Rechazan la expulsión de tres líderes huelguistas de la UPR

La UJS dijo que la Junta de Disciplina de la UPR de Río Piedras recomendó desestimar los cargos contra Adriana Mulero e Ian Camilo Cintrón Por Cristina del Mar Quiles (INS) La Unión de Juventudes Socialistas repudió hoy las sanciones impuestas por la admnistración de la Universidad de Puerto Rico (UPR) en Río Piedras a tres de sus miembros líderes huelguistas, pero advirtieron que las medidas no detendrán las acciones que consideran van en defensa de la educación pública. Los jóvenes Adriana Mulero Claudio e Ian Camilo Cintrón Moya fueron suspendidos por uno y dos años respectivamente por la rectora del recinto de Río Piedras, Ana Guadalupe, mientras que Ibrahim García González fue expulsado de por vida por el presidente de la UPR, Miguel Muñoz. "Le decimos a la administración universitaria que no importa cuántos estudiantes sancionen o expulsen, la lucha va a continuar por la UPR", manifestó uno de los portavoces de la UJS, Francisco Fortuño. Otra de las portavoces, Marianela Méndez, llamó la atención sobre el proceso disciplinario en el que, según dijo, no desfiló evidencia para vincular a Cintrón y a Mulero por lo que se le acusaba. Además, señaló, que en ambos casos, la Junta de Disciplina recomendó desestimar los cargos, pero la rectora, aún así, determinó suspenderlos. Tras haber sido suspendido sumariamente, el joven Ibrahim García se le acusó de haber agredido al jefe de la División de Seguridad y Manejo de Riesgos, Jorge Rodríguez, durante un motín suscitado el 7 de marzo pasado en la Escuela de Arquitectura. A Ian Camilo Cintrón Moya y a Adriana Mulero Claudio se les responsabilizó por la manifestación del 13 de enero de 2011 y por los actos de encapuchados que irrumpieron en el centro de estudiantes del recinto riopedrense durante una marcha en contra de la imposición de una cuota de $800. A Cintrón Moya se le impuso una suspensión de dos años y una probatoria por dos años adicionales. Mientras, a Mulero Claudio, estudiante de maestría en Estudios Hispánicos, se le suspendió por un año, que culminará el próximo 14 de enero, por lo que la joven tiene planes de matricularse nuevamente el próximo semestre. García González, quien ha quedado imposibilitado de retomar sus estudios en el sistema universitario público del país, dejó claro que su conciencia está tranquila.

"A Ana Guadalupe y al presidente Miguel Muñoz, en la graduación, miles de estudiantes les dieron la espalda mientros ellos daban sus discursos. A mí nadie me da la espalda, a mí la gente me ve en la calle y me dice Sigue pa' lante", dijo sobre el apoyo que ha recibido. "Nosotros dormimos tranquilos. Jorge Rodríguez (el jefe de seguridad al que se le acusó de haber golpeado) no me mira en la cara en los tribunales porque sabe que está enmañado en una agenda de perseguir a unos estudiantes y esa conciencia se lo come día a día y se le ve en la cara", añadió. Por este incidente, García enfrenta un proceso judicial que se verá el próximo 15 de noviembre a las 9:00 a.m. en el tribunal de San Juan. La UJS ha convocado a una manifestación en apoyo al joven frente al centro judicial.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful