Cómo ayudar a tu niño a aprender a leer Sintaxis Sobre la semántica Acerca de la fonética Aprender a leer requiere el dominio de tres

habilidades básicas: la sintaxis, la semántica y la fonética. • Sintaxis es la forma en que las palabras, las frases y las cláusulas van de la mano para crear frases y párrafos. • Semántica es cómo las palabras y las frases en un grupo se relacionan entre sí. • Fonética es básicamente comprensión. Se refiere al sonido de las letras y la relación entre palabras escritas y habladas. A medida que tu niño en edad preescolar aprenda a leer, se desarrollará en todas estas áreas. Sin embargo, la mayoría de los niños empiezan a entender la sintaxis y la semántica antes que la fonética. Por ejemplo, aprenderá que las oraciones en un libro van de izquierda a derecha antes de entender el sonido de la combinación de las letras 'ch'. Lo mejor que puedes hacer para ayudarlo a crecer en las tres áreas es exponerlo a los libros y a la lectura todos los días. Le puedes leer en voz alta antes de irse a dormir o acudir a la hora de cuentos infantiles en las bibliotecas públicas. También, mientras prepares su cena, simplemente léele una receta. Sintaxis Un niño que comprende la sintaxis tiene conciencia del lenguaje escrito. Las habilidades de la sintaxis comienzan al entender la estructura de un libro y las palabras y frases que lo componen. Por ejemplo, cuando tu niño era un bebé, sostenía los libros al revés, los chupaba o los usaba para sentarse en ellos. Más tarde, comenzó a comprender que un libro tiene un frente y un reverso, que las palabras se leen de izquierda a derecha y que el libro avanza página por página. Una vez que tu niño capta la estructura de un libro, comienza a entender lo que hay dentro: palabras, oraciones, párrafos y capítulos. A medida que descubra nuevos libros, empezará a comprender los puntos, los inicios y las pausas en una oración y el propósito de la puntuación. He aquí algunas sugerencias para que tu niño desarrolle habilidades de sintaxis: • Lee libros con rimas en voz alta. Puedes comprar libros que estén llenos de canciones y rimas infantiles. • Mientras lees, sigue las palabras con tu dedo. Esto le muestra a tu niño cómo avanza una frase; que un punto representa una pausa en el flujo de la historia y otras relaciones entre la lengua escrita y hablada. • Escribe una carta con tu hijo. Haz hincapié en las diferentes partes de la carta: introducción, oraciones, párrafos y final. Sobre la semántica Las habilidades de la semántica incluyen la capacidad de reconocer y definir palabras y predecir la trama de una historia. Otras habilidades son entender los personajes, conversar sobre el significado de un párrafo completo o una sección de un libro y hablar sobre un libro completo después de leerlo. También significa ser capaces de sustituir palabras con significados similares y diferenciarlas. Por ejemplo, "taza" y "tazón".

Agrupa los nombres por orden alfabético. explica el significado. Incluye la posibilidad de pronunciar las palabras y reconocer familias de palabras. Con cada rima. • Escribe los nombres de familiares y amigos. y pronuncia cada nombre con tu hijo. Esto ayuda a comprender la oración y el resto de la historia. como aquellas con 'ch' y con 'qu'. y deja que te lea la oración de nuevo. y sigue adelante con la oración. como “casa” y “cama” así como aquellas con sonidos similares pero diferente escritura. Si tu hijo está aprendiendo a leer en voz alta. tales como “casa” y “caza”. • Habla sobre el libro mientras lo lees. Acerca de la fonética La fonética es la parte mecánica del proceso de lectura. Si tu hijo se ha detenido ante una palabra complicada. pronúnciala. • Mantén el flujo. Pon atención a los problemas que se repitan con frecuencia . Por ejemplo. Algunas ideas para fomentar y desarrollar las habilidades fonéticas de tu pequeño: • Repasa con tu niño libros con rimas. En otra ocasión puedes regresar y revisar la palabra dificultosa. Cuando encuentre palabras nuevas o difíciles. pronúncialas y defínelas para él. • Pídele a tu niño que te lea. Consiste además en distinguir palabras que se parecen. Pídele a tu niño que adivine el final de la historia. señala las palabras que se parecen y habla de sus significados. no te detengas a mitad de la frase al encontrarte con una palabra difícil. Los cuentos de fantasía son excelentes para esto. versos y canciones. ¿en qué se diferencian “pato” y “gato”? • Usa libros de alfabeto para hablar sobre las palabras que tienen letras iguales y diferentes al principio y al final.He aquí algunas formas de fomentar las habilidades semánticas en de tu hijo: • Lee libros que cuenten historias.