You are on page 1of 2

LESIONES DE COLUMNA CERVICAL. Anatomía. La columna vertebral esta formada por 33 huesos llamados vertebras.

7 cervicales, 12 torácicas, 5 lumbares, 5 sacras fusionadas y 3 a 4 coccígeas fusionadas. La columna vertebral se une en su parte superior a la zona posteroinferior del cráneo y en la parte inferior a los huesos coxales de la cadera. La columna vertebral esta recubierta por músculos que sirven para dar movimientos, estabilidad, soporte y protección a la parte ósea como al contenido nervioso que viaja atreves de la columna. Paralelamente a la columna van arterias y venas encargadas de dar circulación a las estructuras del tronco posterior. Entre vertebra y vertebra esta el disco intervertebral, que amortigua las cargas de la columna. En el interior de la columna vertebral, en el canal medular, se encuentra la medula espinal y las raíces de los nervios raquídeos que comunican al cerebro con los órganos y estructuras del cuerpo y viceversa. La medula espinal conduce información sensitiva y motora principalmente. La columna cervical esta formada por 7 huesos pequeños, las dos primeras son de gran importancia ya que permiten los movimientos de la cabeza y soportan el peso de esta – atlas y axis –. El atlas (C1) se articula con los cóndilos occipitales del cráneo y las superficies articulares de axis (C2). Del cuerpo de axis, sale una proyección hacia arriba (diente) que se articula con la cara posterior del arco anterior de atlas. Todas las articulaciones están recubiertas por ligamentos que dan estabilidad y firmeza a estas uniones.

Cinemática del trauma. Los principales accidentes que ocasionan algún daño en la columna ocurren por descuido del nadador y por falta de señalización de las piscinas. Los escenarios más comunes son lanzamientos al agua en piscinas de baja profundidad, lanzamientos al agua sin la técnica apropiada e impactos contra las superficies laterales (rompeolas) de la piscina. La cinemática del trauma para lesiones cervicales comprende principal mente fuerzas de aceleración y desaceleración súbita, mecanismos de impacto en el cráneo o en el cuello, caídas de alturas mayores a dos veces la altura del paciente, y fuerzas de compresión sobre el esqueleto axial.

Fisiología de la lesión cervical. Las principales lesiones cervicales que se pueden presentar son: fracturas vertebrales por impacto directo o por compresión, luxaciones y subluxaciones, esguinces (latigazo). Estas

debe colocar el inmovilizador cervical y una camilla rígida o de rescate acuático para movilizar al paciente fuera del agua. Para movilizar al paciente nunca trabaje solo incluso si usted es el único que sabe realizar la atención inicial del paciente. Al acercarse al paciente procure hacerlo con delicadeza ya que cualquier movimiento brusco puede generar un daño mayor. Es importante tener en cuenta que la atención de un paciente con este tipo de lesión requiere de equipos especiales para su inmovilización y transporte hasta un centro de atención especializada. B buena ventilación. ¿Cómo reaccionar? Al ocurrir el accidente se debe conservar la calma e informar inmediatamente al socorrista de la piscina. . pero si el accidente tiene compromiso medular. Remita al paciente a un centro hospitalario para una evaluación minuciosa y un tratamiento adecuado. igualmente se debe llamar a la línea única de atención de emergencias 123 para solicitar los equipos de inmovilización y traslado. Atención inicial del paciente con lesión cervical. C circulación. En caso de que necesite alinear las extremidades o la cabeza debe procurar hacerlo despacio evaluando el dolor o la sensibilidad del paciente en caso de que este consciente.lesiones pueden comprometer las diferentes estructuras: vertebras. Si tiene el equipo adecuado. parálisis temporal o permanente de las extremidades o de todo el cuerpo y hasta la muerte por compromiso de los sitios especializados para la respiración o el latido cardiaco. Cualquier tipo de daño en la región cervical es grave. Debe realizar una inmovilización adecuada de la columna cervical evitando los movimientos y procurando que la vía aérea del paciente quede fuera del agua. no olvide que de la atención inicial depende la buena recuperación del paciente. Primero debe verificar el estado de conciencia del paciente e inmediatamente iniciar con el ABC de la atención inicial. ruptura de nervios raquídeos o compresión de estos. ligamentos y músculos e incluso la medula espinal y los nervios raquídeos. La lesión cervical con compromiso medular o de nervios raquídeos puede provocar perdida de la sensibilidad. Estas lesiones en la medula pueden ser elongaciones. A vía aérea permeable. es de suma importancia realizar un procedimiento adecuado para lograr la recuperación del paciente. rupturas parciales o totales. compresión.