 0 m m
obtenemos
F0 α 2
t−
v(t) = t . (2.671)
m 2m
De las condiciones del problema, F = 0 en t1 , tenemos de F = F0 − αt

0 = F0 − αt1 → F0 = αt1 . (2.672)

Sustituyendo en la expresión (2.671)


α 2 α 2
v(t1 ) = t1 − t . (2.673)
m 2m 1
Finalmente, tenemos
α 2
v(t1 ) = t . (2.674)
2m 1
dx
Para encontrar el camino recorrido usamos la definición v = dt , y poniendo en (2.671), resulta

dx F0 α 2
= t− t . (2.675)
dt m 2m
Integrando Z x Z t
F0 α 2
dx = t− t dt, (2.676)
0 0 m 2m
tenemos
F0 2 α 3
t −
x(t) = t . (2.677)
2m 6m
Sustituyendo el resultado (2.672) en (2.677) se obtiene
α 3 α 3
x(t1 ) = t1 − t . (2.678)
2m 6m 1
2.20. APLICACIONES 93

Finalmente, el resultado es
αt31
x(t1 ) = . (2.679)
3m

Problema 4:
Qué velocidad adquiere una masa m, originalmente en reposo, sobre la cual actúa una fuerza
2 2
cuyo valor depende del tiempo, según la ley F (t) = Ae−α t , (t > 0).
Datos:
2 2
m, v0 = 0, F (t) = Ae−α t
.
Hallar:
v = v(t).
Solución:
En el cuerpo solo actúa una fuerza, de tal manera que usando la segunda ley de Newton tenemos
la relación
dv 2 2
m = Ae−α t . (2.680)
dt
Para encontrar la velocidad v debemos integrar la expresión (2.680)
Z ∞
A ∞ −α2 t2
Z v Z v Z
−α2 t2
m dv = A e dt → dv = e dt. (2.681)
0 0 0 m 0

La integral la vamos a evaluar desde su posición inicial (del reposo, v0 = 0 en el tiempo t = 0,


hasta un tiempo t > 0, según las condiciones del problema). Entonces, tenemos que nadamás debe
cumplirse t > 0 sin ninguna otra restricción. Podemos tomar a t lo suficientemente grande, esto es
t → ∞. Entonces, calculemos la integral
Z ∞
2 2
n ξ −1/2 o
e−α t dt → ξ → α2 t2 , dξ → 2α2 tdt dt → dξ
0 2α
Z ∞ √
1 1 1 π
= ξ −1/2 e−ξ dξ = Γ = . (2.682)
2α 0 2α 2 2α

Luego, de (2.681), tenemos √


A π
v(t) = . (2.683)
2αm
Para calcular la integral
R ∞ en (2.682) hemos utilizado la definición de la función Gama, la cual está de-
finida como Γ(x) = 0 tx−1 e−t dt (ahora
√ queda claro por que tomamos los lı́mites para t, de 0 a ∞).
Se puede demostrar que Γ(1/2) = π. Como podemos ver, el cuerpo se mueve con una velocidad
constante y por lo tanto su posición en función del tiempo es lineal

A π
x(t) = t. (2.684)
2αm
Esta expresión se obtiene integrando la ecuación (2.683) respecto al tiempo, en este caso la constante
de integración no aparece, ya que por las condiciones iniciales, en t = 0, x = 0, la constante es cero.
Problema 5:
Un recipiente de área transversal S, la cual es una función conocida de la altura h, S = S(h),
está lleno de cierto lı́quido hasta un nivel H. En el fondo del recipiente se tiene un orificio de área
94 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

σ, por el cual puede salir el lı́quido. Se pide hallar el tiempo, t, en el cual el nivel del lı́quido decrece
de la posición inicial H a cierta altura 0 ≤ h < H y el tiempo T que tarda en vaciarse por completo
el recipiente.
Datos:
S = S(h), H, σ.
Hallar:
El tiempo t = t(h).
Solución:
Supongamos que la altura del lı́quido en el recipiente en un cierto tiempo t es igual a h(t). La
cantidad de lı́quido ∆V que sale del recipiente en el intervalo de tiempo de ∆t a t + ∆t, se puede
calcular como el volumen del cilindro con la superficie del fondo σ y altura h; v(h):
∆V
= σv(h) → ∆V = σv(h)∆t. (2.685)
∆t
Este mismo volumen de lı́quido puede ser calculado de otra forma. Debido al flujo del lı́quido su
nivel h en el recipiente decrece en −∆h, por consiguiente

∆V = −S(h)∆h. (2.686)

Igualando las dos expresiones (2.685) y (2.686), tenemos

−S(h)∆h = σv(h)∆t. (2.687)

Dividiendo las dos partes de esta ecuación entre ∆t y tomando el lı́mite cuando ∆t → 0, obtenemos
la ecuación diferencial
dh
−S(h) = σv(h), (2.688)
dt
la cual describe la dependencia del nivel del lı́quido h(t) en el recipiente respecto del tiempo t.

Luego, sustituyendo v(h), según la ley de Torricelli v(h) = µ 2gh, y separando las variables,
obtenemos la siguiente ecuación
S(h)
dt = − √ dh. (2.689)
σµ 2gh
Integrando, obtenemos
Z h Z H
1 S(x) 1 S(x)
t=− √ √ dx = √ √ dx. (2.690)
σµ 2g H x σµ 2g h x
Si queremos saber el tiempo en que se vaciará el recipiente, es suficiente hacer h = 0, ası́ que, para
este caso tenemos la relación Z H
1 S(x)
T = √ √ dx. (2.691)
σµ 2g 0 x

Problema 6:
Supóngase que tenemos un depósito cilı́ndrico lleno de agua con eje vertical de diámetro 2R y
altura H. En el fondo del depósito se tiene un orificio circular de diámetro 2a. Necesitamos hallar el
tiempo en que se vaciará el depósito.
Datos:
2.20. APLICACIONES 95

R, H, a.
Hallar:
El tiempo, T que tarda en vaciarse el depósito.
Solución:
El área de la sección transversal S = S(h), en el caso dado, es constante e igual a S = πR2
y el área del orificio es σ = πa2 . Haciendo uso de la expresión (2.691), obtenemos el resultado del
problema √
Z H Z H
1 S(x) πR2 dh 2R2 H
T = √ √ dx = √ √ = 2 √ . (2.692)
σµ 2g 0 x πa2 µ 2g 0 h a µ 2g

Problema 7:
Calcular el tiempo necesario para establecer iguales niveles de lı́quido en dos recipientes conecta-
dos. El orificio que conecta a los recipientes tiene un área σ. Las áreas de las secciones transversales
horizontales del primer y segundo recipiente son S1 y S2 . En el momento inicial el nivel de lı́quido en
el primer recipiente se encontraba a una altura h1 , del orificio, y el segundo a la altura h2 , (h1 > h2 ).
Datos:
σ, S1 , S2 , h1 , h2 , (h1 > h2 ).
Hallar:
El tiempo T necesario para que los recipientes alcancen la nivelación.
Solución:
Supongamos que en un tiempo t, después de comenzar la transición del lı́quido el nivel del agua
en el primer recipiente decrece a y1 , y en el segundo recipiente aumenta en y2 . En el diferencial
de tiempo dt, en el primer recipiente el nivel de lı́quido decrece en dy1 (dy1 < 0), y en el segundo
aumenta en dy2 , (dy2 > 0). Debido a que el decremento en el volumen de lı́quido en el primer
recipiente es igual al aumento en el segundo recipiente, entonces, tenemos

S1 |dy1 | = S2 |dy2 | → −S1 dy1 = S2 dy2 . (2.693)

de donde
S1
dy2 = − dy1 . (2.694)
S2
Introduciendo (diferencia de niveles)
u = y 1 − y2 . (2.695)
Entonces, la velocidad de transición de lı́quido por el orificio entre los recipientes se puede hallar
por la fórmula de Torricelli, tenemos p
v = µ 2gu, (2.696)
en la cual se debe entender que el orificio se encuentra en la profundidad (2.695). Por eso el volumen
de lı́quido que pasa en
dt = −S1 dy1 , (2.697)
al mismo tiempo es igual a p
vρdt = σµ 2gudt. (2.698)
Igualando estas expresiones para un mismo volumen, tenemos
p
−S1 dy1 = σµ 2gudt. (2.699)
96 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

De las expresiones (2.694) y (2.695), tenemos


S1 S + S 
1 2
du = dy1 − dy2 = dy1 + dy1 = dy1 . (2.700)
S2 S2
Despejando dy1 , resulta
S2
dy1 = du. (2.701)
S1 + S2
Sustituyendo esta expresión en (2.699) obtenemos la ecuación diferencial que modela el problema
planteado
S1 S2 p
− du = σµ 2gudt. (2.702)
S1 + S2
Esta es una ecuación diferencial con variables separables
S1 S2 du
dt = − √ √ . (2.703)
(S1 + S2 )σµ 2g u
Integrando, tenemos √
2S1 S2 u
t=C− √ . (2.704)
(S1 + S2 )σµ 2g
De las condiciones, cuando t = 0, tenemos que u = h1 − h2 , de donde
p
2S1 S2 (h1 − h2 )
C= √ . (2.705)
(S1 + S2 )σµ 2g
El tiempo T necesario para que los niveles en los recipientes estén a la misma altura será cuando
u = 0. En tal caso, de la ecuación (2.704), tenemos que T = C, entonces el resultado buscado es
p
2S1 S2 (h1 − h2 )
T = √ . (2.706)
(S1 + S2 )σµ 2g

Problema 8:
Un depósito cilı́ndrico de volumen V0 está lleno de aire atmosférico que se comprime de un
modo adiabático hasta que el volumen se hace igual a V1 . Calcular el trabajo invertido durante la
compresión.
Datos:
V0 , V 1 .
Hallar:
El trabajo A invertido durante la compresión.
Solución:
Podemos imaginar que en el recipiente el aire se comprime por un pistón. Al bajar el pistón una
distancia infinitesimal dx realiza un trabajo igual a

dA = −pSdx, (2.707)

donde p es la presión del aire antes de bajar el pistón, S es el área de la sección transversal del
pistón. Luego, Sdx = dV es el cambio infinitesimal de volumen, por eso

dA = −pdV. (2.708)
2.20. APLICACIONES 97

Por otro lado, tenemos la ley de Poisson


 V k
0
p = p0 , (2.709)
V
donde k es una constante para el gas dado. Sustituyendo la expresión (2.709) en (2.708), obtenemos
la siguiente ecuación diferencial
dV
dA = −p0 V0k k . (2.710)
V
Integrando Z Z
dV
dA = −p0 V0k . (2.711)
Vk
Recordemos que p0 y V0k son constantes dadas, por eso las podemos sacar del sı́mbolo de la integral.
La integración es fácil y el resultado es

p0 V0k p0 V0k
A=− + c = + c, k 6= 1, (2.712)
(−k + 1)V k−1 (k − 1)V k−1
donde c es la constante de integración, la cual definiremos según las condiciones. Cuando el trabajo
A = 0, el volumen es V = V0 , entonces, tenemos que

p0 V0k p0 V 0
c=− → c=− . (2.713)
(k − 1)V0k−1 k−1

Luego, sustituyendo este valor en (2.712), obtenemos

p0 V0k p0 V 0 p0 V0 h V0 k−1 i
A= − → A= −1 . (2.714)
(k − 1)V k−1 k−1 k−1 V
De las condiciones del problema, el trabajo que debe realizarse para que V = V1 , es
p0 V0 h V0 k−1 i
A= −1 . (2.715)
k − 1 V1
Problema 9:
Como resultado de una reacción quı́mica entre dos substancias A y B se forma una tercera, C.
Deseamos establecer la dependencia de la cantidad de substancia C, respecto al tiempo, si en el
momento de comenzar la reacción la cantidad de substancia (masas) de A y B eran iguales a a y b,
respectivamente. De los datos experimentales se sabe que la velocidad de la reacción es proporcional
al producto de las masas en dicha reacción.
Datos:
A, B, a, b y C
Hallar:
La dependencia de la cantidad de substancia C, respecto al tiempo t.
Solución:
Sea x = x(t) la cantidad de substancia C en un tiempo t después de haber empezado la reacción,
y sea dx
dt la rapidez con que se forma la substancia C. De los datos experimentales, tenemos

dx dx
≈ (a − x)(b − x) → = α(a − x)(b − x). (2.716)
dt dt
98 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

donde α representa el coeficiente de proporcionalidad. La ecuación (2.716) es una ecuación diferencial


de primer orden con variables separables. Separando las variables, tenemos
dx
= αdt. (2.717)
(a − x)(b − x)
Factorizando dos veces el signo menos, obtenemos la expresión equivalente
dx
= αdt. (2.718)
(x − a)(x − b)
Para integrar, desarrollamos en fracciones parciales
1 D E
= + . (2.719)
(x − a)(x − b) (x − a) (x − b)
Usamos el método de Heaviside para hallar a D y E, obtenemos
1 1 1 1 1
D= = , E= = =− . (2.720)

(x − a)(x − b) x→a a−b (x − a)(x − b) x→b b−a a−b

De tal manera que


1 1 1
= − . (2.721)
(x − a)(x − b) (a − b)(x − a) (a − b)(x − b)
Sustituyendo este resultado en (2.718), resulta
dx dx
− = α(a − b)dt. (2.722)
(x − a) (x − b)
Aplicando la integración Z Z Z
dx dx
− = α(a − b) dt, (2.723)
(x − a) (x − b)
se obtiene
ln |x − a| − ln |x − b| = α(a − b)t + lnc. (2.724)
Usando las propiedades de los logaritmos esta última expresión la podemos escribir como
x−a
ln = α(a − b)t. (2.725)

c(x − b)
Luego
x−a
= ceα(a−b)t . (2.726)
x−b
La constante c la podemos hallar de la condición inicial del problema, para t = 0, x(t) = 0. Sustitu-
yendo esta condición en (2.726), resulta
0−a a
= ceα(a−b)0 → c= (2.727)
0−b b
Ahora, sustituyendo el valor obtenido de c en (2.726), finalmente, tenemos
x−a a
= eα(a−b)t . (2.728)
x−b b
Esta misma expresión la podemos escribir como

1 − eα(b−a)t
x(t) = ab . (2.729)
b − aeα(b−a)t
2.20. APLICACIONES 99

Supongamos que b > a, entonces, x(t) → a, cuando t → ∞. Si, al contrario b < a, entonces, la
dependencia x = x(t) esta dada por la expresión

e−α(b−a)t − 1
x(t) = ab . (2.730)
be−α(b−a)t − a
Finalmente, x(t) → b, cuando t → ∞. Por otro lado, si la cantidad de substancias A y B son iguales,
es decir A = B, entonces, la ecuación que describe la reacción se reduce a
dx
= α(a − x)2 . (2.731)
dt
Separando las variables e integrando, tenemos
Z
dx 1
= αdt → = αt + c1 . (2.732)
(a − x)2 a−x

De la condición x(0) = 0, hallamos el valor de c1


1
c1 = . (2.733)
a
Sustituyendo el valor de c1 en la ecuación (2.732), tenemos el siguiente resultado
1 1
= αt + . (2.734)
a−x a
Esta misma expresión la podemos escribir, finalmente, como
a  1 
x(t) = a − =a 1− . (2.735)
1 + aαt 1 + aαt
De este resultado se puede ver que x(t) → a, cuando t → ∞.
Problema 10:
Supongamos que de la superficie de la Tierra lanzamos un cuerpo de masa m verticalmente hacia
arriba con una velocidad inicial de v0 . Queremos saber la altura máxima hmax a la que llegará el
cuerpo y en que tiempo lo logrará. Vamos a suponer que la resistencia del aire es proporcional al
peso del cuerpo y al cuadrado de su velocidad.
Datos:
m, v0 .
Hallar:
hmax y el tiempo t.
Problema 11:
Una bala se introduce en una tabla de espesor h con una velocidad v0 traspasándola con la
velocidad v1 . Suponga que la resistencia de la tabla al movimiento de la bala es proporcional al
cuadrado de la velocidad instantánea de la bala. Hallar el tiempo del movimiento de la bala por la
tabla.
Datos:
h, v0 , v1 .
100 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Hallar:
El tiempo t necesario para atravesar la tabla.
Solución:
Si suponemos que en la bala no actúa la fuerza de gravedad (ya que la bala es muy pequeña y
su velocidad es grande), entonces, en ella actuará solo la fuerza de rozamiento debida a la tabla. De
los datos, sabemos que esta fuerza es proporcional al cuadrado de la velocidad instantánea, esto es

Fr = −αv 2 , (2.736)

donde Fr indica la fuerza de rozamiento, el signo negativo es debido a que esta fuerza actúa en
dirección opuesta al movimiento. Ahora, aplicando la segunda ley de Newton, tenemos
dv
m = −αv 2 . (2.737)
dt
Esta es una ecuación diferencial de primer orden y de variables separables. Separando las variables
y aplicando la integración
Z Z
dv α 1 α
2
= − dt → − = − t + c1 . (2.738)
v m v m
Sustituyendo las condiciones iniciales del problema, en t = 0, v = v0 para hallar c1 ,
1 α 1
− = − 0 + c1 → c1 = − . (2.739)
v0 m v0
Poniendo el valor de c1 en la segunda expresión de (2.738), resulta
1 1 α
− = t. (2.740)
v v0 m
Despejando el tiempo t, obtenemos
m1 1
t= − . (2.741)
α v v0
Analizando el resultado obtenido para el tiempo t, nos damos cuenta que éste no involucra el espesor
h de la tabla ni la velocidad con que la bala sale de ella. Entonces, significa que aun no está del todo
resuelto el problema. Para resolverlo usamos la regla de la cadena para transformar la aceleración
del cuerpo, a(t) = dv dv dh dv
dt = dh dt = v dh . La ecuación (2.737) se transforma en

dv dh dv dv
m = −αv 2 → m v = −αv 2 → m = −αv. (2.742)
dh dt dh dh
La tercera ecuación en (2.742) es la ecuación que debemos resolver. Separando las variables e inte-
grando
Z v1
α h
Z
dv α dv
= − dh → =− dh. (2.743)
v m v0 v m 0
Obtenemos v1 α m  v0 
ln v = − h → α= ln . (2.744)

v0 m h v1
Sustituyendo el valor de α en la expresión (2.741), finalmente, el resultado es
m 1 1 h  v0 − v1 
t= v0 − = . (2.745)
m
h ln( v1 ) v1 v0 ln( vv10 ) v1 v0
2.20. APLICACIONES 101

En la expresión (2.741) hemos sustituido la velocidad v por v1 , que es la velocidad con que la bala
sale de la tabla y debido a que nos interesa solo el tiempo en que tardó la bala en atravesarla.
Problema 12:
Un paracaidista desciende en un paracaı́das que tiene forma de semiesfera de radio R = 5m.
La masa total (paracaidista + paracaı́das) es de m = 90kg. Hallar como varı́a la velocidad con el
tiempo. Considere que la fuerza de rozamiento debida al aire es F = 0, 00090Sv 2 , donde S es el área
de la sección transversal del paracaı́das.
Datos:
R, m, S y F .
Hallar:
Cómo varı́a la velocidad con el tiempo.
Solución:
Aplicando la segunda ley de Newton obtenemos la ecuación diferencial

dv dv
m = mg − 0,00090Sv 2 → = g − βv 2 , (2.746)
dt dt
donde β = 0, 00090S/m. Separando las variables, tenemos
Z Z
dv
= dt. (2.747)
g − βv 2

Transformando el término
1 1 1 1
2
= , a2 = g/β → = . (2.748)
g − βv β(g/β − v 2 ) β(a2 2
−v ) β(a − v)(a + v)

Desarrollando en fracciones parciales la expresión

1 A B
= + . (2.749)
(a − v)(a + v) a−v a+v

De donde obtenemos
Aa + Av + Ba − Bv = 1, (2.750)
Para que esta relación se cumpla, las constantes A y B deberán satisfacer las ecuaciones

a(A + B) = 1,
A − B = 0. (2.751)

Resolviendo este sistema de dos ecuaciones, obtenemos que B = 1/2a y A = 1/2a. Sustituyendo en
la última ecuación de (2.748), obtenemos

1 1 1
= + . (2.752)
β(a − v)(a + v) 2aβ(a − v) 2aβ(a + v)

Entonces, la integral (2.747), se reduce a


Z  Z
1 1 1 
+ dv = dt. (2.753)
2aβ a−v a+v
102 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Integrando, resulta
1 1
− ln |a − v| + ln |a + v| = t + c. (2.754)
2aβ 2aβ
Podemos elegir las siguientes condiciones iniciales, para t = 0 la velocidad es v0 = 0, entonces, c = 0.
Quedando solo la expresión
1 1
− ln |a − v| + ln |a + v| = t. (2.755)
2aβ 2aβ
Este mismo resultado lo podemos poner de la siguiente manera
1 a + v a+v
ln =t → = e2aβt . (2.756)

2aβ a−v a−v
De esta última expresión es fácil despejar la velocidad v, obtenemos
e2aβt − 1
v(t) = a . (2.757)
1 + e2aβt
Multiplicando y dividiendo la parte derecha de (2.757) por e−aβt , resulta

e−aβt e2aβt − e−aβt eaβt − e−aβt
r
g senh( gβt)
v(t) = a −aβt = a = √ , (2.758)
e + e−aβt e2aβt e−aβt + eaβt β cosh( gβt)

donde hemos sustituido a2 = g/β y senh y cosh son las funciones seno y coseno hiperbólicos. Para
encontrar cómo cambia la altura con el tiempo recordemos que v = dh/dt, ası́ que debemos integrar
la expresión (2.758)
r √ Z r Z √ r Z √
dh g senh( gβt) g senh( gβt) g 1 d(cosh gβt)
= √ → dh = √ dt = √ √ . (2.759)
dt β cosh( gβt) β cosh( gβt) β gβ cosh( gβt)
Integrando, resulta
1 h p i
h(t) = ln cosh( βgt) . (2.760)
β
Las ecuaciones (2.758) y (2.760) describen como varı́an la velocidad v(t) y la altura h(t) del para-
caidista en cada momento de tiempo t. Escribamos la ecuación (2.760) de la siguiente manera
√ √
1 he βgt
+ e− βgt i
h(t) = ln . (2.761)
β 2
El segundo sumando (el que tiene signo negativo en el exponencial) será muy pequeño para cierto
valor de t, por eso, para valores mayores a cierto valor dado se puede, sin perder generalidad, escribir
la ecuación (2.761), como

1  e βgt  1h √ i rg ln 2
h(t) = ln = ln e βgt − ln 2 = t− . (2.762)
β 2 β β β
Como podemos observar, esta ecuación representa una dependencia lineal respecto al tiempo. Esto
quiere decir, que después de un cierto tiempo,
p el paracaidista tiene un movimiento casi homogéneo
con una velocidad constante, dada por v = g/β.
Problema 13:
La absorción de un flujo luminoso por una capa delgada de agua es proporcional al grosor de la
capa y al flujo que incide en su superficie. Supóngase que por la capa de grosor 1m se absorbe 3/4
del flujo inicial. Qué parte del flujo luminoso llegará a la profundidad h.
2.20. APLICACIONES 103

Datos:
Hallar:
Qué parte del flujo luminoso llegará a la profundidad h
Solución:
Sea Q = Q(h) el flujo luminoso que incide en la superficie y la penetra una profundidad h.
Cuando el flujo atraviesa una capa de agua de grosor dh, el flujo absorbido dQ será

dQ ≈ Qdh, dQ = −αQdh, (2.763)

donde α es el coeficiente de proporcionalidad. El signo menos en la ecuación (2.763), es debido a


que el flujo disminuye conforme éste penetra en el agua. La ecuación (2.763) se resuelve separando
las variables e integrando
Z Z
dQ
= −α dh → ln Q = −αh + c. (2.764)
Q

Supongamos que el flujo inicial es Q0 . Entonces, para h = 0, tenemos Q(0) = Q0 . Sustituyendo esta
condición inicial en (2.764) hallamos el valor de c,

ln Q0 = c. (2.765)

Poniendo el valor de c en (2.764) y usando las propiedades de los logaritmos


Q
ln Q = −αh + ln Q0 → ln = −αh → Q(h) = Q0 e−αh . (2.766)
Q0

De las condiciones del problema, Q(1) = 34 Q0 , tenemos

3
Q0 = Q0 e−α . (2.767)
4
De donde
3 4
e−α = → eα = . (2.768)
4 3
Entonces
h
Q(h) = Q0 e−h ln (4/3) = Q0 eln(3/4) . (2.769)
El resultado final es  3 h
Q(h) = Q0 . (2.770)
4
Problema 14:
Un cuerpo de masa m es lanzado de la superficie de la Tierra en un plano vertical con una
velocidad v0 formando un ángulo α con el eje horizontal. Suponga que la fuerza de rozamiento del
aire es opuesta al movimiento del cuerpo y proporcional al producto de la masa del cuerpo y su
velocidad ~v , es decir, F~r = αm~v , donde α es la constante de proporcionalidad. Se pide hallar como
cambian sus coordenadas respecto al tiempo.
Datos:
m, v0 , α y F~r = βm~v .
Hallar:
104 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Se pide hallar como cambian sus coordenadas respecto al tiempo.


Solución:
Este problema lo vamos a resolver usando el sistema de coordenadas cartesianas, donde el origen
de este sistema coincide con el punto de donde fue lanzado el cuerpo. Para establecer las ecuaciones
diferenciales que describan el movimiento del cuerpo escojamos la posición del cuerpo en un momento
t, cuando las coordenadas del cuerpo x, y, z y sus primeras derivadas respecto a t tienen valores
positivos. En el cuerpo actúan dos fuerzas; su peso m~g dirigido verticalmente hacia abajo y la fuerza
de rozamiento F~r , la cual tiene dirección opuesta al movimiento del cuerpo. La fuerza resultante es
F~ = m~g + F~r , entonces, aplicando la segunda ley de Newton
N
d~v X ~ d~v
m = Fi → m = m~g + mα~v , (2.771)
dt i
dt

donde la fuerza de rozamiento es F~r = αm~v . Haciendo las proyecciones en los ejes x, y, z tenemos

Fx = −αmvx , Fy = −αmvy , Fz = −mg − αmvz . (2.772)

Luego, las ecuaciones de movimiento resultan de la segunda ley de Newton


dvx dvy dvz
m = −αmvx , m = −αmvy , m = −mg − αmvz . (2.773)
dt dt dt
Estas ecuaciones diferenciales son con variables separables, y se pueden integrar independientemente
una de la otra. Eliminando la masa m de las ecuaciones (2.773)
Z Z Z Z Z Z
dvx dvy dvz
= −α dt, = −α dt, = −α dt. (2.774)
vx vy vz + αg

Integrando, tenemos las soluciones


 g
ln vx = −αt + ln c1 , ln vy = −αt + ln c2 , ln vz + = −αt + ln c3 . (2.775)
α
Aplicando las propiedades de los logaritmos tenemos las velocidades del cuerpo en función del tiempo
t
g
vx = c1 e−αt , vy = c2 e−αt , vz = − + c3 e−αt . (2.776)
α
Las condiciones iniciales según como hemos elegido nuestras coordenadas, estarán dadas como

t = 0, x = 0, y = 0, vx = 0, vy = v0 cos θ, vz = v0 sen θ. (2.777)

Las constantes de integración las encontramos sustituyendo las condiciones iniciales en (2.776)
g
c1 = 0, c2 = v0 cos θ, c3 = + v0 sen θ. (2.778)
α
Sustituyendo los valores obtenidos de las constantes en (2.776), resulta
g g 
vx = 0, vy = v0 cos θe−αt , vz = − + + v0 sen θ e−αt . (2.779)
α α
Integramos una vez más para obtener las posiciones del cuerpo como funciones del tiempo
Z Z Z h
−αt g g i
x(t) = 0dt, y(t) = v0 cos θ e dt, z(t) = − + + v0 sen θe−αt dt. (2.780)
α α
2.20. APLICACIONES 105

Realizando la integración, tenemos


1 gt 1g 
x = c4 , y(t) = − v0 cos θe−αt + c5 , z(t) = − − + v0 sen θ e−αt + c6 . (2.781)
α α α α
De las condiciones iniciales (2.777), obtenemos los valores de las constantes c4 , c5 y c6

v0 cos θ 1g 
c4 = 0, c5 = , c6 = + v0 sen θ . (2.782)
α α α
Sustituyendo estos valores en (2.781), finalmente, tenemos

v0 cos θ  
y(t) = 1 − e−αt ,
α
gt 1g  
z(t) = − + + v0 sen θ 1 − e−αt , (2.783)
α α α
x(t) = 0.

Ahora veamos si nuestros resultados son correctos. Para esto, cuando α → 0 las ecuaciones obtenidas
deberán reducirse a las ecuaciones para el caso en que no se toma en cuenta la fuerza de rozamiento
del aire. Este es el bien conocido tiro parabólico. Entonces, en nuestras ecuaciones debemos hacer
α → 0. Para esto apliquemos la regla de Lópital

1 − e−αt te−αt
y1 (t) = v0 cos θ lı́m = v0 cos θ lı́m = v0 t cos θ. (2.784)
α→0 α α→0 1
Antes de tomar el lı́mite para la segunda ecuación en (2.783), vamos a escribirla de forma tal que
sea fácil tomar el lı́mite, esto es

g(1 − e−αt − αt) v0 sen θ(1 − e−αt )


z1 (t) = + . (2.785)
α2 α
Ahora sı́, apliquemos la regla de L Hópital, tenemos

(1 − e−αt )00α (1 − e−αt )0α


z1 (t) = g lı́m + v0 sen θ lı́m
α→0 (α2 )00α α→0 (α)0α
2 −αt −αt
−t e te gt2
= g lı́m + v0 sen θ lı́m =− + v0 t sen θ. (2.786)
α→0 2 α→0 1 2
Conclusión, hemos obtenido las siguientes ecuaciones

x1 (t) = 0,
y1 (t) = v0 t cos θ, (2.787)
1
z1 (t) = v0 t sen θ − gt2 .
2
Estos resultados son bien conocidos, lo cual significa que nuestras suposiciones han sido correctas y
las ecuaciones (2.783) efectivamente son la solución del problema planteado.
Problema 15:
Si la temperatura del aire es T = 200 C y un cuerpo se enfrı́a en t1 = 20min, desde T0 = 1000 C
hasta T1 = 600 C. Cuál será el tiempo t2 para que su temperatura descienda hasta una temperatura
T2 = 300 C.
Datos:
106 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Del problema podemos identificar la temperatura del medio (en este caso el medio es el aire)
Tm = 200 C, la temperatura inicial T0 = 1000 C; t = 20min, T1 = 600 C.
Hallar:
El tiempo t2 , para que el cuerpo alcance una temperatura de T2 = 300 C.
Solución:
Sustituyendo los datos del problema en la solución general, obtenida en (2.442), tenemos

T (t) = 20 + (100 − 20)e−αt = 20 + 80e−αt . (2.788)

Después, debido a que la temperatura descendió a 600 C en un tiempo t1 = 20min, poniendo estas
condiciones en (2.788), hallaremos el valor de α, esto es
1 1
60 = 20 + 80e−α20 → = e−20α → α= ln 2. (2.789)
2 20
Sustituyendo el valor de α en la ecuación (2.788), tenemos

T (t) = 20 + 80e−(t/20) ln 2 . (2.790)

Ahora, si queremos saber el tiempo t2 en que el cuerpo tendrá la temperatura deseada T2 = 300 C,
es suficiente poner esta temperatura en (2.790) y despejar el tiempo t2 , esto es
 1 t2 /20
30 = 20 + 80e−(t2 /20) ln 2 → 10 = 80 . (2.791)
2
t2
Finalmente, despejando t2 , tenemos 20 = 3, → t2 = 60min. Es decir, en 60min el cuerpo tendrá la
temperatura de T2 = 300 C.
Problema 16:
Supongamos que se tiene un cilindro de radio R y de longitud L dentro del cual circula un lı́quido
cuyo coeficiente de viscosidad es µ. Se pide hallar la velocidad v del lı́quido dentro del cilindro si la
diferencia de presiones en los extremos está dada por (p1 − p2 ).
Datos:
Se conoce la diferencia de presiones, (p1 − p2 ).
Hallar:
La velocidad v del lı́quido dentro del cilindro.
Solución:
Para resolver el problema tomaremos una pequeña porción de lı́quido en forma cilı́ndrica, figura
(2.8), de manera tal que el cilindro sea coaxial con un radio r. Debido a que el lı́quido es viscoso, en
la superficie del cilindro de radio r actuará una fuerza axial en sentido contrario al movimiento del
lı́quido (resistencia debido a la viscosidad). Esta resistencia es proporcional al área de la superficie
(2πrL) y al gradiente de la velocidad (dv/dr), es decir
dv
Resistencia = −µ(2πrL) . (2.792)
dr
Si suponemos que la corriente es estacionaria (es decir, la velocidad no depende del tiempo), entonces
esta resistencia se equilibra con la diferencia de fuerzas en los extremos, es decir, con πr2 (p1 − p2 ).
2.20. APLICACIONES 107

Figura 2.8: Cilindro de radio R y longitud L.

Por consiguiente, obtenemos la ecuación diferencial


dv
−µ(2πrL) = πr2 (p1 − p2 ). (2.793)
dr
De forma equivalente, podemos escribir
dv p1 − p 2
=− r. (2.794)
dr 2µL
Esta ecuación es de variables separables. Separando variables e integrando
p1 − p2
Z Z
dv = − rdr, (2.795)
2µL
obtenemos
p 1 − p2 2
v(r) = − r + c. (2.796)
4µL
Se ha demostrado, experimentalmente, que cuando r = R, entonces, v = 0. De esta manera, tenemos
las condiciones iniciales. Sustituyendo estas condiciones en (2.796), obtenemos el valor de la constante
p 1 − p2 2
c= R . (2.797)
4µL
Sustituyendo el valor de c en (2.796), podemos escribir la solución del problema como
p1 − p 2 2
v(r) = (R − r2 ). (2.798)
4µL
Luego, de ésta solución podemos calcular la cantidad de lı́quido que sale del tubo. Para esto, veamos
una cara del cilindro representada en la figura (2.9), el área sombreada es

dA = 2πrdr. (2.799)

Entonces, la cantidad de lı́quido dQ, que sale por el área (sombreada) será

dQ = v(r)dA = v(r)2πrdr. (2.800)

Por consiguiente, el lı́quido total que sale del tubo es


Z R
(p1 − p2 )π R 2 (p1 − p2 )π  R2 r2 r4  R
Z
Q = v(r)2πrdr = (R − r2 )rdr = −
2µL 2µL 2 4 0

0 0
(p1 − p2 )π 4
= R . (2.801)
8µL
108 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Figura 2.9: área sombreada.

A esta fórmula se le conoce como fórmula de Poiseuille.


Problema 17:
Se pide hallar la ecuación de una cuerda cuyos extremos están fijos (esta forma es la que toman
las cuerdas, cables y cadenas suspendidas).
Datos:
Una cuerda con los extremos fijos.
Hallar:
La ecuación de la cuerda.
Solución:
Sea A = (0, y0 ) el punto mı́nimo de la cuerda, figura (2.10), B y D los extremos de la misma.
Tomemos el sistema de coordenadas cartesiano x, y, de tal manera que el plano x, y esté en el plano
de la cuerda y además que el eje vertical pase por el punto A. Luego, sea P (x, y) un punto arbitrario
sobre la cuerda. Consideremos la porción AP ˆ de la cuerda. Sobre esta porción actúan las siguientes
fuerzas:

Figura 2.10: Cuerda colgante.


2.20. APLICACIONES 109

ˆ dirigido verticalmente hacia abajo


El peso de la porción AP
sρg, (2.802)
ˆ , ρ es la masa de la cuerda por unidad de longitud y g es la constante de la
en donde, s = AP
gravedad.
La tensión T0 , en el punto A = (0, y0 ) que actúa horizontalmente.

La tensión T~ que actúa a lo largo de la tangente al punto P (x, y) y forma un ángulo θ con el
eje x. La componente horizontal de T~ es T cos θ y la componente vertical es T sen θ.

Luego, debido a que la porción APˆ es estática, entonces, las tres fuerzas deben estar balanceadas,
esto nos permite plantear las siguientes ecuaciones
T sen θ = sρg, T cos θ = T0 . (2.803)
Despejando T de una de las ecuaciones en (2.803) y sustituyendo en la otra, tenemos
sρg
tg θ = . (2.804)
T0
Por otro lado, si consideramos que la ecuación de la cuerda está dada por
y = y(x), (2.805)
entonces
dy
tg θ = . (2.806)
dx
Luego, igualando las expresiones (2.804) y (2.806), obtenemos la ecuación diferencial
dy ρgs
= . (2.807)
dx T0
Ahora, derivamos esta expresión respecto a x, resulta
d2 y ρg ds
= . (2.808)
dx2 T0 dx
ˆ , entonces, ds es el diferencial de
Debido a que s es la longitud de una porción de la cuerda AP
longitud. Por consiguiente
(ds)2 = (dx)2 + (dy)2 . (2.809)
Dividiendo la expresión (2.809) entre dx, resulta
 ds 2  dy 2
=1+ . (2.810)
dx dx
Sustituyendo este resultado en la ecuación (2.808), obtenemos la ecuación diferencial
r
d2 y ρg  dy 2
= 1 + . (2.811)
dx2 T0 dx
El problema planteado está parcialmente resuelto, nos queda por resolver la ecuación diferencial
(2.811) para saber qué forma tendrá la solución de la ecuación. Esta ecuación se resuelve introdu-
ciendo el parámetro p = dy/dx, como se vió anteriormente en el capı́tulo de ecuaciones diferenciales
no resueltas respecto a la derivada. Probar que la solución de la ecuación (2.811), es
1  αx 1 
y= c1 e + e−αx + c2 , (2.812)
2α c1
110 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

donde, c1 y c2 son constantes de integración y por comodidad escribimos

α = ρg/T0 . (2.813)

Luego, tomando en cuenta que A es el punto mı́nimo y que además, en este punto (x = 0), entonces

dy
= 0, (2.814)
dx
y
c1 = ±1. (2.815)
Reemplazando este resultado en (2.812), tenemos

1  αx  1
y(x) = e + e−αx + c2 → y(x) = cosh (αx) + c2 . (2.816)
2α α
Esta ecuación describe una curva llamada catenaria y es la solución de la ecuación de una cuerda
sujeta en los extremos.
Problema 18:
La aceleración de una locomotora es directamente proporcional a la fuerza de tracción (arrastre)
F e inversamente proporcional a la masa m del tren. La fuerza de tracción de la locomotora es
F (t) = b − kv(t), donde v(t) es la velocidad de la locomotora en el tiempo t, b y k son constantes. Se
pide hallar la dependencia de la fuerza de tracción de la locomotora respecto al tiempo t. Suponga,
que la locomotora tenı́a una velocidad inicial v0 .
Datos: F (t) = b − kv(t), v0 , m, k.
Hallar:
La dependencia de la fuerza de tracción de la locomotora respecto al tiempo t.
Solución:
De la segunda ley de Newton, tenemos la ecuación
Z Z
dv dv 1
m = b − kv → =− dt. (2.817)
dt kv − b m

Resolviendo las integrales, resulta


 kv − b 
k
ln = − t. (2.818)
c m
Tomando el logaritmo inverso, obtenemos la ecuación

b c k
v(t) = + e− m t . (2.819)
k k
De las condiciones iniciales del problema t = 0, v = v0 , obtenemos el valor de la constante, esto es

b c
v0 = + → c = kv0 − b. (2.820)
k k
Sustituyendo este resultado en (2.819), obtenemos

b  b −k t
v(t) = + v0 − e m . (2.821)
k k
2.20. APLICACIONES 111

Luego, la dependencia de la fuerza de tracción de la locomotora con el tiempo esta dada por la
expresión
F (t) = b − kv(t). (2.822)
Sustituyendo el valor de (2.821) en (2.822), obtenemos, finalmente
  k
F (t) = b − kv0 e− m t . (2.823)

Este es el resultado buscado.


Problema 19:
Un meteorito que se encuentra bajo la acción de la gravedad Terrestre, de su estado de reposo
empieza a caer a la Tierra con movimiento rectilı́neo desde una altura h. Cuál será la velocidad del
meteorito al llegar a la superficie de la Tierra si despreciamos la atmósfera terrestre? El radio de la
Tierra es R = 6377km.
Datos: R = 6377, km, g = 9,81m/s, h.
Hallar: La velocidad al llegar a la superficie de la Tierra.
Solución:
Sea x = x(t) la distancia recorrida por el meteorito en el momento de descenso, h − x la distancia
del meteorito en el momento t hasta el centro de la Tierra. En el momento t en el meteorito actúan
la fuerza F = ma, donde m es la masa del meteorito y a su aceleración. En la superficie de la Tierra
en el meteorito actúan la fuerza de gravedad P = mg, donde g es la aceleración de caı́da libre en la
superficie de la Tierra.
Según la ley de Newton, estas fuerzas son inversamente proporcionales al cuadrado de la distancia
del cuerpo en caı́da al centro de la Tierra, esto es

F R2 ma R2
= → = . (2.824)
P (h − x)2 mg (h − x)2

De donde, tenemos
R2 g
a= . (2.825)
(h − x)2
dv
Por otro lado, tenemos que a = dt , entonces

dv gR2
= . (2.826)
dt (h − x)2

Haciendo uso de la regla de la cadena


dv dv dx dv
= =v . (2.827)
dt dx dt dx
Obtenemos la ecuación diferencial
dv gR2 dv 2 2gR2
v = → = . (2.828)
dx (h − x)2 dx (h − x)2

Integrando Z Z
dx
dv 2 = 2gR2 , (2.829)
(h − x)2
112 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

resulta
2gR2
v2 = + c. (2.830)
h−x
Debido a que el movimiento empezó del reposo, tenemos las condiciones iniciales es decir, cuando
t = 0, x0 = 0 y v0 = 0, sustituyendo estos valores en (2.830), resulta

2gr2 2gR2
0= +c → c=− . (2.831)
h−0 h
Sustituyendo el valor de c en la ecuación (2.830), obtenemos la variación de la velocidad v del
meteorito respecto a la distancia recorrida x, ésta tiene la forma

2gR2 x
v 2 (x) = . (2.832)
h(h − x)

En la superficie de la Tierra (cuando x = h − R), la velocidad del meteorito es


r  R
v = 2gR 1 − . (2.833)
h
Debido a que h por condición no se restringe mucho, entonces, pasando al lı́mite cuando h → ∞,
obtenemos p
v = 2gR. (2.834)
Cuando el meteorito llega a la superficie de la Tierra, este tiene una velocidad
p
v = (2)(9, 81)(6377000) ≈ 11, 2km/s. (2.835)

Problema 20:
Un punto material de masa m se mueve a lo largo del eje 0x. El trabajo realizado por la fuerza
que actúa en el punto es proporcional al tiempo t, desde el comienzo del movimiento (el coeficiente
de proporcionalidad es k). Hallar la ley de movimiento del punto si en el momento t = 0 este se
encontraba en reposo a una distancia s0 del orı́gen.
Datos: m, A = kt, A representa el trabajo.
Hallar: la ley de movimiento del punto material.
Solución:
En el caso de un desplazamiento rectilı́neo del punto, cuando la dirección de la fuerza y la
velocidad coinciden, el trabajo de la fuerza que actúa en el punto es F (s), viene dado por la fórmula
Z s
A= F (x)dx. (2.836)
s0

Por otro lado, de las condiciones del problema, tenemos A = kt, entonces, igualando estos trabajos,
obtenemos Z s
dA
kt = F (x)dx → = F (x). (2.837)
s0 dx
Luego, haciendo uso de la regla de la cadena

dA dt k
= F (x) → F (x) = . (2.838)
dt dx v
2.20. APLICACIONES 113

Luego, de la segunda ley de Newton, tenemos la ecuación diferencial


Z Z
dv
mv = k → m vdv = k dt. (2.839)
dt

Al integrar la última expresión, resulta

mv 2
= kt + c. (2.840)
2
De las condiciones iniciales v(0) = 0, hallamos que c = 0, por esto, la solución es
r
2k
v(t) = t. (2.841)
m
dx
Luego, v = dt , entonces
r Z r Z
dx 2k 2k
= t → dx = t1/2 dt. (2.842)
dt m m

Integrando, resulta
r
2 2k 3/2
x(t) = t + c2 . (2.843)
3 m
De las condiciones iniciales, t = 0 s = s0 , obtenemos
r
2  2k  3/2
x(t) = s0 + t . (2.844)
3 m

Problema 21:
Supongamos que tenemos una bobina de forma cilı́ndrica hecha con alambre de cobre. Sabemos
que al pasar una corriente eléctrica por la bobina se libera algo de calor debido a la resistencia del
material al paso de la corriente. Queremos deducir una fórmula para la temperatura T = T (t) como
función del tiempo.
Datos: bobina de cobre cilı́ndrica.
Hallar: T = T (t).
Solución:
Sea T0 la temperatura del medio en el cual se encuentra la bobina, T (0) = T0 , c representa el
calor especı́fico del cobre y γ su densidad, V el volumen, S es el área de la superficie de la bobina, Q
la cantidad de calor liberado por unidad de tiempo y k es el coeficiente de conductividad del calor.
La cantidad de calor liberado en el tiempo ∆t será igual a Q∆t. Esta cantidad de calor se
compone de dos partes; el calor que sirve para aumentar la temperatura ∆T de la bobina, y el calor
que emite al medio que rodea a la bobina.
La primera parte es igual a cV γ∆T y la segunda parte es kS(T −T0 )∆T (la cantidad de este calor
es proporcional a la diferencia de temperatura T y T0 , de la bobina y el medio, y a las magnitudes
S y ∆T ). Entonces, la cantidad de calor Q liberado en el tiempo ∆t será

Q∆t = cV γ∆T + kS(T − T0 )∆t. (2.845)


114 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

Dividiendo las dos partes de la ecuación (2.845) entre ∆t y tomando el lı́mite cuando ∆t → 0,
obtenemos la ecuación diferencial
dT dT kS Q
Q = cV γ + k(T − T0 ) → = −α(T − T0 ) + β, donde α = , β= . (2.846)
dt dt cV γ cV γ
Integrando Z Z
dT
  = −α dt, (2.847)
β
(T − T0 ) + α

resulta β
ln T − T0 + = −αt + ln c. (2.848)

γ
Esta expresión la podemos escribir de la siguiente manera
β
T (t) = ce−αt + T0 − . (2.849)
α
De las condiciones iniciales, cuando T (0) = T0 , obtenemos el valor de c,

β β
T0 = c + T0 − → c= . (2.850)
α α
Sustituyendo este valor en (2.849), obtenemos

β −αt β
T (t) = e + T0 − . (2.851)
α α
Agrupando los términos resulta
β 
1 − e−αt .
T (t) = T0 + (2.852)
α
Tomando en cuenta los valores de α y β en (2.846) el resultado final es
Q kS

T (t) = T0 + 1 − e− cV γ t . (2.853)
kS
De este resultado podemos ver que cuando t → 0, entonces T (t) → T0 y cuando t → ∞, T (t) →
Q
T0 + kS .
Problema 22:
Supongamos que por un tubo recto de radio R fluye un lı́quido y que la velocidad v de flujo de
cada capa del lı́quido aumenta al acercarse al centro del tubo (eje del cilindro). Hallar la velocidad
v, de la correspondiente capa, como función de la distancia r respecto al centro del cilindro.
Datos: R, v, r.
Hallar: v = v(r).
Solución:
De la hidrodinámica sabemos que la dependencia entre v y r esta dada por la ecuación
γi
dv = − rdr, (2.854)
2
donde  es el coeficiente de viscosidad, i es el decrecimiento hidraúlico y γ es la densidad del lı́quido.
El signo menos es debido a que con el aumento de la distancia r la velocidad del flujo decae.
2.20. APLICACIONES 115

Integrando la ecuación (2.854) Z Z


γi
dv = − rdr, (2.855)
2
obtenemos
γi 2
v(r) = − r + c. (2.856)
4
Para calcular el valor de la constante c consideramos que la velocidad de flujo de una capa de lı́quido
es cero cuando es adyacente al tubo, es decir, v(R) = 0. Entonces

γi 2 γi 2
v(R) = − r +c=0 → c= R . (2.857)
4 4
Sustituyendo el valor de c en (2.856), obtenemos el resultado final

γi  2 
v(r) = R − r2 . (2.858)
4
116 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

2.21. Problemas de Repaso del 7. Hallar la ecuación diferencial que describe


una familia de cı́rculos de radio R = 1 y
Capı́tulo 2: centro en cualquier punto del plano xy.

Es importante que el lector resuelva todos los 8. Hallar las trayectorias ortogonales de la fa-
ejercicios que aquı́ se enuncian, ya que solo de es- milia de parábolas y = ax2 .
ta manera podrá sentirse seguro en la aplicación 9. Hallar una curva que pase por el punto (0, −2)
de uno u otro método. Al principio dividimos los de manera que la pendiente en cualquiera
problemas según el método, al final damos una se- de sus puntos sea igual a la ordenada del
rie de ejercicios sin dar a conocer por cuál método mismo punto aumentada tres veces.
se debe resolver. Esto es con el fin de que el es-
tudiante analice la ecuación y después haga uso 10. Supongamos que una partı́cula de masa m
del método apropiado. y carga e posee una velocidad inicial v0 y
en el momento t = 0, entra en una región
donde hay un campo eléctrico de intensi-
2.1.-) Resolver los siguientes problemas:
dad E = A cos ωt, donde A y ω son ciertas
constantes. Encontrar la ley de movimiento
1. Un generador con una fuerza electromotriz x = x(t), y su velocidad v = v(t) en cada
de E = 80 voltios se conecta en serie con instante de tiempo.
una resistencia R = 8 ohmios y un con-
ductor de L = 2 henrios. Si el interruptor 11. Una fuerza electromotriz decreciente E =
se cierra en t = 0, establezca y resuelva la 200e−5t se conecta en serie con una resis-
ecuación diferencial para la corriente I en tencia de R = 20 ohmios y un condensador
cualquier tiempo t C = 0, 01 faradios. Suponiendo las condi-
ciones iniciales q(0) = 0, se pide hallar la
2. La rapidez de desintegración del radio en carga q(t) y la corriente I(t) para cualquier
cada momento de tiempo es proporcional a tiempo t > 0. Calcular la carga máxima
su masa inicial. Hallar la ley de desintegra- qmax .
ción del radio, si se sabe que en el momento
12. Construir las ecuaciones diferenciales de las
inicial t = 0 se tenı́a m0 gramos de radio y
siguientes familias de curvas:
el tiempo necesario para que se desintegre
la mitad de masa es de 1590 anõs. a).- y = sen (x + c).
3. Una fuerza electromotriz E = E0 cos ωt vol- b).- y 2 = x3 − cx.
tios, donde ω y E0 son constantes, se apli- c).- y = ecx .
ca a un circuito en serie, el cual consiste d).- y = cx3 .
de R ohmios y C faradios, donde R y C
son constantes. Si las condiciones iniciales e).- x2 + cy 2 = 2y.
son q(0) = 0 encuentre la carga q(t) para f).- (x − a)2 + by 2 = 1.
cualquier t > 0. g).- y = ax3 + bx2 + cx.
4. Hallar la curva para la cual, la pendiente de h).- x = ay 2 + by + c.
la tangente en cualquier punto es n veces i).- cy = sen cx.
mayor que la pendiente de la recta que une
j).- y = (x − c)3 .
este punto con el orı́gen de coordenadas.
13. Hallar las trayectorias ortogonales a las si-
5. Hallar las trayectorias ortogonales de la fa- guientes familias de curvas:
milia de rectas y = kx
a).- x2 − y 2 = a2 .
6. Hallar la ecuación diferencial correspondien-
te a la familia de curvas ortogonales a la b).- y 2 + 2ax = a2 .
familia dada por x2 + y 2 = 2ax. c).- y 2 = 4(x − a).
2.21. PROBLEMAS DE REPASO DEL CAPÍTULO 2: 117

p
d).- y = axn . 25. y 2 + 1dx − xydy = 0.
e).- x2 + y 2 = 2ay. 26. (x2 − 1)y 0 + 2xy 2 = 0.
2 1 2 2
f).- x − 3y =a .
2 1 2
27. y 0 + 2 sen x = x3 ; y(0) = 3.
g).- x + 2y = a2 .
28. (x + 2xy)y 0 = 1.
2.2.-) Ecuaciones Diferenciales con Varia- 29. y 0 = x
x2 y+y .
bles Separables
30. y 0 − x2 y − 1 = y + x2 .
0 1−x2
1. xy = y .
2.3.-) Ecuaciones Diferenciales Homogéneas
2. y 2 y 0 = 1 − 2x.
y
3. xy 0 + y = y 2 . 1. y 0 − x = 1.
4. (xy 2 + x)dx + (y − x2 y)dy = 0. 2. y 0 = y
+ y2
x x2 .
5. tg xy 0 = y + a. 3. xy 0 − 3y = 2x.
6. y 0 = 10x+y . 4. y 0 = y
+ sec2 ( xy ).
x
x
ye
7. y 0 = 1+y 2 . 5. y 0 = 2x+5y
2x−y .
8. (y + 1)dx − (1 − x)dy = 0. 6. ydx = (2x + 3y)dy.
9. ln(cos y)dx + x(tg y)dy = 0. 7. (x − 4y)dx + (3x − 2y)dy = 0.
y 0
10. xy + ey = 0; y(1) = 0. 8. x sen ( xy )y 0 + x = y sen ( xy ).
11. 3ex (tg y)dx + (1 + ex )(sec2 y)dy = 0; 9. (x + 2y)dx = xdy.
y(0) = π/4.
10. xy + y 2 − (2x2 + xy)y 0 = 0.
1+x2 e2x
12. e (tg y)dx = x−1 dy; y(1) = π/2.
11. (y 2 − 2xy)dx + x2 dy = 0.
2x 2 x
13. (1 + e )y dy − e dx = 0, y(0) = 0. y
12. y 0 − x = cos ( xy ).
2
0 x +1
14. y = y 4 +3y . y
13. y 0 − 4 = x + ( xy )2 ; y(1) = 2.
15. (x + y)dx + xdy = 0.
14. (x2 + y 2 )dx − xydy = 0.
16. √xdy 2 + √ydx = 0. √
1−y 1−x2 15. xy 0 − 2(y − xy) = 0.
17. yy 0 = ln y; y(2) = 1. 16. x ln ( xy )y 0 − x = y ln ( xy ).

17. 2x3 y 0 = y(2x2 − y 2 ).
p
18. x 1 + y 2 dx + y 1 + x2 dy = 0.

19. y 0 = x2
y(0) = −2. 18. xyy 0 − y 2 − 2x2 y 0 = 0.
y+x3 y ;
p
20. yy 0 + 2x sec y = 0. 19. xy 0 = x2 − y 2 + y.
q 2 2
(a −y ) 20. xy 0 = y + x tg ( xy ); y(1) = π/2.
21. y 0 = (a 2 −x2 ) .

22. y(y + 2)dx + x(y − 1)dy = 0; y(1) = 1. 2.4.-)Ecuaciones Diferenciales Reducibles


a Homogéneas
23. x(y 6 + 1)dx + y 2 (x4 + 1)dy = 0; y(0) = 1.
√ √ √ √
24. ( xy − x)dx + ( xy + y)dy = 0. 1. (2x3 y − 2y 3 )y 0 = 3x5 + 3x2 y 2 .
118 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

2y x3
2. y 0 = x + y + x tg( xy2 ). 18. ydx − xdy + ln xdx = 0.

3. (3x+3y−1)dx+2(x+y)dy = 0; y(0) = 2. 19. (x2 cos x − y)dx + xdy = 0.

4. (2x + y − 1)dx + (x − 2y + 3)dy = 0. 20. ydx − (x + y 2 )dy = 0.

5. (x + y − 2)dx = (y − x − 4)dy.
2.6.-) Ecuaciones Diferenciales Lineales
0 4x6 −y 4
6. y = 2x4 y .
 2 1. xy 0 − 2y = 2x4 .
0 4y+4
7. y = . 2
x+y−1 2. y 0 + 2xy = xe−x .
y 3 +xy
8. y 0 = 2x2 . 3. cos xy 0 + y = 1 − sen x.

4. (xy + ex )dx = xdy.


 
y+x y+x
9. (y 0 + 1) ln x+3 = x+3 .
p 5. y 0 + nx y = a
xn ; y(1) = 0.
2 0
10. 3 xyy = x6 − y 4 + y 2 .
6. (1 + x2 )y 0 − 2xy = (1 + x2 )2 .
2.5.-) Ecuaciones Diferenciales en Deri- 7. 2ydx + (y 2 − 6x)dy = 0.
vadas Totales
8. (2y ln y + y − x)y 0 = y.
1. (x + sen y)dx + (x cos y + sen y)dy = 0. 9. y 0 − 1
x ln x y = x ln x; y(e) = e2 /2.
2. 2xydx + (x2 − y 2 )dy = 0. 10. sen xy 0 − y cos x = 1; y(π/2) = 0.
y
3. (y + ex sen y)dx + (x + ex cos y)dy = 0. 11. y 0 = x+y 2 .
y
4. x dx + (y 3 + ln x)dy = 0. 12. y 0 + 3y(tg 3x) = sen 6x; y(0) = 1/3.
5. (xy + sen y)dx + (0,5x2 + x cos y)dy = 0. 13. (2xy + 3)dy − y 2 dx = 0.
6. (2xy + 3x2 )dx + x2 dy = 0. 14. (y 4 + 2x)y 0 = y.
7. (x2 + y 2 + y)dx + (2xy + x + ey )dy = 0. 15. y 0 + xy
1−x2 = 0.
3
x
8. 3x2 (1 + ln y)dx − (2y − y )dy = 0. 16. xy 0 + 3y = x2 .

9. 2xydx + (x2 + cos y)dy = 0.


2.7.-) Ecuaciones Diferenciales de
10. (y + x2 y)dy = (3x + xy 2 )dx. Bernoulli

11. [sen y + (1 − y) cos x]dx + [(1 + x) cos y − xy


sen x]dy = 0. 1. 2y 0 − x
y = x2 −1 .

3x2 y
2. y 0 + = y 2 (x3 + 1) sen x;
 2 
12. (y + x ln y)dx + x2y + x + 1 dy = 0. x3 +1 y(0) = 1.

3. (2x2 y ln y − x)y 0 = y.
13. (x2 + sen y)dx + (1 + x cos y)dy = 0.
4. (x2 ln y − x)y 0 = y.
14. yex dx + (y + ex )dy = 0.
y
5. y 0 + − y 4 x2 = 0.
15. (ex sen y + x)dx + (ex cos y + y)dy = 0. x

2xy 4 y
16. (3x2 y + sen x)dx + (x3 − cos y)dy = 0. 6. y 0 − x2 +1 − √
x2 +1
arc tg x = 0.
2y
17. (ex+y + 3x2 )dx + (ex+y + 4y 3 )dy = 0. 7. y 0 + x − 3x2 y 4/3 = 0.
2.21. PROBLEMAS DE REPASO DEL CAPÍTULO 2: 119

y2
8. y 0 − y
x−1 − x−1 = 0. 1. 2xy 0 + y 2 = 1.

9. y 0 + 2y

2 y
= 0. 2. (2xy 2 − y)dx + xdy = 0.
x cos 2x

10. 4xy 0 + 3y + ex x4 y 5 = 0. 3. (x2 + y 2 − y)dx − xdy = 0.



p
11. y 0 + y = ex/2 y, y(0) = 9/4. 4. xdx + (y − x2 + y 2 )dy = 0.

12. ydx + [x + (xy)2 ]dy = 0. 5. y 0 = xy e2x + y.

6. (4xy − 3)y 0 + y 2 = 1.
2.8.-) Ecuaciones no Resueltas Respec-
to a la Derivada. 7. (x cos y + sen 2y)y 0 = 1.
8. x(2x2 + y 2 ) + y(x2 + 2y 2 )y 0 = 0.
1. x = (y 0 )3 + y 0 .    
2

2. x[(y 0 )2 − 1] = 2y 0 . 9. seny2x + x dx + y − seny2 x dy = 0.


p
3. x = y 0 (y 0 )2 + 1.
 
x2 +y 2 x2 +y 2
10. 2x + x2 y dx − xy 2 dy = 0.
4. y 0 (x − ln y 0 ) = 1.
11. xy 0 − y = x2 cos x.
0 y0
5. y = (y − 1)e .
12. y 0 − 2y tg x + y 2 sen2 x = 0.
0 4 0 2
6. (y ) = 2yy + y .
13. (y 2 + 2y + x2 )dy + 2xdx = 0, y(1) = 0.
0 2 0 2
7. (y ) − 2xy = x − 4y. 3y
14. y 0 − x1 y = x .
2 0 2 0
8. x (y ) = xyy + 1.
15. y 0 = 1
(x+y)2 .
0 0 0
9. 2xy − y = y ln yy .
16. 2(x − y 2 )dy = ydx.
0 2 0 3
10. y = 2xy + y (y ) .
17. x(x − 1)y 0 = 1 − 2xy.
2.9.-) Resolver las Siguientes Ecuacio- 18. y 0 + y = xy 3 .
nes de Lagrange y Clairaut.
19. (sen x + y)dy + (y cos x − x2 )dx = 0.
1. y = xy 0 − (y 0 )2 . 20. xy 0 + y = ln y 0 .
2. y = 2xy 0 − 4(y 0 )3 . 21. x2 (dy − dx) = y(x + y)dx.
3. (y 0 )3 = 3(xy 0 − y). 22. xy 0 = ex−y − 1.
4. xy 0 − y = ln y 0 . √
23. y 0 x2 + 1 = 3x2 − y.
5. xy 0 (y 0 + 2) = y. 3x2
24. y 0 = x3 +y+1 .

6. y + xy 0 = 4 y 0 .
25. y(3xy + x + y)dx + x(4xy + x + 2y)dx = 0.
7. y = xy 0 − (2 + y 0 ). h  i  
26. x − y cos xy dx + x cos xy dy = 0.
8. y = x(y 0 )2 − 2(y 0 )3 .
27. y 0 = 1
x−y 2 .
9. 2(y 0 )2 (y − xy 0 ) = 1.
p
10. 2xy 0 − y = ln y 0 . 28. xdy − ydx = x x2 + y 2 dx.
p
29. xy 0 = x y − x2 + 2y.
2.10.-) Diferentes Tipos de Ecuaciones
Diferenciales 30. y 0 + y cos x = 0.
120 CAPÍTULO 2. ECUACIONES DIFERENCIALES DE PRIMER ORDEN

31. (1 + x2 )y 0 + xy = (1 + x2 )5/2 . 62. 6x2 y 2 dx + 4x3 ydy = 0.


32. (y − y 3 )dx + (2xy 2 − x − ay 2 )dy = 0. 63. (3y cos x+4xex +2x2 ex )dx+(3 sen x+3)dy =
0.
33. (3xy 2 − x2 )dx + (3x2 y − 6y 2 − 1)dy = 0.
64. y 0 = y 2 − y.
x4
34. xy 2 y 0 − y 3 = 3 . √
65. y 0 = 2y + xy 3 , y(0) = 2 2.
2
35. (xy + y)dx − xdy = 0.
66. y 0 = 2(y + y 1/2 ), y(0) = 1.
36. (x2 + y 2 + 2x)dx + 2ydy = 0.
67. x2 y 0 − y 2 = xy − y 2 .
37. y cos xdx + (2y − sen x)dy = 0.
68. 2y 0 + y 2 = − x12 .
38. y 0 − 2xy = 3x2 − 2x4 .
69. (x − 1)y 0 = x(3 − x).
39. xy 0 − 2y = 2x4 .
70. (x − y + 2)dx + (x − y + 3)dy = 0.
40. y 0 + y cos x = e− sen x .
71. x2 y(ydx + xdy) = 2ydx + xdy.
41. y 0 + y tg x = 1
cos x .
72. y(x + y 2 )dx + x2 (y − 1)dy = 0.
42. x2 y 0 − 2xy + 2a2 = 0, y(a) = a.
73. xy 0 + (x + 1)y = 3x2 e−x .
43. xy 0 + y = y 2 ln x.
74. xdx = (x2 − 2y + 1)dy.
44. y 0 + 2y = ex y 2 .
x
75. dx = y+ xy dy.

45. xy 0 = (3x2 cos y − sen y) cos y.
y0
76. y 0 sen y = − 2
x3 y.
p
46. xy 0 = y + x 1 + (y 0 )2 . x2

47. y 0 = 2x 77. y 0 + ay = emx .


x2 +1 .

48. y 0 = 2ex cos x. 78. y 0 + 1−2x


x2 y = 1.

49. (y 2 + xy 2 )dx + (x2 − yx2 )dy = 0. 79. (2x + y)dy = ydx + 4 ln ydy.
(x2 +1) x
50. xy 0 = y + x(1 + ey/x ). 80. y 0 − y = x e .
 
51. xy 0 = y cos ln xy .

52. (4y 2 + x2 )y 0 = xy.


p
53. xy 0 = x2 + y 2 + y.
54. (x + y − 2)y 0 = 1 − 2(x + y).
55. yy 0 + y 2 + 4x(x + 1) = 0.
56. y 0 = ax + by + c.
57. y 0 (y − x − 4) = x + y − 2.
58. y 0 (y 2 − x) = y.
59. ay 0 + by + cy m = 0.
60. [x(y + 1) − x2 ]y 0 = (y + 1)2 .
61. xdy + ydx + y 2 (xdy − ydx) = 0.
Capı́tulo 3

ECUACIONES DIFERENCIALES
DE ORDEN SUPERIOR

Simbólicamente, una ecuación diferencial de n-ésimo orden y grado uno se puede escribir de la
siguiente manera

F (x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n) ) = 0 (3.1)

Suponiendo que esta ecuación se puede resolver respecto a su derivada de más alto orden, entonces

y (n) = f (x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n−1) ) (3.2)

En este capı́tulo analizaremos solamente aquéllas ecuaciones que se resuelven respecto a la derivada
de más alto orden. Para tales ecuaciones tiene lugar el siguiente teorema, el cual nos asegura la
existencia y unicidad de las soluciones de la ecuación (3.2).
Teorema 3.0.1. Si en la ecuación (3.2), la función f (x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n−1) ) cumple las propiedades:

Es continua respecto a sus argumentos x, y, y 0 , y 00 , ..., y (n−1) en un dominio D de variación de


los mismos.
∂f ∂f ∂f ∂f
Tiene derivadas parciales continuas ∂y , ∂y 0 , ∂y 00 , ..., ∂y (n−1) con respecto a los argumentos
0 00 (n−1)
y, y , y , ..., y en un dominio D, entonces, existe y además es única la solución y = φ(x)
de la ecuación (3.2) que verifica las condiciones:

(n−1)
y(x0 ) = y0 , y 0 (x0 ) = y00 , . . . , y (n−1) (x0 ) = y0 (3.3)

(n−1)
donde los valores x = x0 , y = y0 , y 0 = y00 , . . . , y (n−1) = y0 están definidos en alguna
región dentro del dominio D. Las condiciones (3.3) se llaman condiciones iniciales. El pro-
blema que tiene por objetivo encontrar la solución y = φ(x) de la ecuación (3.2) que cumpla
las condiciones (3.3), se llama problema de Cauchy.

121
122 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Antes de empezar el análisis de estas ecuaciones daremos algunas definiciones importantes para
el caso de las ecuaciones diferenciales de orden superior.
Se llama solución general de una ecuación diferencial de orden n (3.2), al conjunto de todas las
soluciones determinadas por

y = φ(x, c1 , c2 , ..., cn ) (3.4)

que contiene n constantes arbitrarias c1 , c2 , ..., cn , tales que cualquier solución de la ecuación diferen-
cial se puede obtener al asignarles valores adecuados a las constantes. Cualquier solución obtenida
de la solución general (3.4), con las condiciones iniciales (3.3), se llama solución particular de la
ecuación (3.2) y se representa como

y = φ(x, c̃1 , c̃2 , ..., c̃n ) (3.5)

donde c̃1 , c̃2 , ..., c̃n son números dados.


Una relación de la forma

Φ(x, y, c1 , c2 , ..., cn ) = 0 (3.6)

que determina en forma implı́cita la solución general de la ecuación diferencial (3.2) se llama integral
general de la misma. Asignando a las constantes c1 , c2 , ..., cn valores numéricos concretos, obtenemos
una integral particular de la ecuación diferencial.
La gráfica de una solución particular o de una integral particular se llama curva integral de la
ecuación diferencial considerada.

3.1. Ecuaciones Diferenciales de Orden Superior

La ecuación de la forma

y (n) = f (x) (3.7)

es la más simple de las ecuaciones de n-ésimo orden. Para hallar su integral general es necesario
integrar n veces respecto a x. Al integrar una vez, tenemos
Z x
y (n−1) = f (x)dx + c1 , (3.8)
x0

donde x0 es un valor arbitrario de x y c1 es una constante de integración. Integrando una vez más,
tenemos Z xZ x 
y (n−2) = f (x)dx dx + c1 (x − x0 ) + c2 . (3.9)
x0 x0
Procediendo de esta manera después de n integraciones, obtendremos la expresión de la integral
general
Z xhZ x Z x  i c1 (x − x0 )(n−1) c2 (x − x0 )(n−2)
y(x) = ... f (x)dx dx dx+ + +. . .+cn−1 (x−x0 )+cn ,
x0 x0 x0 (n − 1)! (n − 2)!
(3.10)
3.2. ECUACIONES DE ORDEN SUPERIOR REDUCIBLES A PRIMER ORDEN 123

donde c1 , c2 , . . . , cn son constantes arbitrarias. La fórmula (3.10) da la solución general de la ecuación


(3.7). Observamos que la integración de la parte derecha de (3.10) se realiza n veces, además esta
integral y sus derivadas de hasta (n−1) orden en x = x0 se anulan. Por eso las constantes arbitrarias
se definen unı́vocamente por las condiciones iniciales
(n−2) (n−1)
cn = y0 , cn−1 = y00 , . . . , c2 = y0 , c1 = y 0 . (3.11)
Ejemplo 1:
Resolver la ecuación diferencial
y 000 = x. (3.12)
Solución:
Integrando una vez, obtenemos
x
x2 x (x − x0 )2
Z
y 00 (x) = xdx = + c1 = + c1 . (3.13)
x0 2 x0 2
Integrando una vez más, resulta
1 x
Z x
(x − x0 )3
Z
0 2
y (x) = (x − x0 ) dx + c1 dx = + c1 (x − x0 ) + c2 . (3.14)
2 x0 x0 2·3
Por último, la solución general es
(x − x0 )4 c1 (x − x0 )2
y(x) = + + c2 (x − x0 ) + c3 . (3.15)
2·3·4 2
Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
y 00 (x) = cos ωx, ω = constante. (3.16)
Solución:
Integrando una vez, tenemos
Z
0 1
y (x) = cos ωxdx = sen ωx + c1 . (3.17)
ω
Integrando, tenemos la solución general de la ecuación (3.16),
Z 
1  1
y(x) = sen ωx + c1 dx = − 2 cos ωx + c1 x + c2 . (3.18)
ω ω

3.2. Ecuaciones de Orden Superior Reducibles a Primer


Orden

Existen algunas ecuaciones diferenciales de orden superior, las cuales pueden ser reducidas a
ecuaciones de primer orden.

Si la ecuación (3.1) no contiene explı́citamente la función desconocida y(x), entonces tiene la


forma

F (x, y (k) , y (k+1) , ...., y (n) ) = 0


124 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

En tal caso, el orden de la ecuación se puede reducir escogiendo por función desconocida la
derivada de menor orden que entra en la ecuación, es decir, haciendo el cambio y (k) (x) = p(x).

Si (3.1) no contiene explı́citamente la variable independiente x, entonces tenemos la ecuación

F (y, y 0 , y 00 , ..., y (n) ) = 0

En este caso, el orden de la ecuación se puede reducir tomando como función dependiente a y
dy
y como la nueva función desconocida a dx = p(y).

Sin perder generalidad, analicemos los casos anteriores en ecuaciones diferenciales de segundo
orden. Sea la ecuación

y 00 = f (x, y, y 0 ) (3.19)

Supongamos que esta ecuación no contiene explı́citamente la función desconocida y(x), entonces

y 00 = f (x, y 0 ) (3.20)

Para resolver este tipo de ecuaciones se introduce la siguiente definición

dy
p(x) = . (3.21)
dx
Entonces
dp d2 y
= 2. (3.22)
dx dx
Sustituyendo en la ecuación (3.20), tenemos

dp
= f (x, p), (3.23)
dx
donde, ahora p es la función desconocida de x. Esta ecuación es de primer orden. Integrando, ten-
dremos
p(x) = p(x, c1 ). (3.24)
dy
Recordando que dx = p(x) → dy = p(x)dx → dy = p(x, c1 )dx e integrando
Z
y(x) = p(x, c1 )dx + c2 , (3.25)

donde c1 y c2 son constantes de integración. La expresión (3.25) representa la solución general de la


ecuación (3.20).
Ejemplo 1:
Resolver la ecuación
x2 y 00 = (y 0 )2 . (3.26)
Solución:
3.2. ECUACIONES DE ORDEN SUPERIOR REDUCIBLES A PRIMER ORDEN 125

Definiendo
dy dp d2 y
p(x) = → = 2. (3.27)
dx dx dx
Sustituyendo en (3.26) se obtiene la ecuación de primer orden

dp
x2 = p2 , (3.28)
dx
la cual es una ecuación con variables separables
Z Z
dp dx
= . (3.29)
p2 x2
Integrando
1 1 1 1
− = − − c1 → = + c1 . (3.30)
p x p x
Usando la primera ecuación de (3.27), tenemos

dx 1
= + c1 . (3.31)
dy x
Separando las variables e integrando
Z Z
xdx
= dy. (3.32)
c1 x + 1
Resolviendo la integral de la parte izquierda
c1 x + 1 − 1
Z Z  Z
1 1 1  1 1 dx 1 1
dx = 1− dx = x − = x − 2 ln |c1 x + 1|. (3.33)
c1 c1 x + 1 c1 c1 x + 1 c1 c1 c1 x + 1 c1 c1

Entonces, el resultado es
1 1
x − 2 ln |c1 x + 1| = y + c2 . (3.34)
c1 c1
Este mismo resultado lo podemos escribir de la siguiente manera

c1 x − c21 y = ln |c1 x + 1| + C2 , (3.35)

donde C2 = c21 c2 .
Supongamos ahora que la variable independiente x no aparece explı́citamente en la ecuación
(3.19). Entonces, la ecuación tendrá la forma

y 00 = f (y, y 0 ) (3.36)

Para resolver esta ecuación hagamos el cambio de función, es decir


dy
= p(y). (3.37)
dx
Nadamás que ahora debemos considerar a p como función de y. Entonces, haciendo uso de la regla
de la cadena
d2 y dp dp dy dp
= = = p(y) , (3.38)
dx2 dx dy dx dy
126 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Sustituyendo en la ecuación (3.36), obtenemos


dp
p(y) = f (y, p). (3.39)
dy
Integrando, hallamos
p(y) = p(y, c1 ). (3.40)
dy
Recordando que dx = p(y), obtenemos una ecuación diferencial de primer orden para la función y
de x, es decir
dy
= p(y, c1 ). (3.41)
dx
Separando variables, tenemos
dy
= dx. (3.42)
p(y, c1 )
Integrando esta ecuación obtenemos la integral general de la ecuación (3.36), esta tiene la forma
Z
dy
x= + c2 . (3.43)
p(y, c1 )
Ejemplo 2:
Hallar la solución general de la ecuación
y 00 = 2yy 0 . (3.44)
Solución:
Esta ecuación es del tipo (3.36). Ası́ que, definiendo
dy d2 y dp
= p(y) → 2
= p(y) . (3.45)
dx dx dy
Sustituyendo en la ecuación (3.44), obtenemos
dp dp
p = 2yp → = 2y. (3.46)
dy dy
Esta última expresión es una ecuación de primer orden con variables separables. Integrando se
obtiene Z Z
dp = 2 ydy → p = y 2 + c21 , (3.47)

donde hemos escogido la constante de integración como c21 , esto es por comodidad. Luego, sustitu-
dy
yendo p(y) = dx , en la segunda ecuación de (3.47), tenemos
dy
= y 2 + c21 . (3.48)
dx
Esta ecuación es de primer orden y de variables separables. Integrando
Z Z
dy
= dx. (3.49)
y 2 + c21

Recordando la fórmula de integración x2dx 1 x


R
+a2 = a arc tg( a ), donde a es una constante, queda claro
la elección de c21 como constante de integración. Usando esta fórmula tenemos que el resultado de la
integración en (3.49) es
1 y
arc tg = x + c2 . (3.50)
c1 c1
3.2. ECUACIONES DE ORDEN SUPERIOR REDUCIBLES A PRIMER ORDEN 127

Este mismo resultado lo podemos escribir como

y(x) = c1 tg(c1 x + c̃), (3.51)

donde c̃ = c1 c2 , esto en realidad no afecta el resultado, ya que el producto de dos constantes es otra
constante.
Por último, si x y y 0 no aparecen explı́citamente en (3.19), entonces tenemos la ecuación

y 00 = f (y) (3.52)

Este tipo de ecuaciones es un caso particular de (3.36). Haciendo


dy d  dy  d d dy dp
p(y) = → y 00 = = [p(y)] = p(y) = p(y) . (3.53)
dx dx dx dx dy dx dy
Sustituyendo el resultado anterior en (3.52), obtenemos una ecuación de primer orden respecto a p,
esto es
dp
p(y) = f (y). (3.54)
dy
Esta ecuación es de variables separables. Separando las variables
Z Z
pdp = f (y)dy → pdp = f (y)dy, (3.55)

e integrando
p2
Z
c1
= f (y)dy + , (3.56)
2 2
donde hemos tomado a c1 /2 como constante de integración. Despejando p, tenemos
s Z
p=± 2 f (y)dy + c1 , (3.57)

dy
Recordando que p(y) = dx , resulta
s Z
dy
= ± 2 f (y)dy + c1 . (3.58)
dx

Esta última ecuación es de variables separables. Separando las variables e integrando, resulta
Z
dy
q R = ±(x + c2 ). (3.59)
2 f (y)dy + c1

La ecuación (3.59) representa la solución general en forma implı́cita de la ecuación (3.52).


Problema:
Hallar una curva para la cual, el radio de curvatura sea igual al cubo de la normal. La curva
buscada deberá pasar por el punto P (0, 1) y tener en este punto la pendiente que forme un ángulo
α = 450 con el eje Ox.
Solución:
128 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Sabemos que el radio de curvatura de una curva plana está dado por la expresión
h i3/2
1 + (y 0 )2
R= . (3.60)
y 00
Por otro lado, la longitud de la normal está dada por
p
N = y 1 + (y 0 )2 . (3.61)

Entonces, de las condiciones del problema, es decir, R = N 3 , resulta


h i3/2
 p 3 1 + (y 0 )2
y 1 + (y 0 )2 = . (3.62)
y 00
Esta misma ecuación se puede escribir como
h i3/2
h i3/2 1 + (y 0 )2
y 3 1 + (y 0 )2 = . (3.63)
y 00
Eliminando el término con exponente 3/2, obtenemos la ecuación diferencial

y 00 y 3 = 1 → y 00 = y −3 , (3.64)

que modela el problema dado. Esta ecuación es del tipo y 00 = f (y). Sabemos que para resolver este
tipo de ecuaciones podemos hacer el cambio

dy d2 y dp
p(y) = → = p(y) . (3.65)
dx dx2 dy
De esta manera la ecuación (3.64) se reduce a una ecuación con variables separables
dp
p = y −3 → pdp = y −3 dy. (3.66)
dy
Integrando, resulta

p2 y −2
Z Z
c1
pdp = y −3 dy → =− + → p2 = −y −2 + c1 . (3.67)
2 2 2
dy
Esta última ecuación la podemos escribir en función de x, y recordando el cambio p(y) = dx ,
obtenemos una ecuación de primer orden
dy p
= c1 − y −2 . (3.68)
dx
La constante de integración c1 la encontraremos de las condiciones iniciales. La tangente en el
punto P (0, 1) (esto es x0 = 0, y0 = 1) forma un ángulo α = 450 respecto al eje 0x, es decir,
y 0 (0) = tg α = tg 450 = 1. Sustituyendo estas condiciones en (3.68), tenemos el valor de la constante

1 = c1 − 1 → c1 = 2. (3.69)

Sustituyendo el valor de c1 en (3.68), tenemos la ecuación

d(2y 2 )
Z
dy p ydy 1
= 2 − y −2 → p = dx → p = dx. (3.70)
dx 2y 2 − 1 4 2y 2 − 1
3.3. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE ORDEN SUPERIOR 129

Integrando la última expresión, resulta


1 c2
(2y 2 − 1)1/2 = x + → (2y 2 − 1)1/2 = 2x + c2 . (3.71)
2 2
Despejando y, se tiene
1h i
y2 = (2x + c2 )2 + 1 . (3.72)
2
De las condiciones iniciales, la curva debe pasar por el punto P (0, 1), esto es y(0) = 1. Sustituyendo
esta condición, tenemos que el valor de la constante c2 es, c2 = 1. Finalmente, tenemos el resultado
1h i
y2 = (2x + 1)2 + 1 . (3.73)
2
Desarrollando el binomio y dividiendo entre 2, la solución es

y 2 = 2x2 + 2x + 1. (3.74)

Esta curva cumple las condiciones del problema planteado.

3.3. Ecuaciones Diferenciales Lineales de Orden Superior

Las ecuaciones diferenciales lineales aparecen en el estudio de varios problemas prácticos en la


ciencia e ingenierı́a. Por ejemplo, las ecuaciones diferenciales lineales con coeficientes constantes
surgen en la teorı́a de circuitos eléctricos, vibraciones, mezclas de substancias, etc. La solución de
las ecuaciones lineales con coeficientes constantes pueden ser obtenidas en términos de las funciones
elementales conocidas (exponenciales, trigonométricas, logarı́tmicas, etc.), y por lo tanto, tienen una
interpretación muy transparente.
Antes de comenzar con los métodos de solución de las ecuaciones lineales de orden superior,
analizaremos algunas de sus definiciones y propiedades básicas.
Una ecuación diferencial de n-ésimo orden es lineal, si ésta es de grado uno respecto a la función
desconocida y y sus derivadas y 0 , y 00 , ..., y (n) . Una ecuación diferencial lineal de n-ésimo orden y grado
uno tiene la forma

an (x)y (n) (x) + an−1 (x)y (n−1) (x) + ... + a2 (x)y 00 (x) + a1 (x)y 0 (x) + a0 (x)y(x) = g(x) (3.75)

donde a0 (x), a1 (x), ...., an (x) y g(x) son funciones continuas de x, además an (x) 6= 0, para todos los
valores de x, en el dominio de definición de la ecuación (3.75). Si g(x) 6= 0, entonces (3.75) se llama
ecuación diferencial lineal no homogénea. Si g(x) = 0, la ecuación (3.75) se reduce a una ecuación
de la forma

an (x)y (n) (x) + an−1 (x)y (n−1) (x) + ... + a2 (x)y 00 (x) + a1 (x)y 0 (x) + a0 (x)y(x) = 0 (3.76)

A esta ecuación se le conoce como ecuación diferencial lineal homogénea .

Propiedades Fundamentales de las Ecuaciones Lineales Homogéneas


130 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Sin perder generalidad, vamos a exponer las propiedades fundamentales de las ecuaciones lineales,
para el caso de ecuaciones de segundo orden. Estas mismas propiedades son válidas para ecuaciones
lineales de cualquier orden.
Sea dada la ecuación diferencial lineal homogénea de segundo orden

a2 (x)y 00 + a1 (x)y 0 + a0 (x)y = 0 (3.77)

Si a2 (x) 6= 0, entonces esta misma ecuación la podemos escribir de la siguiente manera

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (3.78)

llamada forma estándar, donde P (x) = a1 (x)/a2 (x) y Q(x) = a0 (x)/a2 (x), son funciones continuas
en un intervalo dado.

Teorema 3.3.1. Si y1 (x) y y2 (x) son dos soluciones de la ecuación (3.78), entonces

y(x) = y1 (x) + y2 (x) (3.79)

es también solución de (3.78).

4 Sean y1 y y2 las dos soluciones de la ecuación (3.78), entonces

y100 + P (x)y10 + Q(x)y1 = 0, y y200 + P (x)y20 + Q(x)y2 = 0. (3.80)

El teorema afirma que y1 + y2 es también solución de (3.78). Ası́ que, sustituyendo (3.79) en la
ecuación (3.78), tenemos

(y1 + y2 )00 + P (x)(y1 + y2 )0 + Q(x)(y1 + y2 ) = 0. (3.81)

Debemos probar que esta relación efectivamente es cero. De (3.81), obtenemos

y100 + y200 + P (x)y10 + P (x)y20 + Q(x)y1 + Q(x)y2 = 0 (3.82)

Agrupando términos y usando las expresiones (3.80)


h i h i
y100 + P (x)y10 + Q(x)y1 + y200 + y20 + Q(x)y2 = 0 + 0 = 0. 4 (3.83)

Las expresiones en los paréntesis cuadrados son cero, ya que y1 y y2 satisfacen la ecuación (3.78).

Teorema 3.3.2. Si y1 (x) es una solución de (3.78) y c es una constante arbitraria, entonces, el
producto

y(x) = cy1 (x) (3.84)

es también solución de (3.78).


3.3. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE ORDEN SUPERIOR 131

4 Sea c una constante arbitraria y y1 una solución conocida de (3.78). Debemos probar que el
producto cy1 es también una solución de (3.78). Entonces, tenemos

(cy1 )00 + P (x)(cy1 )0 + Q(x)(cy1 ) = 0 → c[y100 + P (x)y10 + Q(x)y1 ] = c · 0 = 0. 4 (3.85)

La expresión que está en paréntesis cuadrados es cero, ya que y1 satisface la ecuación (3.78).
Dos soluciones y1 (x) y y2 (x) de la ecuación (3.78) se llaman linealmente independientes en el
segmento [a, b], si su razón en dicho segmento no es constante, es decir, cuando se cumple la relación
y1
6= const. (3.86)
y2
En caso contrario, las soluciones y1 (x) y y2 (x) se llaman linealmente dependientes. Es decir, dos
soluciones y1 y y2 son linealmente dependientes en el segmento [a, b], si existe un cierto número
constante λ, tal que y1 /y2 = λ, cuando a ≤ x ≤ b. En tal caso, y1 = λy2 .
Para el caso general, tenemos las siguientes definiciones: Sean y1 (x), y2 (x), ..., yn (x) funciones de-
finidas en cierto segmento [a, b] de variación de x. Entonces, decimos que las funciones son linealmente
dependientes si existen magnitudes constantes α1 , α2 , ..., αn , que en el segmento [a, b] satisfacen la
relación

α1 y1 (x) + α2 y2 (x) + . . . + αn yn (x) = 0 (3.87)

y, además, por lo menos un αi 6= 0. Si la expresión (3.87) tiene lugar sólo cuando α1 = α2 = . . . =


αn = 0, entonces se dice que las funciones y1 (x), y2 (x), ..., yn (x) son linealmente independientes en
el segmento [a, b].
Teorema 3.3.3. Sean y1 (x), y2 (x), ..., yn (x) funciones continuas y diferenciables hasta (n − 1) en
el segmento [a, b]. Entonces, si en dicho segmento el determinante

 y (x) y2 (x) ... yn (x) 


1
 y10 (x) y20 (x) ... yn0 (x) 
W (x) = det  .. .. .. ..  (3.88)

. . . .

y1n−1 (x) y2n−1 (x) ... ynn−1 (x)

es idénticamente cero, decimos que las funciones son linealmente dependientes. Por otro lado, si
el determinante es diferente de cero, decimos que las funciones son linealmente independientes. Al
determinante (3.88) se le conoce como el Wronskiano de las funciones y1 (x), y2 (x), . . . , yn (x).

4 El teorema anterior lo vamos a demostrar para el caso particular de dos funciones. Sean y1 (x)
y y2 (x) dos funciones continuas y diferenciables. Entonces, de la expresión (3.88) tenemos que el
Wronskiano de las funciones dadas, es
 
y1 y 2
W (x) = det = y1 y20 − y10 y2 , (3.89)
y10 y20

Luego, supongamos que las funciones y1 (x) y y2 (x) son linealmente dependientes en el segmento
[a, b], entonces, necesitamos demostrar que el Wronskiano en este segmento es idénticamente cero.
Debido a que las funciones y1 y y2 son linealmente dependientes, entonces, existe la relación

y2 = λy1 → y20 = λy10 , (3.90)


132 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

donde λ es una constante arbitraria. De la definición (3.89), resulta


     
y 1 y2 y1 λy1 y 1 y1
W = det = det = λ det = λ(y1 y10 − y1 y10 ) = 0. 4 (3.91)
y10 y20 y10 λy10 y10 y10
Teorema 3.3.4. Si el Wronskiano W (y1 , y2 ) de las soluciones y1 y y2 de la ecuación (3.78) no se
anula en un punto x = x0 del segmento [a, b], donde los coeficientes de la ecuación son continuos,
entonces no se anula para cualquier valor de x en este segmento.

4 Debido a que y1 y y2 son dos soluciones de la ecuación (3.78), tenemos


y100 + P (x)y10 + Q(x)y1 = 0, y200 + P (x)y20 + Q(x)y2 = 0. (3.92)
Multiplicando los términos de la primera ecuación por y2 y los términos de la segunda ecuación por
y1 y después restándolos, obtenemos
(y1 y200 − y100 y2 ) + P (x)(y1 y20 − y10 y2 ) = 0. (3.93)
La diferencia encerrada en el segundo paréntesis es el Wronskiano de W (y1 , y2 ), es decir
W (y1 , y2 ) = (y1 y20 − y10 y2 ). (3.94)
Luego, la diferencia encerrada en el primer paréntesis es la derivada del Wronskiano respecto a x
W (y1 , y2 )0x = (y1 y20 − y10 y2 )0x = y20 y10 + y1 y200 − y100 y2 − y10 y20 = y1 y200 − y100 y2 . (3.95)
De tal manera que la expresión (3.93) se puede escribir como
dW
+ P (x)W = 0. (3.96)
dx
Supongamos que W 6= 0, entonces la ecuación (3.96) es de variables separables, tenemos
Z Z Z
dW W
= − P (x)dx → ln = − P (x)dx. (3.97)

W c
Luego, usando las propiedades de los logaritmos
R
W = ce− P (x)dx
. (3.98)
Determinamos c de tal manera que se cumpla la condición inicial. Poniendo x = x0 en el primer y
segundo miembro de la ecuación (3.98), obtenemos
W0 = c. (3.99)
Por lo tanto, la solución que satisface las condiciones iniciales tendrá la forma
R
W = W0 e− P (x)dx
, (3.100)
según la hipótesis W0 6= 0. De la ecuación (3.100) se deduce que W 6= 0 cualquiera que sea el valor de
x, puesto que la función exponencial no se reduce a cero para todos los valores finitos de la variable
x. El teorema queda demostrado. 4
Observación:
Si el Wronskiano es nulo para cierto valor de x = x0 , el determinante también será igual a cero
para cualquier valor de x en el segmento considerado. Lo anterior se deduce de la expresión (3.98)
si W = 0 para cierto valor de x = x0 , entonces
W (x0 ) = c = 0, (3.101)
por lo tanto, W = 0, cualquiera que sea el valor del lı́mite superior de x en la expresión (3.98).
3.3. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE ORDEN SUPERIOR 133

Teorema 3.3.5. Si las soluciones y1 y y2 de la ecuación (3.78) son linealmente independientes


en [a, b], el Wronskiano W formado por estas soluciones no se reduce a cero en ningún punto del
intervalo.
Teorema 3.3.6. Sean y1 y y2 soluciones de la ecuación (3.78), entonces la combinación lineal de
estas soluciones

y(x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x) (3.102)

donde c1 y c2 son constantes arbitrarias, será la solución general de (3.78).

4 De los teoremas (3.3.1) y (3.3.2) se deduce que la función


c1 y1 + c2 y2 , (3.103)
es la solución de la ecuación (3.78), cualesquiera que sean las constantes c1 y c2 . Ahora, necesitamos
demostrar que para cualesquiera que sean las condiciones iniciales y(x0 ) = y0 , y 0 (x0 ) = y00 , es posible
escoger los valores de las constantes c1 y c2 , de tal manera que la solución particular obtenida de
c1 y1 +c2 y2 cumpla las condiciones iniciales dadas. Sustituyendo las condiciones iniciales en la ecuación
(3.102), obtenemos
c1 y10 + c2 y20 = y0
0 0
c1 y10 + c2 y20 = y00 , (3.104)
donde hemos escrito y1 (x0 ) = y10 , y2 (x0 ) = y20 , y10 (x0 ) = y10 0
, y20 (x0 ) = y20
0
. Del sistema
(3.104), podemos definir a las constantes c1 y c2 , ya que el determinante de este sistema (el Wrons-
kiano)  
y10 y20 0 0
W = det 0 0 = y10 y20 − y10 y20 6= 0, (3.105)
y10 y20
cuando x = x0 no es cero (esto es debido a la independencia de las soluciones y1 y y2 ). La solución
particular que se obtiene de (3.104), para los valores hallados de c1 y c2 , satisfacen las condiciones
iniciales dadas. Ası́ el teorema queda demostrado. 4
Observación:
No existen métodos generales que nos permitan hallar, en forma exacta, la solución general de
una ecuación diferencial lineal con coeficientes variables. Sin embargo, existe un teorema que nos
permite hallar la solución general de una ecuación diferencial de segundo orden con coeficientes
variables si, de antemano, se conoce una de sus soluciones particulares.
Teorema 3.3.7. Si se conoce una solución particular y1 (x) de la ecuación lineal homogénea de
segundo orden (3.78), siempre es posible hallar una segunda solución y2 (x) linealmente indepen-
diente.

4 Sea la ecuación lineal homogénea de segundo orden en su forma estándar

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (3.106)

donde P (x) y Q(x) son funciones continuas en [a, b]. Supongamos que y1 (x) 6= 0 es una solución
conocida de la ecuación (3.106). Definamos una segunda solución de la forma

y = u(x)y1 (x) (3.107)


134 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Tomando las derivadas tenemos

y0 = uy10 + y1 u0
y 00 = uy100 + 2y10 u0 + y1 u00 . (3.108)

Sustituyendo en la ecuación (3.106)

y 00 + P y 0 + Qy = u[y100 + P y10 + Qy1 ] + y1 u00 + (2y10 + P y1 )u0 = 0. (3.109)

La parte que está entre paréntesis cuadrados es cero, ya que por suposición hemos dicho que y1 (x)
satisface la ecuación de segundo orden. Ası́, tenemos

y1 u00 + (2y10 + P y1 )u0 = 0. (3.110)

Para reducir el orden hagamos la redefinición

z = u0 , (3.111)

entonces, resulta
y1 z 0 + (2y10 + P y1 )z = 0. (3.112)
Vemos que esta ecuación diferencial es lineal y de variables separables, es decir, la podemos escribir
de la siguiente manera
dz y0
+ 2 1 dx + P dx = 0. (3.113)
z y1
Integrando, obtenemos Z
ln |z| + 2 ln |y1 | = − P (x)dx + ln c1 . (3.114)

Usando las propiedades de los logaritmos podemos reescribir esta ecuación de la siguiente manera
Z R
ln |zy1 | = − P (x)dx + ln c1 → zy12 = c1 e− P (x)dx ,
2
(3.115)

de donde R
0 e− P (x)dx
u = z = c1 . (3.116)
y12
Integrando de nuevo, tenemos R
e− P (x)dx
Z
u = c1 dx + c2 . (3.117)
y12
Finalmente, la solución general es
R
e− P (x)dx
Z
y = u(x)y1 (x) = c1 y1 (x) dx + c2 y1 (x). (3.118)
y12
Comparando este resultado con la expresión y(x) = c1 y1 (x)+c2 y2 (x) podemos identificar la segunda
solución como
R
e− P (x)dx
R
y2 (x) = y1 (x) y12 (x)
dx (3.119)

Las constantes c1 y c2 son arbitrarias. De la expresión (3.119) podemos concluir que las soluciones
y1 y la obtenida y2 son linealmente independientes, ya que la relación
Z − R P (x)dx
y2 (x) e
= dx, (3.120)
y1 (x) y12 (x)
3.3. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES DE ORDEN SUPERIOR 135

no es una constante. Entonces, la solución general de (3.106) es la combinación lineal formada por
estas funciones, es decir
y(x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x), (3.121)
donde c1 y c2 son dos constantes arbitrarias. 4
Este teorema es muy útil, siempre y cuando se logre hallar directamente o adivinar una solución
particular de la ecuación (3.106).
Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial

(ex + 1)y 00 − 2y 0 − ex y = 0. (3.122)

Solución:
Como podemos ver, la ecuación es de coeficientes variables. Podemos adivinar, a prueba y error,
una solución particular. Debido a que los coeficientes de la ecuación son exponentes, entonces,
supongamos que una solución es
y1 = ex + α, (3.123)
donde α es una constante arbitraria que debemos encontrar. Sustituyendo la expresión (3.123) en
(3.122), tenemos

(ex + 1)ex − 2ex − ex (ex + α) = e2x + ex − 2ex − e2x − αex = ex (1 − 2 − α) = 0, (3.124)

ya que ex 6= 0, entonces (1 − 2 − α) = 0, para que esto se cumpla tenemos que α = −1. Entonces,
de (3.123), resulta que
y1 = ex − 1, (3.125)
es una solución de la ecuación (3.122). Para hallar una segunda solución linealmente independiente
hagamos uso de la fórmula (3.119). Escribamos la ecuación (3.122), en su forma estándar
2 ex
y 00 − y0 − x y = 0. (3.126)
ex +1 e +1
De esta expresión podemos identificar a P (x) = − ex2+1 . Entonces, de la fórmula (3.119), tenemos
2
R R
e− P (x)dx
e ex +1 dx
Z Z
x
y2 (x) = y1 (x) dx = (e − 1) dx. (3.127)
y12 (x) (ex − 1)2
Vamos a calcular por separado las integrales. Primero hallamos la integral que está en el exponente
Z Z
2dx h
x x dt i 2dt
x
→ t=e → dt = e dx = tdx → dx = = . (3.128)
e +1 t t(t + 1)
Por separado, desarrollemos en fracciones parciales
1 A B
= + → A(t + 1) + Bt = 1 → A = 1, B = −1. (3.129)
t(t + 1) t t+1
Entonces
1 1 1
= − . (3.130)
t(t + 1) t t+1
Sustituyendo este resultado en (3.128) e integrando, tenemos
Z Z Z   t 2
2dx 2dt 2 2 
x
= = − dt = 2 ln t − 2 ln |t + 1| = ln . (3.131)
e +1 t(t + 1) t t+1 t+1
136 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Recordando que hicimos el cambio de variables, t = ex , tenemos el resultado de la integral (3.128)


Z
2dx  ex 2
= ln . (3.132)
ex + 1 ex + 1

Luego, sustituyendo en (3.127), resulta


 2
ex
ln ex +1
e2x dx
Z Z
e
y2 (x) = (ex − 1) dx = (ex − 1) . (3.133)
(ex − 1)2 (ex + 1)2 (ex − 1)2

Esta misma expresión la podemos escribir como

e2x dx e2x dx
Z Z
y2 (x) = (ex − 1) = (ex
− 1) . (3.134)
[(ex + 1)(ex − 1)]2 (e2x − 1)2

Integrando, obtenemos

(ex − 1) d(e2x − 1) (ex − 1)


Z
y2 (x) = = − . (3.135)
2 (e2x − 1)2 2(e2x − 1)

Entonces, tenemos que la segunda solución linealmente independiente de la ecuación (3.122), es

(ex − 1) 1 (ex − 1) 1 1
y2 (x) = − 2x
=− =− x . (3.136)
2(e − 1) 2 (e + 1)(ex − 1)
x 2e +1

Finalmente, la combinación lineal de estas dos soluciones será la solución general de la ecuación
(3.122), a decir
c2
y(x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x) = c1 (ex − 1) + x , (3.137)
e +1
donde, c1 y c2 son ciertas constantes arbitrarias. En la constante c2 está incluido el factor − 12 de la
ecuación (3.136).
Ejemplo 2:
Hallar una segunda solución linealmente independiente de la ecuación diferencial con las condi-
ciones dadas
y 00 − y = 0, y(0) = 1, y 0 (0) = 3, (3.138)
si, de antemano, se sabe que y1 = ex es una solución.
Solución:
Hagamos uso de la fórmula antes obtenida (3.119), donde P (x) = 0.
R
e− P (x)dx
Z Z
1 1
y2 = y1 (x) dx = e x
e−2x dx = − ex e−2x = − e−x . (3.139)
y12 2 2

Podemos identificar la segunda solución como

y2 (x) = e−x . (3.140)

La solución general de la ecuación (3.138) tiene la forma

y(x) = c1 ex + c2 e−x , (3.141)


3.4. ECUACIONES LINEALES CON COEFICIENTES CONSTANTES 137

donde c1 y c2 son ciertas constantes arbitrarias. Ahora, obtengamos la solución particular con las
condiciones dadas en (3.138). Para esto calculamos la derivada de la solución general
y 0 (x) = c1 ex − c2 e−x . (3.142)
Poniendo las condiciones iniciales, tenemos el siguiente sistema de ecuaciones con dos incógnitas c1
y c2 .
c1 + c2 = 1,
c1 − c2 = 3. (3.143)
Resolviendo este sistema, tenemos que c1 = 2 y c2 = −1. Ası́, la solución que cumple las condiciones
dadas en (3.138), es
y(x) = 2ex − e−x . (3.144)

3.4. Ecuaciones Lineales con Coeficientes Constantes

Supongamos que los coeficientes de ai (x), (i = 1, 2, ..., n) en la ecuación (3.76) son constantes,
entonces tenemos la ecuación lineal homogénea con coeficientes constantes de orden n

an y (n) (x) + an−1 y (n−1) (x) + ... + a1 y 0 (x) + a0 y(x) = 0 (3.145)

Obviamente, la ecuación (3.145) siempre tiene la solución y = 0, pero esta solución es la trivial y
no es de importancia (ya que no nos da ninguna información sobre el comportamiento del sistema).
Entonces, nos interesan las soluciones no triviales de la ecuación (3.145). Supongamos que la solución
no trivial tiene la forma

y = emx (3.146)

donde m es un parámetro arbitrario que será determinado según la forma de la ecuación diferencial.
Sustituyendo (3.146) en la ecuación diferencial (3.145), tenemos
emx (an mn + an−1 mn−1 +, ......, +a1 m + a0 ) = 0. (3.147)
Debido a que emx 6= 0, ∀x ∈ R, entonces lo que debe ser cero es la expresión que está dentro de los
paréntesis, esto es

an mn + an−1 mn−1 + ...... + a1 m + a0 = 0 (3.148)

A esta ecuación se le conoce como ecuación caracterı́stica de la ecuación diferencial dada. Parece ser
que resolver ecuaciones diferenciales lineales será más practico, ya que el problema ahora se reduce
a resolver una ecuación algebraica de orden n, esto es cierto para el caso en que n = 2, 3, 4. Sin
embargo, para el caso n ≥ 5 el problema puede ser complicado, ya que no existen métodos generales
para obtener sus soluciones.
De la expresión general (3.145) resulta que una ecuación diferencia lineal de primer orden con
coeficientes constantes tiene la forma

ay 0 + by = 0 (3.149)
138 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Luego, suponemos la solución (3.146) y sustituyendo en la ecuación (3.149), obtenemos la ecuación


caracterı́stica
b
am + b = 0 → m=− . (3.150)
a
Sustituyendo el resultado obtenido para m en la solución propuesta (3.146), entonces, la solución
general es
b
y = ce− a x , (3.151)
donde c es una constante, la cual juega el papel de constante de integración y depende de las
condiciones iniciales del problema.
La ecuación (3.149) se puede resolver también separando las variables, esto es
Z Z
dy b dy b y b b
+ y=0 → + dx = 0 → ln = − x → y = ce− a x . (3.152)
dx a y a c a
La última expresión de (3.152) es la solución general de la ecuación (3.149), la cual coincide con la
solución ya obtenida en (3.151). En general, toda ecuación diferencial lineal homogénea de primer
orden se puede resolver separando las variables o suponiendo la solución (3.146).
Analicemos las ecuaciones lineales de segundo orden con coeficientes constantes, es decir, ecua-
ciones de la forma

ay 00 + by 0 + cy = 0 (3.153)

Luego, supongamos que la solución es de la forma

y = emx (3.154)

Sustituyendo en (3.153) tenemos que la expresión que debe ser cero es

am2 + bm + c = 0 (3.155)

Esta es una ecuación cuadrática. Existen tres casos posibles de raı́ces:


Primer caso: Supongamos que las raı́ces m1 y m2 son reales y diferentes. En tal caso, tenemos
dos diferentes soluciones y1 = em1 x y y2 = em2 x . Entonces, la solución general de la ecuación (3.153)
es la combinación lineal de y1 y y2 ,

y = c1 y1 (x) + c2 y2 (x) = c1 em1 x + c2 em2 x (3.156)

Ejemplo 1:
Resolver la ecuación diferencial homogénea de segundo orden

y 00 + 4y 0 + 3y = 0. (3.157)

Solución:
3.4. ECUACIONES LINEALES CON COEFICIENTES CONSTANTES 139

La solución es de la forma y = emx , sustituyendo en la ecuación, tenemos

m2 + 4m + 3 = 0 → (m + 1)(m + 3) = 0. (3.158)

Las soluciones son


m1 = −1, m2 = −3. (3.159)
Entonces, la solución general de la ecuación (3.157) tiene la forma

y(x) = c1 e−x + c2 e−3x . (3.160)

donde c1 y c2 son constantes arbitrarias que dependen de las condiciones iniciales del problema.
Las funciones y1 (x) y y2 (x) son linealmente independientes, ya que el Wronskiano formado por
estas funciones nos da
 −x
e−3x
  
y 1 y2 e
W = det = det = −2e−4x 6= 0. (3.161)
y10 y20 −e−x −3e−3x

El Wronskiano es diferente de cero, entonces, y1 (x) y y2 (x) son linealmente independientes.


Segundo caso. Ahora, supongamos que las raı́ces son reales e iguales. Es decir, m1 = m2 = m.
En tal caso, tenemos la solución

y1 = cemx (3.162)

Para encontrar una segunda solución linealmente independiente haremos uso de la fórmula
R
e− P (x)dx
Z
y2 = y1 (x) dx, (3.163)
y12 (x)
b
donde y1 (x) es conocida. De la fórmula cuadrática (3.155) tenemos que m1 = − 2a , ya que para
2
que se cumpla m1 = m2 es necesario que b − 4ac = 0. Sustituyendo esto en la fórmula anterior,
encontramos Z 2m1 x Z
m1 x e m1 x
y2 = e dx = e dx = xem1 x . (3.164)
e2m1 x
Ası́, la solución general de (3.153) para el caso en que m1 = m2 , es

y(x) = c1 emx + c2 xemx (3.165)

Como conclusión tenemos que, en realidad, no es necesario calcular una segunda solución cada vez
que resulte una raı́z doble, ya que el resultado sugiere que, en general, podemos hacer la siguiente
afirmación:
Si m es una raı́z doble de la ecuación caracterı́stica (3.155) entonces, junto con la solución

y1 = emx ,

se tiene también la segunda solución


y2 = xemx ,
y la combinación lineal de estas soluciones será la solución general dada por (3.165) multiplicadas
por sus correspondientes constantes arbitrarias.
140 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

En general, es decir, el caso en que la ecuación caracterı́stica (3.148) tenga una raı́z real m = a
de multiplicidad r, que corresponde a un factor (m − a)r , entonces las r funciones

y = eax , y = xeax , y = x2 eax , ...., y = xm−1 eax , (3.166)

son soluciones de la ecuación diferencial (3.145), y por lo tanto la combinación lineal de estas será la
solución general de (3.145), la cual tiene la forma

y(x) = c0 eax + c1 xeax + c2 x2 eax + · · · + cm−1 xm−1 eax (3.167)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación diferencial
y 00 + 6y 0 + 9y = 0. (3.168)
Solución:
La solución tiene la forma y = emx y sustituyendo en la ecuación (3.168) tenemos la ecuación
caracterı́stica
m2 + 6m + 9 = 0. (3.169)
Haciendo uso de la fórmula para resolver ecuaciones cuadráticas, tenemos

6 36 − 36
m1,2 = − ± = −3. (3.170)
2 2
Esto significa que existe solamente una solución y1 = e−3x . Luego, de (3.166) tenemos que la segunda
solución estará dada por la expresión
y2 = xe−3x . (3.171)
Entonces la solución general tiene la forma

y(x) = c1 e−3x + c2 xe−3x = (c1 + c2 x)e−3x . (3.172)

Ejemplo 3:
Resolver la ecuación diferencial
y (n) = 0. (3.173)
Solución:
La ecuación caracterı́stica correspondiente es

mn = 0, (3.174)

y tiene solamente la raı́z m = 0, de multiplicidad n. Entonces, las funciones correspondientes serán

y = e0x = 1, y = xe0x = x, y = x2 e0x = x2 , ... y = xn−1 e0x = xn−1 ,

que son claramente soluciones de la ecuación dada. Entonces, la solución general es

y(x) = c0 + c1 x + c2 x2 + · · · + cn−1 xn−1 . (3.175)

Tercer caso. Por último, supongamos que las raı́ces en (3.155) son complejas conjugadas, esto
es, suponemos que tienen la forma

m1 = α + iβ, m2 = α − iβ. (3.176)


3.4. ECUACIONES LINEALES CON COEFICIENTES CONSTANTES 141


donde α y β son números reales, e i = −1 es la identidad compleja. En tal caso, la solución general
será
y = c1 e(α+iβ)x + c2 e(α−iβ)x . (3.177)
Este resultado lo podemos transformar usando la fórmula de Euler eiθ = cos θ + i sen θ, tenemos

eiβx = cos βx + i sen βx, e−iβx = cos βx − i sen βx, (3.178)

donde, hemos usado las propiedades de cos (−βx) = cos βx y sen (−βx) = − sen βx. Sustituyendo
en la ecuación (3.177), resulta
 
y = c1 eαx eiβx + c2 eαx e−iβx = eαx c1 eiβx − c2 e−βx =
h i
= eαx c1 (cos βx + i sen βx) + c2 (cos βx − i sen βx)
h i
= eαx (c1 + c2 ) cos βx + i(c1 − c2 ) sen βx . (3.179)

Luego, las funciones eαx cos βx, y eαx sen βx, son soluciones linealmente independientes de la ecuación
diferencial (3.153) en −∞ < x < ∞. Podemos definir a C1 = c1 + c2 , y a C2 = (ic1 − ic2 ). Como C1
y C2 son constantes arbitrarias, podemos escribir la solución de la siguiente manera

 
y = eαx C1 cos βx + C2 sen βx (3.180)

Esta representación es más útil, ya que la solución esta dada por funciones reales.
Ejemplo 4:
Resolver la ecuación
y 00 − 4y 0 + 5y = 0. (3.181)
Solución:
Suponiendo que la solución de la ecuación tiene la forma y = emx , sustituyendo en la ecuación
(3.181) tenemos que la ecuación caracterı́stica es

m2 − 4m + 5 = 0. (3.182)

Haciendo uso de la fórmula para resolver ecuaciones cuadráticas, tenemos que las raı́ces son

4 16 − 20
m1,2 = ± = 2 ± i. (3.183)
2 2
De aquı́, identificamos a α = 2 y a β = 1. Entonces, la solución general de la ecuación (3.181) es
 
y(x) = e2x c1 cos x + c2 sen x . (3.184)

Ejemplo 5:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial

y IV + 2y 00 + y = 0. (3.185)

Solución:
142 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Su ecuación caracterı́stica es
m4 + 2m2 + 1 = 0, (m2 + 1)2 = 0. (3.186)
Las raı́ces
m = ±i, (3.187)
tienen multiplicidad 2. Entonces, las cuatro soluciones complejas las podemos escribir como
y1 = eix , y2 = e−ix , y3 = xeix , y4 = xe−ix . (3.188)
De las dos primeras soluciones podemos escribir
c1 cos x + c2 sen x, (3.189)
y de las dos últimas, tenemos
c3 x cos x + c4 x sen x. (3.190)
De tal manera, que la solución general estará dada por la expresión
y(x) = c1 cos x + c2 sen x + c3 x cos x + c4 x sen x, (3.191)
la cual podemos escribir de la siguiente manera
y(x) = (c1 + c3 x) cos x + (c2 + c4 x) sen x. (3.192)

3.5. Ecuaciones Diferenciales Lineales no Homogéneas de


Segundo Orden

Toda ecuación diferencial lineal no homogénea de segundo orden con coeficientes constantes tiene
la forma

ay 00 + by 0 + cy = f (x) (3.193)

donde a, b y c son ciertas constantes dadas. El método para resolver este tipo de ecuaciones es el
siguiente:
Primero. Hallar la solución correspondiente a la ecuación homogénea

ay 00 + by 0 + cy = 0 (3.194)

obtenida de la ecuación original (3.193), (cuando f (x) = 0), la cual representaremos como yh y
tendrá la forma yh (x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x).
Segundo. Encontrar una solución particular representada por yp correspondiente a la parte no
homogénea de la ecuación original (3.193).
Tercero. La solución general de la ecuación original (3.193) será la suma de estas dos soluciones,
es decir

y(x) = yh (x) + yp (x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x) + yp (x) (3.195)

En esta sección usaremos el método de coeficientes indeterminados para resolver las ecuaciones
lineales no homogéneas. Debemos tener en cuenta que este método no está limitado a ecuaciones de
segundo orden, pero sı́ se limita a ecuaciones lineales no homogéneas con las siguientes caracterı́sticas:
3.5. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES NO HOMOGÉNEAS DESEGUNDO ORDEN143

Que tengan coeficientes constantes.


Que la función f (x) sea una constante k, una función exponencial eαx , una función polinomial,
funciones sen βx, cos βx o sumas y productos de éstas.
1
Este método no es aplicable a funciones que tengan la forma f (x) = ln x, f (x) = x, f (x) =
tan x, etc,...

A continuación damos una tabla en la cual, para una función f (x) dada, se tiene una función
particular yp (x) (la razón es porque yp se construye, básicamente, a partir de las funciones que
forman a f (x) y de todas sus derivadas. Si en f (x) aparece un polinomio de grado n, entonces la
solución particular yp se plantea como un polinomio del mismo grado que f (x). Si en f (x) aparece
una función seno o coseno, entonces también aparece en yp ). Esto ayudará al estudiante a tomar una
solución particular adecuada. La solución particular propuesta deberá ser sustituı́da en la ecuación
diferencial no homogénea dada, y ası́ encontrar los coeficientes A, B, C, D, E, F...

f (x) yp
5 A
x Ax + B
3x2 − 2 Ax2 + Bx + C
3
x −x−1 Ax + Bx2 + Cx + D
3

sen 2x A cos 2x + B sen 2x


cos 4x A cos 4x + B sen 4x
e4x Ae4x
(8x − 2)e4x (Ax + B)e4x
x2 e2x (Ax2 + Bx + C)e2x
2x 2x
e sen 2x e (A cos 2x + B sen 2x)
2x2 sen 3x (Ax2 + Bx + C) cos 3x + (Dx2 + Ex + F ) sen 4x
xe2x cos 3x (Ax + B)e2x cos 3x + (Cx + D)e2x sen 3x

Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación diferencial
y 000 − y 00 + y 0 − y = x2 + x. (3.196)
Solución:
Antes que nada, debemos resolver la ecuación homogénea correspondiente a la ecuación dada,
esto es
y 000 − y 00 + y 0 − y = 0. (3.197)
Sabemos que la solución es de la forma
y(x) = emx , (3.198)
donde m es un cierto parámetro a determinar. Tomando la primera, segunda y tercera derivada de
la función (3.198) y sustituyendo en la ecuación (3.197) tenemos la ecuación caracterı́stica
m3 − m2 + m − 1 = 0. (3.199)
Las raı́ces de la ecuación caracterı́stica son
m = 1, m2 = −i, m3 = i. (3.200)
144 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Por lo tanto, la solución general de la ecuación homogénea (3.197), es

yh = c1 ex + c2 cos x + c3 sen x. (3.201)

Nos queda por hallar una solución particular de la ecuación (3.196). Debido a la forma que tiene la
función f (x) = x2 + x, supongamos la solución particular (según la tabla anterior)

yp (x) = Ax2 + Bx + C, (3.202)

donde A, B y C son ciertos números que debemos encontrar. Una vez sustituı́da la solución propuesta
(3.202) en (3.196), tenemos

−Ax2 + (2A − B)x + (B − 2A − C) = x2 + x. (3.203)

De aquı́, obtenemos el siguiente sistema de ecuaciones

A = −1
2A − B = 1 (3.204)
B − 2A − C = 0.

Resolviendo este sistema, encontramos los valores para las constantes A, B y C, estos son

A = −1, B = −3, C = −1. (3.205)

Entonces, sustituyendo los valores de las constantes A, B y C, en (3.202), obtenemos la solución


particular
yp (x) = −x2 − 3x − 1. (3.206)
La solución general de la ecuación (3.196) tiene la forma final

y(x) = yh (x) + yp (x) = c1 ex + c2 cos x + c3 sen x − x2 − 3x − 1. (3.207)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
y 00 + y 0 − 2y = 3xex . (3.208)

Solución:
La ecuación homogénea correspondiente es

y 00 + y 0 − 2y = 0. (3.209)

Luego, suponemos la solución y = emx y sustituyendo en (3.209), obtenemos su correspondiente


ecuación caracterı́stica

m2 + m − 2 = 0 → (m + 2)(m − 1) = 0, (3.210)

la cual tiene como raı́ces


m1 = −2, m2 = 1. (3.211)
Entonces, la solución de la ecuación (3.209) tiene la forma

yh = c1 e−2x + c2 ex . (3.212)
3.5. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES NO HOMOGÉNEAS DESEGUNDO ORDEN145

Ahora debemos buscar una solución particular de la ecuación original (3.208). Para esto, según la
tabla de soluciones propuestas, una solución particular serı́a

yp = (Ax + B)ex = Axex + Bex . (3.213)

Si proponemos esta solución particular, al sustituirla en (3.208) nos encontraremos con una inconsis-
tencia. Esto se debe a que el segundo término de la solución particular (3.213) Bex ya está incluido
en la solución homogénea (3.212), c2 ex , (estos dos términos son iguales, ya que c2 y B son constan-
tes arbitrarias). Para resolver esta inconsistencia se multiplica la solución particular propuesta en
(3.213) por una x. Entonces, la solución particular que debemos proponer será

yp = x(Ax + B)ex = Ax2 ex + Bxex . (3.214)

Derivando dos veces esta solución, resulta

yp0 = (2A + 2B)xex + Ax2 ex , yp00 = (2A + 2B)ex + (4A + B)xex + 2Ax2 ex . (3.215)

Sustituyendo en (3.208), obtenemos el sistema de ecuaciones

2A + 3B = 0,
6A = 3. (3.216)

Resolviendo este sistema, hallamos los valores para A y B, estos son


1 1
A= , B=− . (3.217)
2 3
Luego, poniendo estos valores en (3.214), tenemos que la solución particular es
1 2 x 1 x
yp = x e − xe . (3.218)
2 3
Finalmente, la solución general de la ecuación (3.208) tiene la siguiente forma
1 1
y(x) = c1 e−2x + c2 ex + x2 ex − xex . (3.219)
2 3
Ejemplo 3:
Hallar la solución general de la ecuación

y 00 − 3y 0 + 2y = x cos x. (3.220)

Solución:
La ecuación homogénea es
y 00 − 3y 0 + 2y = 0. (3.221)
Las raı́ces de esta ecuación son

m2 − 3m + 2 = 0 → (m − 2)(m − 1) = 0 → m1 = 2, m2 = 1. (3.222)

Entonces, la solución de la ecuación homogénea es

yh = c1 e2x + c2 ex . (3.223)

Luego, de la tabla antes vista, podemos proponer la solución particular

yp = (Ax + B) cos x + (Cx + D) sen x. (3.224)


146 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Sustituyendo en la ecuación (3.220), obtenemos el siguiente sistema de ecuaciones

3A + C = 0,
3B − 3C − 2A + D = 0,
−3A + B + 2C − 3D = 0, (3.225)
A − 3C = 1.

Resolviendo el sistema, resulta


1 3 3 17
A= , B=− , C=− , D=− . (3.226)
10 25 10 50
Poniendo los valores de A, B, C y D en (3.224), tenemos que la solución particular tiene la forma
1 3  3 17 
yp = x− cos x + − x − sen x. (3.227)
10 25 10 50
Finalmente, tenemos que la solución general de (3.220), es
1 3  3 17 
y(x) = c1 e2x + c2 ex + x− cos x + − x − sen x. (3.228)
10 25 10 50
Ejemplo 4:
Encontrar la solución general de la ecuación diferencial

y 00 − 8y 0 + 16y = (1 − x)e4x . (3.229)

Solución:
La ecuación homogénea correspondiente es

y 00 − 8y 0 + 16y = 0. (3.230)

Suponiendo la solución y = emx , tenemos la ecuación caracterı́stica y sus correspondientes raı́ces

m2 − 8m + 16 = 0 → (m − 4)(m − 4) = 0 → m = 4. (3.231)

Entonces, tenemos solo una solución y1 = e4x . Sabemos que en tal caso, la segunda solución li-
nealmente independiente tendrá la forma y2 = xe4x . Entonces, la solución general de la ecuación
homogénea (3.230), es
yh = c1 e4x + c2 xe4x . (3.232)
El siguiente paso es proponer una solución particular y sustituirla en (3.229). Según la forma de la
parte derecha de (3.229), podemos proponer la solución yp = (Ax + B)e4x . Sin embargo, estas dos
soluciones están ya incluidas en la solución homogénea. Entonces, multiplicamos por x y obtenemos

yp = x(Ax + B)e4x . (3.233)

Si sustituimos esta solución en la ecuación (3.229) nos daremos cuenta que no es suficiente, ya que
obtendremos A = 1/2, y xe4x = 0, lo cual es inconsistente, ya que suponemos que x 6= 0. Entonces,
multipliquemos la expresión (3.233) nuevamente por x, y obtenemos

yp = x2 (Ax + B)e4x . (3.234)

Derivando una y otra vez esta expresión, resulta

yp0 = Ax2 e4x + 2x(Ax + B)e4x + 4x2 (Ax + B)e4x ,


y 00 = 2(Ax + B)e4x + 4Axe4x + 16x(Ax + B)e4x + 16x2 (Ax + B)e4x . (3.235)
3.5. ECUACIONES DIFERENCIALES LINEALES NO HOMOGÉNEAS DESEGUNDO ORDEN147

Poniendo estos resultados en (3.229), obtenemos

(2B + 6Ax)e4x = (1 − x)e4x . (3.236)

Para que esta relación se cumpla, debemos tener

2B = 1,
6A = −1. (3.237)

De donde es fácil obtener los valores de A y B, estos son A = −1/6, y B = 1/2. Entonces, la solución
particular tiene la forma
1 x
yp = x2 − e4x . (3.238)
2 6
Concluimos que la solución general de (3.229), es
1 x  4x
y(x) = c1 e4x + c2 xe4x + x2 − e . (3.239)
2 6

Oservación: En general, si las funciones que componen a la solución particular propuesta yp


están incluidas en la solución homogénea ( como es el caso del ejemplo anterior), entonces hay que
multiplicar a yp por la mı́nima potencia xn que elimina la repetición, para n = 1, 2, 3, ...
Ejemplo 5:
Resolver la ecuación
y 00 − 6y 0 + 13y = x2 e3x − 3 cos 2x. (3.240)

Solución:
Tenemos que la parte homogénea es

y 00 − 6y 0 + 13y = 0. (3.241)

Luego, la ecuación caracterı́stica de (3.241) está dada por


p
6 36 − 4(13)
m2 − 6m + 13 = 0 → m1,2 = ± = 3 ± 2i. (3.242)
2 2

Entonces, la solución general de la ecuación homogénea (3.241) tiene la forma

yh = e3x (c1 cos 2x + c2 sen 2x). (3.243)

Ahora, propongamos una solución particular de (3.240). La parte derecha de la ecuación (3.240)
consta de dos términos, entonces, propongamos una solución particular yp1 para x2 e3x , y yp2 para
−3 cos 2x. Obviamente, yp = yp1 + yp2 . Es fácil ver que una solución particular podrı́a ser

yp = (Ax2 + Bx + C)e3x + D cos 2x + E sen 2x. (3.244)

Derivando una y otra vez, resulta

yp0 = (2Ax + B)e3x + 3(Ax2 + Bx + C)e3x − 2D sen 2x + 2E cos 2x,


y 00 = 2Ae3x + 6(2Ax + B)e3x + 9(Ax2 + Bx + C)e3x − 4D cos 2x − 4E sen 2x. (3.245)
148 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Poniendo estos resultados en la ecuación (3.240), obtenemos el sistema de ecuaciones


B = 0,
2A + 4C = 0,
4A = 1, (3.246)
12D + 9E = 0,
9D − 12E = 0.
Al resolver este sistema hallamos los valores de los coeficientes, estos son; A = 1/4, B = 0, C =
−1/8, D = −3/25 y E = 4/25. Sustituyendo estos valores en (3.244), tenemos que la solución
particular de (3.240), es
 x2 1  3x 3 4
yp = − e − cos 2x + sen 2x. (3.247)
4 8 25 25
Por último, construimos la solución general de (3.240) como la suma de la yh y la yp , esto nos da el
resultado final
 x2 1  3x 3 4
y(x) = e3x (c1 cos 2x + c2 sen 2x) + − e − cos 2x + sen 2x. (3.248)
4 8 25 25

3.6. Variación del Parámetro

Ahora analizaremos un caso más general que el anterior. Es decir, vamos a estudiar el método con
el cual podremos resolver ecuaciones diferenciales lineales no homogéneas sin restringir a la función
f (x) (la única condición es que f (x) sea continua en algún intervalo donde la ecuación esta definida),
a este nuevo método se le conoce como variación del parámetro. En este caso no vamos a deducir
las fórmulas que se utilizan en el método, el lector interesado en las deducciones puede consultar la
referencia [7].
Sea dada la ecuación diferencial lineal no homogénea en la forma estándar, es decir

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = f (x) (3.249)

donde se supone que P (x), Q(x) y f (x) son funciones continuas en el intervalo [a, b]. Sean y1 y y2 las
dos soluciones linealmente independientes, correspondientes a la ecuación homogénea yh , obtenida
de (3.249)
y100 + P (x)y10 + Q(x)y1 = 0, y200 + P (x)y20 + Q(x)y2 = 0. (3.250)
Ahora nos hacemos la pregunta: Será posible hallar dos funciones u1 y u2 tales que la expresión

yp (x) = u1 (x)y1 (x) + u2 (x)y2 (x) (3.251)

sea una solución particular de (3.249)?. La respuesta es sı́. Los pasos son los siguientes:

Encontrar la solución general de la ecuación homogénea correspondiente a la ecuación (3.249),


esto es

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (3.252)


3.6. VARIACIÓN DEL PARÁMETRO 149

De aquı́, obtenemos la solución

yh (x) = c1 y1 + c2 y2 (3.253)

Identificamos y1 y y2 y formamos el Wronskiano de estas funciones

 
y1 y2
W = det (3.254)
y10 y20

Encontrar las funciones u1 y u2 según las fórmulas

W1 W2
u01 = W , u02 = W
(3.255)

donde W1 y W2 están dadas por las siguientes fórmulas

   
0 y2 y1 0
W1 = det , W2 = det (3.256)
f (x) y20 y10 f (x)

Formar la solución particular según la expresión (3.251)

yp (x) = u1 (x)y1 (x) + u2 (x)y2 (x) (3.257)

donde u1 (x) y u2 (x) son las funciones encontradas al integrar las expresiones (3.255).
Finalmente, la solución general de la ecuación original (3.249) tiene la forma

y(x) = yh (x) + yp (x) = c1 y1 (x) + c2 y2 (x) + u1 (x)y1 (x) + u2 (x)y2 (x) (3.258)

Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación

e−x
y 00 + 2y 0 + y = . (3.259)
x+1
Solución:
La ecuación homogénea correspondientes es

y 00 + 2y 0 + y = 0. (3.260)

Su ecuación caracterı́stica

m2 + 2m + 1 = 0 → (m + 1)(m + 1) = 0 → m = −1. (3.261)


150 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

La solución general de la ecuación (3.260) tiene la forma

yh = c1 e−x + c2 xe−x . (3.262)

De esta ecuación identificamos las funciones y1 = e−x y y2 = xe−x . Ahora, con estas funciones
formamos el determinante (Wronskiano),
 −x
xe−x

e
W = det = e−x (e−x − xe−x ) + xe−2x = e−2x . (3.263)
−e−x e−x − xe−x
Para W1 y W2 , tenemos

xe−x xe−2x e−x e−2x


   
0 0
W1 = det e−x −x −x =− , W2 = det −x = . (3.264)
x+1 e − xe x+1 −e−x e
x+1 x+1
Luego, de las fórmulas (3.255) encontramos las funciones u1 y u2 . Para u1 , tenemos
xe−2x  1  x + 1 − 1
Z Z  Z  Z 
W1 x 
u1 = dx = − dx = − dx =
W x+1 e−2x x+1 x+1
Z 
1 
= − 1− dx = −x + ln |x + 1|. (3.265)
x+1
y para u2 , resulta
Z Z  −2x  Z
W2 e 1  dx
u2 = dx = dx = = ln |x + 1|. (3.266)
W x + 1 e−2x x+1
Sustituyendo los valores de u1 , u2 , y1 y y2 en la fórmula (3.257) tenemos que la solución particular
yp (x), es
yp = (−x + ln |x + 1|)e−x + xe−x ln |x + 1|. (3.267)
Entonces, la solución general de la ecuación (3.259), es

y(x) = c1 e−x + c2 xe−x − xe−x + e−x (x + 1) ln |x + 1|. (3.268)

Los términos c2 xe−x −xe−x = (c2 −1)xe−x , los podemos escribir simplemente como c2 xe−x , entonces
la solución general (equivalente), es

y(x) = c1 e−x + c2 xe−x + e−x (x + 1) ln |x + 1|. (3.269)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación
1
y 00 + y = . (3.270)
sen x
Solución:
Antes que nada, debemos hallar la solución a la ecuación homogénea obtenida de (3.270). Tenemos

y 00 + y = 0. (3.271)

La ecuación caracterı́stica asociada a esta ecuación tiene la forma

m2 + 1 = 0. (3.272)

Las raı́ces son complejas conjugadas, es decir, tienen la forma m1 = i y m2 = −i. Entonces, la
solución general de la ecuación (3.271), es

yh = c1 cos x + c2 sen x, (3.273)


3.6. VARIACIÓN DEL PARÁMETRO 151

donde c1 y c2 son constantes de integración. Ahora bien, identificamos las funciones y1 = cos x y
y2 = sen x, y calculamos el Wronskiano
 
cos x sen x
W = det = cos2 x + sen2 x = 1. (3.274)
− sen x cos x

Ahora, debemos encontrar las funciones W1 y W2 , según las fórmulas (3.256)


 
0 sen x
W1 = det 1 = −1, (3.275)
sen x cos x
 
cos x 0 cos x
W2 = det = , (3.276)
− sen x sen1 x sen x
Para encontrar las funciones u1 y u2 tenemos que integrar
Z Z
W1
u1 (x) = dx = − dx = −x. (3.277)
W
y Z Z Z
W2 cos x d(sen x)
u2 (x) = dx = dx = = ln | sen x|. (3.278)
W sen x sen x
Entonces, la solución particular tiene la forma

yp (x) = u1 (x)y1 (x) + u2 (x)y2 (x) = −x cos x + ln | sen x| sen x. (3.279)

Finalmente, tenemos la solución general de la ecuación (3.270), la cual tiene la forma y(x) = yh (x) +
yp (x), explı́citamente

y(x) = c1 cos x + c2 sen x − x cos x + sen x ln | sen x|. (3.280)

Ejemplo 3:
Hallar la solución general de la ecuación
1
y 00 + 2y 0 + y = xex + . (3.281)
xex
Solución:
La ecuación homogénea es
y 00 + 2y 0 + y = 0. (3.282)
Su ecuación caracterı́stica

m2 + 2m + 1 = 0 → (m + 1)(m + 1) = 0 → m = −1. (3.283)

Entonces, la solución general de la ecuación homogénea es

yh = c1 e−x + c2 xe−x . (3.284)

Luego, tenemos las soluciones y1 = e−x y y2 = xe−x , entonces, el Wronskiano resulta ser
 −x
xe−x

e
W = det = e−2x − xe−2x + xe−2x = e−2x . (3.285)
−e−x e−x − xe−x

Hallamos los Wronskianos W1 y W2 usando las fórmulas (3.256). Para W1 tenemos

xe−x
 
0
 1 
W1 = det x 1 −x −x = xe−x xex + x = −x2 − e−2x , (3.286)
xe + xex e − xe xe
152 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

y para W2
e−x e−2x
 
0
 1 
W2 = det = e−x xex + x = x + . (3.287)
−e−x xex + 1
xex xe x
Luego, de las fórmulas (3.255), tenemos para u1

−x2 − e−2x
Z Z Z Z
W1 2 2x
u1 = dx = dx = − x e dx − dx. (3.288)
W e−2x
Por separado vamos a calcular la integral

1 2x i x2 2x
Z h Z
x2 e2x dx → u = x2 , du = 2xdx, dv = e2x dx, e =
v= e − xe2x dx. (3.289)
2 2

Nuevamente se aplica integración por partes para calcular la integral xe2x dx = (1/2)xe2x −
R

(1/4)e2x . Tomando este resultado en cuenta y sustituyendo en (3.289), obtenemos

x2 2x x 2x 1 2x
Z
x2 e2x dx = e − e + e . (3.290)
2 2 4
Entonces, finalmente, tenemos el valor de u1 (x), esto es
h x2 x 1i
u1 (x) = − + − e2x − x. (3.291)
2 2 4
Nos falta calcular la función u2 (x), tenemos

e−2x  1 
Z Z  Z 
W2 2x 1 1 1
u2 (x) = dx = x+ −2x
dx = xe + dx = xe2x − e2x + ln |x|. (3.292)
W x e x 2 4
De tal manera, que el valor de u2 es
1 2x 1 2x
u2 (x) = xe − e + ln |x|. (3.293)
2 4
Entonces, la solución particular es
h x2 x 1 i 2x  1 1 
yp = u1 (x)y1 (x)+u2 (x)y2 (x) = − + − e −x e−x + xe2x − e2x +ln |x| xe−x . (3.294)
2 2 4 2 4
Haciendo un poco de álgebra, la expresión (3.294) se reduce a

(x − 1)ex  
yp = + xe−x ln |x| − 1 . (3.295)
4
Finalmente, la solución general de la ecuación (3.281) tiene la forma
  (x − 1)ex
y(x) = c1 + c2 x + x ln |x| e−x + . (3.296)
4
En la solución (3.296) hemos escrito la constante c2 como c2 − 1, esto no altera el resultado.

3.7. Ecuaciones de Cauchy-Euler

Hasta el momento hemos considerado ecuaciones diferenciales lineales con coeficientes constantes,
y fue relativamente fácil encontrar sus soluciones. Sin embargo, en el caso en que los coeficientes
3.7. ECUACIONES DE CAUCHY-EULER 153

son variables no es tan fácil encontrar soluciones exactas. No obstante, existe un tipo de ecuaciones
con coeficientes variables cuya solución general se puede expresar en términos de potencias de x,
senos, cosenos, funciones logarı́tmicas y exponenciales. A este tipo de ecuaciones se les conoce como
ecuaciones diferenciales de Cauchy-Euler, y tienen la forma

n n−1
d y n−1 d y dy
an xn dxn + an−1 x dxn−1 + ... + a1 x dx + a0 y = g(x)
(3.297)

donde ai (i = 0, 1, 2, ..., n) son constantes y g(x) es una función continua en el dominio de definición
de le ecuación diferencial. Podemos observar que la potencia de x coincide con el orden de la ecua-
ción diferencial. Analizaremos primero las ecuaciones de segundo orden homogéneas con coeficientes
variables, es decir, las ecuaciones de la forma

2
d y dy
ax2 dx2 + bx dx + cy = 0 (3.298)

Una vez conocida la solución de la ecuación homogénea es fácil encontrar la solución de la ecuación
no homogénea usando el método de variación de parámetros antes visto.
Sea dada la ecuación diferencial de segundo orden

ax2 y 00 + bxy 0 + cy = 0 (3.299)

Busquemos una solución de la forma

y = xm (3.300)

donde m es un número a determinar, tenemos


dy d2 y
= mxm−1 , = m(m − 1)xm−2 . (3.301)
dx dx2
Sustituyendo en la ecuación (3.299)
am(m − 1)x2 xm−2 + bmxxm−1 + cxm = 0. (3.302)
Factorizando h i
am(m − 1) + bm + c xm = 0. (3.303)
Debido a que xm 6= 0, entonces para que la ecuación se cumpla deberá satisfacerse la relación

am2 + (b − a)m + c = 0 (3.304)

que es la ecuación caracterı́stica de la ecuación diferencial de Cauchy-Euler. Para esta existen tres
casos posibles:
Primer caso. Raı́ces reales y distintas. Es decir, m1 y m2 diferentes, en tal caso, tenemos que
la solución general es

y(x) = c1 xm1 + c2 xm2 (3.305)


154 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Ejemplo 1:
Hallar la solución general de la ecuación

x2 y 00 − 4xy 0 + 6y = 0. (3.306)

Solución:
Supongamos que la solución es del tipo

y(x) = xm (3.307)

Sustituyendo (3.307) en (3.306), tenemos

m2 − 5m + 6 = 0. (3.308)

Las raı́ces de esta ecuación son


m1 = 3, m2 = 2. (3.309)
La solución general de la ecuación (3.306) es

y(x) = c1 x3 + c2 x2 . (3.310)

Segundo caso. Raı́ces reales e iguales. Esto es, m1 = m2 = m. En tal caso sólo tendremos una
solución que será y1 = xm . Para que esto suceda el discriminante de la ecuación cuadrática (3.304)
deberá ser igual a cero, de donde encontramos que m = − (b−a) 2a . Entonces, podemos formar una
segunda solución linealmente independiente. Para esto escribamos la ecuación de Cauchy-Euler en
la forma estándar, esto es

y 00 + b 0
ax y + c
ax2 y =0 (3.311)

Entonces, usamos la fórmula (3.119)


Z − R p(x)dx Z − b R dx Z − b ln x
e e a x e a
y 2 = y1 2 dx = y 1 2m
dx = y 1 dx
y1 x x2m
Z Z Z
b b b−a dx
= y1 x− a x−2m dx = y1 x− a x a dx = y1 = y1 ln x. (3.312)
x
La solución general será la suma de las dos soluciones, esto es

y(x) = c1 xm + c2 xm ln x (3.313)

En general, cuando aparece una raı́z real m = a en la ecuación caracterı́stica con multiplicidad r,
entonces la ecuación de Cauchy-Euler tiene como soluciones

y = xa , y = xa ln x, y = xa (ln x)2 , ..., y = xa (ln x)r−1 . (3.314)

Ejemplo 2:
Resolver la ecuación de Cauchy-Euler

8x3 y 000 + 12x2 y 00 + 12xy 0 − y = 0. (3.315)


3.7. ECUACIONES DE CAUCHY-EULER 155

Solución:
Según el método antes visto, debemos suponer la solución

y = xm . (3.316)

Sustituyendo la solución propuesta en (3.315), tenemos la ecuación caracterı́stica

8m(m − 1)(m − 2) + 12m(m − 1) + 2m − 1 = 0, (3.317)

la cual podemos escribir de la siguiente manera

(8m − 4)m(m − 1) + 2m − 1 = 0. (3.318)

Factorizando, resulta
(2m − 1)[4m(m − 1) + 1] = 0. (3.319)
Esta misma expresión la podemos escribir de la siguiente manera

(2m − 1)(4m2 − 4m + 1) = 0. (3.320)

Finalmente, tenemos
(2m − 1)3 = 0. (3.321)
De donde es fácil ver que tenemos la raı́z m = 1/2 de multiplicidad 3. Cada repetición de una raı́z
corresponde a un factor adicional ln x en la solución. De esta manera, obtenemos tres soluciones
linealmente independientes que satisfacen la ecuación (3.315). Estas soluciones tienen la forma
√ √ √
y = x, y = x ln x, y = x(ln x)2 . (3.322)

La solución general de la ecuación (3.315) estará dada por la combinación lineal de estas tres fun-
ciones, es decir
√ √ √
y(x) = c1 x + c2 x ln x + c3 x(ln x)2 . (3.323)

Tercer caso. Raı́ces complejas conjugadas. Es decir

m1 = α + iβ, m2 = α − iβ, (3.324)

donde α y β son ciertos números reales. La solución general de la ecuación (3.298), en tal caso es

y(x) = c1 xα+iβ + c2 xα−iβ (3.325)

Haciendo  iβ
xiβ = eln x = eiβ ln x = cos(β ln x) + i sen(β ln x), (3.326)

donde hemos aplicado la fórmula de Euler. Sustituyendo en la ecuación (3.325), obtenemos


 
y(x) = C1 xα+iβ + C2 xα−iβ = xα C1 xiβ + C2 x−iβ =
h    i
= xα C1 cos(β ln x) + i sen(β ln x) + C2 cos(β ln x) − i sen(β ln x) =
h i
= xα (C1 + C2 ) cos(β ln x) + (iC1 − iC2 ) sen(β ln x) . (3.327)
156 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

En el intervalo x > 0, las funciones xα cos(β ln x) y xα sen(β ln x) son soluciones linealmente inde-
pendientes de la ecuación diferencial (3.299). Podemos redefinir las constantes como; c1 = C1 + C2
y c2 = iC1 − iC2 , entonces, tenemos

h i
y(x) = xα c1 cos(β ln x) + c2 sen(β ln x) (3.328)

Ejemplo 3:
Resolver la ecuación
x2 y 00 + xy 0 + 4y = 0. (3.329)
Solución:
Suponemos la solución y = xm , sustituyendo en la ecuación (3.329), obtenemos la ecuación
caracterı́stica
m2 + 4 = 0 → m1 = 2i, m2 = −2i. (3.330)
En este caso tenemos que las raı́ces son complejas conjugadas. Identificamos a α = 0 y β = 2.
Entonces haciendo uso de la fórmula (3.328) tenemos que la solución general de la ecuación (3.329)
tiene la forma
yh (x) = c1 cos (2 ln |x|) + c2 sen (2 ln |x|). (3.331)
Ahora estudiaremos las ecuaciones de Cauchy-Euler no homogéneas. Para estas ecuaciones son váli-
dos los métodos antes vistos: coeficientes indeterminados y variación de parámetros.
Ejemplo 4:
Hallar la solución general de la ecuación

x2 y 00 − xy 0 + y = 8x3 . (3.332)

Solución:
La ecuación homogénea correspondiente a (3.332) es

x2 y 00 − xy 0 + y = 0. (3.333)

Suponemos la solución
y(x) = xm . (3.334)
Sustituyendo (3.334) en la ecuación homogénea (3.333), tenemos

m2 − 2m + 1 = 0 → (m − 1)(m − 1) = 0. (3.335)

De (3.335) concluı́mos que sólo hay una solución m = 1 para la ecuación homogénea (3.333). Pero
ya sabemos que dada una solución de una ecuación diferencial lineal, siempre podemos construir una
segunda solución linealmente independiente. De tal manera, que la solución general de la ecuación
homogénea (3.333) tiene la forma

yh (x) = c1 x + c2 x ln |x|. (3.336)

Ahora debemos proponer una solución particular de la ecuación no homogénea (3.332). Debido a
la estructura de la función f (x) = 8x3 , podemos usar el método de los coeficientes indeterminados.
Supongamos que la solución particular de (3.332) tiene la forma

yp (x) = Ax3 + Bx2 + Cx + D. (3.337)


3.7. ECUACIONES DE CAUCHY-EULER 157

Para sustituir en (3.332) calculamos las derivadas primera y segunda de (3.337)

yp0 = 3Ax2 + 2Bx + C, yp00 = 6Ax + 2B. (3.338)

Sustituyendo (3.338) en la ecuación (3.332)

x2 (6Ax + 2B) − x(3Ax2 + 2Bx + C) + Ax3 + Bx2 + Cx + D = 8x3 . (3.339)

Igualando los coeficientes de x, tenemos que los coeficientes indeterminados son A = 2 y B = 0,


C = 0, D = 0. Poniendo el valor de los coeficientes en (3.337), tenemos la solución particular

yp (x) = 2x3 . (3.340)

La solución general de la ecuación (3.332), es

y(x) = x(c1 + c2 ln |x|) + 2x3 . (3.341)

Ejemplo 5:
Resolver la ecuación de Cauchy-Euler no homogénea

x2 y 00 + 3xy 0 − 3y = 5x2 . (3.342)

Solución:
Primero resolvemos la parte homogénea, es decir

x2 y 00 + 3xy 0 − 3y = 0. (3.343)

Luego, suponemos la solución y = xm . Sustituyendo en (3.343), obtenemos la ecuación caracterı́stica


y sus raı́ces

m2 + 2m − 3 = 0 → (m + 3)(m − 1) = 0 → m1 = −3, m2 = 1. (3.344)

Entonces, la solución de la ecuación (3.343) es

yh = c1 x−3 + c2 x. (3.345)

Ahora debemos resolver la parte no homogénea de la ecuación (3.342). Para esta ecuación podemos
buscar una solución particular aplicando el método de los coeficientes indeterminados. Supongamos
las soluciones particulares

yp = Ax2 + Bx + C → yp = Ax3 + Bx2 + Cx. (3.346)

Debemos tomar la segunda solución, ya que como podemos ver, una de las soluciones(término lineal
en x) de la primer ecuación de (3.346) ya está incluida en la solución homogénea (3.345). Derivando
una y otra vez, resulta
yp0 = 3Ax2 + 2Bx + C, yp00 = 6Ax + 2B. (3.347)
Poniendo estos resultados en (3.342), obtenemos

12Ax3 + 5Bx2 = 5x2 . (3.348)

De donde
A = 0, B = 1. (3.349)
Entonces, la solución particular es
yp = x2 . (3.350)
158 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Finalmente, tenemos que la solución general de la ecuación (3.342) es


c1
y(x) = + c2 x + x2 . (3.351)
x3
Ejemplo 6:
Resolver la ecuación de Cauchy-Euler no homogénea

x2 y 00 + 5xy 0 + 3y = 8x ln x. (3.352)

Solución:
Primero, resolvemos la ecuación homogénea correspondiente a la ecuación (3.352). Tenemos

x2 y 00 + 5xy 0 + 3y = 0. (3.353)

Supongamos la solución
y = xm . (3.354)
Derivando, resulta
y 0 = mxm−1 , y 00 = m(m − 1)xm−2 . (3.355)
Sustituyendo en (3.353), tenemos la ecuación caracterı́stica y sus raı́ces

m2 + 4m + 3 = 0 → (m + 3)(m + 1) = 0 → m1 = −3, m2 = −1. (3.356)

La solución general de la ecuación homogénea es

yh = c1 x−3 + c2 x−1 . (3.357)

Luego, con las funciones


y1 = x−3 , y2 = x−1 , (3.358)
formamos el Wronskiano

x−3 x−1
 
W = det = −x−5 + 3x−5 = 2x−5 . (3.359)
−3x−4 −x−2

Las funciones W1 y W2 se calculan según las fórmulas (3.256)

x−1
 
0 8 ln x
W1 = det 8 ln x −2 =− 2 . (3.360)
x −x x
y
x−3
 
0 8 ln x
W2 = det = . (3.361)
−3x−4 8 ln x
x x4
Ahora, podemos calcular las funciones u1 y u2 , integrando
Z Z  Z
W1 8 ln x  1 
u1 (x) = dx = − dx = −4 x3 ln xdx
W x2 2x−5
h 1 x4 i
→ u = ln x, du = dx, dv = x3 dx, v =
x 4
h x4 1
Z 4 i
x x4
= −4 ln x − dx = −x4 ln x + . (3.362)
4 4 x 4
3.7. ECUACIONES DE CAUCHY-EULER 159

y
Z Z  Z
W2 8 ln x  1 
u2 (x) = dx = dx = 4 x ln xdx
W x4 2x−5
h 1 x2 i
→ u = ln x, du = dx, dv = xdx, v =
x 2
h x2 1
Z 2 i
x
= 4 ln x − dx = 2x2 ln x − x2 . (3.363)
2 2 x
Entonces, la solución particular tiene la forma
 x4  −3  2  3x
yp (x) = u1 y1 + u2 y2 = − x4 ln x + x + 2x ln x − x2 x−1 = x ln x − . (3.364)
4 4
Luego, la solución general de la ecuación (3.352), es

3x
y(x) = c1 x−3 + c2 x−1 + x ln x − . (3.365)
4
Ejemplo 7:
Hallar la solución general de la ecuación no homogénea de Cauchy-Euler

x2 y 00 − xy 0 + 2y = x ln x. (3.366)

Solución:
La ecuación homogénea correspondientes es

x2 y 00 − xy 0 + 2y = 0. (3.367)

Supongamos la solución y = xm , derivando y sustituyendo en (3.367), obtenemos la ecuación carac-


terı́stica
m(m − 1) − m + 2 = 0 → m2 − 2m + 2 = 0. (3.368)
Las raı́ces de esta ecuación son complejas conjugadas, m1 = 1 + i, y m2 = 1 − i. Entonces, la solución
homogénea es h i
yh = x c1 cos(ln x) + c2 sen(ln x) . (3.369)

De esta ecuación identificamos las funciones

y1 = x cos(ln x), y2 = x sen(ln x). (3.370)

Con estas funciones formamos el Wronskiano


 
x cos(ln x) x sen(ln x)
W = det = x. (3.371)
cos(ln x) − sen(ln x) sen(ln x) + cos(ln x)

Luego, encontramos las funciones W1 según las fórmulas (3.256)


 
0 x sen(ln x)
W1 = det ln x = −(ln x) sen(ln x). (3.372)
x sen(ln x) + cos(ln x)

y W2 ,  
x cos(ln x) 0
W2 = det ln x = (ln x) cos(ln x). (3.373)
cos(ln x) − sen(ln x) x
160 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Después, con ayuda de las fórmulas (3.255) calculamos las funciones u1 y u2 , esto es
Z Z Z
W1 ln x sen(ln x) h i
u1 (x) = dx = − dx = − ln x sen(ln x)d(ln x) → t = ln x
W x
Z h i Z
= − t sen tdt =→ u = t, du = dt, dv = sen tdt, v = cos t = −t cos t + cos tdt

= −t cos t + sen t = ln x cos(ln x) − sen(ln x). (3.374)

La integral para u2 (x) se calcula de la misma manera que (3.374) y el resultado es


Z Z Z
W2 ln x cos(ln x)
u2 (x) = dx = dx = ln x cos(ln x)d(ln x) = ln x sen(ln x)+cos(ln x). (3.375)
W x
Luego, la solución particular está dada por
h i
yp (x) = u1 (x)y1 (x) + u2 (x)y2 (x) = x cos(ln x) ln x cos(ln x) − sen(ln x) +
h i
+ x sen(ln x) ln x sen(ln x) + cos(ln x) = x ln x. (3.376)

Entonces, la solución general de la ecuación (3.366), es


h i
y(x) = yh + yp = x c1 cos(ln x) + c2 sen(ln x) + x ln x. (3.377)

Ejemplo 8:
Resolver la siguiente ecuación

(x + 2)2 y 00 + 3(x + 2)y 0 − 3y = 0. (3.378)

Solución:
Hagamos la sustitución
t=x+2 → dt = dx, (3.379)
entonces, la ecuación se reduce a una ecuación donde la variable independiente es t y no x, esto es

d2 y dy
t2 + 3t − 3y(t) = 0. (3.380)
dt2 dt
Luego, suponemos la solución
y(t) = tm . (3.381)
Sustituyendo, obtenemos la ecuación caracterı́stica y sus raı́ces

m(m − 1) + 3m − 3 = 0 → (m + 3)(m − 1) → m1 = −3, m2 = 1. (3.382)

Entonces, la solución general de la ecuación (3.380), es

y(t) = c1 t−3 + c2 t. (3.383)

Luego, regresamos a la variable x. Para esto sustituimos la expresión (3.379) en (3.383), y de esta
manera obtenemos la solución general de la ecuación (3.378)

y(x) = c1 (x + 2)−3 + c2 (x + 2). (3.384)

Ejemplo 9:
3.7. ECUACIONES DE CAUCHY-EULER 161

Resolver la ecuación
(2x + 1)2 y 00 − 2(2x + 1)y 0 + 4y = 0. (3.385)
Solución:
Hagamos la sustitución
1
t = 2x + 1 → dt = 2dx → dx = dt. (3.386)
2
Entonces, la ecuación (3.385) toma la forma
2t2 y 00 − 4ty 0 + 4y(t) = 0 → t2 y 00 − 2ty 0 + 2y(t) = 0. (3.387)
Luego, suponiendo la solución y = tm y sustituyendo en (3.387) tenemos la ecuación caracterı́stica
y sus raı́ces
m(m − 1) − 2m + 2 = 0 → m2 − 3m + 2 = 0 → m1 = −1 m2 = −2. (3.388)
Entonces, la solución general de la ecuación (3.387), es
y(t) = c1 t−1 + c2 t−2 . (3.389)
Para obtener la solución de la ecuación (3.385) es necesario cambiar, en (3.389), la variable t por la
variable x según la expresión (3.386). Finalmente, tenemos
y(x) = c1 (2x + 1)−1 + c2 (2x + 1)−2 . (3.390)
Teorema 3.7.1. La ecuación de Cauchy-Euler (3.298) puede transformarse en una ecuación lineal
con coeficientes constantes mediante la sustitución x = et .

4 Sea la ecuación de Cauchy-Euler (3.298)

2
d y dy
ax2 dx2 + bx dx + cy = 0 (3.391)

Hagamos la sustitución x = et . Como y es función de x y ésta, a su vez, es función de t, tenemos


que derivar usando la regla de la cadena, esto es
dy dy dt
= . (3.392)
dx dt dx
Luego
x = et → t = ln x. (3.393)
Derivando a t respecto a x, para sustituir en la ecuación (3.392), resulta
dt 1 dt 1
= → = t = e−t . (3.394)
dx x dx e
Sustituyendo en la expresión (3.392)
dy dy −t
= e . (3.395)
dx dt
Aplicando una vez más la regla de la cadena, obtenemos
d2 y d  −t dy  dt −t d

−t dy

= e = e e
dx2 dt dt dx dt dt
2   dy d2 y 
 dy d y
= e−t − e−t + e−t 2 = e−2t − + 2 . (3.396)
dt dt dt dt
162 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Sustituyendo estos resultados en la ecuación (3.391), resulta


 d2 y dy  dy
ae2t e−2t − + bet e−t + cy(t) = 0. (3.397)
dt2 dt dt
De donde obtenemos la siguiente ecuación

2
a ddt2y + (b − a) dy
dt + cy(t) = 0
4 (3.398)

Esta es una ecuación diferencial lineal con coeficientes constantes, la cual puede ser resuelta supo-
niendo la solución y(t) = emt . Luego, en la solución general de (3.398) se sustituye t = ln x, para
obtener la solución general de la ecuación (3.391).
Ejemplo 10:
Aplicando la sustitución x = et resolver la ecuación de Cauchy-Euler

x2 y 00 − xy 0 + y = 0. (3.399)

Solución:
Suponemos la sustitución x = et , t = ln x. Entonces, de (3.398) tenemos la ecuación lineal

d2 y dy
2
−2 + y(t) = 0. (3.400)
dt dt
Luego, supongamos la solución y = emt y sustituyendo en (3.400), obtenemos la ecuación carac-
terı́stica y sus raı́ces
m2 − 2m + 1 = 0 → (m − 1)2 = 0. (3.401)
Tenemos solo una raı́z de multiplicidad 2. Entonces, la solución general de (3.400), es

y(t) = c1 et + c2 tet . (3.402)

Finalmente, para obtener la solución general de (3.399), basta con sustituir en (3.402), t = ln x, esto
es
y(x) = c1 eln x + c2 ln xeln x → y(x) = c1 x + c2 x ln x. (3.403)

3.8. Vibraciones Mecánicas

El movimiento de un cuerpo de masa m sujeto a un resorte, sirve como ejemplo simple de las
vibraciones que ocurren en los sistemas mecánicos más complejos. Muchos problemas de este tipo
se pueden modelar con ecuaciones diferenciales lineales no homogéneas con coeficientes constantes
y, desde luego, ser resueltos con los métodos antes vistos.
Supongamos que tenemos un cuerpo de masa m sujeto a un extremo de un resorte que resiste,
tanto a la compresión como al estiramiento, el otro extremo del resorte está sujeto a un muro fijo,
figura 3.1. Supongamos, además, que el cuerpo descansa en una superficie plana sin fricción, de modo
que el cuerpo solamente puede moverse hacia atrás y hacia adelante cuando el resorte se estira o se
comprime. Supongamos que x representa la distancia del cuerpo a la posición de equilibrio (reposo).
Fijemos nuestro sistema de referencia de tal modo que x > 0, cuando el resorte está estirado y
x < 0 cuando el resorte está comprimido. Ahora, apliquemos las leyes de la fı́sica que han sido
3.8. VIBRACIONES MECÁNICAS 163

comprobadas experimentalmente. En este caso, la ley de Hooke: Esta ley nos dice que, la fuerza que
el resorte ejerce sobre un cuerpo de masa m es proporcional a la distancia a la que el resorte se ha
estirado o comprimido. A esta fuerza se le conoce como fuerza restauradora, ya que su función es
llevar al cuerpo a su estado de equilibrio. Esta fuerza se representa como

Fr = −kx, (3.404)

donde k > 0, es la constante de proporcionalidad, la cual solo depende del material del que está hecho
el resorte. Fr < 0, cuando x > 0 y Fr > 0 cuando x < 0, figura (3.1).

Figura 3.1:

Aplicando la segunda ley de Newton, tenemos

d2 x
m = −kx, (3.405)
dt2
La ecuación (3.405) se puede escribir como una ecuación lineal homogénea de segundo orden, es
decir, de la siguiente manera
d2 x
m 2 + kx = 0. (3.406)
dt
Sabemos bien que el modelo anterior es bastante ideal, y que en el mundo real es difı́cil encontrar
tales sistemas. En realidad, siempre existe una fuerza de amortiguamiento. Esta fuerza de amorti-
guamiento es muy aproximada a ser proporcional a la velocidad instantánea del cuerpo, es decir,
dx
Fa = −β , (3.407)
dt
donde β es la constante de proporcionalidad, la cual depende del medio que sirve de amortiguador
(puede ser la fricción de la superficie o del aire), figura (3.2). Nótese que las fuerzas Fr y Fa tienen
signo negativo, esto es debido a que actúan en sentido contrario al del movimiento del cuerpo.
La ecuación que describe el comportamiento del sistema de la figura (3.2) tiene, entonces, la
forma
d2 x dx
m 2 +β + kx = 0. (3.408)
dt dt
Si, además de las fuerzas Fr y Fa , el cuerpo está sujeto a una fuerza externa dada por

Fe = F (t), (3.409)
164 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Figura 3.2:

entonces, la fuerza total que actúa en el cuerpo está dada por la suma de éstas fuerzas
F = Fr + Fa + Fe . (3.410)
En general, las fuerzas son vectoriales, pero aquı́ no es necesario representarlas como vectores, ya
que por condiciones del problema se trata de un movimiento unidimensional.
Haciendo uso de la segunda ley de la dinámica de Newton, la cual nos dice que, la suma de todas
las fuerzas que actúan en un cuerpo es igual al producto de su masa por la aceleración, es decir,
N
X d2 x
Fi=1 = m . (3.411)
i
dt2

Entonces, tenemos
d2 x dx
m = −β − kx + F (t). (3.412)
dt2 dt
Desde luego, esta ecuación la podemos escribir de la siguiente manera

2
m ddt2x + β dx
dt + kx = F (t)
(3.413)

Como podemos ver, la ecuación (3.413) es una ecuación diferencial lineal no homogénea de segundo
orden con coeficientes constantes. Esta ecuación modela, en un alto grado de exactitud, el movimiento
del cuerpo sujeto a una fuerza de amortiguamiento y a una fuerza externa.
Si no hay amortiguamiento, entonces, ponemos β = 0 y decimos que el movimiento es no amor-
tiguado. El movimiento es amortiguado si β > 0. Si no hay fuerzas externas, esto es, si F (t) = 0,
entonces, decimos que el movimiento es libre y diremos que es movimiento forzado si F (t) 6= 0.
Ası́, la ecuación homogénea
2
m ddt2x + β dx
dt + kx = 0
(3.414)

describe el movimiento libre de un cuerpo de masa m sujeto a un resorte con amortiguamiento, pero
sin fuerzas externas.

3.9. Solución para el Movimiento Libre no Amortiguado

Se llama movimiento libre no amortiguado a todo aquel que cumple la ecuación diferencial

2
m ddt2x + kx = 0 (3.415)
3.9. SOLUCIÓN PARA EL MOVIMIENTO LIBRE NO AMORTIGUADO 165

Nótese que aquı́ hemos puesto β = F (t) = 0. Escribamos la ecuación (3.415) de la siguiente manera

d2 x
dt2 + ω02 x = 0 (3.416)

Donde, por comodidad, se ha introducido el parámetro ω02 = k/m. La solución de esta ecuación la
buscamos de la forma
x(t) = eλt . (3.417)
En esta expresión hemos escrito λ en lugar del parámetro m, esto es para no confundirse con la
masa m del cuerpo. Sustituyendo en (3.416), tenemos
q
λ2 + ω02 = 0 → λ = ± −ω02 = ±iω0 . (3.418)

De donde, la solución general de esta ecuación es

x(t) = c1 cos ω0 t + c2 sen ω0 t. (3.419)

Este resultado lo podemos escribir de otra forma equivalente. Definamos las constantes c1 y c2 como

c1 = R cos φ c2 = R sen φ. (3.420)

donde
c2 c 
q
2
R= c21 + c22 , tg φ = , φ = tg−1 . (3.421)
c1 c1
Sustituyendo (3.420) en (3.419), resulta

x(t) = R cos φ cos ω0 t + R sen φ sen ω0 t. (3.422)

Recordando la identidad trigonométrica

cos φ cos ω0 t + sen φ sen ω0 t = cos(ω0 t − φ) (3.423)

obtenemos el resultado final

x(t) = R cos(ω0 t − φ) (3.424)

Observe que existe una relación entre las constantes c1 , c2 y las funciones sen φ y cos φ. Esto es
c1 c2
cos φ = p 2 , sen φ = p . (3.425)
c1 + c22 c21 + c22
Existe un número infinito de ángulos φ, que difieren en múltiplos enteros de 2π, que satisfacen las
ecuaciones (3.425). Usualmente se escoge a φ tal que −π ≤ φ < π. El movimiento descrito por
(3.419), o por (3.424) se llama movimiento armónico simple. La solución (3.424) es periódica de
periodo

T = ω0 (3.426)

Este es el tiempo requerido para que el cuerpo complete un ciclo de ida y vuelta, u oscilación. Al
parámetro R se le conoce como amplitud de la oscilación. Al ángulo φ se le da el nombre de ángulo de
fase y se mide en radianes. Si t está en segundos, entonces, ω0 está dada en radianes sobre segundo
y se le llama frecuencia propia del movimiento.
166 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

3.10. Soluciones Para las Oscilaciones Forzadas


no Amortiguadas

En la naturaleza existen muchos fenómenos sometidos a fuerzas periódicas externas. Por ejemplo,
los motores de hélice de un avión causan perturbaciones periódicas en sus alas. Las perturbaciones,
aunque sean pequeñas en magnitud, pueden causar fracturas estructurales si tienen ciertas frecuen-
cias crı́ticas. Veamos como esto sucede. Consideremos un sistema masa-resorte sin amortiguamiento
sometido a una fuerza externa
F (t) = F0 cos γ0 t, (3.427)
donde F0 es una amplitud constante y γ0 es la frecuencia propia de la fuerza externa. La ecuación
que gobierna el movimiento no amortiguado tiene la forma

d2 x
dt2 + ω02 x = F (t) (3.428)

Considerando la fuerza externa (3.427) tenemos

d2 x F0
+ ω02 x = cos γ0 t (3.429)
dt2 m
p
Donde hemos definido ω0 = k/m. Para resolver la ecuación (3.429), primero debemos resolver su
ecuación homogénea correspondiente
d2 x
+ ω02 x = 0. (3.430)
dt2
Esta ecuación tiene la solución
xh = c1 cos ω0 t + c2 sen ω0 t. (3.431)
Ahora busquemos una solución particular de la ecuación (3.429), sea

xp = A cos γ0 t + B sen γ0 t. (3.432)

Sustituyendo esta solución en la ecuación (3.429), con el objetivo de encontrar las constantes A y
B, tenemos como resultado
F0
(ω02 − γ02 )(A cos γ0 t + B sen γ0 t) = cos γ0 t. (3.433)
m
Esto se cumple, si y sólo si
F0
A= , y B = 0. (3.434)
m(ω02 − γ02 )
Entonces, la solución particular tiene la forma
F0
xp (t) = cos γ0 t. (3.435)
m(ω02 − γ02 )
Luego, la solución general está dada por la relación
F0
x(t) = c1 cos ω0 t + c2 sen ω0 t + cos γ0 t. (3.436)
m(ω02 − γ02 )
Ahora, supongamos que las condiciones iniciales son tales que

x(0) = 0, x0 (0) = 0. (3.437)


3.11. CIRCUITO ELÉCTRICO RLC 167

Entonces, tenemos
F0
c1 = − , y c2 = 0. (3.438)
m(ω02 − γ02 )
Sustituyendo en (3.436), tenemos
F0
x(t) = (cos γ0 t − cos ω0 t). (3.439)
m(ω02 − γ02 )
Esta solución es válida para el caso ω0 6= γ0 . Por otro lado, si ω0 → γ0 , entonces la expresión (3.439)
tiene la indeterminación x(t) → 00 . En tal caso debemos aplicar el teorema de L0 Hospital en (3.439).
Es decir, debemos derivar la expresión de la derecha de (3.439) respecto a ω0 y tomar el lı́mite
cuando ω0 → γ0 . El resultado es el siguiente
tF0 sen γ0 t
x(t) = . (3.440)
2mγ0
De esta expresión se tiene que cuando t → ∞ la solución se indetermina, lo cual significa que el
sistema, en este caso, tiende a la inestabilidad.

3.11. Circuito Eléctrico RLC

Supongamos que tenemos un circuito eléctrico formado por un resistor de resistencia R (ohms),
un inductor de inductancia L (henrios) y un capacitor de capacitancia C (faradios) conectados en
serie a una fuente de fuerza electromotriz E(t) (voltios). Determinar la ecuación diferencial que
describa el comportamiento de la corriente I(t) (amperes) en el circuito.
Si el interruptor está abierto, entonces, no pasa nada. Cuando el interruptor se cierra (encendi-
do), las diferencias en el potencial eléctrico causan que fluya corriente en el circuito. La baterı́a o
generador en la figura (3.3) crea una diferencia de potencial eléctrico E(t) entre sus dos terminales,
que etiquetamos arbitrariamente como positiva y negativa. Decimos que E(t) > 0 si el potencial en
la terminal positiva es mayor que el potencial en la terminal negativa, E(t) < 0 si el potencial en la
terminal positiva es menor que en la terminal negativa y E(t) = 0 si el potencial es el mismo en las
dos terminales. Usualmente a E(t) se le llama fuerza electromotriz.

Figura 3.3: Circuito RLC.

Para cualquier tiempo t dado, en cada uno de los puntos del circuito fluye la misma corriente
I(t), y decimos que I(t) > 0 si el flujo circula alrededor del circuito, de la terminal positiva de la
baterı́a o generador hacia la terminal negativa, I(t) < 0 es el flujo en el sentido opuesto, e I(t) = 0
significa que no fluye corriente.
La ecuación para la corriente I(t) se obtiene considerando las siguientes tres caı́das de voltaje
dI
VL = L, en el inductor.
dt
168 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

VR = RI, ley de Ohm.


q
VC = , en el capacitor.
C
La ley de Kirchhoff nos dice que la suma de estas tres caı́das de voltaje deberá ser igual a la fuerza
electromotriz E(t). Matemáticamente, para el circuito de la figura (3.3), esta ley se escribe como

dI 1
L + RI + q = E(t). (3.441)
dt C
Esta ecuación contiene dos incógnitas, la corriente I(t) en el circuito y la carga q(t) en el capacitor.
Por otro lado, la corriente I(t) es la cantidad de carga que atraviesa una sección transversal de un
conductor en un tiempo t, esto es
dq
I(t) = . (3.442)
dt
Si derivamos la expresión (3.441) respecto a t, y tomamos en cuenta la relación (3.442), obtenemos
la ecuación diferencial para la corriente I(t) en función del tiempo

2
L ddt2I + R dI
dt +
1
CI = dE
dt
(3.443)

Esta ecuación es de segundo orden lineal no homogénea y con coeficientes constantes.


Por otro lado, sustituyendo la expresión (3.442) en (3.441), obtenemos una ecuación diferencial
para la carga q(t), la cual tiene la siguiente forma

2
L ddt2q + R dq
dt +
1
Cq = E(t) (3.444)

Para hallar la corriente I(t) que fluye en un circuito RLC resolvemos la ecuación (3.444) para q(t)
y luego diferenciamos la solución para obtener I(t).
Observación:
Como podemos ver, las ecuaciones (3.444) y (3.443), desde el punto de vista matemático tienen
la misma estructura de la ecuación (3.413)

d2 x dx
m +β + kx = F (t), (3.445)
dt2 dt
la cual representa un sistema masa-resorte con una fuerza externa F (t). Entonces, es obvio que
debe haber una cierta analogı́a entre las constantes que entran en las ecuaciones. Esta analogı́a la
escribimos en la siguiente tabla:

Sistema Mecánico Sistema Eléctrico


Masa m Inductancia L
Constante de Amortiguamiento β Resistencia R
Constante del Resorte k Capacitancia Recı́proca 1/C
Posición x Carga q ó Corriente I
Fuerza F (t) Fuerza Electromotrı́z E(t)
3.12. OSCILACIONES LIBRES DEL CIRCUITO RLC 169

3.12. Oscilaciones Libres del Circuito RLC

Un circuito RLC tiene oscilación libre si E(t) = 0, para todo t > 0. Entonces, para las oscilaciones
libres de un circuito, figura (3.3) en que E(t) = 0, tenemos de la expresión (3.444), la ecuación

d2 q dq 1
L 2
+ R + q = 0. (3.446)
dt dt C
Esta ecuación es lineal, homogénea con coeficientes constantes. La ecuación caracterı́stica corres-
pondientes, es
1
Lm2 + Rm + = 0. (3.447)
C
Aquı́ m no representa ninguna masa, es un parámetro a determinar. Las raı́ces de esta ecuación
caracterı́stica son
p p
−R + R2 − 4L/C −R − R2 − 4L/C
m1 = y m2 = . (3.448)
2L 2L
Existen tres casos de interés:
Primer Caso: Si se cumple la relación R2 < 4L/C, decimos que la oscilación es subamortiguada.
En tal caso, las raı́ces m1 y m2 son complejas conjugadas y tienen la forma
R R
m1 = − + iω1 y m2 = − − iω1 , (3.449)
2L 2L
donde p
4L/C − R2
ω1 = . (3.450)
2L
La solución general de la ecuación (3.446), es
 
q(t) = e−Rt/2L c1 cos ω1 t + c2 sen ω1 t . (3.451)

Esta solución la podemos escribir en una forma equivalente

q(t) = Ae−Rt/2L cos (ω1 t − φ), (3.452)

siempre y cuando
q c 
2
A= c21 + c22 , c1 = A cos φ, c2 = A sen φ, φ = tg−1 . (3.453)
c1
donde A es la amplitud de las oscilaciones, ω la frecuencia y φ la fase. Si suponemos que R = 0 (caso
ideal), entonces, de las ecuaciones (3.452) y (3.450), tenemos
 t 
q(t) = A cos √ −φ . (3.454)
LC
Este resultado es similar al movimiento armónico simple de un sistema masa-resorte no amortiguado
en vibración libre. El caso del sistema subamortiguado es el más interesante, ya que por lo general
los circuitos RLC pertenecen a estos sistemas.
Segundo caso: Si R2 > 4L/C tenemos la oscilación sobreamortiguada. Esto significa que la
resistencia en el circuito es dominante. En este caso las raı́ces m1 y m2 son reales y la solución
general de la ecuación (3.446) es
q(t) = c1 em1 t + c2 em2 t . (3.455)
170 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Tercer caso: Si R2 = 4L/C, decimos que la oscilación es crı́ticamente amortiguada. En tal caso,
las raı́ces son reales e iguales, m1 = m2 = m = −R/2L y la solución general de (3.446), es
 
q(t) = e−Rt/2L c1 + c2 t . (3.456)

Si R 6= 0, entonces los exponentes en las expresiones (3.452, 3.455, 3.456) son negativos, por consi-
guiente la solución general de cualquier problema homogéneo con valor inicial

d2 q dq q
L 2
+R + = 0, q(0) = q0 , q 0 (0) = I0 , (3.457)
dt dt C
tiende a cero de manera exponencial cuando t → ∞. Entonces, las soluciones son soluciones
transitorias. No habiendo fuente de energı́a exterior (generador) y existiendo rozamiento eléctri-
co”(resistencia con calor de Joule) el sistema termina estabilizándose: El condensador se descarga y
deja de pasar corriente. El régimen es siempre transitorio. Cuando hay oscilaciones existe transferen-
cia de energı́a del campo eléctrico en el condensador al campo magnético en la bobina de inducción
y viceversa.

3.13. Solución General del Circuito RLC

Resolver el siguiente problema de valor inicial para la ecuación (3.444)

d2 q dq q
L +R + = E(t), q(0) = q0 , q 0 (0) = I0 , (3.458)
dt2 dt C
donde q0 es la carga inicial en el capacitor e I0 es la corriente inicial en el circuito. De la sección
anterior, sabemos que para el caso E(t) = 0, todas las soluciones de (3.458) son transitorias. Por
otro lado, si suponemos que E(t) 6= 0, entonces, la solución general de (3.458) tendrá la forma

q(t) = qh (t) + qp (t), (3.459)

donde qh (t) es la solución de la ecuación homogénea (E(t) = 0), y tiende de manera exponencial
a cero cuando t → ∞, cualesquiera que sean las condiciones iniciales. qp (t) depende sólo de E(t) y
es independiente de las condiciones iniciales. A la solución qp (t) se le conoce como carga del estado
permanente sobre el capacitor del circuito RLC.
Derivamos respecto al tiempo la expresión (3.459), obtenemos

dq dqh dqp
= + . (3.460)
dt dt dt
Recordando que I = dq/dt, podemos escribir esta expresión de la siguiente manera

I(t) = Ih (t) + Ip (t). (3.461)

Entonces
dqh dqp
Ih (t) = y Ip (t) = , (3.462)
dt dt
decimos que Ih (t) es la corriente transitoria e Ip (t) es la corriente del estado permanente. En la
mayorı́a de las aplicaciones sólo nos interesamos por la carga y corriente del estado permanente, es
decir, nos interesa el comportamiento del sistema a largo plazo.
3.14. APLICACIONES 171

3.14. Aplicaciones

Problema 1:
Una masa de m = 3kg está fija al extremo de un resorte que se estira 20cm. debido a una fuerza
de 15N. Es puesto en movimiento con la posición inicial x0 = 0 y velocidad inicial v0 = 10m/s.
Hallar la amplitud, el periodo y la frecuencia del movimiento.
Datos: m = 3kg, x0 = 0cm, x1 = 20cm, F = 15N, v0 = 10m/s.
Hallar: Amplitud A, periodo T y la frecuencia ω.
Solución:
Problema 2:
Determinar el periodo y la frecuencia de un movimiento armónico simple de un objeto de masa
m = 4kg. colocado al extremo de un resorte cuya constante es k = 16N/m.
Datos: m = 4kg, k = 16N/m.
Hallar: El periodo T y la frecuencia ω0 .
Solución:
La ecuación del movimiento armónico simple está dada por
d2 x
+ ω02 x = 0, (3.463)
dt2
donde
k
ω02 = , (3.464)
m
y el periodo de las oscilaciones es

T = . (3.465)
ω0
Sustituyendo (3.464) en (3.465), tenemos
r
m
T = 2π . (3.466)
k
La solución general del movimiento armónico simple esta dado por la expresión
x(t) = c1 cos ω0 t + c2 sen ω0 t. (3.467)
Sustituyendo el valor de la frecuencia (3.464) en (3.467), tenemos que la solución general para el
problema dado, es r r
m m
x(t) = c1 cos t + c2 sen t. (3.468)
k k
Ejemplo 3:
Hallar la corriente de estado permanente de un circuito RLC si la fuerza electromotriz propor-
cionada por un generador de corriente alterna es E(t) = E0 cos ωt
Solución: Primero vamos a calcular la carga q(t) del estado permanente en el capacitor como una
solución particular de la ecuación
d2 q dq q
L 2
+R + = E0 cos ωt. (3.469)
dt dt C
172 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Como nadamás nos interesa el estado permanente, entonces, buscamos una solución particular de la
ecuación (3.469) de la siguiente manera
qp (t) = A cos ωt + B sen ωt. (3.470)
donde las constantes A y B las debemos determinar, para esto sustituimos en (3.469) y resulta el
sistema de ecuaciones
A
−Aω 2 L + RBω + = E0 ,
C
B
−Bω 2 L − RAω + = 0. (3.471)
C

Problema 4:
Hallar la ley de movimiento de un cuerpo de masa m, lanzado verticalmente hacia arriba con
una velocidad inicial v0 . Cuál será la máxima altura que el cuerpo alcanza?
Datos: v0 , m.
Hallar: Ley de movimiento v = v(t), x = x(t) y altura máxima H.
Solución:
Supongamos que la fricción debida al aire es tal que se puede despreciar. Entonces, la única
fuerza que actúa en el cuerpo es su peso mg. Aplicando la segunda ley de Newton, resulta
d2 x d2 x
m = −mg → = −g, (3.472)
dt2 dt2
donde g es una constante, a decir, es la aceleración de caı́da libre g = 9,8m/s2 . Para hallar la ley
de movimiento del cuerpo, debemos integrar la segunda expresión de (3.472). Podemos reducir la
ecuación de segundo orden (3.472) introduciendo v(t) = dx/dt, que por definición es la velocidad
del cuerpo
dv
= −g. (3.473)
dt
Ahora tenemos una ecuación de primer orden. Integrando resulta
Z Z
dv = −g dt → v(t) = −gt + c1 (3.474)

De las condiciones iniciales, tenemos


v0 = c1 .
Entonces
v(t) = −gt + v0 . (3.475)
Luego Z Z
dx
= −gt + v0 → dx = (−gt + v0 )dt. (3.476)
dt
Después de integrar, obtenemos
gt2
x(t) = − + v0 t + c2 . (3.477)
2
Para hallar la constante c2 , suponemos que en t = 0, x(0) = 0, de (3.477), obtenemos que c2 = 0.
Entonces, la ley de movimiento la podemos escribir como
gt2
v(t) = −gt + v0 , x(t) = − + v0 t. (3.478)
2
3.14. APLICACIONES 173

En el punto donde el cuerpo alcanza la altura máxima su velocidad deberá ser cero, entonces de la
primer ecuación en (3.478), tenemos
v0
0 = −gtmax + v0 , tmax = , (3.479)
g
donde tmax es el tiempo máximo, en el cual el cuerpo alcanza la altura máxima x(t)max = H.
Sustituyendo el tmax en la segunda ecuación en (3.478), tenemos

g g  v0 2 v0 v2 v2 v2
xmax (t) = − t2max + v0 tmax → H=− + v0 =− 0 + 0 = 0. (3.480)
2 2 g g 2g g 2g
Entonces, la altura máxima alcanzada por el cuerpo será
v02
H= . (3.481)
2g
Esta expresión y las expresiones obtenidas en (3.478) son las soluciones al problema planteado.
Problema 5:
Determinar la mı́nima velocidad que se le debe aplicar a un cuerpo lanzado verticalmente hacia
arriba para que éste salga del campo de atracción de la Tierra. Para simplificar, suponga que la
resistencia del aire se puede despreciar.
Solución:
Sean M y m las masas de la Tierra y del cuerpo que deberá ser lanzado, respectı́vamente. Según
la ley gravitacional, entre la Tierra y el cuerpo existe una fuerza de atracción dada por
Mm
F = GN , (3.482)
x2
donde GN es la constante gravitacional de Newton y la distancia x se mide del centro de la Tierra al
centro de gravedad del cuerpo. En la superficie terrestre x = R, para t = 0 y v0 la velocidad inicial
del cuerpo (que es la que deseamos encontrar). De la segunda ley de Newton, obtenemos la ecuación
diferencial que gobierna el movimiento, ésta tiene la forma
dv mM dv M
m = −GN 2 → = −GN 2 , (3.483)
dt x dt x
Para integrar esta ecuación, hagamos uso de la regla de la cadena, para convertir la ecuación en
variables separables, esto es
dv dv dx dv
= =v . (3.484)
dt dx dt dx
Sustituyendo este resultado en la segunda ecuación de (3.483) e integrando

v2
Z Z
dx GN M c1
vdv = −GN M → = + . (3.485)
x2 2 x 2
La constante de integración c1 la podemos hallar de las condiciones, para x = R la velocidad inicial
es v = v0
v02 GN c1 2GN M
= R+ → c1 = v02 − . (3.486)
2 M 2 R
Sustituyendo el valor de c1 en la segunda expresión de (3.485), obtenemos

v2 GN M v2 GN M
= + 0 − . (3.487)
2 x 2 R
174 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

Según la hipótesis, la velocidad v deberá cumplir la relación

v2
≥ 0. (3.488)
2
La magnitud
GN M
→0 ⇐⇒ x → ∞. (3.489)
x
se hace muy pequeña conforme x aumenta. La condición (3.488) se cumple para toda x sólo si

v02 GN M
− ≥ 0. (3.490)
2 R
De donde, obtenemos que la velocidad mı́nima con que debe ser lanzado el cuerpo es
r
2GN M
v0 = . (3.491)
R
En la superficie de la Tierra, es decir, cuando x = R la magnitud de la aceleración debida a la fuerza
de gravedad se obtiene de la ecuación (3.483)

GN M
g= . (3.492)
R2
De donde podemos encontrar la masa M de la Tierra

gR2
M= . (3.493)
GN
Sustituyendo este valor en (3.491), obtenemos el resultado final
p p
v0 = 2gR = 2 · 9,81 · 63 · 107 ≈ 11, 2 · 105 cm/s = 11, 2 km/s. (3.494)

Con la velocidad de v0 = 11, 2 km/s debe ser lanzado un cuerpo de masa m para que no regrese a
la Tierra. A esta velocidad mı́nima se le conoce como velocidad de escape.
3.15. PROBLEMAS DE REPASO DEL CAPÍTULO 3: 175

3.15. Problemas de Repaso 3.3.-) Ecuaciones Reducibles a Primer


Orden
del Capı́tulo 3:
2
1. y 0 + yy 00 = yy 0 .
En esta sección de problemas también recomen-
damos resolver todos los ejercicios, esto es muy 2. xy 000 − y 00 + xy 00 = 0.
sano para el lector, ya que estamos convencidos 2
3. yy 00 − y 0 = y 2 ln y.
de que solamente ası́ se adquiere cierta experien-
cia y habilidad en la solución de problemas. 2
4. yy 00 = y 0 ; y(0) = 1, y 0 (0) = 2.
3.1.-) Problemas de Planteamiento: p
5. y 000 = 1 + y 00 2 .
1. Un cuerpo de masa m se mueve en lı́nea 2
6. (2y + 3)y 00 − 2y 0 = 0.
recta hacia el punto O el cual lo atrae con
una fuerza βm
x3 , donde x es la distancia del
2
7. y 00 + y 0 = 2e−y .
cuerpo al punto O. El movimiento comienza
del estado de reposo en x = α. Hallar el 8. (1 − x2 )y 00 − xy 0 = 2.
tiempo en que el cuerpo llega al punto O.
9. (ex + 1)y 00 + y 0 = 0.
2. Una partı́cula se mueve a lo largo del eje x 2
10. xyy 00 + xy 0 = 2yy 0 .
de tal manera que su aceleración está dada
por a = 8−12t. Se pide hallar la posición de
la partı́cula medida del origen a cualquier 3.4.-) Ecuaciones Lineales Homogéneas
tiempo t > 0, suponiendo que inicialmente
la partı́cula esta localizada en x = 2 y tiene 1. y 00 + y 0 − 2y = 0.
una velocidad inicial v0 = −5.
2. y 00 − 2y 0 + y = 0.
3. Sobre una partı́cula puntual libre de masa
m actúa una fuerza F (t) = F0 sen(ωt). Ha- 3. 4y 00 − 8y 0 + 5y = 0.
llar como cambia la distancia con el tiempo. 4. 3y 00 − 2y 0 − 8y = 0.
Suponer las condiciones iniciales v(0) = v0
y x(0) = 0. 5. y 0000 + y = 0.
6. y V − 10y 000 + 9y 0 = 0.
3.2.-) Integrar las siguientes ecuaciones
7. y 00 − y 0 + y = 0.
1. y 00 = 2x2 .
8. y 00 − 2y 0 = 0.
2. y 000 = sen(kx). 9. y 000 − 13y 0 − 12y = 0.
3. y 00 = x4 . 10. y 00 + 6y 0 + 9y = 0.
4. y 000 = x1 . 11. y 00 + 4y 0 + 13y = 0, y(0) = 2, y 0 (0) =
5. y 00 = 2 sen x cos2 x − sen3 x. −3.
12. y 00 + 5y 0 − 6y = 0.
6. y 00 − a2 x = 0.
13. y 00 − 8y 0 + 16y = 0.
7. y 00 = x + sen x.
14. y 00 + 3y 0 + 2y = 0, y(1) = −1, y 0 (1) = 4.
8. y 00 = ln x.
15. y 00 − 4y 0 + 3y = 0, y(0) = 6, y 0 (0) = 10.
9. y 000 = cos(kx).
16. y 00 − 2y 0 − 2y = 0.
10. y 000 = x sen x, y(0) = 0, y 0 (0) = 0, y 00 (0) =
2. 17. y 000 − 3y 00 − 2y = 0.
176 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

18. y X = 0. 27. y 00 − y = 2ex − x2 .

19. y 000 − 2y 00 + 2y 0 = 0. 28. y 00 − 3y 0 + 2y = sen x.

20. y 00 − 4y 0 + 5y = 0. 29. y 00 + y = 4 sen x.

30. y 00 − 5y 0 + 4y = 4x2 e2x .


3.5.-) Ecuaciones Lineales no Homogéneas
31. y 00 −4y 0 +3y = e5x , y(0) = 3, y 0 (0) = 9.
1. y 00 + y 0 = 12 .
32. y 00 − 2y 0 − 3y = e4x .
00
2. y − 9y = 2 − x.
33. y 00 + 3y 0 − 4y = e−4x + xe−x .
00 0 x
3. y + y = e .
34. y 00 + 2y 0 − 3y = x2 ex .
00
4. y + y = sen 5x.
35. y 00 − 4y 0 + 8y = e2x + sen 2x.
5. y 00 − y 0 = x + 4.
36. y 00 − 9y = e3x cos x.
6. y 00 − 3y 0 = e3x − 18x.
37. y 00 − 2y 0 + y = 6xex .
7. y 00 − 2y 0 + y = 4ex .
38. y 00 + y = x sen x.
8. y 00 + 2y 0 + y = e−x cos x + xe−x .
39. y 00 + 4y 0 + 4y = xe2x .
9. y IV − 8y 0 = xe2x .
40. y 00 − 5y 0 = 3x2 + sen 5x.
10. y 000 + y = x2 − x + 1.
3.6.-) Variación de los Parámetros
11. y 00 + y = 4x cos x.

12. y 000 − 3y 00 + 3y 0 − y = 2ex . 1. y 00 + 4y = 1


cos 2x .

13. y 00 + 4y 0 + 4y = 3e−x , y(0) = y 0 (0) = 0. 2. y 00 + 2y 0 + 2y = 1


ex sen x .

14. y 00 + 4y = sen 2x, y(0) = y 0 (0) = 0. 3. y 00 − y 0 = ex


ex +1 .

15. y 00 − y = 2 sen x − 4 cos x. 4. y 00 + y = √ 1 .


cos 2x
16. y 00 + 2y 0 + y = −2. ex
5. y 00 − 2y 0 + y = x .
17. y 00 − 4y 0 + 4y = x2 .
6. y 00 − y 0 = (ex + 1)−1 .
00 0 −2x
18. y + 5y + 6y = 10(1 − x)e . ex
7. y 00 − 2y 0 + y = x2 +1 .
00 0 x
19. y + y + y = x(x + 1)e .
8. y 00 − y 0 = e2x (1 − e−2x )1/2 .
20. y 00 + 2y 0 = 4ex (sen x + cos x).
2ex
9. y 00 − y = ex −1 .
00 0 3
21. y − 2y + y = x .
10. y 00 + 5y 0 + 6y = 1
e2x +1 .
22. y 000 − 4y 0 = xe2x + sen x + x2 .
11. y 00 + 3y 0 + 2y = 1
ex +1 .
23. y 00 − 3y 0 = 1 + ex + cos x + sen x.

24. y 00 + 3y 0 + 2y = 6xe−x (1 − e−x ). 12. y 00 + y = 1


sen x .

25. y 00 + 4y 0 + 4y = 8e−2x . 13. y 00 + 2y 0 + y = 3e−x x + 1.
2
26. y 00 + y = 4xex . 14. y 00 − y = 4x√
x x
+1
.
3.15. PROBLEMAS DE REPASO DEL CAPÍTULO 3: 177

x2 +2x+2
15. y 00 − 2y 0 + y = x3 . 6. x2 y 00 − 4xy 0 + 6y = 0.

7. y 00 − 2
x2 y = 3 ln(−x).
3.7.-) Ecuaciones de Cauchy-Euler
8. y 000 − 3y 0 − 2y = 9e2x , y(0) = 0, y 0 (0) =
1. x3 y 000 + xy 0 − y = 0. −3, y 00 (0) = 3.

2. x2 y 00 − 2y 0 = 0. 9. 4y 00 + 4y 0 + y = 0.

3. (x + 2)2 y 00 − 4(x + 2)y 0 + 6y = 0. 10. y 00 − 2y 0 + y = 0, y(2) = 1, y 0 (2) = −2.

4. (1 − x2 )y 00 − xy 0 + 9y = 0. 11. y 00 − 2y = 2ex , y(1) = −1, y 0 (1) = 0.

5. x2 y 00 − xy 0 − 3y = 0. 12. 2y 00 − 5y 0 + 2y = 0.

6. x2 y 00 + 2xy 0 − 6y = 0. 13. y 00 + 2y 0 + y = xex + 1


xex .

7. x2 y 000 − 2y 0 = 0. 14. y 00 + 4y = 0.

8. x2 y 00 − xy 0 + y = 8x3 . 15. y 00 − 5y 0 + 6y = (12x − 7)e−x , y(0) =


y 0 (0) = 0.
9. x2 y 00 + xy 0 + 4y = 10x.
16. y 00 +4y = 4(sen 2x+cos 2x), y(π) = y 0 (π) =
3 00
10. x y − 2xy = 6 ln x. 2π.

11. x2 y 00 − 3xy 0 + 5y = 3x2 . 17. y 00 −4y 0 +5y = 2x2 ex , y(0) = 2, y 0 (0) =


3.
12. x2 y 00 − 6y = 5x3 + 8x2 .
18. y 000 − y = 2x, y(0) = y 0 (0) = 0, y 00 (0) =
13. x2 y 00 − 2y = sen(ln x). 2.
14. (x − 2)2 y 00 − 3(x − 2)y 0 + 4y = x. 19. y 00 + y 0 + y + 1 = sen x + x + x2 .
15. (2x + 3)3 y 000 + 3(2x + 3)y 0 − 6y = 0. 20. x2 y 00 + 7xy 0 + 8y = 0.
3x2
16. x2 y 00 − 2y = x+1 . 21. y 00 = y + ex .

17. x2 y 00 + 3xy 0 + y = x1 , y(1) = 1, y 0 (1) = 22. x2 y 00 − 2y = x2 .


0.
23. x2 y 00 − 2xy 0 + 2y = x2 .
18. x2 y 00 − xy 0 + 2y = 0.
24. y 00 + 2y 0 + y = x−1/2 e−x .
19. x2 y 00 − xy 0 + y = 6x ln x.
25. y 00 = y −3 .
20. x3 y 000 − 3x2 y 00 + 6xy 0 − 6y = 0.
26. 2y 0 y 00 = 1, y(1) = 0, y 0 (1) = 1.

3.8.-) Resolver las Siguientes Ecuaciones 27. xy 00 + y 0 = 2x, y(1) = 1/2, y 0 (1) = 1.
Diferenciales
28. y 00 − 2y 0 − 8y = 0.
1. y 00 + 4y = sen x, y(0) = y 0 (0) = 1. 29. y 00 − 4y 0 + 4y = cos x.
2. y 00 − 4y 0 + 5y = e2x (sen x + 2 cos x). 30. y 00 − y = x2 , y(0) = −2, y 0 (0) = 1.
3. 2y 000 − 3y 00 + y 0 = 0. 31. y IV − 2y 000 − 3y 00 = 8shx + 10xex .

4. y 000 + 2y 00 − y 0 − 2y = 0. 32. y IV − 2y 000 + 2y 00 = 10 cos2 x + 5(xex − 1).

5. y 00 + 9y − 9 = 0. 33. x3 y 000 = 0.
178 CAPÍTULO 3. ECUACIONES DIFERENCIALES DE ORDEN SUPERIOR

34. x2 y 00 − 3xy 0 + 13y = 0.


 
35. 4y 00 + 4y 0 + y = 4e−x/2 x + x1 .

36. y 00 + y 0 + y = xex + e−x (2x + 1).


37. y 00 −2y 0 +2y = ex (x+1)+e−x (5x2 −8x+2).

38. y 00 − 3y 0 + 2y = −e2x (4x + 3) − ex .


39. y 00 − 3y 0 + 2y = 4
e−x +1 .

40. y 00 − 2y 0 + y = 14x3/2 ex .
4e−x
41. y 00 − y = 1−e−2x .

42. y 00 − 2y 0 + 2y = 3ex secx.


43. y 00 − y = √ 2
1−e−2x
.

e2x
44. y 00 − 3y 0 + 2y = 1+e2x .

45. y 00 − y = e−2x sen(e−x ).


46. y 00 − y = ex + 1.
47. y 00 − y = (1 − e2x )−3/2 .
48. y 00 + y = sec x tg x.
49. y 000 − 2y 00 − y 0 + 2y = 2x2 − 6x + 4, y(0) =
5, y 0 (0) = −5, y 00 (0) = 1.
50. y 00 − y = 2
1+ex .
Capı́tulo 4

TRANSFORMADA DE
LAPLACE

Hasta el momento hemos aprendido a resolver ecuaciones diferenciales de primer orden y de


orden superior, tanto lineales homogéneas como lineales no homogéneas con coeficientes constantes,
y un tipo muy especial de ecuaciones con coeficientes variables llamadas ecuaciones de Cauchy-
Euler. En todos estos casos suponı́amos que la parte derecha (no homogénea) de la ecuación era una
función continua. Sin embargo, en las aplicaciones reales de la ingenierı́a la función (no homogénea)
casi siempre es continua por partes y en ocasiones es un pulso de muy corta duración, esto trae
complicaciones para los métodos estudiados anteriormente. No obstante, para nuestra tranquilidad,
existe un método, el cual es aplicable cuando tenemos los problemas mencionados. Este método es
conocido como método de Laplace, más comúnmente llamado transformada de Laplace .
El método de la transformada de Laplace es un método operativo que aporta muchas ventajas
cuando se usa para resolver ecuaciones diferenciales lineales. Mediante el uso de la transformada
de Laplace es posible convertir muchas funciones comunes, tales como las funciones senoidales,
las funciones senoidales amortiguadas y las funciones exponenciales en funciones algebraicas Y (s)
de una variable s que, en general, es compleja. Las operaciones tales como la diferenciación y la
integración se sustituyen mediante operaciones algebraicas en el plano complejo ó real. Si se resuelve
la ecuación algebraica en s, la solución de la ecuación diferencial se encuentra mediante una tabla de
transformadas inversas de Laplace, si esto es posible, o se aplica la técnica de expansión en fracciones
parciales y luego se halla la transformada inversa, la cual será la solución de la ecuación diferencial.
Sin embargo, la transformada de Laplace es aplicable sólo a ecuaciones diferenciales lineales, y
aún cuando reemplazan el cálculo por el álgebra, las operaciones algebraicas pueden resultar muy
complicadas. En las aplicaciones, las funciones discontinuas surgen de manera natural. Por ejemplo,
el encendido y apagado de un interruptor son fenómenos discontinuos. Las ecuaciones diferenciales
que contienen funciones discontinuas son difı́ciles de tratar analı́ticamente usando los métodos antes
vistos, pero la transformada de Laplace puede facilitar el tratamiento de esas discontinuidades. Otra
de las ventajas del método de Laplace, es que automáticamente incluye las condiciones iniciales.
En este capı́tulo estudiaremos la transformada de Laplace como una herramienta para resolver
ecuaciones diferenciales. A continuación daremos algunos conceptos básicos de la transformada de
Laplace y la aplicaremos a algunas funciones bien conocidas, las cuales, posteriormente, serán de
gran utilidad.

179
180 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

4.1. Conceptos Básicos de la Transformada de Laplace

Sea f (t) una función definida para todo t ≥ 0. Entonces, la integral impropia definida como

R∞
L[f (t)] = 0
e−st f (t)dt ≡ F (s) (4.1)

donde s = σ + jω, se llama transformada de Laplace de f (t), con la condición de que la integral (4.1)
exista, es decir, que la integral converja.
Una integral impropia sobre un intervalo infinito se define como un lı́mite de integrales sobre
intervalos finitos, es decir
Z ∞ Z b
f (t)dt = lı́m f (t)dt.
0 b→∞ 0

Si el lı́mite existe, decimos que la integral converge, en caso contrario, se dice que la integral diverge
o no existe.
La integral (4.1) contiene la variable de integración t y el parámetro s, que en general es complejo,
es decir, tiene la forma s = σ+jω, donde a σ se le conoce como frecuencia neper con unidades neper/s
y a ω como la frecuencia real medida en radianes sobre segundo rad/s, en este caso, la integral (4.1)
se define en un intervalo (−∞, ∞). En consecuencia, cuando la integral (4.1) converge, no lo hace sólo
en un número, sino en una función F (s). Por consiguiente, la integral impropia (4.1) suele convergir
para algunos valores de s y divergir para otros. Por lo anterior, es importante indicar el dominio de
la transformada de Laplace, el cual tiene la forma <s > σ0 que representa la parte real de s, para un
cierto número σ0 . En las aplicaciones a la ingenierı́a, la variable t representa el dominio del tiempo
y s el dominio de la frecuencia.
De manera más formal y desde un punto de vista estrictamente matemático, decimos que la
transformada de Laplace define una operación que convierte una función f (t) a una nueva función
transformada F (s), y usamos la letra L para representarla. En otras palabras, escribimos F (s) =
L[f (t)].
Observe que la transformada de Laplace (4.1) está definida como una integral sobre el intervalo
0 ≤ t < ∞ (y no sobre el eje real entero −∞ < t < ∞). Es necesario usar este intervalo ya que,
para <s > 0, e−st → ∞, cuando t → ∞. Si evaluamos la transformada de Laplace sobre todo el
eje real, entonces las restricciones sobre la función f (t) serı́an mucho más estrictas. Por otro lado,
en la mayorı́a de las aplicaciones nos interesa el comportamiento futuro (t ≥ 0), ası́ que tomamos el
intervalo 0 ≤ t < ∞.
En la literatura se utiliza una letra minúscula para representar la función que se transforma
y la correspondiente letra mayúscula para representar la función transformada. Por ejemplo, la
transformada de Laplace de las funciones f (t), g(t) y y(t) se representan como:

L[f (t)] = F (s), L[g(t)] = G(s), L[y(t)] = Y (s). (4.2)

Debido a que, por definición, la transformada de Laplace es una transformada integral, ésta es lineal,
es decir, para una suma de funciones αf (t) + βg(t), la transformada de Laplace es
Z ∞ Z ∞ Z ∞
e−st [αf (t) + βg(t)]dt = α e−st f (t)dt + β e−st g(t)dt = αF (s) + βG(s), (4.3)
0 0 0
4.1. CONCEPTOS BÁSICOS DE LA TRANSFORMADA DE LAPLACE 181

donde α y β son ciertas constantes arbitrarias. La expresión (4.3) la podemos escribir como

L[αf (t) + βg(t)] = αL[f (t)] + βL[g(t)] = αF (s) + βG(s) (4.4)

Debido a esta propiedad se dice que la transformada de Laplace es una transformada lineal o un
operador lineal que transforma la función f (t) en la función F (s). A la función f (t) se le conoce
también como función objeto, y a su correspondiente transformada F (s) como su imagen.
Es obvio que, por definición de la transformada de Laplace, no para toda función existe su
correspondiente transformada de Laplace. Sin embargo, existe una clase amplia de funciones para
las cuales la transformada de Laplace existe. Esto se debe al hecho de que la exponencial e−st en
la integral (4.1) actúa como función de ”amortiguamiento”. A continuación daremos las condiciones
que debe cumplir la función f (t) para que exista su transformada de Laplace.
Las condiciones suficientes que garantizan la existencia de la transformada de Laplace son:

que la función f (t) sea una función continua por partes (seccionalmente continua) en [0, ∞),

que la función f (t) sea una función de orden exponencial para t > t0 .

Una función f (t) es continua por partes (seccionalmente continua) en [0, ∞), si en cualquier intervalo
0 ≤ a < t < b existen a lo más un número finito de puntos tk en que k = 1, 2..., n y tn−k < tk en los
cuales f (t) tiene discontinuidades finitas y es continua en cada intervalo abierto tn−k < t < tk . La
figura (4.1) representa una función continua por partes.

Figura 4.1: Función continua por partes.

Se dice que una función f (t) es de orden exponencial si existen ciertos números M > 0 y σ0 ≥ 0
tales que se cumpla la relación

|f (t)| < M eσ0 t , para todo t. (4.5)

Al número σ0 se le llama exponente de crecimiento. Esto quiere decir, que al aumentar t, el creci-
miento del módulo de la función f (t) no es superior al de alguna función exponencial. La condición
(4.5) garantiza la existencia de la integral (4.1).
182 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Las funciones f1 (t) = t, f2 (t) = e−t y f3 (t) = 4 cos t son todas de orden exponencial, ya que
cumplen las relaciones
|t| ≤ et , |e−t | ≤ et , |4 cos t| ≤ 4et . (4.6)
3
La función f (t) = et no es de orden exponencial, pues esta crece más rápido que cualquier potencia
lineal positiva de c para t > c > 0. Las condiciones anteriores se resumen en el siguiente teorema.
Teorema 4.1.1. Si f (t) es una función continua por partes para t ≥ 0, y de orden exponencial,
entonces la transformada de Laplace L[f (t)] de f (t) existe para <s > σ0 .

4 Debido a que f (t) es continua por partes, la expresión e−st f (t) será integrable sobre cualquier
intervalo finito del eje t. En el cálculo de integrales impropias existe un teorema, el cual afirma
que
R ∞ la−st
convergencia absoluta implica la convergencia. Entonces, es suficiente probar que la integral
|e f (t)|dt existe para <s > σ0 . Para esto, basta a su vez con probar que el valor de la integral
R0b −st
0
|e f (t)|dt permanece acotado cuando b → ∞. Luego, la desigualdad (4.5) implica que
Z b Z b Z b Z ∞
−st −st −(s−σ0 )t M
|e f (t)|dt < |e Me σ0 t
|dt = M |e |dt < M |e−(s−σ0 )t |dt = , (4.7)
0 0 0 0 |s − σ0 |
en donde fue necesaria la condición <s > σ0 para la existencia de la última integral. 4

4.2. Transformada de Laplace de Algunas Funciones


Elementales

En esta sección obtendremos la transformada de Laplace de algunas funciones básicas que nos
serán muy útiles en secciones posteriores.
Ejemplo 1:
Sea la función
f (t) = A, ∀t ≥ 0 (4.8)
donde A es cierta constante arbitraria. Calcular su transformada de Laplace.
Solución:
Por definición, la transformada de Laplace se expresa mediante la integral
Z ∞ Z ∞
Ae−st ∞ A 0 A 1
L[A] = Ae−st dt = A e−st dt = − = e−st = − A lı́m e−st . (4.9)

0 0 s 0 s ∞ s t→∞ s
El lı́mite que se toma en el último término de la expresión (4.9) depende del valor de s. Si <s > 0, el
exponente −st tiende a −∞, cuando t → ∞, y como consecuencia, e−st → 0. Por lo tanto, el último
término de (4.9) se hace cero. Si <s < 0, entonces el último término de (4.9) tiende
R∞ al infinito y
como consecuencia la integral diverge. Por último, si <s = 0, entonces la integral 0 dt → ∞. Como
conclusión, tenemos que la integral (4.9) existe solamente cuando <s > 0, y el resultado es
A
L[A] = , <s > 0. (4.10)
s
Ejemplo 2:
Sea la función
f (t) = t, ∀t > 0. (4.11)
4.2. TRANSFORMADA DE LAPLACE DE ALGUNAS FUNCIONES ELEMENTALES 183

Calcular su transformada de Laplace.


Solución:
Para f (t) = t, tenemos
Z ∞ n 1 o
L[t] = te−st dt → u = t, du = dt, dv = e−st dt, v = − e−st
0 s

Z ∞ −st ∞
t 1 e 1
= − e−st + e−st dt = − 2 = 2 , <s > 0. (4.12)

s 0 s 0 s 0 s

Ejemplo 3:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = t2 . (4.13)

Solución:
Para f (t) = t2 , tenemos
Z ∞ n 1 o
2
L[t ] = t2 e−st dt → u = t2 , du = 2tdt, dv = e−st dt, v = − e−st (4.14)
0 s
t2 −st ∞ 2 ∞ −st 2 ∞ −st
Z Z
= − e + te dt = te dt. (4.15)
s 0 s 0 s 0
R∞
Usando el resultado anterior 0 te−st dt = 1/s2 , tenemos

2
L[t2 ] = , <s > 0. (4.16)
s3
Ejemplo 4:
Hallar la transformada de Laplace de la función

f (t) = t3 . (4.17)

Solución:
Para f (t) = t3 , tenemos
Z ∞ n 1 o
L[t3 ] = t3 e−st dt → u = t3 , du = 3t2 dt, dv = e−st dt, v = − e−st (4.18)
0 s
t3 ∞ 3 Z ∞ 2·3
= − e−st + t2 e−st dt = 4 , <s > 0. (4.19)

s 0 s 0 s

donde hemos usado el resultado anterior, es decir, la L[t2 ] = 2/s3 .


Ejemplo 5:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = tn . (4.20)

Solución:
184 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Sustituyendo la función (4.20) en la definición (4.1), obtenemos


Z ∞ n 1 o
n
L[t ] = tn e−st dt → u = tn , du = ntn−1 dt, dv = e−st dt, v = − e−st
0 s
tn −st ∞ n ∞ n−1 −st
Z
= − e + t e dt, (4.21)
s 0 s 0

para s > 0 y n > 0 el primer término de la derecha en (4.21) es igual a cero, y tenemos solamente
Z ∞
n ∞ n−1 −st
Z
tn e−st dt = t e dt, <s > 0. (4.22)
0 s 0

Podemos observar que el término de la izquierda de (4.22) es L[tn ] y el término de la derecha es


L[tn−1 ], es decir, la expresión (4.22) es equivalente a
n n−1
L[tn ] = L[t ], <s > 0, n > 0. (4.23)
s
De esta expresión podemos ver que para n > 1, tenemos
n − 1 n−2
L[tn−1 ] = L[t ]. (4.24)
s
Para n > 2, tenemos
n − 2 n−3
L[tn−2 ] = L[t ], n > 2. (4.25)
s
Sustituyendo las expresiones (4.25) en (4.24) y a su vez en (4.23), tenemos

n(n − 1)(n − 2) n−3


L[tn ] = L[t ]. (4.26)
s3
Repitiendo este mismo proceso, tendremos

n(n − 1)(n − 2) · · · ·2 · 1 0 n(n − 1)(n − 2) · · · ·2 · 1  1 


L[tn ] = L[t ] = (4.27)
sn sn s
Finalmente, si n ≥ 0, entonces
n!
L[tn ] = , <s > 0. (4.28)
sn+1
Ejemplo 6:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = t1/2 . (4.29)

Solución:
Tenemos
Z ∞ n x1 o
L[t1/2 ] = t1/2 e−st dt → x = st, t= ,dx dt =
0 ss
Z ∞  1/2 −x Z ∞
x e 1 1 3
= dx = 3/2 x1/2 e−x dx = 3/2 Γ , (4.30)
0 s s s 0 s 2
R∞
donde Γ( 32 ) es la función Gamma o función de Euler, definida como Γ(p) = 0 xp−1 e−x dx, donde p
es un número cualquiera. Para obtener el valor de p igualamos p−1 = 1/2, de donde p = 3/2. Vamos a
4.2. TRANSFORMADA DE LAPLACE DE ALGUNAS FUNCIONES ELEMENTALES 185

√ (2m)! (2m)! √
utilizar la fórmula Γ( 21 ) = π, después usando la fórmula general Γ(m+ 12 ) = 1
m!22m Γ( 2 ) = m!22m π,
para calcular Γ( 23 ), resulta
3  1 2!  1  1 √
Γ =Γ 1+ = 2Γ = π. (4.31)
2 2 2 2 2
Sustituyendo en (4.30) el resultado obtenido, finalmente tenemos

1/2 π
L[t ] = 3/2 , <s > 0. (4.32)
2s
De igual manera se puede hallar la transformada de Laplace de la función f (t) = t−1/2 , esto se deja
como ejercicio al lector.
Ejemplo 7:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = tα , α > −1. (4.33)

Solución:
Por definición de la transformada de Laplace, tenemos
Z ∞ n x 1 o
α
L[t ] = tα e−st dt → x = st, t = , dt = dx,
0 s s
Z ∞  α  −x  Z ∞
x e 1
= dx = α+1 xα e−x dx. (4.34)
0 s s s 0

Comparando la integral con la definición de la función Gamma, tenemos que p − 1 = α, o bien


p = α + 1, entonces la integral Z ∞
xα e−x dx = Γ(α + 1). (4.35)
0
Sustituyendo la expresión (4.35) en (4.34), tenemos
Γ(α + 1)
L[tα ] = , α > −1, <s > 0. (4.36)
sα+1
Ejemplo 8:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = eat , (4.37)

donde a es una constante arbitraria.


Solución:
Sustituyendo la función (4.37) en la definición (4.1), obtenemos
Z ∞ Z ∞
at −st
at
L[e ] = e e dt = e−(s−a)t dt, (4.38)
0 0

para <s ≤ a el exponente de e en la integral es positivo ó igual a cero, y entonces la integral es


divergente. Para <s > a, el exponente e de la integral es negativo y la integral es convergente, por
lo tanto, para <s > a la transformada de Laplace existe, y se puede obtener integrando la expresión
Z ∞
e−(s−a)t ∞ 1
L[eat ] = e−(s−a)t dt = − = , <s > a. (4.39)
0 s − a 0 s − a
186 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Ejemplo 9:
Calcular las transformadas de Laplace de las funciones hiperbólicas senh(ωt) y cosh(ωt), donde
ω es una constante arbitraria.
Solución:
Hagamos uso de las fórmulas
ex − e−x ex + e−x
senh x = , cosh x = . (4.40)
2 2
Entonces, la transformada de Laplace para la función senh(ωt) es
h eωt − e−ωt i 1  1 1  1 h (s + ω) − (s − ω) i
L[senh(ωt)] = L = − =
2 2 s−ω s+ω 2 (s − ω)(s + ω)
1  2ω  ω
= = 2 . (4.41)
2 s2 − ω 2 s − ω2
Para la función cosh(ωt), tenemos
h eωt + e−ωt i 1  1 1  1 h (s + ω) + (s − ω) i
L[cosh(ωt)] = L = + =
2 2 s−ω s+ω 2 (s − ω)(s + ω)
1  2s  s
= = 2 , <s > ω. (4.42)
2 s2 − ω 2 s − ω2
Donde hemos aplicado el resultado obtenido en (4.39).
Ejemplo 10:
Hallar la transformada de Laplace de la función
f (t) = cos(ωt). (4.43)
Solución:
Para f (t) = cos(ωt), tenemos
Z ∞ n
L[cos(ωt)] = cos(ωt)e−st dt → u = cos(ωt), du = −ω sen(ωt)dt, dv = e−st dt,
0
e−st o 1 ∞ ω Z ∞ 1 ω ∞
Z
v = − = − cos(ωt)e−st − sen(ωt)e−st dt = − sen(ωt)e−st dt

s s 0 s 0 s s 0
n e−st o
= u = sen(ωt), du = ω cos(ωt)dt, dv = e−st dt, v = −
s
1 ω h sen(ωt) −st ∞ ω ∞
Z i 1
= − − e + cos ωte−st dt = −
s s s 0 s 0 s
2 Z ∞
ω
− cos(ωt)e−st dt, (4.44)
s2 0
donde hemos usado la integración por partes obteniendo la siguiente expresión
Z ∞
ω2 ∞
Z
1
cos(ωt)e−st dt + 2 cos(ωt)e−st dt = . (4.45)
0 s 0 s
Factorizando la integral tenemos

ω2 
Z
 1
1+ cos(ωt)e−st dt = . (4.46)
s2 0 s
4.2. TRANSFORMADA DE LAPLACE DE ALGUNAS FUNCIONES ELEMENTALES 187

de donde ∞
s2
Z
s
cos(ωt)e−st dt = 2 2
= 2 . (4.47)
0 (s + ω )s s + ω2
Finalmente, tenemos el resultado
s
L[cos(ωt)] = , <s > 0. (4.48)
s2 + ω 2
Ejemplo 11:
Hallar la transformada de Laplace del producto de funciones

f (t) = eat cos(ωt). (4.49)

Solución:
Aplicando la definición de transformada de Laplace, tenemos
Z ∞ n
L[f (t)] = cos(ωt)e−(s−a)t dt → u = cos(ωt), du = −ω sen(ωt)dt,
0

−(s−a)t 1 −(s−a)t o e−(s−a)t ∞


dv = e dt, e v=− =− cos(ωt)

s−a s−a 0
Z ∞ Z ∞
ω 1 ω
− sen(ωt)e−(s−a)t dt = − sen(ωt)e−(s−a)t dt. (4.50)
s−a 0 s−a s−a 0
Evaluando la última integral de la expresión (4.50), por separado, se tiene
Z ∞ n
sen(ωt)e−(s−a)t dt → u = sen(ωt), du = ω cos(ωt)dt, dv = e−(s−a)t dt,
0
1 −(s−a)t o e−(s−a)t ∞
v = − e =− sen(ωt) (4.51)

s−a s−a 0
Z ∞ Z ∞
ω ω
+ cos(ωt)e−(s−a)t dt = cos(ωt)e−(s−a)t dt.
s−a 0 s−a 0
Sustituyendo este resultado en (4.50), tenemos
Z ∞ Z ∞
1 ω ω
cos(ωt)e−(s−a)t dt = − cos(ωt)e−(s−a)t dt. (4.52)
0 s−a s−as−a 0
Agrupando términos resulta

ω2 i
Z h 1
cos(ωt)e−(s−a)t dt 1 + = . (4.53)
0 (s − a)2 s−a
Finalmente, el resultado es

s−a
Z
at
L[e cos(ωt)] = cos(ωt)e−(s−a)t dt = , <s > a. (4.54)
0 (s − a)2 + ω 2
Ejemplo 12:
Hallar la transformada de Laplace de la función exponencial compleja

f (t) = ejωt . (4.55)

Solución:
188 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Tenemos
Z ∞ Z ∞
jωt −st 1 1
L[ejωt
]= e e dt = e−(s−jω)t dt = − e−(s−jω)t = . (4.56)
0 0 s − jω s − jω
1 s+jω s ω
Observamos, que el resultado s−jω lo podemos escribir como (s−jω)(s+jω) = s2 +ω 2 + j s2 +ω 2 . De

donde podemos identificar que la parte real e imaginaria son las transformadas de las funciones
s ω
cos(t) y sen(t). Es decir, L[cos(t)] = s2 +ω 2 , que se obtuvo en (4.48) y L[sen(t)] = s2 +ω 2 . Esto es
jωt
obvio, ya que la función exponencial se puede escribir como: e = cos(t) + j sen(t).
Ejemplo 13:
Obtener la transformada de Laplace de la función

f (t) = cos2 (ωt), ω constante. (4.57)

Solución:
1 1
Antes que nada recordemos que cos2 (ωt) = 2 + 2 cos 2ωt. Luego, aplicando la transformada de
Laplace, obtenemos
h1i 1 h i 1 s s2 + 2ω 2
L[f (t)] = L + L cos(2ωt) = + 2 2
= , <s > 0. (4.58)
2 2 2s 2(s + 4ω ) s(s2 + 4ω 2 )

Ejemplo 14:
Sea la función continua por partes

t para 0 ≤ t < 3,
f (t) = (4.59)
2 para t ≥ 3.

Calcular su transformada de Laplace.


Solución:
Debido a que la función está definida por partes, la transformada de Laplace se calcula en dos
partes, esto es por la propiedad de linealidad de la transformada de Laplace. Tenemos
Z ∞ Z 3 Z ∞
L[f (t)] = f (t)e−st dt = f (t)e−st dt + f (t)e−st dt (4.60)
0 0 3
Z 3 Z ∞
= te−st dt + 2e−st dt. (4.61)
0 3

Evaluamos cada una de las integrales por separado, tenemos


Z 3 n 1 o
te−st dt → u = t, du = dt, dv = e−st dt, v = − e−st
0 s
3
Z 3 3
t 1 3 1
= − e−st + e−st dt = − e−3s − 2 e−st

s 0 s 0 s s 0
3 −3s 1 −3s 1
= − e − 2e + 2. (4.62)
s s s
Para la segunda integral de (4.61), tenemos
Z ∞ ∞
2 2
2 e−st dt = − e−st = e−3s . (4.63)

3 s 3 s
4.2. TRANSFORMADA DE LAPLACE DE ALGUNAS FUNCIONES ELEMENTALES 189

Sumando los resultados y agrupando términos, finalmente tenemos


Z 3 Z ∞ 1 1 1
L[f (t)] = te−st dt + 2 e−st dt = − + 2 e−3s + 2 , <s > 0. (4.64)
0 3 s s s

Ejemplo 15:
Hallar la transformada de Laplace de la siguiente función
( 2, 0≤t<π
f (t) = 0, π ≤ t < 2π . (4.65)
sen t, t ≥ 2π

Solución:
De la definición, tenemos
Z π Z 2π Z ∞ Z π Z ∞
L[f (t)] = 2e−st dt + 0e−st dt + sen te−st dt = 2e−st dt + sen te−st dt. (4.66)
0 π 2π 0 2π

Hagamos por separado las integrales


Z π π
2 2 2
2 e−st dt = − e−st = − e−πs + . (4.67)

0 s 0 s s
y
Z ∞ n 1 o
sen te−st dt → du = cos tdt, dv = e−st dt, v = − e−st =
u = sen t,
2π s
1 ∞ 1 Z ∞ 1
Z ∞
= − sen te−st + cos te−st dt = cos te−st dt (4.68)

s 2π s 2π s 2π
n 1 o
→ u = cos t, du = − sen tdt, dv = e−st dt, v = − e−st
Z ∞ sZ
∞ ∞
1 −st 1 1 1
= − e cos t − 2 sen te−st dt = e−2πs − 2 sen te−st dt.

s 2π s 2π s s 2π

Como resultado de la integración se tiene


Z ∞
1 ∞
Z
−st 1 −2πs
sen te dt = e − 2 sen te−st dt. (4.69)
2π s s 2π

Luego, agrupado términos, obtenemos


Z ∞  1 1
sen te−st dt 1 + 2 = e−2πs . (4.70)
2π s s

Entonces Z ∞
s
sen te−st dt = e−2πs . (4.71)
2π s2 + 1
Finalmente, poniendo los resultados (4.67) y (4.71) en (4.66) se obtiene la transformada de Laplace
de la función (4.65). Esta es

2 2 −πs s
L[f (t)] = − e + 2 e−2πs , <s > 0. (4.72)
s s s +1
190 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Teorema 4.2.1. (primer teorema de desplazamiento) Si


Z ∞
L[f (t)] = f (t)e−st dt ≡ F (s), (4.73)
0

es la transformada de Laplace de f (t) para <s > σ0 , entonces

L[eat f (t)] = F (s − a) (4.74)

es la transformada de Laplace de eat f (t) para <s > σ0 + a.

Figura 4.2: Función desplazada en el tiempo.

4 De las condiciones del teorema, la transformada de Laplace de la función f (t) existe. Obten-
gamos la transformada de Laplace del producto eat f (t), es decir
Z ∞ Z ∞ Z ∞
L[eat f (t)] = f (t)eat e−st dt = f (t)e−(s−a)t dt = f (t)e−s̃t dt, (4.75)
0 0 0

donde s̃ = s − a. Por definición, la integral en la expresión (4.75) es F (s̃), es decir,


Z ∞
f (t)e−s̃t dt = F (s̃) = F (s − a), s̃ > σ0 , <s > σ0 + a. 4 (4.76)
0

Este teorema es muy útil para calcular transformadas de Laplace.


Ejemplo 1:
Usar el primer teorema de desplazamiento para calcular la transformada de Laplace de
f (t) = eat cos ωt. (4.77)

Solución:
Primero identificamos la función f (t) como f (t) = cos ωt. Para esta función su transformada de
Laplace es (ver ejemplo 10)
s
L[cos ωt] = 2 , <s > ω. (4.78)
s + ω2
4.2. TRANSFORMADA DE LAPLACE DE ALGUNAS FUNCIONES ELEMENTALES 191

Entonces, por el primer teorema de desplazamiento, tenemos


s−a
L[eat cos ωt] = , <s > ω. (4.79)
(s − a)2 + ω 2

Este resultado ya lo obtuvimos en el ejemplo 11. Entonces, está clara la ventaja que nos proporciona
el conocer y aplicar el primer teorema de desplazamiento.
Ejemplo 2:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = eat sen ωt. (4.80)

Solución:
Del ejemplo 12, sabemos que la transformada de Laplace de la función seno es
ω
L[sen ωt] = . (4.81)
s2 + ω2
Entonces por el primer teorema de desplazamiento, resulta
ω
L[eat sen ωt] = . (4.82)
(s − a)2 + ω 2

Ejemplo 3:
Hallar la transformada de Laplace de la función

f (t) = eat tα . (4.83)

Solución:
En el ejemplo 7, se obtuvo
Γ(α + 1)
L[tα ] = . (4.84)
sα+1
Entonces, usando el teorema 4.2.1, obtenemos

Γ(α + 1)
L[eat tα ] = , <s > a. (4.85)
(s − a)α+1

Ejemplo 4:
Hallar la transformada de Laplace de la función
1
f (t) = 2t3 e− 2 t . (4.86)

Solución:
Sea
g(t) = t3 . (4.87)
Entonces su transformada de Laplace, es

3! 3!
G(s) = L[t3 ] = = . (4.88)
s3+1 s4
192 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Entonces, por el teorema 4.2.1, tenemos


h 1
i (2)(3!) 12 1
F (s) = L[f (t)] = L 2t3 e− 2 t = 1 4 = , <s > − . (4.89)
(s + 2 ) (s + 21 )4 2

Ejemplo 5:
Calcular la transformada de Laplace de la siguiente función

f (t) = e−αt (A cos βt + B sen βt). (4.90)

Solución:
Escribamos la expresión (4.90) de la siguiente manera

f (t) = e−αt g(t), (4.91)

donde
g(t) = A cos βt + B sen βt. (4.92)
La transformada de Laplace de g(t) es fácil de obtener si tomamos en cuenta las fórmulas
s
L[cos βt] = ,
s2 + β2
β
L[sen βt] = (4.93)
s2 + β 2

Entonces, la transformada de Laplace de g(t), es

As Bβ
G(s) = L[g(t)] = AL[cos βt] + BL[sen βt] = + 2 (4.94)
s2 +β 2 s + β2
Luego, según el teorema 4.4.2, tenemos
h i A(s + α) + Bβ
F (s) = L[f (t)] = L e−αt (A cos βt + B sen βt) = . (4.95)
(s + α)2 + β 2

Observación:
La transformada de Laplace de cualquier función f (t) se encuentra si se multiplica f (t) por e−st y
después se integra el producto de t = 0 a t = ∞. Sin embargo, una vez que conocemos el método para
obtener la transformada de Laplace, no es necesario obtener cada vez la transformada de Laplace de
f (t). Es posible usar las tablas de transformadas de Laplace en forma conveniente para encontrar la
transformada de una función f (t) determinada.
La tabla (4.2-I) muestra las transformadas de Laplace de las funciones de tiempo que aparecerán
con frecuencia en el análisis de ecuaciones diferenciales.
4.3. TRANSFORMADA DE LAPLACE PARA LAS DERIVADAS 193

Tabla (4.2-I), Transformadas de Laplace


función Transformada
f (t) = 1 L[1] = 1s
n!
f (t) = tn L[tn ] = sn+1
1
f (t) = eat at
L[e ] = s−a
ω
f (t) = sen(ωt) L[sen(ωt)] = s2 +ω 2
s
f (t) = cos(ωt) L[cos(ωt)] = s2 +ω 2
ω
f (t) = senh(ωt) L[senh(ωt)] = s2 −ω 2
s
f (t) = cosh(ωt) L[cosh(ωt)] = s2 −ω
p 2
f (t) = t−1/2 L[t−1/2 ] = √ πs
π
f (t) = t1/2 L[t1/2 ] = 2s3/2
f (t) = tα L[tα ] = Γ(α+1)
sα+1 , α > −1
2
f (t) = sen2 (ωt) L[sen2 (ωt)] = s(s22ω +4ω 2 )
1
f (t) = teat L[teat ] = (s−a) 2

s2 +2ω 2
f (t) = cos2 (ωt) L[cos2 (ωt)] = s(s2 +4ω 2 )

4.3. Transformada de Laplace para las Derivadas

Antes de emplear la transformada de Laplace en la solución de ecuaciones diferenciales debemos


saber cuál es la transformada de Laplace correspondiente a las derivadas.
Teorema 4.3.1. Sea f (t) una función de orden exponencial continua por partes para todo t ≥ 0,
y diferenciable para todo t > 0 salvo, posiblemente en una sucesión de puntos aislados, entonces, la
transformada de Laplace de la derivada de la función f 0 (t) está dada por la expresión

L[f 0 (t)] = sL[f (t)] − f (0) = sF (s) − f (0) (4.96)

4 Sea la función f (t) continua y diferenciable en el dominio [0, ∞). Esto es, f 0 (t) existe. Tomemos
la transformada de Laplace de la derivada de la función f (t)
Z ∞
0
L[f (t)] = f 0 (t)e−st dt. (4.97)
0

Integrando por partes, sean


u = e−st , dv = f 0 (t)dt. (4.98)
Entonces
du = −se−st dt, v = f (t). (4.99)
Tenemos
Z ∞ ∞ Z ∞
L[f 0 (t)] = f (t)e−st dt = f (t)e−st + s f (t)e−st dt

0 0 0
= sF (s) − f (0). 4 (4.100)
Para definir la transformada de Laplace de la segunda derivada de la función f (t) se sigue un
procedimiento similar haciendo uso del resultado obtenido anteriormente. Debido a que
d2 f (t) d df (t)
2
= . (4.101)
dt dt dt
194 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Entonces
h d2 f (t) i h df i df (0) df (0) df (0)
L = sL − = s[sF (s) − f (0)] − = s2 F (s) − sf (0) − . (4.102)
dt2 dt dt dt dt
La expresión general para la n- ésima derivada es

L[f (n) (t)] = sn F (s) − s(n−1) f (0) − sn−2 f (0) − . . . − sf (n−2) (0) − f (n−1) (0) (4.103)

Hasta el momento sabemos calcular la transformada de Laplace de una función y de sus corres-
pondientes derivadas. Es fácil comprender que si tenemos una ecuación diferencial y le aplicamos la
transformada de Laplace obtendremos una ecuación algebraica respecto al parámetro s. Supóngase
que tenemos la ecuación diferencial no homogénea de primer orden

y 0 + 2y = f (t), (4.104)

y queremos aplicar la transformada de Laplace para encontrar una solución con la condición inicial
y(0) = 2. Aplicando la transformada de Laplace, obtenemos

L[y 0 ] + 2L[y] = L[f (t)]. (4.105)

Aplicando los resultados de (4.100), tenemos la siguiente ecuación algebraica

sY (s) − 2 + 2Y (s) = F (s), (4.106)

donde hemos usado las letras mayúsculas para representar la transformada de Laplace de su co-
rrespondiente letra minúscula. Resolviendo la ecuación (4.106) respecto a Y (s)

F (s) + 2
Y (s) = . (4.107)
s+2
Aún no hemos resuelto el problema, pues hasta el momento no sabemos como regresar a la función
dependiente y(t) que vendrı́a siendo la solución de la ecuación (4.104). Para esto, debemos definir la
transformada inversa de Laplace, de tal manera que podamos calcular la inversa de Y (s) y ası́ obtener
la solución y(t) del problema.

4.4. Transformada Inversa de Laplace

Para cumplir con el propósito de este capı́tulo, el cual es aplicar la transformada de Laplace
en la búsqueda de soluciones de ecuaciones diferenciales con valores iniciales, debemos definir la
transformada inversa de Laplace.
Si F (s) es la transformada de Laplace de una función f (t), entonces, la transformada inversa de
Laplace se define como
R σ+j∞
f (t) = L−1 [F (s)] = 1
2πj σ−j∞
F (s)est ds (4.108)

La transformada inversa de Laplace nos permite hallar la función f (t) si conocemos la función F (s).
Esta transformada es también lineal, es decir, cumple la condición de linealidad

L−1 [αF (s) + βG(s)] = αL−1 [F (s)] + βL−1 [G(s)], (4.109)


4.4. TRANSFORMADA INVERSA DE LAPLACE 195

donde α y β son constantes arbitrarias.


Ejemplo 1:
Hallar la transformada inversa de Laplace de las funciones
A s 1 4
a) F (s) = , b) F (s) = 2 , c) F (s) = , d) F (s) = ,
s s −4 s2 + 16 s4
h 1 4i
e) F (s) = 2
− 4 (4.110)
s −1 s
donde A es una constante arbitraria.
Solución:
Según la definición de la transformada inversa de Laplace, debemos encontrar las funciones f (t)
tales que sus transformadas de Laplace sean las dadas en la expresión (4.110). Tenemos
a).
hAi
f (t) = L−1 [F (s)] = L−1
. (4.111)
s
Si recordamos el resultado obtenido en (4.10), es fácil ver que la transformada inversa de (4.111), es
hAi
f (t) = L−1 = A. (4.112)
s
Concluimos, que la transformada inversa de Laplace de la función a) en (4.110) es f (t) = A.
b). h s i h s i
f (t) = L−1 [F (s)] = L−1 = L−1 2 = cosh(2t), (4.113)
s2 −4 s − (2)2

donde hemos usado el resultado obtenido en (4.42) con ω = 2.


c).
h 1 i 1 −1 h 4 i 1
f (t) = L−1 = L = sen(4t). (4.114)
s2 + 16 4 s2 + (4)2 4
ω
Aquı́, hemos multiplicado por 4 y dividido entre 4, para poder usar la fórmula L[sen(ωt)] = s2 +ω 2 ,
con ω = 4.
d).
−1 4 · 3!
h4i h 4 i h i 4 h 3! i 2
f (t) = L−1 = L−1
= L = L−1
= t3 . (4.115)
s4 s3+1 3!s3+1 6 s3+1 3

e).
1h 4i h 1 i h4i 2
f (t) = L−1 − 4 = L−1 2 − L−1 4 = senh(t) − t3 . (4.116)
−1 s s2 s −1 s 3
Esto es debido a la propiedad de linealidad.
En la tabla (4.4-I) se muestran las transformadas inversas de algunas funciones importantes que
serán de gran utilidad.
196 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Tabla (4.4-I), Transformadas Inversas


L−1 [F (s)] f (t)
L−1 [ 1s ] f (t) = 1
L−1 [ sn+1
n!
] f (t) = tn
−1 1
L [ s−a ] f (t) = eat
L−1 [ s2 +ω
ω
2] f (t) = sen ωt
−1 s
L [ s2 +ω2 ] f (t) = cos ωt
L−1 [ s2 −ω
ω
2] f (t) = senh ωt
−1 s
L [ s2 −ω 2] f (t) = cosh ωt
−1 2ωs
L [ (s2 +ω2 )2 ] f (t) = t sen ωt
2 2
−ω
L−1 [ (ss2 +ω 2 )2 ] f (t) = t cos ωt
2
−1
L [ (s22ωs
+ω 2 )2 ] f (t) = sen ωt + ωt cos ωt
3
L−1 [ (s22ω
+ω 2 )2 ] f (t) = sen ωt − ωt cos ωt
eat −ebt
L−1 [ (s−a)(s−b)
1
] f (t) = a−b

Ejemplo 2:
Calcular la transformada inversa de Laplace de la función
2s + 4
F (s) = . (4.117)
s2 + 3
Solución:
A esta expresión la podemos representar como
2s + 4 2s 4
2
= √ + √ . (4.118)
s +3 2
s + ( 3)2 s + ( 3)2
2

Usando la tabla de las transformadas inversas y aplicando la propiedad de linealidad, obtenemos


h 2s + 4 i √
h s i 4 h 3 i
f (t) = L−1 2 = 2L−1 √ + √ L−1 √ =
s +3 s2 + ( 3)2 3 s2 + ( 3)2
√ 4 √
= 2 cos( 3t) + √ sen( 3t). (4.119)
3

4.5. Funciones Racionales

Es muy común que al resolver ecuaciones diferenciales mediante la transformada de Laplace sea
necesario encontrar la transformada inversa de una función racional

P (s)
F (s) = Q(s) (4.120)

donde P (s) y Q(s) 6= 0 son polinomios sin factores comunes. Para encontrar L−1 [F (s)] debemos ha-
llar, primero, el desarrollo en fracciones parciales de F (s), después obtener las transformadas inversas
correspondientes a los términos individuales en el desarrollo (usando la tabla de las transformadas
de Laplace), y por último, usamos la propiedad de linealidad de la transformada inversa para hallar
la función f (t).
4.5. FUNCIONES RACIONALES 197

Teorema 4.5.1. Supongamos que tenemos la relación

P (s) P (s)
F (s) = Q(s) = (s−s1 )(s−s2 )...(s−sn ) (4.121)

donde s1 , s2 , . . . , sn son distintos y P (s) es un polinomio de grado menor que n. Entonces, F (s) se
puede desarrollar en fracciones parciales

P (s) A1 A2 An
F (s) = Q(s) = s−s1 + s−s2 + ..... + s−sn (4.122)

donde cualquiera de los coeficientes A1 , A2 , ..., An se pueden evaluar multiplicando por el denomina-
dor de dicho coeficiente e igualando a s el valor de la raı́z del denominador. En otras palabras, para
hallar el coeficiente Aj (j = 1, 2, , , , n), tenemos

h i
P (s)
Aj = (s − sj ) Q(s) (4.123)
s=sj

Para el caso general, de raı́ces repetidas r- veces, sea

P (s) R(s) Aj1 Aj2 Ajn Ajr


= r
= + 2
+ ... + n
+ ... + , (4.124)
Q(s) (s − sj ) s − sj (s − sj ) (s − sj ) (s − sj )r

en donde n es cualquier término del desarrollo en fracciones parciales y R(s) se define como

P (s)
R(s) = Q(s) (s − sj )r (4.125)

Multiplicando la ecuación (4.124) por (s − sj )r , se obtiene

R(s) = Aj1 (s − sj )r−1 + Aj2 (s − sj )r−2 + . . . + Ajr . (4.126)

De acuerdo con esta expresión podemos visualizar el método que usaremos para evaluar cada co-
eficiente. Si hacemos s = sj , desaparecen todos los términos de la ecuación (4.126), excepto Ajr ,
que sı́ podemos evaluar. A continuación se deriva la ecuación una vez respecto a s. El término Ajr
desaparecerá, pero permanecerá el término Aj,r−1 sin que multiplique una función de s. Una vez más
se puede evaluar Aj,r−1 haciendo s = sj . Para hallar el término general Ajr se deriva la ecuación
(4.126), (r − n) veces y se hace s = sj , en este caso

1 dr−n R(s)
Ajn = , (4.127)
(r − n)! dsr−n s=sj

de forma equivalente
h i
1 dr−n P (s)
Ajn = (r−n)! dsr−n Q(s) (s − sj )r (4.128)
s=sj
198 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Ejemplo 1:
Descomponer en fracciones parciales la expresión

s2 + 4s − 1
F (s) = . (4.129)
(s − 1)(s − 2)(s + 3)

Solución:
Esta expresión la podemos escribir como

s2 + 4s − 1 A B C
= + + . (4.130)
(s − 1)(s − 2)(s + 3) s−1 s−2 s+3

Para encontrar las constantes hacemos uso del teorema anterior. Esto es, para encontrar A, tenemos

s2 + 4s − 1 1+4−1
A= = = −1. (4.131)
(s − 2)(s + 3) s=1 (1 − 2)(1 + 3)

Calculemos los coeficientes B y C, de la misma manera, esto es

s2 + 4s − 1 4+8−1 11
B= = = . (4.132)
(s − 1)(s + 3) s=2 (2 − 1)(2 + 3) 5

y
s2 + 4s − 1 9 − 12 − 1 1
C= = =− . (4.133)
(s − 1)(s − 2) s=−3 (−3 − 1)(−3 − 2) 5

Sustituyendo en (4.130), tenemos el siguiente desarrollo

s2 + 4s − 1 1 11 1
=− + − . (4.134)
(s − 1)(s − 2)(s + 3) s − 1 5(s − 2) 5(s + 3)

Este método es conocido como método de Heaviside.


Ahora, si queremos encontrar la función f (t), es suficiente aplicar la transformada inversa de
Laplace. Esto es
h 1 i 11 h 1 i 1 h 1 i
f (t) = L−1 [F (s)] = −L−1 + L−1 − L−1 , (4.135)
s−1 5 s−2 5 s+3
y hacer uso de la tabla 4.4-I. El resultado es
11 2t 1 −3t
f (t) = −et + e − e . (4.136)
5 5
Ejemplo 2:
Hallar la función f (t) correspondiente a la transformada de Laplace
s+1
F (s) = . (4.137)
s3 + s2 − 6s
Solución:
El denominador lo podemos escribir de la siguiente manera s3 +s2 −6s = s(s−2)(s+3), entonces

s+1 s+1 A B C
F (s) = = = + + . (4.138)
s3 + s2 − 6s s(s − 2)(s + 3) s s−2 s+3
4.6. ECUACIONES DIFERENCIALES: MÉTODO DE LAPLACE 199

Luego
s+1 1 1
A= = =− . (4.139)

(s − 2)(s + 3) s=0 (−2)(3) 6

Los coeficientes B y C los calculamos de la misma manera, esto es


s + 1 3 3
B= = = . (4.140)
s(s + 3) s=2 (2)(5) 10

y
s + 1 2 −2
C= =− = . (4.141)
s(s − 2) s=−3 (−3)(−3 − 2) 15

Sustituyendo en la expresión (4.138), obtenemos


1 3 2
F (s) = − + − . (4.142)
6s 10(s − 2) 15(s + 3)
Aplicando la transformada inversa de Laplace, resulta
1 h1i 3 h 1 i 2 h 1 i
f (t) = L−1 [F (s)] = − L−1 + L−1 − L−1 . (4.143)
6 s 10 s−2 15 s+3
Haciendo uso de la tabla 4.4-I, tenemos el resultado final
1 3 2
f (t) = − + e2t − e−3t . (4.144)
6 10 15
Ahora estamos listos para resolver ecuaciones diferenciales con ayuda de la transformada de Laplace.

4.6. Ecuaciones Diferenciales: Método de Laplace

En esta sección vamos aplicar el método de Laplace para resolver algunas ecuaciones diferenciales.
Ejemplo 1:
Usando la transformada de Laplace resolver la siguiente ecuación diferencial

y 00 + 3y 0 + 2y = 0, y(0) = a, y 0 (0) = b. (4.145)

Solución:
Aplicamos la transformada de Laplace

L[y 00 ] + 3L[y 0 ] + 2L[y] = 0, y(0) = a, y 0 (0) = b. (4.146)

Usando las fórmulas de la transformada de Laplace para las derivadas (4.100) y (4.102), obtenemos
h i h i
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 3 sY (s) − y(0) + 2Y (s) = 0, (4.147)

donde L[y(t)] = Y (s), L[y 0 ] = sY (s) − y(0) y L[y 00 ] = s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0). Sustituyendo las
condiciones iniciales, resulta

s2 Y (s) − as − b + 3sY (s) − 3a + 2Y (s) = 0. (4.148)

Factorizando h i
s2 + 3s + 2 Y (s) = as + b + 3a. (4.149)
200 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Despejando, obtenemos

as + b + 3a as + b + 3a A B
Y (s) = = = + . (4.150)
s2 + 3s + 2 (s + 1)(s + 2) s+1 s+2

Por el método de Heaviside obtenemos las constantes A y B

as + b + 3a −a + b + 3a
A= = = 2a + b. (4.151)
s+2 −1 + 2

s=−1

y
as + b + 3a −2a + b + 3a
B= = = −(a + b). (4.152)
s+1 (−1)

s=−2

Sustituyendo en (4.150), se tiene


2a + b a + b
Y (s) =− . (4.153)
s+1 s+2
Luego, calculamos la transformada inversa de Laplace
h 1 i h 1 i
y(t) = L−1 [Y (s)] = (2a + b)L−1 − (a + b)L−1 = (2a + b)e−t − (a + b)e−2t . (4.154)
s+1 s+2
Entonces, la solución del problema de valor inicial (4.145) tiene la forma

y(t) = (2a + b)e−t − (a + b)e−2t , ∀t ≥ 0. (4.155)

Ejemplo 2:
Usando la transformada de Laplace, resolver el problema de Cauchy

y 00 + 2y 0 + 5y = 3, y(0) = 0, y 0 (0) = 0. (4.156)

Solución:
Aplicamos la transformada de Laplace

L[y 00 ] + 2L[y 0 ] + 5L[y] = 3, y(0) = 0, y 0 (0) = 0. (4.157)

Usando las fórmulas de la transformada de Laplace para las derivadas (4.100) y (4.102), obtenemos

3
s2 Y (s) + 2sY (s) + 5Y (s) = . (4.158)
s
Despejando Y (s) y desarrollando en fracciones parciales, resulta

3 31 3 s+2 31 3 2 3 s+1
Y (s) = = − = − − . (4.159)
s(s2 + 2s + 5) 5 s 5 s2 + 2s + 5 5 s 10 (s + 1)2 + 22 5 (s + 1)2 + 22

Luego, calculamos la transformada inversa de Laplace


3 −1 h 1 i 3 h 2 i 3 h s+1 i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L − L−1 − L−1
. (4.160)
5 s 10 (s + 1)2 + 22 5 (s + 1)2 + 22

Haciendo uso de la tabla 4.4-I, tenemos el siguiente resultado


3 3 3
y(t) = − e−t sen 2t − e−t cos 2t, ∀t ≥ 0. (4.161)
5 10 5
4.6. ECUACIONES DIFERENCIALES: MÉTODO DE LAPLACE 201

Ejemplo 3:
Resolver la siguiente ecuación diferencial usando la transformada de Laplace

y 00 − 6y 0 + 5y = 3e2t , y(0) = 2, y 0 (0) = 3. (4.162)

Solución:
Aplicando la transformada de Laplace

L[y 00 ] − 6L[y 0 ] + 5L[y] = 3L[e2t ]. (4.163)

Obtenemos
3
s2 Y (s) − 2s − 3 − 6sY (s) + 12 + 5Y (s) = . (4.164)
s−2
Acomodando términos h i 3
Y (s) s2 − 6s + 5 = + 2s − 9. (4.165)
s−2
Despejamos Y (s) y obtenemos
3 2s 9
Y (s) = + − . (4.166)
(s − 2)(s − 1)(s − 5) (s − 1)(s − 5) (s − 1)(s − 5)
Ahora calculemos la inversa de Laplace
h 1 i h s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = 3L−1 + 2L−1 −
(s − 2)(s − 1)(s − 5) (s − 1)(s − 5)
h 1 i
− 9L−1 . (4.167)
(s − 1)(s − 5)

Antes que nada, debemos desarrollar en fracciones parciales el primer término de la expresión (4.167)
1 A B C
= + + . (4.168)
(s − 2)(s − 1)(s − 5) s−2 s−1 s−5
Tenemos
1 1 1
A= = =− . (4.169)

(s − 1)(s − 5) s→2 (1)(−3) 3

1 1 1
B= = = . (4.170)

(s − 2)(s − 5) s→1 (−1)(−4) 4

1 1 1
C= = = . (4.171)

(s − 2)(s − 1) s→5 (3)(4) 12

Sustituyendo en (4.168)
1 1 1 1
=− + + . (4.172)
(s − 2)(s − 1)(s − 5) 3(s − 2) 4(s − 1) 12(s − 5)
Calculemos la transformada inversa de esta expresión usando la propiedad de linealidad, esto es
h 1 i h 1 i h 1 i
L−1 = −L−1 + L−1 + (4.173)
(s − 2)(s − 1)(s − 5) 3(s − 2) 4(s − 1)
h 1 i 1 1 1
+ L−1 = − e2t + et + e5t .
12(s − 5) 3 4 12
202 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

De esta manera hemos obtenido la transformada inversa de Laplace para el primer término de la
ecuación (4.167)
h 1 i 3 1
3L−1 = −e2t + et + e5t . (4.174)
(s − 2)(s − 1)(s − 5) 4 4
Para calcular los dos últimos términos de la ecuación (4.167), hagamos uso de las fórmulas
h s i aeat − bebt h 1 i eat − ebt
L−1 = , L−1 = . (4.175)
(s − a)(s − b) a−b (s − a)(s − b) a−b
Donde, a = 1 y b = 5, tenemos
h s i et − 5e5t et − 5e5t 1 5
L−1 = =− = − et + e5t ,
(s − 1)(s − 5) 1−5 4 4 4
t 5t
h 1 i e −e 1 1
L−1 = − = − et + e5t . (4.176)
(s − 1)(s − 5) 4 4 4
Tomando en cuenta las expresiones obtenidas y haciendo algunas manipulaciones algebraicas no
complicadas, tenemos que la solución final de la ecuación diferencial (4.162) es
5 t 1 5t
y(t) = e + e − e2t . (4.177)
2 2
Ejemplo 4:
Usando la transformada de Laplace resolver el problema de valor inicial

y 00 + α2 y = A sen(ωt), y(0) = 1, y 0 (0) = 0, (4.178)

donde α, ω y A son ciertas constantes dadas.


Solución:
Aplicando la transformada de Laplace

L[y 00 ] + α2 [y] = AL[sen(ωt)], (4.179)

resulta la ecuación algebraica



s2 Y (s) − s + α2 Y (s) = . (4.180)
s2 + ω 2
Despejando la función transformada Y (s), tenemos
s Aω
Y (s) = + 2 . (4.181)
s2 +α 2 (s + α )(s2 + ω 2 )
2

Para obtener la solución y(t) necesitamos calcular la transformada inversa de Laplace de la expre-
sión (4.181). La forma de la transformada inversa dependerá de si α y ω son iguales o diferentes.
Supongamos primero que son diferentes, es decir α 6= ω. Desarrollemos en fracciones parciales el
segundo término de (4.181), para esto supongamos que s2 = x, tenemos
1 1 B C
= = + . (4.182)
(s2 + α2 )(s2 + ω2 ) (x + α2 )(x + ω2 ) x+α 2 x + ω2
Usamos el método de Heaviside para calcular las constantes B y C, esto es
1 1 1 1
B= = , C = = . (4.183)
x + ω 2 x=−α2 −α2 + ω 2 x + α2 x=−ω2 −ω 2 + α2

4.6. ECUACIONES DIFERENCIALES: MÉTODO DE LAPLACE 203

Sustituyendo estos resultados en (4.182), tenemos


1 1 1 1
= = + . (4.184)
(s2 + α2 )(s2 + ω 2 ) (x + α2 )(x + ω 2 ) (−α2 + ω 2 )(x + α2 ) (−ω 2 + α2 )(x + ω 2 )

Ahora, recordemos que x = s2 , sustituyendo en la expresión (4.184) y acomodando términos, final-


mente resulta
1 Aω  1 1 
= − . (4.185)
(s2 + α2 )(s2 + ω 2 ) α2 − ω 2 s2 + ω 2 s2 + α2
Entonces, la expresión (4.181) tiene la forma
s A  αω ωα 
Y (s) = + − 2 , (4.186)
s2 +α 2 2 2 2
α(α − ω ) s + ω 2 s + α2
donde hemos multiplicado y dividido por α. Ahora sı́, estamos listos para usar las tablas de la
transformada inversa de Laplace. El resultado es
A
y(t) = cos(αt) + [α sen(ωt) − ω sen(αt)], ω 6= α. (4.187)
α(α2 − ω 2 )

Para el caso en que α = ω, tenemos de la expresión (4.181)


s Aα
Y (s) = + 2 . (4.188)
s2 + α2 (s + α2 )2
De la tabla de las transformadas inversas tenemos la fórmula
h 2ω 3 i
L−1 2 2 2
= sen(ωt) − ωt cos(ωt)
(s + ω )
Haciendo uso de esta fórmula, tenemos que
h 1 i 1 −1 h 2α3 i 1 h i
L−1 = L = sen(αt) − αt cos(αt) . (4.189)
(s2 + α2 )2 2α3 (s2 + α2 )2 2α3

Entonces, de la expresión (4.188), tenemos


s hi h 1 i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 + AαL −1
s2 + α2 (s2 + α2 )2
A h i
= cos(αt) + 2 sen(αt) − αt cos(αt) , α = ω. (4.190)

Ejemplo 5:
Usar la trasformada de Laplace para resolver la ecuación diferencial de cuarto orden con las
condiciones dadas

y IV − y = 1, y(0) = 1, y 0 (0) = 1, y 00 (0) = 2, y 000 (0) = −1. (4.191)

Aplicando la transformada de Laplace, tenemos la ecuación


1
s4 Y (s) − s3 y(0) − s2 y 0 (0) − sy 00 (0) − y 000 (0) − Y (s) = . (4.192)
s
Considerando las condiciones iniciales
1
(s4 − 1)Y (s) − s3 − s2 − 2s + 1 = . (4.193)
s
204 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Despejando
s4 + s3 + 2s2 − s + 1
Y (s) = . (4.194)
s(s4 − 1)
El denominador lo escribimos como s(s4 − 1) = s(s2 − 1)(s2 + 1) = s(s − 1)(s + 1)(s − i)(s + i).
Desarrollando en fracciones parciales

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 A B C D E
= + + + + . (4.195)
s(s − 1)(s + 1)(s − i)(s + i) s s−1 s+1 s−i s+i

Para hallar los valores de las constantes usamos el método de Heaviside, tenemos

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 1
A = = = −1,
(s − 1)(s + 1)(s − i)(s + i) s=0 (−1)(1)(−i)(i)

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 1+1+2−1+1
B = = = 1, (4.196)
s(s + 1)(s − i)(s + i) s=1 2(1 − i)(1 + i)

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 1−1+2+1+1
C = = = 1,
s(s − 1)(s − i)(s + i) s=−1 (−1)(−2)(−1 − i)(−1 + i)

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 1−i−2−i+1 i
D = = =− ,
s(s − 1)(s + 1)(s + i) s=i i(i − 1)(i + 1) 2

s4 + s3 + 2s2 − s + 1 1+i−2+i+1 i
E = = = .
s(s − 1)(s + 1)(s − i) s=−i (−i)(−i − 1)(−1 + i)(−i − i) 2

Sustituyendo en (4.195), obtenemos

1 1 1 i i
Y (s) = − + + − + . (4.197)
s s − 1 s + 1 2(s − i) 2(s + i)

Aplicando la transformada inversa


h1i h 1 i h 1 i i h 1 i i h 1 i
y(t) = L−1 [Y (s)] = −L−1 + L−1 + L−1 − L−1 + L−1 , (4.198)
s s−1 s+1 2 s−i 2 s+i
se obtiene el resultado final
i i
y(t) = −1 + et + e−t − eit + e−it = −1 + et + e−t + sen t. (4.199)
2 2
eit −e−it
Hemos utilizado la fórmula, sen t = 2i .
Ejemplo 6:
Usando la transformada de Laplace, resolver el problema de valor inicial

y 00 + 4y = 3 cos t, y(0) = y 0 (0) = 0. (4.200)

Solución:
Calculamos la transformada en ambos lados de la ecuación, esto es

L[y 00 ] + 4L[y] = 3L[cos t]. (4.201)

Luego
3s
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 4Y (s) = . (4.202)
s2 +1
4.7. TRANSFORMADA DE LAPLACE PARA FUNCIONES DISCONTINUAS 205

Al sustituir las condiciones iniciales y despejando la función Y (s), obtenemos


3s
Y (s) = . (4.203)
(s2 + 4)(s2 + 1)
Luego, tomando la inversa, resulta
h 3s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L . (4.204)
(s2 2
+ 4)(s + 1)
Desarrollemos en fracciones parciales la función
1
. (4.205)
(s2 + 4)(s2 + 1)

Para esto, hagamos x = s2 , entonces


1 A B
= + . (4.206)
(x + 4)(x + 1) x+4 x+1

De donde obtenemos los valores A = − 13 y B = 13 , entonces

1 1 1
=− 2 + . (4.207)
(s2 + 4)(s2 + 1) 3(s + 4) 3(s2 + 1)

Sustituyendo en la expresión (4.204), obtenemos


h −s i h s i
y(t) = L−1 2 + L−1 2 . (4.208)
s +4 s +1
Usando la tabla de transformada inversa, obtenemos el resultado final

y(t) = − cos 2t + cos t. (4.209)

Es claro, que las ecuaciones diferenciales que hemos resuelto, las pudimos haber realizado por el
método de coeficientes indeterminados, antes visto. Sin embargo, el método de Laplace, incluye
automáticamente las condiciones iniciales, es por eso que en las soluciones no aparecen constantes
de integración.

4.7. Transformada de Laplace para Funciones Discontinuas

En esta sección presentaremos la transformada de Laplace de algunas funciones discontinuas que


son muy importantes en la ingenierı́a, al igual que algunos teoremas acerca de la transformada de
Laplace, útiles para resolver ecuaciones diferenciales con fuentes discontinuas.
La función escalón unitario fué introducida por Heaviside. Esta función se representa mediante
la expresión

0 para t < 0
u(t) = (4.210)
1 para t ≥ 0

Como podemos ver, esta función cambia brúscamente desde cero hasta el valor unitario para el
tiempo t = 0. En ingenierı́a esta notación es conveniente para representar el cierre de un interruptor
206 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Figura 4.3: Función escalón.

para t = 0. Por ejemplo, si se conecta una baterı́a de voltaje V0 a una red en el tiempo t = 0, el
voltaje impulsor se puede representar como V0 u(t), sin necesidad de mencionar la presencia de un
interruptor. Para el caso en que V0 = 1 el producto V0 u(t) = u(t), y su transformada de Laplace es
∞ ∞
e−st ∞
Z Z
1
L[u(t)] = u(t)e−st dt = e−st dt = − = , <s > 0. (4.211)
0 0 s 0 s

Para el caso en que V0 6= 0, sea un voltaje independiente del tiempo, tenemos


Z ∞
e−st ∞ V0
L[V0 u(t)] = V0 e−st dt = −V0 = , <s > 0. (4.212)
0 s 0 s

La expresión (4.210) se puede generalizar. Para esto hagamos un desplazamiento temporal τ unida-
des, (t − τ ), entonces, tenemos la siguiente relación


0 para t < τ
u(t − τ ) = (4.213)
1 para t ≥ τ

para una función escalón que cambia brúscamente en el tiempo t = τ .

Figura 4.4: Función escalón desplazada.

En general, la función escalón desplazada tiene un valor unitario cuando la cantidad (t − τ ),


(que es el argumento de la función u), es positiva y tiene un valor cero cuando (t − τ ) es negativa.
Esta definición se aplica para cualquier forma de variable; por lo tanto, la función u(t + τ ) es la que
cambia desde cero hasta el valor unitario para t = −τ . Del mismo modo la función u(τ − t) es la que
cambia desde la unidad hasta el valor cero (para tiempo creciente) para el instante en que t = τ .
4.7. TRANSFORMADA DE LAPLACE PARA FUNCIONES DISCONTINUAS 207

La transformada de Laplace de u(t − τ ) se calcula a partir de la definición (4.1), esto es


Z ∞
e−st ∞ e−τ s
L[u(t − τ )] = e−st dt = − = , <s > 0. (4.214)
τ s τ s

Este resultado se compone del producto de dos factores; el factor 1s , correspondiente a la transformada
de la función escalón unitario, iniciada en el tiempo t = 0, y el término e−τ s , es una función que
influye en la transformada de una función escalón que no principia en t = 0, sino en t = τ .
Lo anterior se puede generalizar a cualquier función del tiempo f (t), que demore su iniciación
para otro tiempo t = τ . Una función trasladada en el tiempo se representa de la siguiente manera

f (t − τ )u(t − τ ). (4.215)

Para hallar la transformada de Laplace de esta función trasladada, usamos la definición (4.1) in-
troduciendo en ella una nueva variable temporal t0 , entonces podemos escribir la transformada de
Laplace como Z ∞
0
L[f (t0 )] = f (t0 )e−st dt0 = F (s). (4.216)
0

Si elegimos la variable t0 como t0 = t − τ , obtenemos que la expresión (4.216) se convierte en


Z ∞ Z ∞
0 −(t−τ )s
L[f (t )] = f (t − τ )e dt = f (t − τ )e−st (eτ s )dt. (4.217)
τ τ

El factor eτ s se puede sacar de la integral y el lı́mite inferior de la integral se puede cambiar a cero
si f (t − τ ) se multiplica por u(t − τ ), ası́
Z ∞
L[f (t)] = eτ s f (t − τ )u(t − τ )e−st dt. (4.218)
0

Esta expresión integral se reconoce como la transformada de la función f (t − τ )u(t − τ ), tenemos

L[f (t − τ )u(t − τ )] = e−τ s L[f (t)] = e−τ s F (s). (4.219)

Para el caso inverso tendremos

L−1 [e−τ s F (s)] = f (t − τ )u(t − τ ). (4.220)

Estas ecuaciones indican que la transformada de cualquier función trasladada, para principiar en el
tiempo t = τ , es e−τ s veces la transformada de la función cuando principia en t = 0. Este resultado
es importante y lo formularemos como teorema.
Teorema 4.7.1. (segundo teorema de desplazamiento) Suponga que τ ≥ 0, y L[f (t)] existe para
todo s > s0 . Entonces, L[u(t − τ )f (t − τ )] existe para <s > σ0 y

L[u(t − τ )f (t − τ )] = e−τ s F (s) (4.221)

Para el caso inverso, tenemos

L−1 [e−τ s F (s)] = f (t − τ )u(t − τ ) (4.222)


208 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Este teorema establece que multiplicar una transformada de Laplace por el exponencial e−sτ
corresponde a desplazar el argumento de la transformada inversa en τ unidades.
Ejemplo 1:
Calcular la transformada inversa de Laplace de la función
5 1 6 7  3e−6s
Y (s) = − 2
+ e−3s + 2 + . (4.223)
s s s s s3
Solución:
Para resolver este problema hagamos uso de la propiedad de linealidad de la transformada y del
segundo teorema de desplazamiento. Definamos
5 1 6 7 3
Y1 (s) = − 2 , Y2 (s) = + 2 , Y3 (s) = 3 . (4.224)
s s s s s
La transformada inversa de estas expresiones es fácil de calcular usando las fórmulas de la tabla
4.4-1. Tenemos como resultado
3 2
y1 (t) = L−1 [Y1 (s)] = 5 − t, y2 (t) = L−1 [Y2 (s)] = 6 + 7t, y3 (t) = L−1 [Y3 (s)] = t . (4.225)
2
Luego
y(t) = L−1 [Y1 (s)] + L−1 [e−3s Y2 (s)] + L−1 [e−6s Y3 (s)]. (4.226)
Del segundo teorema de desplazamiento tenemos para el segundo y tercer término
3
L−1 [e−3s Y2 (s)] = u(t − 3)[6 + 7(t − 3)], L−1 [e−6s Y3 (s)] = u(t − 6)[(t − 6)2 ] (4.227)
2
Sustituyendo estos resultados en (4.226), finalmente, tenemos la solución
3
y(t) = (5 − t)u(t) + u(t − 3)[7t − 15] + u(t − 6)[(t − 6)2 ]. (4.228)
2
Veamos otra de las utilidades de la función escalón. Supongamos que tenemos una función continua
por partes definida en el intervalo [0, ∞),


f0 (t) para 0 ≤ t < t1
f (t) = (4.229)
f1 (t) para t ≥ t1

Se supone que f0 (t) y f1 (t) ∈ [0, ∞). El uso de la función escalón nos permite representar a la
función (4.229) como

f (t) = u(t)f0 (t) + u(t − t1 )[f1 (t) − f0 (t)] (4.230)

Supongamos ahora que tenemos tres funciones dadas de la siguiente forma


 f0 (t) para 0 ≤ t < t1
f (t) = f1 (t) para t1 ≤ t < t2 (4.231)
f2 (t) para t ≥ t2

4.7. TRANSFORMADA DE LAPLACE PARA FUNCIONES DISCONTINUAS 209

Esto es equivalente a la siguiente expresión

f (t) = u(t)f0 (t) + u(t − t1 )[f1 (t) − f0 (t)] + u(t − t2 )[f2 (t) − f1 (t)] (4.232)

Ahora nos preguntamos; cómo podemos usar (4.230) y (4.232), para determinar la transformada de
Laplace L[f (t)] de funciones continuas por partes? Para esto existen dos teoremas que nos facilitarán
los cálculos.

Teorema 4.7.2. Sea f (t) ∈ [0, ∞). Supóngase que τ ≥ 0 y L[f (t+τ )] existe para <s > σ0 . Entonces,
L[u(t − τ )f (t)] existe para <s > σ0 y

L[u(t − τ )f (t)] = e−sτ L[f (t + τ )] (4.233)

4 Por definición Z ∞
L[u(t − τ )f (t)] = u(t − τ )f (t)e−st dt. (4.234)
0

Tomando en cuenta la definición del escalón desplazado, tenemos


Z τ Z ∞
L[u(t − τ )f (t)] = (0)e−st dt + f (t)e−st dt (4.235)
0 τ

La primer integral de la derecha es cero. Introduciendo la nueva variables t0 = t − τ en la segunda


integral, resulta
Z ∞ Z ∞
0 0
L[u(t − τ )f (t)] = f (t0 + τ )e−s(t +τ ) dt0 = e−sτ f (t0 + τ )e−st dt0 . (4.236)
0 0

Cambiando la etiqueta de la variable de integración en la última integral de t0 a t, obtenemos


Z ∞
−sτ
L[u(t − τ )f (t)] = e f (t + τ )e−st dt = e−sτ L[f (t + τ )]. 4 (4.237)
0

Ejemplo 2:
Hallar la transformada de Laplace

L[u(t − 2)(t + 1)] (4.238)

Solución:
Para usar el teorema anterior, 4.7.2, identificamos τ = 2 y f (t) = t + 1, entonces f (t + 2) =
t + 2 + 1 = t + 3 y la transformada de Laplace
1 3
L[t + 3] = 2
+ . (4.239)
s s
El teorema 4.7.2 implica
1 3
L[u(t − 2)(t + 1)] = e−2s + . (4.240)
s2 s
Ejemplo 4:
210 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Hallar la transformada de Laplace de la función continua por partes


( 2, 0≤t<π
f (t) = 0, π ≤ t < 2π . (4.241)
sen t, t ≥ 2π

Solución:
Escribamos la función (4.241) en términos de la función escalón, según (4.232), obtenemos

f (t) = 2u(t) − 2u(t − π) + u(t − 2π) sen (t − 2π). (4.242)

En esta ecuación, por comodidad, hemos escrito sen t = sen (t − 2π), esto es válido, debido a que la
función seno es periódica de periodo 2π.
Aplicando la transformada de Laplace en (4.242) se tiene

2 2e−πs e−2πs
L[f (t)] = 2L[u(t)] − 2L[u(t − π)] + L[u(t − 2π) sen (t − 2π)] = − + 2 , (4.243)
s s s +1
donde hemos aplicado los resultados obtenidos en (4.211, 4.214) y el teorema 4.7.1.
Ejemplo 3:
Hallar la función f (t) correspondiente a la transformada de Laplace

2 2e−2s 4e−2s se−πs


F (s) = − − + . (4.244)
s2 s2 s s2 + 1
Solución:
Aplicando la transformada inversa de Laplace
h1i h −2s i h −2s i h −πs i
−1 e −1 e −1 se
f (t) = L−1 [F (s)] = 2L−1 − 2L − 4L + L . (4.245)
s2 s2 s s2 + 1
Haciendo uso del teorema 4.7.1., resulta

f (t) = 2t − 2u(t − 2)[t − 2] − 4u(t − 2) + u(t − π) cos (t − π) = 2t − 2u(t − 2)t − u(t − π) cos t. (4.246)

Este mismo resultado lo podemos escribir en su forma equivalente como


( 2t, 0 ≤ t < 2,
f (t) = 0, 2 ≤ t < π, (4.247)
− cos t, t ≥ π.

4.8. Diferenciación e Integración de la Transformada


de Laplace

En las secciones anteriores hemos discutido la solución de ecuaciones diferenciales con coeficientes
constantes con condiciones iniciales. Las propiedades de la transformada de Laplace estudiadas hasta
el momento no son suficientes para resolver ecuaciones diferenciales con coeficientes polinomiales en
términos de la variable independiente. No obstante, el concepto de diferenciación de la transformada
de Laplace nos ayuda a resolver algunos problemas de esta ı́ndole.
4.8. DIFERENCIACIÓN E INTEGRACIÓN DE LA TRANSFORMADA DE LAPLACE 211

Teorema 4.8.1. (diferenciación de la transformada de Laplace) Si f (t) es una función continua


por partes para todo t ≥ 0 y es de orden exponencial cuando t → ∞, entonces

n
dF (s)
L[−tf (t)] = ds y L[tn f (t)] = (−1)n d ds
F (s)
n <s > σ0 (4.248)

donde F (s) = L[f (t)]

4 De las condiciones del teorema se tiene que la transformada de Laplace de la función f (t)
existe, es decir, tiene lugar la integral impropia
Z ∞
f (t)e−st dt = F (s). (4.249)
0

Entonces, tomando la derivada respecto a s, obtenemos


Z ∞ Z ∞ Z ∞
dF d −st d −st
= f (t)e dt = f (t) e dt = − tf (t)e−st dt = L[−tf (t)]. (4.250)
ds ds 0 0 ds 0

Concluimos que
dF
L[tf (t)] = − . (4.251)
ds
Para el caso L[t2 f (t)], tenemos

d d h dF (s) i d2 F (s)
L[t2 f (t)] = L[t{tf (t)}] = − [L{tf (t)}] = − − = (−1)2 . (4.252)
ds ds ds ds2
Luego, por inducción se puede demostrar que
dn F (s)
L[tn f (t)] = (−1)n ∀n = 1, 2, 3, . . . 4 (4.253)
dsn
De la expresión (4.248), obtenemos

L−1 [F 0 (s)] = −tf (t), L−1 [F (n) (s)] = (−1)n tn f (t) (4.254)

Ejemplo 1:
Calcular la transformada de Laplace de la función

f (t) = t2 sen(ωt). (4.255)

Solución:
Usando el teorema anterior y la tabla de transformadas, tenemos

d2 h ω i dh 2ωs i
L[t2 sen (ωt)] = (−1)2 = −
ds2 s2 + ω 2 ds (s2 + ω 2 )2
6ωs2 − 2ω 3
= (4.256)
(s2 + ω 2 )3

Ejemplo 2:
212 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Calcular la transformada de Laplace de la función f (t) = t2 e−2t .


Solución:
Hagamos uso del teorema anterior y de la fórmula L[e−2t ] = s+2
1
. Entonces, tenemos
2 h
d 1 i d h 1 i 2
L[t2 e−2t ] = (−1)2 2 =− 2
= . (4.257)
ds s + 2 ds (s + 2) (s + 2)3

Ejemplo 3:
Calcular la transformada de Laplace de la función f (t) = t2 cos(3t).
Solución:
Usando la fórmula
s
L[cos(ωt)] =
s2 + ω 2
Para nuestro caso, tenemos que ω = 3, entonces
s
L[cos(3t)] = = F (s). (4.258)
s2 +9
Entonces
d2 h s i d h 9 − s2 i
L[t2 cos(3t)] = (−1)2 =
ds2 s2 + 9 ds (s2 + 9)2
−2s(s + 9) − (9 − s2 )(s2 + 9)(4s)
2 2
=
(s2 + 9)4
3
2s − 54s 2s(s2 − 27)
= = . (4.259)
(s2 + 9)3 (s2 + 9)3
Lo útil del teorema está más que claro, ya que hemos reducido en gran medida el cálculo. La ecuación
(4.254) es útil para hallar una transformada inversa cuando la derivada de la transformada es más
fácil de manipular que la transformada misma.
El teorema anterior muestra que la diferenciación de la transformada F (s) respecto a s co-
rresponde a la multiplicación de t por f (t), junto con un cambio de signo. Desde luego, es de esperar
que la integración de F (s) corresponda a una división de f (t) entre t. Esto lo afirma el siguiente
teorema.
Teorema 4.8.2. (transformada de Laplace de una integral) Sea f (t) una función continua por
partes en [0, ∞) y de orden exponencial. Entonces, la transformada de Laplace de la integral de f (t)
está dada por la expresión
hR i
t F (s)
L 0 f (τ )dτ = s (4.260)

4 De la definición de transformada de Laplace, tenemos


hZ t i Z ∞hZ t i
L f (τ )dτ = f (τ )dτ e−st dt. (4.261)
0 0 0
Integrando por partes, definiendo
Z t
u = f (τ )dτ → du = f (t)dt,
0
1
dv = e−st dt → v = − e−st . (4.262)
s
4.8. DIFERENCIACIÓN E INTEGRACIÓN DE LA TRANSFORMADA DE LAPLACE 213

Obtenemos ∞ 1 Z ∞
hZ t i e−st t
Z
L f (t)dt = − f (τ )dτ + f (t)e−st dt. (4.263)

0 s 0 0 s 0
El primer término de la derecha en (4.263) desaparece, ya que e−st → 0 cuando t → ∞. En
consecuencia
hZ t i F (s)
L f (τ )dτ = . 4 (4.264)
0 s
Para la transformada inversa, tenemos

h i Rt
L−1 1
s F (s) = 0
f (τ )dτ (4.265)

Ejemplo 1:
Hallar la función f (t) si su transformada de Laplace es
3
F (s) = . (4.266)
s2 + s
Solución:
Para poder usar el teorema 4.8.2, escribamos la expresión (4.266) de la siguiente manera
3 3
F (s) = = G(s), (4.267)
s(s + 1) s
donde
1
G(s) = . (4.268)
s+1
Luego, con ayuda de la tabla 4.4-I calculamos la transformada inversa de la expresión
 1 
g(t) = L−1 [G(s)] = L−1 = e−t . (4.269)
s+1
Entonces, de la fórmula (4.265), tenemos
h i h3 i Z t
f (t) = L−1 F (s) = L−1 G(s) = 3 e−τ dτ (4.270)
s 0

Calculando la integral, obtenemos el resultado final


 
f (t) = 3 1 − e−t . (4.271)

Ejemplo 2:
Hallar la función f (t) correspondiente a la transformada
4
F (s) = . (4.272)
s3 + 4s
Solución:
Para poder usar el teorema 4.8.2, escribamos la transformada (4.272) de la siguiente manera
4 (2)(2) 2
F (s) = = = G(s), (4.273)
s3 + 4s s(s2 + 4) s
214 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

donde
2
G(s) = . (4.274)
s2 + (2)2
La transformada inversa de (4.274), es
h 2 i
g(t) = L−1 = sen 2t. (4.275)
s2 + (2)2

Entonces, aplicando el teorema 4.8.2, a la expresión (4.272), tenemos


Z t t
−1 2
h i
f (t) = L G(s) = 2 sen 2τ dτ = − cos 2τ = 1 − cos 2t. (4.276)

s 0 0

Ejemplo 3:
Hallar la función f (t) si
1
F (s) = . (4.277)
s(s2 + ω2 )
Solución:
Sea
1 1
F (s) = = G(s), (4.278)
s(s2 2
+ω ) s
donde
1
G(s) = . (4.279)
s2 + ω2
La transformada inversa de esta expresión es
h i h 1 i 1 h ω i 1
g(t) = L−1 G(s) = L−1 2 2
= L−1 2 = sen ωt. (4.280)
s +ω ω s + ω2 ω
Del teorema 4.8.2, tenemos
1 t
h1 Z t
i 1 1
f (t) = L−1 G(s) = sen ωτ dτ = 2 cos ωτ = 2 (cos ωt − 1). (4.281)

s ω 0 ω 0 ω

4.9. Ecuaciones Diferenciales con Fuentes Discontinuas

En las aplicaciones, las funciones discontinuas (continuas por partes) aparecen de manera natural.
Por ejemplo, el encendido y apagado de un interruptor es un fenómeno discontinuo. Las ecuacio-
nes diferenciales que contienen funciones discontinuas son difı́ciles de tratar analı́ticamente usando
los métodos previos. La transformada de Laplace es una herramienta poderosa para este tipo de
ecuaciones diferenciales, ya que facilita el tratamiento de las funciones discontinuas (sección 4.7). El
propósito de esta sección es el análisis de ecuaciones diferenciales con funciones discontinuas como
fuentes. En otras palabras, aprenderemos a resolver ecuaciones de la forma

ay 00 + by 0 + cy = f (t), y(0) = c0 , y 0 (0) = c1 , (4.282)

donde a, b y c son constantes (a 6= 0) y f (t) tiene un número finito de discontinuidades en el


intervalo [0, ∞), es decir, tiene la forma de (4.231). Este tipo de problemas surge en situaciones
donde la entrada a un sistema fı́sico experimenta cambios instantáneos, por ejemplo, cuando se abre
o se cierra un interruptor, o cuando las fuerzas que actúan en un sistema cambian de manera rápida.
Los pasos a seguir para resolver este tipo de ecuaciones son los siguientes:
4.9. ECUACIONES DIFERENCIALES CON FUENTES DISCONTINUAS 215

Primer paso. Debemos representar a la función f (t) en forma de combinación de funciones


escalón como en (4.232).
Segundo paso. Aplicar la transformada de Laplace a toda la ecuación diferencial.
Tercer paso. Hacer uso de la transformada de Laplace para las derivadas y tomar en cuenta las
condiciones iniciales. Para calcular la transformada de Laplace de la función (fuente), continua
por partes, se hace uso de los dos teoremas 4.7.1 y 4.7.2., antes vistos.
Cuarto paso. Despejar Y (s) y calcular su inversa con el objetivo de hallar la función y(t), la
cual será la solución de la ecuación diferencial (4.282).

Ejemplo 1:
Resolver la siguiente ecuación diferencial de primer orden con una discontinuidad

y 0 + 9y = u(t − 5), y(0) = −2. (4.283)

Aplicando la transformada de Laplace, resulta

L[y 0 ] + 9L[y] = L[u(t − 5)]. (4.284)

Luego, usando el teorema 4.3.1, y tomando en cuenta la condición inicial, tenemos

e−5s
sY (s) + 2 + 9Y (s) = . (4.285)
s
Factorizando y despejando a Y (s), obtenemos

2 e−5s
Y (s) = − + . (4.286)
s + 9 s(s + 9)

Para encontrar la solución y(t) debemos calcular la transformada inversa, esto es


h 1 i h e−5s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = −2L−1 + L−1 . (4.287)
s+9 s(s + 9)
Desarrollando en fracciones parciales la expresión
1 A B
= + . (4.288)
s(s + 9) s s+9

Tenemos, As + 9A + BS = 1, de donde, A = 1/9 y B = −1/9. Entonces

e−5s e−5s e−5s


= − , (4.289)
s(s + 9) 9s 9(s + 9)
y su transformada inversa es
h e−5s i 1 h e−5s i 1 h e−5s i 1 1
L−1 = L−1 − L−1 = u(t − 5) − u(t − 5)e−9(t−5) .
s(s + 9) 9 s 9 s+9 9 9
Luego, tomando en cuenta este resultado y usando la tabla 4.4-I para calcular el primer término de
la derecha en (4.287), tenemos la solución de la ecuación (4.283)
1 1
y(t) = −2e−9t + u(t − 5) − u(t − 5)e−9(t−5) . (4.290)
9 9
216 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Ejemplo 2:
Resolver el problema de valor inicial

y 0 + y = u(t − 2)e−2(t−2) , y(0) = 1. (4.291)

Solución:
Aplicando la transformada de Laplace

L[y 0 ] + L[y] = L[u(t − 2)e−2(t−2) ], (4.292)

obtenemos
e−2s
sY (s) − y(0) + Y (s) = . (4.293)
s+2
Sustituyendo la condición inicial y factorizando
e−2s
Y (s)[s + 1] = 1 + . (4.294)
s+2
Despejando Y(s), resulta
1 e−2s
Y (s) = + . (4.295)
s + 1 (s + 1)(s + 2)
El último término lo podemos desarrollar en fracciones parciales, como resultado tenemos
1 e−2s e−2s
Y (s) = + − . (4.296)
s+1 s+1 s+2
Por último, aplicando la transformada inversa de Laplace y haciendo uso de la tabla 4.4-I y del
teorema 4.7.1, tenemos el resultado final
h 1 i h e−2s i h e−2s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 + L−1 − L−1
s+1 s+1 s+2
−t −(t−2) −2(t−2)
= e + u(t − 2)e − u(t − 2)e
 
−t −(t−2)
= e + u(t − 2) e − e−2(t−2) . (4.297)

Ejemplo 3:
Usar la transformada de Laplace para resolver la ecuación diferencial con valores iniciales
3 0 ≤ t < π,
n
y 00 + y = f (t) = y(0) = 0, y 0 (0) = 0. (4.298)
0 t ≥ π.
Solución:
Para resolver esta ecuación hagamos uso de la función escalón y los teoremas antes mencionados.
Primero, desarrollamos la función f (t) en función del escalón

f (t) = f0 (t) + u(t − t1 )[f1 (t) − f0 (t)] = 3 − 3u(t − π). (4.299)

Entonces, la ecuación (4.298) se puede escribir como

y 00 + y = 3 − 3u(t − π). (4.300)

Ahora aplicamos la transformada de Laplace a la ecuación (4.300), tenemos

L[y 00 ] + L[y] = 3L[1] − 3L[u(t − π)]. (4.301)


4.9. ECUACIONES DIFERENCIALES CON FUENTES DISCONTINUAS 217

Haciendo uso de las fórmulas para la transformada de Laplace de las derivadas, y considerando las
condiciones iniciales, tenemos
3 3e−πs
s2 Y (s) + Y (s) = − . (4.302)
s s
Factorizando y despejando Y (s), obtenemos

3 3e−πs
Y (s) = − . (4.303)
s(s2 + 1) s(s2 + 1)

Desarrollando en fracciones parciales la expresión que está en el denominador de (4.303), esto nos
da como resultado
1 A Bs + C 1 s
2
= + 2 = − 2 . (4.304)
s(s + 1) s s +1 s s +1
Sustituyendo este resultado en (4.303), se obtiene
3 3s 3 3s −πs
Y (s) = − − e−πs + 2 e . (4.305)
s s2 + 1 s s +1
Por último, calculamos la transformada inversa de esta expresión. El resultado final es
h3 3s 3 3s −πs i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 − 2 − e−πs + 2 e =
s s +1 s s +1
h i h i
= 3 1 − cos t u(t) − 3u(t − π) 1 − cos(t − π) . (4.306)

Esta es la solución del problema con valor inicial (4.298).


Ejemplo 4:
Resolver la siguiente ecuación diferencial

y 00 + 4y = 3u(t − 5) sen(t − 5), y(0) = 1, y 0 (0) = 0. (4.307)

Solución:
Aplicamos la transformada de Laplace

L[y 00 ] + 4L[y] = 3L[u(t − 5) sen(t − 5)]. (4.308)

De donde, obtenemos
3e−5s
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 4Y (s) = . (4.309)
s2 + 1
Sustituyendo las condiciones iniciales y factorizando

3e−5s
(s2 + 4)Y (s) = + s. (4.310)
s2 + 1
Luego, despejando Y (s), resulta

3e−5s s
Y (s) = + . (4.311)
(s2 + 1)(s2 + 4) s2 + 4

Para obtener la solución de la ecuación (4.307) debemos tomar la transformada inversa


h s i h 3e−5s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 + L−1 . (4.312)
s2 +4 2 2
(s + 4)(s + 1)
218 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Tomando en cuenta el resultado (4.207) podemos escribir

s i h −5s i h −5s i
−1 e −1 e
h
y(t) = L−1 − L + L . (4.313)
s2 + 4 s2 + 4 s2 + 1
Vamos a calcular por separado las transformadas inversas. Haciendo uso de la tabla 4.4-I y del
teorema 4.7.1, tenemos h s i
L−1 2 = cos 2t.
s +4
h e−5s i 1
L−1 2 = u(t − 5) sen 2(t − 5).
s +4 2
h e−5s i
L−1 2 = u(t − 5) sen(t − 5).
s +1
Sustituyendo estos resultados en (4.313), obtenemos el resultado final
1
y(t) = cos 2t + u(t − 5) sen(t − 5) − u(t − 5) sen 2(t − 5). (4.314)
2
Ejemplo 5:
Hallar la solución del problema con valores iniciales

y 00 + 2y 0 + 5y = 1 − u(t − 7), y(0) = y 0 (0) = 0. (4.315)

Solución:
Aplicando la transformada de Laplace

L[y 00 ] + 2L[y 0 ] + 5L[y] = L[1 − u(t − 7)], (4.316)

resulta
1 e−7s
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 2[sY (s) − y(0)] + 5Y (s) =
− . (4.317)
s s
Poniendo las condiciones iniciales, factorizando y despejando, obtenemos la ecuación
1 e−7s
Y (s) = − . (4.318)
s(s2 + 2s + 5) s(s2 + 2s + 5)
Desarrollando en fracciones parciales la expresión
1 A Bs + C
= + 2 . (4.319)
s(s2 + 2s + 5) s s + 2s + 5

Resulta A = 51 , B = − 15 y C = − 25 . Sustituyendo en (4.319), obtenemos


1 1 s+2 1 s+2
= − = − . (4.320)
s(s2 + 2s + 5) 2
5s 5(s + 2s + 5) 5s 5[(s + 1)2 + 4]
Entonces, de la ecuación (4.318), tenemos

1 s+2 e−7s e−7s (s + 2)


Y (s) = − 2
− + . (4.321)
5s 5[(s + 1) + 4] 5s 5[(s + 1)2 + 4]
El último término lo podemos escribir como
(s + 2) s+1+1 s+1 2
= = + (4.322)
5[(s + 1)2 + 4] 5[(s + 1)2 + 4] 5[(s + 1)2 + 4] 5 · 2[(s + 1)2 + 4]
4.9. ECUACIONES DIFERENCIALES CON FUENTES DISCONTINUAS 219

Entonces, la expresión (4.321) tiene la forma

1 s+1 2 e−7s e−7s (s + 1) 2e−7s


Y (s) = − − − + + . (4.323)
5s 5[(s + 1)2 + 4] 5 · 2[(s + 1)2 + 4] 5s (s + 1)2 + 4 5 · 2[(s + 1)2 + 4]
Aplicando a transformada inversa
h1 s+1 2 i
y(t) = L−1 − − +
5s 5[(s + 1)2 + 4] 5 · 2[(s + 1)2 + 4]
h e−7s e−7s (s + 1) 2e−7s i
+ L−1 − + + . (4.324)
5s 5[(s + 1)2 + 4] 5 · 2[(s + 1)2 + 4]
Usando las tablas 4.4-I, tenemos para el primer término
h1 s+1 2 i 1 e−t  1 
L−1 − − = − cos 2t + sen 2t . (4.325)
5s 5[(s + 1)2 + 4] 5 · 2[(s + 1)2 + 4] 5 5 2
y para el segundo térmnino
h e−7s e−7s (s + 1) 2e−7s i 1
L−1 − + 2
+ 2
= − u(t − 7) + (4.326)
5s 5[(s + 1) + 4] 5 · 2[(s + 1) + 4] 5
1 h 1 i
+ u(t − 7)e−(t−7) cos 2(t − 7) + sen 2(t − 7) .
5 2
Sustituyendo los resultados de (4.325) y (4.326) en (4.324), obtenemos la solución de (4.315)

1 e−t  1  1 1 h 1 i
y(t) = − cos 2t+ sen 2t − u(t−7)+ u(t−7)e−(t−7) cos 2(t − 7)+ sen 2(t − 7) . (4.327)
5 5 2 5 5 2
Observación:
La ecuación (4.315) puede modelar el movimiento de una masa unitaria m = 1 unida a un resorte
con constante k = 2, la cual se desliza sobre una superficie con coeficiente de amortiguamiento igual
a 2. Las condiciones iniciales las podemos interpretar de la siguiente manera: en el tiempo t = 0 la
masa se mantiene en reposo en y = 0. Cuando t < 7, la superficie se inclina de tal manera que la
gravedad proporciona una fuerza unitaria (en este caso en la parte derecha de (4.315) aparecerá la
unidad) que alarga al resorte. En el tiempo t = 7, la superficie vuelve a nivelarse ( es decir, la parte
derecha de (4.315) será cero) [8].
Ejemplo 6: Resolver el siguiente problema con valores iniciales

1 para 0 ≤ t < 1
y 00 + 2y = r(t) = . (4.328)
0 para t > 1

Este problema puede representar la respuesta de un sistema no amortiguado a una onda cuadrada
sencilla figura 4.5.
Solución:
Antes que nada escribamos r(t) en función de las funciones escalón, esto es, como

r(t) = u(t) + u(t − 1). (4.329)

Sustituyendo en (4.328) y aplicando la transformada de Laplace, obtenemos

L[y 00 ] + 2L[y] = L[u(t)] + L[u(t − 1)]. (4.330)


220 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Figura 4.5: Onda cuadrada r(t).

De donde, resulta
1 e−s
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 2Y (s) =
+ . (4.331)
s s
Sustituyendo las condiciones iniciales y despejando Y (s), tenemos

1 e−s
Y (s) = + . (4.332)
s(s2 + 2) s(s2 + 2)
Desarrollando en fracciones parciales la expresión
1 A Bs + C
= + 2 , (4.333)
s(s2 + 2) s s +2
tenemos

A + B = 0,
2A = 1, (4.334)
C = 0.

De donde, C = 0, A = 1/2 y B = −1/2. Entonces


1 1 s
= − , (4.335)
s(s2 + 2) 2s 2(s2 + 2)
Sustituyendo en (4.332), obtenemos

1 s e−s e−s s
Y (s) = − + − . (4.336)
2s 2(s2 + 2) 2s 2(s2 + 2)
Nos queda por calcular la transformada inversa
1 −1 h 1 i 1 −1 h s i 1 −1 h e−s i 1 −1 h e−s s i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L − L + L − L . (4.337)
2 s 2 s2 + 2 2 s 2 s2 + 2
Usando las fórmulas de la tabla 4.4.-I y el teorema 4.7.1, tenemos
h1i
L−1 = 1,
h s si h s i √
L−1 2 = L−1 √ = cos 2t,
s +2 2
s + ( 2) 2
4.10. ECUACIONES DIFERENCIALES CON IMPULSOS 221

h e−s i
L−1 = u(t − 1), (4.338)
s √
e−s s i i  F (s) = s√ √

h h = cos 2t
L−1 √ = L−1 −s
e F (s) = s2 +( 2)2 = cos 2(t − 1)u(t − 1).
s2 + ( 2)2 por el teorema 4 · 7 · 1

Sustituyendo estos resultados en (4.337) tenemos el resultado final


1 √  1 √ 
y(t) = 1 − cos 2t − 1 − cos 2(t − 1) u(t − 1). (4.339)
2 2
Este mismo resultado lo podemos escribir de la siguiente manera
( 
1
√ 
1 − cos 2t para 0 ≤ t < 1
y(t) = 2 √ √ (4.340)
1 1
2 cos 2(t − 1) − 2 cos 2t para t > 1

Como podemos observar, la solución y(t) representa una composición de oscilaciones armónicas [8].

4.10. Ecuaciones Diferenciales con Impulsos

Hemos aprendido a resolver ecuaciones diferenciales del tipo


d2 y dy
a 2
+b + cy(t) = f (t), y(t0 ) = y0 , y 0 (t0 ) = y00 , (4.341)
dt dt
donde a, b, c, son constantes y la función f (t) es continua o continua por partes en el intervalo [0, ∞).
Sin embargo, en muchas de las aplicaciones surgen problemas de valor inicial donde la función f (t)
representa una fuerza que es muy grande durante un tiempo muy corto y cero en el resto del tiempo.
A estas fuerzas se les conoce como impulsivas ó forzamiento de impulso, y ocurren, por ejemplo,
cuando dos objetos entran en colisión. Debido a que no es posible representar a estas fuerzas como
funciones continuas o continuas por partes, debemos construir un modelo matemático distinto para
estudiarlas.
El impulso de una fuerza f (t) durante el intervalo de tiempo a ≤ t ≤ a + k se define como la
integral de f (t) de a a a + k. Desde el punto de vista práctico, es de interés el caso en que k → 0, es
decir, el impulso de una fuerza que actúa sólo por un instante muy corto. Para analizar este caso,
consideremos la función definida por
1
, a≤t≤t+k
fk (t) = k (4.342)
0, otros valores.
La gráfica de esta función esta representada en la figura 4.6. Su impulso Ik es igual a la unidad, ya
que la integral da el área del rectángulo. Esto es
Z ∞ Z a+k
1 1 a+k 1 
Ik = fk (t)dt = dt = t = a + k − a = 1. (4.343)
0 a k k a k
Usando la función escalón unitario, podemos representar a fk (t) como
1h i
fk (t) = u(t − a) − u(t − (a + k)) . (4.344)
k
Aplicando la transformada de Laplace a esta función, resulta
1 h i 1 h −as i 1 − e−ks
L[fk (t)] = L u(t − a) − u(t − (a + k)) = e − e−(a+k)s = e−as . (4.345)
k ks ks
222 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Por definición, se sigue que


lı́m fk (t) = δ(t − a). (4.346)
k→0

A la ”función”δ(t − a) se le conoce como función delta de Dirac ( también se le conoce como función
de impulso unitario). El cociente de (4.345) tiende a la unidad cuando k → 0, esto se hace usando
la regla de L0 hospital. Por consiguiente, cuando k → 0, tenemos que la transformada de Laplace de
la función delta de Dirac es

L[δ(t − a)] = e−as si a=0 → L[δ(t)] = 1. (4.347)

Debemos tener en cuenta que δ(t − a) no es una función en el sentido usual del cálculo, sino que se
trata de una función llamada función generalizada, ya que (4.342) y (4.343) cuando k → 0 implican
Z ∞
∞ t=a
n
δ(t − a) = y δ(t − a)dt = 1. (4.348)
0 otros valores. 0

Sin embargo, una función ordinaria que es 0 excepto en un solo punto debe tener la integral 0. No
obstante, en problemas de impulsos es conveniente operar sobre δ(t − a) como si fuera una función
usual.

Figura 4.6: La Función fk (t).

La idea es poder resolver ecuaciones diferenciales del tipo

d2 y dy
a +b + cy(t) = δ(t − t0 ), y(t0 ) = y0 , y 0 (t0 ) = y00 , (4.349)
dt2 dt
donde 
0, t 6= t0
δ(t − t0 ) = (4.350)
∞, t = t0 .
Ejemplo 1:
Supongamos que tenemos una masa unitaria unida a un resorte cuya constante es 9 y resbala
sobre una superficie sin fricción. Supongamos, además, que para t < 0, la masa está en el punto de
equilibrio y en reposo en x = 0. Cuando t = 0, a la masa se le da un fuerte golpe en la dirección x
positiva. Hallar la ley que gobierna el movimiento de este sistema masa-resorte.
Solución:
4.10. ECUACIONES DIFERENCIALES CON IMPULSOS 223

De las condiciones del problema, tenemos que en t = 0, x(0) = 0, pero x0 (0) está indefinida
debido a que la aceleración en este punto es infinita. Para indicar que antes de t = 0 la masa estaba
en reposo, escribimos la condición inicial x0 (0) = 0− . Tenemos, entonces, que la ecuación diferencial
que describe el movimiento de nuestro sistema es
d2 x
+ 9x = δ(t), x(0) = 0, x0 (0) = 0− . (4.351)
dt2
Tomando la transformada de Laplace en ambos lados de la ecuación (4.351), resulta
h d2 x i
L + 9L[x] = L[δ(t)]. (4.352)
dt2
Esta expresión la podemos escribir como

s2 X(s) − sx(0) − x0 (0) + 9X(s) = 1, (4.353)

donde hemos usado el resultado(??). Sustituyendo las condiciones iniciales y despejando X(s), ob-
tenemos la expresión
1 1
X(s) = 2 = 2 . (4.354)
s +9 s + (3)2
La transformada inversa la escribimos de la siguiente manera
h 1 i 1 h 3 i
x(t) = L−1 2 = L−1
(4.355)
s + (3)2 3 s2 + (3)2
h i
Usando la fórmula L−1 s2 +ω
ω
2 = sen ωt de la tabla 4,4 − 2, resulta

1 1  
x(t) = sen 3t = sen 3t + 2π (4.356)
3 3
Hemos obtenido la ley de movimiento para un sistema masa-resorte, para el cual la amplitud es
A = 1/3, la frecuencia ω = 3 y el periodo T = 2π.
Ejemplo 2:
Resolver el siguiente problema con valores iniciales

y 0 + 2y = δ(t − 2), y(0) = 0. (4.357)

Solución:
Aplicando la transformada de Laplace, tenemos

L[y 0 ] + 2L[y] = L[δ(t − 2)], y(0) = 0. (4.358)

Usando la transformada de Laplace para la derivada, obtenemos

sY (s) − y(0) + 2Y (s) = e−2s (4.359)

Sustituyendo las condiciones iniciales y despejando, resulta


e−2s
Y (s) = . (4.360)
s+2
Tomando la transformada inversa de esta expresión
h e−2s i
y(t) = L−1 . (4.361)
s+2
224 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Usando la tabla 4.4-I y el segundo teorema de desplazamiento 4.7.1, obtenemos el resultado final

y(t) = u(t − 2)e−2(t−2) . (4.362)

Ejemplo 3:
Resolver el siguiente problema de valor inicial

y 00 + 2y 0 − 3y = δ(t − 1) − 3δ(t − 4), y(0) = 0, y 0 (0) = 0. (4.363)

Solución:
Aplicando la transformada de Laplace

L[y 00 + 2L[y 0 ] − 3L[y] = L[δ(t − 1)] − 3L[δ(t − 4)], (4.364)

tenemos
s2 Y (s) − sy(0) − y 0 (0) + 2[sY (s) − y(0)] + 3Y (s) = e−s − 3e−4s . (4.365)
Tomando en cuenta las condiciones iniciales y despejando Y (s), resulta

e−s 3e−4s
Y (s) = − . (4.366)
s2 + 2s − 3 s2 + 2s − 3
Desarrollemos en fracciones parciales la expresión
1 1 A B
= = + . (4.367)
s2 + 2s − 3 (s + 3)(s − 1) s+3 s−1
Resultan las ecuaciones

A+B = 0
3B − A = 1. (4.368)

Las soluciones de este sistema son A = −1/4 y B = 1/4. Sustituyendo estos valores en (4.367) y
luego en (4.366), tenemos

1 e−s 1 e−s 3 e−4s 3 e−4s


Y (s) = − + + − . (4.369)
4s+3 4s−1 4s+3 4s−1
Ahora, se toma la transformada inversa de (4.369), esto es

1 h e−s i 1 h e−s i 3 h e−4s i 3 h e−4s i


y(t) = L−1 [Y (s)] = − L−1 + L−1 + L−1 − L−1 . (4.370)
4 s+3 4 s−1 4 s+3 4 s−1
Usando la tabla 4.4-I y el teorema 4.7.1, tenemos el resultado final
1 h i 3 h i
y(t) = u(t − 1) e(t−1) − e−3(t−1) + u(t − 4) e−3(t−4) − e(t−4) . (4.371)
4 4
Ejemplo 4:
Hallar la respuesta del sistema amortiguado masa-resorte representado por la ecuación

y 00 + 3y 0 + 2y = δ(t − 3), y(0) = 0, y 0 (0) = 0. (4.372)

Esta ecuación y sus condiciones iniciales, nos dicen que el sistema se hallaba en reposo y en el tiempo
t = 3, el sistema recibió un fuerte impacto.
4.11. TEOREMA DE CONVOLUCIÓN 225

Solución
Aplicamos la transformada de Laplace a ambos lados de la ecuación (4.372)

L[y 00 ] + 3L[y 0 ] + 2L[y] = L[δ(t − 3)]. (4.373)

Tomando en cuenta las condiciones iniciales, resulta

s2 Y (s) + 3sY (s) + 2Y (s) = e−3s . (4.374)

Factorizando, tenemos
e−3s
Y (s) = . (4.375)
s2
+ 3s + 2
Podemos desarrollar en fracciones parciales la expresión
1 1 A B
= = + . (4.376)
s2 + 3s + 2 (s + 2)(s + 1) s+2 s+1

Los valores de las constantes son A = −1 y B = 1. Entonces, sustituyendo estos valores en (4.376)
y a su vez en (4.375), tenemos
e−3s e−3s
Y (s) = − + . (4.377)
s+2 s+1
Ahora, aplicamos la transformada inversa de Laplace, esto es
 e−3s   e−3s 
y(t) = L−1 [Y (s)] = −L−1 + L−1 . (4.378)
s+2 s+1
Aplicando el teorema 4.7.1 y la tabla 4.4-I, el resultado final es
h i
y(t) = u(t − 3) e−(t−3) − e−2(t−3) . (4.379)

4.11. Teorema de Convolución

Si aplicamos la transformada de Laplace para resolver ecuaciones diferenciales con valores ini-
ciales, probablemente el paso más difı́cil es el último. La dificultad aparece cuando tenemos que
descomponer un complicado producto en la suma de dos o más términos más simples usando frac-
ciones parciales. A pesar de que el álgebra involucrada es elemental, puede llegar a ser bastante
complicada.
Serı́a factible tener una regla de productos para las transformadas inversas de Laplace. Es decir,
poder calcularlas a partir de las transformadas inversas de cada uno de sus factores. Esta regla existe
y de esto nos ocuparemos en esta sección.
Supongamos que deseamos calcular la transformada inversa de Laplace del producto F (s) y G(s)

L−1 [F (s)G(s)], (4.380)

donde
L−1 [F (s)] = f (t), L−1 [G(s)] = g(t).
De la definición de la transformada de Laplace, tenemos
Z ∞ Z ∞
F (s) = f (τ )e−sτ dτ, G(s) = g(u)e−su du. (4.381)
0 0
226 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Donde estamos tomando a τ y u como las variables de integración (esto no cambia nada). De tal
manera que el producto de F (s) y G(s) lo podemos escribir como
Z ∞  Z ∞ 
F (s)G(s) = f (τ )e−sτ dτ g(u)e−su du . (4.382)
0 0

La primer integral no contiene a u, por lo tanto, podemos escribirla dentro de la segunda integral,
esto nos da Z ∞Z ∞ 
F (s)G(s) = f (τ )e−sτ dτ g(u)e−su du. (4.383)
0 0

Luego, combinando este resultado en una integral doble, resulta


Z ∞Z ∞ 
F (s)G(s) = f (τ )g(u)e−s(τ +u) dτ du . (4.384)
0 0

Haciendo la sustitución
dt
t=τ +u → τ = t − u, = 1, 0<τ <∞ ⇐⇒ u < t < ∞. (4.385)
du
Por lo tanto, tenemos Z ∞ Z ∞
F (s)G(s) = f (t − u)g(u)e−st dtdu. (4.386)
0 u

Ahora, cambiando el orden en la integral doble, resulta


Z ∞ Z t
F (s)G(s) = f (t − u)g(u)e−st dudt. (4.387)
0 0

Podemos segregar los términos que contienen u y escribir


Z ∞ Z t 
F (s)G(s) = f (t − u)g(u)du e−st dt. (4.388)
0 0

Si hacemos la siguiente definición


Z t
h(t) = f (t − u)g(u)du, (4.389)
0

entonces Z ∞
F (s)G(s) = h(t)e−st dt. (4.390)
0

Esto es
F (s)G(s) = L[h(t)] = H(s). (4.391)
Conclusión:
Hemos expresado el producto de F (s) y G(s) como una transformada de Laplace. Ahora podemos
calcular fácilmente la transformada inversa del producto de F (s) y G(s), esto nos da
Z t
−1 −1
L [F (s)G(s)] = L [H(s)] = h(t) = f (t − u)g(u)du. (4.392)
0

Estos resultados los podemos formular en el siguiente


4.11. TEOREMA DE CONVOLUCIÓN 227

Teorema 4.11.1. (convolución) sean f (t) y g(t) dos funciones definidas en [0, ∞), para las cuales
la transformada de Laplace existe. Entonces, el producto de sus transformadas F (s) y G(s) es la
transformada H(s) de la convolución de h(t) de f (t) y g(t) representada por L[f ∗ g](t) y se define
como
Rt
h(t) = (f ∗ g)(t) = f ∗ g = 0
f (τ )g(t − τ )dτ ∀t ≥ 0 (4.393)

Con esta notación podemos reescribir los resultados anteriores como


L−1 [F (s)G(s)] = f ∗ g, (4.394)
que es equivalente a
L−1 [F (s)G(s)] = L−1 [F (s)] ∗ L−1 [G(s)]. (4.395)
Esta fórmula nos dice: La transformada inversa de Laplace de un producto es la convolución de las
transformadas inversas de Laplace.
Propiedades de la convolución:

f ∗ g = g ∗ f.
(f ∗ g) ∗ h = f ∗ (g ∗ h).
f ∗ (g1 + g2 ) = f ∗ g1 + f ∗ g2 .
f ∗ 0 = 0 ∗ f = 0.
f ∗ 1 = 1 ∗ f 6= f .
Teorema 4.11.2. Sean f (t) y g(t) funciones continuas por partes en [0, ∞) y de orden exponencial.
Entonces, la transformada de Laplace de la convolución de f (t) y g(t) está dada por la expresión

L[(f ∗ g)(t)] = L[f (t)]L[g(t)] = F (s)G(s) (4.396)

4 Tenemos
nZ ∞ on Z ∞ o Z ∞Z ∞
F (s)G(s) = e−sτ f (τ )dτ e−su g(u)du = e−s(τ +u) f (τ )g(u)dτ du
0 0 0 0
Z ∞ Z ∞
= f (τ )dτ e−s(τ +u) g(u)du. (4.397)
0 0

Hagamos un cambio de variables t = τ + u, donde τ está fijo. Entonces, u = t − τ y los lı́mites de


integración para t son de τ a ∞. Por lo consiguiente, tenemos
Z ∞ Z ∞
F (s)G(s) = f (τ )dτ e−st g(t − τ )dt. (4.398)
0 τ

La región de integración 0 ≤ τ < ∞, τ ≤ t < ∞. Cambiando el orden de integración obtenemos la


región de integración como 0 ≤ t < ∞, 0 ≤ τ ≤ t. Por consiguiente
Z ∞ Z t Z ∞ nZ t o
−st −st
F (s)G(s) = e dt f (τ )g(t − τ )dτ = e f (τ )g(t − τ )dτ dt
Z0 ∞ h 0
i
0 0

= (f ∗ g)(t) dt = L[f (t) ∗ g(t)]. 4 (4.399)


0
228 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

Ejemplo 1:
Dada la transformada de Laplace
1
Y (s) = . (4.400)
(s2 + 1)2
Hallar la función f (t).
Solución:
Escribamos la expresión (4.400) de la siguiente manera
1 1
Y (s) = · 2 . (4.401)
s2 +1 s +1
Entonces
h 1 i h 1 i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 2 ∗ L−1 2 = sen t ∗ sen t =
s +1 s +1
Z t
1 t 1 t
Z Z
= sen τ sen(t − τ )dτ = − cos tdτ + cos(2τ − t)dτ =
0 2 0 2 0
t 1
= − cos t + sen t. (4.402)
2 2
Ejemplo 2:
Usar la convolución para resolver la ecuación
y 00 + ay 0 + by = f (t), y(0) = y 0 (0) = 0. (4.403)
donde a y b son ciertas constantes.
Solución:
Supongamos por un momento que f (t) = δ(t), es decir, que la función f (t) es igual a la función
delta de Dirac. Analicemos el problema de valor inicial
x00 + ax0 + bx = δ(t), y(0) = y 0 (0) = 0, (4.404)
En la teorı́a de circuitos eléctricos, x(t) se le conoce como la respuesta al impulso δ(t). Aplicamos la
transformada de Laplace a la ecuación (4.404), con el fin de obtener una expresión para x(t).
L[x00 ] + aL[x0 ] + bL[x] = L[δ(t)]. (4.405)
Obtenemos
s2 X(s) − sx(0) − x0 (0) − asX(s) − sx(0) + bX(s) = 1. (4.406)
Recordemos que la transformada de Laplace de la función delta de Dirac es L[δ(t − t0 )] = e−st0 y
para el caso en que t0 = 0, tenemos L[δ(t)] = 1.
Al sustituir las condiciones iniciales y despejar X(s), resulta
1
X(s) = . (4.407)
s2 + as + b
Aplicando la transformada de Laplace a la ecuación (4.403), tomando en cuenta las condiciones
iniciales y despejando a Y (s), obtenemos, en analogı́a con (4.407), la siguiente expresión
F (s)
Y (s) = , (4.408)
s2 + as + b
4.11. TEOREMA DE CONVOLUCIÓN 229

donde F (s) = L[f (t)]. Esta misma expresión la podemos escribir como
1
Y (s) = F (s). (4.409)
s2 + as + b
Tomando en cuenta el resultado (4.407) podemos escribir la expresión (4.408) como

Y (s) = X(s)F (s). (4.410)

Luego, tomando la inversa

y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 [X(s)F (s)] = L−1 [X(s)] ∗ L−1 [F (s)] = x(t) ∗ f (t). (4.411)

Tenemos que la solución al problema de valor inicial (4.403) es

y(t) = x(t) ∗ f (t). (4.412)

Es decir, podemos resolver y(t) conociendo sólo la función f (t) y la solución x(t) de la ecuación
diferencial con el mismo lado izquierdo pero con la función f (t) = δ(t).
Ejemplo 3:
Con ayuda de la convolución resolver el problema de valor inicial

y 0 + 2y = f (t), y(0) = 0. (4.413)

Solución:
Sea la ecuación
x0 + 2x = δ(t), y(0) = 0. (4.414)
Aplicando la transformada de Laplace

L[x0 ] + 2L[x] = L[δ(t)]. (4.415)

Tomando en cuenta la condición inicial, tenemos

sX(s) + 2X(s) = 1. (4.416)

Despejando, resulta
1
X(s) = . (4.417)
s+2
Luego, aplicando la transformada de Laplace al problema original (4.413) y haciendo un poco de
álgebra, tendremos
1
Y (s) = F (s). (4.418)
s+2
Luego, tomando la inversa y aplicando los resultados de (4.394), resulta
h 1 i h i
y(t) = L−1 [Y (s)] = L−1 ∗ L−1 F (s) . (4.419)
s+2
Usando la tabla 4.4-I tenemos, la convolución

y(t) = e−2t ∗ f (t). (4.420)

Si, por ejemplo, suponemos que f (t) = t, entonces, debemos calcular la convolución
Z t Z t
y(t) = e−2t ∗ t = e−2(t−τ ) τ dτ = e−2t e2τ τ dτ. (4.421)
0 0
230 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

La integral Z t t 1
e2τ τ dτ = e2t −
0 2 4
Sustituyendo en (4.421), obtenemos el resultado final
t 1
y(t) = − (4.422)
2 4
Este resultado es la solución de la ecuación (4.413) para f (t) = t.
4.12. PROBLEMAS DE REPASO PARA EL CAPÍTULO 4: 231

4.12. Problemas de Repaso pa- 2. F (s) = 1


s + s
s2 +4

ra el Capı́tulo 4: 3. F (s) = (s+1)(s−1)


s3
2+3s
4.1.-) Calcular la transformada de La- 4. F (s) = (s2 +1)(s+2)(s+1) .
place de las siguientes funciones: 3s+2
5. F (s) = (s−2)(s2 +2s+5) .

1. f (t) = t5 . 3s+2
6. F (s) = (s2 +4)(s2 +9) .
3
2. f (t) = (t + 1) .
3
7. F (s) = (s−7)4 .
2
3. f (t) = t + 6t − 3.
s+7
8. F (s) = s2 +4s+8 .
4. f (t) = t2 e3t .
2s−4
5. f (t) = (et − e−t )2 . 9. F (s) = s2 −4s+13 .

s2 −1
6. f (t) = (1 + e2t )2 . 10. F (s) = (s2 +1)2 .

7. f (t) = t cos t. 11. F (s) = 1


s2 +4s+20 .
8. f (t) = e−t sen t. 2
12. F (s) = (s−3)2 −9 .
t
9. f (t) = e cos t.
2s+1
13. F (s) = s2 +9 .
10. f (t) = sen 2t cos 2t.
3s+4
14. F (s) = s2 −1 .
11. f (t) = e−t cos2 t.
e−3s (s+1)
1 0 ≤ t < 4,
(
15. F (s) = s2 +2s+2
12. f (t) = 0 4 ≤ t < 5,
s+2
1 t > 5. 16. F (s) = s2 +2s+2
0 0 ≤ t < 1,
n
13. f (t) = 2 s 2 s+1
17. F (s) = s2 +16 + s−3 + s3
t t > 1.
2 0 ≤ t < 3, e−s e−2s
n
14. f (t) = 18. F (s) = s2 + s2 .
−2 t > 3.    
t 0 ≤ t < 2, 19. F (s) = 2s + s12 + e−2s s42 − 1
n
15. f (t) = s2
0 t > 2.  
+ e−4s 1s + s12 .
sen t 0 ≤ t < 2π,
n
16. f (t) =
0 t > 2π.  
e−2s
20. F (s) = 1
s + 4
s2 + e−3s 4
s − 1
s3 + s .
−1 0 ≤ t < 1,
n
17. f (t) =
1 t > 1.
4.3.-) Usando la Transformada de Laplace
t 0 ≤ t < 1,
n
18. f (t) = resolver las siguientes ecuaciones diferen-
1 t > 1.
ciales con valores iniciales.
2t + 1 0 ≤ t < 1,
n
19. f (t) =
0 t > 1.
1. y 0 + y = 2u(t − 3), y(0) = 4.
t − 1 0 ≤ t < 2,
n
20. f (t) =
4 t > 2. 2. y 0 = u(t − 2), y(0) = 3.

4.2.-) En los siguientes problemas hallar 3. y 0 + 9y = u(t − 5), y(0) = −2.


la transformada inversa de Laplace:
4. y 0 + y = u(t − 2)e−2(t−2) , y(0) = 1.

1. F (s) = 1
s + 2
s2 + 3
s3 5. y 0 + y = u(t − 1)(t − 1), y(0) = 2.
232 CAPÍTULO 4. TRANSFORMADA DE LAPLACE

6. y 00 − 4y 0 + 6y = 30u(t − π), se aplica al sistema. Determinar la carga


y(0) = 0, y 0 (0) = 0. instantánea q(t) en el capacitor para t > 0
 si q(0) = 0 y q 0 (0) = 0.
 t2 0 ≤ t < 1,
00
7. y = −t 1 ≤ t < 2,
t + 1 t > t2 .

y(0) = 1, y 0 (0) = 0.
1 0 ≤ t < 2π,
(
00 0
8. y + 2y + 2y = t 2π ≤ t < 3π,
−1 t > 3π.
y(0) = 2, y 0 (0) = −1.
3 0 ≤ t < π,
n
9. y 00 + y =
0 t > π.
y(0) = 0, y 0 (0) = 0.
3 0 ≤ t < 4,
n
10. y 00 + y =
2t − 5 t > 4.
y(0) = 1, y 0 (0) = 0.
4 0 ≤ t < 1,
n
11. y 00 − 2y 0 =
6 t > 1.
y(0) = −6, y 0 (0) = 1.

2t
12. y 00 − y = e 0 ≤ t < 2,
1 t > 2.
y(0) = 3, y 0 (0) = −1.
0 0 ≤ t < 1,
(
00 0
13. y − 3y + 2y = 1 1 ≤ t < 2,
−1 t > 2.
y(0) = −3, y 0 (0) = 1.
1 0 ≤ t < 1,
(
00 0
14. y − 5y + 4y = −1 1 ≤ t < 2,
0 t > 2.
y(0) = 3, y 0 (0) = −5.

15. y 00 + 6y 0 + 5y = t − tu(t − 2),


y(0) = 1, y 0 (0) = 0.

2
16. y − 5y = t 0 ≤ t < 1,
0
0 t > 1.
y(0) = 0, y 0 (0) = 5.

17. y 00 = 1 − t, y(0) = 0, y 0 (0) = 0.

18. y 00 = 3 − 2t, y(0) = 0, y 0 (0) = 0.

19. y 00 − 6y 0 + 5y = 3e2t , y(0) = 2, y 0 (0) =


3.

20. Un circuito conectado en serie contiene un


inductor, un resistor y un capacitor, para
los cuales L = 1/2h, R = 10Ω, y C =
0,01F , respectivamente. La tensión
10 0 ≤ t < 5,
n
E(t) =
0 t > 5.
Capı́tulo 5

INTEGRACIÓN DE
ECUACIONES DIFERENCIALES
USANDO SERIES DE
POTENCIA

Hemos aprendido diferentes métodos de solución de las ecuaciones diferenciales. Excepto la ecua-
ción de Cauchy-Euler, siempre hemos supuesto que los coeficientes de la ecuación diferencial son
constantes. Sin embargo, hay ecuaciones diferenciales muy importantes con coeficientes que son fun-
ciones de la variable independiente, y en tal caso es imposible resolver este tipo de ecuaciones con los
métodos antes vistos. No obstante, existe un excelente método para resolver ecuaciones diferenciales
con coeficientes variables. Este método se basa en las series de potencia. Desde luego, éste es un
método aproximado, pero en tal caso no nos queda más que conformarnos con ello. Antes de entrar
en materia veamos algunas definiciones que serán útiles posteriormente.

5.1. Series de Potencias

Del cálculo diferencial e integral sabemos que a una serie infinita que tiene la forma

P∞
a0 + a1 (x − x0 ) + a2 (x − x0 )2 +, ..., +am (x − x0 )m + ... ≡ m=0 am (x − x0 )m (5.1)

donde x0 y a0 , a1 , ..., am , .. son constantes, a estas últimas se les llama coeficientes de la serie, se le
llama serie de potencias de x − x0 . A x0 se le conoce como el centro de la serie y x es una variable.
En particular, el centro x0 puede estar en el orı́gen, es decir x0 = 0, y en tal caso, la serie (5.1) se
reduce a una serie de potencias en x

P∞
a0 + a1 x + a2 x2 +, ..., +am xm + ... ≡ m=0 am xm (5.2)

233
234CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

La suma de los primeros n términos de (5.1), denominada suma parcial, se representa por
sn (x) = a0 + a1 (x − x0 ) + a2 (x − x0 )2 +, ..., +an (x − x0 )n , (5.3)
donde n = 0, 1, 2 . . . Es claro que si omitimos los primeros sn términos de (5.1), la expresión que nos
queda es
Rn (x) = an+1 (x − x0 )n+1 + an+2 (x − x0 )n+2 + . . . . (5.4)
A esta expresión se le conoce como residuo de la serie (5.1) después del término an (x − x0 )n .
Obviamente

X
am (x − x0 )m = a0 + a1 (x − x0 ) + a2 (x − x0 )2 +, ..., +an (x − x0 )n + ... = sn (x) + Rn (x). (5.5)
m=0

Para las primeras sumas parciales, tenemos


s0 (x) = a0 , R0 (x) = a1 (x − x0 ) + a2 (x − x0 )2 + . . .
s1 (x) = a0 + a1 (x − x0 ), R1 (x) = a2 (x − x0 )2 + a3 (x − x0 )3 + . . .
s2 (x) = a0 + a1 (x − x0 ) + a2 (x − x0 )2 , R2 (x) = a3 (x − x0 )3 + a4 (x − x0 )4 + . . . (5.6)
De esta manera hemos asociado a la serie (5.1) una sucesión de sumas parciales s0 (x), s1 (x), s2 (x), . . .
y sus respectivos residuos R0 (x), R1 (x), R2 (x) . . ..
Si para alguna x = x1 la suma converge, es decir, si se cumple la relación
lı́m sn (x1 ) = s(x1 ), (5.7)
n→∞

entonces, decimos que la serie (5.1) converge en x = x1 y que el número s(x1 ) es el valor o la suma
de la serie (5.1) en x = x1 , y se escribe

X
s(x1 ) = am (x1 − x0 )m . (5.8)
m=0

Entonces, para cada n se tiene


s(x1 ) = sn (x1 ) + Rn (x1 ). (5.9)
Si la suma diverge en x = x1 , decimos que la serie (5.1) diverge en x = x1 .
Para la convergencia de la serie (5.1) se tiene que para cualquier  > 0 existe un N () tal que,
de (5.9), se deduce
|Rn (x1 )| = |s(x1 ) − sn (x1 )| < , ∀n > N. (5.10)
Desde el punto de vista geométrico esto significa que toda sn (x1 ) con n > N , está entre s −  y s + ,
figura 5.1

Figura 5.1: Gráfica de la desigualdad (5.10).

Desde el punto de vista práctico, esto quiere decir, que en el caso de convergencia es posible
aproximar la suma s(x1 ) de (5.1) mediante sn (x1 ) con la presición que se desee, tomando a n lo
suficientemente grande.
5.2. INTERVALO Y RADIO DE CONVERGENCIA 235

5.2. Intervalo y Radio de Convergencia

Si ponemos x = x0 en la serie (5.1) observamos que, excepto el término a0 , todos los demás
términos son cero. Por consiguiente, la serie (5.1) siempre converge en x = x0 . Existen algunos casos
en los cuales x = x0 puede ser la única posibilidad de convergencia. Tales series no son realmente de
interés práctico.
Si existen valores de x para los cuales la serie (5.1) converge, estos valores forman un intervalo,
llamado intervalo de convergencia de la serie . Si tal intervalo existe y además es finito y tiene el
punto medio x0 , figura 5.2.

Figura 5.2: Intervalo de convergencia (5.11) de una serie de potencias con centro en x0 .

|x − x0 | < R. (5.11)
y la serie (5.1) converge para toda x que satisfaga la relación (5.11), y diverge para toda x que
cumpla la relación |x − x0 | > R, entonces, al número R se le conoce como radio de convergencia de
la serie (5.1).
El radio de convergencia se puede calcular por cualquiera de las dos fórmulas


lı́mm→∞ aam+1 1
p 1
= lı́mm→∞ m
|am | = (5.12)

m R R

con la única condición de que estos lı́mites existan y que sean diferentes de cero. Si los lı́mites son
infinitos, entonces, la serie (5.1) converge sólo en el centro x0 . Si para cada x la serie (5.1) converge,
entonces, ésta tiene un valor dado s(x). En tal caso, decimos que la serie (5.1) representa a la función
s(x) en el intervalo de convergencia y escribimos

X
s(x) = am (x − x0 )m , |x − x0 | < R. (5.13)
m=0

El dominio de la función será el intervalo de convergencia de la serie. Si la serie tiene un radio de


convergencia R > 0, entonces s(x) es continua, diferenciable e integrable en el intervalo |x − x0 | < R.

5.3. Propiedades de las Series de Potencias

Multiplicación de series por una constante: Si multiplicamos una serie de potencias por una
236CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

constante, entonces la constante se puede colocar dentro de la suma, es decir

P∞ P∞
c m=0 am (x − x0 )m = m=0 cam (x − x0 )m (5.14)

Suma de Series: Dos series de potencias designadas por las funciones f (x) y g(x)

X ∞
X
f (x) = am (x − x0 )m , g(x) = bm (x − x0 )m , (5.15)
m=0 m=0

con radios de convergencia positivos pueden sumarse término a término en puntos comunes de sus
intervalos abiertos de convergencia; ası́, si la primera serie converge para |x − x0 | < R1 y la segunda
converge para |x − x0 | < R2 , entonces

P∞
f (x) + g(x) = m=0 (am + bm )(x − x0 )m (5.16)

para |x − x0 | < R, donde R es el menor de R1 y R2 . Entonces, las combinaciones lineales de series


de potencias pueden formarse término a término, esto es

P∞
c1 f (x) + c2 g(x) = m=0 (c1 am + c2 bm )(x − x0 )m (5.17)

Multiplicación de Series: Dos series de potencias se pueden multiplicar término a término. Sean

X ∞
X
f (x) = am (x − x0 )m , g(x) = bm (x − x0 )m , (5.18)
m=0 m=0

dos series con radios de convergencia positivos. Entonces, la multiplicación de estas series está defi-
nida como

X
f (x)g(x) = (a0 bm + a1 bm−1 + . . . + am b0 )(x − x0 )m =
m=0
= a0 b0 + (a0 b1 + a1 b0 )(x − x0 ) + (a0 b2 + a1 b1 + a2 b0 )(x − x0 )2 + . . . (5.19)

Desplazando el ı́ndice en la sumatoria de la serie: El ı́ndice de una sumatoria en una serie de


potencias es una variable muda, es decir
∞ ∞
X 2m m3 X 2k k 3
= . (5.20)
m=2
(m + 1)! (k + 1)!
k=2

Para cualquier entero k la serie de potencias

P∞ P∞ P∞
m=m0 am (x − x0 )m−k = m+k=m0 am+k (x − x0 )m+k−k = m=m0 −k am+k (x − x0 )m (5.21)

es decir, reemplazar m por m + k en el término general y restar k del lı́mite inferior de la sumatoria
deja sin cambio a la serie.
5.4. DERIVADAS DE LAS SERIES DE POTENCIAS 237

5.4. Derivadas de las Series de Potencias

Una serie de potencias admite derivadas término a término de la serie. Sea la serie

X
f (x) = am (x − x0 )m , |x − x0 | < R, (5.22)
m=0

convergente para |x − x0 | < R, donde R > 0, entonces la serie obtenida al derivar término a término
también converge y representa la derivada f 0 (x) de f (x), esto es

X
f 0 (x) = mam (x − x0 )m−1 , |x − x0 | < R (5.23)
m=1

De igual manera, tenemos la segunda derivada



X
f 00 (x) = m(m − 1)am (x − x0 )m−2 , |x − x0 | < R (5.24)
m=2

y en general, se tiene hasta el orden k,

P∞
f (k) = m=k m(m − 1)...(m − k + 1)am (x − x0 )m−k |x − x0 | < R (5.25)

Además, todas las series tienen el mismo radio de convergencia R.

5.5. Series e Integración de Ecuaciones Diferenciales

Existe una infinidad de ecuaciones diferenciales que no se reducen a cuadraturas, en tal caso nos
vemos en la necesidad de recurrir a métodos aproximados de integración de dichas ecuaciones. Uno
de estos métodos consiste en representar la solución de la ecuación en forma de la serie de Taylor,
entonces, la suma de un número finito de términos de esta serie será aproximadamente igual a la
solución de la ecuación diferencial.
Supongamos que necesitamos hallar la solución de la ecuación diferencial de segundo orden con
ciertas condiciones iniciales

y 00 = F (x, y, y 0 ), y(x0 ) = y0 , y 0 (x0 ) = y00 . (5.26)

Ahora, supongamos que la solución y = f (x) existe y puede ser representada en forma de serie de
Taylor, es decir, como
f 00 (x0 ) f 000 (x0 )
y(x) = f (x) = f (x0 ) + f 0 (x0 )(x − x0 ) + (x − x0 )2 + (x − x0 )3 + . . . (5.27)
1·2 1·2·3
Entonces, debemos encontrar a f (x0 ), f 0 (x0 ), f 00 (x0 ), . . . , es decir, los valores de las derivadas de la
solución particular para x = x0 . De las condiciones iniciales en (5.26) podemos deducir

f (x0 ) = y0 , f 0 (x0 ) = y 0 (x0 ). (5.28)

De la ecuación (5.26), obtenemos

f 00 (x0 ) = y 00 (x0 ) = F (x0 , y0 .y00 ). (5.29)


238CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

Derivando ambos términos de la ecuación (5.26) respecto a x, tenemos

y 000 = Fx0 (x, y, y 0 ) + Fy0 (x, y, y 0 )y 0 + Fy0 0 (x, y, y 0 )y 00 . (5.30)

Sustituyendo los valores de x = x0 en el segundo término, encontramos

f 000 (x0 ) = y 000 (x0 ). (5.31)

Derivando una vez más la expresión (5.30), obtenemos

f IV (x0 ) = y IV (x0 ). (5.32)

Luego los valores encontrados de las derivadas se sustituyen en la serie de Taylor (5.27). La serie
ası́ obtenida representa la solución de la ecuación dada para los valores de x para los cuales la serie
converge.
Ejemplo 1:
Usar la serie de Taylor para hallar la integración aproximada de la ecuación

y 0 = x2 y + y 3 , (5.33)

con la condición inicial y(0) = 1. Hallar la solución aproximar hasta los cuatro primeros términos
diferentes de cero.
Solución:
De la condición inicial, tenemos

y 0 (0) = 02 y + (1)3 = 1 → y 0 (0) = 1. (5.34)

Derivando la ecuación (5.33) dos veces más, tenemos

y 00 = 2xy + x2 y 0 + 3y 2 y 0 ,
y 000 = 2y + 2xy 0 + 2xy 0 + x2 y 00 + 6y(y 0 )2 + 3y 2 y 00 . (5.35)

Sustituyendo en (5.35) la condición (5.34) y y(0) = 1, obtenemos

y 00 = 3, y 000 = 2 + 6 + 3 · 3 = 17. (5.36)

Sustituyendo en la serie (5.27), tenemos

x 3x2 17
y(x) = 1 + + + x3 . (5.37)
1! 2! 3!
Ejemplo 2:
Usar la serie de Taylor para hallar la integración aproximada de la ecuación

y 00 = x + y 2 . (5.38)

con las condiciones iniciales y(0) = 0 y y 0 (0) = 1. Hallar los cinco primeros términos diferentes de
cero.
Solución:
5.6. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES LINEALES MEDIANTE SERIES DE POTENCIAS 239

Diferenciando la ecuación (5.38), tenemos


y 000 = 1 + 2yy 0 ,
y IV = 2y 0 y 0 + 2yy 00 ,
yV = 2y 00 y 0 + 2y 0 y 00 + 2y 0 y 00 + 2yy 000 = 6y 0 y 00 + 2yy 000 ,
yV I = 6y 00 y 00 + 6y 0 y 000 + 2y 0 y 000 + 2yy IV = 6(y 00 )2 + 8y 0 y 000 + 2yy IV (5.39)
y V II = 12y 000 + 8y 00 y 000 + 8y 0 y IV + 2y 0 y IV + 2yy V .
Sustituyendo las condiciones iniciales, obtenemos
y(0) = 0, y 0 (0) = 1, y 00 = 0, y 000 (0) = 1, y IV (0) = 2,
V
y (0) = 0, y V I (0) = 16, y V II (0) = 32. (5.40)
Entonces, sustituyendo en (5.27), la solución es
x x3 2x4 16x6 32x7
y(x) = + + + + . (5.41)
1! 3! 4! 6! 7!

5.6. Integración de Ecuaciones Lineales Mediante Series de


Potencias

Una forma de comprender como funciona el método de series de potencias en la solución de


ecuaciones diferenciales, es aplicarlo a ecuaciones diferenciales cuyas soluciones ya son conocidas.
Empecemos con dos ejemplos, para los cuales las soluciones son obtenidas por métodos ya estudiados
en las secciones anteriores.
Ejemplo 1:
Usar la serie de potencias para resolver la ecuación diferencial
y 0 + y = 0. (5.42)
Solución:
Supongamos la solución en serie de potencias

X
y(x) = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + . . . + am xm + . . . = am xm . (5.43)
m=0

Derivando esta expresión, tenemos



X
y 0 (x) = mam xm−1 . (5.44)
m=1

Sustituyendo en la ecuación (5.42), obtenemos



X ∞
X
mam xm−1 + am xm = 0. (5.45)
m=1 m=0

Para factorizar, debemos tener los mismos exponentes en x. Hagamos un desplazamiento de ı́ndice
en la primer suma de (5.45). Sea n = m − 1, entonces, m = n + 1 y n comienza de cero. Tenemos

X ∞
X
n
(n + 1)an+1 x + an xn = 0. (5.46)
n=0 n=0
240CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

Factorizamos
∞ h
X i
(n + 1)an+1 + an xn = 0. (5.47)
n=0

Debido a que xn 6= 0, lo que debe ser cero es la expresión que esta en paréntesis cuadrados, esto es

(n + 1)an+1 + an = 0. (5.48)

De aquı́ obtenemos la ecuación


an
an+1 = − , ∀n ≥ 0. (5.49)
n+1
A esta ecuación se le llama ecuación de recurrencia. Hagamos unas cuantas iteraciones, para ver la
forma de la solución

n = 0 → a1 = −a0 .
a1 a0
n = 1 → a2 = − = .
2 2!
a2 a0
n = 2 → a3 = − = − . (5.50)
3 3!
a3 a0
n = 3 → a4 = − = .
4 4!
a4 a0
n = 4 → a5 = − = − .
5 5!
a5 a0
n = 5 → a6 = − = .
6 6!
Sustituyendo estos resultados en la solución (5.43), obtenemos

X
y(x) = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + a4 x4 + a5 x5 + a6 x6 + . . . = am xm
m=0
2 3 4 5 6
a0 x a0 x a0 x a0 x a0 x
= a0 − a0 x + − + − + − ...
2! 3! 4! 5! 6!
h x2 x3 x4 x5 x6 i
= a0 1 − x + − + − + − ... . (5.51)
2! 3! 4! 5! 6!
Esta expresión es la solución en serie de potencias de la ecuación (5.42). Del cálculo, sabemos que
la exponencial e−x la podemos representar como

X xm x2 x3 x4 x5 x6
e−x = (−1)m =1−x+ − + − + − .... (5.52)
m=0
m! 2! 3! 4! 5! 6!

Tomando esto en cuenta podemos escribir la expresión (5.51) de la siguiente manera

y(x) = a0 e−x , (5.53)

que es la solución general de la ecuación (5.42) escrita en función de funciones elementales e−x , a0
juega el papel de la constante de integración.
Ejemplo 2:
Usando el método de series de potencias resolver la siguiente ecuación diferencial

y 00 + y = 0. (5.54)

Solución:
5.6. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES LINEALES MEDIANTE SERIES DE POTENCIAS 241

Buscamos la solución de esta ecuación en forma de una serie de potencias



X
y(x) = an xn . (5.55)
n=0

Para sustituir en la ecuación (5.54) debemos derivar dos veces, esto es



X ∞
X
y0 = nan xn−1 , y 00 = n(n − 1)an xn−2 (5.56)
n=1 n=2

Sustituyendo este resultado en la ecuación (5.54), obtenemos



X ∞
X
n(n − 1)an xn−2 + an xn = 0. (5.57)
n=2 n=0

Haciendo un corrimiento en el ı́ndice de la primera suma nos queda



X ∞
X
(n + 2)(n + 1)an+2 xn + an xn = 0. (5.58)
n=0 n=0

Ahora podemos factorizar, esto es


∞ h
X i
(n + 2)(n + 1)an+2 + an xn = 0. (5.59)
n=0

Para que esta expresión sea una identidad debemos tener


(n + 2)(n + 1)an+2 + an = 0. (5.60)
Despejando an+2 , tenemos
an
an+2 = − . (5.61)
(n + 1)(n + 2)
A esta expresión se le conoce como fórmula de recurrencia. Para cada valor de n obtenemos el valor
de los coeficientes de la serie de potencias (5.55). Evaluemos algunos coeficientes:
a0 a0
n = 0 → a2 = −
=− .
1·2 2!
a2 a0 a0
n = 2 → a4 = − = = .
4·3 4 · 3 · 2! 4!
(−1)k a0
n = 2k → a2k = . (5.62)
(2k)!
De una manera similar, tenemos para los n impares
a1 a1
n = 1 → a3 = − =− ,
2·3 3!
a3 a1 a1
n = 3 → a5 = − = = ,
5·4 5 · 4 · 3! 5!
(−1)k a1
n = 2k + 1 → a2k+1 = . (5.63)
(2k + 1)!
La conclusión a que hemos llegado es que la serie (5.55) será solución de la ecuación diferencial (5.54)
siempre y cuando los coeficientes estén dados por
(−1)k a0 (−1)k a1
a2k = , a2k+1 = , (5.64)
(2k)! (2k + 1)!
242CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

donde k = 1, 2, 3, ...,. A los números a0 y a1 , desde el punto de vista matemático no se les restringe
en nada, estos vienen siendo las constantes de integración, las cuales dependen del valor inicial del
problema. Ası́, la solución en serie de potencias tiene la forma general

X ∞
X ∞
X
y(x) = an xn = a0 + a1 + a2k x2k + a2k+1 x2k+1 . (5.65)
n=0 k=1 2k+1

Explı́citamente, podemos escribir la solución como


∞ ∞
X (−1)k X (−1)k 2k+1
y(x) = a0 x2k + a1 x . (5.66)
(2k)! (2k + 1)!
k=0 k=0

Podemos observar que las series en la ecuación (5.66) son, ni más ni menos que, una representación
de las funciones cos x y sen x en serie de potencias, es decir
∞ ∞
X (−1)k X (−1)k 2k+1
cos x = x2k , sen x = x . (5.67)
(2k)! (2k + 1)!
k=0 k=0

De esta manera podemos escribir la solución (5.66) como


y(x) = a0 cos x + a1 sen x, (5.68)
donde a1 y a2 vienen siendo las constantes de integración.
Es claro que las ecuaciones diferenciales (5.42) y (5.54) las pudimos haber resuelto con los métodos
de los capı́tulos anteriores, sin embargo, ésta es una forma muy clara de ver como funciona el método
de series de potencias para el caso de ecuaciones diferenciales con coeficientes constantes. En las
siguientes secciones analizaremos ecuaciones diferenciales con coeficientes variables, que es donde las
series de potencias muestran su potencial.

5.7. Soluciones Alrededor de Puntos Ordinarios

Supongamos que tenemos la ecuación diferencial lineal de segundo orden con coeficientes variables

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (5.69)

Se dice que un punto x0 es un punto ordinario de la ecuación (5.69) si P (x) y Q(x) son funciones
analı́ticas en x0 (una función f (x) es analı́tica en el punto x0 si ésta puede ser desarrollada en serie
de potencias de x − x0 , con un radio de convergencia positivo R > 0). A todo punto que no es
ordinario le llamaremos punto singular de la ecuación (5.69).
Ejemplo 1:
Analizar los puntos ordinarios o singulares de la ecuación
xy 00 + (sen x)y = 0, (5.70)
Solución:
La ecuación (5.70) tiene un punto ordinario en x = 0, ya que, la función
sen x
Q(x) = , (5.71)
x
5.7. SOLUCIONES ALREDEDOR DE PUNTOS ORDINARIOS 243

se puede desarrollar en serie de potencias, esto es

x2 x4 x6
Q(x) = 1 − + − + ···, (5.72)
3! 5! 7!
la cual converge para todos los valores de x.
Ejemplo 2:
Hallar los puntos ordinarios y singulares de la ecuación diferencial

y 00 + (ln x)y = 0, (5.73)

Solución:
La ecuación (5.73) tiene un punto singular en x = 0 debido a que la función

Q(x) = ln x, (5.74)

no se puede desarrollar en serie de potencias en x.


Ejercicio 3:
Sea la ecuación
(x2 − 1)y 00 + 2xy 0 + 6y = 0, (5.75)
hallar los puntos ordinarios y singulares si es que existen.
Solución:
Tenemos
2x
P (x) = . (5.76)
x2−1
Los puntos singulares de la ecuación (5.75) son aquellos que satisfacen la ecuación

x2 − 1 = 0. (5.77)

Esto es, x1 = 1 y x2 = −1. Todos los demás valores finitos de x, son puntos ordinarios. La ecuación
(5.75) puede ser desarrollada en serie de potencias para los valores de |x| < 1, es decir, para −1 <
x < 1.
Enunciemos el teorema que afirma la existencia de soluciones en series de potencias.
Teorema 5.7.1. Si x = x0 es un punto ordinario de la ecuación (5.69), entonces, se pueden encon-
trar siempre dos soluciones linealmente independientes en forma de series de potencias centradas
en, x = x0
P∞
y= n=0 cn (x − x0 )n (5.78)

Una solución en series converge al menos para |x − x0 | < R, donde R es la distancia (el radio) desde
x0 al punto singular más cercano (real o complejo).

Ejemplo 4:
Dada la ecuación diferencial lineal con coeficientes variables

y 00 − 2xy 0 + y = 0, (5.79)
244CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

encontrar dos soluciones en serie de potencias linealmente independientes alrededor del punto ordi-
nario x = x0 = 0.
Solución:
Supongamos que la solución está dada en serie de potencias alrededor de x0 = 0, entonces, la
solución tiene la forma
X∞ ∞
X
y(x) = an (x − x0 )n = an xn . (5.80)
n=0 n=0

El objetivo es encontrar los valores de los coeficientes an . Para esto, derivamos la solución (5.80).

X ∞
X
y 0 (x) = nan xn−1 , y 00 (x) = n(n − 1)an xn−2 . (5.81)
n=1 n=2

Sustituyendo en la ecuación (5.79), tenemos



X ∞
X ∞
X
n(n − 1)an xn−2 − 2 nan xn + an xn = 0. (5.82)
n=2 n=1 n=0

Como podemos ver, en el segundo y tercer término podemos factorizar xn siempre y cuando tomemos
una iteración. Para poner todos los términos de las series de tal manera que podamos factorizarlos,
hacemos el desplazamiento de ı́ndices en la serie del primer término. Finalmente, nos queda lo
siguiente
X∞ h i
2a2 + a0 + (m + 2)(m + 1)am+2 − 2mam + am xm = 0. (5.83)
m=1

Esta relación se cumple siempre y cuando

2a2 + a0 = 0, (m + 2)(m + 1)am+2 = 2mam − am , ∀m ≥ 1. (5.84)

Estas dos condiciones se pueden obtener de la relación

(2m − 1)
am+2 = am , ∀m ≥ 0. (5.85)
(m + 2)(m + 1)

Hagamos unas cuantas iteraciones en (5.85):


Para m = 1,
a1
a3 = . (5.86)
6
Para m = 2,
3 3
a4 = a2 = − a0 . (5.87)
12 12 · 2
Para m = 3
5 5 5 5
a5 = a3 = a1 = a1 = a1 . (5.88)
20 20 · 6 120 5!
Para m = 4,
7 7 3 21
a4 = −
a6 = a0 = a0 . (5.89)
30 30 24 6!
Sustituyendo los coeficientes ai en la solución (5.80), obtenemos

y(x) = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + a4 x4 + ... = (5.90)


h 1 3 21 i h 1 5 i
= a0 1 − x2 − x4 − x6 − ... + a1 x + x3 + x5 + ..
2! 4! 6! 3! 5!
5.7. SOLUCIONES ALREDEDOR DE PUNTOS ORDINARIOS 245

Las constantes a0 y a1 vienen siendo las constantes de integración, las cuales dependen de los valores
iniciales del problema.
Ejemplo 5:
Resolver la ecuación
y 00 + (x − 1)2 y 0 − (x − 1)y = 0. (5.91)
Solución:
Como podemos ver, el punto x0 = 1, es un punto ordinario de la ecuación (5.91). Obtengamos
una solución en serie de potencias de x − 1. Para esto y por comodidad, hagamos que el cero sea un
punto ordinario de la ecuación (5.91), esto se obtiene haciendo el siguiente cambio de variable

t = x − 1. (5.92)

Entonces, la ecuación (5.91), se transforma en

y 00 + t2 y 0 − ty = 0. (5.93)

No olvidemos que ahora las derivadas de la función y = y(t) son respecto a la variable independiente
t. Supongamos que la solución de la ecuación (5.93), es la serie de potencias

X
y(t) = an tn . (5.94)
n=0

Derivando y sustituyendo en la ecuación (5.93), tenemos



X ∞
X ∞
X
n(n − 1)an tn−2 + t2 nan tn−1 − t an tn = 0. (5.95)
n=2 n=1 n=0

Esta misma ecuación la podemos escribir de la siguiente manera



X ∞
X ∞
X
(n + 2)(n + 1)an+2 tn + (n − 1)an−1 tn − an−1 tn = 0. (5.96)
n=0 n=2 n=1

Ahora debemos tomar las iteraciones necesarias para dejar que todas las sumas comiencen con n = 2,
agrupando nos queda la relación
∞ h
X i
2a2 + (3)(2)a3 t − a0 t + (n + 2)(n + 1)an+2 + (n − 2)an−1 tn . (5.97)
n=2

Se deben cumplir las relaciones

2a2 = 0
(3)(2)a3 − a0 = 0 (5.98)
(n + 2)(n + 1)an+2 + (n − 2)an−1 = 0, ∀n ≥ 2.

Resolviendo, tenemos

a2 = 0,
(n − 2)
an+2 = − an−1 , ∀n ≥ 1.
(n + 2)(n + 1)
246CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

Hagamos unas cuantas iteraciones para ver la forma de la solución


a0
n = 1 → a3 = .
3·2
n = 2 → a4 = 0.
1
n = 3 → a5 =− a2 = 0. (5.99)
5·4
2 a0 2
n = 4 → a6 =− a3 = − − a0 .
6·5 90 6 · 5 · 3 · 2
n = 5 → a7 = 0.
n = 6 → a8 = 0.
5  1  a0
n = 7 → a9 =− − a0 = .
9·8 90 1296
Observamos que an = 0 cuando n 6= 3k, donde k = 1, 2, 3.... Debemos recordar que hicimos el cambio
de variable t = x − 1, tomando esto en cuenta la solución general es
h 1 1 1 i
y(x) = a1 (x − 1) + a0 1 + (x − 1)3 − (x − 1)6 + (x − 1)9 − .... (5.100)
6 90 1296

Ejemplo 6:
Resolver la ecuación
y 00 − xy 0 + y = 0. (5.101)
Solución:
Supongamos la solución en forma de serie de potencias alrededor de x0 = 0. Esto es

X
y(x) = an xn . (5.102)
n=0

Para sustituir en (5.101) debemos derivar dos veces la expresión (5.102), tenemos

X ∞
X
y 0 (x) = nan xn−1 , y 00 (x) = n(n − 1)an xn−2 (5.103)
n=1 n=2

Sustituyendo en (5.101), resulta



X ∞
X ∞
X
n(n − 1)an xn−2 − x nan xn−1 + an xn = 0. (5.104)
n=2 n=1 n=0

Esta misma expresión la podemos escribir como



X ∞
X ∞
X
n(n − 1)an xn−2 − nan xn + an xn = 0. (5.105)
n=2 n=1 n=0

Luego, la idea es que los exponentes en x deben ser del mismo orden y las sumas deben empezar
en el mismo número m, esto es para poder factorizar. Para el primer término en (5.105) podemos
desplazar el ı́ndice n como sigue; m = n − 2, n = m + 2, entonces m empezará de 0. Esto es

X ∞
X ∞
X
m m
(m + 2)(m + 1)am+2 x − mam x + am xm = 0. (5.106)
m=0 m=1 m=0
5.8. ECUACIÓN DIFERENCIAL DE HERMITE 247

Ahora, para poder factorizar las sumas, debemos hacer que estas empiecen en el mismo valor de m.
Para esto desplazamos una unidad la primer y tercer suma
∞ h
X i
2a2 + a0 + (m + 2)(m + 1)am+2 − mam + am xm = 0. (5.107)
m=1

Entonces, obtenemos las expresiones

2a2 + a0 = 0,
(m + 2)(m + 1)am+2 − mam + am = 0, ∀m > 1. (5.108)

De donde obtenemos
(m − 1)
am+2 = am , ∀m > 1. (5.109)
(m + 2)(m + 1)
Podemos darle valores a m y obtener diferentes valores de am . Obtengamos algunos valores para
darnos una idea de como será la serie
a0
m = 0 → a2 = − ,
2!
m = 1 → a3 = 0,
a2 1
m = 2 → a4 = = − a0 ,
4·3 4!
2a3
m = 3 → a5 = = 0, (5.110)
5·4
3 · a4 3
m = 4 → a6 = a4 = − a0 ,
6·5 6!
4
m = 5 → a7 = = 0,
6·6
5 5·3
m = 6 → a8 = a6 = − a0 .
8·7 8!
Entonces, de (5.102), tenemos

X
y(x) = an xn = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + a4 x4 + a5 x5 + a6 x6 + a7 x7 + a8 x8 + . . . . (5.111)
n=0

Sustituyendo en (5.111) los valores obtenidos en (5.110), tenemos


 x2 x4 1·3 6 1·3·5 8 
y(x) = a0 1 − − − x − x − . . . + a1 x, (5.112)
2! 4! 6! 8!
donde a0 y a1 son constantes arbitrarias. La solución es válida para −∞ < x < ∞.

5.8. Ecuación Diferencial de Hermite

Una de las ecuaciones que tienen interés práctico es la ecuación de Hermite. La ecuación de
Hermite de orden n tiene la forma

y 00 − 2xy 0 + 2ny = 0 (5.113)


248CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

donde n es, usualmente, un entero no negativo, n ≥ 0.


Solución:
Esta ecuación tiene solución en serie de potencias alrededor de x0 = 0, es decir, de la forma

X
y(x) = am xm . (5.114)
m=0

Luego, derivando (5.114), obtenemos



X ∞
X
0 m−1 00
y = mam x , y = m(m − 1)am xm−2 . (5.115)
m=1 m=2

Poniendo estos resultados en la ecuación (5.113) se tiene



X ∞
X ∞
X
m(m − 1)am xm−2 − 2x mam xm−1 + 2n am xm = 0. (5.116)
m=2 m=1 m=0

Esta misma ecuación la podemos escribir en su forma equivalente



X ∞
X ∞
X
m(m − 1)am xm−2 − 2mam xm + 2nam xm = 0. (5.117)
m=2 m=1 m=0

Para factorizar las sumas y los exponentes de x, hagamos s = m − 2, m = s + 2 en la primer


suma de (5.117), en las otras dos sumas es suficiente cambiar el ı́ndice m por s sin que las sumas se
alteren. Entonces, tenemos

X ∞
X ∞
X
(s + 2)(s + 1)as+2 xs − 2sas xs + 2nas xs = 0. (5.118)
s=0 s=1 s=0

Para factorizar xs debemos hacer que las tres sumas empiecen en un mismo valor, a decir, en s = 1.
Para esto desplazamos las otras dos sumas una unidad
∞ h
X i
2a2 + 2na0 + (s + 2)(s + 1)as+2 − 2(s − n)as xs = 0. (5.119)
s=1

Debido a que xs 6= 0, lo que debe ser cero son las expresiones

2a2 + 2na0 = 0, a2 = −na0 .


(s + 2)(s + 1)as+2 − 2(s − n)as = 0, s = 1, 2, 3, . . . . (5.120)

La primera de las ecuaciones en (5.120) nos da el coeficiente a2 en función de a0 y la segunda


ecuación es la ecuación de recurrencia, la cual podemos escribir como
2(s − n)
as+2 = as , s = 1, 2, 3, . . . . (5.121)
(s + 2)(s + 1)
Demos algunos valores a s para encontrar algunos coeficientes a
2(1 − n)
s = 1 → a3 = a1 ,
3·2
2(2 − n) 2(2 − n)n
s = 2 → a4 = a2 = − a0 ,
4·3 4·3
5.9. POLINOMIOS DE HERMITE 249

2(3 − n) 2(3 − n)2(1 − n)


s = 3 → a5 = a3 = a1 ,
5·4 5·4·3·2
2(4 − n) 2(4 − n)2(2 − n)n
s = 4 → a6 = a4 =− a0 (5.122)
6·5 6·5·4·3
2(5 − n) 2(5 − n)2(3 − n)2(1 − n)
s = 5 → a7 = a5 = a1 ,
7·6 7·6·5·4·3·2
2(6 − n) 2(6 − n)2(4 − n)2(2 − n)n
s = 6 → a8 = a6 = a0 .
8·7 8·7·6·5·4·3
Ahora sustituyendo estos resultados en la serie (5.114), obtenemos
y(x) = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + a4 x4 + a5 x5 + a6 x6 + a7 x7 + a8 x8 + . . .
2(1 − n) 2(2 − n)n
= a0 + a1 x − na0 x2 + a1 x3 − a0 x4
3·2 4·3
22 (3 − n)(1 − n) 22 (4 − n)(2 − n)n
+ a1 x5 − a0 x6 (5.123)
5! 6·5·4·3
23 (5 − n)(3 − n)(1 − n) 23 (6 − n)(4 − n)(2 − n)n
+ a1 x7 − a0 x8 + . . . .
7·6·5·4·3·2 8·7·6·5·4·3
Finalmente, esta solución la podemos escribir como

h X 2k (−n)(−n + 2) . . . (−n + 2k − 2) 2k
y(x) = a0 1 + x (5.124)
(2k)!
k=1

h X 2k (1 − n)(1 − n + 2) . . . (1 − n + 2k − 2) 2k+1 i
+ a1 x + x .
(2k + 1)!
k=1

5.9. Polinomios de Hermite

La ecuación de Hermite (5.113) tiene mayor importancia para el caso en que n ≥ 0. Si n es un


entero par, entonces el coeficiente de a0 en (5.124) termina, siendo cada término igual a cero, para
k ≥ 21 (n + 2). Si n es entero impar, entonces el coeficiente a1 en (5.124) termina, siendo cero cada
término para k ≥ 21 (n + 1). Por consiguiente, la ecuación de Hermite admite siempre una solución
polinomial de grado n, para n ≥ 0. Una expresión simple para la solución polinomial la dan los
polinomios de Hermite. Estos polinomios tienen la forma

P n2 (−1)k n!(2x)n−2k
Hn = k=0 k!(n−2k)!
(5.125)

en donde n2 representa el mayor número entero ≤ n


2. Entonces, y = Hn (x) es una solución de la
ecuación de Hermite.

5.10. Condiciones Suficientes para la Existencia de Solucio-


nes en Serie Potencias.

Hemos probado que una ecuación con coeficientes constantes, ası́ como con coeficientes variables
admiten soluciones en forma de series de potencias de (x − x0 ) (5.78). Es lógico preguntarnos si cual-
quier ecuación con coeficientes variables tiene solución en forma de series de potencias. El siguiente
250CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

teorema, que no demostraremos, da las condiciones suficientes para la existencia de soluciones en


serie de potencias.
Teorema 5.10.1. Sea

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (5.126)

donde los coeficientes P (x) y Q(x) pueden ser desarrollados en una serie de potencias para |x| < R.
Entonces, cada solución y(x) puede ser expandida en una serie de potencias para |x| < R.

5.11. Ecuación Diferencial de Legendre

A toda ecuación de la forma

(1 − x2 )y 00 − 2xy 0 + n(n + 1)y = 0 (5.127)

se le conoce como ecuación de Legendre. Esta ecuación es de gran importancia en la fı́sica. Aparece
en numerosos problemas, en particular, en los que presentan simetrı́a esférica (por ejemplo, en
electrostática). Por lo anterior, es de interés analizar su solución.
Solución:
En la ecuación (5.127), n es un parámetro constante. Dividiendo (5.127) entre 1 − x2 de tal
manera que el coeficiente de y 00 sea uno, como en el teorema 5.10.1. Encontramos
2x n(n + 1)
P (x) = − , Q(x) = . (5.128)
1 − x2 1 − x2
Debido a que estos coeficientes admiten desarrollo en serie de potencias para |x| < 1, el teorema
anterior afirma que la solución y(x) también admite una expansión en serie de potencias para |x| < 1.
Para obtener estas soluciones asumimos

X
y(x) = am xm . (5.129)
m=0

Para sustituir en (5.127) debemos derivar dos veces



X ∞
X
y 0 (x) = mam xm−1 , y 00 (x) = m(m − 1)am xm−2 . (5.130)
m=1 m=2

Al sustituir (5.129) y sus derivadas (5.130) en (5.127), obtenemos



X ∞
X ∞
X
2 m−2 m−1
(1 − x ) m(m − 1)am x − 2x mam x + n(n + 1) am xm = 0. (5.131)
m=2 m=1 m=0

Esta misma ecuación la podemos escribir como



X ∞
X
m(m − 1)am xm−2 − m(m − 1)am xm −
m=2 m=2

X ∞
X
m
−2 mam x + n(n + 1) am xm = 0. (5.132)
m=1 m=0
5.11. ECUACIÓN DIFERENCIAL DE LEGENDRE 251

Luego, poniendo s = m − 2, m = s + 2, tenemos



X ∞
X ∞
X ∞
X
(s + 2)(s + 1)as+2 xs − s(s − 1)as xs − 2 sas xs + n(n + 1) as xs = 0. (5.133)
s=0 s=2 s=1 s=0

Para factorizar, las sumas deben empezar en el mismo valor, para esto desplazamos los ı́ndices de
las sumas, esto es

[2a2 + n(n + 1)a0 ]x0 + [6a3 − 2a1 + n(n + 1)a1 ]x +


Xh i
+ (s + 2)(s + 1)as+2 + [−s(s − 1) − 2s + n(n + 1)]as xs = 0. (5.134)

Debido a que xm 6= 0, entonces los coeficientes que multiplican a las diferentes potencias de x deben
ser cero, esto da como resultado

2a2 + n(n + 1)a0 = 0,


6a3 − 2a1 + n(n + 1)a1 = 0,
(s + 2)(s + 1)as+2 + [−s(s − 1) − 2s + n(n + 1)]as = 0, ∀s > 2. (5.135)

De estas expresiones obtenemos

n(n + 1)
a2 = − a0 ,
2
2 − n(n + 1) (n − 1)(n + 2)
a3 = a1 = − a1 . (5.136)
6 3!
Luego, −s(s − 1) − 2s + n(n + 1) = (n − s)(n + s + 1), entonces, la ecuación de recurrencia es

(n − s)(n + s + 1)
as+2 = − as , (s = 0, 1, 2, ...) (5.137)
(s + 2)(s + 1)

Con esta relación obtenemos cada coeficiente en términos del segundo que lo precede, con exepción
de a0 y a1 , los cuales se dejan como constantes arbitrarias. Usando la expresión (5.137) es fácil
obtener algunos coeficientes ai

n(n + 1)
s = 0 → a2 = − a0
2!
(n − 1)(n + 2)
s = 1 → a3 = − a1 ,
3!
(n − 2)(n + 3) (n − 2)n(n + 1)(n + 3)
s = 2 → a4 = − a2 = a0 , (5.138)
4·3 4!
(n − 3)(n + 4) (n − 3)(n − 1)(n + 2)(n + 4)
s = 3 → a5 = − a3 = a1 ,
5·4 5!
y ası́ sucesivamente. Podemos escribir la expresión (5.129) de la siguiente manera

y(x) = a0 + a1 x + a2 x2 + a3 x3 + a4 x4 + a5 x5 + . . . (5.139)

Sustituyendo (5.138) en (5.139) y agrupando, resulta


h n(n + 1) 2 (n − 2)n(n + 1)(n + 3) 4 i
y(x) = a0 1 − x + x − +... (5.140)
2! 4!
h (n − 1)(n + 2) 3 (n − 3)(n − 1)(n + 2)(n + 4) 5 i
+ a1 x − x + x − +...
3! 5!
252CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

De esta expresión podemos escribir la solución general de (5.127) como


y(x) = a0 y1 (x) + a1 y2 (x), (5.141)
donde a0 y a1 son constantes arbitrarias y
n(n + 1) 2 (n − 2)n(n + 1)(n + 3) 4
y1 (x) = 1 − x + x − +... (5.142)
2! 4!
(n − 1)(n + 2) 3 (n − 3)(n − 1)(n + 2)(n + 4) 5
y2 (x) = x − x + x − +... (5.143)
3! 5!
Estas series convergen para −1 < x < 1. Como podemos observar, las soluciones y1 y y2 son
soluciones linealmente independientes, ya que una solo contiene potencias pares y la otra solución
contienen potencias impares y como consecuencia la relación y1 /y2 no es una constante. Debido a
que las soluciones son linealmente independientes la expresión (5.141) es la solución general de la
ecuación (5.127) en el intervalo −1 < x < 1.
Si n ≥ 0 es un entero no negativo, entonces y1 o y2 se reducen a un polinomio
 (y el otro polinomio
1+x
de las dos soluciones queda como un polinomio multiplicado por ln 1−x , como puede demostrarse).
Analicemos lo anterior en casos sencillos.
Sea n = 0, entonces de (5.142) se obtiene y1 = 1 y de (5.143), resulta
2 3 (−3)(−1) · 2 · 4 5
y2 (x) = x+ x + x + ... =
3! 5!
x3 x5 1 1 + x
= x+ + + . . . = ln . (5.144)
3 5 2 1−x
Si n = 1, entonces de (5.143) se obtiene y2 (x) = x, y de la expresión (5.142) obtenemos
x2 x4 x6
y1 (x) = 1− − − − ... =
1 3 5
3 5
 x x  1 1 + x
= 1−x x+ + + . . . = 1 − x ln . (5.145)
3 5 2 1−x

5.12. Polinomios de Legendre

En algunas aplicaciones el parámetro n de la ecuación de Legendre (5.127) es un entero no


negativo, entonces el término de la derecha de (5.137) es cero cuando s = n y como consecuencia
an+2 = 0, an+4 = 0, an+6 = 0, . . .. Por consiguiente, si n es par, y1 (x) se reduce a un polinomio de
grado n. Si n es impar, y2 (x) se reduce a un polinomio de grado n. A estos polinomios multiplicados
por unas constantes, se les conoce como polinomios de Legendre. Estos polinomios son de gran
importancia práctica en la ingenierı́a y en la ciencia.
Resolviendo para as de (5.137), obtenemos
(s + 2)(s + 1)
as = − as+2 , (s ≤ n − 2), (5.146)
(n − s)(n + s + 1)
y entonces todos los coeficientes que no se cancelan pueden expresarse en términos de los coeficientes
an de la mayor potencia de x en el polinomio. El coeficiente an en un principio sigue siendo arbitrario.
Por comodidad se elige an = 1 cuando n = 0 y
(2n)! 1 · 3 · 5 · · · (2n − 1)
an = = , n = 1, 2, 3, . . . (5.147)
2n (n!)2 n!
5.12. POLINOMIOS DE LEGENDRE 253

Esto es debido a que para esta elección de an todos esos polinomios tendrán el valor de 1 cuando
x = 1. Entonces de (5.146) y (5.147) se obtiene

n(n − 1) n(n − 1)(2n)!


an−2 = − an = − =
2(2n − 1) 2(2n − 1)2n (n!)2
n(n − 1)2n(2n − 1)(2n − 2)!
= − . (5.148)
2(2n − 1)2n n(n − 1)!n(n − 1)(n − 2)!

Esto es
(2n − 1)!
an−2 = − . (5.149)
2n (n − 1)!(n − 2)!
De una manera similar, tenemos

(n − 2)(n − 3) (2n − 4)!


an−4 = − an−2 = n . (5.150)
4(2n − 3) 2 2!(n − 2)!(n − 4)!

En general, cuando n − 2m ≥ 0, se tiene

(2n − 2m)!
an−2m = (−1)m . (5.151)
2n m!(n − m)!(n − 2m)!

A la solución resultante de la ecuación de Legendre (5.127) se le llama el polinomio de Legendre de


grado n y se representa por Pn (x). De (5.151), obtenemos
M
X (2n − 2m)!
Pn (x) = (−1)m xn−2m =
m=0
2n m!(n − m)!(n − 2m)!
(2n)! n (2n − 2)!
= x − n xn−2 + − · ··, (5.152)
2n (n!)2 2 1!(n − 1)!(n − 2)!

donde M = n/2 ó M = (n − 1)/2, cualquiera de los dos que sea un entero. En particular
1 1
P0 (x) = 1, P1 (x) = x, P2 (x) = (3x2 − 1), P3 (x) = (5x3 − 3x),
2 2
1 1
P4 (x) = (35x4 − 30x2 + 3), 5 3
P5 (x) = (63x − 70x + 15x). (5.153)
8 8
Los polinomios de Legendre pueden obtenerse haciendo uso de la fórmula

1 dn 2
Pn (x) = 2n n! dxn [(x − 1)n ] (5.154)

A esta fórmula se le conoce como fórmula de Rodrigues. Usando la fórmula de Rodrigues vamos a
calcular los tres primeros términos del polinomio de Legendre
1 1 d 2 1
P0 (x) = = 1, P1 (x) = (x − 1) = (2x) = x. (5.155)
20 · 0! 2 · 1! dx 2
Para el caso de P2 (x), se tiene

1 d2  2 2 2 d h 2 i
P2 (x) = x − 1 = 2(x − 1)(2x) =
22 2! dx2 22 2! dx
2 h i 1
= 2
2x(2x) + 2(x2 − 1) = (3x2 − 1). (5.156)
2 2! 2
254CAPÍTULO 5. INTEGRACIÓN DE ECUACIONES DIFERENCIALESUSANDO SERIES DE POTENCIA

Para el caso de P3 (x), tenemos

1 d3 2
P3 (x) = (x − 1)3 . (5.157)
23 · 3! dx3

Calculamos primero la tercera derivada de (x2 − 1)3 . Esto es

d 2
(x − 1)3 = 3(x2 − 1)2 2x = 6x(x2 − 1)2 ,
dx
d2 2 d
(x − 1)3 = [6x(x2 − 1)2 ] = 6(x2 − 1)2 + 24x2 (x2 − 1),
dx2 dx
d3 2 d
(x − 1)3 = [6(x2 − 1)2 + 24x2 (x2 − 1)]
dx3 dx
= 24x(x2 − 1) + 48x(x2 − 1) + 48x3 = 120x3 − 72x. (5.158)

Entonces, poniendo este resultado en (5.157)

1 d3 2 1 1
P3 (x) = (x − 1)3 = 3 (120x3 − 72x) = (5x3 − 3x). (5.159)
23 · 3! dx3 2 3! 2

Como podemos ver P0 (x), P1 (x) y P3 (x) obtenidos con la fórmula de Rodrı́gues coinciden con los
obtenidos en (5.153).

5.13. Series Generalizadas: Método de Frobenius

Al igual que el método de las series de potencias, el método de Frobenius es una herramienta
para resolver ecuación diferenciales lineales con coeficientes variables, sin embargo, este método se
aplica a ecuaciones más generales para las que el método de series de potencias no es aplicable. De
aquı́ que el método de Frobenius tenga gran importancia práctica.
Un punto x = x0 en el que los coeficientes P (x) y Q(x) de la ecuación

y 00 + P (x)y 0 + Q(x)y = 0 (5.160)

son analı́ticos (admiten desarrollo en series de Taylor) se llama punto ordinario de la ecuación. Un
punto que no es ordinario se llama punto singular de la ecuación. Luego, si x = x0 es un punto
ordinario de la ecuación (5.160), entonces el método de las series de potencias es aplicable y nos da
las soluciones en forma de potencias de x − x0 , como se vió anteriormente. Sin embargo, si x = x0
es un punto singular el método de las series de potencias deja de ser aplicable ya que la ecuación
puede no tener una solución en serie de potencias de x − x0 . Afortunadamente, el comportamiento
de los coeficientes de una ecuación en un punto singular a veces no es tan malo como se cree y para
tal caso tenemos el siguiente teorema.

Teorema 5.13.1. (método de Frobenius) Toda ecuación diferencial de la forma

b(x) 0 c(x)
y 00 + x y + x2 y =0 (5.161)
5.14. ECUACIÓN INDICIAL 255

donde las funciones b(x) y c(x) son analı́ticas en x = 0, tiene al menos una solución que puede
representarse en la forma

P∞ P∞
y(x) = xρ m=0 am xm = m=0 am xm+ρ = xρ (a0 + a1 x + a2 x2 + . . .) a0 6= 0 (5.162)

donde el exponente ρ puede ser un número cualquiera (real o complejo) y a0 6= 0.

5.14. Ecuación Indicial

Para resolver la ecuación (5.161) la escribimos de la siguiente manera

x2 y 00 + xb(x)y 0 + c(x)y = 0. (5.163)

Luego, desarrollamos b(x) y c(x) en series de potencias, es decir,

b(x) = b0 + b1 x + b2 x2 + . . . , c(x) =