You are on page 1of 19

“Nunca me enfado por lo que la gente me pide sino por lo que me

niega.”
Antonio Cánovas del Castillo.
(Político, estadista e historiador español.)

Una historia real


para compartir
Juan Mendizabal
Entre Rios – Argentina
Para avanzar a la siguientes pantallas presione la tecla ENTER o haga click con el
botón izquierdo del mouse

Con Sonido
UNA HISTORIA REAL PARA COMPARTIR
De Auschwitz al espacio.

Hace muchos años asesinaron a un brillante adolescente pero,


gracias al primer astronauta israelí, sus sueños seguirán viviendo
hasta tocar las estrellas.
En 1944, un alto y muy delgado muchacho de 14 años formaba fila
en el gueto de Theresienstadt, los nazis lo empujaron a la fila de los
ineptos para el trabajo; por supuesto, era una sentencia de muerte.
En los años que llevaron a ese funesto día, Peter Ginz, artista local y
director de la revista clandestina del gueto, mantuvo su mente
funcionando aun cuando su cuerpo no podía hacerlo.
Pasó sus largos días de hambre en el gueto pintando y escribiendo,
creando imágenes de libertad, en las que los humanos podían
navegar por el mar y volar hacia la luna, dirigidos sólo por la
gravedad y el viento y no por las armas.
A pesar de su juventud, creó una colección de cientos de dibujos y
poemas.
También era un ávido lector, y en cada libro estampaba su nombre
junto a una profunda convicción:"La ciencia por encima de todo".
Aunque fue exterminado en Auschwitz a la edad de 14 años, sus
sueños de ciencia y libertad fueron preservados en 120 dibujos que
permanecieron ocultos en Theresienstadt.
Después de la guerra, un niño sobreviviente los sacó del escondite y
los entregó a los padres de Ginz, quienes tuvieron mejor suerte que
su hijo.
Cuando llegaron a Israel en los años 50 donaron esa colección al
Museo del Holocausto Yad Vashem, en honor a Peter.
Allí, en Jerusalén, los dibujos quedaron en exhibición, hasta que
recientemente uno de ellos se cruzó en el camino del primer
astronauta israelí, Ilan Ramon, y los sueños del joven judío tuvieron
una segunda oportunidad.
Durante el entrenamiento para su vuelo espacial, Ramón pasó
muchas horas reflexionando sobre lo que llevaría al espacio, además
de una colección de banderas israelíes.
Sabía que tenía que ser algo especial, que reflejara sus propias
experiencias y las del pueblo judío, al que representaría.
Durante meses, y con una guiñada, decía a los reporteros que estaba
incubando una sorpresa.
La idea para la sorpresa se originó cuando Ramon se encontró con
miembros de la sociedad estadounidense de Yad Vashem en Texas,
donde se estaba preparando con la NASA desde 1998.
Reflexionando sobre las memorias de su familia, de una madre que
sobrevivió a Auschwitz y de un abuelo y muchos otros parientes
muertos durante el Holocausto, comenzó a parecerle apropiado que
algo preservado de esa era debía acompañarlo en sus viajes
espaciales.
A solicitud de Ramon se pidió a la curadora de Yad Vashem de
Jerusalén, Yehudit Shendar, que elaboraran una lista de
posibilidades. Shendar sólo necesitó una mirada al Paisaje Lunar de
Peter Ginz para darse cuenta de que no era necesario ninguna lista,
calificando a la elección como "predestinada".
A Ramon le gustó la idea de establecer una conexión con antecesores
perdidos y esto se adecuaba perfectamente.
Al igual que Ramon, Ginz era talentoso en muchos temas,
incluyendo ciencias.
En sus días era muy inusual que imaginara viajes espaciales.
Buscaba descubrir nuevas fronteras, dijo Shendar:
"Después de encontrar el dibujo me di cuenta de que Ramon y Ginz
hasta tienen parecido físico".
Mas tarde descubrimos que el trasbordador espacial saldrá al
espacio el 19 de julio (después de la entrevista el vuelo fue
postergado), que es el cumpleaños del padre de Peter.
También encontramos que Ramon, sin saberlo, había estudiado en
su infancia con la sobrina de Peter Ginz.
Por cierto, dice la hermana sobreviviente de Peter, Eva Ginz
Pressburger, de 72 años, quien hoy vive en Beersheva, casi 60 años
después de que Peter soñara con libertad y espacio:
"Es como si Peter hubiera vuelto a la vida para cumplir su destino.
Hay dos clases de artistas: están los que documentan la realidad, y
quienes crean nuevos mundos.
Soñar con la libertad y nuevas clases de vida mantuvo vivo a Peter",
dijo su hermana.
"Su alma está viva en ese dibujo, y ahora es como si continuara a
través de la aventura del dibujo".
Ramon empleó palabras similares para describir sus sentimientos
acerca de Peter al hablar ante miembros de Yad Vashem:
"Siento que mi viaje al espacio cumplirá el sueño de Peter Ginz. Un
sueño que es la prueba última de la grandeza del alma del niño
aprisionado dentro de los muros del gueto, muros que no pudieron
ahogar su espíritu.
Los dibujos de Ginz son un testimonio del triunfo del espíritu" Y así,
dice ahora Ramon cuando el trasbordador Columbia de la NASA
salga al espacio, no solo llevara al primer astronauta israelí, sino
también algunos sueños que casi murieron en el Holocausto.
"Estamos mostrando al mundo que, sean cuales sean las
circunstancias, el espíritu judío y el pueblo judío seguirán viviendo".

Lauren Gelfond
Con información de The Jerusalem Post.
Si recibiste este mensaje, da gracias a Dios
de tener a alguien que piensa en ti.
No todos tenemos ese privilegio.

Si tienes algo para compartir, envíanoslo a:

buen_humor_2002@yahoo.es

Otras presentaciones las podes descargar desde aca:


http://buen-humor.netfirms.com
http://negocios-virtuales.no-ip.info/buenhumor/

Suscríbete a nuestro grupo de correos por medio del cual recibirás un


correo diario con mensajes reflexivos y buena onda
buen_humor_2002-subscribe@yahoogroups.com

Para colaborar con dinero para el mantenimiento de la lista ingresa aquí


http://buen-humor.netfirms.com/colaborar.htm

Buen Humor es un servicio totalmente gratis, a las personas que quieran realizar una
donación para el mantenimiento de la lista, pueden hacerlo aquí o escribiendo un
correo a buen_humor_2002@yahoo.es poniendo en asunto: COMO DONAR

Este pedido es para las personas que estén en condiciones económicas de hacerlo y
sientan la necesidad de realizarlo.