LA IDEOLOGIA DE LA REVOLUCION MEXICANA EN LA PERSPECTIVA DE UN SIGLO 1.

A diferencia de algunos, que en realidad son muchos, como el ilustre don Alfonso Reyes, quien en 1940 publicó un bello ensayo en el que afirmaba que la Revolución había nacido ciega, sin ideas, otros hemos siempre sostenido que no hay ni puede haber un movimiento político que no tenga ideas sobre lo que propone para alcanzar sus objetivos. A la Revolución Mexicana, en sus muy diferentes corrientes y facciones, la precedieron las ideas, aun antes de estallar. Convengo en que ningún grupo social o político de los que pusieron en marcha la Revolución coincidía con los otros en lo que pensaba y, tal vez, menos en lo que proponía. La Revolución, empero, fue también una lucha de ideas. Todos los pueblos, sobre todo en sus grandes momentos, incluso cuando pasan por un periodo de decadencia, forman sus mitos para explicarse su situación en el pasado y en el presente y para definir sus objetivos. El mito, claro, como lo entendía Mariátegui, el gran pensador marxista peruano, interpretando a Sorel: como una voluntad colectiva de creer y de actuar. Y en ello las ideologías cumplen su tarea. Ellas son las encargadas de definir la situación de los pueblos y de darle forma a sus demandas. Las ideas, es verdad, muchas veces son creadas y difundidas por individuos aislados que luego prenden en la comunidad; pero la misma gente del pueblo es capaz de crear ideas y de formular exigencias que luego plasman en auténticos idearios políticos y sociales. Nadie podría negar que el Plan de Ayala zapatista fue escrito por un profesor semianalfabeto que comete algunos errores de redacción; pero ni John Womack aventuró jamás la sugerencia de que a los pueblos zapatistas se les impuso el Plan desde arriba. Él mismo, lo que dice es que el Plan respondía entrañablemente a lo que los habitantes de los pueblos pensaban y exigían.

Desde luego. por ejemplo). y que acabó con la promulgación de la Constitución de 1917. por ejemplo. Eso ha ocurrido muchas veces a lo largo de la historia. publicado en 1908. que derribó la dictadura porfiriana. tuvo sus antecedentes y sus consecuentes y todos ellos deben tratarse por separado. Yo siempre evité. para que una obra individual se convierta en fuente de una ideología debe ocurrir. Pero con lo que llamo la ideología (o las ideologías) de la Revolución Mexicana la cosa es muy diferente. muy estúpido como para prestarle atención. como postulaba Marx. Del mismo modo en que no se puede soslayar la importancia que los escritos de Rousseau tuvieron siempre para los revolucionarios franceses. dejan su huella. si se había venido prolongando en el tiempo. Para el pensamiento agrarista mexicano fueron decisivas obras como Legislación y jurisprudencia sobre terrenos baldíos. Como todo hecho histórico o concatenación de hechos históricos. como estudioso de la Revolución. si la Revolución Mexicana había muerto o seguía viva o. en realidad. puede considerarse como el verdadero detonador de la Revolución (Emilio Rabasa así lo vio siempre. Nunca me puse a devanarme los sesos para saber. también. parafraseando a Lombardo Toledano. hacerme víctima de cuestionamientos que jamás me parecieron esclarecedores o útiles. fue tan importante que. sinceramente. hacer una aclaración necesaria. antes de continuar.2 Los individuos. la Revolución Mexicana siempre ha sido ese movimiento transformador de nuestro país que comenzó con la rebelión maderista. reencarnando como un ave fénix de sus cenizas. que sus ideas prendan en la mente de las masas. muchas veces también. publicada en 1895 (a mitad de la dictadura) o Los grandes problemas nacionales. . La sucesión presidencial en 1910. Para mí. de Wistano Luis Orozco. Todo eso me pareció. Quisiera. de Andrés Molina Enríquez y que apareció en 1909 (a un año de que estallara la Revolución). qué vivía y qué ya no vivía de ella o si ya había cumplido su misión histórica o. Muchos han estado de acuerdo en que el libro de Madero.

Las ideas con las que se justifica. luego recibieron una formulación diversa o. Ese es su objetivo primordial.3 Muchas de las ideas y propuestas que integran esa ideología. Todo corpus ideológico es susceptible de dividirse en decenas. se da el caso de que varias de las que se dieron antes y durante el movimiento revolucionario. el “reclamo democrático”. para decirlo con la expresión de Madero. son secundarias. tercero. vienen del pasado inmediato a su estallido. segundo. lo que se mantuvo como el eje rector de la ideología revolucionaria posterior a Madero y que quedó inscrito en la Constitución de 1917. con la Revolución Mexicana. lo que desencadenó la Revolución y derribó la dictadura. Incluso. en sus términos originales. Aquí señalaré los más importantes: primero. a veces son más importantes luego que se ha triunfado que antes. la cuestión de la tierra. Y no es de extrañar. de plano. Por eso mismo las ideas deben ser reformuladas o es preciso encontrar otras ideas que aclaren las antiguas o les den el sentido que en las nuevas circunstancias se requieren. Eso puede ser más fácil de explicarse si se hace el intento de dividir por rubros o grandes lineamientos el pensamiento ideológico de la Revolución. el nuevo derecho del trabajo. se transformaron en algo totalmente diferente de como eran en su origen. dotado de un poder Ejecutivo fuerte y predominante en el sistema de división de poderes. una nueva concepción del Estado. Pues todo eso pasó. pero muchísimas más se plantearon y se formularon hasta después de que fue promulgada la Constitución de 1917. que siempre fue la causa profunda del movimiento de masas de la Revolución. muchas se fueron integrando durante la lucha armada. como ya se apuntó antes. quinto. cuarto. desde mi punto de vista. a Carranza. inclusive. Podría decirse. la nueva doctrina internacional que debemos. en el fondo. que los pocos y muy . Lo que cuenta es el triunfo y la derrota sin condiciones del antiguo enemigo. Un movimiento revolucionario se emprende para cambiar un antiguo régimen por otro nuevo. que las ideas y propuestas o la ideología. en centenas o en miles de temas o capítulos.

Madero se había hecho de una amplia cultura. se van superando a sí mismos y se van renovando hasta dar el sentido de lo que se quiere o se propone y. apareció mucho después. pienso que con esos basta. pero. aunque no muy rica ni muy . a la vuelta de la esquina. 2. fue desarrollada por los constitucionalistas en el texto del artículo 123 de la Constitución. de acuerdo con las nuevas e incluso con las viejas convicciones. Y es. Se van ejecutando a sí mismas. además. estimulado por una realidad vertiginosa y variopinta. Eso ocurre todo el tiempo. igualmente. noveno. explicable: el pensamiento. octavo. siempre cambia sus perspectivas y su visión del mundo y busca adaptarse a lo nuevo. nunca permanecen idénticos a sí mismos y siempre van agregando o quitando. Estas jamás aparecen mondas y lirondas ni acabadas de una vez y para siempre. que no apareció durante los años de la lucha armada y que se propuso mucho después. también. No dudo de que habrá otros rubros que pueden ser muy importantes. popular y de masas que. la doctrina del intervencionismo estatal en la economía y el diseño de una economía mixta que. sexto. Los movimientos ideológicos son un continuum. del mismo modo. tratándose de las ideas. sólo apareció después.4 débiles movimientos obreros con los que se inició el movimiento revolucionario no pudieron o no quisieron formular como bandera propia y que. oteando nuevas rutas y procurando visiones cada vez más exactas y certeras para la acción. el pensamiento indigenista que. No puede ser de otra manera. la nueva concepción del desarrollo económico. puede suceder que la idea que parecía definitiva cambie radicalmente su sentido o hasta su significado. Todo lo anterior no debería sorprender. séptimo. no se vio ni como propuesta ni como reclamo durante el movimiento armado. como una sinfonía de pensamientos que se van articulando entre sí. a lo desconocido. para lo que me propongo. en cambio. una nueva doctrina educativa. a lo imprevisto.

en cuanto a ferocidad y determinación. Sabía lo suficiente acerca de la democracia que lo convenció de que era una idea que podía movilizar y poner en pie de lucha al pueblo. ¿En qué se fundaba? Es imposible decirlo. Lo bueno fue que éstos últimos fueron muchos y estuvieron dispuestos a seguirlo. más bien. no era un revolucionario al que le gustara llamar a la lucha final. lo que trataban con él quedaban fascinados. además. Pero sabía perfectamente lo que era la democracia (que haya confundido a Japón como una democracia casi no tiene importancia).5 disciplinada y muy sobrada de desorden y confusión. era un transformador. en un político. un predestinado. Madero. un individuo que estaba llamado a realizar grandes cosas. Era demasiado ingenuo. no cabe ninguna duda. los de entonces y los que vinieron después. si le hemos de creer a él mismo. era un conciliador y su peor defecto era que creía en los demás (eso. Y triunfaron. tal vez sólo en su enorme fe en sí mismo y en el pueblo como él lo veía. sus aficiones al espiritualismo y se han avanzado hipótesis sobre su esquizofrenia. los seguidores de Madero que. De que era un iluminado. un reformista en la más pura tradición decimonónica. Se ha tratado de documentar su misticismo. Sus apuntes personales lo revelan. Pero Madero se hizo instrumento de la historia y él mismo debe haberse sorprendido cuando se encontró con que hasta los zapatistas querían sumarse a la gran causa nacional que él estaba . Se sentía un elegido. es una tontería). dejaron cortos a los anteriores. Pero la idea de que el verdadero antídoto contra la poderosa dictadura de Díaz era el “ideal democrático” no le pudo haber venido de sus revelaciones o sus desvaríos de iluminado (éstos. inepto para convivir en un mundo de hienas como el que formaban los políticos mexicanos. Los que no lo conocían lo juzgaron un loco de atar. Todos los testimonios apuntan a señalar que Madero era un pésimo político y sus amigos y allegados nunca dejaron de notarlo en sus conversaciones y declaraciones. a darle la libertad al pueblo mexicano. lo pusieron en la senda y lo decidieron a actuar).

Los zapatistas querían las tierras. los intelectuales. entonces. Fueron los habitantes de las ciudades y de los pueblos pertenecientes a prácticamente todas las clases sociales (incluidos los trabajadores asalariados y los empleados). y también muchísimos campesinos y trabajadores rurales a los que los buhoneros les llevaban noticias. tenía razón. La verdad es que Madero nunca entendió que los humanos piensan en concreto y no se entienden mucho de ideales. los interlocutores de Madero. sino libertad para luchar por sus derechos. ¿Qué habrían hecho los zapatistas con la libertad cuando se encontraban tan telúricamente ligados a la tierra? En un brillante discurso ante los obreros de Orizaba. Madero les dijo que ellos no necesitaban pan. ¿Quiénes fueron. típicos clasemedieros que no tenían horizontes ciertos en sus vidas. Fue la gente que estaba fuera de los pequeñísimos y restringidos círculos oligárquicos. en el fondo. que no eran muchos pero que podían hacer sentir su presencia y su voz. pero se puede colegir. los que le dieron las masas en las calles de las ciudades que acabaron abrumando a la dictadura y la obligaron a recurrir a la represión abierta y al encarcelamiento del nuevo líder y le dieron. Sólo que para los obreros de Orizaba aquellas sonaban como palabras huecas. además. El resultado fue que se hizo enemigos a los zapatistas. Por ingenuo o por iluminado. En este caso es más convincente en su oferta. Dudo que eso lo haya entendido Madero. los profesionales liberales. no entendió que con los zapatistas no se podía tratar con ideales sino con compromisos serios que él no entendió cuáles eran. incluso muchos que tenían un buen nivel de vida. El les prometía la libertad. enemigos también duros y feroces. quién puede saberlo.6 encabezando. pero. sus grandes mayorías en las urnas? Sigue siendo una materia a estudiar. a los políticos o a sus líderes corruptos. Madero forjó un . La historia de México ha demostrado que los obreros luchan mejor por sus demandas cuando gozan de libertad que cuando están atados a sus explotadores.

los muy pocos que había entonces.7 mito. Todo mundo entendió el reclamo campesino. La reforma agraria masiva empezó en las tierras zapatistas. Eso fue lo que hizo el “ideal democrático”. Supieron que tener ideas. pero con ideas que legitimaran y explicaran frente al conjunto de la sociedad sus demandas y sus aspiraciones. Los campesinos siempre habían luchado por la tierra y sabían lo que significaba la violencia a la que se enfrentaban continuamente. hayan podido hacer el mismo aprendizaje. Luis Cabrera pronunció un memorable discurso en la Cámara de Diputados en el que reivindicó la reconstitución de los ejidos de los pueblos como medio para terminar con la explotación en el campo y. como enseñaba Madero. sino de reconstituir las tierras . No puede decirse que los obreros. y los otros seis meses toman el rifle y se vuelven zapatistas). El maderismo permeó en la sociedad mexicana y en todas las clases sociales por igual. con las ideas. era tener ideas políticas. La idea de Cabrera de la reforma agraria era bastante elemental. Fue el pago que Obregón hizo por el apoyo que los zapatistas le dieron en su lucha contra Carranza. incluso los zapatistas. No hablaba del reparto de tierras. supieron que su enemigo principal era el Estado y que. para luchar contra el Estado. Por la vía armada. porque no les quedaba de otra. Su hora debía venir después. En diciembre de 1912. al mismo tiempo. El maderismo les dio luces sobre un nuevo modo de lucha: se podía luchar también con la mente. cuál era el camino a seguir. Con Madero todos pudieron saber qué debían hacer frente a la dictadura. de acabar con las rebeliones rurales (seis meses trabajan en la hacienda. decía. tenían que aprender a luchar políticamente. Ellos sólo pedían que se restituyera a sus pueblos las tierras de las que habían sido despojados y que se les dotara de las mismas a los trabajadores del campo que carecían de ellas. El zapatismo nació de unas ideas plasmadas en un mal redactado Plan de Ayala que luego se perfeccionó. una voluntad popular de creer y de actuar que arrasó a la dictadura.

Chihuahua y Zacatecas. muy diferentes. que es lo que ejido quiere decir en latín. la Revolución no fue más allá de esto en materia agraria. que sabían hacer política por otros medios. Para Cabrera. de pueblos del desierto y de las zonas áridas en el norte. cuando comienzan a visualizar el Estado como el objetivo de su crítica y de su análisis y. de las ambiciones de quienes las sostienen. más todavía. Pero la ocasión llegó para todos. Muy elemental. Son el campo frente a la ciudad. si se considera que fue la cuestión de la tierra la que logró movilizar a las masas de la Revolución. Cabrera y los zapatistas coincidían totalmente en la tarea que debía hacerse en el campo. Realmente. el ejido era lo que había sido en la España medieval y en la Colonia: las tierras a las afueras del pueblo. Las ideas tienden a desintegrar a los pueblos cuando se ocupan de lo particular. de hecho. Una ideología que no se ocupa del . de manera muy ocasional. expropiando a los latifundistas que se hubieran apoderado de ellas. de lo que a cada grupo interesa. lograban unirse o identificarse con otros. De hecho. Pero se convierten en verdadera ideología. La Revolución Mexicana fue un mundanal desmadre. en ideología política. de lo cotidiano. Zapata y Villa son personajes en los que los pueblos encuentran su expresión manifiesta ante la nación. Una balumba de hombres y grupos que apenas podían distinguirse unos de otros y que. Y esas ideas las plasmó Cabrera después de la Ley del 6 de enero de 1915. con el ejemplo de Madero. Son sus cartas de presentación. Por supuesto que demostraron que sabían usar el último recurso de la política: las armas. los segundos fueron siempre sus fieles seguidores. Los pueblos zapatistas muy pronto encontraron a su dirigente natural. y sabían levantar ejércitos y ser guerreros avezados. en Durango. Los pueblos del norte. de orígenes indígenas en el sur.8 comunales de los pueblos. Pero estaban demostrando. En ambos casos hay profundas tradiciones comunales de lucha. también supieron encontrar su liderazgo. 3. Los primeros se separaron pronto de Madero.

irían con las masas. Vieron con . otras que todavía eran una simple promesa para el futuro. Hubiera podido esperarse que reivindicaran con mayor fuerza el “ideal democrático” maderista. Quienes mejor lo entendieron fueron los seguidores de Madero.9 Estado no es ideología. pero por otros medios. como lo eran los derechos de los trabajadores asalariados. se hicieron de un liderazgo de autoridad nacional y lo encontraron en Carranza. al igual que Madero. A sus enemigos los vencieron con increíble facilidad: tan sólo les bastó hacer suyas sus demandas y agregar. se aprestaron a la lucha armada y de inmediato encontraron la bandera que los justificaría frente a los pueblos: la Constitución. Ya habían aprendido lo suficiente sobre el papel que las masas estaban llamadas a desempeñar en la política y decidieron que. ya que durante su efímero gobierno. Su mayor virtud fue entender lo que estaba de verdad en juego en la lucha. Muy pronto la usurpación huertista fue barrida del escenario nacional. es idiosincrasia. incluso acusaron al apóstol asesinado de ser el causante del golpe. Pero entonces. Abjuraron de los ideales democráticos de Madero. en el mejor de los casos. con sus veleidades democráticas. y se prometieron no volver a cometer las mismas tonterías. De lo que se trataba era de conquistar el poder. además. Se llamaron a sí mismos constitucionalistas y combatieron la usurpación en nombre de una idea: la defensa de la constitución. no podían darse. si querían el poder. pero su interpretación de la realidad les enseño que la democracia en este país era un lujo que. Entonces comenzaron a desarrollar su doctrina del poder. La ideología siempre es política. pero sobre todo después del sangriento y brutal golpe de Estado del usurpador Huerta. La Revolución se volvió guerra civil. lo que Lenin en Rusia ya había entendido a la perfección. los constitucionalistas se encontraron conque tenían enfrente a enemigos de verdad formidables con los que no habían contado o de los que pensaban que simplemente los seguirían en su bandera. Revisaron cuidadosamente su ideario.

no necesitó de ninguna . en fin. no tenía bandera agrarista. El villismo. Ni los villistas ni los zapatistas tenían una idea clara del Estado y cuando fueron dueños de la Capital del país dieron muestras de no saber lo que era el poder ni cómo usarlo.10 los mismos ojos críticos con los que los porfiristas habían visto a la Constitución de 1857 y Rabasa se convirtió en su ideólogo: esa Constitución democrática y liberal no había servido y. inaugurando así la tradición típica del siglo XX del garantismo social constitucional. supieron hacer frente a las demandas populares que estaban en la base del estallido de la Revolución. Los villistas. La Ley del 6 de enero de 1915. Pero todo el texto de la Constitución quedó organizado de tal forma que lo que destaca como un elemento definidor del todo es la preeminencia de la institución presidencial en el Estado y en la organización y regimentación de la vida social en su conjunto. expuso. sin la que no podrían llevarse a buen término los programas y las transformaciones que la Revolución había planteado. ministro carrancista. Fue la primera Constitución del mundo que instituyó las garantías sociales de los derechos de los trabajadores del campo y de la ciudad (poco después le seguiría la Constitución de Weimar). además. En una serie de artículos que Félix Palavicini. no atendía en lo mínimo las exigencias del pueblo trabajador. publicó en 1914. La presidencia fuerte. remataba. por contrapartida. según rememoraba en 1932 su propio autor. Los carrancistas. Luis Cabrera. el nuevo ideario del poder de los constitucionalistas. hicieron de la Constitución vilipendiada su bandera. La Constitución de 1917 consagró el triunfo de los vencedores y de su ideología del poder. Los pactos de Veracruz entre el constitucionalismo y los dirigentes de la Casa del Obrero Mundial (o lo que quedaba de ella) demostraron. por lo demás. que los carrancistas también sabían lo que los trabajadores asalariados iban a representar en la futura política de masas. como si Emilio Rabasa lo hubiera escrito. buscaba socavar el consenso que sobre la cuestión de la tierra tenía el zapatismo.

Los vencedores descubrieron. justo en donde los extranjeros. los nuevos dueños del poder descubrieron que las cosas no surgían con sólo escribirlas en el papel. Muy pronto.11 justificación y aparecía como un fin en sí mismo. La soberanía nacional sobre las riquezas del país fue sólo una bella norma constitucional sin efecto alguno en la realidad. si no es que ya lo habían notado. para que el sueño de los herederos de Madero se hiciera realidad. tendría que llegar cárdenas para que comenzara a ser una realidad tangible. que su nuevo Estado era muy pequeño y débil y no sólo lo desafiaban los remanentes de los antiguos poderes dentro del país. sólo fueron esbozos iniciales durante los años de la lucha . así como a sus tribunales en caso de disputas. tenían sus mayores intereses. también. como se apuntó antes. Era como si con sólo ella la Revolución hubiese cumplido con su principal objetivo. En este punto. Debía venir Cárdenas y hacer su obra transformadora. Para que la nueva institución presidencial fuera una realidad se necesitaron más de veinte años y arduo trabajo de pacificación de la vida social postrevolucionaria. en una palabra. Debían aceptar. las grandes potencias y sus empresarios que se habían apoderado de enormes porciones de la riqueza nacional. la soberanía de la nación mexicana. norteamericanos e ingleses. Mucho de lo que identificamos como ideología de la Revolución mexicana. Carranza formuló en una serie de discursos la doctrina internacional de la Revolución a la que dio su nombre: no habría más abusos de los poderes extraños y debían someterse a nuestra Constitución y a nuestras leyes. Pero a los extranjeros eso los tenía sin cuidado y sabían que el nuevo Estado no tenía con qué someterlos a sus dictados. Pero la elemental doctrina Carranza fue sólo el inicio de un largo camino a través del cual los gobiernos mexicanos fueron elaborando sólidos principios de política internacional que tuvieron su raíz en los planteamientos nacionalistas de la revolución. La Constitución postulaba la preeminencia de la nación en la propiedad del suelo y del subsuelo. sino también los poderes exteriores.

El villismo fue al que le tocó el último turno. Desde luego. Excepto por lo que toca a los principios fundadores del nuevo Estado. Así ocurrió con la idea que se tenía de la reforma agraria. completas en algunas regiones. con la condición de que sería él quien decidiera cuándo y a quién expropiar. después de todo. Muy pronto los planteamientos de Cabrera y del plan de Ayala quedaron en el pasado. Muy pronto. Incluso llegaron al exceso de convertir a aquellas unidades productivas en ejidos colectivos. por decirlo así. dio lugar a un fenómeno de verdad notable en el desarrollo del proceso ideológico que surge de la Revolución: el sincretismo. pero su hora había de llegar. La alianza que se dio entre obregonistas y zapatistas después de la muerte de Zapata y en el propósito común de de derrocar a Carranza. inventado. Pero los experimentos zapatistas desde la Comisión Nacional Agraria le cambiaron la faz a la reforma agraria. Las restituciones y dotaciones fueron. casi de inmediato. Impresionados por las transformaciones de la Rusia de los soviets. el que al acelerar consistentemente los repartos le daría . fue hasta después de pasada la tormenta que tales esbozos fueron recibiendo una forma más o menos definitiva. redefinido o. en efecto. para lo cual les entregó la Comisión Nacional Agraria. los antiguos credos ideológicos enfrentados y antagónicos comenzaron a fundirse y a confundirse en nuevos idearios que produjeron. Después de su triunfo. la impresión de que todos los revolucionarios. casi todo lo demás tuvo que ser reelaborado.12 armada. pero en el resto del país fueron sumamente escasas. de nueva cuenta. incluso. Sería Cárdenas. en primer lugar en las zonas de influencia de los antiguos zapatistas. concibieron el ejido de otra forma. como una unidad de producción que se organizaría a partir de los núcleos de población (más o menos a semejanza de los koljoses soviéticos). habían luchado por lo mismo. Fueron los primeros de nuestra historia reciente. cuando Calles llegó al poder los deshizo todos en un santiamén. Obregón dejó que los antiguos secretarios zapatistas se hicieran cargo de la instrumentación de la reforma agraria.

sin duda. estuvo en la creación de las Misiones Culturales y en la obra que éstas realizaron. Por supuesto. pero no fueron tema de los debates ideológicos durante la Revolución. Faraónico en sus proyectos. José Vasconcelos. Lo puso al frente de la Universidad Nacional. primero. pidiéndole que hiciera lo que pensaba que debía hacerse con la educación del pueblo.13 también una concepción definitiva a la reforma agraria mexicana. la ciencia y las artes que puso al cuidado de Palavicini. Vasconcelos pensaba que había que llevar al pueblo la gran cultura del mundo y de la historia e hizo editar una maravillosa colección de obras clásicas de todos los tiempos para distribuir en las escuelas y en los ayuntamientos. y luego creó para él la Secretaría de Educación Pública. Algo que todavía resulta fascinante es cómo quienes propusieron las más importantes reformas del ideario revolucionario se hayan inspirado en la Colonia. Tenía a uno cerca y era de los grandes. En el porfirismo florecieron los estudios históricos y entre ellos los dedicados a la antigüedad mexicana. aunque en este último respecto Carranza creó en su gabinete un departamento encargado de la educación. sobre todo a los artistas plásticos. secundadas por Pastor Rouaix. lo primero que hizo Vasconcelos fue poner a trabajar para el Estado a los intelectuales y a los artistas. Molina Enríquez afirmaba que sus propuestas. cosa que a los políticos no les interesa en ninguna parte del mundo. sobre la cuestión de la tierra y la nueva teoría de la propiedad estaban inspiradas en la . el formidable desarrollo social que experimentó México después de la lucha armada hizo que aparecieran nuevos temas y dos fueron muy significativos de la transformación que el país estaba viviendo: el indigenismo y una muy peculiar doctrina educativa. Pero su mayor logro. Obregón era un político formidable y en cierto momento debió haber tenido la intuición de que los grandes intelectuales sirven para algo. Los edificios públicos se cubrieron de murales. Durante la contienda muy pocos hablaron de los indios y probablemente menos de lo que podría llamarse una política educativa.

indigenismo y educación se juntaron para hacer de la cuestión indígena una prioridad nacional. Era la fuerza de una ideología triunfante.14 experiencia de la Colonia: allá el titular fundador de la propiedad había sido la Corona española. la nación que. que dio lugar a la fundación del . México estaba colocándose en el centro de la atención mundial. muy pronto. La exaltación del pueblo. La arqueología acaba de empezar a dar sus frutos (a partir de las excavaciones de Gamio en Teotihuacán) y. aunque muchos seguían siendo trabajadores rurales. con la única diferencia de que ahora se trataba de nuevos latifundistas: los generales revolucionarios que así se habían pagado sus servicios a la causa. Y fue la obra de esas misiones y también de los grandes artistas plásticos de la época el que. Vasconcelos dejó una huella imborrable en el futuro de las doctrinas educativas del Estado mexicano. Los trabajadores del campo seguían siendo tan miserables como lo habían sido antes. Vasconcelos concibió su proyecto educativo a partir del ejemplo que le inspiraba la acción redentora y educativa de los misioneros españoles. de los campesinos y de los indígenas impresionaba a la gente culta del mundo que por aquellos años visitaba nuestro país. Lo único nuevo era la beligerancia que comenzaban a cobrar los trabajadores asalariados. Pero todo esto se debía a un mero impacto ideológico. pues la industria y los servicios seguían en pañales. De ahí el nombre de las Misiones Culturales. casi de repente. La tierra seguía estando en manos de latifundistas. después de la Independencia había heredado ese derecho. el país descubriera que México era un país indígena. con un pasado glorioso y con un legado que formaba parte del ser nacional. porque no costaba mucho dirigir la mirada a la realidad para darse cuenta de que en los hechos muy poco había cambiado o no había cambiado en nada. acá. Hay en la historia del nuevo régimen. un hito que representa un avance extraordinario en el proceso ideológico de ese mismo régimen: la Convención Nacional Revolucionaria de 1929. Por su gran cultura histórica. empero.

soberanía sobre los recursos naturales y. reforma agraria. de balance de la experiencia que habían acumulado los regímenes revolucionarios en doce aciagos años de gobierno de una sociedad a la que dominaron sin grandes peligros o desafíos mortales. rectoría estatal de la economía. sin un futuro claro y cierto. al grado de que en 1940 el sector ejidal poseía el 40 por ciento de las tierras laborables del país y se trataba de muy buenas . La reforma agraria tomó su forma definitiva. amén de muchas otras cuestiones que en los documentos básicos del nuevo partido se señalaron sobre temas educativos. política internacional (que poco después.15 Partido Nacional Revolucionario (PNR). economía mixta. sin embargo. El país. Sobre todo. los valores ideológicos de la Revolución o lo que había venido acumulándose como tales también se institucionalizaron. se trató de un análisis de recuento. la idea de un desarrollo económico nacional. nacionalismo revolucionario. lo que a muchos parecía. puede decirse. habría de recibir un jalón de la mayor importancia). Sin duda alguna. que fue entonces cuando comenzó a tomar cuerpo la doctrina de la política económica de la Revolución. de la que durante la lucha armada nadie tenía ni la más pálida idea. Eso. aunque muy vagamente formulada. etcétera. ahora detentadores del poder. seguía siendo el mismo de antes. con Genaro Estrada. atrasado y. vías de comunicación. a ciencia cierta. Aparecieron conceptos que luego se harían muy familiares: nacionalismo económico. habían llegado a su mayoría de edad ideológica. Muchos de los planteamientos elementales que los revolucionarios habían podido hacer durante los años de lucha ahora parecían exponerse con la mayor claridad. volviéndose valores hegemónicos e incontrovertibles. indígenas. En esos documentos se muestra que los revolucionarios. Entre otras cosas. Pero fue con Cárdenas en la Presidencia que el régimen de la Revolución Mexicana alcanzó su consolidación definitiva y la ideología revolucionaria cuajó como un sistema de convicciones y creencias de las que participaba una amplia mayoría de la sociedad mexicana.

sin que cumpliera con sus . la política exterior mexicana vivió sus más brillantes páginas y se prestigió en el mundo como no lo ha hecho en ningún otro momento. los presidentes repartieron cada vez peores tierras hasta que sólo fueron eriales. pero como apuntara William Cameron Townsend. aunque Inglaterra rompió sus relaciones con México. jamás les fue tan bien como cuando Cárdenas gobernó. excepto. La expropiación petrolera causó pequeños estragos.16 tierras. El último jalón. pudo tratar de primera persona y la obligó también a ser corresponsable en la conducción de la sociedad. vale decir. tal vez. Luego vino un prolongado vivir de los réditos y una prolongada decadencia hasta que el régimen priísta se terminó. Cosío Villegas postuló la muerte de la Revolución Mexicana. Los patronos mexicanos odiaron a Cárdenas. porque suprimió sus anteriores privilegios. con su gran aliado Vicente Lombardo Toledano. decía. se dio con la doctrina de la política de industrialización que se resumió en el Segundo Plan Sexenal del partido oficial. Ante la inminencia de la Segunda Guerra Mundial. biógrafo y amigo de Cárdenas. con lo que frustraron las perspectivas de la reforma y la despeñaron en el minifundismo improductivo. cuando se trató de la defensa de las revoluciones de Guatemala en los años cincuenta y de Cuba en los años sesenta. Con Cárdenas. Esta se había acabado. El país salió indemne de su odisea nacionalista. pero el país recuperó su subsuelo. Obligó a la clase patronal a organizarse y a darse una representación nacional con la que el Estado. Ya en la segunda mitad de la década de los cuarenta. Cárdenas convirtió al movimiento obrero en una fuerza gobernante. Podría decirse que con el gobierno de Cárdenas la ideología de la Revolución Mexicana alcanzó su máximo desarrollo. y lo hizo copartícipe y corresponsable del gobierno de la sociedad. Roosevelt prefirió hacer las paces. ahora Partido de la Revolución Mexicana (PRM) y que dio carta de naturalización a la política económica que luego se conoció como de sustitución de importaciones. Después de Cárdenas. el presidente. tal vez.

desde luego. pero fueron sólo eso. López Mateos hizo soñar a algunos revolucionarios mexicanos con un renacer ideológico y político. .17 promesas históricas. Hubo destellos. que López Portillo desapareció de un plumazo. Pero no hubo más sino un reiterado vivir a la sombra de un pasado que conforme pasaba el tiempo resultaba ser siempre menos glorioso. Echeverría asombró a un México que ya casi no creía en nada cuando revivió la experiencia de los ejidos colectivos. A él siguieron cuestionamientos y dudas sin fin sobre la vigencia de la Revolución y de su ideario.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful