EdiciónOnline N° 5 - 1a quincena de Octubre 2011

Salimos a la calle
¡Y saldremos nuevamente!
Este 5 de Octubre, junto a la muerte en combate de Miguel. celebramos el 27° Aniversario de la JRME

Juventud que Lucha ¡Rebelde es el Camino!

Se abre nueva fase la movilización estudiantil

¡A reagrupar fuerzas y seguir movilizados!
A mediados de esta semana, específicamente el día miércoles, todas las miradas en torno al movimiento estudiantil apuntaban a la mesa de “diálogo” que se supone resolvería en forma definitiva el trasfondo de estos 5 meses de movilización: la educación gratuita. Ante esto cabe hacer algunos aportes necesarios al análisis y a la discusión sobre esa situación en particular, y para esclarecer un panorama que hace al menos una semana se avecinaba bastante sombrío. Sólo quienes no hayan tenido la convicción clara de que la educación gratuita en nuestro país sí es posible fueron capaces de subirse a una mesa que nació fracasada. Y con esto no nos referimos a todos los secundarios, a todos los universitarios, ni menos a todos los profesores, sino a sus “dirigentes“ que fueron los que negociaron la subida. Y es necesario decir esto porque bien sabido es la abismal distancia que hasta nuestros días existe entre las bases movilizadas y la CONFECH, CONES y Colegio de Profesores, aunque la buena noticia es que estos meses de movilización significaron un avance gigantesco en cuanto a conciencia que desembocó en una desacreditación general de las organizaciones burocratizadas (llámese federación o centro de estudiantes) y en mayor presión por parte de las masas estudiantiles hacia sus dirigencias. El gobierno hace ya varias semanas que había establecido públicamente su política en materia de gratuidad: avanzar hacia un sistema gratuito para los “necesitados“ mediante becas, y el resto con créditos y desembolso familiar. Por lo tanto, el argumento de que recién la mesa de ahora vino a desenmascarar a un gobierno que no transa no puede significar otra cosa que una justificación barata de una mesa de negociación (porque digamos las cosas como son, la mayoría de los que se subió a la mesa estaban verdes por obtener “ganancias“ hace ya varios meses) que la mayoría del estudiante movilizado rechazó. Esta movida de la dirección del movimiento estudiantil se tradujo en una semana regalada al gobierno, que le permitió ganar tiempo y pasar a la ofensiva con una nueva ley de criminalización de las movilizaciones y presentando la Ley de Presupuesto para el próximo año sin que tuviéramos pito que tocar. Pero seamos optimistas. La bajada de la mesa de negociación y el proyecto de ley criminalizador de la movilización pueden dar pie, a corto plazo, claro está, a un nuevo ambiente de agitación, con las limitaciones que los cierres de semestres puedan imponernos. De lo que se trata ahora es denunciar tanto las negociaciones de mentira como a quienes son cómplices de ellas, incluyendo varios que dicen estar en nuestras filas y reorganizar nuestras fuerzas para continuar efectivamente la movilización. Además de esto, debemos prever las discusiones que es más que seguro se darán de acá a uno o dos meses más. Esto es, ¿de qué forma podemos continuar movilizados, en caso de que se nieguen dineros a las universidades y que se niegue la entrega de las becas producto del no inicio del segundo semestre?¿cómo afrontar el problema de todos los trabajadores de la educación, que ven con incertidumbre su estabilidad laboral como consecuencia de las movilizaciones? ¿cómo evitar desde ya los cierres de matrícula para los compañeros secundarios que repitan voluntariamente por estar en paro o en toma? Son todas estas discusiones que desde ya debemos impulsar en nuestros espacios y evitar lo ocurrido con el plan del CRUCH y el gobierno para cerrar los primeros semestres. Debemos sintetizar todo esto en un Plan de Emergencia, que responda con demandas concretas a todos los problemas surgidos de la movilización, para dar tranquilidad a los compañeros movilizados y adelantarnos a un posible plan desmovilizador y represivo por parte del ejecutivo.

¡Con más fuerzas que nunca, superemos la desmovilización de los cierres del primer semestre y sigamos adelante!

Online
Director Carlos M. Colaboradores
CADE Concepción CADE MUI Luis Schwaiger Rivera

Octubre
Publicación Oficial de la Juventud Rebelde Miguel Enríquez - JRME elmiguelito@mir-chile.cl jrme@mir-chile.cl

Contacto:

Octubre 2011 Año 1

Número 5

www.mir-chile.cl

Movimiento Estudiantil: Impacto en los Estudiantes Penquistas
Por CADE Concepción
En la actualidad Chile se encuentra en un momento crucial en lo que se refiere a las grandes contradicciones de la constitución chilena, la que ha sido impulsada fiel y vehementemente por los sectores neoliberales de la sociedad. En el caso especial de la coyuntura actual, las dimensiones y características de un sistema educativo enajenante, perverso y por sobretodo injusto e indigno para la clase trabajadora y el pueblo. Lo anterior ha generado uno de los procesos reivindicativos más importantes en los últimos años, basado en el descontento generalizado de la población por un sistema educativo mercantil en sus bases más profundas. El impacto que ha significado este movimiento en la sociedad chilena y en particular en Concepción, ha sido de gran magnitud, ya que distintos sectores se han sumado a estas luchas, entre obreros, portuarios, profesores, trabajadores de la salud, etc. Y han demostrado su apoyo en las distintas marchas o actividades a la lucha nacional por transformar el sistema educativo. Este movimiento ha graficado la necesidad de una lucha organizada desde y por las bases, centrada en la creación de espacios democráticos verdaderos, ajenos a los partidos y organizaciones que se dicen llamar “líderes del movimiento” y que hasta la actualidad, la única solución que han planteado ha sido la búsqueda de migajas y acuerdos entre ellos tivos, los secundarios nos hemos sumado a y el gobierno. una lucha que creemos es verdadera y justa. No solo apuntando a conseguir beneficios En Concepción el movimiento se ha cons- locales sino que, y lo más importante, betituido bajo el incondicional apoyo de una neficios para todos los y las estudiantes de gran parte de los estudiantes (universitarios Chile. y secundarios). Sin embargo esto ha ido declinando en la medida que ha transcurrido Colegios emblemáticos como el Salesiano, el tiempo y sobre el paso de una serie de el N°2 de Plaza Condell, el Experimental de sucesos que reflejan las disputas políticas Niñas, el Colegio Providencia, el Sagrado Coque se han dado en torno a la CONFECH, el razón y Liceo Enrique Molina Garmendia (el Colegio de Profesores, la Concertación-PC y tercero más antiguo de Chile), han sido alguel gobierno, sin que alguno de estos conglo- nos de los tantos establecimientos penquismerados logre levantar una lucha realmente tas que se han mantenido movilizados, ya reivindicativa y revolucionaria, en términos sea en tomas, paros, jornadas de reflexión, de una modificación profunda de la estruc- asumiendo su rol dentro de la movilización y tura del sistema educacional chileno, pre- adhiriéndose al contexto nacional de lucha. cisamente porque quienes los dirigen han amparado y alimentado el modelo neolibe- Los estudiantes penquistas apoyados fuerral que da sustento a la educación mercantil. temente por los trabajadores en las diferentes movilizaciones, han marcado presencia Pese a lo anterior, un amplio sector de los importante en el movimiento local, consiestudiantes penquistas ha mantenido ina- guiendo además el amplio respaldo de una movible su posición frente a esta situación, región que ha sido azotada por el rigor de la movilizándose, agitando, organizándose naturaleza, pero peor aún, por las contradicy sobre todo luchando por una educación ciones más profundas del sistema económidistinta. Los secundarios penquistas vivimos co y político chileno. no solo los embates de una catástrofe natural como el terremoto, sino además la cruel Los estudiantes secundarios de Concepción realidad de un proceso de reconstrucción seguiremos luchando día a día para alcanzar mísero, indigno y aún en pañales. Pese a las un sistema educativo estatal, gratuito y de precarias condiciones de los espacios educa- calidad.

Edición n° 5

Online

Desde la adversidad, construyendo para avanzar
Por Comité de Acción Directa Estudiantil y Movimiento Universitario de Izquierda
saber que la política de las JJ.CC. apuntaba hace varias semanas a una jugada rápida para integrarse a la mesa de negociación que les ofreciera los dividendos políticos necesarios para reciclarse en sus federaciones y en ningún caso dar la pelea hasta el final por la educación gratuita en lo inmediato. El problema de la mayoría de las federaciones fue que accedieron a las presiones de la JJ.CC. (en el CONFECH Coquimbo del 24 de Septiembre: http://www.slideshare.net/comunicacionesfeuach/sintesis-confech-ucncoquimbo) y no pusieron la confianza del movimiento estudiantil en las bases, ya que, todos sabemos que tarde o temprano van a ser las federaciones de la Concertación-PC las que van a romper el movimiento. Martes 04 de Octubre, 2011 Durante el CONFECH en Campus Lo Contador de la UC el martes 27 de Septiembre (http:// www.elmostrador.cl/media/2011/09/Comunicado-CONFECh-27-Septiembre.pdf ), se resolvió por parte de esa organización sumarse a la nueva mesa de negociación propuesta por Bulnes hace más de una semana. Esto en un ambiente de recalendarización del primer semestre en la mayoría de las universidades del país, que se suma a un nivel de desgaste progresivo en muchos espacios de participación estudiantil. Lo mismo ocurrió con la CONES realizada en Santiago y con la ACES, luego de que se pidiera su ingreso a la mesa por parte de la CONFECH. Frente a esta nueva fase de la movilización que los estudiantes de Chile hemos mantenido por ya más de 5 meses, nos vemos en la obligación de plantear un análisis más que necesario para no empantanarnos en una instancia que lo más probable es que nos lleve al fracaso. Otra vez. ¿Cómo se llega a la mesa? Una seguidilla de tropiezos Las condiciones por las que atraviesa el movimiento estudiantil no pueden ser más desfavorables en la actual coyuntura de movilizaciones. Los cierres de semestre masivos fue la política estrella por parte de los rectores y el gobierno para desmovilizar a los estudiantes, amenazando con pérdida de beneficios económicos y con la insolvencia de las universidades. Otra cosa no podíamos esperar por parte de ellos. Lo impresentable fue que un sector mayoritario de las federaciones estudiantiles a nivel nacional se cuadraron con los rectores en la propuesta de recalendarización, aún sabiendo que el único objetivo de ella era desmovilizar y desmoralizar al estudiantado. No fue necesario leer el documento encontrado en la USACH (https://docs.google.com/viewer?a=v&pid= explorer&chrome=true&srcid=0Bw_vqul_pI X9MWYwODVmYjktYjQ4OS00Mjc2LWExYTE tNmFmNjE1OGE5MmNl&hl=es&pli=1) para Desde la bajada de la primera mesa de negociación, es claramente el gobierno quien impone los ritmos al estudiantado, y nuestras dirigencias poco y nada hacen para revertir la situación. Eso se expresa en: los tiempos de discusión de la propuesta de subirse a esta nueva mesa (votada en tiempo express), no haberse anticipado a la presentación de la Ley de Presupuesto, permitir que aún cerrando semestres el gobierno no asegure los beneficios estudiantiles, etc. Incluso es el gobierno todavía quien decide por donde debemos marchar. ¿Por qué esta mesa y no la anterior? Esta es la pregunta que desde varios sectores nos hacemos. La primera mesa entablada por el gobierno fue rechazada tanto por secundarios como por universitarios por no cumplir las “4 garantías” que se le exigían al ejecutivo. Cabe señalar también que la CONFECH de Talca resolvió que los pisos mínimos que defender en cualquier mesa serían la gratuidad y el fin al lucro. ¿Alguien podría explicar en qué cambia el escenario hoy en día, cuando el gobierno rechazó en su mayoría estas garantías y se ha manifestado públicamente en contra del fin al lucro y en contra de la gratuidad al 100% de los estudiantes por aportes basales? Cualquiera que se haya subido a la mesa no podrá responder sino con hipocresía, cuando sabemos que la mayoría (excepto muy pocas) de las federaciones universitarias apoyó el plan desmovilizador del gobierno y el CRUCH de recalendarizar el primer semestre. El gobierno además ha manifestado que no será en ningún caso una instancia resolutiva porque esa capacidad la tiene sólo el Congreso, por lo que a estas alturas de la movilización la mayoría de las proyecciones nos indican que no es nada más que otra jugada para extender el conflicto y desgastarnos.

Por el lado de los secundarios, la CONES realizada en Santiago (entre el 24 y 25 de Septiembre) votó aceptar la mesa. Aunque lo correcto sería decir que la votaron sus dirigentes, puesto que en muchas regiones no se discutió ni votó. A eso debemos agregar que en una CONES anterior ya se había rechazado la mesa y adoptado una postura similar a la CONFECH en torno a la educación gratuita. La votación fue rechazada por las regiones I, IV, V y RM y al parecer por la mayoría de las bases secundarias que sintieron la pasada de máquina de sus dirigentes. Esto provocó que la CONES de ese domingo fuera “funada” por todos quienes están arriesgando su año escolar por la educación gratuita y la estatización de sus liceos.

Online

Octubre

Dentro de este escenario de desmovilización ¿Qué nos queda? ¿Vamos a aceptar la propuesta del ejecutivo de seguir financiando la educación mediante ayuda focalizada (becas y créditos), profundizando este Estado subsidiario, y por tanto, este modelo mercantilista de educación? Es en este contexto que llamamos a los estudiantes de Chile a no responder en la lógica del modelo. Si el ejecutivo nos plantea Superintendencia (a la demanda de estatización y desmunicipalización de los liceos) y becas-créditos, los estudiantes debemos develar con más fuerzas que nunca el carácter ilegítimo de la mesa de “diálogo” a la que nuestros “dirigentes” se han subido, por los antecedentes dados y por la más que previsible respuesta del gobierno. Así mismo llamamos a denunciar esa mesa y, junto a todos los actores sociales que se plantean un cambio sustantivo en nuestro país, a salirse de ella y dar la lucha hasta el final. No podemos considerar ninguna instancia de negociación con el gobierno como válida ni como un avance si no se aseguran las siguientes garantías: - Una educación gratuita, o sea, 100% de aporte basal con impacto en los aranceles y a corto plazo. - Educación Estatal, pasando los liceos municipales y particulares subvencionados a control directo del MINEDUC, a través de sus Secretarías Regionales.

- 6% del PIB de financiamiento por parte del ¿Qué hacer? Estado para educación. Hoy día más que nunca tenemos que unir- Fondo de Revitalización, en función de las nos a nivel nacional y golpear la mesa del universidades más pobres. CRUCH y del ejecutivo. Hemos visto una serie de contradicciones que vislumbran que - Que el CRUCH y el ejecutivo respeten la la fecha del 7 de octubre es ficticia como el decisión de los estudiantes a movilizarse sin límite de la inscripción para adquirir las beimponer más presiones para volver a clases. cas y créditos, es por esto que, tenemos que - Retirar el proyecto de ley que tipifica como articular un plan de emergencia que apundelitos las tomas, paros y otras medidas de te a resolver el problema de la paralización expresión de estudiantes y otros sectores. del año, vinculado con el conflicto de financiamiento universitario producto del CAE y - Un plan de emergencia que evite la pérdi- Fondo Solidario, las becas del próximo año, da de beneficios económicos, matrículas y no pago de aranceles de los compañeros puestos de trabajo de universitarios, secun- este año y el aseguramiento de las matrícudarios y trabajadores de la educación. las de los secundarios que repitan producto de la movilización. Hoy debemos adelantarPero no debemos quedarnos solo en ga- nos en la discusión y solucionar el problema rantías, tenemos que plantear una estruc- que vamos a tener en unos pocos meses tura que sistematice la discusión dentro de más, para darle la seguridad a nuestros comla mesa que queramos, que efectivamente pañeros de que nuestras becas van a estar y apunte a concentrar el debate en los temas así construir movilización. de fondo; junto a esto tenemos que plantear Hoy día la tarea de los estudiantes de iztiempos que reduzcan la discusión y que quierda es seguir dando la lucha interna y frenen la política de gobierno de apuntar el externa para no entregar la movilización desgaste del movimiento; además tenemos estudiantil a los que negocian, tenemos que que plantear los tiempos en los cuales se dar la misma pelea que dimos al comienzo debe poner en práctica lo que el movimien- de la movilización. Nuestro deber es ejecuto estudiantil demanda. Los más importante tar el segundo desborde del movimiento y es que los estudiantes de Chile decidan lo demostrar que este movimiento estudiantil que va a ocurrir con nuestro movimiento, lo llevamos todos los estudiantes y no los diy por esto, tenemos que dar la línea de las rigentes amarillos. proyecciones políticas y que la Mesa Ejecutiva de la CONFECH no venga a planteárnosla sutilmente.

¡Tenemos que salir a las calles a decirles al ejecutivo, a la casta política y a las dirigencias reformistas y amarillas con lenguaje revolucionario que nuestra convicción es clara! ¡Vamos a seguir luchando por una educación estatal, gratuita, laica, integral y de excelencia!

Comité de ACCión direCtA estudiAntil

Movimiento Universitario de Izquierda Online

Edición n° 5

El cierre de semestre: nuevas condiciones para la pelea estudiantil
Luis Schwaiger*
La verdad es que las acciones llevadas adelante por parte del gobierno junto a los rectores y parte mayoritaria de las federaciones estudiantiles1 demuestra lo que señalabamos hace varios meses atrás: que la conducción estudiantil (y de cualquier sector) recaiga en manos de los partidos tradicionales es un peligro en función de la contradicción de intereses que representa cada uno de los sectores en cuestión2. Señalamos este elemento para el análisis de cómo llegamos a una situación previsible, pero no menos sorpresiva y compleja pal movimiento estudiantil. Entendemos que era una situación previsible en cuanto el tiempo político lo controla aún y de manera considerable la “clase política”, y por tanto los mecanismos y dispositivos por los cuales chantajear a los estudiantes era algo que aparecería condicionando a un gran número –y me atrevería a decir la mayoría- de los estudiantes, tanto movilizados como no movilizados. Sorprende entonces que nos tome sin medidas que pudieran revertir tales amenazas e incluso pasar a resolver problemas contenidos en ese mismo tipo de políticas públicas que son parte del modelo educativo neoliberal cuestionado. condiciones en que el “chantaje” pasaba a ser una posibilidad virtualmente cierta para no pocos estudiantes, con el beneplácito de los “dirigentes”, dejaron poco margen de maniobra para impulsar una política de rechazo rotundo y absoluto sin –de algún mododesmembrar al movimiento estudiantil y hacerlo “combatir” al interior de sí, constituyendo potencialmente un sector importante de estudiantes - incluso de los que están movilizados - en “oposición”, desgastando el proceso y sus principales actores por la pelea que se podía generar. Obviamente también esto demostró una debilidad entre los estudiantes, aunque no podemos responsabilizarlos sabiendo que la conducción del proceso está –y continúa estando- en manos de un sector del continuismo que se erigió en “oposición” en los marcos del modelo político binominal3. la expresión concreta del poder de los estudiantes de base no lograremos irrumpir con nuestros propios tiempos políticos y creando organismos de representación y dirección que provengan de los propios estudiantes, y tendremos que buscar las mejores salidas posibles en los escenarios que se nos presenten, todo esto en la perspectiva de una lucha que es ininterrumpida y que no culminará hasta alcanzar nuestros objetivos. Todos desearíamos que el estado de cosas actual cambiara rápidamente, sin embargo, dependerá de varios factores que aún no maduran y que los estudiantes hoy podemos hacer que maduren: que se comience a construir una fuerza política y social alternativa junto a los trabajadores y pueblos de nuestro país. En este tarea es necesario entonces saber que el único camino es acumular fuerzas, ir fortaleciendo los organismos de base e ir generando los recambios necesarios4 de dirigentes y estudiantes consecuentes con la lucha por una Educación Estatal, Gratuita, Laica y de Excelencia…

En este escenario es que no podemos sino proponer que ante una situación adversa y compleja como la que se nos presenta hoy, es fundamental resguardar la unidad estudiantil por la base, más allá de las situaciones coyunturales que se abren o cierran al calor de la lucha por los cambios estructurales. Es preciso comprender, en esta dirección, que mientras no tengamos mayores grados La situación final de tomar una decisión en de organización y las federaciones no sean
1

Por un Nuevo Sistema de Educación… ¡A Cambiar la Constitución! La Pelea es Peleando… Hasta Vencer
tación estudiantil de manera directa.
4

Cabe destacar que nos referimos a los dirigentes y sus partidos, que en general tienen una agenda política propia, distinta según los objetivos para lo que sirve la fuerza alcanzada y demostrada por los estudiantes en las calles. Nos referimos, por un lado, a los “dirigentes” que son parte de los partidos tradicionales; y por otro, a los estudiantes de base y sus organizaciones, que han demostrado una verdadera diferencia programática y de demandas, más allá de las supuestas convergencias –que sólo es oportunismo- con los dirigentes señalados.

3

2

Y no es que nos podamos sólo basar en la “necesidad” de terminar el semestre para dar señales; importantes “señales” se sumaron a la táctica de desmovilización de la mesa ejecutiva del CONFECh: bajadass de huelga de hambre, la subida a la mesa de negociación, el “plebiscito” del 7 y 8 de octubre –que no es otra cosa que una supuesta “salida” al conflicto, coronando la traición al movimiento estudiantil, pero saliendo “victoriosos” a través de los resultados del mismo-. Todas estas acciones desarrolladas desde la Mesa Ejecutiva son parte de la política de desmovilización que debemos afrontar organizadamente y luchando al interior de nuestras Ues y liceos para democratizar las estructuras de represen-

Recambio que puede ir dándose en la medida que también peleamos al interior de nuestras Ues y liceos por democratización y por nuevos contenidos curriculares, vinculando la pelea nacional con los espacios locales concreto, organizándonos con profes, trabajadores de la educación, padres y apoderados, etc. para exigir cambios a niveles intermedios del Estado (Seremis, Intendencia, Municipalidades…) buscando además crear expresiones embrionarias de poder local.

*Compañero de la JRME Presidente del CC.EE. de Antropología de la UACH 2007 - (2008) Vocero de la Facultad de Filosofía y Humanidades UACH (2008) Dos veces candidato a la Federación de Estudiantes de la Universidad Austral (2005 y 2010)

Online

Octubre

Tercera Entrega

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful