You are on page 1of 11

Vol.

2, Número 6 (2006) – II Trimestre

LA

TELEMEDICINA COMO HERRAMIENTA DE FORMACIÓN CONTINUADA.

EXPERIENCIAS
Milagros García Barbero

Y PERSPECTIVAS DE FUTURO

RESUMEN
La telemedicina puede definirse como “el uso de las tecnologías de información electrónica y de comunicación para apoyar y facilitar la asistencia sanitaria cuando la distancia separa a los participantes”. Mientras que en otros campos de la actividad empresarial, el uso de las tecnologías está muy desarrollado como instrumento de formación y comunicación, en el campo de la medicina, su uso sigue estando poco extendido y pocos países han hecho una apuesta política de implantación. Sin embargo, empresas y universidades empiezan a ver un potencial de negocio importante tanto en provisión de servicios como en mantenimiento de la competencia profesional, no sólo a nivel nacional sino internacional.

1. EL CONCEPTO DE

TELEMEDICINA

Cuando hablamos del uso de estas tecnologías como instrumentos de formación debemos diferenciar el uso de la informática como plataforma para el aprendizaje y el uso de las tecnologías de la información y comunicación (TIC) como sistema de interacción entre el “profesor” y el “alumno”. Existe una gran variabilidad en el uso de los nuevos términos relacionados con estas tecnologías y con la informática. Dentro de la denominación de ciber-salud o ciber-aprendizaje (eHealth; eLearning) se incluyen cosas tan dispares como el uso de CDs, sistemas de información en ordenadores, bases de datos, registros electrónicos de pacientes, el uso de internet o del e-mail; libros

García Barbero, Milagros

RevistaeSalud.com

electrónicos, etc. Por Telemedicina, que es el objeto de este artículo, entendemos -“el uso de las tecnologías de información electrónica y de comunicación para apoyar y facilitar la asistencia sanitaria cuando la distancia separa a los participantes”- (Marilyn J. Field, 1996). Un CD puede ser un excelente instrumento educativo de formación a distancia pero no entraría dentro del concepto de telemedicina.

2. SU

UTILIDAD

La información puede viajar a cualquier parte del mundo en escasos minutos, permitiendo su uso no sólo a nivel nacional sino internacional, mediante sistemas digitalizados, videoconferencias o la www , a través de infraestructura terrestre o satélites. Aunque todavía existe una diferencia importante en la accesibilidad y el uso de sistemas de comunicación entre los países y lo ciudadanos, el acortamiento de las mismas en los últimos 10 años (Figura1), nos puede hacer suponer que en los próximos 10 años Internet se convertirá en la forma mas eficaz de acceso a los profesionales en muchos países.
Figura 1. Evolución del uso de Internet según el nivel de desarrollo de los países

Aunque se piensa que el uso de estas nuevas tecnologías es potestad de los países mas desarrollados, en realidad para algunos países en vías de desarrollo es el único medio de que la información llegue a los profesionales que la necesiten. La pregunta ya no es si Internet es útil en la capacitación profesional, que está demostrado que lo es, sino que aplicaciones son las más adecuadas para una situación concreta.

Vol. 2, Número 6 (2006) – II Trimestre

La telemedicina como herramienta...

No todas las tecnologías o estrategias son útiles para todos los propósitos, ¿Qué pretendemos que el alumno aprenda?, ¿Qué problema queremos solucionar? ¿Cómo podemos facilitar ese aprendizaje? ¿Qué ventajas representa la telemedicina respecto a otros métodos de aprendizaje y que relación coste-beneficio podemos obtener?, son preguntas que cualquier educador debería plantearse al diseñar un programa educativo. El aprendizaje con nuevas tecnologías necesita entornos y modelos diferentes a los del aprendizaje tradicional. El profesor tiene que cambiar de función de “transmisor de información” a asesor y consultor y el alumno pasar de un sujeto pasivo a un aprendiz activo. En la era del conocimiento y de las comunicaciones las TIC constituyen una herramienta imprescindible que cada vez tiene un mayor impacto en la formación continuada de los profesionales sanitarios. La tecnología no es la panacea a los problemas de la formación continuada, pero permite la creación de nuevos entornos y la adaptabilidad a diversas situaciones y necesidades profesionales. La tecnología no genera conocimiento per se pero sin duda, facilita y apoya su diseminación. La necesidad de mantener la competencia profesional de por vida, y las dificultades de muchos profesionales para ausentarse del lugar de trabajo, desplazarse o absorber los costes económicos del aprendizaje presencial, convierte a la telemedicina en un medio idóneo para llevar a cabo un aprendizaje pertinente, basado en las necesidades profesionales y con la posibilidad de adaptarse a los horarios mas adecuados, sin necesidad de desplazamiento y a un coste mucho menor. (Brumage, 2001). El desarrollo de aplicaciones y programas de formación se ha concentrado fundamentalmente en aquellas especialidades en las que la imagen es un elemento fundamental, seguidas por las que necesitan transmisión de sonido. La dermatología, radiología y cirugía son las especialidades que han tenido un desarrollo más acusado en los últimos 10 años . En la Figura 2 puede verse la distribución de las actividades en telemedicina del departamento de salud de los estados unidos por sectores y en la Figura 3 el uso de la telemedicina según las distintas especialidades.

García Barbero, Milagros Figura 2.

RevistaeSalud.com

Distribución de las aplicaciones de telemedicina distintos sectores en el Departamento de Salud de los Estados Unidos en 2002

U.S. Department of Health and Human Services

Health Resources and Services Administration
Te le me dicine Applications FY 2002
45 40 35 30 Programs 25 20 15 10 5 Continuing Education Education/Preceptor School 0 Long Term Care Rehabilitation Prisons/Jails Home Care

Prof Degree

Services

Special Settings/Applications

Figura 3. Distribución de las aplicaciones de telemedicina en el Departamento de Salud de los Estados Unidos en 2002 por especialidades médicas

U.S. Department of Health and Human Services

Health Resources and Services Administration
Telemedicine Applications FY 2002
45

40

35

30

Programs

25

20

15

10

5

Mental Health

Infec Disease

Facilities
Endocrinolgy

Dermatology

Neonatology

Pediatrics

Oncology

Diabetes

Nutrition

Ob/Gyn

Surgery

Clinical Services

ENT

0

Pulmonology

Orthopedics

Trauma/ER

Cardiology

Neurology

Radiology

Vol. 2, Número 6 (2006) – II Trimestre

La telemedicina como herramienta...

3. SU APLICACIÓN EN EL

DESARROLLO DE PROFESIONALES SANITARIOS

Aunque actualmente existen programas en los que el objetivo principal del uso de la telemedicina es la formación de profesionales, inicialmente ésta comenzó a utilizarse como una herramienta para la provisión de servicios en áreas aisladas o poco accesibles demostrando posteriormente su valor añadido en el desarrollo profesional al realizarse el aprendizaje en el lugar de trabajo y sobre las necesidades reales. El programa de dermatología del norte de Noruega en el que médicos generales consultan con los dermatólogos del Hospital Universitario de Trömso los problemas de sus pacientes mediante el uso de una cámara de fotos digital y el correo electrónico, ha conseguido que en 10 años los médicos de primaria sean capaces de solucionar el 90% de los problemas de dermatología que se les presentan, sin que se haya disminuido la calidad (Josendal O y cols. 1991; Pedersen S. 2005). El ejercito americano, que fue pionero en el desarrollo de la telemedicina como instrumento de provisión de servicios en sus bases distribuidas en distintos países, ha introducido, programas específicos de formación a distancia adaptados a las necesidades de los profesionales destacados en las distintas partes del mundo. (Brumage MR y cols.2001; Doktor R y cols 2001). La telemedicina le permite, no solo acceder a distintas bases a la vez, sino adaptar la formación a los problemas y contexto de cada base. Las consultas primaria-especializada de pacientes reales, transmitiendo datos o fotos o sonidos en lugar de desplazar al paciente, bien mediante tecnología digital o videoconferencias, constituyen un método idóneo no solo de aumento de la accesibilidad de los pacientes a consultas de especialistas y mejora de la calidad de los servicios sino de aprendizaje de médicos de primaria. (Crandall LA. y Coggan JM. 1994; Cornisa PA. y cols. 2003; D'Souza M. y cols 2001; Haythornthwaite S. 2002; Hussain P y cols 2004; Schopp,L.H. y cols 2005) y del aumento de la confianza en sí mismos ( Haythorthwaite S, 2002; Whitten P & Love B, 2005).

García Barbero, Milagros

RevistaeSalud.com

La Figura 4 (Manakova S, 2001) muestra la evolución de las consultas de primaria de la región de Arkhangelsk en el norte de Rusia con el hospital Universitario de Trömso en Noruega en un proyecto de provisión de servicios y formación de cooperación internacional.

Figura 4. Evolución de las consultas primaria-especializada mediante el uso de la telemedicina

300 250 200 150 100 50 0 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002
Patients Consultations

2003

La cirugía asistida mediante telemedicina empezó a utilizarse a principios de los años 90 como apoyo a profesionales que debían solucionar casos no habituales en su práctica cotidiana. Los estudios de calidad de las intervenciones muestran resultados similares a los obtenidos mediante procedimientos convencionales, aunque con unos periodos de tiempo quirúrgico algo más largos. (Eadie,L.H.y cols. 2003; Burgess,L.P.A. 2002; Link,R.E.; Schulam,P.G. & Kavoussi,L.R. 2001) . No hemos encontrado estudios en los que se haya evaluado el tiempo quirúrgico una vez adquirida la “soltura” necesaria después de la formación, pero podemos suponer que se equipara en un corto periodo de tiempo al de los cirujanos cuyo aprendizaje haya sido presencial.

Vol. 2, Número 6 (2006) – II Trimestre

La telemedicina como herramienta...

Las videoconferencias se han convertido en un instrumento de trabajo habitual para evitar desplazamientos y en una herramienta de formación en muchas empresas ya que permite conectar diversas instituciones a la vez con el consiguiente ahorro de recursos y de tiempo. La mejora de la tecnología en los últimos 5 años ha permitido una buena calidad de la imagen y el sonido y su utilización en la formación de profesionales sanitarios. La evaluación posterior a la formación ha mostrado resultados satisfactorios. (Bontempi JMB & Runyan CW, 1999; Brown JP 1994; Hussain y cols 1999, Richter y cols, 2003). Un problema que puede plantear la telemedicina como instrumento de provisión de servicios y formación podría ser el rechazo de los pacientes pero hasta el momento, los estudios de satisfacción de los pacientes sobre su uso, como instrumento diagnóstico, de segunda opinión o de seguimiento muestran un alto grado de satisfacción de los mismos. El acortamiento de periodo de espera, el no tener que trasladarse de centro o de desplazarse de una ciudad a otra, con el consiguiente ahorro de tiempo y de dinero y el no tener que visitar distintos especialistas son las causas más comunes en el grado de satisfacción. (Brown-Connolly N. 2002; Filler R &Pavan A. 1999; Whitten P & Love B. 2005).

4. PERSPECTIVAS DE

FUTURO

Debido a que el uso de estas tecnologías para la provisión de servicios, puede originar problemas de financiación, éticos y legislativos y requiere un cambio de cultura y organización de los profesionales y las instituciones, su gran potencial de uso está todavía muy lejos de ser alcanzado. La Unión Europea en los programas marco V y VI destinó una gran cantidad de fondos al desarrollo tecnológico de TIC para su empleo en salud y aplicaciones médicas, aunque se concentró mas en el desarrollo de infraestructura y aplicaciones como la tarjeta electrónica, o los registros electrónicos, con el fin de facilitar la movilidad de los

García Barbero, Milagros

RevistaeSalud.com

ciudadanos de la Comunidad. El programa marco VII sin embargo se ha enfocado más a la utilización de la tecnología y no ha su desarrollo. Muchas instituciones y sistemas en todo el mundo han visto el potencial de negocio de desarrollar centros de calidad de formación a través de la telemedicina. HEALTHLINE es un Proyecto Europeo que ha creado una red de instituciones que comparten, información, programas educativos y consejos a los profesionales o instituciones sanitarias que los requieran (Arcarese T y cols.2000). En USA desde hace 10 años están surgiendo centros de teleformación en instituciones privadas y Universidades. Holanda quiere extender sus Centros de Formación y tratamiento anticoagulante mediante telemedicina al resto de Europa (Hoijtink,E.J. y cols 2005). Ciber-academias internacionales y centros de aprendizaje, regional, como la Fundación IAVANTES de Andalucía, nacional o internacional irán surgiendo cada vez con más fuerza. Estos centros estarán dotados con las diferentes metodología electrónicas que les permitirán cubrir una amplia gama de necesidades de formación. Videos y videoconferencias, CDs, informática e Internet; simuladores y casos simulados, bases de datos, conexiones en tiempo real, etc A pesar de la lenta implementación de la telemedicina en los sistemas sanitarios, la necesidad de reducir los costes, asegurar la calidad y facilitar el desarrollo continuado de los profesionales ayudado por la mayor confianza de las nuevas generaciones en el uso de las tecnologías convertirán el uso telemedicina, en un futuro no muy lejano, en un instrumento diario de la práctica médica. Los sistemas tendrán que adaptarse presionados por los ciudadanos y por la competencia de aquellas instituciones mas avanzadas. Asímismo las TIC ayudaran en cierta medida a solventar el largo debate de la responsabilidad de la formación continuada de los profesionales sanitarios ya que permitirán, a los responsables de la asistencia sanitaria, bien sea el estado, las aseguradoras públicas o las aseguradoras privadas, proporcionar formación relevante a sus profesionales en un gran número de áreas técnicas, a un coste razonable eliminando además los gastos de desplazamiento o sustituciones. Como decía Victor Hugo (1802-1885) “nadie puede parar una idea cuyo tiempo ha llegado”.

Vol. 2, Número 6 (2006) – II Trimestre

La telemedicina como herramienta...

5. REFERENCIAS

1. Arcarese,T.; Boi,S.; Gagliardi,R. Information dissemination and training: Two key issues for consolidating and strengthening the results of health telematic projects. Studies in Health Technology and Informatics 2000;57:137-43 2. Brown-Connolly N. Patient satisfaction with telemedical access to specialty services in rural California. Journal of Telemedicine and Telecare 2002;8:710Brumage,M.R.; Chinn,S.; Cho,K., Teleradiology in a military training area; Journal of Telemedicine and Telecare 2001; 7(6):348-9; 3. Burgess,L.P.A. Telemedicine: Teleproctored endoscopic sinus surgery. Laryngoscope 2002;112(2):216-19 4. Cornish,P.A.; Church,E.; Callanan,T.; Bethune,C.; Robbins,C.; Miller,R.. Rural interdisciplinary mental health team building via satellite: a demonstration Project. Telemedicine Journal and e-Health 2003;9(1):63-67 5. Crandall,L.A.; Coggan,J.M. Impact of new information technologies on training and continuing education for rural health professionals. Rural Health 1994; 10(3): 208-215; 6. Dick P, Filler R, Pavan A. Participant satisfaction and comfort with multidisciplinary pediatric telemedicine consultations. Journal of Peditraic Surgery 1999;34:137-42 7. Doktor,R.; Johnson,E.; Bangert,D. Designing web based telemedicine training for military health care providers. Journal of Continuing Education in the Health Professions 2001; 21(3):162-69) . 8. D'Souza,M.; Hustig,H.; Montgomery,W. Telehealth in rural and remote mental health: A review of the use of telepsychiatry in education, training, treatment, discharge planning and a health economic evaluation of the telemedicine service. Australian and New Zealand Journal of Psychiatry 2001; 35(4):A/7 9. Eadie,L.H.; Seifalian,A.M.; Davidson,B.R. Telemedicine in surgery [review]. British Journal of Surgery 2003;90 (6) 647-58 10.Field MJ. Editor; Committee on Evaluating Clinical Applications of Telemedicina., Telemedicine: A Guide to Assessing Telecommunications in

García Barbero, Milagros

RevistaeSalud.com

Health Care. Institute of Medicine, 1996The National Academies press, Washington DC, USA 11.Haythornthwaite,S. Videoconferencing training for those working with at-risk young people in rural areas of Western Australia. Journal of Telemedicine and Telecare 2002; 8 (suppl3):S3 12.Hoijtink,E.J. y cols Rascher,I. Telemedicine training and treatment centre "a European rollout of a medical best practice" . Studies in Health Technology and Informatics 2005; 114:270-3 13.Hussain, D. Melville, R. Mannings, D. Curry, D. Kay, and P. Ford. Evaluation of a training and diagnostic ultrasound service for general practitioners using narrowband ISDN [abstract]. Journal of Telemedicine and Telecare 5 (Suppl 1):S1, 1999. 14.Hussain,P.; Deshpande,A.; Shridhar,P.; Saini,G.; Kay,D. The feasibility of telemedicine for the training and supervision of general practitioners performing ultrasound examinations of patients with urinary tract symptoms. Journal of Telemedicine and Telecare 2004; 10(3):180-2 15.Josendal O, Fosse G, Andersen KA, Stenvold SE, Falk ES. Distance diagnosis of skin diseases. Tidsskr Nor Laegeforen. 1991;111(1):20-2. 16.Link,R.E.; Schulam,P.G.; Kavoussi,L.R. Telesurgery: Remote monitoring and assistance during laparoscopy. Urologic Clinics of North America 2001: 28(1):177-8 17.Manakova S, 2001. . Report of subsidiary project: Telemedicine in North-West Russia, 2001. Tromso Telemedicine Center, Tromso, Noruega 18.Pedersen S; 2005. Telemedicine - a practical experience. Oral presentation. European Forum of Medical Associations and WHO. Oslo, Norway, 11-12 March 2005 19.Richter, M. Richter, H. U. Wursten, and U. Laffer. Telemedicine: videoconferences in the service of surgery and surgical training? European Surgery - Acta Chirurgica Austriaca 35 (1):55-57, 2003. 20.Schopp,L.H.; Johnstone,B.; Reid-Arndt,S. Telehealth brain injury training for rural behavioral health generalists: supporting and enhancing rural service

Vol. 2, Número 6 (2006) – II Trimestre

La telemedicina como herramienta...

delivery networks. Professional Psychology, Research and Practice 2005; 36(2):158-63) 21.Whitten P, Love B. Patient and provider satisfaction with the use of telemedicine: Overview and rationale for cautious enthusiasm. Journal of Postgraduate Medicine 2005; 51 (4): 294-300. 22.World Health Organization, 1997. Unpublished document, WHO/DGO/98.01, A Health Telematics policy: in support of the WHO’s Health-for-All strategy for global health development, Report of the WHO Group Consultation on Health Telematics, Switzerland. 11-16, December, World health Organization. Geneva,