902cion100lha822 www.ac contrae mbre.

org

la desnutrición aguda
una pandemia evitable

Medición del índice peso/talla.

Medición del perímetro braquial.

Diagnóstico de un niño con desnutrición aguda.

Marasmo, una forma de desnutrición aguda severa.

¿Qué es la desnutrición aguda?
La desnutrición aguda es un problema de salud pública prioritario, una emergencia devastadora de dimensiones epidémicas. En el mundo, 55 millones de niños menores de cinco años sufren desnutrición aguda global y 19 millones de niños padecen desnutrición aguda severa, el estadio más grave de esta enfermedad1. Cada año, cinco millones de niños desnutridos fallecen por falta de acceso al tratamiento nutricional2. Estas muertes son evitables. La desnutrición aguda infantil afecta a todos los ámbitos: a la mortalidad, a la educación de toda una generación, a la productividad de un país. Es uno de los principales mecanismos de transmisión intergeneracional de la pobreza y la desigualdad. Estas consecuencias devastadoras tienen además un coste económico muy elevado: se estima que las pérdidas de productividad superan el 10% de los ingresos que una persona obtendría a lo largo de su vida, y debido a la desnutrición se puede llegar a perder hasta el 3% del Producto Interior Bruto de un país. La desnutrición en los niños menores de cinco años incrementa su riesgo de muerte, inhibe su desarrollo cognitivo y afecta a su estado de salud de por vida. Es una pesada hipoteca de futuro para las nuevas generaciones.

CRITERIOS DE DIAGNÓSTICO
DISMINUCIÓN DEL ÍNDICE PESO/TALLA • Una proporción peso/talla inferior al 20% de la media indica desnutrición aguda moderada. • Una proporción peso/talla inferior al 30% de la media indica desnutrición aguda severa. PRESENCIA DE EDEMAS BILATERALES Se trata de una acumulación anormal de líquido en las extremidades. MEDICIÓN DE LA CIRCUNFERENCIA BRAQUIAL Se toma el brazo de un niño y a media altura entre hombro y codo, se mide el perímetro. Si es inferior a 120 mm. el niño padece desnutrición aguda y su vida está en peligro.

TIPOS DE DESNUTRICIÓN AGUDA
La desnutrición aguda se produce cuando el cuerpo no recibe el aporte alimenticio necesario, éste se adapta y empieza a reducir su actividad física, de sus órganos, de los tejidos, de las células. Al mismo tiempo, las reservas energéticas (músculo y grasa) se metabolizan para responder a las necesidades vitales, resultando en una pérdida de peso debido a la desaparición de masa muscular y tejido graso, mientras que los órganos vitales son preservados. A mayor pérdida de masa muscular y de tejido graso, menor es la probabilidad de sobrevivir. Todos los procesos vitales se encuentran alterados; el metabolismo es más lento, la regulación térmica se altera, la absorción intestinal y eliminación renal se reducen, la función del hígado para sintetizar proteínas y eliminar toxinas es mucho más limitada y la capacidad del sistema inmunológico disminuye. Los músculos y las reservas de grasa corporal empiezan a consumirse. ¿Qué ocurre entonces? MODERADA La desnutrición aguda moderada afecta a un mayor número de niños y tiene un mayor impacto sobre la morbilidad que la severa. Exige tratamiento inmediato para prevenir estadios más graves. SEVERA Este tipo de desnutrición es la más grave y se puede manifestar de dos formas: • Marasmo Por su fuerte desequilibrio entre el peso y la talla, el niño que sufre Marasmo tiene un cuerpo completamente esquelético. Presenta un profundo decaimiento somático y funcional del organismo provocado por una grave deficiencia de de calorías, que unida a la escasez de enzimas, afecta a todos los procesos corporales, incluyendo el metabolismo y el crecimiento, provocando un retraso tanto físico como mental. • Kwashiorkor El término kwashiorkor procede de un vocablo ghanés que significa ‘afección del niño que deja de mamar’. Su característica principal es la presencia de edemas bilaterales, es decir, una acumulación anormal de líquido. En lugar de mostrar una delgadez extrema, estos niños están hinchados como consecuencia de un hígado hipertrofiado y retienen líquidos. Son niños con un cabello quebradizo, decolorado, que se arranca con facilidad. Se muestran apáticos, indiferentes a su entorno inmediato, con una conducta irritable y una mirada triste.

1 The Lancet: Maternal and Child Undernutrition. Series paper, 1 January 2008. 2 Pelletier DL. The relatinoship between child anthropometry and mortality in developing countries: implications for policy, programs and futures research. N Nutr, 1994 (supple): 2047S-81S.

¿Por qué existe la desnutrición aguda?
FACTORES ESTRUCTURALES
POBREZA La relación entre pobreza y desnutrición se establece de forma histórica aunque la definición moderna de la pobreza integra cada vez más criterios socio-económicos y culturales. La pobreza por sí sola no puede explicar las hambrunas, pero afecta, eso sí, a la seguridad alimentaria de las poblaciones más vulnerables. GÉNERO El papel de las mujeres es fundamental en la seguridad alimentaria. A pesar de ello, en muchas culturas de Asia, América Latina y África, las mujeres son unas meras productoras sin acceso a los sistemas de intercambios o de regulación, sin control sobre los medios de producción. Las mujeres son también las primeras víctimas del hambre después de los niños. CAMBIOS CLIMÁTICOS Según la FAO, en cerca de 40 países en vías de desarrollo, con una población total de dos mil millones de personas, incluyendo 450 millones de personas desnutridas, las pérdidas de producción agrícola por los efectos del cambio climático pueden incrementar de forma dramática el número de víctimas del hambre. POLÍTICAS COMERCIALES Las grandes crisis alimentarias de África subsahariana se han producido por la falta de acceso a los alimentos, no por su falta de disponibilidad física. Tras la cosecha, en el período de escasez de alimentos, los productos alcanzan precios astronómicos que los más pobres no pueden pagar (FOTO 1). VIH/SIDA Esta pandemia se está convirtiendo en una de las primeras causas y consecuencias de desnutrición. El SIDA tiene un impacto directo sobre la desnutrición aguda infantil, ya que el cuerpo está debilitado y no puede combatir ambas enfermedades. Por lo tanto, el niño seropositivo está más expuesto a padecer desnutrición que uno que no lo es. Además, los tratamientos antirretrovirales no funcionan tan bien en niños desnutridos y la esperanza de vida es menor cuando el paciente no tiene una dieta adecuada (FOTO 2).

FACTORES DESENCADENANTES
VIOLENCIA Es el primer factor causante de la desnutrición aguda. Los indicadores del Banco Mundial demuestran que todos los países que han sufrido un deterioro de su situación nutricional en los últimos años han vivido un conflicto o una violenta crisis social (FOTO 3). SITUACIÓN DE DESESTRUCTURACIÓN El ciclo del hambre es muy rápido en los contextos donde la seguridad de las personas y de sus bienes no se puede garantizar. Somalia representa una crisis típica de desestructuración, una de las más duraderas y más costosa en vidas humanas. La ausencia de Estado y de servicios básicos, la inexistencia del sistema sanitario y de recursos regulares, han castigado a la población que sufre una de las tasas de desnutrición crónica más altas del planeta (FOTO 4). DESASTRES NATURALES Cuando los desastres se producen en zonas estructuralmente vulnerables sus efectos suelen ser devastadores y en ocasiones guardan poca relación con la magnitud del fenómeno natural. La falta de prevención y de preparación de las poblaciones agudiza la inseguridad alimentaria.

DESNUTRICIÓN AGUDA

FACTORES DESENCADENANTES VIOLENCIA | DESESTRUCTURACIÓN DESASTRES NATURALES

FACTORES ESTRUCTURALES POBREZA | GÉNERO | CAMBIOS CLIMÁTICOS POLÍTICAS COMERCIALES | VIH/SIDA

1

2

3

4

La desnutrición aguda en el mundo
Países que sufren un mayor índice de desnutrición aguda.
Fuente: Estado Mundial de la Infancia 2008. Unicef.

0%

0-5 %

6-10 %

11-15 % 16-20 % + 20 %

DIAGNÓSTICO DE LA DESNUTRICIÓN AGUDA SEVERA

TRATAMIENTO HOSPITALARIO

TRATAMIENTO DOMICILIARIO

A B

• El niño NO tiene apetito • CON complicaciones médicas • Presenta 3 cruces de edemas bilaterales en el Kwashiorkor • El niño SI tiene apetito • SIN complicaciones médicas • Presenta entre 1 y 2 cruces de edemas bilaterales en el Kwashiorkor

FASE 1
Administración de leche terapéutica F75 para promover la recuperación del metabolismo y el equilibrio hidroelectrolítico

FASE DE TRANSICIÓN
Administración de leche terapéutica F100 hasta que el niño está estabilizado y no presenta complicaciones médicas

FASE 2
Administración de RUTF y tratamiento sistemático de antibiótico, vitamina A, desparasitación, antipalúdico y vacuna del sarampión

ALTA
Seguimiento en el centro de nutrición suplementaria durante 4 meses

¿Cómo se combate la desnutrición?
Tras muchos años de experiencia, Acción contra el Hambre, al igual que otras ONG que trabajan en este ámbito, combaten hoy la desnutrición aguda severa a través del llamado tratamiento domiciliario y del desarrollo de nuevo productos terapéuticos denominados RUTF (Ready to Use Therapeutic Food) fáciles de consumir en cualquier momento y lugar. Hasta hace unos años, un niño que padecía desnutrición aguda severa se recuperaba en unidades de hospitalización donde recibían tratamiento durante un mes. Actualmente, el nuevo tratamiento, liderado por Acción contra el Hambre y otras organizaciones internacionales y centros de estudio, permite aumentar la cobertura, logrando tratar al 80-90% de todos los niños con desnutrición aguda severa. VENTAJAS DEL TRATAMIENTO DOMICILIARIO • Permite desarrollar un tratamiento a gran escala. • Aumenta la cobertura y el acceso al tratamiento de niños enfermos. • Reduce el coste social al permitir a la madre atender a su hijo en casa sin abandonar al resto de la familia.

¿Cómo se trata a un niño desnutrido?
El tratamiento de la desnutrición aguda severa presenta 3 componentes: MOVILIZACIÓN COMUNITARIA Para lograr la máxima cobertura del programa, los recursos deben focalizarse en seleccionar un gran número de voluntarios en la comunidad, los cuales serán apoyados por los equipos de visita a domicilio de Acción Contra el Hambre. Estos equipos serán responsables de identificar nuevos casos de niños desnutridos lo más precozmente posible para evitar que caigan en estados más graves y referirlos a los centros nutricionales apropiados. TRATAMIENTO HOSPITALARIO FASE 1 Y FASE DE TRANSICIÓN Los niños que presentan complicaciones médicas o no tienen apetito necesitan un cuidado intensivo, por lo tanto serán ingresados en el centro hospitalario. Representan el 10-20% de los casos de desnutridos agudos severos. En el centro hospitalario seguirán dos fases de tratamiento: la Fase 1 y la Fase de Transición. En la Fase 1 se le suministra la leche terapéutica F75 con bajo contenido calórico que permite la recuperación del metabolismo y del equilibrio hidroelectrolítico. En la Fase de Transición se prepara al niño desnutrido para asimilar un mayor aporte nutricional. Durante la fase de transición se aumenta en un 30% el aporte calórico y los niños empiezan a ganar peso (alrededor de 6g/kg/d) con la leche terapéutica F100. Una vez que los niños recuperan el apetito y las complicaciones médicas se han tratado, son referidos a los centros domiciliarios para continuar el tratamiento, comenzando la Fase 2. El tiempo de estancia en el centro hospitalario varía de 10 a 15 días según el estado del niño. TRATAMIENTO DOMICILIARIO FASE 2 Los niños que están clínicamente estables, sin complicaciones médicas, tienen apetito y presentan una o dos cruces de edemas bilaterales en caso de Kwashiorkor, serán admitidos directamente en la Fase 2 y tratados a domicilio. Estos niños representarán un 80-90% de los casos de desnutridos agudos severos. Estos niños asistirán una vez a la semana a los centros domiciliarios (situados cerca de sus casas). Allí, se les evalúa antropométricamente y médicamente, reciben el alimento terapéutico preparado para su consumo (RUTF) necesario así como el tratamiento sistemático de antibiótico, vitamina A, desparasitación, antipalúdico y la vacuna del sarampión. El tiempo de estancia en el centro domiciliario es de alrededor un mes según la evolución del niño.

LOS RUTF
El primer paso de esta transformación ha venido del desarrollo de nuevos productos de nutrición terapéutica listos para su uso. Estos productos se han desarrollado en forma de pasta o galletas con alta concentración energética y nutricional, pero sin contenido en agua, lo que evita el riesgo de proliferación bacteriana, principal inconveniente de las leches terapéuticas que se utilizan en el hospital. Además, estos productos no necesitan cocción, por lo que sus vitaminas no son destruidas durante la preparación y no conlleva un gasto de combustible para los hogares. La posibilidad del uso seguro de estos productos en los hogares y su eficacia sobre el porcentaje de curación de los niños desnutridos (>80%) está transformando el tratamiento de la desnutrición aguda severa.

Acción contra el Hambre actúa
Acción Contra el Hambre cree firmemente que poner fin la desnutrición es posible. La desnutrición incrementa el riesgo de muerte en la población infantil, inhibe su desarrollo cognitivo y afecta a su estado de salud de por vida, constituyéndose en una pesada hipoteca de futuro para las nuevas generaciones. Los desnutridos hoy, serán pobres en el futuro. Si la desnutrición aguda supone una pesada hipoteca de futuro para millones de niños, la nutrición puede ser una excelente inversión. Una mejora en la nutrición refuerza las capacidades de la población y, por ende, estimula el proceso de desarrollo y conduce a una reducción de la pobreza. En el año 2000, 189 países ratificaron los ocho Objetivos de Desarrollo del Milenio de las Naciones Unidas. Después de ocho años, el hambre, la desnutrición y la mortalidad infantil siguen figurando entre los desafíos más urgentes con los que se enfrenta la comunidad internacional. Alcanzar los Objetivos del Milenio de reducir en dos tercios la mortalidad infantil y a la mitad las personas en situación de hambre no será posible si no se prioriza el problema de la desnutrición aguda. Ninguna nación puede permitirse el lujo de desperdiciar su mayor recurso: su capital humano. ¿Cómo podemos esperar una convivencia social de respeto mutuo y el esfuerzo colectivo en la construcción del futuro, si millones de personas inician su vida sin esperanza, sin posibilidad de prosperar? LA LABOR DE ACCIÓN CONTRA EL HAMBRE EN LA LUCHA CONTRA LA DESNUTRICIÓN AGUDA Cada día, cientos de profesionales en el mundo entero trabajan para reducir el número de niños que fallecen por desnutrición aguda a través de varios frentes: Identificación y Diagnóstico • Analizando la situación nutricional, las causas de la desnutrición y los factores de riesgo. Tratamiento y Cuidados Nutricionales • A través del tratamiento domiciliario, la movilización comunitaria y el suplemento nutricional a grupos vulnerables, como enfermos de VIH/SIDA, malaria y tuberculosis. Prevención y Reducción del Riesgo • En todos sus ejes de intervención: en la seguridad alimentaria, el emprendimiento productivo, la salud pública y el acceso al agua, higiene y saneamiento. Fortalecimiento de Capacidades y Sostenibilidad • Integrando la lucha contra la desnutrición en los programas de los Ministerios de Salud y en sus estructuras sanitarias para que así sean sostenibles en el tiempo. • Transmitiendo nuestro saber hacer a organizaciones locales y construyendo alianzas a largo plazo. Investigación e Innovación • Mejorando continuamente la calidad y el impacto de nuestro trabajo. Incidencia Política • Transmitiendo que la desnutrición aguda es la mayor causa de mortalidad infantil evitable. • Promoviendo el acceso al tratamiento mediante estrategias de nutrición de base comunitaria. • Impulsando la innovación e investigación para el desarrollo de los RUTF. • Estableciendo un enfoque integral, desde el tratamiento a la prevención, de las consecuencias a las causas.

ACCIÓN CONTRA EL HAMBRE PIDE
• Priorizar la inclusión de estrategias de tratamiento de la desnutrición aguda en las políticas públicas de cooperación y acción humanitaria facilitando el tratamiento sistemático y el acceso a los RUTF. • Solicitamos la integración de intervenciones con enfoque preventivo y reducción de riesgo integrando las causas que provocan hambre en el tratamiento de la desnutrición aguda. • En España, insistimos en que la Agencia Española de Cooperación y Desarrollo (AECID) elabore una estrategia específica de lucha contra la desnutrición aguda y la incluya en su nuevo Plan Director.

Formación en nutrición comunitaria.

Tratamiento de la desnutrición aguda severa.

La red internacional de Acción contra el Hambre integra estas iniciativas de lucha contra la desnutrición aguda dentro de su campaña End Malnutrition, con la que pretende lograr que la lucha contra el hambre sea la primera prioridad mundial.

902cio100lha822 www.ac ncontrae mbreorg .

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful