Tu respuesta: Hola. ¿Por qué durante el día le das poco pecho? ¿Trabajas muchas horas?

Lo digo porque hasta el año el principal alimento ha de ser la leche y todo lo demás (fruta, verdura, cereales, carne...) ser algo complementario. Si es por trabajo, que le den en tu ausencia todas las papillas y cuando estés tú sólo pecho. Mira, mis hijas también eran así, mamaban mucho de noche y se dormían sólo con el pecho; además, siendo más mayores que tu bebé. Justo hoy he respondida una consulta muy similar en mi web. Te voy a copiar textualmente lo que le he dicho. Léelo atentamente: **************************************... Es normal que tu bebé se duerma al pecho, igual que otros niños se duermen con el biberón, otros con el chupete y algunos en brazos. No tiene nada de malo. ¿Sabes por qué es tan efectivo darles teta para dormirse? Primero, porque están cerquita de mamá, muy pegaditos a ella, donde se sienten super seguros en un lugar tan acogedor. Segundo, porque sale leche y todos sabemos que es típico tomarse un vasito de leche antes de ir a la cama (para ella su vasito es tu pecho), parece que sienta bien al cuerpo. Tercero, porque la leche materna contiene triptófano, que es una sustancia natural que induce al sueño y relaja. Y cuarto, porque esta leche se obtiene succionando...y la succión también produce un efecto relajante en los niños y les ayuda a dormir. Así que la teta es un 4 en 1 El chupete es un artilugio imprescindible. La verdad es que aunque yo no lo he usado, lo he echado bastante de menos y comprendo que haya días en que te apetezca que tu hija lo acepte...pero no te preocupes si lo rechaza, porque eso significa que no lo necesita. Tu pecho es un chupete natural, ya que no interfiere en el desarrollo bucodental....lástima que no sea de "quita y pon"...sería genial poder desenroscarlo, ponerlo en la cama junto al niño, irnos a otra habitación a hacer tareas por casa y cuando el bebé se durmiera cogerlo y enroscarlo de nuevo, jejeje. Piensa bien en los pros y contras de la lactancia materna. En lo que te gusta de ésta y lo que no. A ver qué pesa más, si lo positivo o lo negativo. Así sabrás si realmente deseas un destete o lo que sucede es que te agobias con lo de tener que dormirla con la teta. Sé de buena tinta (porque he estado más tiempo que tú durmiendo a mis hijas con el pecho) que es algo que a veces resulta cansado y frustrante, sobre todo cuando tienes cosas que hacer o visita en casa, pero piensa una cosa: mientras tú te tumbas en la cama junto a tu hija para que se duerma mamando, puedes aprovechar a cerrar los ojos, relajarte (dar el pecho hace que liberes endorfinas, sustancias que relajan) o, incluso, dormirte un rato a su lado. Si realmente disfrutas con la lactancia (eso sólo lo sabes tú, si es que sí o que no), la opción intermedia sería acostumbrar a tu hija a dormirse sin el pecho pero el resto del día mamar de forma habitual. Pero si ves que deseas destetar totalmente, esto conllevará un proceso de varias semanas o varios meses, dependiendo si mama mucho o poco al día. Hay que hacerlo de manera progresiva y el consejo justamente es dejar las tomas nocturnas y las de las siestas para el final, porque son las más difíciles. Vete pensando qué deseas hacer: si seguir cómo hasta ahora, si deshabituar a tu peque a dormirse con el pecho o si destetarla del todo. Nos lo dices y te aconsejamos. Antes de decirnos nada, lee esto, OK? http://www.aeped.es/lactanciamaterna/rpm... Sobre el chupete.

http://www.scribd.com/doc/962755/Mejorar... 15 páginas con consejos para que los niños duerman mejor. Lee el texto atentamente. http://www.paraelbebe.net/bebes/2006/10/... Fragmentos de un gran libro sobre crianza. Verás que entre otras cosas dice: "Nuestra sociedad, tan comprensiva en otros aspectos, lo es muy poco con los niños y con las madres. Estos modernos tabúes podrían clasificarse en tres grandes grupos: — Relacionados con el llanto: está prohibido hacer caso de los niños que lloran, tomarlos en brazos, darles lo que piden. — Relacionados con el sueño: está prohibido dormir a los niños en brazos o dándoles pecho, cantarles o mecerles para que duerman, dormir con ellos. — Relacionados con la lactancia materna: está prohibido dar el pecho en cualquier momento o en cualquier lugar; o a un niño «demasiado» grande. Casi todos ellos tienen una cosa en común: prohiben el contacto físico entre madre e hijo. Por el contrario, gozan de gran predicamento todas aquellas actividades que tiendan a disminuir dicho contacto físico y a aumentar la distancia entre madre e hijo: ---Dejarlo solo en su propia habitación. — Llevarlo en un cochecito o en uno de esos incomodísimos capazos de plástico. —Llevarlo a la guardería lo antes posible, o dejarlo con la abuela o mejor con la canguro (¡las abuelas los «malcrían»!). —Enviarlo de colonias y campamentos lo antes posible durante el mayor tiempo posible. —Tener «espacios de intimidad» para los padres, salir sin niños, hacer «vida de pareja». Aunque algunos intentan justificar estas recomendaciones diciendo que es «para que la madre descanse», lo cierto es que nunca te prohiben nada cansado. Nadie te dice: «No friegues tanto, que se malacostumbra a tener la casa limpia», o «Irá a la mili y tendrás que ir tú detrás para lavarle la ropa». En realidad, lo prohibido suele ser la parte más agradable de la maternidad: dormirle en tus brazos, cantarle, disfrutar con él. Tal vez por eso, criar a los hijos se hace tan cuesta arriba para algunas madres. Hay menos trabajo que antes (agua corriente, lavadora automática, pañales desechables…), pero también hay menos compensaciones. En una situación normal, cuando la madre disfruta de la libertad de cuidar a su hijo como cree conveniente, el bebé llora poco, y cuando lo hace su madre siente pena y compasión («Pobrecito, qué le pasará»). Pero cuando te han prohibido cogerlo en brazos, dormir con él, darle el pecho o consolarlo, el niño llora más, y la madre vive ese llanto con impotencia, y a la larga con rabia y hostilidad («¡Y ahora qué tripa se le ha roto!»). Todos estos tabúes y prejuicios hacen llorar a los niños, pero tampoco hacen felices a los padres. ¿A quién satisfacen, entonces? ¿Tal vez a algunos pediatras, psicólogos, educadores y vecinos que los propugnan? Ellos no tienen derecho a darle órdenes, a decirle cómo ha de vivir su vida y tratar a su hijo. Demasiadas familias han sacrificado su propia felicidad y la de sus hijos en el altar de unos prejuicios sin fundamento." Te copio este texto porque muchas veces tememos dormir a los niños en el pecho, atender su llanto y muchas otras cosas porque la sociedad (amigos, vecinos, familiares, pediatras, psicólogos) nos hacen creer que estamos haciendo algo nocivo, que perjudica a niños y a padres, cuando en realidad

no es así. Mira si realmente te molesta esta necesidad de la teta para dormir o es preocupación inconsciente a estar haciendo algo negativo. Un abrazo. **************************************... Aprovecha a disfrutar de tu bebé, de esa necesidad que tiene de estar cerca tuyo y recibir lo mejor de ti (tu leche, tu cariño, tus brazos, tus besos) y de esa dependencia. Yo hace años me agobiaba a veces porque mis hijas se despertaban mucho de noche y de día estaban colgadas de la teta, como tú dices, y además comiendo poco sólido (aunque creciendo muy bien)...pero, cuando están preparados, poco a poco van reduciendo las tomas de pecho y necesitando menos la teta para volverse a dormir. Mis hijas ahora son super independientes, me necesitan para muy poco, varias veces al mes me piden ir a casa de su abuela a cenar, dormir y desayunar, mi hija mayor ha decidido irse con mis suegros cuatro días a un pueblo de montaña (nadie se lo ha ofrecido, lo ha pedido ella al saber que se iban)...¡¡con lo enmadrada y entetada que estaba de pequeña!! Pero es que es normal, durante mucho tiempo fue criada con mucho apego, muchos besos, mucha atención, dormía conmigo, barra libre de teta...y ese apego seguro crea niños así. En cambio, cuando se cría con poco apego, cuando se intenta hacer que tu hijo se independice emocionalmente antes de que esté preparado, aparece una falsa autonomía que en realidad con el paso de los años se demuestra que no es así. Un abrazo. Désirée Sanz psicologa1979@hotmail.com Libro BÉSAME MUCHO, del Dr. Carlos González, Ed. Temas de Hoy. http://www.aeped.es/lactanciamaterna/rpm... "En el momento actual la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) recomiendan mantener la lactancia hasta los dos años o más, en todos los países del mundo." y "Los niños que maman por encima del año, siguen obteniendo una cantidad sustanciosa de sus calorías y micronutrientes (hierro, calcio, vitaminas...) de la leche que toman de sus madres (en ocasiones, por encima del 50% de las totales necesarias)". También aparecen consejos sobre destete.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful