Fenómeno Duchamp El resultado del ready made en la historia del arte; alrededor de esto se escriben x ensayos, que si el acto

irreverente, que la revolución, que la novedad, mucho nisequé; me pregunto si duchamp no es una trampa, si era amigo o enemigo del arte, (me pregunto eso de muchos personajes íntimamente misántropos), y es que Duchamp terminó sus días jugando ajedrez, lejos del arte, como si hubiese llegado y de un golpe con su "originalidad" nos hubiese dejado en jaque mate, recordando el Séptimo Sello: Duchamp se sentó a jugar al ajedrez a las cinco; le ganó al arte. Luego la muerte venció a Duchamp, o debería. Pareciera que Duchamp fuera la verdadera prueba alrededor de la consciencia estética de un individuo. Yo misma estoy en jaque. A lo mejor porque hace poco era admiradora del arte conceptual, abstracto y radicalmente ideal, tratando de de-construir un "ultra-mundo" o "un rincón intranquilo" desde el que atacar la realidad. Como si con des-pintar la jaula se dejara de sentir el encierro o algo así... Duchamp hizo de una especide de dios, dijo: a ver niños, aquí está el jardín, en él hay todos los frutos y ustedes pueden comerlos todos... no hay nada prohibido; todo es tolerable... La trampa ya la descubrió Baudrillard: la tolerancia deviene en indiferencia y se nota. Una muestra de arte puede tener desde basura reciclada hasta equipos multimedia de última generación, puede hablar desde lo pornográfico hasta lo filosófico e incluso puede no hablar. Se teoriza mucho y no se llega a nada, posponer y diferenciarse solo ha servido para que se amplíe el vocabulario y se olvide el contenido. El cielo que nos tienen prometido está entre la decadencia y la esclavitud Duchamp propone objetos "estéticamente anesteciados" es difícil no pensar que seguía influido por los futuristas e influye también en una serie de personajes que abogarán por la destrucción, tiene razón el poeta cuando dice que se ha divorciado de su alma, el efecto del fenómeno Duchamp es un individuo hipnotizado, en el peor de los casos enfermo, programado para transgredir cualquier cosa que se le ponga en frente, me identifico con la transparencia del mal de francés, nos hemos transparentado como marionetas de tánatos y así como destruimos la naturaleza, la historia y lo sagrado habremos de autodestruirnos hasta el final. Ese es el camino que se vislumbra. La tarea del poeta, del artista, del intelectual, es preguntarse si es esto posible, no si puede hacerse porque de hecho ya está, sino si es lo únicamente posible en nuestra condición. Es hora de dejar de aceptar todo lo que nos dicen así como también es hora de empezar a escuchar lo que nos dicen. Si me preguntan la humanidad sigue en la infancia; pero ya se esbozó por ahí la figura del super-hombre. Cabe aclarar que le he puesto "fenómeno duchamp" como un representante que me es cercano por su quehacer en las artes visuales, sin embargo es realmente el enfoque de toda una configuración del mundo que debe ser examinada.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful