Andreas Moritz, La limpieza hepática y de la vesícula, Ediciones Obelisco, 2006

Una limpieza del higado, ¿porqué?
Los cálculos biliares
− se forman en el hígado, pocos en la vesícula biliar − Son un obstáculo para adquirir y mantener la buena salud, la juventud y la vitalidad. − La congestión hepática causada por estos cálculos contribuye a la aparición de prácticamente cualquier tipo de enfermedad − Son constituidos por colesterol, lo que les hace “invisibles” a las tecnologías de rayos X y de ultrasonido. − Un 20% de los cálculos en la vesícula están constituidos de minerales, son duros y se pueden detectar facilmente con las modernas herramientas de diagnostico. − Cuando hay una cantidad excesiva de piedras a base de colesterol obstruyendo los conductos biliares del hígado, el ultrasonido revela un “hígado graso”, los cálculos de colesterol no son visibles.

Factores responsables
• Comer demasiado • Comer entre comidas • Comer pesado por la noche • Consumo excesivo de proteinas • Consumo excesivo de productos lácteos, grasas, dulces, refinados

Al remover estas piedras a través de varias limpiezas del hígado y manteniendo un estilo de vida y una dieta equilibrados • el hígado y la vesícula podrán restaurar su eficiencia natural y • el cuerpo puede mejorar o recuperar su salud

Ingredientes
La limpieza del hígado requiere 6 dias de preparación, seguido de las entre 16 y 20 horas que dura la limpieza. Se necesitan los siguientes ingredientes

Zumo de manzana Aceite de oliva extra virgen Sales de Epsom(sulfato de magnesio) Pomelo rosa o una mezcla de 50% de zumo de limón y 50% zumo de naranja 2 frascos grandes, uno con tapa

6 litros medio vaso de 250 ml 4 cucharadas soperas disueltas en tres vasos de 250 ml de agua el equivalente de dos tercios de un vaso de 250 ml

Preparación
Evite tomar cualquier medicamento, vitaminas o complementos que no sean necesarios para no sobrecargar el hígado.

Tome 1 litro de zumo de manzana (de preferencia orgánico) diariamente entre las comidas durante un periodo de 6 dias.
– El ácido málico en el zumo de manzana suaviza los cálculos biliares y facilita su paso por los conductos biliares.

Durante toda la semana evite tomar alimentos o bebidas frias, de origen animal y fritos.

Al sexto dia de tomar el zumo de manzana,
Asegúrese de limpiar su colon (hidroterapia del colon) antes de cada limpieza hepática para
– prevenir cualquier incomodidad o nausea durante la descarga hepática – asistir al cuerpo en la rápida eliminación de cálculos biliares.

– coma un desayuno ligero (avena cocida sería la opción ideal), libre de proteinas y grasas de origen animal. – almuerza verduras al vapor con arroz blanco. – ¡Después de las 14 h no coma o beba (salvo poca agua)! Esto es muy importante para garantizar el exito de la limpieza hepática.

El proceso de limpieza
Noche
18:00

Mezcle las sales de Epsom con el agua en un frasco, tendrá cuatro porciones de ¾ de vaso cada una. Tome su primera porción ahora. Las sales de Epsom dilatan los conductos biliares y tienen un efecto laxante. Beba su segunda porción de sales de Epsom (3/4 de vaso) Expríma los cítricos (pomelo o naranja y limón) y retire la pulpa. Necesita ¾ de vaso de zumo. Vacíe el zumo y el aceite (1/2 vaso) en el frasco, cierre u agite fuertemente hasta que la solución se vea aguada. Idealmente se tomará esta mexcla a las 22:00; si necesita ir al baño puede retrasarse Permanezca de pie al lado de su cama y beba la mezcla. ¡ACUÉSTESE INMEDIATAMENTE! Esto es esencial para que los cálculos se suelten. Acuéstese con la cabeza más alta que el abdomen, o pongase sobre su lado derecho, con las rodillas dobladas. Si puede, trate de dormir

20:00 21:30

22:00

Mañana siguiente
6:00-6:30 8:00-8:30 10:0010:30

Al despertarse, beba su tercer vaso de sales de Epsom (si tiene sed, puede beber agua tibia antes) Beba su último vaso de sales de Epsom Puede beber un zumo fresco; media hora después puede comer una o dos piezas de fruta. Una hora más tarde puede comer alimentos regulares, pero ligeros. Continue ingeriendo comidas ligeras durante los dias siguientes.

Durante la mañana y, quizás por la tarde después de la limpieza, tendrá varias evacuaciones aguadas (agua mezclada con piedras que flotaran en el inodoro) ¡IMPORTANTE! Es posible que algunas piedras se alojen en el colon y pueden causar irritación, infección, dolores de cabeza etc: Por esto es imprescindible de hacer una hidroterapia de colon al segundo o tercer dia de la limpieza hepática.

Después de unas 3 o 4 limpiezas de hígado se recomienda limpiar los riñones (ver libro).

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful