You are on page 1of 12

AÑO XIII

TERCERA ÉPOCA — NÚMERO 140

ARÉVALO—ENERO DE 2021
http://lallanura.es

... siempre en el rincón más alto


del lienzo de la muralla...
pág. 2 la llanura número 140 - enero de 2021

Actualidad cultural Los Bécquer y Ávila. Desde el 18 de


diciembre de 2020 y hasta el 17 de ene-
ro de 2021 permanecerá abierta la ex-
Luis J. Martín
ficios, calles, panorámicas de Bercial posición con la que el Museo de Ávila
de Zapardiel y de otros pueblos de la y su Asociación de Amigos recuerdan
comarca tales como Arévalo, Madrigal a los hermanos Bécquer, el pintor Va-
de las Altas Torres o Fuentes de Año. leriano y el poeta Gustavo Adolfo, en
Un espléndido trabajo del Centro de el 150 aniversario de su muerte.
Estudios Bercialeños que enriquece el La singular muestra hace un recorrido
acervo cultural de nuestra tierra y de vital de la actividad artística y litera-
nuestros pueblos. ria de ambos hermanos tomando como
CEB “El Calvache” referencia la ciudad de Ávila, el lugar
que fue su fuente de su inspiración
cuando aquí vivieron durante el curso
Derrumbes en el lienzo sur de la mu- de 1867-1868.
ralla. El pasado 5 de enero de 2021 a La galería del patio de la Casa de los
las 13:30 horas, 16 metros del lienzo Deanes se ha dispuesto con una selec-
sur de la antigua muralla situada en el ción de paneles que cuentan la estan-
Rincón del Diablo cayeron a las cues- cia de los Bécquer en Ávila, la cual se
tas del Arevalillo. Con este derrumbe completa con la proyección de setenta
se pierde una parte importante del pa- diapositivas que conforman su activi-
trimonio arevalense. dad creativa tomando la ciudad como
Junto a estos muros estuvieron, según su “locus standi” —lugar desde el que
cuentan los historiadores, las casas del asomarse al mundo y hacer su interpre-
alcalde y capitán Rodrigo Ronquillo y tación—, igual que hacía Santayana.
de Juan Velázquez de Cuéllar, gober- Exposición «Imágenes de la Antigüe-
nador de Arévalo, contador mayor de dad». El pasado domingo, 3 de enero,
Castilla, maestresala del príncipe Juan invitados por Víctor Cabañero, acudi-
y albacea de Isabel la Católica. mos a la visita guiada que tuvo lugar
en la sala de exposiciones del anexo al Sumario:
Centro de Jubilados de Coca que, bajo 1. Editorial: ... siempre en el rincón
el título «Imágenes de la Antigüedad. más alto del lienzo de la muralla...
Retorno a la arquitectura romana en
Segovia», pone de manifiesto, median- 2 y 3. Noticias de Cultura y Patrimo-
nio.
te una serie de paneles, cómo pudieron
ser algunas de las localizaciones urba- 4. De libro “Cien años de soledad” .
nas más importantes del entorno sego- Gabriel García Márquez (fragmentos).
viano en la época romana. Conocimos, 5. De cine. “La vida de Brian”. Juan
Luis J. Martín
a través de las explicaciones de Víctor, C. López.
y sobre la base de las excavaciones 6 y 7. Solicitudes de la Asociación
Publicación del libro de relatos bre- arqueológicas realizadas a la fecha,
ves: “Mañana volveré”. El Centro de “La Alhóndiga” a la Confederación
la posible conformación arquitectóni- Hidrográfica del Duero.
Estudios Bercialeños “El Calvache” ha ca de ciudades como Segovia, Cauca,
publicado un libro que, bajo el título Confloenta o Termes; la posible situa-
8. Inventario en el viejo desván. Ricar-
“Mañana volveré”, recoge los relatos do José Gómez Tovar.
ción de los foros, las termas y templos
breves que se presentaron al concurso en dichas ciudades y de otros elemen- 9. Tercio de varas. José Félix Sobrino.
que el Centro de Estudios convocó el tos urbanos de importancia capital, por 10. Nuestros poetas: Luis López Álva-
pasado mes de agosto de 2020 dentro ejemplo el foro pecuario de Confloen- rez (Los Comuneros, fragmentos).
de las actividades enmarcadas en el ve- ta. Cerramos la visita conociendo los
rano cultural de la vecina localidad de 11. La llamada del Poeta. Juan José
resultados de las últimas excavaciones Alonso Gallego.
Bercial de Zapardiel. La portada del en las villas de Aguilafuente, Nava de
libro muestra una evocadora imagen la Asunción o la de los Cinco Caños
12. Un nuevo personaje en el mundo.
con dos de los símbolos de identidad Miguel González.
en Coca.
de Bercial: su iglesia y a su patrón San
Blas, una fotografía que, además, evo- LA LLANURA de Arévalo.
ca el sentimiento de añoranza de los Publicación editada por:
“La Alhóndiga” de Arévalo,
que un día se tuvieron que ausentar de Asociación de Cultura y Patrimonio.
Bercial… pero que siempre regresan.  Avda. Emilio Romero, 14-B - 05200 Arévalo
Además de los 14 relatos, la publica- lallanuradearevalo@gmail.com
ción incorpora 37 fotografías en blanco Número 140 - Enero de 2021
y negro, que complementan el relato al Depósito legal: AV-85-09
que acompañan. Hay imágenes cos- Diseño y maquetación: “La Alhóndiga”,
tumbristas, grupos de personas, edi- Juan C. López Asociación de Cultura y Patrimonio.
la llanura número 140 - enero de 2021 pág. 3

Confederación Hidro-
salva una distancia de, tan solo, 1800 El echadizo y la cárcava. El derrum-
gráfica del Duero metros. be ocurrido en la zona del Rincón del
Por eso, no comprendemos como sí es Diablo nos trae a la memoria este texto
factible llevar agua del Adaja al Za- que se publicó en estas mismas páginas
pardiel, que es un trasvase, salvando en “La Llanura” número 74 del mes de
una distancia de 22 kilómetros (48 des- julio de 2015: “El pasado 21 de junio,
de el propio río), y no es posible llevar festividad de Nuestra Señora del Cami-
agua del Adaja al Arevalillo, que no es no o Virgen de la Caminanta, pudimos
un trasvase porque el agua vuelve al apreciar, como en años anteriores, que
Agua del Adaja para el Zapardiel. A Adaja en Arévalo, salvando para ello la “campa” o espacio que se extiende
lo largo del pasado otoño y durante el una distancia de 1,8 kilómetros por un desde la zona de la ermita hacia la cues-
invierno, la Confederación Hidrográ- desagüe construido desde el principio ta del río Arevalillo, sigue soportando la
fica del Duero está trasvasando agua con esa finalidad. acumulación de tierras procedentes del
del río Adaja al Zapardiel gracias a vaciado que se efectuó cuando comen-
las subvenciones europeas que se han
Juan C. López zaron los derrumbes en la zona de obras
asignado al proyecto LIFE-Duero, con de la muralla en el entorno de la iglesia
la loable intención de recuperar el pri- de San Miguel. De igual manera, y de
mitivo cauce del río Zapardiel. esto ya hemos dado cuenta en anteriores
Para ello, se bombea agua del regadío ocasiones, sigue aumentando de forma
“Río Adaja” desde la balsa de Maga- preocupante la cárcava que se ha produ-
zos hasta la charca de Narros, situada cido en la cuesta en esta misma zona.
en el término municipal de Langa, y de Desde nuestra humilde opinión consi-
ahí se conduce por el caz o zanja de las deramos que estos echadizos deberían
Aloberas hasta el río Zapardiel. Exposición “Rito y territorio” Er- retirarse de aquí, recuperar y adecentar
El agua procedente de la balsa de re- mitas de la provincia de Ávila. Entre la explanada de la Caminanta, al tiem-
gadío de Magazos, antes de llegar al el 11 de diciembre de 2020 y el 8 de po que deberían tomarse las medidas
río Zapardiel a la altura de Salvador enero de 2021 se ha podido visitar esta que pudieran ser procedentes a fin de
de Zapardiel, atraviesa los términos de muestra, en la sala de exposiciones de solventar el desagüe incontrolado de las
Nava de Arévalo, Langa, Villanueva la Casa del Concejo de Arévalo. Esta aguas de lluvia y, de este modo, evitar
del Aceral, Barromán, Castellanos de exposición deriva de los diferentes es- que la enorme zanja que se ha produci-
Zapardiel y San Esteban de Zapardiel, tudios e inventarios que sobre ermitas, do en estos últimos años siga creciendo y
recorriendo una distancia de unos 22 santuarios y rituales, romerías o ma- pueda provocar, en el futuro derrumbes
kilómetros. nifestaciones culturales vinculados se en el terreno circundante cuya solución
Como ya saben nuestros lectores, des- han elaborado en diferentes provincias pueda llegar a ser mucho más comple-
de “La Alhóndiga de Arévalo”, Asocia- de Castilla y León por la Dirección ja”.
ción de Cultura y Patrimonio venimos General de Patrimonio Cultural de la
solicitando a la CHD, de forma reitera- Junta de Castilla y León y está enmar- Cinco largos años después, el echadizo
da desde el año 2009, un caudal para el cada dentro del proyecto “TERPAT, sigue ahí.
río Arevalillo. Nuestra propuesta era y Territorio y Patrimonio”. La experiencia parece querer indicar-
es muy simple y fácil de ejecutar, sim- Santuarios, ermitas, humilladeros, ora- nos que cuando alteramos de manera
plemente, llevar una pequeña parte del torios, capillas camineras o incluso importante las condiciones geológicas
agua que se suelta por el Adaja desde cruceros se revelan en esta muestra que de un terreno o lugar, al final, esa al-
el embalse de las Cogotas a la balsa de recopila y difunde información proce- teración trae consecuencias tales como
regadío de Nava de Arévalo, utilizan- dente de estudios e inventarios que se deslizamientos o hundimientos de ma-
do para ello el canal construido para han elaborado en diferentes provincias yor o menor gravedad.
tal efecto. Una vez en la balsa, soltar de Castilla y León y que son de enor- De momento, lo que está claro es que
esa pequeña cantidad de agua, detraída me interés para el estudio antropológi- las tierras que siguen acumuladas en la
del caudal del Adaja, al río Arevalillo a co de las manifestaciones festivas en explanada de la Caminanta están faci-
través de un desagüe ya construido que torno a estos lugares de uso religioso. litando que la cárcava vaya a más.
pág. 4 la llanura número 140 - enero de 2021

De libro supuesto no entendió, pero que al ser


leídas en voz alta parecían encíclicas
cinco años. Escapó a catorce atenta-
dos, a setenta y tres emboscadas y a un
cantadas. pelotón de fusilamiento.
«El pelotón de fusilamiento»
...oOo... ...oOo...
Muchos años después, frente al Aureliano, vestido de paño negro, Para que nadie pusiera en duda la
pelotón de fusilamiento, el coronel con los mismos botines de charol con severidad de sus propósitos, mandó
Aureliano Buendía había de recordar ganchos metálicos que había de llevar que un pelotón de fusilamiento se en-
aquella tarde remota en que su padre lo pocos años después frente al pelotón trenara en la plaza pública disparando
llevó a conocer el hielo. de fusilamiento, tenía una palidez in- contra un espantapájaros.
...oOo... tensa y una bola dura en la garganta
...oOo...
cuando recibió a su novia en la puerta
Aquellas alucinantes sesiones que- de la casa y la llevó al altar. Cuando Úrsula irrumpió en el patio
daron de tal modo impresas en la me- del cuartel, después de haber atravesa-
moria de los niños, que muchos años ...oOo...
do el pueblo clamando de vergüenza y
más tarde, un segundo antes de que el Tan hondo era el cariño que él y su blandiendo de rabia un rebenque alqui-
oficial de los ejércitos regulares diera esposa habían logrado despertar en la tranado, el propio Arcadio se disponía
la orden de fuego al pelotón de fusila- familia de ambos, que cuando Reme- a dar la orden de fuego al pelotón de
miento, el coronel Aureliano Buendía dios anunció que iba a tener un hijo, fusilamiento.
volvió a vivir la tibia tarde de marzo hasta Rebeca y Amaranta hicieron una
en que su padre interrumpió la lección ...oOo...
tregua para tejer en lana azul, por si
de física, y se quedó fascinado, con la nacía varón, y en lana rosada, por si Pocos meses después, frente al pe-
mano en el aire y los ojos inmóviles, nacía mujer. Fue ella la última perso- lotón de fusilamiento, Arcadio había
oyendo a la distancia los pífanos y na en que pensó Arcadio, pocos años de revivir los pasos perdidos en el sa-
tambores y sonajas de los gitanos que después, frente al pelotón de fusila- lón de clases, los tropiezos contra los
una vez más llegaban a la aldea, prego- miento. escaños, y por último la densidad de un
nando el último y asombroso descubri- cuerpo en las tinieblas del cuarto y los
miento de los sabios de Memphis. ...oOo...
latidos del aire bombeado por un cora-
...oOo... Él mismo, frente al pelotón de fu- zón que no era el suyo.
silamiento, no había de entender muy
Tenía la misma languidez y la mis- ...oOo...
bien cómo se fue encadenando la serie
ma mirada clarividente que había de de sutiles pero irrevocables casualida- Cuando salió al aire azul de neblina,
tener años más tarde frente al pelotón des que lo llevaron hasta ese punto. el rostro se le humedeció como en otro
de fusilamiento. Pero aún no había amanecer del pasado, y solo entonces
sentido la premonición de su destino. ...oOo...
comprendió por qué había dispuesto
...oOo... El coronel Aureliano Buendía pro- que la sentencia se cumpliera en el pa-
movió treinta y dos levantamientos ar- tio, y no en el muro del cementerio. El
Años después, frente al pelotón de mados y los perdió todos. Tuvo dieci- pelotón, formado frente a la puerta, le
fusilamiento, Arcadio había de acor- siete hijos varones de diecisiete muje- rindió honores de jefe de estado.
darse del temblor con que Melquía- res distintas, que fueron exterminados
des le hizo escuchar varias páginas uno tras otro en una sola noche, antes Gabriel García Márquez
de su escritura impenetrable, que por de que el mayor cumpliera treinta y Cien años de soledad.
la llanura número 140 - enero de 2021 pág. 5

De cine cinefiliasantmiquel.blogspot.com

La vida de Brian.
La vida de Brian es el tercer largo-
metraje del grupo de comedia inglés
“Monty Python” junto a Los caballe-
ros de la mesa cuadrada y El sentido
de la vida.
El largometraje logró la cuarta ma-
yor recaudación de cualquier película
en el Reino Unido en 1979, y la más
alta de cualquier película británica en
los Estados Unidos ese mismo año.
Está considerada, en algunos medios
especializados, como “la mejor pelícu-
la de comedia de todos los tiempos”.
El protagonista, Brian Cohen, nace
en el portal de un establo, en la Pales-
tina del año cero. Acuden a ofrecerle
regalos tres Reyes Magos. Enseguida
regresan, percatados de su error, y le
quitan a la madre, “Mandy”, el oro, el
incienso y la mirra que momentos an-
tes le habían entregado.
El hecho de enterarse de que su pa- corto los cojones”, le explica el cen- La génesis de esta película tuvo sus
dre fue un centurión romano llamado turión. inconvenientes. Los productores, aun-
“Traviesus Máximus” que, por otra que ya se había dado el visto bueno al
Desde el comité ejecutivo del
parte, había violado, aunque de forma film, una vez leyeron el guión se ne-
Frente Popular de Judea deciden a
un tanto consentida, a “Mandy”, hace garon a seguir adelante. Consideraron
continuación secuestrar a la hija del
que sus ideales en contra del opresor la historia como “obscena y sacrílega”.
gobernador. Cuando llegan al palacio
romano se acrecienten. se encuentran con que allí están los del Tuvo que ser el ex-beatle Geor-
Un día, asistiendo al Sermón de Frente Judaico Popular. Han tenido la ge Harrison, amigo personal de los
la Montaña, nuestro protagonista co- misma idea, capturar a la hija de Pila- “Monty Python”, el que llevó adelante
noce a la joven Judit. Se enamora de tos para extorsionarle. Ambos grupos el proyecto, creando para ello su pro-
ella, hecho este que le lleva a unirse se pelean entre sí y nuestro protagonis- pia productora para lo que tuvo incluso
al Frente Popular de Judea (FPJ), no ta, Brian, es capturado. que hipotecar su casa.
confundir con el Frente Judaico Po- En el interrogatorio, al que asiste el El estreno generó una enorme con-
pular ni con la Unidad Popular de Ju- mismo Poncio Pilato, tiene lugar la es- troversia llegando a prohibirse en al-
dea, organizaciones estas de carácter cena en la que la guardia romana pro- gunos países. En Suecia los carteles
claramente revisionista que acogen a rrumpe en carcajadas al enterarse que del estreno incorporaban el siguiente
los disidentes de la única y verdadera uno de los amigos íntimos del gober- texto: “Esta película es tan divertida
ortodoxia antiimperialista del FPJ. nador de Judea se llama “Pijus Magni- que la han prohibido en Noruega”.
Una vez dentro del FPJ le enco- ficus”, y que el nombre de su esposa es
En EE.UU. hubo manifestaciones
miendan su primera misión: debe rea- “Incontinentia Summa”.
de protesta. La polémica, como suele
lizar una pintada en los muros del pa- Brian aprovecha el momento de ocurrir en estos casos, fue beneficiosa
lacio del gobernador. distracción y se escapa como puede. para la taquilla.
Terminado el encargo, se topa con Siguen múltiples contratiempos, En España se estrenó en octubre de
los guardias que hacen la ronda noc- persecuciones, encuentros y desen- 1980 en versión original subtitulada, y
turna y el centurión, al leer el escrito, cuentros. Un grupo de judíos empiezan clasificada para mayores de 18 años.
se muestra profundamente indignado. a seguir a nuestro protagonista confor- La vida de Brian fue la quinta película
¿Cómo? ¿Qué es esto? ¿«Romanes mando un movimiento religioso que más taquillera en España en ese año.
eunt domus»? ¿Gente llamada roma- bien podría haberse llamado el de “la
nos ir la casa? Como buen profesor Después de tantos contratiempos,
sandalia en la mano”.
de latín le hace declinar correctamente si accedes a ver esta divertida come-
cada una de las palabras que forman la Por fin Brian es capturado por los dia solo queremos darte un consejo:
frase hasta dar con la expresión correc- romanos y condenado a crucifixión. «Mira siempre el lado positivo de la
ta: «Romani ite domum», “Romanos, «¿Crucifixión? Bien. Pasa la puerta, vida», «Always look on the bright side
idos a casa”. “Y ahora escríbelo cien gira a la izquierda, una cruz por per- of life».
veces. Si no está listo al amanecer, te sona». Juan C. López
pág. 6 la llanura número 140 - enero de 2021

Solicitudes de “La Alhóndiga” a la


Confederación Hidrográfica del Duero
El pasado mes de diciembre, “La que los peces puedan remontar estos - 3: Desbroce y apertura de un
Alhóndiga de Arévalo”, Asociación obstáculos sin dificultad. tramo de senda fluvial en el río Are-
de Cultura y Patrimonio, solicitó a la valillo. El tramo de la ribera del río
Confederación Hidrográfica del Due- Arevalillo a su paso por Arévalo com-
ro (CHD) que lleve a cabo varias in- prendido entre el puente del Cubo y el
tervenciones en el ámbito de cauces puente de los Lobos, siempre ha conta-
fluviales, riberas y zonas húmedas do con un sendero fluvial por su mar-
localizadas tanto en el término muni- gen derecho que, en los últimos años,
cipal de Arévalo como en la comarca ha sido invadido por la cambronera
de Tierra de Arévalo que, de llevarse a (Lycium barbarum), planta leñosa de
cabo, mejorarán de forma notable tan- porte arbustivo y espinosa, haciendo
to el espacio físico propio de biotopos impracticable un buen tramo compren-
de ribera y humedales, como su acer- dido entre estos dos puentes,
camiento a la especie humana, para el Presa del molino “Quemao”
disfrute y mejor conocimiento de estos
valiosos espacios, siempre con el de- - 2: Construcción de una pasare-
bido respeto a su esencia natural para la sobre la presa de La Pesquera. En
que, en ningún momento, sea alterada determinados momentos de crecidas,
sino mejorada. el tránsito por un pequeño sendero flu-
vial que discurre por el margen dere-
A continuación, les resumimos las cho del río Adaja se hace muy peligro-
intervenciones solicitadas: so e, incluso, imposible, pues la fuerza
- 1: Construcción de dos escalas de las aguas tapa completamente los
para peces. Tanto el río Adaja como bolardos de hormigón construidos al
mismo tiempo que la presa de La Pes- Propuesta de adecuación del sende-
el Arevalillo a su paso por Arévalo, ro entre el puente de los Lobos y el
tienen dos construcciones que actúan quera y que sirven para cruzar de una
a otra ribera. Para evitar riesgos inne- del Cubo en el río Arevalillo
como barrera a la fauna piscícola du-
rante el remonte de los ríos para en- cesarios, sería muy conveniente que se
construya una pasarela sobre la presa Como hemos dicho antes, el trián-
contrar lugares de freza adecuados gulo verde de Arévalo transcurre por
para el desove. que permita pasar de la ribera izquier-
da a la derecha o viceversa. aquí, por lo que sería muy convenien-
te abrir una senda peatonal para hacer
El llamado cinturón o triángulo transitable un sendero en la totalidad
verde de Arévalo transcurre por aquí de su recorrido, para que arevalenses y
y sería necesario hacerlo más transita- visitantes puedan disfrutar de un espa-
ble y más seguro, para que el paseante cio natural que muy pocas localidades
pueda disfrutar de un espacio natural poseen. Las riberas de los ríos Adaja y
que muy pocas localidades poseen, Arevalillo, que se juntan bajo el casti-
pues las riberas de los ríos Adaja y llo de Arévalo, serían dos de los lados
Arevalillo, que se juntan bajo el casti- de este triángulo, el tercer lado sería
llo de Arévalo, están unidas al sur del la Cañada Real Burgalesa, importante
Presa de la Pesquera casco urbano por una importante vía vía pecuaria que cierra este triángulo
pecuaria, la Cañada Real Burgalesa, natural por el sur. Forman un auténti-
En el río Adaja se encuentra la pre- que cierra este triángulo natural por el co cinturón verde, actualmente muy
sa conocida como “La Pesquera” que sur. utilizado en tramos transitables, por lo
nutre al caz del molino de “La Isla” que, abriendo de nuevo esta senda se
también conocido como de “Don Ál- cerraría el triángulo verde de Arévalo
varo de Luna”, sede del programa y sería nuevamente transitable en su
LIFE-DUERO. Y en el río Arevalillo, totalidad, para el disfrute de propios y
la presa del molino Valencia, también extraños.
conocido como “Quemao”.
Ambas presas constituyen una ba-
rrera infranqueable a los peces de di-
ferentes especies que remontan ambos
ríos en la época de freza. Por lo que
sería muy beneficioso para la fauna
acuática y la biodiversidad de ambos Pilotes de hormigón en el entorno de
ríos la construcción de dos escalas para la Pesquera en el río Adaja.
la llanura número 140 - enero de 2021 pág. 7

Para ello es necesaria una interven- tos desde tiempos remotos y que, con jos de los Ejidos y provocar su enchar-
ción de desbroce que abra nuevamente el paso de los años, han visto mermada camiento. Se recuperaría un rosario de
un sendero entre el puente del Cubo y de forma considerable su extensión. ocho lavajos mucho más interesantes
el de los Lobos por la ribera derecha para la biodiversidad de la zona que la
del río Arevalillo. Basta con dejar el antigua gravera.
suelo practicable mediante una senda
de una anchura de metro y medio y
ensanchar dos metros a cada lado de
la trocha en aquellos lugares donde los
arbustos de Lycium barbarum se ha-
yan apoderado del espacio para evitar
que vuelva a cerrarse, pues la cambro-
nera es una planta muy invasiva.

Lavajo de los Ejidos

Esta zona de los lavajos de los Eji- Mapa de situación de los lavajos
dos se encuentra drenada igualmente
por el caz de Valdedomínguez, que
vierte, como ya se ha dicho, hacia el
sur al arroyo Palacios Rubios.

Laguna del Lavajuelo

- 4: Recuperación de zonas hú- Lavajo de los Ejidos


medas en Aldeaseca. En el término
Para tratar las propuestas in situ, el
municipal de Aldeaseca existió un im-
pasado 16 de diciembre varios miem-
portante humedal, la laguna del Lava-
bros de la asociación mantuvimos una
juelo, que contaba con una zona inun-
reunión con personal de la CHD, con-
dable superior a las 40 hectáreas, en
Lavajo de los Ejidos cretamente, el guarda fluvial mayor, el
una amplia cuenca semiendorreica que
director de obras de Ávila y un respon-
vertía sus aguas hacia el sur a través
sable de TRAGSA. Durante el encuen-
del caz de Valdedomínguez, tributario
tro campestre les enseñamos sobre el
del arroyo Palacios Rubios. La lagu-
terreno las solicitudes de “La Alhóndi-
na fue desecada por la construcción
ga”, discutimos su necesidad y viabi-
de sendos drenajes durante las dos
lidad y quedamos en ultimar detalles
últimas concentraciones parcelarias.
en una nueva reunión que se celebrará,
A pesar de ello, hasta la realización
seguramente, en enero.
del plan de regadío “Río Adaja” aún
se inundaba una superficie superior a Estas solicitudes de intervención se
las 20 hectáreas en épocas de elevadas unen a la de un caudal para el río Are-
precipitaciones tal y como atestiguan valillo desde la balsa de Nava de Aré-
las siguientes fotografías. valo con el agua procedente del Adaja,
Balsa de Aldeaseca
que fue presentada en 2009 y a la de
limpieza de cauce del río Adaja a su
Por otra parte, existe una gravera
paso por Arévalo, que fue presentada
sin nombre, en una zona entre dos pi-
en agosto de 2020.
nares isla del Nigal y las Huelgas. Esta
gravera, actualmente abandonada, se Con todas las intervenciones soli-
sitúa en el caz de Valdedomíngez. El citadas mejorarían los hábitats asocia-
mencionado caz o cacera, recoge to- dos a ríos y humedales y, también, la
das las aguas pluviales de esa cuenca percepción que de ellos pueda tener la
semiendorreica y, además, varios fina- ciudadanía, pues los acerca, los mejo-
les de línea del regadío “Río Adaja” ra, los recupera y los protege.
vierten en el caz el agua sobrante del
Laguna del Lavajuelo regadío, acabando en la gravera y pro-
duciendo su inundación.
Además, existen otros lavajos en
zonas inundables como los Ejidos o el Sería muy necesaria una interven-
Mullidal. Consisten en un rosario de ción por parte de la CHD para que esta
ocho pequeños lavajos en parcelas que agua sobrante acumulada en la gravera
no son agrarias sino destinadas a pas- abandonada pudiera llegar a los lava-
pág. 8 la llanura número 140 - enero de 2021

Inventario en el viejo desván


La trompeta de su abuelo olía a ponentes del instrumento que conocía más objetos desperdigados por el pol-
acordes antiguos, a grandes orquestas tan bien como si fuesen las partes de voriento desván.
de los años 40 bañadas por estrambó- su bicicleta. Lo que aquellos niños ig-
En ese momento, alguien profanó
ticas luces de oro y parejas estrecha- noraban es que, además de saber hacer
el hondo silencio llamando a la puer-
mente abrazadas sobre la pista de bai- maravillas con corcheas y semicor-
ta. Precedido por un agudo chirriar de
le. Aunque había soñado con ella mu- cheas sopladas en aquella trompeta
goznes, el agente inmobiliario asomó
chas veces, aquella era la primera vez de latón, el abuelo también sabía hilar
la cabeza en aquel santuario reverdeci-
que la sostenía entre sus manos sin la frases que, con el correr de los años, se
do con los recuerdos infantiles. Había
presencia del añorado ancestro. Habría convertirían en un auténtico bálsamo
olvidado que estaba allí y que le espe-
querido hacerlo mucho antes, pero la de aplicación directa sobre las heridas
raba para abandonar juntos la casa, que
muerte del dueño de aquel instrumen- anímicas del nieto.
acababa de ser vendida a un extraño
to atávico le impidió acercarse al baúl
“Nunca te duermas con ira. Agra- porque ningún miembro de la familia
donde descansaba desde hacía años. Y
dece al día las experiencias vividas”. tenía suficiente interés en ella como
es que su abuelo, además de enseñarle
para mantenerla.
a tocar la trompeta, también le enseñó Las frases borbotaban directamente
muchas otras cosas. del pasado para arrancar vistosos com- –¿Quiere llevarse algo?
pases de jazz a la trompeta encontrada
“Si sientes rabia, tápate los ojos y Miró a su alrededor pero nada le
en el desván. Incluso le parecía estar
respira profundamente. Todo parece atrajo, aparte del dorado instrumento
viendo la figura de su abuelo, encorva-
distinto al cambiar de perspectiva”. que sostenía en las manos.
do con elegancia sobre el instrumen-
¿Cuántos disgustos le ahorraría to y buscando dentro de su memoria –Solo este recuerdo de familia…
aquel consejo a lo largo de su vida? la partitura correcta para activar los
El comercial le dirigió una mi-
Los otros niños del barrio le envidia- compases requeridos por la composi-
rada comprensiva. Aquella vieja
ban por tener un abuelo trompetista. ción que iba a interpretar. Por unos ins-
trompeta no parecía gran cosa, pero
Era algo que se salía de lo común y tantes, la corriente que hacía de aquel
el hombre la llevaba muy cerca del
que a él le convertía automáticamen- desván un lugar inhóspito en invierno
corazón, como si fuera una joya de
te en una especie de “elegido”, capaz amainó repentinamente. El sol cre-
valor incalculable.
de dibujarles un plano para explicarles puscular se filtró por una rendija de la
la diferencia existente entre tuberías, madera, iluminando la trompeta hasta Ricardo José Gómez Tovar
pistones y válvulas, entre otros com- sumergir en la oscuridad todos los de-
la llanura número 140 - enero de 2021 pág. 9

Tercio de varas tré tranquilo y silencioso, administran-


do vengativamente el suspense ante
la mirada de todos, me senté a comer
Mi abuelo, que era un buen aficio- espectáculo no trascendía a las páginas unas lentejas y no dije nada hasta que
nado a los toros, les advirtió un día a de sucesos de El Diario de Ávila y el mi madre, harta del numerito, rompió
mis padres: bochorno quedaba en familia. al fin la tensión dramática:
- Este niño blandea mucho en el El caso es que una noche, con la - Déjate de pamplinas y cuéntanos
tercio de varas, como no toméis medi- mayor naturalidad que pudo impostar, de una vez cómo te ha ido en la pelu-
das severas no llegará nunca a hacerse mi padre me dijo: quería, ¿has llorado?
un hombre.
- No puedes seguir con esas mele- Entonces pronuncié una frase que a
El niño era yo, y como primera nas como si fueras uno de esos degene- partir de ese instante entraría a formar
providencia mis padres acordaron sa- rados de los Beatles. Mañana, cuando parte del particular acervo de la fami-
carme del colegio Amor de Dios, ale- vuelvas de la escuela, te pasas por la lia:
jarme de mis dos ángeles custodios, peluquería de Julián y le dices que te
Sor Gema y Sor Jesusa, y mandarme corte el pelo, que ya pasaré yo a pa- - No he llorado —dije— pero me
a estudiar a la escuela de Don Hilario, garle. he puesto serio.
en la calle Santa María. La segunda Recuerdo que mi madre me con-
Así pues, en apenas unos días, yo
providencia que adoptaron fue la de testó, seguramente conteniendo la risa,
había pasado de las manos seráficas y
hacerme ir solo a la barbería de Julián, que eso de ponerse serio no estaba
marfileñas de Sor Jesusa a la manos ás-
Julián el peluquero. bien, aunque desde luego era mucho
peras y nicotinosas de Don Hilario, del
Yo tenía entonces ocho o nueve Amor de Dios, situado en un moderno mejor que llorar, y que la próxima vez
años y cada vez que iba a cortarme el edificio dotado con todas las como- procurara sonreír un poco, porque las
pelo lo hacía acompañado por mi ma- didades, a un destartalado y sombrío personas agradecen mucho que les
dre y lloraba tan desgarradoramente caserón que parecía que acababa de sonrías. Lo cierto es que durante mu-
como si me estuvieran sacando las tri- ser sañudamente bombardeado por la chos años, cada vez que enfrenté una
pas sin anestesia o cortando la cabeza Luftwaffe. Por si todo esto fuera poco, situación adversa, aquella frase salió a
con un serrucho. No sé por qué, pero además debía ir completamente solo a relucir en todas las variantes posibles,
en el apuesto y paciente Julián yo ima- la peluquería, el patíbulo para mí. Si como una lacerante apostilla: “O sea,
ginaba ver al mismísimo Sweney Tood, en ese momento mi padre me hubiera que no has llorado pero te has puesto
el barbero diabólico de la película de revelado que yo era un hijo adoptado, serio”, o “supongo que no habrás llo-
Tim Burton. Tal era el drama y tantos que me habían sacado de un orfanato rado pero te habrás puesto serio”, o
eran mis gritos y llantos que mis pa- y que mis verdaderos padres eran un “¿acaso quieres decir que te has puesto
dres preferían hacer venir a Julián a chamarilero dispéptico y una prostituta serio pero sin llegar a llorar? Una ver-
mi casa a cortarme el pelo a domicilio. sifilítica del barrio chino de Barcelona, dadera cruz.
Allí, en una silla alta me colocaba mi yo no me hubiera sentido más desgra- He intentado seguir el sabio con-
madre con una toalla blanca alrededor ciado. sejo de mi madre, pero debo admitir
del cuello, como si yo fuera un peque- que las medidas severas que propuso
Al día siguiente, después de pasar
ño príncipe tarado, y mientras mis her- mi abuelo para que me acabara con-
la noche en vela, al salir de la escuela,
manas me distraían como podían, Ju- virtiendo en un hombre de trapío que
armándome de valor y sintiéndome tan
lián sacaba sus bártulos con disimulo no blandeara en el tercio de varas, han
abandonado como David Copperfield,
y procedía a hacer silenciosamente su resultado ser todo un fracaso. Me temo
entré en la barbería de Julián, en la ca-
trabajo. Yo debía de pensar que en mi que si yo hubiera sido un toro de lidia y
lle Avanciques, di los buenos días, me
casa estaba más seguro porque nadie la vida fuera una corrida, hace mucho
puse en gracia de Dios y me dejé hacer.
sería tan estúpido de asesinarme en mi tiempo que me hubieran devuelto a los
propio dormitorio y delante de testigos, Cuando regresé a mi casa toda la corrales.
y no lloraba. Y si lo hacía al menos el familia me recibió expectante. Yo en-
José Félix Sobrino

https://www.museodelprado.es/
pág. 10 la llanura número 140 - enero de 2021

Nuestros poetas En Castilla mientras tanto


verdecieron las laderas
se estremecieron los chopos,
se enjambraron las colmenas.
El dieciséis de febrero Los procuradores tornan
en Burgos de madrugada pesarosos a su Tierra Los Comuneros
entre faroles y cirios que antes de partir juraron Luis López Álvarez
un cadalso se levanta. que nunca el servicio dieran.
Unos frailes atraviesan Mas el que manda acostumbra
la vecindad congregada, a sobornar las conciencias
suenan trompas y tambores, de los que el pueblo envía
la voz de un pregón se alza: portador de sus protestas.
Pero no hay traición que quede
“Que sepan todos los pueblos por mucho tiempo secreta:
de los mis reinos de España, de la traición de los suyos
que en uso de mi poder, los castellanos se enteran.
al que nadie menoscaba,
más absoluto y real
que antes de que estallara Mil quinientos veintiuno,
la rebelión de que sufren y en abril para más señas,
las ciudades castellanas, en Villalar ajustician
condeno, sin enjuiciarles, a quienes justicia pidieran
y con sentencia inmediata, en Villalar ajustician
doscientos cuarenta y nueve a quienes justicia pidieran.
Comuneros de más talla.
¡Malditos sean aquellos
A morir si son seglares que firmaron la sentencia!
y, si clérigos, que salgan ¡Maldiga el cielo a Cornejo,
de los conventos e iglesias alcalde de mala ciencia,
perdiendo cuanto les valga. y a Salmerón y a García,
Firmado en Worms, vuestro Rey, y al escribano Madera,
Carlos Primero de España”. y la maldición alcance
Al acabarse el pregón a toda su descendencia,
mil murmullos se levantan. que herederos suyos son
Viva Padilla alguien grita, al que luchó por el pueblo
nadie su voz sofocara, y perdió tan justa guerra.
que amapola comunera Desde entonces ya Castilla
en todo el trigal se ampara. no se ha vuelto a levantar, ay, ay,
no se ha vuelto a levantar.
En manos de rey bastardo
o de regente falaz, ay, ay
En Tordesillas convocan o de regente falaz.
la Santa Junta del Reino.
Siempre añorando una Junta
Las ciudades hermanadas
o esperando un capitán, ay, ay
envían los mensajeros
o esperando un capitán.
que en la Junta representen
los que acudir no pudieron. Quién sabe si las cigüeñas
De todos los oficios salen han de volver por San Blas
los que bregar por el pueblo. si las heladas de marzo
los brotes se han de llevar.
De Ávila llega un pelaire,
de Burgos un cerrajero, Si las llamas comuneras
de Palencia un alguacil otra vez crepitarán
ha traído su consenso. cuanto más vieja la yesca
A Salamanca se escucha más fácil se prenderá
por la voz de un pellejero,
Cuanta más vieja la yesca
por Medina un tundidor
y más duro el pedernal
y por León un herrero.
si los pinares ardieron
aún nos queda el encinar.
la llanura número 140 - enero de 2021 pág. 11

La llamada del Poeta este relato.


También colabora con la Asocia-
ción “La Alhóndiga de Arévalo” y
“Con sabor a Tierra y Navidad”, de pequeños talleres o espacios agrí-
comparte su poesía en numerosos en-
así queda indicado debajo de su último colas, nos reciben los ladridos de un
cuentros por la tierra de La Moraña y
poemario “Veinte años de poemas”. mastín, a mí me inquietan a él no. Dice
las tierras afluentes de esta comarca.
que si no le muestras temor y no huyes
Caminaba Octubre del 2020, año no hace nada. Pasamos al interior del Cuando el clic del disparador de mi
complicado: aislamientos, distancias, espacio cercado de paredes de ladri- cámara fotográfica se ausenta, por ago-
comunicaciones rotas, espacios va- llo revocadas de cemento, mostrando tamiento de la batería que le alimenta,
cios, ausencias de diálogos libres de cerca de cuarenta pinturas murales, en el intento de hacer la última foto-
temores y recelos; sin embargo, recibo Segundo se apresura a informarme que grafía de Segundo junto a su preferido,
una llamada de Segundo con voz com- están hechas con pinturas industriales llega el momento de abandonar el rin-
pleta de entusiasmo y energía, saluda y y que son planas, sin ninguna perspec- cón de su arte. Él insiste en tomar un
como un disparo: quiero regalaros un tiva; sin embargo, llenas de contenido café y cambiar durante unos minutos
ejemplar de mi último trabajo. ¿Pue- y referencias a los poetas, escritores y el aire frió y desapacible por el calor
des darme una dirección postal? No he artistas que le han inspirado, los en- de la lumbre en su cocina, invitación
podido hacer la presentación pública- tornos de Arévalo y mención de sus tentadora pero es el momento de hacer
mente prevista y he decidido entregar personajes. No faltan las referencias a la fotografía pendiente con la cámara
esta obra por otros medios. las clases sociales y las reivindicacio- del teléfono y regresar. El mastín tuvo
- Es una alegría saber de ti, es estu- nes de las más desfavorecidas, también la gentileza de ladrar en un adiós.
pendo que sigas escribiendo con tanta recoge, como una de sus pasiones, las
¿Será por la influencia de Cervan-
ilusión, pero no te daré la dirección, escenas de caza con todos los persona-
tes?, donde tendría que estar “El Hi-
pasaré por Arévalo personalmente a jes protagonistas.
dalgo”, solo veo un tronco.
saludarte y a recoger ese poemario, Segundo muestra sus intenciones
con todas las precauciones pero sin De vuelta, en el punto de partida,
en el primer mural:
distancia social. “El Tostón de Oro”, él se queda con su
“A la sombra de estos centena- calma y yo me voy con mi prisa; no sin
- Estupendo, cuando puedas venir rios pinos y la estela de estos antes prometernos un próximo encuen-
me avisas. dos grandes de las letras. tro para disfrutar de su poesía y beber-
Vísperas del día de la Constitución, Un mudejarillo de Jesús Villa- nos un buen vino a sorbitos.
dispongo de un rato para viajar hasta verde se enfrasca en la lectura,
Por esta vez hemos respetado la
Arévalo y saludar a Segundo, le llamé y otro del que a cuenta no viene
distancia física, sin perjudicar la dis-
para avisarle y quedamos a media ma- se afana en plasmar su impron-
tancia social. En el siguiente encuentro
ñana. ta sobre estos ásperos lienzos de
espero compartir un abrazo y escuchar
arena y de cemento, de sus luces
Ya le veo, me espera junto al Tos- tu poesía con calma. De momento,
o sombras no se ufana o desfa-
tón de Oro, punto de encuentro acorda- agradecemos tu regalo dedicado y del
llece pues ya con el solo intento
do, forrado de prendas de abrigo y una que recojo este poema:
por satisfecho queda y entre nu-
boina a la antigua usanza, vestimenta bes de vellón se pierde.” Las copas de los pinos
justificada por una mañana fría y con
En este mural son protagonistas el Declinaba la tarde
viento de guarnición. Primer saludo y y el entorno se volvía
notorio que se encuentran dos tempera- medio pinar que lo sigue siendo y el
que ya no lo es, porque una parte fue oscuro y denso…
mentos, él tranquilo y sin prisa, yo con … Todo callaba.
deseos de conocer su obra decorativa arrancada; un mudejarillo del escultor
Recios troncos
y volver a Martín Muñoz de las Posa- de hierro reciclado Jesús Villaverde y
se confundían en la oscuridad.
das para atender la visita de un maestro Cervantes y Shakespeare.
El momento se hacía sublime,
restaurador para el órgano musical del Me explica que su afición por la y me sentí pequeño en el pinar.
coro de la iglesia parroquial. Insistía lectura se la contagió su padre. Cuen- Levanté la vista al cielo,
en que tomáramos café, yo reiteraba ta que, desde que recuerda, siempre le y entre las afiladas copas,
mi poco tiempo y que estaba interesa- ha visto leyendo libros, en especial la dispersos e incipientes luceros
do en visitar esas pinturas murales que lectura cervantina, igualmente le había comenzaban a brillar.
tanto nos habla de ellas, cada vez que oído decir que –“Como los buenos vi- ¡No! Yo no sé si eran las copas
nos acompaña en nuestros encuentros nos, los libros hay que leerles a sor- de los pinos que a las estrellas miraban,
con la poesía y la música en el entor- bitos”. o quizás mis ojos, que más cielo
no del puente “El Naranjo”, allá por el querían abarcar.
En sus días de caza y paseos por
paraje de “La Irvienza”, en las riberas
el campo, los aires le van impregnan- O acaso era el Céfiro
del río Voltoya.
do de poesía y sus poros la devuelven quien a ellas y a mí
Me dirige y salimos de Arévalo por convirtiéndola en trabajos como: “Go- con su rumoroso aliento,
la carretera dirección Madrigal de las tas de lluvia”, “Con los pies en la Tie- de emoción nos hacía tiritar.
Altas Torres, ¡qué nombre!, todo his- rra”, “Versos de atardecer… y otros”, ¡No, no lo sé!
toria. En pocos minutos llegamos a su “Crónicas y perfiles literarios areva- Sólo sé, que alto pino quise ser.
rincón del arte, entre naves a camino lenses” y el poemario protagonista de Juan José Alonso Gallego
pág. 12 la llanura número 140 - enero de 2021

Clásicos Arevalenses
Postal. 1939

Un nuevo «personaje» en el mundo.


Después de una larga pausa im-
puesta por circunstancias de todos co-
nocidas, han comenzado a resurgir los
tradicionales mercados semanales.
Los carros forman de nuevo a am-
bos lados de la carretera, a lo largo de
la antigua plaza del Arrabal, lugar don-
de los labradores concentran sus pro-
ductos agrícolas en espera de posible
transacción.
su lenguaje mudo. Y los contados ca- sas modernas! Ocurrencias del diablo.
Poco a poco la plaza del Mercado sos de escepticismo van trocándose en ¡Bah!... Acaba su perorata desahogan-
va adquiriendo la fisonomía de otros franca admiración hacia el amigo que do su mal humor con diversas interjec-
tiempos, si bien se observa la ausen- protección y ayuda les ofrece. Cuan- ciones y busca nuevamente acomodo
cia definitiva de ciertos detalles típicos do termina el mercado, las mulas van sobre los costales sobrantes, de retorno
que el progreso borra en su constante llegando a la plaza procedentes de las a la panera.
evolución. Obedeciendo esa consigna, posadas donde hubieron descanso y
la que determina el constante discurrir Ha descendido del todo en la sima
yantar.
del tiempo, ha hecho su aparición in- ideal del horizonte el disco sangran-
sospechada en el mercado, un nuevo Se inicia el desfile de carros en dis- te del sol primaveral. Poco a poco, el
«personaje». Situado entre los carros tintas direcciones; Montejo, San Cris- ópalo crepuscular va adquiriendo deli-
procedentes de distintos pueblos de la tóbal, Montuenga, Constanzana... Uno cados matices violáceos.
comarca, también ofrece sus productos de tantos, baja por el adoquinado de la
Corre el vientecillo fresco, suave,
al comprador. cuesta de San Miguel. Dentro ya del
acariciante, ondulando las mieses ver-
puente de Medina, el labriego, joven,
Los campesinos le contemplan con deantes, salpicadas de rojas amapolas.
que conduce el carro, sentado sobre
general curiosidad; con escepticismo, una mula, percibe el aviso estridente Duerme el campesino viejo; vela
los menos; los más, con admiración. del nuevo «personaje» que, al llegar el joven campesino pero, ya no canta.
Es un «personaje» interesante, al puente, pide paso: «Aparta, amigo Escucha, piensa... Escucha esa sinfo-
hermético, que ofrece, en su mutismo campesino. Tengo prisa; necesito ga- nía monorrítmica de los atardeceres de
elocuente, tentadoras posibilidades de nar tiempo... Mi misión es avanzar... mayo; sinfonía de flautas misteriosas,
redención al campesino que, año tras avanzar…» invisibles, unificadas espontáneamente
año, consume sus energías en los pre- en su canto a la vida, en esta llanura
Las mulas recelan, olfatean dila-
dios de esta fértil llanura castellana. perfumada de flores campestres, de
tando sus narices, erguidas las orejas
verdes mieses onduladas, de resina de
«Vengo a ser vuestro amigo, vues- puntiagudas. El instinto frena sus mo-
pino.
tro aliado, —parece decir— Quiero vimientos hasta que pasa el extraño
redimiros de un esfuerzo penoso; dar «personaje», dejando una estela de El mozo no canta. Calla, otea el
a vuestro campo el impulso para ha- malolientes residuos minerales. horizonte. Piensa en mañana, en las
cerle más fértil; contribuir al acarreo promesas del nuevo «personaje» que,
Despierta el viejo que dormía en
de vuestras mieses con rapidez. Hacer a su regreso del mercado de Arévalo,
el carro. En airada protesta, gesticula,
menos penosa vuestra vida de traba- acaba de esfumarse a lo lejos... camino
manotea iracundo... Le han espantado
jo». de Madrigal.
las mulas. ¡Han turbado una vez más la
Muchos son los que comprenden quietud obligada de su senectud. Co- Miguel González. 1951