minerales industriales Cyl

LOS MINERALES INDUSTRIALES

EN CASTILLA Y LEÓN

Presentación
En la sociedad avanzada en la que vivimos estamos acostumbrados a utilizar un sinfín de
productos sin reparar muchas veces en el origen minero de los mismos. Los ladrillos y el cemento de nuestras casas, los cristales de las ventanas, los azulejos, etc., todos ellos están fabricados íntegramente con productos minerales. Pero también la pintura, el papel, el caucho, productos farmacéuticos y alimentarios, componentes electrónicos y un largo etcétera incorporan en mayor o menor medida sustancias minerales. En esta publicación se presenta una breve descripción de los minerales industriales, cuáles son sus aplicaciones, cómo se obtienen y dónde están las principales explotaciones en Castilla y León. Con ello se pretende divulgar la actividad de una minería poco conocida, muchas veces a la sombra de la industria que sustenta, pero básica y necesaria en definitiva para mantener nuestro estilo de vida.

Tomás Villanueva Rodríguez Consejero de Economía y Empleo de la Junta de Castilla y León

contenido
Los minerales y la industria
• Los minerales industriales y sus propiedades • Industrias consumidoras

La obtención de minerales industriales
• Geología y yacimientos en Castilla y León • Investigación y explotación • Sistemas de tratamiento

El sector minero en Castilla y León
• Minerales industriales explotados en Castilla y León • Producción y valor económico

© Junta de Castilla y León Consejería de Economía y Empleo Dirección General de Energía y Minas
REALIZACIÓN: Sociedad de Investigación y Explotación Minera de Castilla y León (SIEMCALSA)

© DE LA EDICIÓN: Domènech e-learning multimedia, S.A.
PRIMERA EDICIÓN: 2007 TIRADA: 1.500 DISEÑO GRÀFICO: Domènech e-learning multimedia, S.A. IMPRESIÓN: Gráficas Jocar S.L. DEPÓSITO LEGAL: B-10379-2007

LOS MINERALES Y LA INDUSTRIA
Los minerales industriales constituyen uno de los grandes sectores en que se suele clasificar la actividad minera, junto con los minerales metálicos, rocas ornamentales, áridos y sustancias energéticas. Son además la materia prima utilizada por multitud de industrias y la base de innumerables productos de consumo cotidiano.

LOS MINERALES INDUSTRIALES Y SUS PROPIEDADES
Los minerales industriales son aquellos que, en función de sus características físicas principalmente, se utilizan en la fabricación de productos, ya sea directamente o con un tratamiento previo. Conviene aclarar además que no son minerales de los que se extraigan metales como único fin, ni se aprovechan en función de su contenido energético, ni tienen normalmente valor estético u ornamental, ni son áridos que se utilicen en la construcción o en la obra pública. Por ejemplo, se consideran minerales industriales las arenas silíceas destinadas a la fabricación de vidrio, las arcillas rojas empleadas en la industria cerámica, el caolín utilizado como aditivo en la industria del papel, la caliza explotada para fabricación de cal y de cemento, los fosfatos de los fertilizantes, el talco, el yeso, productos refractarios como la magnesia, conservantes como la sal e incluso el diamante utilizado en herramientas de corte. Resulta muy llamativo comprobar la variedad de productos de uso cotidiano que están fabricados con minerales industriales. En una casa, por ejemplo, los ladrillos, las tejas, el cemento, la carga de yeso de paredes y techos, los azulejos y pavimentos cerámicos, los sanitarios del cuarto de baño..., en realidad todo lo que no es de metal, madera, plástico o roca ornamental está hecho de minerales industriales. Por sus propiedades intrínsecas (fundentes, refractarias, abrasivas, aislantes, neutralizantes, etc.) los minerales industriales intervienen de forma secundaria en la fabricación de multitud de productos de diferentes industrias, desde siderúrgica hasta alimentaria, farmacéutica, papelera, química y un largo etcétera. Además, a partir de los minerales industriales se obtienen variadas sustancias, como la cal, el silicio, la magnesia, potasa, diferentes ácidos…, que amplían aún más los innumerables productos fabricados de una forma u otra a partir de los minerales industriales.

Una casa está hecha básicamente de minerales industriales transformados en materiales de construcción.

Azulejos, baldosas, sanitarios…, todos están fabricados con minerales industriales.

Células fotovoltaicas, fabricadas con silicio.

3

La mayoría de los minerales industriales se emplean en su estado natural, adaptando sus características físicas (tamaño de grano, humedad…) a las exigencias de la industria pero sin variar su composición química original. Así ocurre con las arcillas en sus distintas variedades (arcilla roja o común, arcillas plásticas, refractarias, absorbentes), las arenas silíceas, el caolín, el grafito, las micas, el talco, la turba, etc. Otros minerales se emplean como fuente de sustancias que no se encuentran en la naturaleza, o al menos en concentraciones explotables. Estas sustancias se obtienen mediante procesos industriales que varían la composición química del mineral original.

De este modo se producen sustancias tan comunes como la cal (por calcinación de caliza), el silicio (a partir del cuarzo), el yeso calcinado o el amoniaco, y otras menos conocidas obtenidas a partir de minerales como berilo, bórax, celestina, fluorita, fosfatos, magnesita, etc. Por otro lado, en algunos casos, la dificultad de encontrar en la naturaleza minerales de gran calidad o la carestía de los procesos de tratamiento llevan a la fabricación de minerales sintéticos a partir de minerales industriales naturales. Así, el cuarzo y el carbonato cálcico de alta pureza, el diamante industrial, la sosa (carbonato sódico), el sulfato sódico o los ocres que se utilizan en la industria son producidos en su mayoría de forma artificial.

Las arenas silíceas, el cuarzo y el silicio
Estas tres sustancias sirven de ejemplo de cómo un mineral se utiliza en su estado natural, obtenido de forma sisntética o como producto derivado en función de los requerimientos de la industria. Las arenas silíceas se emplean, por ejemplo, en la industria del vidrio y en la fabricación de moldes de fundición para la industria siderúrgica, con unos especificaciones que se refieren fundamentalmente a la composición química y al tamaño de grano. El cuarzo sintético o cultivado (cristales de cuarzo químicamente muy puros y de gran perfección cristalográfica), por razones de mercado, se fabrica a partir de cuarzos de gran pureza (lascas) disueltos y cristalizados en autoclave. Se utiliza en la industria óptica (láser, por ejemplo) y, por sus propiedades piezoeléctricas, en el campo de la electrónica, relojes, etc. El silicio se obtiene por reducción de sílice de alta pureza en horno eléctrico. Esta sustancia tiene importantes aplicaciones en la industria metalúrgica (aluminio) y química (silicona), en electrónica (chips) y en la fabricación de células fotovoltaicas.

En cualquier caso, los minerales industriales, tanto naturales como sintéticos, y las sustancias derivadas se emplean en la industria en función de unas determinadas propiedades físicas. Atendiendo a estas propiedades, los minerales industriales se pueden clasificar en diferentes grupos, por ejemplo: · Abrasivos: arenas silíceas, corindón, esmeril, diatomita, granate, trípoli. También se utilizan diamantes de baja calidad (no válidos para joyería), diamante y corindón sintético (alúmina) y productos como carburo de silicio (carborundum), obtenido por fusión de coque de petróleo y cuarzo. · Absorbentes: arcillas especiales (attapulgita, sepiolita, bentonita), principalmente. Buena parte de la producción se destina a absorbentes domésticos (camas de gatos).
Arcillas absorbentes para cama de gatos

4

· Aislantes eléctricos (micas, óxido de berilio), acústicos (perlita) y térmicos (lana de vidrio). · Fundentes: carbonato sódico (sosa), feldespato, fluorita, minerales de litio, talco y yodo. Productos secundarios como la cal. · Refractarios: caolín, circón, corindón, cuarzo y pirofilita. Productos secundarios como alúmina, mullita, cal dolomítica y magnesia. · Nutrientes: sulfatos, fosfatos, nitratos, compuestos de potasio.

· Cargas: las cargas son materiales de relleno que reemplazan materias primas más caras. Se utilizan carbonato cálcico, caolín, diatomita, sulfato sódico, talco, wollastonita, yeso. · Pigmentos blancos (caolín, carbonato cálcico, óxidos de titanio) y de color (compuestos de bario, carbonato de estroncio, dicromatos, ocres de hierro). · Neutralizantes: cal, dolomía, magnesita. · Filtrantes: arenas silíceas, diatomita, trípoli, turba.

Cuarzo

Fluorita

Calcita (cristal grande), dolomita y fluorita

Halita

Barita

Mica

5

INDUSTRIAS CONSUMIDORAS
La industria utiliza los minerales industriales de tres maneras posibles: · Como componente mayoritario de los productos. · Como componente minoritario o secundario (cargas, aditivos, etc), aportando características específicas como dureza, color, fundencia… · Como sustancia que interviene en el proceso industrial pero que no entra a formar parte del producto. Un ejemplo del primer caso es la arena silícea utilizada en la fabricación de vidrio como componente principal, o la arcilla en la fabricación de productos cerámicos. En el segundo caso estaría el carbonato sódico que actúa como fundente en la industria del vidrio, o el caolín como carga en papel y pintura. En el tercer caso se puede citar también la arena silícea, esta vez para moldeo de piezas en la industria siderúrgica. Son muchas las industrias que utilizan minerales industriales de una forma u otra para la fabricación de sus productos. Las mayores consumidoras de estos minerales son las relacionadas con el sector de la construcción (cerámica, vidrio, cemento), aunque también los podemos encontrar en productos del sector alimentario, agrícola, farmacéutico, etc. Veamos algunos ejemplos de industrias y minerales consumidos: · Cerámica. En ladrillería se utilizan arcillas rojas como componente mayoritario. En cerámica blanca (sanitarios, por ejemplo) se emplea caolín, arcillas plásticas, arenas silíceas y feldespato. · Vidrio. Al igual que la anterior, esta industria es una gran consumidora de minerales industriales. En los tres productos principales (vidrio plano, vidrio hueco y fibra de vidrio) se utiliza arena silícea, sosa (carbonato sódico), rocas carbonatadas (calizas o dolomías) y sulfato sódico. Para la fibra de vidrio se emplea además caolín, boratos y fluorita.

Arena silícea y productos derivados

· Industria química. Son muchas las industrias encuadrables en este grupo que consumen minerales industriales. Un ejemplo es el de la fabricación de sosa (carbonato de sodio), obtenida mediante el proceso Solvay a partir de sal y caliza. Su mayor campo de aplicación es la industria del vidrio. · Cemento, cal y yeso. En la fabricación de aglomerantes para la construcción se emplean principalmente calizas, margas, yeso y arcillas.

Arcilla y productos cerámicos

Yeso mineral y comercial

6

· Industria de productos alimenticios y bebidas. Se utiliza sal para conservas, turba para filtrado de licores, cal para obtención de azúcar a partir de remolacha, arcillas especiales para filtrado de bebidas… · Piensos. Se emplea carbonato cálcico y, en mucha menor proporción, sal y magnesita. · Abonos y fertilizantes. Esta industria consume fosfatos, nitratos, potasas, carbonato cálcico y, en menor medida, yeso. · Farmacia. Algunos minerales industriales (carbonatos, caolín) intervienen frecuentemente como excipientes inertes de los principios activos. También se utiliza talco, óxido de titanio… · Cosmética. En la composición de productos de maquillaje, esmaltes, lápiz de labios, etc. se emplea talco, caolín y mica, entre otros. · Jabones y detergentes. Se utiliza sosa y potasa en jabones y sulfato sódico como excipiente de detergentes. La potasa (carbonato de potasio) se obtiene a partir de silvina y carnalita (cloruros de potasio). · Papel. Aunque el componente principal es de origen vegetal (celulosa), se emplean minerales industriales como cargas para dar compacidad y blancura a la pasta o para hacer estucados. Se utiliza talco, caolín, carbonato cálcico y dióxido de titanio, principalmente. · Pintura. Se consumen aglutinantes minerales como cal apagada o yeso, pigmentos como dolomía (Blanco España en temple) y otros aditivos como mica, barita, etc. · Plástico. Como aditivos con distintas funciones intervienen minerales como el caolín, talco, carbonatos, micas, etc.

· Caucho. En pequeñas cantidades los neumáticos pueden contener caolín, talco, carbonato cálcico, azufre (vulcanizados), sílice y óxido de titanio, entre otros.

Los neumáticos de los vehículos están fabricados con caucho, y contienen una gran variedad de minerales industriales.

· Industria siderúrgica. Consume grandes cantidades de arena silícea y bentonita para fabricar moldes de fundición. También se consume cuarzo para fabricación de ferrosilicio (por fusión en horno eléctrico de con Fe metálico), material empleado en la industria siderúrgica como desoxidante.

En los procesos siderúrgicos de fabricación intervienen diversos minerales industriales.

· Industria metalúrgica. La alúmina (Al2O3) se obtiene a partir de la bauxita mediante el proceso Bayer. Aunque se utiliza fundamentalmente en la producción de aluminio, la alúmina tiene variadas aplicaciones como mineral industrial (materiales refractarios, abrasivos, etc.). · Sector termoeléctrico. En las centrales térmicas con sistema de lecho fluidizado se utiliza caliza para reducir emisiones de dióxido de azufre.

En automoción también se emplean minerales industriales. El talco, por ejemplo, se utiliza en la fabricación del salpicadero

7

La Cerámica
La industria de la cerámica abarca varios sectores: cerámica estructural (ladrillos, tejas, bovedillas, tableros, bloques, etc.), baldosas para pavimentos y revestimientos (azulejos), vajillas, cerámica decorativa, técnica, alfarería y productos refractarios, aunque en cuanto a producción destacan claramente los dos primeros sectores. La cerámica estructural se fabrica con arcilla roja que se amasa, se extrusiona con la forma de la pieza, se seca y se cuece a 850-1000 °C en un horno túnel. El consumo nacional de arcilla roja para este fin es del orden de los 30 millones de toneladas. En baldosas cerámicas se utilizan arcillas rojas, arcillas de cocción blanca, caolín, feldespato y arena silícea, carbonatos y talco, en distinta proporción según se trate de revestimiento, pavimento, pasta blanca o roja, etc. Las baldosas, a excepción de las de acabado rústico (gres), llevan un recubrimiento de esmalte o vidriado, en cuya elaboración interviene una amplia gama de minerales industriales. La fabricación de baldosas consta de varias etapas: dosificación de materias primas y preparación de la pasta en un atomizador, conformado por prensado, secado, esmaltado y cocción. El sector de la baldosa cerámica tiene una fuerte implantación en Castellón, donde operan más de 200 fábricas de cerámica, además de un buen número de esmalteras y atomizadores.

ESQUEMA DE FABRICACIÓN DE CERÁMICA ESTRUCTURAL
Extracción de arcilla Acopio de tipos de arcilla

Laminado con rodillos (<2mm) Tolvas de dosificado y mezcla

Secadero

Venta Paletizado Extrusionado Amasado (adición de agua)

Venta
Retractilado Horno (800 ºC - 1.000 ºC)

El Vidrio
Los productos principales de la industria del vidrio son tres: vidrio plano (cristales para ventanas, por ejemplo), vidrio hueco (botellas, tarros, etc.) y fibra de vidrio. En la elaboración se utilizan varios tipos de materias primas con diferentes propiedades: vitrificantes (arenas silíceas), fundentes (carbonato sódico, dolomía, caliza, potasa), estabilizantes (feldespato) y otras más minoritarias. Estas materias primas se cargan en el horno de cubeta (de producción continua) y se funde la mezcla a unos 1.500 °C. Para vidrio plano y hueco se utilizan sobre todo vitrificantes (58-60%) y fundentes (35-40%). La arena debe tener un tamaño de 100800 m generalmente, y una elevada pureza, sobre todo en lo que se refiere al Fe y al Ti. Se admiten contenidos en Fe menores de 0,025% para vidrio blanco ordinario (trasparente) y hasta 0,060% para vidrios verdes y marrones (el color depende de las condiciones oxidantes o reductores en el horno). Para la fibra de vidrio se emplea a partes más o menos iguales arenas silíceas (vitrificante), carbonato cálcico (fundente) y caolín (estabilizante), además de otros componentes minoritarios.

ESQUEMA DE FABRICACIÓN DE VIDRIO HUECO
Almacenamiento y dosificación 70-75% arena silícea 10-15% sosa 5-10% carbonato 5% otros

Recepción de materias primas

Adición de polvo de vidrio (hasta el 60%) Alimentador de vidrio fundido Horno

Tratamientos de superficie Arco de recocido

Paletizado Controles

Preparación mezcla vitrificante

Conformado de botellas

8

Aglomerantes para la construcción
La industria del cemento consume grandes cantidades de minerales industriales. El más común es el Portland. Se obtiene por calcinación de una mezcla de materiales carbonatados y arcillas, lo que da lugar al producto llamado clinker, al que se le añade yeso como regulador del fraguado. La mezcla de clínker y yeso, además de otros posibles aditivos, se pulveriza en un molino de bolas hasta obtener la granulometría comercial. Con la adición de arena y grava (áridos) se obtiene mortero y hormigón. El yeso es un sulfato de calcio dihidratado, y como tal (crudo) tiene unos campos de aplicación (cemento, por ejemplo). El yeso calcinado es sulfato Ca hemihidratado, y es el material de construcción que, mezclado con agua, es moldeable y fragua endureciéndose. Por calcinación de calizas (carbonato cálcico) se obtiene la cal (CaO), sustancia profusamente utilizada como material de construcción. La cal combinada con agua se hidrata (Ca(OH)2), y posteriormente se carbonata y endurece tomando CO2 del ambiente. También se emplea como corrector de suelos, fundente en la industria del vidrio, en siderurgia, etc.

ESQUEMA DE FABRICACIÓN DE CEMENTO
Molino de áridos Precipitador electrostático Camión cuba Silos de alimentación Precalentador Yeso Planta de ensacado

Horno rotativo Silo de clinker

Molino de cemento

Silos de cemento

Planta cementera

9

SUSTANCIAS Y CAMPOS DE APLICACIÓN DE LOS MINERALES INDUSTRIALES
Ab ra siv Ab os so rb en Ag te ric s ul tu Al im ra en ta Ca ció uc n ho Ce rá m Pr ica od .l im pi El ez ec a tró Fa nic a rm ac ia In du str ia M qu at ím er ia ica lc Pa on pe str l uc Pi ció nt ur n a Pl ás tic o M et al ú Re rgia fra ct ar Vi io dr s io
Arcilla Arena silícea Attapulgita/Sepiolita Azufre Barita y prod. deriv. Bauxita y alúmina Bentonita Berilo (BeO) Boratos Caliza y prod. derivados Caolín Carbonato NA Circón Corindón Cromita y derivados Cuarzo y silicio Diamante Diatomita Dolomía Estroncio (varios prod.) Feldespato Fluorita y ácido FH Fosfatos Grafito Granate Litio (varios productos) Magnesita Manganeso (comp. Mn) Mica Nitratos Ocres Perlita Piedra Pómez Potasio (varios prod.) Sal común Silicatos alumínicos Sulfato sódico Talco Tierras raras Titanio Trípoli Turba Wollastonina Yeso Yodo (varios productos) Componente mayoritario Aditivo, componente minoritario Interviene en el proceso industrial

10

LA OBTENCIÓN DE MINERALES INDUSTRIALES
Para llevar los minerales industriales desde sus yacimientos en la Naturaleza hasta la industria donde se van a utilizar es necesario realizar trabajos de investigación y explotación minera y llevar a cabo labores de tratamiento del mineral extraído.

GEOLOGÍA Y YACIMIENTOS EN CASTILLA Y LEÓN
Un yacimiento, definido de forma simple, es un cuerpo geológico constituido por una mineralización cuya explotación es económicamente rentable. Hay por tanto dos aspectos a considerar: la geología y la economía. En el primero, Castilla y León es una región favorecida por su enorme extensión (94.147 km2), en la cuál están presentes unidades o conjuntos de rocas y sedimentos de muy variada naturaleza. Algunas de estas unidades concentran buena parte de los yacimientos conocidos de determinadas sustancias. Por ejemplo, la mayoría de las explotaciones de arcilla roja para cerámica estructural que hay en Castilla y León se localizan en la unidad conocida como facies Tierra de Campos, con amplios afloramientos en la cuenca terciaria del Duero. Las arenas feldespáticas se extraen en el manto de arenas eólicas de edad cuaternaria que recubre buena parte de las provincias de Segovia, Ávila y Valladolid. La facies Cuestas (Terciario), el nivel que aflora en las pendientes de los páramos del centro de la región, concentra la mayoría de las explotaciones de yeso. La facies Utrillas (Mesozoico) contiene yacimientos de arenas silíceas y de arenas y arcillas caoliníferas. En ciertos casos se explotan en un mismo yacimiento varios minerales, ya sean como sustancia principal o como subproductos: arcillas y arenas, arenas silíceas y arenas feldespáticas, o caolín, arena y mica, por ejemplo. Estas sustancias se suelen separar en instalaciones a pie de cantera. Algunas sustancias, frecuentes en la geología regional y que no precisan unas especificaciones muy exigentes por parte de la industria, son relativamente fáciles de encontrar. Es el caso de la caliza para cemento, las arcillas rojas,… Sin embargo, bien sea por los requerimientos de la industria en cuanto a la calidad del mineral o bien por su escasez real a nivel geológico, lo más normal es que los yacimientos no abunden y se localicen en unas áreas muy concretas, sin emplazamientos alternativos para la actividad minera. En este caso se encuentran los yacimientos de magnesita, talco, flourita y barita, las pegmatitas y los filones de cuarzo, todos ellos en el Macizo Hespérico (oeste y sur de la comunidad), el caolín, las arcillas especiales, la glauberita y un largo etcétera.
Arenas caoliníferas de la facies Utrillas (Cretácico)

El otro aspecto que define un yacimiento como tal es el económico. Aquí entra en juego el precio del mineral, la cantidad (reservas) y la calidad del mismo, así como los costes de extracción, restauración minera, transporte y tratamiento del mineral, etc. El coste del transporte llega a ser determinante en algunos minerales como las arcillas rojas, lo que hace que la mayoría de las explotaciones se encuentren a escasa distancia de las fábricas de cerámica.

La facies Cuestas (Terciario) toma su nombre de las cuestas de los páramos del centro de la región

11

REGIONES GEOLÓGICAS Y MINERALES INDUSTRIALES EXPLOTADOS

León

Burgos

Palencia Soria Valladolid Zamora

Salamanca

Segovia Ávila
0 25 50 100 Kilómetros

Arcillas de cocción blanca Caliza Arcillas especiales Feldespato y arenas feldespáticas Glauberita

Sal Caolín y subproductos Pegmatita de Litio Arcillas rojas Sílice

Talco Turba Yeso

MACIZO HESPÉRICO (Precámbrico-Paleozoico). Rocas sedimentarias (cuarcitas, lutitas, areniscas, calizas...), metamórficas (pizarras, esquistos) e ígneas (granitos, etc.). Yacimientos hidrotermales (talco, p.ej.), pegmatitas, filones de cuarzo, cuarcitas arenizadas, rocas caolinitizadas, etc.

MESOZOICO Rocas sedimentarias (calizas, dolomías, margas, lutitas, areniscas, conglomerados...) y sedimentos poco consolidados (arcillas, arenas). Yacimientos de arcillas refractarias, arcillas de cocción blanca, arenas silíceas y caoliníferas, sal, etc.

CUENCAS TERCIARIAS Sedimentos poco consolidados (arcillas rojas, arenas…) y rocas sedimentarias (calizas, margas, lutitas, areniscas, conglomerados, etc.). Yacimientos de yeso, glauberita, arcillas especiales, etc.

CUATERNARIO (no representado) Sedimentos poco consolidados (arenas, gravas, etc.). Yacimientos de arenas silíceas y feldespáticas, graveras de cuarzo, turberas, etc.

12

INVESTIGACIÓN Y EXPLOTACIÓN
La investigación y explotación de minerales industriales, al igual que los demás recursos mineros, está regulada por la Ley de Minas. La investigación suele comenzar con un reconocimiento previo de una o varias zonas, en el que se localizan las áreas de mayor interés. Estas áreas se cubren con un derecho minero, solicitado en la Sección Provincial de Minas correspondiente. En el permiso se hacen reconocimientos y recogidas de muestras, cartografía geológica, calicatas y sondeos. Con estos trabajos se define la geometría y tonelaje (reservas) de la masa mineral a explotar, así como la calidad del material. Dependiendo del grado de litificación del mineral puede hacerse la extracción mediante voladuras, arranque con bulldozer o pala cargadora, traíllas, etc. El material extraído se carga en camiones, dumpers de mina o cintas transportadoras para llevarlo a la planta de tratamiento, si se trata de mineral, o a la escombrera si se trata de estéril.

Arranque con pala

Máquina de sondeos

La calidad se define de acuerdo a ensayos específicos para cada tipo de mineral e incluso para cada aplicación. En las arenas silíceas para vidrio, por ejemplo, se estudia la granulometría y composición química, ya que es aquí donde la industria exige unas calidades determinadas. Los ensayos más comunes son granulometría, análisis químico, análisis mineralógico, absorción, densidad, color, ensayos de cocción, etc. Una vez definida la masa mineral a explotar se prepara el proyecto de explotación, en el que se define cómo se van a desarrollar las labores mineras, maquinaria a emplear, tratamiento del mineral a pie de mina, labores de restauración, estudio de viabilidad económica, etc. A partir de este documento se elabora el Estudio de Impacto Ambiental y se solicita a la Administración autonómica la Concesión de Explotación. Las labores mineras son, como los yacimientos y los minerales a explotar, muy variadas. En el caso de los minerales industriales son casi siempre a cielo abierto, es decir, canteras.
13

Pala cargadora y dumper

Un caso aparte es el de la minería de lixiviación. En las explotaciones de glauberita de Burgos, una vez retirado el recubrimiento estéril, se tritura el mineral mediante una voladura controlada y se construyen in situ piscinas de lixiviación donde el sulfato sódico se disuelve, y luego se bombea a la planta de tratamiento. En el caso de la sal, se bombean mediante pozos aguas subterráneas salobres (que realizan una lixiviación natural de determinadas litologías salinas) y se deja evaporar el agua en estanques para obtener la sal o una salmuera con elevado grado de concentración.

Además de las labores habituales de extracción, carga y transporte del mineral, son necesarias la retirada de la capa de tierra vegetal para su posterior uso en la fase de restauración, la retirada del estéril a escombrera o a relleno del hueco minero, la construcción de drenes perimetrales y desagües de la explotación, pistas de acceso, etc.

La restauración se hace, siempre que sea posible, a la vez que la explotación. Se tiende a hacer "minería de transferencia", sistema por el cual, a medida que avanza el frente de explotación, se va rellenando el hueco que queda con material estéril. Labores habituales de restauración son suavizado de taludes, revegetación del espacio minero, etc.

MINERÍA DE TRANSFERENCIA
Mineral Mineral económicamente explotable Recubrimiento (estéril)

Al inicio de la explotación

A mitad de la explotación

Al final de la explotación

Escombreras restauradas

14

SISTEMAS DE TRATAMIENTO
Prácticamente no hay minerales industriales que se puedan vender tal cual salen de la mina. Lo normal es que deban ser sometidos a uno o varios tratamientos previos, hasta conseguir un producto que pueda ser utilizado comercialmente. Los sistemas de tratamiento más habituales se refieren al tamaño de grano, a la pureza del mineral y al grado de humedad final que precisa el producto. Dado que en muchos casos el mineral está compactado o litificado en origen, el primer tratamiento a realizar consiste en moler, triturar o desterronar, según los casos, y clasificar en la granulometría adecuada. En este tratamiento se utiliza maquinaria muy variada: machacadoras de mandíbulas, trituradoras de martillos, clasificadoras mecánicas (cribas), trómeles, ciclones, etc. En ocasiones se requiere un tamaño de grano muy fino, que se obtiene por medio de una molienda especial denominada micronizado. En algunos casos, la molienda y clasificación del mineral es el único tratamiento exigible. Es el caso de las calizas para cemento, por ejemplo. Otro grupo de tratamientos se refiere a la pureza del mineral. Es frecuente que la sustancia objeto de la explotación vaya acompañada en origen por otras sustancias que hay que separar. Estas sustancias pueden ser aprovechadas como subproducto o ir a la escombrera como estéril. Los tratamientos de este tipo son variados. Se realizan lavados simples para separar, por ejemplo, la arcilla de la arena silícea, a veces con celdas de atricción para eliminar impurezas adheridas al mineral. Se utiliza la flotación para separar en agua con ciertos aditivos espumantes minerales flotables de otros que no lo son (arena feldespática de arena silícea, por ejemplo). En algunos casos se emplean separadores magnéticos para reducir el contenido en óxidos de hierro. Un caso especial es el del talco, donde la separación del mineral y del estéril se realiza principalmente a mano. Es frecuente que haya que secar los minerales en algún momento del tratamiento, bien porque su humedad natural en cantera sea elevada o bien porque hayan sido sometidos previamente a algún sistema de clasificación o limpieza por vía húmeda. En este último caso, los productos de granulometría fina (por ejemplo, caolín) forman un lodo al que se le puede eliminar buena parte del agua con filtros prensa. En las tortas resultantes, al igual que en los productos con menor grado de humedad, el secado más habitual se suele realizar en hornos de diferentes tipologías (horno túnel, horno rotatorio, atomizador, etc).
Machacadora

Los sistemas de secado suelen utilizar gas natural o fuel oil como combustible. Algunas industrias aprovechan las altas temperaturas generadas para instalar turbinas de gas o de vapor y generar energía eléctrica (cogeneración).

Molino de bolas

Filtro prensa

15

EL SECTOR MINERO EN CASTILLA Y LEÓN
En Castilla y León existen actualmente alrededor de un centenar de explotaciones de minerales industriales de muy variada naturaleza, algunas de importancia a nivel mundial. Dentro del panorama minero regional, el sector de los minerales industriales ocupa el segundo puesto en cuanto al valor total de la producción, solo superado la minería energética.

MINERALES INDUSTRIALES EXPLOTADOS EN CASTILLA Y LEÓN
Los minerales industriales que están siendo explotados actualmente en Castilla y León son los siguientes.

Arcillas especiales
Los minerales incluidos en este grupo son la attapulgita (o palygorskita), sepiolita y bentonita. Los dos primeros se usan principalmente como absorbentes industriales y domésticos, en función de su elevada capacidad de absorción. La bentonita se emplea en la industria metalúrgica (aglomerante de moldes de fundición y en peletización de menas) en preparación de lodos de sondeo y en otros usos como absorbente. En Castilla y León, la empresa Minerales y Tecnología de Arcillas (MYTA) explota en Bercimuel (Segovia) un yacimiento de attapulgita que destina mayoritariamente al mercado de los absorbentes domésticos (cama de gatos), con una producción que representa en torno al 90% del total nacional para este mineral. En Zamora, Arcillas y Feldespatos Río Pirón S.A. extrae bentonita como mineral secundario en la explotación de caolín de Tamame de Sayago. El mineral se procesa en la planta de MYTA en Segovia y se destina al mismo uso que la attapulgita.

Caolín
El caolín, también llamado China clay, es una roca o sedimento que contiene cierta proporción (>15%) de caolinita (Al4Si4O10(OH)8) o similares, mineral que puede ser extraído y concentrado económicamente. Los caolines suelen presentarse en niveles arenosos sedimentarios (arenas caoliníferas), frecuentes en la facies Utrillas del Cretácico (Mesozoico), con importantes explotaciones en varios lugares de España, aunque la única explotación activa en Castilla y León beneficia un yacimiento formado por caolinización de un granito. La cantera, situada en Tamame de Sayago (Arcillas y Feldespatos Río Pirón S.A.), obtiene como subproductos arenas silíceas, mica, arcilla caolinítica y bentonita. El caolín es blanco, inerte, plástico y refractario, por lo que se emplea principalmente como carga para papel, cerámica de pasta blanca (baldosas, loza, porcelana, sanitarios), y productos refractarios.

Explotación de attapulgita de MYTA (Segovia)

Explotación de caolín de Arcillas y Feldespatos Río Pirón, S.A. (Zamora)

16

Mica
Las micas son silicatos alumínicos hidratados fácilmente exfoliables en laminillas flexibles y elásticas. Los minerales del grupo comercialmente más importantes son la moscovita (mica de K) y la flogopita (Mg). Entre sus múltiples aplicaciones destacan la de aislante eléctrico en equipos electrónicos, y molida en la industria del plástico, papel, pinturas, etc. En la explotación de caolín de Zamora se obtiene mica blanca (moscovita) como subproducto, que se vende para diversas aplicaciones. La mica se ha explotado además en filones pegmatíticos. En Castilla y León se emplean mayoritariamente en la fabricación de cerámica estructural (ladrillos, bovedillas, tableros, etc) y, en menor proporción, en la fabricación de cemento. El sector cerámico regional aglutina a 35 empresas con una producción conjunta que representa el 8% del total nacional. En el proceso de fabricación se emplean uno o varios tipos de arcilla procedentes de una o más canteras que, al tratarse de un material de bajo valor comercial, se encuentran siempre a corta distancia de la industria. La mayoría de las 45 explotaciones activas en la Comunidad se encuentra en la facies Tierra de Campos (Cuenca Terciaria del Duero).

Arcillas de cocción blanca
Son arcillas con alta proporción de caolinita (mayor del 20%) y bajo contenido en óxidos de Fe (<3%). A diferencia del caolín, en este caso no se puede separar la caolinita del resto de arcillas presentes. Según la propiedad que destaque se distinguen arcillas ball clay o plásticas, fire clay (refractarias) y flint clay (pétreas). Sus campos de aplicación son cerámica de pasta blanca y productos refractarios. En Castilla y León el Grupo SAMCA (S.A. Minera Catalano-Aragonesa) explota un yacimiento de ball clays en el norte de Burgos que destina a la industria cerámica. Curiosamente son arcillas muy oscuras debido al contenido en materia orgánica, que se quema en la cocción sin afectar al color de las piezas. También se extrae como subproducto en la explotación de caolín de Zamora.

Sílice
La sílice (SiO2), cuya especie mineral más común es el cuarzo, es una sustancia abundante en la naturaleza y tiene un amplio rango de aplicaciones en la industria. En Castilla y León la mayor parte de la producción procede de la explotación de arenas silíceas, destacando la de SIBELCO-Minerales S.A., que extrae arenas del fondo del pantano del Ebro mediante dragas. En otros yacimientos se explotan cuarcitas arenizadas, graveras y filones de cuarzo, y de forma conjunta con feldespato (arenas eólicas), caolín o arcilla. Las producciones se destinan mayoritariamente a la fabricación de vidrio y moldes de fundición y, en menor medida, para morteros, filtros, chorreo, cerámica, ferrosilicio y carburo de silicio.

Arcillas rojas
Constituyen un material muy común, formado por una mezcla de distintos minerales de arcilla con variables proporciones de cuarzo, feldespato, carbonato, etc. Pueden ser fundentes o refractarias (similares a las fire clays pero con más óxidos de Fe). Estas últimas se utilizan en la fabricación de gres.

Extracción de arcillas de Cementos Portland Valderrivas S.A. (Palencia)

Extracción de arenas silíceas mediante draga, SIBELCO (Burgos)

17

Feldespato
El grupo de los feldespatos está formado por aluminosilicatos de sodio, potasio, calcio o magnesio, principalmente. Su principal aplicación es como fundente en las industrias de la cerámica y el vidrio. Aunque en el pasado hubo explotaciones en filones pegmatíticos, las explotaciones actualmente activas en Castilla y León, localizadas en Segovia, benefician un manto de arenas eólicas cuaternarias de amplia extensión e importante potencial minero. Las arenas, de composición silíceo-feldespática, se venden como tales a la industria cerámica, o bien se procesan para separar la sílice y el feldespato, de tipo potásico, que se comercializan por separado. Las empresas, Industrias del Cuarzo S.A. y Arcillas y Feldespatos Río Pirón S.A., producen conjuntamente el 55% del total nacional de este tipo de feldespato. La caliza muy pura (y el PCC) se utiliza como carga en la fabricación de papel, caucho, plásticos y pinturas, alcanzando elevados precios.

Cantera de caliza de S.A. Tudela Veguín (León)

Glauberita
Es un sulfato calco-sódico (Na2Ca(SO4)2) del que se extrae sulfato sódico que se emplea mayoritariamente como excipiente inerte en la fabricación de detergentes. En Burgos existen dos explotaciones ubicadas en la misma unidad geológica: la facies Dueñas (Terciario), de carácter evaporítico. Las empresas, Criaderos Minerales y Derivados S.A. y Minera Santa Marta S.A., extraen el sulfato sódico por disolución de la glauberita en agua y posterior lixiviación del mineral, y tienen una producción conjunta de cerca del 60% del total nacional. Hay que señalar que España es el único productor de la Unión Europea y el segundo del mundo, sólo superado por China, lo que da una idea de la gran importancia de las explotaciones burgalesas.

Arenas feldespáticas de INCUSA (Segovia)

Pegmatita de litio
Las pegmatitas son rocas filonianas de composición similar a los granitos (a los que están asociados), es decir, cuarzo, feldespato y mica, que suelen presentar cristales de gran tamaño. En Salamanca se explotan pegmatitas con minerales de litio (lepidolita, espodumena), elemento que aporta un carácter fundente a la roca y por el cuál se utiliza en la fabricación de esmaltes y fritas para cerámica.

Caliza
La caliza es una roca formada mayoritariamente por carbonato cálcico (CaCO3), muy abundante en la naturaleza. Las aplicaciones son muy amplias, tanto de la roca en bruto como de sus derivados principales: cal, PCC (carbonato cálcico precipitado) y carbonato sódico. En Castilla y León hay un total de 21 explotaciones que destinan su producción, mayoritariamente, a la fabricación de cementos y, en segundo plano, a la industria azucarera, abonos y piensos, fabricación de cal, vidrio, etc.

Piscinas de lixiviación de sulfato sódico de Minera Santa Marta, S.A. (Burgos)

18

Yeso
El yeso es un sulfato cálcico dihidratado (CaSO4(H2O)2) que se emplea en crudo para fabricación de cemento, fertilizantes, papel, etc., y calcinado en el sector de la construcción. Las cuatro empresas productoras de Castilla y León tienen canteras en Burgos, Palencia y Valladolid. Los niveles explotados corresponden a la facies Cuestas y Dueñas de la Cuenca Terciaria del Duero, aunque en el pasado se extrajo también de la facies Keuper (Triásico, Mesozoico).

Sal
La sal común es un mineral llamado halita, de fórmula NaCl. Además de condimento en alimentación, industria conservera y evitar la formación de hielo en las carreteras, la sal se emplea en la industria química para fabricar productos sintéticos como la sosa (carbonato sódico), sosa cáustica (hidróxido sódico), nitrato sódico, cloro y ácido clorhídrico, que abren aún más el abanico de aplicaciones. En Burgos, Salineras La Noria S.A. explota mediante bombeo las salmueras subterráneas formadas en la facies Keuper (Trásico, Mesozoico). Las aguas salobres se dejan evaporar en estanques hasta alcanzar el grado de concentración comercializable, y se transportan en camiones cisterna a los puntos de venta. Además de las salmueras y aguas marinas (sal de salinas), la sal se puede extraer en forma sólida, recibiendo el nombre de sal de mina.
Explotación de yeso por minería de interior, Yesos Maté, S.A. (Palencia)

Salinas de Medinaceli (Soria), ahora inactivas

Talco
El talco es un silicato de magnesio hidratado (Mg3Si4O10(OH)2) que se emplea como fundente en la industria cerámica, como excipiente en productos farmacéuticos, cosméticos y agroalimentarios, y como carga en diversas aplicaciones (papel, pintura, plásticos, etc). La única explotación de la región se encuentra en Puebla de Lillo (Léon), y pertenece a la Sociedad Española de Talcos S.A. Beneficia un yacimiento hidrotermal localizado en el contacto entre cuarcitas ordovícicas y dolomías carboníferas. La empresa, con planta de tratamiento en Boñar (León), comercializa hasta una treintena de variedades y tiene una producción que supone en torno al 85% del total nacional.
Mina de talco de SETAL (León)

19

Turba
Es un carbón de muy bajo rango y escaso poder calorífico, pese a lo cuál en algunos países (p. ej. Irlanda) se emplea profusamente como combustible. Además, la turba se utiliza en la fabricación de sustrato vegetal para jardinería y restauraciones y, en menor medida, como aislante acústico y térmico, fertilizante, filtros, etc. Existen dos explotaciones en el norte de Burgos, en una misma turbera, y otra más en la provincia de Valladolid. La producción se destina a la fabricación de sustrato vegetal. Las turberas se forman en unas condiciones climáticas y geomorfológicas determinadas: relieves llanos y mal drenados y clima húmedo y frío.
Turbera en el norte de Burgos

A esta lista hay que añadir los minerales que han sido explotados en el pasado, y los que están siendo o han sido investigados. · Alunita. Sulfato de aluminio y potasio, se emplea para la fabricación de alúmina (Al2O3) y posterior obtención de aluminio. Se investigó en Riaza (Segovia), aunque nunca se llegó a explotar. · Andalucita. Silicato alumínico de origen metamórfico, se emplea mayoritariamente como material refractario. Se ha investigado un posible yacimiento en la provincia de Zamora. · Barita. Sulfato de bario, utilizado principalmente como densificador de lodos de sondeo y para fabricación de pigmentos. Se explotó en pequeñas minas en yacimientos hidrotermales en el norte de León y ha sido investigado en el Paleozoico de Zamora. · Fluorita. Fluoruro de calcio, con aplicaciones en la industria del vidrio, como fundente en metalurgia y como fuente de ácido fluorhídrico. Se explotó un yacimiento hidrotermal en León. · Grafito. Carbono puro, producto del metamorfismo de la materia carbonosa. Se emplea en minas de lápices, fabricación de diamante sintético, etc. En Riaza (Segovia) se localiza una serie de pizarras grafitosas, aunque sin valor comercial.

Grafito

· Magnesita. Carbonato de magnesio (MgCO3). Por calcinación se obtiene MgO que se emplea mayoritariamente como material refractario. En Soria existe un yacimiento que está siendo investigado con buenos resultados. La magnesita se formó por alteración hidrotermal de unas dolomías cámbricas (Paleozoico).
Barita

20

PRODUCCIÓN Y VALOR ECONÓMICO
En números redondos, en Castilla y León se extraen minerales industriales en un centenar de explotaciones, que producen en torno a 10 millones de toneladas con un valor total de unos 100 millones de euros. Las labores de extracción y tratamiento del mineral dan empleo a un millar de trabajadores. La mayor parte de las explotaciones destinan su producción a tres sectores productivos: la construcción, la cerámica y el vidrio. El sector de la construcción consume alrededor del 40% de la producción de minerales industriales en Castilla y León, en concreto de calizas para cemento y de yeso. Si se incluyeran las arcillas rojas para cerámica estructural (ladrillos, tableros, etc), el porcentaje ascendería al 57%. Hay que decir además que España es la primera productora de la Unión Europea en las tres sustancias. La producción de caliza (incluyendo margas) se destina en un 85% a la fabricación de cemento. Las tres fábricas instaladas en la región, Cementos Cosmos S.A., Cementos Portland Valderrivas S.A. y S.A. Tudela Veguín, consumen la mayor parte de esta producción que, a nivel nacional, representa alrededor del 9%. En cuanto al yeso, la producción regional supone más o menos el 4,5% de la nacional, destacando como empresas principales Yesos Albi S.A. y AMINSA. La producción regional de cerámica estructural supone en torno al 8% del total nacional y sitúa a Castilla y León el 5º puesto, por detrás de Castilla La Mancha, Andalucía, Valencia y Cataluña. La empresa más destacada del sector y una de las mayores de España es CERANOR S.A, situada en Valencia de Don Juan (León). La fabricación de cerámica no estructural, es decir, baldosa cerámica (pavimentos y revestimientos), sanitarios, cerámica de mesa, cerámica técnica, etc., absorbe la producción de feldespato y arenas feldespáticas, pegmatita de litio, caolín y arcilla de cocción blanca, y parte de la de sílice y talco. Sin tener en cuenta estas dos últimas sustancias, la producción de minerales industriales para el sector de la cerámica (estructural más baldosa cerámica) constituye en torno al 25% del total regional. Finalmente, el sector del vidrio se lleva la mayor parte de la producción de sílice, segunda sustancia por tonelaje y valor de la producción. Otros destinos son la fabricación de moldes de fundición, cerámica, filtros, chorreo, etc. La empresa más importante en cuanto a producción es SIBELCO-Minerales S.A. Aparte de los tres sectores hasta ahora tratados (construcción, cerámica y vidrio), hay que destacar la gran importancia a nivel nacional e internacional de las dos explotaciones de glauberita de la provincia de Burgos. Este mineral ocupa el primer puesto en cuanto al valor de la producción vendible en Castilla y León. Además, son notables por su importancia relativa en el contexto nacional las producciones de pegmatita de litio (100%), attapulgita (90%), talco (85%), sulfato sódico (58%), feldespato potásico (52%) y mica (44%), comentadas anteriormente en sus respectivos apartados.

Planta cementera

21

PRODUCCIÓN Y VALOR ECONÓMICO DE SUSTANCIAS MINERALES
SUSTANCIA MINERAL Arcillas cocción blanca Arcillas especiales Arcillas rojas Arenas feldespáticas Caliza Caolín Feldespato K Glauberita Mica (moscovita) Pegmatita con litio Sal Sílice Talco Turba Yeso TOTAL
Datos de 2004 Fuente: Estadística Minera.

EXPLOTACIONES 1 2 45 Subproducto 19 1 2 2 Subproducto 2 2 11 1 3 5 96

TRABAJADORES 18 43 171 Subproducto 238 35 82 232 Subproducto 8 4 133 82 8 37 1.091

PRODUCCIÓN (t) 76.000 28.000 1.685.000 311.000 4.047.000 3.000 293.000 688.000 2.000 13.000 5.000 1.990.000 90.000 9.000 575.000 9.815.000

VALOR (€) 1.780.000 3.324.000 7.124.000 1.959.000 13.651.000 160.000 13.881.000 34.292.000 354.000 655.000 128.000 17.132.000 10.350.000 133.000 2.321.000 107.244.000

PRODUCCIÓN POR TONELAJE PRODUCIDO
Arcillas rojas 17% Sílice 20% Glauberita 7% Yeso 6% Arenas feldespáticas 3%

Feldespato K 3%

Caliza 42%

Resto 2%

VALOR ECONÓMICO DE LA PRODUCCIÓN
Caliza 13% Feldespato K 13% Talco 10% Arcillas rojas 7% Arcillas especiales 3% Yeso 2% Arcillas feldespáticas 3%

Sílice 16%

Arcillas cocción blanca 2% Resto 1% Glauberita 32%

22

LOS MINERALES INDUSTRIALES
EN CASTILLA Y LEÓN

contenidos on-line disponibles en www.siemcalsa.com (consultar apartado publicaciones)

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful